Moluscos

Metazoos celomados. Habitat. Anatomía. Reproducción. Clasificación

  • Enviado por: Eva Diana
  • Idioma: castellano
  • País: México México
  • 9 páginas

publicidad
cursos destacados
Geometría Analítica
Geometría Analítica
En el curso de Geometría Analítica aprenderás los fundamentos de esta rama de las...
Ver más información

Geometría Básica
Geometría Básica
En el curso de Geometría Básica aprenderás los fundamentos de esta rama de las matemáticas....
Ver más información


LOS MOLUSCOS

Características generales:

Son metazoos celomados, con un cuerpo blando, no segmentado. Típicamente tienen simetría bilateral, aunque a veces algunos la pierden por experimentar su cuerpo un enrrollamiento en espiral o por el diverso desarrollo de las partes: una cabeza, una masa visceral recubierta por un repliegue de la pared del cuerpo llamado manto, que forma una concha protectora y deja una cavidad alrededor del cuerpo denominada cavidad paleal, y un órgano musculoso, el pie.

Por el número de especies y de individuos, son el segundo grupo en cuanto a tamaño de todas las formas animales.

Habitat:

Casi todos los moluscos son acuáticos: marinos la mayoría, pero algunos viven en agua dulce. Los pocos que habitan el medio terrestre, necesitan un ambiente muy húmedo y entre estos, figuran algunos gasterópodos adaptados a este tipo de vida como los invertebrados de mayores dimensiones. Un ejemplo es el calamar gigante, que puede alcanzar una longitud de 17 metros.

Anatomía externa:

El aspecto del cuerpo de los moluscos es muy variado, por lo cual es difícil dar una descripción que se adapte a las diferentes formas.

Externamente se aprecian las siguientes partes:

-Cabeza: Está situada en la parte anterior y se continúa con otra parte del cuerpo, el pie. En ella se sitúan los órganos de orientación en forma de tentáculos con misión táctil, olfativa y también se sitúan los ojos, la boca y los órganos del equilibrio.

En algunos moluscos puede faltar esta región cefálica.

-Pie: Masa musculosa en forma de suela y que forma la locomoción del animal, mediante contracciones y distensiones.

En diversos moluscos el pie adquiere formas y funciones diversas.

-Masa visceral: Estructura situada sobre el pie y que aloja en su interior la mayoría de órganos ó vísceras del animal.

-Manto: Formación de la pared del cuerpo que recubre la masa visceral. Es el encargado de segregar una cubierta dura, la concha, de naturaleza caliza. En algunos moluscos la concha es interna.

-Cavidad paleal: Hueco que existe entre el manto y la masa visceral. En ella se encuentran los órganos respiratorios y a la que van a parar los conductos de todas las vísceras.

Anatomía interna:

Aparato digetisvo:

Es un tubo que recorre al animal de un extremo a otro, a veces enrrollado. Dispone de partes diferenciadas: boca, esófago, estómago, intestino y ano.

En la boca se encuentra un órgano musculoso a modo de lengua, la rádula, con dientecillos que la recubren, que sirven para masticar y unas glándulas salivales. Con este órgano, los moluscos pueden arrancar fragmentos sólidos de vegetales, o perforar estructuras duras.

Junto al estómago se encuentra una glándula, el hepatopáncreas, que segrega los jugos necesarios para la digestión. El ano se encuentra en la cavidad paleal.

Aparato circulatorio:

Comprende un corazón rodeado por una cavidad pericárdica y algunos vasos sanguíneos. La circulación es abierta y lagunar: la sangre sale del corazón por un vaso dorsal y, luego, pasa a cavidades del cuerpo, de donde regresa a las branquias y de ahí al corazón.

Aparato respiratorio:

Está formado por dos o cuatro branquias en forma de peine situadas en la cavidad paleal. En los moluscos terrestres la cavidad paleal se transforman en un pulmón.

Aparato excretor:

Está formado por dos nefridios (semejantes a embudos filtrantes tapizados de células ciliadas) situados alrededor de la cavidad pericárdica.

Sistema nervioso:

Es ganglionar y tetraneuro, es decir, que los ganglios se unen de cuatro en cuatro.

Reproducción:

Siempre es sexual, y del huevo nace una larva llamada velígera . Algunos moluscos son hermafroditas. En ellos no hay desarrollo larvario y de los huevos nacen unos pequeños caracoles provistos de una débil concha.

Clasificación:

Gasterópodos

Constituyen un grupo de animales invertebrados, con categoría taxonómica de clase que se integran dentro del tipo de los moluscos.

Características generales:

Esta clase agrupa los llamados caracoles, junto a otras formas. Son animales modificados respecto del plan general porque han sufrido un enrollamiento que afecta a la masa visceral y a la cavidad paleal. Por eso adopta la forma cónica tan característica de los caracoles. La concha se segrega siguiendo esta disposición y crece en forma de espiral.

Algunas conchas de los gasterópodos se utilizan para la elaboración de nácar; otras especies producen perlas, que alcanzan cierto valor.

Existen varios millares de especies de gasterópodos; se encuentran representantes en todo el mundo, y en estado fósil aparecen a partir del cámbrico.

Los gasterópodos comprenden unas 65000 especies de caracoles, la forma más típica, y de babosas ó caracoles desprovistos de concha, agrupados en tres subclases:

Los prosobranquios, o caracoles de mar, presentan sexos separados y el aparato branquial suele encontrarse por delante del corazón, como Patella o lapa y Conus o cono;

Los opistobranquios, también marinos pero hermafroditas y con el aparato branquial situado por detrás del ventrículo. Pueden carecer de concha; y los pulmonados,o caracoles terrestres,que son también hermafroditas y respiran aire atmosférico a través de la cavidad paleal, transformada en un saco llamado pulmón, como Hélix,o caracol de huerta, y Arion o babosa de tierra.

Hábitat:

La mayoría de estos animales viven en el mar (como las lapas) y pueden incluso ser pelágicos (pterópodos); otros son terrestres, como las babosas y caracoles o habitan en las aguas dulces,como la Limnaea.

Anatomía externa:

Poseen el cuerpo blando, provistos de glándulas y dividido en cabeza, pie y saco visceral.

la cabeza posee de dos a cuatro tentáculos, retráctiles y con los ojos en su extremo, que son sensoriales. Su forma es cilíndrica o aplastada y en su parte anterior se encuentra la boca, con dos labios, una mandíbula cartilaginosa denticulada y una lengua recubierta de dientecillos, llamada rádula con la que roen los alimentos. El tamaño y las características de la rádula varia según las especies.

El pie es fuerte y contiene los principales órganos. Al ser muy elástico le permite el desplazamiento, ayudándose de la secreción de sustancias mucosas para facilitar la marcha; en la parte superior del extremo del pie poseen una placa córnea - el opérculo - que sirve para cerrar la concha cuando el animal se refugia completamente dentro de ella.

El saco visceral se encuentra rodeado de un repliegue (el manto) que secreta una concha calcárea y dextrosa, enrollada en espiral, cuya ornamentación y tamaño son variados.

Anatomía interna:

En el saco visceral se halla el aparato digestivo y el respiratorio, el sistema nervioso, el corazón, los riñones y el aparato reproductor. La torsión del saco visceral puede modificar el número de órganos.

Algunos órganos, pares en los demás moluscos, se reducen aquí a uno solo (una branquia, un nefridio, una gónada ,una aurícula ).

Esta misma torsión provoca que la Cavidad paleal (cavidad de función respiratoria) se sitúe preferentemente hacia delante. En ella desembocan el ano y el aparato excretor y reproductor, y se sitúan los órganos respiratorios (branquias o pulmones).

En los gasterópodos marinos los órganos respiratorios están formados por una o dos branquias, en forma de pluma o de peine, situadas en un repliegue del caparazón; por el contrario en los gasterópodos terrestres y de agua dulce la respiración se realiza por medio de un pulmón, que es un saco de la cavidad paleal, formado también por un pliegue del caparazón.

El aparato digestivo, que tiene un voluminoso hematopáncreas, el circulatorio y el sistema nervioso están muy bien desarrollados.

Reproducción:

La mayoría de los gasterópodos son hermafroditas. La gónada puede ser un órgano de doble función que produce espermatozoides y óvulos. La fecundación es interna y disponen de órganos copuladores.

Pero también de algunos de ellos, entre los que se encuentran gran parte de los posobranquios, tienen sexos separados; estos son ovíparos y colocan sus huevos en masas gelatinosas o dispuestos en filamentos, cilindros o cintas.

* Algunas formas habituales de gasterópodos:

En el mar:

Patella, género que reúne a las lapas, con una concha poco espirilizada y de forma cónica; aparecen adheridas a las rocas de la costa.

Cypraea, o porcelanas, con una concha pulimentada y de coloración brillante; las conchas de porcelanas se venden como objetos ornamentales.

Littorina, los más característicos caracolillos de mar, muy abundantes; son los conocidos bígamos.

Muere, las cañadulzas, con una concha erizada de espinas; se venden en el mercado y se suelen consumir como aperitivo.

En aguas dulces:

Limnaea, con una amplia voluta inicial, y espiras apretadas y puntiagudas en el extremo.

Planorbis, con la concha en una espiral cerrada y plana.

En los campos:

Helix,el caracol de huerta.

Cepae, más pequeño, de concha amarillenta.

Gasterópodos sin concha:

Arion, la babosa, de cuerpo negro o rojizo.

Limax, el limaco,con líneas en el cuerpo como los caracoles.

Acéfalos

Clase de moluscos caracterizados por la falta de una cabeza diferenciada. (en griego acéfalos significa “sin cabeza”).También se les llama lamelibranquios por la forma laminar de las branquias, o pelecípodos por la base en forma de pequeña hacha, o bivalvos porque su cuerpo esta encerrado en una concha formada por dos valvas.

Características generales:

Los bivalvos son animales filtradores; se nutren de las partículas alimenticias que penetran con la corriente de agua que atraviesa su cuerpo. Esto provoca que en algunas épocas del año acumulen en su organismo larvas de otros seres vivos, tóxicas para el hombre. Esto sucede en las llamadas mareas rojas, cuando ciertas algas unicelulares (dinoflagelados) se reproducen activamente. En estas épocas la ingestión de bivalvos, especialmente mejillones, puede ser tóxica para el hombre.

Hábitat:

Los acéfalos, de los que se conocen alrededor de 5000 especies, en gran parte marinas, pero existen formas de agua dulce.

Normalmente, los bivalvos son sedentarios y reposan en el fondo del mar o adheridos a las rocas.

Algunos acefalópodos tienen la curiosa particularidad de excavar la roca a la que se fijan; esto se realiza o mecánicamente, con el movimiento de las valvas, como hacen las fóladas, o químicamente, por medio de especiales secreciones ácidas, como hacen los litodomos o dátiles del mar.

Anatomía externa:

Su cuerpo esta comprimido lateralmente y encerrado entre dos conchas o valvas articuladas, que se cierran por acción de unos músculos especiales y gracias a ello el animal puede protegerse en el interior. En casos excepcionales, abriendo y cerrando bruscamente las valvas, algunos lamelibranquios logran desplazarse y nadar propulsados por el chorro de agua que generan.

No tienen cabeza diferenciada. El pie tiene forma de hacha, es grande, musculoso y sale por la parte ventral de las valvas; le sirve al animal para excavar en la arena y para desplazarse, presenta una glándula que segrega el “biso” para adherirse a las rocas.

El manto posee dos aberturas que sirven para que entre y salga el agua en la cavidad paleal. Esta muy desarrollado y envuelve completamente al individuo, adherido a las valvas por su cara interior. Los bordes del manto son ricos en terminaciones sensibles táctiles e incluso fotosensibles.

A veces, el manto forma dos prolongaciones, o tubos, llamados sifones, que tienen la función de introducir y arrojar el agua del interior del animal.

Alrededor de la boca, disponen de palpos labiales, prolongaciones sensibles al tacto. Sin embargo no tienen rádula y el tubo digestivo, que tienen una estructura muy simple, presenta la rareza de atravesar parte de la cavidad del celoma.

Anatomía interna:

Los órganos realmente notables y característicos son las branquias, en forma de extensas láminas, de ahí el nombre del grupo. Estas branquias, son repliegues de piel perforada y cubierta de células con órganos vibrátiles. Con estos órganos, los lamelibranquios generan una corriente constante de agua y arrastran las partículas orgánicas de las que se alimentan.

En las branquias y sobre la superficie del manto, se hallan numerosas pestañas vibrátiles, que les sirven para llevar a la boca el alimento, constituido por pequeños organismos y residuos orgánicos.

Reproducción:

Los lamelibranquios son unisexuales, se fecundan externamente mediante la expulsión de espermatozoides y óvulos al medio o dentro de la cavidad paleal. No obstante, esta expulsión se realiza en las épocas de madurez y como respuesta a señales químicas que sensibilizan a los individuos que viven en proximidad; de esta forma garantizan una mayor probabilidad de encuentro entre los gametos.

Clasificación:

Se conocen unas 8000 especies vivas de bivalvos y cerca de 15000 fósiles. Son bivalvos la almeja, el mejillón, la ostra, Tridacna o tila de agua bendita, con mas de un metro de longitud y 200 kilos de peso, etc.

En la clase de los lamelibranquios se agrupa a los moluscos que cubren su cuerpo con una concha formada por dos valvas articuladas.

Se dividen en dos ordenes: los asifonados y los sifonados; estos últimos están provistos de dos sifones, uno dorsal y otro ventral , para la circulación del agua.

Los acéfalos son en su mayoría de sexos separados y se reproducen por huevos; algunas especies, como la ostra, son hermafroditas, con desarrollo sucesivo de las funciones masculinas y femeninas.

Carecen por lo general de órganos sensoriales; no obstante , alguno de ellos, como la venera, poseen un gran numero de ojos pequeños, llamados ocelos.

A título de ejemplo, y sin pretender una relación exhaustiva, podemos citar los siguientes géneros:

Mytilus, el mejillón, de característica concha negra y alto valor como fuente de proteínas en la alimentación; conocidos los períodos de toxicidad, que varían de una región a otra y que siempre son anunciados públicamente, la ingestión de estos moluscos no reviste ningún problema y su consumo es recomendable por muchos motivos.

Ostrea, las ostras, de concha externamente informe, se incrustan en las rocas; han sido literalmente devastadas de los litorales mediterráneos.

Solen, la navaja, con concha en forma de estuche alargado.

Pectem, o concha de peregrino, capaz de nadar con sus valvas.

Donax, uno de los varios géneros que popularmente se nombran como almejas; Dosinia y Spisula son otros tipos de almejas; también lo es Venerupis

Cerastoderma, el popular berberecho.

Curiosidad:

El número de especies frecuentes es muy grande. Muchas tienen interés gastronómico y se encuentran en el mercado. Algunas son objeto de especial atención por su valor alimentario y se crían en establecimientos industriales, como en el caso de los mejillones y las ostras, que son sometidos a procesos de depuración con aguas filtradas para evitar la acumulación de toxinas.

Cefalópodos

Son los moluscos organizativamente más complejos y que alcanzan mayor nivel de desarrollo.

Se conocen unas 600 especies vivientes y unas 10000 fósiles. Fueron muy abundantes en el pasado especies que disponían de caparazón externo, pero actualmente sólo una especie, Nautilus, posee concha exterior. Los demás cefalópodos vivos, o no tiene concha o está encerrada dentro del manto.

Características generales:

Clase de moluscos muy evolucionados, de cuerpo simétrico, cabeza voluminosa con grandes ojos y pie transformado que constituye los tentáculos que rodean la boca, la cual se encuentra en posición ventral.

Destacan por el gran desarrollo de su sistema nervioso y por la posesión de órganos de los sentidos muy complejos, especialmente los de la visión.

Las pruebas realizadas con pulpos demuestran un grado sorprendente de inteligencia y memoria, muy superiores al resto de los invertebrados.

Hábitat:

Todos son marinos.

Anatomía externa:

Poseen una cabeza muy bien diferenciada, con boca provista, en algunas especies, de una mandíbula articulada, quitinosa, en forma de pico de loro.

La boca está rodeada por largos tentáculos provistos de ventosas, que constituyen auténticos órganos prensores.

Los ganglios cerebroides, muy desarrollados, están protegidos por una cápsula craneal de tejido cartilaginoso, que sirve también de asiento a los ojos; se trata de un craneo rudimentario.

Los ojos los tiene muy perfeccionados, presentan caracteres parecidos a los que poseen los vertebrados y constituyen una excepción dentro del esquema general de los órganos de los sentidos de los invertebrados.

El pie lo tienen modificado en forma de tentáculos, recibiendo el nombre de embudo, que en número de 8 o 10 rodean la boca. Estos tentáculos poseen ventosas.

El manto es grueso y musculoso. Envuelve a todo el animal (incluyendo las vísceras) en forma de saco alargado que contiene una concha interna -pluma- en algunas especies o sin ella en otras. En él entra el agua y sale expulsada con fuerza por el sifón, con lo cual los cefalópodos pueden nadar a reacción. En la parte ventral, se encuentra la cavidad paleal, que está cerrada parcialmente por el embudo.

Anatomía interna:

El sistema nervioso consta de ganglios cerebrales a los que se unen los pedios y pleuroviscerales que rodean el esófago y los bucales y branquiales que inervan los brazos.

Los cefalópodos tienen en la piel cromatóforos de forma redondeada con pigmentos de color amarillo rojo o negro, los cuales al contraerse o dilatarse hacen cambiar rápidamente el color del animal.

Las especies de costumbres abisales están provistas de órganos luminosos de distinta organización, abiertos o cerrados y constituidos por una pequeña linterna, una lente y un reflector, pudiendo la sustancia fotógena ser proyectada al exterior por los órganos abiertos.

Reproducción:

Los sexos están separados; en la época de la reproducción uno de los brazos del macho (brazo hectocólito) se transforma y almacena los espermatozoides, que luego coloca en la cavidad paleal de la hembra, donde serán fecundados.

En el argonauta este brazo se desprende del cuerpo del animal y se mueve activamente hasta encontrar una hembra donde adherirse y colocar los espermatozoides.

Clasificación:

Se clasifican, atendiendo al número de branquias en :

Tetrabranquios, con dos pares de branquias y además cuatro aurículas y cuatro riñones, concha externa y distinto numero de brazos según el sexo. ( Ej: Nautilus)

Dibránquios, con dos branquias, concha reducida, brazos provistos de ventosas y un par de aurículas y de riñones. Estos se subdividen en octópodos, con ocho brazos tentaculares. (Ej: Argonauta y Octopus)

Decápodos, con ocho brazos provistos de ventosas a todo lo largo y otros dos retráctiles, con ventosas solo en la punta. (Ej. Calamar y Sepia)