Mi planta de naranja-lima; José Mauro de Vasconcelos

Literatura hispanoamericana contemporánea. Narrativa infantil y juvenil. Pobreza. Amor paternal. Relación padres hijos

  • Enviado por: Pedro
  • Idioma: castellano
  • País: Bolivia Bolivia
  • 5 páginas
publicidad

  • Autor: José Mauro de Vasconcelos

  • Tema: Vida de un niño precoz e inteligente que sufre la pobreza y la falta de amor paternal.

  • Análisis General: Durante toda la obra se podrá ver la ternura, el dolor y la precocidad de un niño que recién con sólo 5 años acabará su niñez luego de pasar por una serie de problemas como las terribles palizas, la falta de afecto y la muerte de su “padre” para así perder toda la inocencia e imaginación de un niño que alguna vez fue.

  • Opinión Personal: Mi planta de naranja-lima fue la obra que más me conmovió y no creo que haya alguna otra que pueda emocionarme tanto. También me interesó tanto la precocidad, la viveza y la inteligencia de este niño que terminó por intercambiar la imaginación por la razón. Personalmente, si tuviera que recomendarle algún libro a mis hijos, este sería el indicado. Porque nos hace darnos cuenta a cualquier persona privilegiada (o no) lo importante de la vida y lo afortunados que somos. Realmente terminé llorando por la situación de este niño que lamentablemente tuvo que vivir en ese tipo de condiciones.

  • Ideas: Pobreza; Vida en la calle; Ternura; Disciplina; Valor; Odio; Desesperación; Precocidad; Tristeza; Amistad; Falta de afecto; Hermandad y Dolor.

Zezé

Precoz: “Dijo que yo era “precoz” y que en seguida iba a entrar a la edad de la razón.” Pág. 6.

Travieso: “Busqué un pedazo de vidrio bien afilado, subí al naranjo, y corté la cuerda con paciencia.” Pág. 20.

Valiente: “Entonces me entró la desesperación. Era mejor acabar con aquello. Fui adonde ellas se hallaban.” Pág. 21

Entiende a los mayores: “¡Virgen mía de Fátima! ¿Cómo una criatura así puede entender y sufrir los problemas de la gente grande?” Pág. 135

Víctima de golpes: “Está bien, Lalá. Me puedes pegar.” Pág. 22.

Con ilusiones y esperanzas: Pero que naciera para mí. A lo mejor, cuando llegara a la edad de la razón, tal vez mejoras un poco.” Pág. 23.

Autoestima muy baja: “Zezé a Luis: -En seguida pasa. Además, no soy un rey, como tú. Solamente soy una cosa que no sirve para nada. Un chico malo, bien malo... Apenas eso.” Pág. 36.

Solidario: “Zezé:´-No podría aceptar ese dinero todos los días...

Cecilia Paim: -¿Por qué?

-Porque hay otros niños pobres que tampoco traen merienda.” Pág. 66.

Observador y Generoso: “Zezé: -Ella misma señorita. Dorotília es más pobre que yo. Y las otras chicas no quieren jugar con ella porque es negrita y muy pobre. Por eso ella se queda siempre en un rincón. Yo divido con ella mi masita, esa que usted me regala.” Pág. 67.

Honesto: “Zezé: -Se lo prometo, pero no quiero engañarla, señorita. No tengo un corazón maravilloso. Usted dice eso porque no sabe cómo soy en casa.”Pág. 67.

Falta de amor: “De ahora en adelante sólo iría a ver películas de amor como las llamaban los grandes. Ya que solamente servía para recibir golpes, por lo menos podría ver a otros quererse.”Pág. 132.

Tierno: “Porque eres la mejor persona del mundo. Nadie me maltrata cuando estoy cerca de ti y siento `un sol de felicidad dentro de mi corazón'.” Pág. 118.

“Mata” a su padre: “Matar no quiere decir que uno tome el revólver de Buck Jones y haga ¡bum! Uno lo mata en el corazón. Va dejando de querer. Y un buen día la persona muere.” Pág. 136.

Totoca

Vengativo: “Totoca a Zezé: -Entonces vámonos. Pero ya verás cuando necesites algo...” Pág. 12.

Sin ilusiones y esperanzas: “Totoca a Zezé: - No espero nada. Así no me decepciono. Ni siquiera el niño Jesús es tan bueno que todo el mundo dice.” Pág. 37.

Cobarde: “Totoca era así, siempre se buscaba peleas y después era a mí a quién metía en el lío.” Pág. 89.

Interesado: “Ya estaba él queriendo sacar provecho. Meter mano en mis bolitas o en mi colección de artistas de cine,...” Pág. 120.

Personajes y sus Características:

Tío Edmundo

Comprensivo: “Zezé a Totoca: -Tío Edmundo lo dijo. Dijo que yo era “precoz” y que en seguida iba a entrar en la edad de la razón.” Pág. 6.

Generoso: “Y éste puso algún dinero en mi mano y en la de Totoca” Pág. 39.

Sabio: “Zezé: Me lo enseño Tío Edmundo. Es un sabio.” Pág. 114.

Padre

Sin empleo: “Debía de ser duro ir a buscar un montón de empleos y volver desanimado siempre por la misma respuesta” Pág. 127.

Vago y Perezoso: “Él estaba en su sillón hamaca y miraba vagamente la pared” Pág. 127.

Incomprensivo: “Padre: -Perdí la cabeza. Pensé que se estaba burlando de mí, que me faltaba el respeto.” Pág.129.

Frígido: “Gloria: -¡Papá! ¡Papá! ¡Por amor de Dios, pégame a mí, pégame a mí pero no le pegues a esta criatura!” Pág. 129.

Ausente: “Zezé: ¿Qué quiere ese hombre que me sienta en sus rodillas? El no era mi padre. Mi padre había muerto. El Mangaratiba lo mató.” Pág. 174.

Madre

Trabajadora: “Pobre papá, debía ser triste saber que era mamá la que trabajaba para ayudar a mantener la casa.” Pág.127.

Compasiva: “Zezé: -Mamá es muy buena; cuando me pega lo hace con pena y despacito.”Pág. 38

Lalá

Acometedora : “Lalá: -Aquí no pasa sin llevarse algunos chinelazos.” Pág.19

Atractiva: “Me dio un buen día “seco” y ni una galletita. ¡Hijo de puta! Me daba alguna solamente cuando estaba con Lalá.” Pág. 72.

Jandira

Mayor: “En casa cada hermano mayor criaba a uno menor. Jandira había tomado a su cuidado a Gloria y a otra hermana que le dieron a criar en el Norte.”Pág.15.

Abusadora: “Jandira a Totoca: -Debe estar haciendo otra comedia. Unos buenos chinelazos.” Pág.161.

Atractiva: “La diabla estaba de mal humor. Debía de haberse peleado con alguno de sus festejantes. El de la punta o el del comienzo de la calle.” Pág.123.

Violenta: “Entró violentamente en la sala y me agarró de las orejas. Me fue arrastrando hasta el comedor y me tiró contra la mesa.” Pág.123.

Ariovaldo

Generoso: “Cortó un pedazo del sándwich y me lo dio.” Pág.75.

Comparte una amistad con Zezé: “ Tomó mi mano entre las suyas callosas para la 'amistad hasta la muerte'."Pág.76

Se preocupa por él: “Sollozó con fuerza. -Mi santito no puede morirse. No deje que se muera, doña.”Pág.163

Portuga

Amistad secreta y fuerte con José: “Nos habíamos jurado, a muerte, que nadie debería saber nada de nuestra amistad.” Pág.112

Comprensivo: “Portuga a Ladislao: -Mucho más de lo que te imaginas. Es un chiquilín maravilloso e inteligente.” Pág.134.

Solidario: “Zezé a Portuga: Eres el único amigo que tengo. No porque me regales fotos, refrescos, galletas o bolitas...” Pág.137.

Lo educa: “Zezé: -Portuga, ¿puedo decir traste? -Bueno. Pero es medio palabrota y no se debe hablar así.” Pág.140

Minguito

Personaje imaginado por Zezé: (Sin cita) En verdad es su conciencia depositada en un árbol real.

Amigo de José: “Minguito estaba asustado por mi coraje y hasta me alentó.” Pág.90.

Luis

Menor de la Familia: (Sin cita)

Juguetón e imaginativo: “Luis: -Zezé, ¿me vas a llevar al Jardín Zoológico? Hoy no amenaza lluvia, ¿no es cierto? Pág.16.

Gloria

Protectora: “Zezé: -Pero no se lo cuentes a nadie. Por favor, Godoia, te prometo portarme bien. No dejes que nadie me pegue tanto... -Está bien, no lo contaré.” Pág. 121.

Comparte el dolor con Zezé: “Y completamente desamparados comenzamos a llorar juntos y bajito...”Pág. 126.

Lo anima: “-Mira, Zezé, dentro de poco estarás sano. Soltando cometas, ganando ríos de bolitas, subiendo a los árboles, montando a Minguito. Quiero verte como antes, cantando canciones, trayéndome folletos de música.” Pág. 165.

Cuida: “Gloria estaba muy preocupado con mi silencio. Ella misma me traía mi montaña de figuritas, mi bolsa con bolitas, y a veces yo ni jugaba.” Pág. 132.

Cecilia Paim

Bondadosa: “Zezé a Cecilia: -¿Acaso de vez en cuando usted no me regala un dinerito par comprarme una galleta rellena?”Pág.66.

Apoya a Zezé: “Cecilia: -¿Vieron? Nada menos que el más pequeño del grupo.” Pág. 157.

Valores de los Personajes:

Honestidad: Cuando Zezé le dice a la Maestra que realmente él no tiene un corazón maravilloso.

Amor: Cuando José le dice al Portuga que quiere ser su hijo ya que lo ama como a ninguna otra persona.

Hermandad: En el momento que Gloria lo defiende a Zezé de las palizas.

Generosidad: Cuando Zezé comparte su galletita con Dorotília.

Dignidad: Zezé decide no aceptar el dinero de la señora rica.

Amistad: La amistad que hay entre Zezé y Minguito cuando el niño le acaba contando su fracaso y Xururuca lo entiende y lo alienta.

Comprensión: Cuando el Portuga le dice a Don Ladislao que lo entiende al niño.

Orgullo: Se ve en la parte que Zezé le dice a Luis que aprenderá los animales y el número de cada uno para no enseñarle mal.

Solidaridad: En el momento en que Coquito le regala Cinco cruceiros a José.

Ternura: Durante todo el tiempo que Zezé se encuentra con el Portuga, el es muy tierno y dice cosas lindísimas.

Perdón: Cuando Manuel perdona a Zezé por haber tratado de subirse al auto.

Esperanza: En Navidad, Zezé cree de que el niño Dios va a nacer para él.

Caridad: Cuando la directora le regalan a José un uniforme.

Humildad: En el momento en que no cobra como lustrador en Navidad.

Compañerismo: Se ve, cuando Sergio le dice que le lustre y Zezé se niega, ya que no le cobra a los amigos.

Perseverancia: Cuando Zezé trata de convencer a Gloria para que lo lleve a ver el camión de juguetes con Luis.

Valentía-Coraje: Se ve, cuando le dice a su padre que es un asesino.

Felicidad: Cuando a Zezé le regalan su caballito.

Responsabilidad: La carga que tenía Zezé de cuidar a su hermano menor.

Inocencia: Toda la inocencia de Luis, el menor.