Mi lucha; Adolf Hitler

Historia Universal Contemporánea. Nazismo. Filosofía y Política Alemania nazi. Racismo. Judíos. Segunda Guerra Mundial. Biografía hitleriana

  • Enviado por: Andy
  • Idioma: castellano
  • País: Chile Chile
  • 21 páginas
publicidad
cursos destacados
Graba audio con Apple Logic Pro 9
Graba audio con Apple Logic Pro 9
En este curso aprenderemos a realizar grabaciones de audio de calidad utilizando Apple Logic Pro 9. Exploraremos todo...
Ver más información

Cómo montar un Ordenador
Cómo montar un Ordenador
En este curso te guiamos de una forma muy práctica y gráfica, para que puedas realizar el montaje de tu...
Ver más información

publicidad

1. ¿Cuáles eran tus primeras impresiones o creencias con respecto al libro? Escriba cualquier pensamiento, pregunta u opinión que tuvo al respecto. (puede indicar cómo y por qué llego a tales ideas)

Tenemos que considerar, primero que todo al autor del libro, el cual es un gran personaje de la historia. Su actuación en la segunda guerra mundial fue mas que preponderante, de hecho marca la secuencia de sucesos y hechos que conforman esta segunda disputa territorial y política que fue denominada segunda guerra mundial.

Debemos tomar en cuenta, que lo que normalmente nos enseña con respecto de este hecho bélico, jamás podrá ser totalmente objetivo, ya que de hecho el autor Adolf Hitler, atentó hasta contra los mínimos derechos humanos de muchas personas, lo que hace que las criticas de profesores, adultos y de los textos de estudio, que es la base de nuestro aprendizaje, consideren esto como factor preponderante al entregarnos la información. Es lógico, de esta manera, que nuestro pensamiento se guíe, por lo que nos han enseñado, y que critiquemos y consideremos a este personaje como un ser totalmente arbitrario y déspota, que actuó fríamente y de una manera horrible durante este periodo.

La otra forma de obtener información acerca de Hitler, son los medios de comunicación, pero es algo más que sabido que los medios extranjeros y aún los nacionales, son manejados por judíos y estadounidenses, que fueron los contrincantes activos de la nación alemana y principalmente de Hitler, lo que es totalmente entendible, pues Estados Unidos fue parte de los aliados, contrincantes del eje en la lucha, y los judíos se vieron afectados directamente, por causa de los exterminios y el holocausto, y de esta forma, este país y este grupo étnico y religioso, sientan un profundo odio en contra de este hombre que les hizo tanto daño. Esto hace que sus comentarios y todo lo relacionado con la información que ellos emiten a los demás sea en contra de Adolf Hitler.

Por lo tanto un libro que sea escrito por el “Reichsfürer” no nos provocará una sensación agradable, sino más bien una sensación de hostilidad y rechazo más allá del contenido de este. Siempre el hombre se caracteriza por discriminar a los hombres diferentes, o los que otras personas critican, sin saber, así que esta masificación de odio contra Hitler y todo lo que el representa, como el partido Nacional Socialista Obrero Alemán, la gente que lo sigue, y por supuesto su doctrina y pensamientos, implícitos en este libro, es totalmente natural.

Por otra parte a nosotros nos intrigaba mucho la idea de lo que Adolf Hitler y su doctrina representaban, y el porqué de que todo un pueblo se manifestara de acuerdo con el hecho de matar a la gente de una raza diferente, y no solo con eso, sino que vitorearan y apoyaran las ideas y palabras racistas que este hombre emitía, a tal punto de llevarlo al poder y dejarlo hacer lo que hacía. Debía haber algo que nosotros no sabíamos con respecto a Adolf Hitler para que esto ocurriese, y nos decidimos averiguarlo, y de que mejor manera que leer algo que el escribió con respecto a lo que pensaba y a lo que representaba su doctrina y su forma de actuar.

2. Seleccione 5 frases o expresiones filosóficas significativas en el texto e indique sus significados según el contexto en que se usan.

A. “El germen de la primera guerra mundial y del derrumbe general vivía en la desastrosa conexión entre el joven Imperio Alemán y el estado sombra de Austria”.

El comienzo del libro se basa en Viena, donde Hitler estudió y trabajó (1905) durante el período en que una parte de Alemania estaba unida al estado de Austria. Se veía a Viena como el centro político y administrativo de la monarquía danubiana, y también una mezcla de razas. También vemos el pacto que Alemania había hecho con Austria, que simbolizaba ayuda mutua, lo que hizo que en la Primera Guerra Mundial, el primer y único aliado de este estado. Vemos la importancia del partido Social Demócrata (conducido principalmente por líderes judíos), de la monarquía liderada por Francisco Fernando de Austria y el parlamento que había sido adoptado por la monarquía (idea de Inglaterra).

Hitler ve en Austria el decaimiento de Alemania, pues si no hubiese estado unido a Austria mediante una alianza durante la Primera Guerra, no se hubiese de ninguna forma aliado a este estado, y por lo tanto de ninguna forma hubiese perdido parte de su territorio y de su cultura y mucho menos habría comenzado el odio en contra de Alemania por parte de las demás naciones. De esta forma habría sido todo diferente porque tenemos que pensar que es por esta razón que Inglaterra no se quiso unir a Alemania durante la Segunda Guerra.

La monarquía, era para Hitler la causante del problema, por no tener suficiente autoridad y decisión, lo que para el era casi inconcebible, pues la personalidad de los mandatarios tenía que ser firme y recta, como la de todo su pueblo, que también debe ser único racialmente, y no ser un mosaico de culturas, como vemos hoy en día en la mayoría de nuestros países. Sabemos que el asesinato de Francisco Fernando marca el comienzo de la Primera Guerra y el fatídico futuro de Alemania.

B. “Hube de modificar grandemente la favorable opinión que sobre el judaísmo me había formado, cuando llegué a conocer sus actividades en el periodismo en el arte, en la literatura y en el drama”.

Luego de vivir y estudia en Viena Hitler se fue a vivir a Munich (1912), donde por fin ingresó a su amada Alemania, y conoció como esta vivía y se sustentaba. Hitler respetó siempre las religiones, por diferentes que fueran, y veía a los judíos simplemente como una religión diferente. Su odio para con ellos, comenzó cuando en su lucha por reconstruir el nacionalismo en Alemania, se dio cuenta de que los judíos, por medio de los medios de comunicación, cosa que era totalmente manejada por ellos, como sucede hoy en día, y se creó yo creo una paranoia con respecto a que ellos, lo único que hacían en sus críticas sociales, artísticas y políticas, era veneficiar a los de su raza y opacar en sus opiniones a cualquiera que no lo fuera, especialmente a los Alemanes. Con esto, luego de sus análisis, se fue dando cuenta de que los judíos estaban en todas partes del mundo, haciendo lo mismo, y que como no tenían un lugar estable en el mundo, trataban de incorporar sus ideas, engañando a todos y haciéndolos creer que simplemente eran una religión, pero que muy en el fondo, por medio de su idea de no mezclarse racialmente, querían la dominación mundial, más que un lugar donde establecerse como una nación.

No solo tenían incursiones y predominancia en la prensa y revistas, sino que también en el arte, lo que hacía que su influencia llegara a todas partes, y asombrara a la mayoría de las personas de gran manera.

C. “Toda propaganda debe ser popular, adaptando su nivel intelectual a la capacidad receptiva del menos inteligente de los individuos a quienes se desee que valla dirigida”.

Durante toda la Primera Guerra Mundial las diferentes naciones implicadas se dedicaron a repartir propaganda de guerra para no desanimar al pueblo, e informar a mismo tiempo de los progresos del suceso bélico. En Inglaterra la propaganda, era dirigida al pueblo, con un lenguaje popular y entendible y también hacía ver a los contrincantes de la guerra como déspotas, despiadados y bárbaros, además de convencerlos de que la guerra les sería favorable, otorgándole mayor animo al pueblo. Así no sólo aseguraban una mejor disposición de los soldados combatientes, que estaban preparados para este ejército “malvado”.

En Alemania la situación era otra ya que la propaganda que se emitía, no era dirigida al pueblo, porque ocupaba un lenguaje mas complejo, lo que conllevaba a que el pueblo no entendiera el mensaje. Por otra parte hacia ver al adversario como ridículo, lo que hacía que los soldados se formaran una falsa expectativa de su oponente, pero al llegar el momento de la confrontación se daban cuenta que se habían preparado para algo totalmente distinto.

Para Hitler era tan importante la propaganda como la misma guerra, al extremo de cuando se formó el Partido Nacional Socialista Obrero Alemán, él se dedicó a realizar la propaganda de su partido. El proponía en este la idea de que era más eficaz utilizar un lenguaje más básico, que utilizar un lenguaje elevado.

Los aliados sabían esto, y lo manifestaron lanzando propaganda que desfavorecía a la postura alemana.

D. “Desde el momento en que la nacionalidad o, por mejor decir, la raza, no es una cuestión de idioma sino de sangre, solo seria posible hablar de germanización si el proceso pudiese alterar la naturaleza de la sangre de la persona a él sometida”

Hitler desde su doctrina promovía que habían razas mejores que otras, y presentaba a la raza aria como la mejor. Planteaba que el hibridismo de razas solo llevaba al empeoramiento de las que eran de mejor calidad. En el momento en que en el libro presenta sus ideologías para su partido, nace un punto en el que separa a los ciudadanos en tres categorías: a los ciudadanos del estado, que son todos aquellos que por nacimiento y naturalización son parte de este, después de tomar parte activa en la política, antes se consideran de la siguiente categoría; súbditos del estado, son aquellos que por raza son diferentes, pero que si nacieron en Alemania, y que solo se convierten en ciudadanos en el momento después de un arduo trabajo de observación, se determina que realmente sirven al estado y reciben su educación pertinente; y los extranjeros que son los que por sangre o por pertenecer a otra nación, se integran al estado. Así plantea que el procedimiento para adquirir la ciudadanía es arduo y requiere una integración al sistema nacionalista.

De esta forma podemos comprender que la nacionalidad de una persona tiene que ver directamente con la raza y no como hoy día sucede en el ejemplo de poder adquirir la nacionalidad sólo con unos años de vivir en un país diferente. Esto nos hace pensar en lo importante que es para Hitler concebir un estado totalmente unificado y único en base a la sangre de los participantes activos del estado.

E. “La misión del estado eterno será en consecuencia la de proteger a la raza, preparándola, mediante la educación adecuada de su juventud, para que afrente en este planeta las mas grandes y supremas decisiones”.

Hitler en libro, al presentar su doctrina, habla de la importancia del estado, y de todo lo que este debe hacer en torno a la ciudadanía, pues resolver las cuestiones sociales es, sin duda, la más grande responsabilidad del gobierno.

Así en la educación es importante destacar que para formar un pueblo en la forma nacionalista adecuada, se debe educar a los niños, que son los adultos del futuro, comenzando así desde la educación preescolar, para no solo formar adultos sabios, sino, mas que todo, formar gente con carácter, que sea capaz de tomar las decisiones más complejas, de modo que se prepare a todos los integrantes de la sociedad para ser mandatarios, o si es que no llegan a ser cabecillas de una empresa, sean funcionarios que actúen activamente en su rubro y conozcan sus derechos. También es parte importante de la educación un entrenamiento físico adecuado, que se complemente con deportes como el boxeo.

Debemos destacar en este punto, la importancia que Adolf Hitler le da a la erudición, parte importante de la formación de hombres adecuados a las exigencias de este mundo. Deja bien en claro que cualquier hombre, sin importar su condición social, puede tener niveles de inteligencia bastante altos, y la separación social, no discrimina al intelecto.

Como punto final es importante destacar que esta educación es solo para los hombres, pues las mujeres, más que ser personas eruditas en la sociedad deben estar preparadas físicamente para ser madres, y la educación de la mujer es sólo y exclusivamente para quienes lo requieran, y es de mucho menor importancia en la sociedad.

3. Seleccione tres creencias que sostenga el autor, autor con las cuales usted se encuentre de acuerdo, y tres creencias con las cuales usted se halle en desacuerdo. En ambos casos, seleccione una de las creencias, expóngalas con las ideas del autor y sus propias razones.

De acuerdo

A. “El problema de “nacionalizar” a un pueblo exige ante todo y consiste principalmente en el problema de crear condiciones sociales sanas, base en que ha de fundarse la posibilidad de educar al individuo”

B. “Un caudillo político no debe mezclarse jamás en lo que atañe a las doctrinas e instituciones religiosas de su pueblo, pues si así procediera, no sería ya un político, sino un reformador, suponiendo que tuviese condiciones de tal”.

C. “Se engaña totalmente quien creyere que la abundancia de conocimientos teóricos constituye necesariamente una prueba característica de la posesión de las cualidades y la energía necesarias para mandar”.

Análisis de la creencia B:

Bien, al leer este párrafo, me llama mucho la atención el hecho de que a pesar de que Hitler sentía un gran respeto por la iglesia, vemos que su postura es totalmente contraria a esta. Vemos como la violencia y la falta de tolerancia marcan la doctrina y los actos de Hitler, estos antivalores son totalmente anticristianos y por supuesto atentan contra los principales Derechos Humanos.

Aún así estamos de acuerdo con esta opinión, más allá de que no estemos de acuerdo con la Iglesia Católica, sino pongamos una hipótesis, la iglesia judía. Si nos ponemos a analizar, lo cual no es lo que sería correcto, pues este trabajo no se trata de analizar iglesias, sino más bien de un análisis literario, el juntar una doctrina política con una creencia religiosa, no daría buenos resultados, pues la iglesia propone la aceptación y el hecho de guiar a los individuos bajo una estricta doctrina, que va más allá de la creencia, sino que supone una actitud, que puede resultar totalmente contraria a una ideología política, que siempre estará expuesta a contradicciones, análisis y cambios, a medida que la sociedad se transforme. Las diferentes iglesias le darían a nuestro partido político, un tono de misticismo y pacifismo, que no es lo mejor a considerar en el momento de crear un partido, puesto que la política más que una creencia es una pugna constante de ideas.

Hitler por su parte considera que un partido, como el Partido Nacional Socialista Obrero Alemán debe ser totalmente radical y luchar totalmente por la exterminación de las diferentes doctrinas que se opongan a ella, lo que analizaremos en el punto en el cual estamos en desacuerdo.

Por otra parte, el rasismo, según Hitler, era la base de su doctrina, pues sabemos que según su ideología la raza aria era la mejor, y las demás razas solo de apoyaban en esta para subsistir, cosa que científica y religiosamente es erróneo y casi intolerable. Por nuestra parte debemos concluir que todas las razas e ideologías bien fundamentadas son completamente válidas, hasta el punto de que no atenten contra los derechos de las personas.

En desacuerdo

A. “El éxito de la conquista del alma popular se logra cuando al paso que libramos la batalla política en pro de nuestros propios fines, destruimos también a quienes se nos oponen”

B. “Si el judío conquistara, con la ayuda del credo marxista, las naciones de este mundo, su corona sería la guirnalda fúnebre de la raza humana y el planeta

volvería a girar en el espacio, despoblado como lo hacía millones de años atrás”

C. “En esta parte del mundo, la cultura humana y la civilización están indisolublemente vinculadas a la presencia del elemento ario. Si este elemento desapareciese o fuera vencido, el negro velo de un período de barbarie volvería a descender sobre el mundo”.

Análisis de la creencia A:

Sabemos que el principal problema del nazismo es la falta de tolerancia. En esta frase vemos totalmente implícito este dilema. ¿Cómo es posible que una doctrina se base principalmente en destruir al oponente? Creemos que es importante tener oponentes, tanto por el hecho de que hay que aceptar las diferentes ideas, por que cada persona es diferente y piensa distinto, sería bastante aburrido que cada persona pensara lo mismo, como por el hecho de que una doctrina se afirma, cuando hay gente que se opone a ella, pues así respondiendo a las interrogantes de los demás, las ideas que una política expone quedan más claras a los oyentes, para así poder conseguir más adeptos, que es lo que cada partido busca.

Aquí hay una contradicción, pues Hitler también propone el hecho de que cada doctrina se afirma con sus oponentes, pero podemos ver que también propone exterminarlos, así que no queda muy clara la idea principal de esta ideología. Afirmando este concepto, podemos ver que él propone exterminar definitivamente con lo que el considera “la ponzoña de la sociedad”, los judíos, y de hecho esto se convierte en una exigencia para el nacionalismo, pues cada país debe por razón estar sólo compuesto por integrantes de la misma raza. Nosotros creemos que esta idea está más bien guiada por ese punto, pues si nos proponemos a hacer una nación nacionalista, debemos considerar que cada persona, por la misma raza que tenga, puede por cierto pensar diferente y actuar por ende distinto. Esta contradicción no la explica muy bien en el libro, a lo mejor, hemos encontrado el hoyo en una doctrina totalmente bien constituida, que, creemos que fue lo que la llevó a su fracaso. Toda doctrina, debe respetar a los demás, y a los pensamientos de éste, y es imposible que si a un pueblo se le impone algo, no haya algún alma revolucionaria que esté en desacuerdo con esto.

4. Imagine que usted se transforma en uno de los personajes del libro. En caso de que no exista un personaje real o ficticio, invente una identidad que sostenga aquella creencia que usted comparte. Explique brevemente quien es usted, cómo es su personalidad y cuál es el papel que tiene en el libro. Si usted no se encuentra totalmente identificado con el personaje, señale que aspectos le cambiaría y por que razón (es).

La cárcel… de verdad no sé por que estoy aquí, no sé si me merezco este suplicio. Saber que uno va a estar todo lo que le queda de vida soportando estúpidos mandatos, golpizas, hombres sin moral, guardias déspotas y violaciones, no es lo que mi madre hubiese querido para mi, debí hacerle caso cuando me dijo que no me involucrara con esa gente… bien, este es el castigo de mi desobediencia.

Soy una persona más bien tímida, mi personalidad me obliga a temerle a todo el mundo, estoy obligado a seguir haciendo mi vida en comunión con gente que detesto, creo que ese es el peor castigo que podría merecer alguien, arruinar su existencia.

A pesar de todo, mi estadía se hizo más agradable, cuando logré conocer a alguien con quien compartir mis ideas. Lo malo es que mi tendencia a ser dominado, podría llamarle tendencia masoquista, se vio gravemente incrementada, pues la personalidad de este hombre, me envuelve totalmente en un círculo vicioso del cual no puedo escapar. Este ser tan dominante, con una personalidad tan fuerte e ideas tan grandemente inculcadas, me atrajo desde el primer momento, el instante en que se acercó a ayudarme cuando estaba siendo violentamente atacado por un grupo de presidiarios totalmente hormonales y sin la más leve presencia de testosterona en el cuerpo. Desde ese minuto, me sentí en deuda con él.

He compartido mi forma de pensar con este hombre tan intrigante, llamado Adolf Hitler. Lo que más me interesa de Adolf, es que antes de conocerlo había leído sobre él, es más, lo había escuchado hablar acerca de sus ideas, en innumerables asambleas del partido en el que estaba participando. Había seguido toda su participación en éste, desde que sólo era el encargado de la propaganda que se debía entregar al público, hasta que se convirtió en el cabecilla de la organización, lo que me atrae mucho, pues jamás pensé, ni me imaginé siquiera, que lo iba a conocer, y mucho menos que iba a ser mi vida, precisamente, lo que lo interesara a tal punto de incluir mi experiencia en su libro, que está escribiendo arduamente para luego de salir de este lugar, poder da a conocer su doctrina. Aunque no concuerdo precisamente con todas sus ideas, estas me han ayudado a formar mi personalidad de una manera mucho más segura, a tal punto de que ya no soy víctima de esos inescrupulosos ataques, pues al estar unido a él, que tiene gran influencia sobre los presos, me respetan mucho más. Pero no he venido a contar esto, que espero pueda contar en otra oportunidad, sino que voy a referirme principalmente a como he influido en Adolf, hasta el punto de escribir algo sobre mi en su texto.

Cuando estaba libre participaba activamente en la iglesia, me agrada el misticismo que esta tiene, y mucho más el hecho de tener a alguien que me cuide y vele por mi, como en incontables oraciones lo había escuchado, hoy sólo le pido a ese ser superior que me ayude a superar este proceso carcelario. Esta era mi forma de acercarme a la gente, pues mi personalidad retraída me impedía poder tener lazos de amistad con los que me rodeaban. Escribía mucho acerca de Dios y la iglesia, y también acerca del pueblo, que me interesaba mucho. Soñaba que algún día podría formar un partido, que ayudara a reestablecer el poderío económico de mi nación, cosa que veía muy lejana pues mi corta recepción al público, me lo impedía. Estaba muy interesado en la iglesia y la política, y buscaba crear un partido que uniera estos dos puntos, el pacifismo, la solidaridad internacional y la democracia, creían sería la base de mi doctrina. En esta búsqueda fue cuando conocí al doctor Karl Lueger y su movimiento Socialista Cristiano. Me llamó tanto la atención este personaje y su ideología, que en vez de seguir soñando por ahí, decidí hacer algo por mi mismo que sirviera a los demás y me involucré en su partido. Lo demás es historia, y ahora estoy pagando por una serie de sucesos posteriores que no voy a mencionar, pues son parte de mi vida personal.

Bueno, comencé a explicarle mis ideas a Adolf en el momento en que me enteré que estaba escribiendo su libro, nuevamente busqué que mis ideas fueran escuchadas y tomadas en cuenta por otra persona ¡Cuándo aprenderé a hacer las cosas por mi mismo! En fin, esto me llevó a ser duramente criticado por Adolf, pues él hablaba, que por medio del pacifismo, no arreglaríamos nada, que debíamos salvar a la nación luchando contra el movimiento judaico, exterminándolos duramente de la sociedad, y eso no era para nada pacífico ni cristiano. Además criticaba duramente al marxismo, por el hecho de que siempre tenía que haber un hombre que gobernara todo, y la democracia, no iba con sus ideas.

Finalmente me convenció de desistir mi pugna. Creo que fue por su gran carácter, o quizás sus ideas, o mi falta de carácter, nunca lo sabré, pero algo de lo que dijo, jamás lo voy a olvidar “Así de fácil se convierte al pueblo, sólo hay que presentarles a un líder que tenga las ideas claras, y que ayude a salvar al pueblo de la miseria, y lo conseguirás todo”. Espero que algún día lo logre.

6. Escriba sobre los aspectos que le resultaron más comprensibles del libro, y que le permitieron reflexionar acerca de sus temas. Para ello puede plantearse preguntas tales como: ¿Qué significo para usted?, ¿Qué le hace pensar acerca de su vida personal?, ¿Cree usted que la temática planteada tiene actualidad en la sociedad de hoy?, ¿Qué debería suceder para superar o enfrentar los problemas manifiestos en el libro?, etc.

Esta obra ha representado algo muy importante para nuestro desarrollo como personas, ya que nos ha enseñado a no quedarnos sólo con una fuente de información, con respecto a un tema determinado, sino que debemos buscar por distintos lugares para así, poder formarnos una imagen mas abierta sobre el tema, y mediante un análisis hecho por nosotros, califiquemos criteriosamente el hecho.

Gracias a esta obra, podemos ver la importancia de los medios de comunicación, en la formación de criterio de las personas. Y por esto recordamos que no solo los nazis realizaron un acto bárbaro contra la humanidad, sino que también los judíos hasta el día de hoy cometen actos despreciables, pero que no atentan contra la vida de las personas, pero que si atentan contra la libertad de pensamiento. Nos referimos a esto porque nos damos cuenta que la mayoría de los medios de comunicación masivos, se encuentran controlados por judíos.

Situaciones como las de la 2ª Guerra Mundial, son originadas por problemas de falta de entendimiento por parte de distintos sectores determinados, que no logran ponerse de acuerdo.

Este problema se encuentra muy presente en la sociedad de hoy en día, y para superarlo, todos debemos tener una mente mas abierta y tener lo que a todo el mundo de hoy en día le hace falta, tolerancia. Estos problemas, se ven no sólo en la política, que es la base de la segunda guerra mundial, sino al mirar a nuestra sociedad. Los problemas sociales, son principalmente lo que hoy nos preocupa, las sociedades son la base de nuestro mundo, y más que las sociedades, los grupos étnicos. Vemos claramente que las personas tratan de identificarse con diferentes pensamientos, lo que los obliga a adoptar diferentes creencias y pensamientos que imponen cada uno de estos grupos. Entonces, si esto es una realidad latente, ¿Por qué no aprendemos a tolerarnos aún? Todavía nos falta mucho por aprender y comunicar, esperamos que cada persona aprenda a vivir en un ambiente de respeto, a todos los participantes de la sociedad.

Al leer esta obra, nos damos cuenta de que Hitler era una persona con ideas radicales y extremas, que eran imposibles de cambiar, por su cerrada forma de pensar. Esta conducta es la que nosotros reprochamos. Si aprendemos a vivir con tolerancia, podría haberse evitado el asesinato de millones de personas, que es sin duda lo que lo llevó a convertirse en uno de los personajes mas importantes de la historia de la humanidad.

Lo pudimos ver en esta obra es que Hitler era un personaje con una gran capacidad de recepción por parte del público, curioso, muy crítico, pues notamos que se daba cuenta de inmediato de los problemas sociales, en su vida intima era muy poco sociable, pero frente al pueblo se convertía en un personaje con gran personalidad y muy dominante, que es en parte lo que llevó a millones de personas a seguir su ideología. Además el período de problemas sociales y económicos que tenía Alemania después de la Primera Guerra Mundial, llevaron a que el pueblo se perdiera, y se guiara por el primer líder que llegó a proponer ideas revolucionarias y de cambio.

En la actualidad, el nazismo aún existe, es más en Chile hace muy poco intentaron crear un partido nazi, que no se pudo llevar a cabo por la falta de firmas y la intervención de el gobierno, que está en total desacuerdo. Podemos ver una vez más, la falta de tolerancia esta vez por parte del gobierno chileno, pero si nos ponemos a analizar, el problema es aún más profundo, La sociedad actual, vive un período de búsqueda de la identidad, este problema, también fue parte de Alemania, durante el período Inter guerras, y si la sociedad, no se guía por un buen líder, puede volver a pasar sin ningún problema, lo que sucedió en la Segunda Guerra Mundial. Ahora sólo nos falta esperar el resultado de este período, esperemos que sea bueno para todos.

7. Haga una comparación ente los dos libros leídos

Así Habló Zaratustra Mi Lucha

(Also Sprach Zarathustra) (Mein Kampf)

Friedrich Nietzsche Adolf Hitler

Mi lucha; Adolf Hitler

A. Propósito:

En lo que considera a la política, podemos ver que así hablaba Zaratustra, es un libro, que no le daba mucha importancia a la política, es más, lo que le interesaba no era la cuestión social. Hablamos de que sólo existía un hombre capaz de dirigir a la muchedumbre, pero jamás habló de que sucedía con esta muchedumbre, en lo concierne a la vida de las masas. En mi lucha, por el contrario, podemos ver una ascendente política social, que a pesar de que también muestra a un líder, se preocupa de la sociedad a tal punto de educarla y prepararla para el futuro. Es por eso que estamos en desacuerdo con las personas que dicen y exponen a Nietzsche como el fundador del nazismo, puesto que este autor, no proponía una solución a los problemas sociales, sino que su doctrina criticaba a la iglesia católica, no por nada fue el creador del “nihilismo pasivo” y no se preocupaba por el pueblo. En cambio en el caso de Hitler, su mayor preocupación era esta.

Se puede ver que tanto como Nietzsche e Hitler, son grandes críticos sociales, preocupados en sí de buscar una solución a estos problemas. Analizando las dos obras, nos podemos dar cuenta de que sus críticas van en total oposición o más bien no se complementan, pues una habla de un problema actual en esa época y de su visión social en contra del judaismo y la otra de un profeta, yo creo más antiguo y con una relevancia totalmente distinta, un superhombre y sus seguidores.

En lo que concierne a la época histórica los dos autores son Alemanes, nacidos más o menos en la mismo período Hitler en 1889 y Nietzsche en 1844, aún así había una diferencia de 4 décadas en sus nacimientos, que si comparamos hoy en día 4 décadas atrás, eran diferentes los problemas sociales y diferentes las formas de ver la vida, así que de esta forma los dos vivieron realidades distintas. En los libros, la época es muy diferente, pues uno, como ya mencionamos, habla de esa época en lo que concierne a la actualidad , y el otro de un profeta, que pareciera resultar más antiguo.

En el concepto de situación social, podemos ver que en “Así Hablaba Zaratustra”, la sociedad había perdido su autonomía frente a su forma de actuar y pensar, ya que era demasiado regida por las ideas que dictaba la iglesia, que probocaban una moralidad esclava, de hecho el texto está basado en estas torías filosóficas y por eso Zaratustra se aísla de la sociedad y busca a los hombres superiores que serian capaces de expandir su forma de pensar. En “Mi Lucha”, podemos ver que la sociedad alemana se encontraba desconcertada gracias a las derrotas sufridas en la 1ª Guerra Mundial, aparte de la hambruna que reinaba en esa época. Toda esta situación llevo a que un individuo esquizofrénico, tomara el mando del país, llevando a cabo sus ideas bárbaras.

La visión ante la vida de Zaratustra era ligada a la espiritualidad, pues era un profeta que se preocupaba por los problemas metafísicos del espíritu, profesaba ideas bastante radicales, y que le daban al hombre en la historia un tono pesimista y de poco porvenir. Hitler, en cambio, era un personaje preocupado de la sociedad, de el futuro de su nación y de llevar a cabo sus ideas, bajo un estricto régimen, que él proponía, ocupó sus ideas para el beneficio del pueblo. Su principal preocupación sabemos que era la idea de arrasar con los judíos y con el marxismo, para el beneficio de su sociedad.

Elegimos como otro criterio, las personalidades de ambos personajes. Zaratustra era un hombre místico, reservado y muy asocial, era un ser pensante y bastante guiado por sus ideas, totalmente metafísico y recogido. Hitler, también se llevaba por sus radicales ideas, pero era un ser mas sociable y tenía mucha recepción en el público, que se ve en el hecho de los largos discursos que hacía en su partido, donde todos lo escuchaban atentamente. También lo vemos en el hecho de que fue un mandatario, bueno o malo, eso no lo analizaremos, pero llegó al poder de Alemania, después de una gran lucha.

B. En qué se parecen

Hemos escuchado bastante una opinión, que a nuestro juicio es erronea. Nietzsche es la base del movimiento nazi. La verdad, es que mediante este trabajo, lo que realmente queremos demostrar es el porque de nuestras opiniones acerca de que este autor, no tiene nada en que relacionarse con este partido. Asi hablaba Zaratustra, el la obra más importante de Friedrich Nietzsche, pues en ella describe todo sus pensamientos filosóficos más profundos, y en comparación con mi lucha, que es la obra misma que contiene todo el pensamiento Nacional Socialista, estas dos obras, nos sirven precisamente para hacer el análisis literario que nosotros queremos hacer, pues son la significación máxima de la portura de cada escritor.

Analicemos enonces estas dos obras, para así sacar concluciones.

Primer punto: Dios y la religión.

Hitler en su obra como en su personalidad, nos deja implícito una gran aficción por la iglesia Católica, una fuerte creencia en Dios y un gran respeto por las diferentes religiones, esto lo podemos ejemplificar con la siguiente frase: "De aquí que yo me crea en el deber de obrar en el sentido del Todopoderoso Creador: Al combatir a los judíos, cumplo con la tarea del señor". De esto deducimos, que gran parte de su conducta entonces se respalda en este aspecto, su fé en Dios lo hace pensar que está totalmente redimido de sus pecados, y que está cumpliendo con una tarea sagrada. Por otra parte Zaratustra es tajante en su frase "Dios ha muerto". Así nos invita a seguir su nueva doctrina de renovación, pero sólo bajo este criterio. Hablando de Nietzsche, su creador, el mensaje es mucho más profundo, pues nos habla de que la iglesia Católica, presenta esta forma de represión moral, que no nos permite actuar de la forma en que actún normalmente el ser humano.

Aquí vemos la primera diferencia en nuestro análisis, y esto lleva conjuntamente a la segunda

Vídeos relacionados