Meteorización física, química y biológica

Desintegración. Rocas. Diferenciación. Complementariedad

  • Enviado por: Marivic Arvelo Y Otras.
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas
publicidad
cursos destacados
Organización, Planificación y Dirección de Establecimientos Hoteleros
Estudios Superiores Abiertos de Hostelería, ESAH
El turismo sigue siendo uno de los grandes filones de nuestro país. Es por ello que las profesiones relacionadas con...
Solicita InformaciÓn

Técnico en Empresa Turística
Gesforem
Si sueñas con crear tu propia empresa dentro de uno de los sectores más importantes de la industria española esta...
Solicita InformaciÓn

publicidad

REPUBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA.

MINISTERIO DE EDUCACION, CULTURA Y DEPORTE.

COLEGIO “GRAN MARISCAL DE AYACUCHO”.

ARAURE - PORTUGUESA.

Ciencias de la tierra.

Meteorización, en geología, es el proceso de desintegración física y química de los materiales sólidos en o cerca de la superficie de la Tierra, bajo la acción de los agentes atmosféricos.

También puede definirse como la descomposición de la roca, en su lugar; seria un proceso estático por el cual la roca se rompe en pequeños fragmentos, se disuelve, se descompone, se forman nuevos minerales, obteniendo así la remoción y el transporte de detritus en la etapa siguiente que vendría a ser la erosión. La meteorización entonces, al reducir la consistencia de las masas pétreas, abre el camino a la erosión y además a la edafización.

Tipos de Meteorización.

La alteración y la perdida de la primitiva compacidad y estabilidad del material rocoso atacado constituyen las características más salientes de la meteorización; lo que implica una fragmentación mecánica o física y una descomposición química que hace perder a las masas rocosas su primitiva coherencia.

Fundamentalmente se puede englobar en 3 grupos:

La meteorización física o mecánica rompe las rocas sin alterar su composición y la meteorización química descompone las rocas alterando lentamente los minerales que las integran. Ambos procesos se desarrollan conjuntamente y producen deshechos que son transportados mecánicamente o en solución (erosión). Los procesos de meteorización también ayudan a la formación del suelo.

La meteorización física resulta, en primer lugar, de los cambios de temperatura, tales como el calor intenso o la acción del agua al congelarse en las grietas de las rocas. Los cambios de temperatura expanden y contraen las rocas alternativamente, causando granulación, separación en escamas y una laminación de las capas exteriores. La acción del hielo y el ensanchamiento exponen a las capas más profundas a la meteorización química.

También existe otro tipo de meteorización producida por la acción de algunos organismos vivos como son las raíces de los árboles o algunos animales con sus madrigueras; es la llamada meteorización orgánica.

La meteorización química altera la composición mineral original de la roca de diferentes maneras: disolviendo minerales en contacto con el agua; debilitando los ácidos del suelo por oxidación; produciendo una reacción química con el dióxido de carbono (carbonatación); y por hidrólisis, proceso mediante el cual el agua se combina y reacciona químicamente con los minerales. Plantas, como los líquenes, también descomponen determinadas rocas al extraer nutrientes solubles y hierro de sus minerales originales.

La geomorfología, el estudio de las formas de la Tierra, investiga cómo la meteorización, la erosión y otros procesos han creado el paisaje actual.

Agentes y Variables que inciden en el proceso de meteorización.

Las rocas como los minerales de la superficie terrestre están sujetos a procesos de incesantes de modificaciones del relieve terrestre realizado por los agentes externos o exógenos, lo que lleva a un cambio, disminuyendo su masa original para formar fragmentos de dimensiones variables, por efectos del calor y de la humedad aceleran el proceso de meteorización del material terrestre a proceso de interperismo. Estos procesos se resumen en el siguiente esquema:

Meteorización mecánica o física. (Cambio de las rocas por procesos mecánicos que aceleran los procesos químicos).

  • Meteorización térmica, producida pro los cambios bruscos de temperatura.

  • Gelifracción (crioclastismo), producidas por el aumento del volumen del agua congelada en grietas y fisuras de las rocas.

  • Meteorización Salina, producida por la descamación de las rocas al aumentar el volumen a causa de la cristalización de la sal disuelta.

  • Meteorización orgánica, producto del crecimiento de las plantas en las grietas y fisuras de las rocas.

Meteorización química. (Cambio de las rocas por la acción disolvente del agua que se puede acelerar por la meteorización mecánica).

  • Por disolución, producto de la acción del agua: disolvente, catalizadora, dolomitización y cementación.

  • Hidrolítica, producida por la destrucción de los silicatos de las arcillas al debilitarse su estructura molecular.

  • Por oxidación, producida por el oxigeno atmosférico contenido en el agua que actúa sobre la capa superior de la tierra.

  • Hidratación, producida como consecuencia del aumento de volumen del agua de cristalización.

  • Químico - biológica, producida por la acción de los ácidos que forman los organismos al descomponerse.

Tanto en la meteorización física, química y biológica, se consideran como factores variables el clima, cuyos elementos que lo conforman son determinantes y tienen una influencia decisiva en estos procesos como los son:

  • La temperatura.

  • La humedad.

  • Los vientos.

  • La radiación solar

  • Diferenciación y complementariedad entre la meteorización física, química y biológica.

    La meteorización no solo afecta a la superficie sino también a cierta profundidad, donde ocurre la mayor parte de los procesos de meteorización por oxidación e hidratación.

    Aunque la meteorización física y química actúan por separado, ambos procesos se combinan para llevar a cabo la meteorización de los materiales terrestres.

    En la meteorización física o mecánica cuyo proceso de degradación consiste en la fragmentación gradual del material en partículas pequeñas sin experimentar la alteración química, puede ocurrir por: rompimiento o degradación, por disgregación granular.

    La meteorización química aunque es más lenta que la física, es de gran importancia en cuanto a la alteración del material para sus transformaciones y modificaciones que experimentan los componentes minerales.

    En lo que se refiere a la meteorización químico - biológica, son las plantas las quienes al descomponerse suministran muchos ácidos orgánicos (ácido húmico) que al mezclarse con diversas bases del suelo vegetal, como la cal, magnesia, potasa, óxido de hierro, etc., actúan en el proceso de meteorización biológica.