Mecánica: Lámparas y sus clases

Electrónica. Halógenas. Incandescencia. Alumbrado. Flujo luminoso. Reglaje de faros. Averías

  • Enviado por: Albert
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 5 páginas
publicidad

Lámparas: Son los elementos encargados de transformar la energía eléctrica que reciben en energía luminosa. Pueden ser de dos tipos:

Lámparas de incandescencia: Están constituidas por un filamento de tungsteno encerrado en una ampolla de vidrio en el que se ha hecho el vació y llenado de un gas inerte de argon o nitrógeno. Al pasar la corriente por el filamento , que tiene gran resistencia , se pone incasdente ( 2000ºc) emitiendo un flujo luminoso y calorífico en todas direcciones. El enfoque del flujo luminoso depende de la utilización de la lámpara.

Lámparas halógenas: Conservan el filamento de tungsteno pero la ampolla es de cristal de cuarzo. El gas de llenado esta a mayor temperatura obteniéndoselas siguientes ventajas:

  • Mayor rendimiento luminoso.

  • Luz mas blanca.

  • Mayor duración de la lámpara.

La luz y sus unidades de medida:

  • El flujo luminoso:

  • Es la cantidad de luz irradiada en todas las direcciones por una fuente luminosa.

    La unidas de flujo luminoso es el lumen.

  • La intensidad luminosa:

  • Es una emisión de luz en una dirección dada.

    La unidad de la intensidad luminosa es la CANDELA (cd).

  • El alumbrado:

  • Un flujo luminoso de 1 LUMEN cayendo perpendicularmente y de manera uniforme sobre una superficie de 1m2 produce un alumbrado de 1 LUX.

    La unidad de alumbrado es el LUX.

    El alumbrado es proporcional a la intensidad luminosa de la fuente emisora, e inversamente proporcional al cuadrado de la distancia..

  • La luminancia:

  • La luminancia de una fuente luminosa es el cociente de su intensidad en cd. Por su superficie en m2.

    Se expresa en Candela por m2.

    La unidad de luminancia es el NIT ( 1 cd/m2).

    Reglaje de faros:

    El alcance luminoso de la luz de cruce esta reglamentado dentro de unos limites máximos , para no deslumbrar a los ocupantes de los vehículos que van en dirección contraria cuyo alcance esta en función del posicionado del foco .

    Un defecto en la orientación en los focos origina los efectos siguientes:

  • En luces cortas:

    • Alta: Deslumbramiento de los vehículos k vienen de frente.

    • Baja: Perdida de visibilidad.

  • En luces largas:

    • Alta: Perdida de alumbramiento de la carretera.

    • Baja: Perdida de distancia luminosa.

    Reglaje de faros de forma manual:

    Cuando se observen estas anomalías de alumbrado, deberá realizarse un reglaje en los faros, que consiste en posicionar los mismos de forma que los rayos luminosos se proyectes adecuadamente a su utilización.

    El reglaje de faros puede realizarse colocando el vehículo delante de una pantalla o pared, situándolo ( fig 1) a una distancia de 5 0 7 metros, y con una persona sentada en el asiento trasero, para que los faros suban un poco y tengan su posición normal de funcionamiento. Se dibuja en la pantalla o pared las líneas de referencia indicadas en la figura y se actúa sobre los interruptores para que se proyecten los haces de luce de cruce los cuales deben coincidir sus puntos luminosos con las cruces marcadas en la pared, en caso contrario, deberán corregirse las desviaciones de luz, actuando sobre dos tornillos de reglaje situados en cada faro , con uno se corrigen las desviaciones laterales y, actuando sobre el otro tornillo las desviaciones verticales.

    Reglaje de faros por medio del regloscopio:

    Modernamente este reglaje se efectúa por medio de un aparato llamado regloscopio ( fig 3) que coloca delante de cada faro en la línea central del foco y a la distancia adecuada terminada por el propio aparato.

    El funcionamiento es el siguiente ( fig 2) : el tubo óptico (1) puede desplazar en sentido vertical hasta conseguir la posición exacta de la altura del foco del vehículo. El interior del tubo es una cámara oscura terminada en una pantalla (2). En el extremo delantero del tubo se halla instalada una lente (3), cuya misión es condensar la imagen muy reducida producida por el foco del vehículo, de tal forma, que su imagen queda reflejada sobre la pantalla.

    En el centro de la pantalla van grabadas unas líneas (4) que sirven de referencia para el ajuste de los focos, en el centro de dichas marcas va instalada una célula fotoeléctrica (5) que sirve para medir la intensidad de la luz y que el operador puede leer sobre el instrumento en forma de reloj (6).

    La posición de la imagen luminosa del foco sobre la pantalla , puede ser observada por el operador a través de una abertura (7) practicada en la parte superior del tubo óptico.

    Para conseguir el reglaje de los faros la imagen del foco ha de quedar centrada sobre la pantalla.

    El haz luminoso se proyecta sobre una pantalla que puede verse a través de un visor la cual lleva marcados los índices de reglaje.

    Estos aparatos para la comprobación de los faros , vienen preparados para las proyecciones de haz asimétrica, o código europeo, con una inclinación lateral de 15º con respecto al punto de enfoque.

    Averías en los circuitos de alumbrado:

    Las averías mas frecuentes que suelen producirse en los circuitos de alumbrado son las siguientes:

  • Las lámparas se funden con frecuencia . Este defecto hay que localizarlo generalmente generalmente en el tarado del regulador, al producir el generador a la salida en bornes una tensión superior a la máxima admitida por las lámparas.

  • Lámparas de alumbrado que no funcionan en algún circuito. Si las lámparas y el indicador óptico no funcionan, el defecto esta generalmente localizado en el fusible, el cual esta fundido, en caso contrario, revisar los contactos del conmutador o interruptor de luces.

  • Luces indicadoras de dirección . Si las lámparas no funcionan en una solo dirección , comprobar fusible , que estará fundido.

  • Si las lámparas no funcionan en ninguna dirección, el defecto esta generalmente en el rele de intermitencias, que deberá cambiarse . También puede localizarse la avería en el conmutador de luces , pudiendo tener cortado el cable de corriente o sus contactos en mal estado.

    Si una de las lámparas no luce , lo cual hace que tampoco luzca el indicador óptico, oyéndose el ruido característico del rele , indica que la lámpara esta fundida o que sus conexiones hacen mal contacto..

    Si todas las lámparas funcionan , pero el indicador óptico no se enciende, cambiar la lámpara testigo el cuadro..

    Si el parpadeo o cadencia en las intermitencias es mas rápida que la debida , indica que las lámparas colocadas son de mayor potencia, haciendo que la corriente que circula por la resistencia del rele sea mayor, calentando por tanto mas rápidamente el bimetal .

    Lo contrario ocurre cuando las lámparas lucen con una cadencia lenta, indicando que se han colocado lámparas inadecuadas de menor potencia.

    Si las lámparas lucen pero no parpadean, indica que los contactos del rele se han quedado pegados, debiéndose cambiar el mismo.