Materialismo americano (Marvin Harris)

Análisis antropológico. Evolución. Comportamientos. Cultura. Materialista. Determinismo infraestructural. Conceptos

  • Enviado por: Olga Mancha
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 13 páginas
publicidad

Ideas Básicas

El Materialismo es la teoría antropológica que da más importancia a los procesos materiales, de comportamiento y éticos en la explicación de la evolución de los sistemas socioculturales. Fue expuesta por primera vez por Harris en su libro El Desarrollo de la Teoría Antropológica (1968). Este autor es su creador y ha sido la principal figura del materialismo cultural. Insiste que la labor principal del antropólogo es dar explicaciones causales a las diferencias y similitudes a las ideas y comportamientos de los grupos humanos.

Sintéticamente este gráfico explicaría sus antecedentes:

El Materialismo, como aproximación al entendimiento de los sistemas culturales, es definido por tres principios claves: materialismo cultural, evolución cultural y ecología cultural, y puede remontarse a los primeros economistas, Karl Marx y Frederick Engels (ver Conceptos Principales).

Estos conceptos básicos, definidos más abajo, tienen en común que estudian y explican diferencias y similitudes culturales y modos de cambio cultural de forma estrictamente científica. Además, estos tres conceptos muestran un punto de vista materialista del cambio cultural. Esto significa que cada aproximación entiende que hay tres niveles dentro de la cultura - tecnológico, sociológico e ideológico- y que el aspecto tecnológico de la cultura moldea e influye de forma desproporcionada sobre los otros dos aspectos culturales.

Para el Materialismo "los factores tecnológicos y económicos juegan un papel primario configurando una sociedad" (Carneiro). Existen muchas variedades de materialismo, incluyendo el dialéctico, el histórico, y el cultural. Esbozado por el filósofo Hegel, Marx fue el primero en aplicar las ideas materialistas a las sociedades humanas de forma cuasi antropológica. Marx desarrolla el concepto de materialismo dialéctico a partir de la Dialéctica hegeliana. Para Marx, "el modo de producción de la vida material determina el carácter general de los procesos sociales, políticos y espirituales" y "no es la conciencia humana lo que determina su existencia, sino, al contrario, es su existencia social la que determina su conciencia" (Harris 1979). El elemento dialéctico de la aproximación de Marx reside en la relación entre infraestructura (por ejemplo, recursos, economía), estructura (aspectos políticos) y superestructura (religión, ideología). Lo básicamente materialista de la aproximación de Marx es el énfasis que da a la infraestructura como principal determinante de los otros dos niveles (estructura y superestructura). En otras palabras, las explicaciones para el cambio cultural y diversidad cultural deben ser encontradas en este primer nivel (la infraestructura).

Marvin Harris, utilizando y modificando el materialismo dialéctico de Marx, desarrolla el concepto de MATERIALISMO CULTURAL. Como Marx y White, Harris también ve la cultura en tres niveles, la infraestructura, la estructura y la superestructura. La infraestructura está compuesta por el MODO DE PRODUCCIÓN, o "la tecnología y la práctica empleadas para expandir o limitar la producción de subsistencia básica" y el MODO DE REPRODUCCIÓN o "la tecnología y la práctica utilizadas para expandir, limitar y mantener el tamaño de la población" (Harris). Sin embargo, Harris incluye los modos de reproducción, la demografía, los patrones de matrimonio, etc., dentro de la infraestructura; en la estructura incluye la economía doméstica y la política, y en la superestructura, los servicios de ocio y los productos artísticos. Dadas todas estas características culturales, Harris establece que "los modos de producción y reproducción del comportamiento etic probablemente determinan la economía doméstica y política etic, que a su vez determinan las superestructuras de comportamiento y mentales emic" (Harris 1979). El concepto expuesto más arriba (el MATERIALISMO CULTURAL) es, en palabras de Harris, el PRINCIPIO DE DETERMINISMO INFRAESTRUCTURAL.

Niveles de los sistemas socioculturales: infraestructura, estructura y superestructura.

Superestructura

1. Comportamiento

2. Mentalidad

Estructura

1. Economía doméstica

2. Economía política

Infraestructura

1. Producción

2. Reproducción

La evolución cultural para Marx se basa en la idea de que "los cambios culturales se producen por la acumulación cuantitativa progresiva de pequeños cambios, y, una vez que se alcanza cierto punto, se llega a una transformación cualitativa".

Leslie WHITE desarrolla y redefine el concepto de evolución cultural y fue muy influenciado por la teoría económica de Marx así como por la teoría del evolucionismo de Darwin. Para White, "mientras los otros factores se mantengan constantes, la cultura evoluciona a medida que crece la cantidad de energía disponible per capita y por año o a medida que crece la eficiencia de los medios para hacer trabajar esa energía" (Harris, 550). White propone considerar los sistemas socioculturales como consistentes de tres partes:

  • Tecnoeconómica

  • Social

  • Ideológica

y formula de forma clara las relaciones causales entre estas divisiones: "La cultura se convierte así primariamente en un mecanismo para almacenar energía y hacerla trabajar al servicio del hombre, y secundariamente en un mecanismo para canalizar y regular la conducta de éste no directamente relacionada con la subsistencia, la agresión ni la defensa. Los sistemas sociales están, en consecuencia, determinados por los sistemas tecnológicos, y las filosofías y las artes expresan la experiencia tal y como viene definida por la tecnología y refractada por los sistemas sociales" (Harris, 551).

La aproximación materialista de White es evidente en esta frase suya: "el hombre como especie animal, y la cultura como un todo, depende de lo material, de lo mecánico o de la adaptación al medio natural".

Julian STEWARD. El elemento básico del materialismo cultural proviene del principio de ecología cultural de Steward, que dice que el medio ambiente es un factor contribuyente del desarrollo de las culturas: la adaptación sociocultural es la interacción de una población humana con su entorno. Steward denomina a su aproximación evolución multilineal, y la define como "una metodología relacionada con la regularidad del cambio social, lo que implica desarrollar leyes culturales empíricas". En esencia, Steward propone que, metodológicamente, se pueden buscar "desarrollos paralelos en aspectos concretos de la cultura de sociedades determinadas". Una vez identificados los paralelismos en el desarrollo, se puede entonces buscar explicaciones causales similares. Steward también desarrolló la idea de tipos culturales que tienen validez transcultural y presentan las siguientes características:

(1) se han desarrollado a partir de elementos culturales seleccionados más que como culturas globales; (2) estos elementos culturales deben ser seleccionados teniendo en cuenta un problema concreto y un marco de referencia; y (3) los elementos culturales seleccionados deben tener las mismas relaciones funcionales en cada cultura tipo.

Con los nuevos hallazgos arqueológicos y las nuevas tecnologías de investigación aplicadas a la arqueología (dataciones y seriaciones más exactas), se logran reconstrucciones ecológico-culturales en el sudoeste de los EE.UU., de manera que la ecología cultural hace una gran contribución antropológica al enfoque del materialismo cultural. También los descubrimientos de los arqueólogos del Nuevo mundo se ponen en relación con el materialismo cultural. La nueva arqueología es ahora capaz de trabajar simbióticamente con la etnología y trazar hipótesis sobre las poblaciones, tales como: su tamaño y población, los ciclos estacionales y climáticos, técnicas de producción de alimentos y crecimiento de la población, incidencias de las guerras etc.

El momento decisivo para la relación entre los datos arqueológicos y el materialismo cultural llegó en los últimos años treinta y primeros cuarenta, cuando la hipótesis de Steward que afirma que las culturas humanas habían tendido a evolucionar por rutas esencialmente iguales cada vez que se enfrentaban con situaciones tecnológicas semejantes. Se demuestra por tanto con pruebas arqueológicas irrefutables, el paralelismo entre la evolución del Nuevo mundo y del Viejo mundo, sin atisbo de difusionismo.

Probar que los amerindios domesticaron el maíz equivale a probar que fueron capaces de realizar independientemente, sin necesidad de difusión ninguna desde el Viejo mundo, todas las innovaciones tecnológicas asociadas a la secuencia tecnológica del Nuevo mundo. Con la adecuada combinación del Homo sapiens, más un grano nutritivo y resistente, más valles semiáridos, más fuentes de agua abundante, más un terreno adaptable a la irrigación, era altamente probable la evolución hacia una civilización de regadío, y no una vez, sino una y otra vez.

Esta comparación de Steward de las secuencias evolutivas entre el Nuevo y Viejo mundo, apoyada en descubrimientos arqueológicos, marcó un hito, y el comienzo del uso de las evidencias arqueológicas del Nuevo mundo en apoyo de una interpretación materialista cultural del origen de la civilización.

Harris está en desacuerdo con Steward en que éste ve el medio ambiente como un trasfondo pasivo en la influencia de la cultura, mientras que el primero considera que está al mismo nivel que la gente: para Harris la población y el entorno formarían parte de un mismo sistema. También se diferencian en que Steward concibe la cultura como un conjunto de elementos y Harris como un todo sistémico conformado por distintos aspectos (religión, política, relaciones de propiedad, etc.). Por eso Steward tiende a aislar las diferentes prácticas culturales mientras que Harris las ve interrelacionadas dentro de un sistema.

Karl WITTFOGEL, en 1926 había considerado desde un enfoque ecológico-cultural la explicación de las peculiaridades de algunas sociedades asiáticas, a las que caracteriza como "poderosas burocracias hidráulicas", relacionando la aparición de los Estados con las exigencias tecnoecológicas del regadío a gran escala. Marxista por definición, sus ideas empezaron a ir en contra de la noción del "modo de producción asiático": si en Asia no se había pasado del esclavismo al feudalismo, tampoco se podría pasar al capitalismo y de este al comunismo. Esto ataca las ideas marxistas de evolución multilineal de los sistemas sociales, con lo que su obra empieza a verse como una cruzada contra las ideas comunistas. El mismo matizó sus explicaciones, diciendo que los factores económicos y ecológicos no son los únicos para explicar las sociedades orientales.

Gordon CHILDE, importante arqueólogo inglés, parte de los estadios evolutivos de Morgan (salvajismo, barbarie y civilización) pero los matiza cuando concibe la evolución como un árbol con multitud de ramas divergentes, que parecen tener poco en común, por eso Harris afirma que está más cerca del particularismo histórico y que no consigue conciliar la transición abstracta del salvajismo a la barbarie y a la civilización. Las semejanzas en los resultados culturales parecen más bien producto de la difusión que de la evolución paralela (Harris, 570 y 590).

Al estudiar los regadíos de Mesopotamia y Egipto, relaciona el origen de algunas instituciones culturales (jefaturas, reinados) con las condiciones de vida creadas, que oponen la vida en el oasis a la vida en el desierto, que en sí mismas vienen a ser un extraordinario poder coercitivo (las condiciones de vida fuera del oasis son tan malas que nadie escapa al control social).

La hipótesis hidráulica fue muy revisada por las nuevas tendencias en investigación arqueológica, que se ha centrado en el papel de la irrigación en la evolución de las civilizaciones urbanas mesoamericanas. Es interesante la comparación que Robert Adams ha intentado hacer entre las evoluciones de las civilizaciones urbanas mesopotámicas y mesoamericanas, que aunque rechaza la teoría hidráulica (no ve relación entre agricultura de regadío y concentración del poder político) intenta buscar una ley general que explique el proceso de aparición de los Estados).

Conceptos Principales

Modo de Producción: la combinación especifica e histórica de recursos, tecnología y relaciones sociales y económicas, que crean valor de uso y valor de cambio. Este concepto fue inicialmente definido por Marx y redefinido por Engels. Para estos economistas, un "modo de producción no debe ser sólo considerado como la producción de la existencia física de los individuos". Más bien, es "una forma concreta de actividad de esos individuos, una definida forma de expresar su vida y un específico modo de vida" Con respecto a las sociedades históricas precapitalistas, el modo de producción se manifiesta como la combinación de relaciones entre los individuos, su entorno material y su forma de trabajo.

Una definición similar, propuesta por Maurice Godelier, establece que el modo de producción es "una combinación -- capaz de reproducirse a sí misma --de fuerzas de producción y relaciones sociales de producción específicas que determinan la estructura y forma del proceso de producción y de la circulación de los bienes materiales dentro de una sociedad histórica concreta". En suma, una sociedad dada no se restringe a un único modo de producción, o lo que es lo mismo, "cualquier sociedad dada, en un momento histórico concreto, puede abarcar múltiples modos de producción articulados de forma específica".

Winthrop señala que este concepto no ha sido aplicado de forma consistente. En concreto, en relación con la evolución cultural y al materialismo cultural, la aplicación del concepto difiere de las definiciones de más arriba en dos sentidos:

  • "la mayoría de los estudios evolutivos asumen que una forma social puede caracterizarse por su tecnología, o lo que es lo mismo, que los procesos tecnológicos determinan las relaciones económicas" y

  • "estos estudios consideran que cada sociedad tiene un único modo de producción" .

  • Ley del Desarrollo Cultural: "mientras los otros factores se mantengan constantes, la cultura evoluciona a medida que crece la cantidad de energía disponible per capita y por año o a medida que crece la eficiencia de los medios para hacer trabajar esa energía" (Harris, 550).

    Culturología: es el campo científico que estudia e interpreta los fenómenos distintivos que denominamos cultura (White 1959). El término fue creado por Leslie White quien creía que la cultura podía se explicada, no en términos psicológicos, biológicos, fisiológicos, etc., sino en términos de culturología. En ese momento de la Antropología, la noción de sociedad fue muy desarrollada y constituyó un foco clave de estudio. White creía que el objeto principal del estudio antropológico debía ser la cultura y no la sociedad. En resumen, que las explicaciones de desarrollo y cambio cultural debían venir de la Antropología y la aproximación metodológica debía ser la del método científico.

    Evolución Cultural General: "la emergencia sucesiva de nuevos niveles de desarrollo constante". Para White y otros autores, la evolución general está basada en el total de energía acumulada que deviene en "Cultura" per se. En suma, este concepto se caracteriza por la progresión desde los niveles más bajos de la organización a los más altos. En otras palabras, los cambios en la complejidad u organización de las formas culturales son el resultado de los cambios en los totales de energía obtenida. Cuando se discute sobre la evolución cultural, la Cultura es vista como un sistema cerrado o sea, la cultura se lleva fuera de su contexto o articulación histórica.

    Evolución Cultural Especifica: es la secuencia histórica de culturas concretas, así como la secuencia de sus líneas de desarrollo. A diferencia de la evolución cultural general, la específica se basa en la eficiencia de captación de energía en una sociedad concreta. O lo que es lo mismo, una cultura concreta en un entorno dado, puede devenir más compleja, tanto tecnológicamente como socialmente, dentro del esquema evolutivo general. Además, esta cultura particular puede, al mismo tiempo, ser la mejor adaptada (por ejemplo, si dispone de una energía más eficiente y mejor utilizada) a su entorno. Este concepto es análogo al de evolución biológica, de tal forma que la evolución especifica puede ser vista como las líneas filogenéticas históricas de descendencia. La evolución general, por otro lado, puede verse como la ordenada complejidad de los organismos vivos.

    Ley del Crecimiento Cultural: mientras los demás factores permanezcan constantes, la cultura se desarrolla a medida que lo hace el control de los incrementos de energía de forma más eficiente.

    Puntos de Crítica

    El Materialismo, en antropología, se opone, metodológica y teóricamente, al Idealismo. Muchos autores defienden la aproximación idealista porque tiene en cuenta los fenómenos psicológicos y tienden a concebir la cultura en términos mentales y simbólicos. Por el contrario, los Materialistas, por otro lado, tienden a definir la cultura estrictamente como patrones de comportamiento observables y defienden que los factores tecnoambientales son primarios y causales. El desarrollo contemporáneo de estos dos principales puntos de vista ha supuesto un importante debate académico sobre que aproximación era la más adecuada para el estudio cultural.

    Metodología

    El Materialismo cultural utiliza preferentemente métodos cuantitativos de análisis (demografía, consumo calórico,...), métodos etnográficos, investigación arqueológica y los análisis etic.

    Los temas o aspectos que más le interesan son:

  • el análisis de los métodos de producción en el medio y

  • el análisis de los patrones de comportamiento humano, para

  • entender las relaciones entre las técnicas de producción y los restantes elementos de la cultura.

  • Por ejemplo:

    • Comida y proteínas

    • Comida y evolución

    • Demografía y control de población

    Conclusiones

    La aparición del Materialismo cultural hizo a los antropólogos dividirse en dos grupos, los que optaban por las humanidades y, incluyendo a los materialistas culturales, los que defendían una antropología modelada por las ciencias naturales. Los primeros defienden que la antropología es una ciencia humanística, como Geertz, que insiste en que no es una ciencia experimental en su búsqueda de leyes sino una ciencia interpretativa en la búsqueda del entendimiento. Otros, como Moore dudan de la validez del análisis etic. La mayor parte de las reacciones están en contra del determinismo infraestructural y la primacía dada al análisis etic del comportamiento.

    Bibliografía destacada

    Bloch, M. (1977) Análisis marxistas y Antropología Social. (Textos De Godelier et al. Compilados por Bloch) Anagrama. Barcelona.

    Harris, Marvin (1998) El desarrollo de la teoría antropológica: una historia de las teorías de la cultura. Edit. Siglo XXI, Madrid.

    (1982) El Materialismo Cultural. Alianza Universidad, Madrid

    Marx, Karl y Friedrich Engels (1848) El Manifiesto Comunista.

    Sahlins, Marshall D. y Elman, R. Service (1988) Evolución y Cultura.

    Steward, J. (1972) Theory of cultural change: the methodology of multilinear evolution. Urbana; University of Illinois Press

    White, Leslie (1964) La Ciencia de la Cultura: un estudio sobr eel Hombre y la civilización. Paidós. Buenos Aires

    (1959) The evolution of culture : the development of civilization to the fall to Rome New York , Mcgraw-Hill.

    MATERIALISMO AMERICANO

    1

    12

    Dialéctica hegeliana

    Hegel

    Materialismo Histórico

    Marx

    Evolución cultural

    White

    Ecología Cultural

    Steward

    MATERIALISMO CULTURAL

    HARRIS

    Emic y Etic

    Pike