Manifiesto comunista; Karl Marx y Friedrich Engels

Filosofía del siglo XIX. Comunismo moderno. Pensamiento político. Marxismo. Socialismo. Asociacionismo. Proletariado. Lucha de clases. Capitalismo

  • Enviado por: Santa
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 7 páginas
publicidad

MANIFIESTO

COMUNISTA

El manifiesto comunista, escrito por Karl Marx en 1848, fue concebido en un principio como un panfleto propagandístico de la Liga Comunista, con el paso de los años, la trascendencia de dicho manifiesto, y la importancia en la filosofía, este panfleto paso ha ser una clásico del la literatura política de la historia.

Resumen:

A lo largo de la historia la sociedad siempre se ha visto dividida en distintos estamentos, en distintas clases, que implicaban grandes diferencias en la mayoría de los aspectos de la vida de la gente.

Pero nunca habían sido tan notables las diferencias entre principalmente dos clases sociales, la burguesía y el proletariado.

La burguesía supone la clase dominante, aunque no la mas numerosa, y se resumen a personas que controlan absolutos emporios de producción a escala internacional, y que tienen a su servicio a obreros que trabajan el máximo horario con el mínimo salario.

La figura de la burguesía proviene de la feudal clase media que con la ayuda de la maquinaria y la revolución industrial consigue un máximo de producción que le posibilita el tener unos precios muy reducidos, lo cual hace que todos los artesanos, y los que tienen pequeños negocios propios no puedan salir adelante.

Seria mas o menos como una reacción en cadena, el burgués paga poco al proletario, el proletario con lo poco que gana solo puede permitirse lo absolutamente necesario y lo mas barato posible, que coincide con los productos fabricados por los negocios de la burguesía, por lo tanto el proletario, que representa la mayoría absoluta de la población tiene que comprar al burgués y como todo el mundo le compra al burgués, el pequeño negocio, no vende nada, lo que le obliga a abandonar el negocio y unirse al proletariado trabajando en un empleo degradante y mal pagado, de esta forma todo el dinero le vuelve a la burguesía y cada vez son mas lo proletarios que se ven obligados a trabajar bajo sus mezquinas condiciones.

El partido comunista apoya al proletario y busca sus intereses mas cercanos, el comunismo lo que busca es la abolición de la propiedad privada y la desaparición de las clases a partir de un reparto de vienes comunitario, intenta que favorecer ante todo a la clase obrera y a la mayoría popular, propone una revolución violenta inmediata contra las clases dominantes que burlan y oprimen al pueblo, y pone en evidencia los tres “canceres” de la sociedad; la familia, la religión y el estado.

Estas tres lacras que lastran al proletario y que le nublan la razón, todas tienes sus motivos de ser, y los principales motivos por los que se rechazan estos tres ámbitos de la vida, es básicamente por que son actualmente sostenidas por el interés material en todas sus facetas.

El comunismo reivindica los derechos de la clase obrera, denuncia la explotación sin escrúpulos de proletarios, mujeres, ancianos y niños, lucha por la igualdad de los mismos y la uniformidad universal.

Afirma que la revolución debe empezar en cada nación y luego ya extenderse, pues esta “guerra” hay que librarla desde dentro desde el núcleo del sistema capitalista.

El comunismo cree firmemente en que es necesario aplicar las siguientes medidas en los distintos países:

-Expropiación de la propiedad de la tierra y empleo de la r4enta que produzca gastos al estado.

-Impuesto fuertemente progresivo.

-Abolición del derecho de herencia.

-Confiscación de la propiedad de todos los emigrantes y rebeldes.

-Centralización del crédito poniéndolo en manos del estado mediante un banco nacional con capital del estado y monopolio exclusivo.

-Centralización de los transportes poniéndolos en manos del estado.

-Multiplicación de las fabricas nacionales de los instrumentos de producción, roturación y mejora de las propiedad es agrarias conforme a un plan comunitario.

-Igual obligación de trabajar para todos, organización de ejércitos industriales, especialmente para agricultura.

-Unión de la explotación agraria y la industrial, medidas para superar paulatinamente las diferencias entre ciudad y campo.

-Educación publica y gratuita de todos los niños. Eliminación del trabajo infantil en las fabricas en su forma actual. Unión de la educación como producción material, etc.

Se pueden distinguir dentro de la literatura socialista y comunista varios tipos, el socialismo feudal, que se limita a los aristócratas que reprochan a la burguesa no el haber creado el proletariado, sino que dicho proletariado tenga afán revolucionario que pueda desestabilizar los valores feudales; el socialismo pequeño burgués, básicamente es aquel grupo de personas que defienden la antigua situación y que toma una posición conservadora que no tienen lugar en el comunismo; y el socialismo alemán, que se basa en escritos de pensadores franceses, que se convierte al final en un defensor de la pequeña burguesía; el socialismo burgués que toma por correcto lo que es burgués y que desea la sociedad tal y como esta pero sin riesgo a revolución que pueda destronar a la burguesía de su “trono”; y finalmente el socialismo utópico que como su nombre indica se resume a una utopía, a una fantasía que no es alcanzable y que contrasta demasiado con los hechos que en el momento se viven.

La posición del comunismo respecto a los distintos partidos varia según el país y la variedad de gobierno que este le ofrece, como se puede apreciar en el último episodio del manifiesto.

Reflexión personal respecto al libro:

Después de haber leído esta interesante obra de Karl Marx he de reconocer que me ha dado mucho de que pensar, personalmente he de decir que siempre me he decantado mas por este tipo de ideología que por cualquier otra, aunque mas bien como una filosofía que cada uno era libre de aplicar o no, no cabe duda de que nos encontramos ante una ideología que surgió hace un siglo y medio, y que en estos últimos años la sociedad ha dado un terrible cambio respecto a la concepción clásica de la sociedad, por esa razón fuera del contexto es mas difícil analizar el valor filosófico que pueda tener este libro, ya que ahora mismo el comunismo como sistema político es una absoluta utopía, debido al egoísmo y la falsedad que cohíbe a esta sociedad. Sin embargo, quizá en aquellos momentos, en aquel febrero de 1848 en el que fue publicado por primera vez este libro, si que habría sido una teoría con muchísimo mas valor político que el que pueda tener ahora, en una época de absoluta decadencia en los ámbitos sociales, una ideología que nos invita a derrocar el sistema que día a día nos mata y que favorece solo a un minúsculo porcentaje de la población mientras el resto es oprimida y degradada, en esa época si debió serlo, y de hecho lo fue.

También he de mostrar mi desacuerdo con algunas de las cosas que dice Marx, como por ejemplo, considerar la familia como una carga para el proletario, por que aunque como bien dice en aquel momento se resumiese a la necesidad de otra persona para poder subsistir, creo que a la familia se le debe toda y es el mas fuerte de los vínculos de una persona, no hay mayor desgracia que perder a un miembro de tu familia, gente que sabes que estará allí siempre o que por lo menos debería estarlo.

Tampoco pienso que el comunismo se deba aplicar al campo político, ya que implica una aceptación de una ley en la que te ves obligado a desposeer tus pertenencias las cuales te las ganas tu y por tanto deberías administrarlas tu a tu juicio y parecer, no un estado que no ha trabajado por conseguirlas.

Me resulta vergonzoso que esta teoría de Marx allá terminando aplicándose como dictadura en distintos países a lo largo de la historia, y la tergiversación de muchos de los principios, como la falta de sentimiento nacional en el proletariado que en la dictadura rusa se convierte en el mas despótico de los patriotismos.

Lo que si me parece bastante bien es que aborrezca el derecho a la herencia, pues desde mi punto de vista nadie se merece lo que no ha sudado por conseguir, pero claro desde otro punto de vista cada uno tiene el poder de hacer lo que quiere con sus pertenencias lo que permite también heredar a tus hijos con lo que consideres oportuno y necesario.

Como ya he dicho antes siempre he pensado que el comunismo debería ser mas un filosofía o un estilo de vida que cada uno elige llevar o no, pero nunca una obligación que se deba imponer al pueblo en la sociedad actual (refiriéndome a la situación de los actuales países desarrollados), en algunos casos como el de países africanos, asiáticos o sudamericanos, en el que las diferencias de clases son mucho mas pronunciadas pues si pienso que debería ser algo mas genérico y global pero, como ya se ha visto el comunismo como dictadura acaba limitándose a las decisiones de una sola persona, un dictador y que por tanto depende mucho de la persona que imponga este sistema.

Como ultimo querría decir que me parece indignante que aparezca el nombre de Friedrich Engles en la portada y encima del mismo tamaño que el de Karl Marx sabiendo que la participación del primero en este libro es prácticamente nula remitiéndose a escasas anotaciones de no demasiado valor.

También añadir que me ha parecido muy interesante el libro aunque halla habido algunas partes en las que me halla costado mas enterarme del contenido, pero creo que mas o menos he captado la idea y espero que se refleje en la nota de mi trabajo.