Madame Bovary; Gustave Flaubert

Literatura universal del siglo XIX. Novela realista. Líos amorosos. Bovarismo. Infidelidad. Amor no correspondido. Amantes. Personajes. Argumento. Temas. Estructura

  • Enviado por: Himeko chan
  • Idioma: castellano
  • País: Chile Chile
  • 18 páginas
publicidad

Universidad Antofagasta

Facultad de Educación y Ciencias Humanas

Departamento de Educación

Pedagogía en Lenguaje y Comunicación


Análisis Estructural

“Madame Bovary”

De Gustave Flaubert

Asignatura:

Literatura General II

Fecha: 24 de noviembre del 2008

Índice

Introducción pág. 3

Análisis Estructural pág. 4 - 13

  • Estrato Secuencial pág. 4 - 5

  • Estrato Agencial pág. 5 - 7

  • Estrato Indicial pág. 7 - 8

  • Estrato Narrativo pág. 8 - 13

Conclusión pág. 14

Bibliografía pág. 15

Introducción

Nuestra intención es analizar el libro “Madame Bovary” de Gustave Flaubert, según los estratos o niveles estructurales propios del análisis como son:

  • Estrato Secuencial

  • Estrato Agencial

  • Estrato Indicial

  • Estrato Narrativo

Hemos creado una hipótesis sobre este relato, en el cual se pueden apreciar esencias del romanticismo y el realismo, en sus líneas.

También comprobaremos que esta obra es una novela de tesis, en la que el autor toma posición para defender una determinada idea; por lo tanto, carga ideológica y parcialidad son dos características esenciales en este tipo de novela.

En esta obra se muestra la novela realista del siglo XIX, que se presenta al lector como portador de una enseñanza que tiende a demostrar la validez o ausencia de la validez de una doctrina; esto significa que la novela de tesis se hace leer de una manera determinada, y puede tener rasgos comunes con la novela de aprendizaje, pero está no conlleva necesariamente una enseñanza que tienda a demostrar ideas.

Algunos datos de la novela es que, de esta misma se ha sacado el término “Bovarismo, que por definición es: el estado de insatisfacción crónica de una persona, producido por el contraste entre sus ilusiones y aspiraciones (a menudo desproporcionadas respecto a sus propias posibilidades) y la realidad, que suele frustrada. (Wikipedia http://es.wikipedia.org/wiki/Bovarismo [En línea 21/11/08])
Este término se utilizo por primera vez gracias a la figura que representa Emma Bovary en la obra, la cual se convierto en el modelo de insatisfacción matrimonial.

Análisis estructural: Madame Bovary de Gustave Flaubert

  • Estrato o Nivel Secuencial:


La intención de nosotros es analizar este texto como novela de tesis. En un primer nivel, explicaremos los acontecimientos y funciones principales que cumple la protagonista del relato Emma Bovary o también llamada Madame Bovary, con la participación a la vez de su Esposo Charles Bovary y sus amantes, Rodolphe Boulanger y León Dupuis.

Emma V.S Charles y sus amantes

Anhelo del amor apasionado V.S Amor no correspondido y
sus consecuencias


Lectura de historias V.S La realidad totalmente
románticas opuesta

Secuencia Búsqueda del amor V.S Relaciones no estables
por exigencia del anhelo

Fracaso Total V.S Indiferencia amorosa y
económica

Suicidio por fracaso de la V.S Culpabilidad por la falta de
búsqueda conciencia


El proceso comienza con la influencia de las historias románticas sobre Emma y sus ideales, llevándola a buscar un hombre tan romántico y apasionado como el de aquellos libros.

“Porque, ¿no debía un hombre conocerlo todo, distinguirse por sus múltiples habilidades, iniciar a la mujeres en las energías de la pasión, en los refinamientos de la vida y en todos sus misterios? Pero él nada le enseñaba, porque nada sabía y nada deseaba sabe…”
(Flaubert, Gustave P: 31)

Por estas mismas influencias ocurre un fuerte choque para Emma con la realidad, pues ninguno de los amantes que busco o pasaron en su vida, satisfacía sus deseos, al contrario nunca logro nada estable con ninguno de ellos -a pesar de que Charles era su esposo este era bastante distante y frio con ella, por lo cual también era inestable-, por la constante búsqueda de su anhelo en cada uno de ellos, lo que provocaba una cierta repulsión hacia los mismos, esto la llevo a un fracaso total tanto amoroso como económico -por sus exuberantes deudas- donde no fue ayudada en ningún momento por ninguno de ellos al contrario existió una indiferencia en exceso; lo cual conlleva al suicidio de Emma por la vida idealista que trato de reflejar en la realidad, y sus fracasos amorosos que siempre llevo a sus espaldas, lo que provoco esto, fueron los hombres, los cuales se sintieron culpables de lo sucedido, sin poder evitarlo.

Por todos estos acontecimientos, la consecuencia final de los actos de Madame Bovary es que su esposo Charles descubriera luego de algunos años todo lo que ella realizo, provocando así la muerte de este.

“…Charles fue a sentarse en el banco de la glorieta
del huerto. A través de la celosía se filtraban los
rayos del sol; los pámpanos proyectaban su sombra
sobre la arena; el jazmín perfumaba el ambiente; el cielo
estaba azul; los insectos zumbaban alrededor de los lirios
en flor, y Charles se sofocaba como un adolescente bajo
los vagos efluvios amorosos que henchían su corazón apesadumbrado.
A las siete, Berthe, que no le había visto en toda la tarde,

fue a buscarle para cenar.
Lo encontró con la cabeza apoyada en la pared, cerrados

los ojos y abierta la boca; tenía en las manos un largo
mechón de cabellos negros.
-Papá, ¿vienes? - Preguntó la niña.
Y, creyendo que fingía dormir, le empujó suavemente.

Cayó al suelo. Estaba muerto”
(Flaubert, Gustave P: 239)

  • Estrato o Nivel Agencial:

Para poder explicar las funciones de los personajes por su participación en determinados acontecimientos, utilizaremos el modelo actancial de Greimas. Se darán a conocer tres esquemas generales, es decir, estructurados en base al proyecto de los personajes que genera el relato y los que para este mismo son los más relevantes.

  • Sujeto: Emma
    Objeto: Encontrar al hombre ideal y romántico
    Destinador: Emma
    Destinatario: Charles y sus amantes

    Eje del deseo: Buscar una vida y un hombre ideal y liberal tal como lo diagramaban sus libros de amor.
    Eje de la comunicación: La comunicación de ella, era muy centrada en su completa persona, poco le importaban los demás, a excepción de los hombres que trato de conquistar.
    Eje de la participación: Todas las acciones giran en torno a ella, sus pensamientos y sentimientos y como estás le afectan en su vida.

  • Sujeto: León y Rodolphe
    Objeto: Conquistar y lograr algo estable con Emma
    Destinador: El poco tiempo que Charles pasaba con su esposa
    Destinatario: Emma

    Eje del deseo: Tener una relación estable con una mujer de status social igual o más alta que la de ellos.
    Eje de la comunicación: Conversaciones varias y cartas en donde explicaban sus sentimientos hacia ella, para fomentar el romanticismo, que ella deseaba.
    Eje de la participación: Esta consistía en tratar de alejar a Charles de Emma para poder entablar una relación.

  • Sujeto: Charles
    Objeto: Hacer feliz a Emma en todo sentido
    Destinador: El dinero y una vida normal
    Destinatario: Emma

    Eje del deseo: Consentir a su esposa en todo lo que él pudiera y más allá.
    Eje de la comunicación: Existía una comunicación escasa, hasta incluso nula por ambas partes, pues ellos no congeniaban en su totalidad.
    Eje de la participación: Se encontraba más concentrado en su trabajo que en su esposa, y todo esto afecto el cariño que Emma le entregaba a él, haciendo que esta se distanciara.

  • Algunas conclusiones

    Primeramente comienza la obra contando la vida de Charles Bovary. Un muchacho campesino de quince años, torpe y hasta un poco ridículo, él entra al colegio de la ciudad de Rouen. Más tarde logra, con mucho esfuerzo, titularse de médico. Se instala en el pueblo de Tostes, cerca de Rouen, y se casa con una viuda ya mayor, pero millonaria. En una de sus visitas profesionales, Charles se enamora de la hija de su paciente Emma Rouault. Su esposa muere al poco tiempo después y Charles se encuentra en condiciones de pedir la mano de Emma. Esta mujer, que nos será presentada paulatinamente, durante la novela, a través de diferentes perspectivas e impresiones, ha desarrollado una vocación y una capacidad casi patológicas para fabular, incentivada por la lectura de novelas románticas. Se siente la heroína de esos libros, y sueña con el marido ideal o con el amante maravilloso que la llevará a países lejanos. Charles y Emma se casan. Si bien Charles es feliz, Emma descubre que la realidad de su vida matrimonial no corresponde a la de los personajes de sus lecturas. Ella, que creyó que el matrimonio satisfaría a su gusto por la vida brillante, se ha casado con un mediocre. Es invitado a un baile en un castillo cercano, lo cual la lleva a penetrar por primera vez al “gran mundo”, que sólo conocía en las novelas. Aquí se enciende más aún su amor por el lujo y el ensueño. Lo que ve en el castillo es un nuevo alimento para su imaginación, ya exaltada por los libros románticos. El carácter se le altera. Se aburre en ese pueblo. Se vuelve irritable hasta llegar a una enfermedad nerviosa. Charles piensa que un cambio de aire sería el remedio y acepta un puesto en Yonville. Cuando parten, ella se encuentra encinta.

    En Yonville, Emma encuentra la misma vida rutinaria que en Tostes, la misma campiña, los mismos personajes típicos. El escenario ha cambiado sólo de nombre. Aparecen nuevos personajes secundarios. La atmósfera mediocre de este pueblo está representada por Homais, un farmacéutico imbécil, anticlerical y sentencioso, con bastante de grotesco. León Dupuis, un joven pasante de notario, romántico e insignificante, conquista intelectualmente a Emma. En esos días, ella da a luz a Berthe. Emma y León se confiesan sus gustos y descubren que con comunes. León, melancólico y tímido, no se atreve a confesarle su amor y se va del pueblo. Deseosa de vivir sus sueños, Emma se deja seducir fácilmente durante los comicios agrícolas de Yonville por Rodolphe, un burgués que siempre creyó que la pasión exacerbada de Emma era sólo una comedia. Es un período de plena felicidad para Emma, pero Rodolphe, dotado del bueno sentido común burgués, la deja. Aquí se comienza a notar el carácter alucinatorio de las ensoñaciones de Emma, al punto de creerse hermana de todas las heroínas de los libros.

    En adelante, Emma busca el aturdimiento, En Rouen se re-encuentra con León, al que luego de una estancia en París ha vuelvo algo menos tímido. Se hacen amantes; por esto León resulta ser un pusilánime sin personalidad. El miedo a comprometerse y el deseo de conformar su fututo según el modelo burgués, llevan a León a romper con Emma, lo que no es óbice para que ésta, en sus ensoñaciones, lo transforme en un ser extraordinario. Comienza la última etapa de la degradación; Emma se entrega a extravagancias. El espacio que hay entre lo que ella es y lo que ella quisiera o sueña ser, es demasiado grande. Se enamora de un tenor de la Opera Cómica. Al fastidio y la fatiga les sigue el derrumbe, las deudas contraídas a espaldas de su marido para satisfacer su fantasía, acarrean un embargo de sus bienes. El afán de Emma de poseer objetos se conecta tanto con sus amores como con su desengaño y aburrimientos. Intenta compensar una insuficiencia vital adquiriendo objetos; así pretende llenar la distancia entre el deseo y su cumplimiento. Vienen, pues, el embargo, el desastre. Acosada por todos los lados roba arsénico de la farmacia de Homais y, después de una lenta agonía muere presa de una risada atroz. El dolor de Charles es inmenso, ha perdido la razón de su vida. Lo profundo de su desesperación le confiere a este hombre una grandeza impresionante e insospechada. Lleva ahora una existencia solitaria, hasta que un día su hija lo encuentra muerto en un banco del jardín, con un mechón de cabellos de Emma entre sus dedos. El dolor y su final patético lo elevan más allá de la mediocridad. En cambio, Homais, rico y condecorado, ha triunfado; ha triunfado un hombre mesurado, razonable, un comerciante exitoso, un amigo de la humanidad que goza del favor de la autoridad y de la buena opinión pública; la máscara que esconde la mezquindad, la avaricia, la idiotez, la maldad, lo ramplón y sin vuelo.

    Novela de tesis:

    Procederemos a desarrollar la hipótesis que se encuentra dentro de Madame Bovary en el género - novela de tesis - . Explicaremos previamente, los rasgos más importantes de la novela de tesis que se dan a conocer en esta obra.

    Principalmente este tipo de novelas presentan conflictos ideológicos de tipo: religiosos, políticos, económicos, sociales, anticlericales, etc. En esta obra es presentado específicamente el tema social en donde, a la vez, los personajes son planos y muy esquematizados, sirven para encarnar -especialmente- las ideas del autor y por lo tanto provocar a través de ello la persuasión sobre lo que se esta narrando al lector.

    Como se dijo recientemente en este tipo de novelas la función esencial de los personajes es presentar las ideas del autor; la sandez es -por así decirlo- la imagen que más da a relucir Flaubert, porque despreciaba profundamente su época, y no sólo por una repulsión personal o de resentimiento. Su antipatía se encontraba encaminada hacia la trivialización general de la vida en Francia, en la segunda mitad del siglo XIX. Criticando abiertamente la corriente ideológica anterior, el romanticismo, sin embargo al final de la novela Flaubert utiliza recursos literarios de este movimiento.

    Por consiguiente se lleva al final dramático que esta obra presenta, pues la imaginación de Emma Bovary repleta de románticas ilusiones sobre el amor y la pasión, seguidas como novela de tesis en esta ocasión solo por imitación, en donde después, se topa con la realidad de un matrimonio que no era lo que ella esperaba, y busca las sensaciones sobre las que ha leído en los libros, a través de una serie de aventuras amorosas, que ella desea ver como grandes pasiones, pero que no son en realidad más interesantes que su vida. Reflejo de esta sociedad también se ve cuando Binet, un buen amigo de Charles termina con su amistad debido a las diferencias de clase.

    Madame Bovary una mujer ilustrada y bella, con arraigadas costumbres provincianas, es, en apariencia, una convencional historia de adulterio, pero logra convertirse en un profundo análisis de la humanidad y, sobre todo un ataque a la monotonía y a las dificultades de una mujer en esa época.

    Agregando el tema social en la novela, a Madame Bovary esto mismo la fue destruyendo poco a poco. Vivía en una sociedad hipócrita en donde se veía mal el divorcio. La sociedad estaba encima de los sentimientos. Emma poco a poco se fue revelando ante esta sociedad tan falsa. Un ejemplo muy claro de esta sociedad aparece cuando ella descubre que está embarazada y quiere que su hijo sea varón:

    Ella deseaba un hijo; sería fuerte y moreno, le llamaría Georges; y esa idea de tener un hijo varón era como la revancha esperada de todas sus impotencias pasadas. Un hombre, al menos, es libre; puede recorrer las pasiones y los países, atravesar los obstáculos, gustar los placeres más lejanos. Pero una mujer esto le está continuamente vedado
    (Flaubert, Gustave P: 101)

    Este es el esquema estructural presente dentro de Madame Bovary, como novela de tesis:

    • Estrato o Nivel Indicial:

  • Indicio principales:

    • Entre los indicios principales que deseamos destacar, se resaltan los espacios monótonos y sin vida en donde vivía Emma, pues ella deseaba una vida más liberal y anhelaba poder conocer París para poder alejarse de esa rutina que la fastidiaba.

    • El idealismo impregnado por los libros y la ensoñación de esto a la realidad, ella ansiaba con fervor que las historias que en las novelas románticas que leía le sucedieran a ella, es por esto que buscaba el amor en sus amantes, ya que su propio marido no le daba el suficiente cariño que ella requería, es por esto que se produce una incompatibilidad en la vida matrimonial entre Charles y Emma, acentuado por la diferencia de pensamientos, puesto que la ideología de ella era totalmente liberal, mientras que, la de él era más conservacionista, y por ello su matrimonio se distancio aún más.

    • Luego se le agregan las mentiras y engaños que ella le hizo a su marido, por la compulsión que ella poseía en su forma de actuar frente a las situaciones extremas (realizaba las acciones sin medir las consecuencias), que más adelante son descubiertas -tardíamente- las cartas de amor en donde se contaban todos los amoríos que Emma tuvo, y el desprecio que ella le daba a su marido, para poder conseguir el amor de sus amantes.

    • Para finalizar se presentan indicios en la indiferencia y distanciamiento de los amantes León Dupuis y Rodolphe Boulanger, lo cual afecta a la futura crisis que vivirá Emma, pues todos los problemas que fue cosechando a lo largo de toda su vida, se vieron enfrentados cuando ella menos lo esperaba, llevando a tener una desilusión extrema por sus amantes y la vida.

    • Indicios informativos:

    • En los indicios formativos se presentan entre estos:

        • El bienestar que Charles quería proporcionar a Emma y su hija Berthe, pero a la vez Emma sentía una apatía inmensa por su pequeña hija y siempre la distanciaba de su lado.

        • Otro de estos sería el baile y la fiesta en el castillo de Vaubyessard, ya que esto produjo aún más ambiciones por su delirio del amor apasionado y la grandeza económica que ella deseaba, todo esto conllevo a malgastar el dinero en sus amantes y querer mejorar su “status” en el hogar, esto se encuentra demostrado por el interés de poder y fama que ella anhelaba aparentar frente a las personas del pueblo y especialmente con sus propios amantes, lo cual también conllevo a que está misma hostigara a sus amantes con el deseo de amor apasionado, haciendo que estos la dejarán de lado para centrarse más en sus vidas.

        • Todo esto lleva a la desesperación y desilusión en que cayó Emma, y por la falta de apoyo en el momento de su crisis económica, por invertir en cosas innecesarias en su vida, como lo fueron ropas, y regalos para las personas que supuestamente la amaban y deseaban estar con ella.


      • Estrato o Nivel Narrativo:

      La redacción de Madame Bovary le llevo a Gustave Flaubert desde 1851 hasta 1857, es decir, los posteriores al proceso completo de la revolución del 48; aproximadamente la comienza el año de la caída de la II república y de la proclamación del II imperio. Tras la publicación de su obra en 1857, Flaubert aún habría de asistir al final de la etapa imperial en 1870, a la ya mencionada comuna del 71 y a la república, constituida en este mismo año y que sobrevivirá al novelista más de sesenta años.

      Esta obra es considerada una obra maestra del realismo, Flaubert crítica en su libro la influencia del romanticismo en las mujeres de su época y muestra que no todo es tan perfecto y romántico como se muestra en la literatura romántica.

      Los hechos en Madame Bovary, transcurren durante el s. XIX, por el año 1857 coincidiendo con la fecha en que Gustave Flaubert escribió termino de escribir esta novela. Se centra en la burguesía de este mismo siglo.

      Este siglo es denominado el “siglo de la razón, de la ilustración o de las luces”; caracterizado por la ciencia, el respeto al hombre y la razón.

      Se puede apreciar también, el decreciente interés por la religión que manifestaban los campesinos, influenciados por las ideas de Voltaire (quien es citado varias veces, por Homais, durante la obra), todo esto ocurre tras el final de la revolución francesa (1789-1799).

    • Narrador:

    • En la primera parte de la obra cuando es relatada la llegada de Charles Bovary al colegio está contada por un narrador intradiegético u homodiegético de personaje secundario, en primera persona plural donde el autor ha atribuido a la voz de un anónimo compañero de Charles esta función.

      Estábamos en la clase cuando entró el director, seguido de un novato con traje dominguero, y de un mozo cargado con un pupitre. Los que dormían se despertaron, y todos nos pusimos de pie, fingiendo sido sorprendidos en nuestro trabajo.”

      (Flaubert, Gustave P: 7)

      Luego la obra cambia cuando se muestra un narrador omnisciente o de focalización cero, en tercera personal singular con una función extradiegética.

      Desde más adelante en la obra narra la historia de cada personaje, en donde da a conocer partes física, psicológicas, sus pensamientos y emociones de todos ellos.

      “Un miércoles, a las tres de la tarde, Monsieur y
      Madame Bovary, instalados en su calesa, partieron
      para la Vaubyessard. En la parte trasera del carruaje
      habían atado una gran maleta, viéndose en la delantera
      una sombrera enorme. Charles llevaba, además, una
      caja de cartón entre las piernas.”

      (Flaubert, Gustave P: 34-35)

    • Relaciones entre: tiempo del discurso y tiempo de la historia

    • En el tiempo del discurso está dividido en dos ámbitos el de análisis y digresión.

      El narrador se basa en grandes descripciones muy detalladas para acontecimientos que ocurrían, sin embargo esto podía ser explicado de una manera más inmediata. (Elementos sub-determinados y muy enfatizados)

      “El castillo, de construcción moderna y de estilo italiano,
      con dos cuerpos salientes y tres escalinatas, se levantaba
      en medio de un prado inmenso, de donde pacían algunas
      vacas entre altos arboles, grupos de arbustos, rododendros,
      magnolias…, y quedando atrás en líneas paralelas las
      cocheras y cuadras, que eran los únicos restos que se
      conservaban del antiguo castillo demolido.”

      (Flaubert, Gustave P: 35)

      También la digresión es refería a profundizar extensamente los pensamientos de los personajes.

      “… la convicción que el abrigaba de hacer dichosa
      le parecía un necio insulto, y su seguridad a su
      respecto, el colmo de la ingratitud. ¿Qué objeto tenía,
      pues, su sensatez?, ¿Acaso él no era el único obstáculo
      a su felicidad, la causa de toda miseria, como el clavo
      de la hebilla de aquel complejo, cinturón que la
      oprimía por todos lados?”

      (Flaubert, Gustave P: 75)

      El tiempo de la historia es la dirección que toman ambas líneas temporales, en esta obra se ven detalladas estas tres:

      • Flash back: El narrador utiliza algunos, flash back, en donde generalmente los personajes recuerdan fugazmente etapas de su pasado. Por ejemplo, esto sucede cuando Emma, recuerda cuando ella vivía en el convento. También existen otros momentos, como cuando Charles quien recuerda, luego de que Emma muriese, momentos en la que compartía su existencia con ella.

      “Después, de pronto, la veía en el jardín de Tostes, en el banco, junto al seto de espinos, en el umbral, de su casa, en el patio de Les Bertaux. Seguía oyendo la risa de los chicos alegres que bailaban bajo los manzanos; la habitación estaba llena del perfume de su cabellera y su vestido le temblaba en los brazos con un chisporroteo; y era el mismo, aquel vestido.”
      (Flaubert, Gustave P: 339)

      • Racconto: Lo que más ocupa el narrador son los raccontos, los que se van al pasado por un largo tiempo. En la mayoría de los raccontos se reltara en forma detallada los acontecimientos y épocas de algún personaje. Existen capítulos completos en donde se ve explicado esto, como en el capítulo IV de la primera parte, en donde se cuenta el matrimonio de Charles Bovary con Emma Rouault.


      “El vestido de Emma, muy largo, arrastraba un poco;
      de vez en cuando, ella se paraba para levantarlo,
      y entonces, delicadamente, con sus dedos,
      enguantados, se quitaba las hierbas ásperas con
      los pequeños pinchos de los cardos, mientras que
      Charles, con las manos libres, esperaba a que ella hubiese terminado.”
      (Flaubert, Gustave P: 41)

      • Flash foward: Hay además hechos de la novela en donde se viaja al futuro. Esto se ve presente en la que los personajes sueñan algún anhelo determinado; como también sucede, cuando Charles comienza a pensar en el futuro de su hija.

      “Creía oír la respiración ligera de su hija. Iba a crecer ahora; cada estación, rápidamente, traería un progreso. Ya la veía volver de la escuela a la caída de la tarde, toda contenta, con su blusita manchada de tinta, y su cestita colgada del brazo; después habría que ponerla interna, esto costaría mucho…”
      (Flaubert, Gustave P: 203)

      Por último se puede inferir que el texto leído, según la frecuencia del discurso, es totalmente singulativo, pues es contada una sola historia mientras avanza el relato que es el amor apasionado y desenfrenado que deseaba obtener Madame Bovary; también se puede decir que posee un solo tipo de acontecimiento, el cual se ve al final de esté, con el suicido de Emma, por lo cual no se puede inferir otra interpretación del hecho, solamente dejar en claro que fue por el fracaso de su búsqueda.

    • Modos del relato

    • Sin duda el estilo que más predomina en Madame Bovary es el indirecto, esto es cuando el narrador con sus propias palabras nos reproduce la voz de los personajes, y de alguna manera, nos resume sus palabras o pensamientos. El narrador se caracteriza, por un lado, en la selección de la información que a él le parezca más relevante contar, y por otro lado, la falta de matices emocionales y expresivos del personaje.

      La novia había suplicado a su padre que le evitasen las bromas de costumbre. Sin embargo, un primo suyo, pescadero (que incluso había traído como regalo de bodas un par de lenguados), empezaba a insuflar agua con su boca por el agujero de la cerradura, cuando llegó el señor Rouault en el preciso momento para impedirlo, y le explicó que la posición seria de su yerno no permitía tales inconveniencias.”
      (Flaubert, Gustave P: 43)

      El narrador ocupa poco el estilo directo, es decir, los personajes nos cuentan con sus propias palabras lo que dicen, piensan o hacen. En este tipo de discurso se reproduce tal cual el parlamento de un personaje.

      “-¿Tienes los pasaportes?

      -Sí.

      -¿No olvidad nada?

      -No.

      -¿Estás seguro?

      -Segurísimo.

      -Es en el “Hôtel de Provence”, donde me esperarás, ¿verdad?... a mediodía…

      Rodolphe hizo un gesto de afirmación con la cabeza.

      -¡Hasta mañana! -dijo Emma en una última caricia.”

      (Flaubert, Gustave P: 207)

      A pesar de lo dicho anteriormente también el narrador ocupa bastante el indirecto libre, en el que, él narrador expone lo que dijo el personaje, pero manteniendo la particular manera de decir y de pensar de éste.

      “¿Cómo era París? ¡Qué nombre extraordinario! Ella se lo repetía a media voz, saboreándolo; sonaba a sus oídos como la campana de una catedral…”

      (Flaubert, Gustave P: 70)

      El narratario, se ve presente, más allá del relato, específicamente en las partes que no le son relevantes totalmente a él, o sea e aquellos módulos que trascienden a la esencia física, la personalidad y espiritual, visto todo esto tanto en sus pensamientos y experiencias de vida.


      El lector implícito para esta obra, es aquel que puede entender a cabalidad lo que desea mostrar el autor, burlándose y criticando la época explicada más arriba, especialmente por el movimiento literario del romanticismo en el que cayeron varias mujeres de su época, la cual nos deja ser capacitados para comprender lo que el autor desea dar a razonar al interceder por Emma ante el lector.

      Por medio de esté mismo se puede representar una axiología la cual se presenta a continuación:

      Problemática Principal: Antivalores

      La soledad que Emma Bovary sintió en gran parte de la obra conlleva al valor del Amor, que fue siempre lo que necesito para poder llevar una vida como la que siempre soñó, por lo tanto el efecto axiológico que conllevo esto es el de los valores bivalentes o antivalores, entre ella y su marido, los cuales serán descritos a continuación:

      Emma Bovary V.S Charles Bovary

      Romanticismo (+) V.S Realidad (-)

      Libertad (+) V.S Conservador (-)

      Engaño (-) V.S Sinceridad (+)

      Deslealtad (-) V.S Lealtad (+)

      Deshonestidad (-) V.S Honestidad (+)

      Adulterio (-) V.S Fidelidad (+)

      Mentira (-) V.S Felicidad (+)

      Odio (-) V.S Respeto (+)

      Desprecio (-) V.S Amor (+)

      Vanidad (+) V.S Bondad (-)

      Egoísmo (-) V.S Humildad (+)

      Lujuria (+) V.S Pudor (-)

      Materialismo (-) V.S Modestia (-)

      Ambición (-) V.S Sencillez (+)

      (+) = Lado positivo (-) = Lado Negativo

      De esto se deriva la regla de acción del realismo en la obra: “No se puede vivir de fantasías de los libros de amor”. Lo cual prueba que existe una “verdad novelesca” detrás de la obra, ya que el autor hace una crítica social culpando a los hombres y la misma sociedad de las desgracias que ocurría en su época y sobre todo a Emma, pero también esta presente la critica fuerte hacia el romanticismo reflejado y no renunciado en la “mentira romántica” y en la regla de acción “No siempre hay que creer en todo lo que los libros narran” ,en la que cayo la protagonista, apareciendo pruebas en su camino (ligadas a la primera regla) al sumergirse en aquel irreal y idealista estilo narrativo, las cuales nunca logra superar. Ambas partes juntas llevaron a la obra al desenlace ya sabido y su composición final, donde magistralmente las visiones entre autor y personaje nunca coinciden, pero si logran darle el magnetismo que la obra en si entrega.

      Ahora bien el autor implícito en la novela, la cual se encuentra principalmente en tercera persona, es aquel que da a conocer las opiniones críticas e ideológicas que han sido explicadas a través del análisis y además empieza a actuar sutilmente en la conciencia de las personas que están leyendo la obra creando una emoción compasiva en los lectores y efectuar un cambio en la manera de ser del lector, por medio de la interpretación de esta misma.

      Conclusión

      En conclusión podemos determinar que la obra Madame Bovary, posee esencias del romanticismo, pero se centra especialmente en el realismo, por las diferentes críticas que se presentan a lo largo de todo el relato, y por la voz predominante llena de ideología que muestra el narrador frente a los acontecimientos.

      En este trabajo se tomo el análisis estructural de Greimas, para poder identificar los personajes y las variadas funciones que se pueden apreciar en la obra.

      Siguiendo el análisis de cada estrato se puede inferir la tesis que presenta el autor real, la cual ha sido explicada a lo largo de todo el análisis, pero nos centraremos a aclarar las ideas antes dichas:

      • Se plantea que no se debe vivir de fantasías, especialmente las románticas, pues esto lleva a la crítica social que hace Flaubert frente a los hechos que crea Madame Bovary, especialmente mostrándola de una manera más cruda, frente a un movimiento literario como lo es el realismo, siendo esto parte importante del relato, pues las consecuencias que llevaron a Madame Bovary fue exclusivamente, hundirse en un mundo de idealismo, que nada bueno traería a su vida, pero por ser ella una persona liberal, solo tenía la ambición de tener más y más, especialmente lo que los libros -la cual la influenciaron- decían.

      Lo importante y esencial del relato es seguir paso a paso todos los sucesos que se van entrelazando según la información dada por el narrador, puesto que ellos se dan por entendido los indicios y el final predecible -para el lector implícito- de la historia.

      Bibliografía

      • Flaubert, Gustave. Madame Bovary. Chile: Editorial cuarto propio 1° edición, 2001

      • Grandón, Olga. Algunos conceptos sobre análisis literario. Teoría y análisis literario, 2007

      • Grandón, Olga. Análisis estructural El siglo de las luces de Alejo Carpentier.

      Proceso
      cronológico
      hacia el
      fracaso

      Gustave Flaubert, su
      crítica y pensamiento

      Destinador (Autor)

      Historia

      Destinatario (Lector)

      El tema principal de la obra es la libertad de la mujer.

      Donde es reflejada por Emma, mujer que debe sortear varias pruebas tanto amorosas, económicas e incluso sociales, para poder llegar a conseguir la felicidad la cual de forma trágica no lo consigue.

      El lector debe ser sensitivo
      e interpretativo, además de
      conocer los acontecimientos de las épocas literarias en las cuales esta inspirada la obra, para que el autor consiga transmitir su mensaje de buena forma.

      A través de este esquema se logra conseguir la interpretación del autor como también la exhortación al lector, que es el fin último de la novela de tesis.

      10