Luna de lobos; Julio LLamazares

Literatura española contemporánea. Narrativa (novela) actual. Ambiente montañés de la Guerra Civil. Argumento. Personajes

  • Enviado por: Pablo Emperador Ric
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 9 páginas
publicidad
cursos destacados
Cómo montar un Ordenador
Cómo montar un Ordenador
En este curso te guiamos de una forma muy práctica y gráfica, para que puedas realizar el montaje de tu...
Ver más información

Iníciate en LOGIC PRO 9
Iníciate en LOGIC PRO 9
Vamos a ver de manera muy sencilla y en un breve paseo de poco más de una hora como funciona uno de los...
Ver más información

publicidad

I.- Biografía del autor:

Alonso Llamazares, Julio (1955):

Poeta y novelista español, nacido en Vegamián, León, España, el 28 de marzo de 1955. Hijo de un maestro de escuela, se licenció en Derecho y Periodismo.

Se inició muy joven en la poesía. En un principio perteneció al grupo poético Barro y, más tarde, fue fundador del grupo Cuadernos Leonés de Poesía. Sus poemas, publicados con frecuencia en revistas literarias, han sido recogidos en antologías: Las voces y los ecos y Poesía épica española.

Premio Nacional de Poesía Universitaria en 1976, su primer libro de poesías La lentitud de los bueyes, fue galardonado con el premio Antonio González de Lama, correspondiente a 1978. En abril de 1982 obtuvo el IV premio de Poesía Jorge Guillén, en lengua castellana, concedido por el Consejo General de Castilla y León, por su obra Memoria de la nieve, publicada en enero de 1983.

Becado por el Ministerio de Cultura, en 1983, escribió su primera novela Luna de Lobos. Además, en diciembre de ese mismo año recibió el premio Icaro de Literatura, que le fue concedido por Diario 16. Por esas fechas trabajaba sobre sus obras Ríos arriba y Retrato de bañista. La idea para esta última surgió a raíz del rodaje de una película en su pueblo natal, aprovechando el descenso de las aguas del pantano, y en ella recoge una visión de su infancia.

Su novela Luna de Lobos fue finalista en el Premio Nacional de Literatura en 1986. Esta sirvió de base para la realización de la versión cinematográfica de igual nombre dirigida en 1986 por Julio Sánchez Valdez, que contó en el reparto con Antonio Resines, y en octubre de 1988 recibió el premio Ardilla (L'Ecureil) en el II Salón del Libro de Burdeos, en Francia.

En marzo de 1988 publicó una nueva novela titulada La lluvia amarilla basada en el pensamiento fantasmagórico del último habitante de un pueblo abandonado. Traducida a varios idiomas, entre ellos: francés, portugués, holandés y danés, fue finalista, en mayo de 1989, al Premio Nacional de Literatura, en la modalidad de Narrativa. Dos años después, ésta fue adaptada por la compañía holandesa de danza contemporánea Reflex, quien la puso en escena a finales de mayo de 1991.

En 1988 preparó un libro de viajes titulado El río del olvido, a propósito de un viaje que había realizado a pie por el río leonés Curueño durante el verano de 1981.

- 1 -

Siendo finalmente publicado en enero de 1990. En este último año preparó un libro de viajes por el norte de Portugal, y que llevaría por título Un viaje portugués.

En la 50 edición de la revista literaria El urogallo, de julio de 1990, aparecía una crónica viajera suya por Bagdad y Basora, titulada Paisaje después de la batalla. Meses después, en diciembre de 1990, fue uno de los candidatos al Premio Miguel de Cervantes.

Además de los premios ya mencionados, a finales de 1988 le fue concedido el Libro de Oro, que concede la Confederación Española de Gremios y Asociaciones de Libreros (CEGAL), por sus aportaciones innovadoras a la novela y poesía española contemporánea. Y el 28 de febrero de 1992, le fue concedido el premio de Periodismo de El Correo Español-El Pueblo Vasco, por su artículo El mapa de España. Euskadi. Seis paisajes vascos, aparecido en el diario El País en agosto de 1991.

Julio Alonso Llamazares es autor de una crónica leonesa sobre costumbres populares, titulado El entierro de Genarín. Es colaborador en revistas y medios de comunicación, donde ejerce la crítica literaria. En el diario El País publica dentro de las páginas de la sección de Opinión.

En 1998 ha publicado su última obra, Tras-os-Montes, un libro de viajes que descubre la geografía física y humana de la región portuguesa de Braganza.

-2-

II.- a) Resumen breve del contenido:

En el otoño de 1937 cientos de soldados republicanos, huyendo de la amenaza nacionalista que había derrumbado su frente de Asturias, se refugian en las escarpadas montañas de la Cordillera Cantábrica. Pretendían escapar de la represión del ejército vencedor y esperar el momento para reagruparse e iniciar una nueva lucha o para establecerse en alguna de las zonas del país que aún permanecían bajo control republicano.

Algunos de ellos, cuyo origen era leonés, cruzaron estas enormes montañas para poder refugiarse en sus pueblos natales y para ver, quizá por última vez, a sus seres queridos.

Esta breve novela relata la historia de cuatro de estos soldados que decidieron cruzar la Cordillera Cantábrica para refugiarse en la provincia leonesa: su hogar y su lugar natal.

Estos soldados procedían de pueblos escondidos entre las escarpadas montañas leonesas y situados entre el valle del Porma y del río Curueño.

La historia es narrada por uno de ellos, Ángel . Este es maestro y parece el más culto de los cuatro; su hermana y su padre viven en unos de los pueblos de esta zona llamado La Llánava.

Los cuatro huidos se refugian en las montañas que rodean el valle. Primero en una mina abandonada y después en una cueva excavada por ellos mismos. Sobreviven gracias a la caza, la ayuda de sus familiares y algún que otro robo. La vida allí no es fácil para ellos debido a las continuas persecuciones y amenazas nacionalistas. Los soldados de Franco registran periódicamente las casas de los pueblos del valle buscando y matando a todos los huidos republicanos. La gente de allí está asustada, pero muchos de ellos, valientes y justos, se arman de valor para ayudar y socorrer a los que en tiempos pasados habían sido sus vecinos y amigos. Otros, por el contrario, prefieren salvar sus vidas siendo fieles al ejército franquista.

Entre todos estos problemas, los protagonistas de esta novela van superando momentos difíciles, conscientes de que algún día, no muy lejano, alguno de ellos podría acabar en una cuneta con un tiro en la cabeza asesinado por los soldados nacionalistas.

En la novela, podemos distinguir cuatro periodos en la vida de estos intrépidos aventureros.

- 3 -

b) Breve resumen de cada parte:

PRIMERA PARTE (1937:)

Ángel, Ramiro, Juan y Gildo intentan cruzar las salvajes montañas de la Cordillera Cantábrica con el objetivo de alcanzar la provincia leonesa. Estos muchachos, procedentes del bando republicano, pretenden huir de la guerra y la amenaza nacionalista.

Para no ser descubiertos, deciden avanzar entre las fantasmagóricas sombras de la noche y esconderse al aparecer los primeros rayos del alba.

En una de las noches antes del amanecer, los soldados descubren una casa en medio de un valle y, debido al frío, deciden asaltarla para refugiarse allí.

Después de varias noches caminando sin cesar, los cuatro huidos alcanzan su destino. Desde las colladas que rodean el valle donde viven, los protagonistas contemplan el paisaje de su tierra natal. De repente, Ramiro divisa con sus prismáticos a la hermana de Ángel, llamada Juana. Ésta estaba pastando el ganado el ganado en uno de los prados del valle. Ángel baja por las colinas para hablar con ella y advertirle de su llegada al valle. Por la noche los cuatro soldados se acercan hasta el pueblo (La Llánava); la hermana de Ángel estaba asustada ya que los guardias nacionalistas se habían llevado a su padre al cuartel. Ángel decidió quedarse en el pueblo hasta saber algo de su padre; los demás volvieron a las colinas. Al día siguiente, el muchacho logró ver a su padre, quien le dio dinero y le advirtió de las persecuciones de la guardia franquista por el valle.

Los cuatros soldados, aconsejados por el padre de Ángel, decidieron instalarse en una mina abandonada. Gracias al dinero que le había dado lograron comprar algunos alimentos. Juana cada cierto tiempo dejaba comida en las proximidades. Este refugio no duró mucho ya que los protagonistas son descubiertos y tienen que abandonarlo. Más tarde se parapetan en una cueva excavada por ellos mismos desde donde domina todo el valle con los prismáticos.

Un día, el joven Juan, que aún no había bajado al pueblo, decide acercarse hasta el valle para visitar a su madre. Ramiro insistió en acompañarle, pero el muchacho se negó. Pasan las horas y la tardanza de Juan impacientó a Ramiro. Al amanecer, los protagonistas descubren que el muchacho aún no había vuelto y deciden bajar a buscarlo, pero no pueden hasta que los últimos rayos de sol cedan paso a la noche. Los tres amigos pidieron ayuda al molinero del pueblo quien visitó a la madre de Ramiro para preguntarle por su hermano. Pero el hombre no trajo buenas

- 4 -

noticias ya que Juan no había llegado a su casa. Al volver hacia la cueva, cuatro guardias les sorprendieron y dispararon contra ellos. En medio del tiroteo Ángel es herido en la rodilla, pero los tres amigos logran escapar sin encontrar a Juan.

SEGUNDA PARTE (1939):

Los protagonistas siguieron viviendo en la cueva excavada por ellos mismos.

Gracias a la ayuda de sus amigos y familiares, la pesca y algún que otro robo a autobuses de la zona, lograron sobrevivir en los crudos inviernos leoneses.

Ángel bajaba a menudo al pueblo a ver a su hermana y a su padre; también solía visitar a una amiga llamada María. Los soldados seguían amenazando a los campesinos y, sobre todo a los familiares de los huidos especialmente a Juana y a su padre. Una noche, como tantas otras, Ángel visitó la casa de María. Posteriormente, en cuanto los guardias se marcharon de casa de su padre, Ángel se acercó y contempló el rostro consternado de su padre debido al apaleamiento de su hija por parte de los guardias, quienes la habían encerrado en la cuadra y acribillado a patadas.

En un intento por robar la tienda del pueblo Ángel mató a un hombre en defensa propia. Esto dificultó aún más las cosas, así que los tres soldados decidieron planear la huida. Para ello, se reunieron con el jefe del apeadero, antiguo amigo del padre de Gildo. Este tenía contactos que les podían facilitar el viaje hacia Francia. Los tres amigos decidieron emprender el intento de evasión, aunque Gildo no quería abandonar a su mujer e hijo. Necesitaban dinero para pagar a los enlaces, por tanto decidieron raptar al dueño de la mina donde trabajaba Ramiro a cambio de un rescate. Éste potentado de la sociedad vivía en un caserón cercano y Ramiro estaba seguro del pago del rescate. Los tres amigos entraron en la casa raptando al dueño de la misma.

Antes de marcharse indicaron a su mujer la cantidad, el modo y lugar de pago del rescate. Ramiro advirtió a la mujer del peligro que correría su marido si ésta llamaba a la guardia civil, pero ella haciendo caso omiso de las advertencias puso al corriente a las autoridades. A la entrega del rescate la guardia civil abre fuego y se produce un tiroteo. Ramiro cumple su palabra y mata al hombre.

- 5 -

TERCERA PARTE (1943):

Ramiro y Ángel descubren el enigma de la desaparición de Juan. Aquella noche el muchacho fue sorprendido y herido por unos guardias; éste asustado pidió ayuda y cobijo al cura quien lo entregó a los guardias matándolo después.

Ramiro y Ángel lo descubren todo después de haber visitado a Don Manuel, el cura del pueblo. Este, temeroso y amenazado, les enseño el lugar donde yacía el cuerpo de Juan. A pesar de todo, Ramiro le perdonó la vida.

Los dos protagonistas intentan una nueva huida. Esta vez, el contacto se llamaba el “Francés”.

Un hombre guió a Ángel y a Ramiro hasta un caserío perdido entre unos hayedos. Allí vivían un hombre y su mujer, quienes se dedicaban a ayudar a los huidos que intentaban escapar de la comarca. Después de cenar el hombre se marcha con su caballo y deja a Ramiro y a Ángel en la casa en compañía de su mujer. Ramiro, desconfiado, sale a vigilar el cobertizo. Pasadas varias horas regresó el caballo pero sin su dueño.

Ramiro y ángel se esconden en la cuadra mientras la mujer intenta despistar a los guardias. En la cuadra había vacas, que fueron utilizadas por los dos amigos para provocar una estampida y así salir despistando a los guardias. Se produjo un enorme tiroteo pero los protagonistas lograron escapar sanos y salvos.

Un día mientras estaban revisando los cebos de la caza, Ramiro se cortó con una lata; la herida se infectó y Ángel tuvo que bajarlo hasta el pueblo para que lo viera un médico. Ángel deja a Ramiro en un invernal donde vivía una amiga suya, mientras él baja al pueblo en busca del médico. Este se niega a acompañarle pero le da alcohol e indicaciones de cómo curar la herida.

Al alcanzar los invernales Ángel ve la casa en llamas y rodeada por guardias. Aún mantiene la esperanza de que Ramiro y su amiga hubieran escapado. De repente, se oyen dos disparos dentro de la casa y el tejado y las paredes se derrumban.

- 6 -

CUARTA PARTE (1946):

Ángel continuó viviendo en el socavón hecho en la tierra. Su familia le seguía ayudando. Algunas noches, bajaba a los prados para conseguir un poco de leche de la vacas que pastaban en las vastas praderas a orillas del río. Poco a poco, la ausencia de Ramiro, Gildo y Juan hizo que la soledad y el silencio se adueñaran de él.

En la fiesta del pueblo, Ángel se decidió a bajar. Hacía años que no se juntaba con la demás gente sin sentirse un ser extraño. Allí volvió a ver rostros conocidos de la infancia y de la que había sido su vida antes de la guerra.

Su hermana, Juana, se había casado y su padre había enfermado. Aunque le aconsejaron no bajar, Ángel no resistió y fue a dar un último adiós a su padre. Los guardias custodiaban la casa pero él entró por la puerta principal como si fuera un vecino del pueblo. Al día siguiente, el padre de Ángel murió.

Ángel fue a visitar a Lina, la mujer de Gildo, allí pasó una noche resguardándose del frío. Al día siguiente, volvió a su cueva pero los guardias habían descubierto la guarida y estaban quemándola. Éstos advirtieron la presencia de Ángel pero nuestro protagonista consiguió escapar. Anduvo deambulando por el monte dos días y dos noches; el invierno había llegado y la nieve ya cubría las praderas. Al final, Ángel, cansado ya de caminar por los senderos helados con los pies descalzos, decidió refugiarse en su casa. Allí estuvo durante unos días escondido en una fosa que el marido de su hermana le había ayudado a construir en la cuadra. Pero los guardias estuvieron en la casa humillando y golpeando a Juana y a su marido. Ésta desesperada y cansada le pidió a su hermano que se marchara. Ángel, después de pensar en todos los problemas que le había causado a su hermana, se marchó en un tren hacia una tierra desconocida y llena de esperanza.

- 7 -

III.- PERSONAJES PRINCIPALES:

  • Ángel: es el personaje principal de Julio Llamazares, debido a esto sobre él recae todo, o al menos la mayor parte, del peso de la obra. Es un hombre tímido que no exterioriza sus pensamientos, aspecto que le caracteriza. En cuanto a sus rasgos físicos, es una persona alta y bastante fuerte, motivado todo ello por las circunstancias en las que se visto envuelto.

  • Ramiro: se podría definir como el cabecilla del grupo, pues es él quien decide todas las acciones que el cuarteto va a acometer. Su edad ronda sobre unos treinta y algo de años aproximadamente y lleva consigo una marca imborrable, que es tener una extremidad amputada, en su caso un brazo. Hay que decir que es el más listo y el mayor de los cuatro.

  • Gildo: su edad aproximada es de unos treinta años, siendo él quien realiza todas las operaciones difíciles; como cazar, matar, etc. Se puede intuir por la novela que un hombre fuerte y corpulento.

  • Juan: es el hermano de Ramiro, siendo este el último del cuarteto. Su edad es de diecisiete años. Respecto a sus rasgos físicos la novela no da muestra aparente de ellos, quizás por ser el de muerte más cercana.

  • Juana: es la hermana de Ángel y el principal centro de contacto con el pueblo. Es una mujer joven pero trabajadora, preocupada de la situación de su hermano (Ángel).

  • El padre de Ángel: hombre cuyo nombre no podemos citar debido a que la novela no lo hace. Físicamente es un hombre marcado por la guerra y de avanzada edad.

  • Lina: es la mujer de Gildo. Esta trabaja muy duro para poder comer, primeramente debido a la posición de su marido y posteriormente debido al fallecimiento de éste a manos de los nacionalistas españoles. Como rasgo destacado se puede decir que es la única que no les abandona.

  • Pedro: es el marido de Juana, con lo cual cuñado de Ángel. Es una persona noble, digno y fiable pues en ningún momento le falla a su mujer, ni delata a Ángel.

- 8 -

IV.- TEMAS PRINCIPALES DE LA OBRA:

La novela se desarrolla en el período siguiente a la guerra civil española, la cual trajo duras consecuencias tanto a la economía como a todos los campos en la que esta se pueda citar.

También podemos citar el tema del compañerismo que existe entre los componentes.

Como último tema hay que destacar el honor que muchas veces lleva a lo peor de la vida que es quizás la muerte de un ser antes de la hora indicada por Dios.

V.- CONCLUSION PERSONAL:

Ha sido una obra primeramente un tanto abstracta, pero luego con el paso de los capítulos ha ido concretándose. La descripción de los montes leoneses es exquisita, lo mismo hay que decir de los paisajes y de los personajes, aunque estos últimos no tanto.

Pienso que lo introduce bien en la sociedad en la que se desarrolla la novela .

Por fin, hay que decir que la obra en general me ha gustado, pero no tanto como lo esperaba.

- 9 -