Libertad

Sociología. Concepto. Voluntad. Kant. Spinoza. Descartes. Sartre. Determinismo

  • Enviado por: Gines Pastor
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 10 páginas
publicidad

DISERTACIÓN FILOSÓFICA:

LIBERTAD

PROLOGO:

En esta segunda disertación sobre la libertad intentaré corregir y disminuir los posible errores de la primera.

La libertad, es un tema tan amplio que una persona podría pasar horas divagando sobre su significado y sus características.

La libertad, es un concepto que nos transporta a la paz y a la armonía, tanto interior como exterior.

La libertad, ambigua en si misma, concreta en sus sufridores.

La libertad, panacea de nuestros males y nirvana de nuestro espíritu.

La libertad, difícil tema para abordar y casi imposible de aclarar; pero éste es mi cometido: intentar aclarar al máximo mi concepto de libertad. He llegado a estas conclusiones después de largas horas de reflexión y pensamiento.

La libertad, ultima y definitiva prueba para demostrar el dominio de la argumentación a la hora de expresar nuestras opiniones y motivaciones.

INTRODUCCIÓN:

“La ligera paloma, que siente la resistencia del aire que surca al volar libremente, podría imaginarse que volaría mucho mejor aún en un espacio vacío”

Tras la afirmación de Kant, dar comienzo a una disertación filosófica puede llegar a resultar caótico. El miedo frente a la “pagina en blanco” es difícil de superar, pero ¡¡¡ Sapere aude !!!

Es posible que cuando Kant hiciese esa afirmación nos estuviera provocando para buscar un bien mayor, nuestro “bien mayor”, una libertad más amplia, con las barreras más lejos.

La paloma que volando libremente imaginara esto, estaría buscando una libertad total, una libertad sin condicionamientos y sin determinaciones.

La paloma pasaría a tener un bien mayor, pero la pregunta que yo me planteo es: ¿Puede haber una libertad completa? ¿Quién determina quien es libre?¿Puedes ser libre sí estas encerrado, maniatado, prisionero...?¿Hasta que punto es necesaria la libertad mundana y tangible?¿Eres libre sí te sientes libre?

A todas estas preguntas se las puede incluir dentro de un campo mayor que alberga todas estas cuestiones:

“LIBERTAD Y SENTIMIENTO DE LIBERTAD”

Para dar respuesta a todas estas preguntas yo voy a defender una postura propia, semejante en muchos puntos, a las tesis de diversos autores pero con multitud de matizaciones.

TESIS:

Principal:“una persona sólo puede ser libre sí así lo cree”

*“El significado de libertad es individual en cada persona”

*“No somos libres ya que estamos determinados por nosotros mismos (sí yo pienso que no soy libre, jamás podré llegar a ser libre)”

*“La libertad real (mundana y tangible)con la que vivimos no es más que una concesión de la opresión que nos acecha”

ARGUMENTACIÓN:

La libertad, breve palabra para tan grande significado.

Muchos filósofos han escrito y escriben acerca de este tema, la libertad.

Concepto que encierra diversos enunciados, que provoca polémicas, ya que algunos filósofos dicen que es solo cosa de Dios y otros que es cosa de toda la humanidad.

Yo pienso que tan solo es cosa de uno mismo. Opino que habría que enfocar el tema de la libertad de una forma más personal, qué es para ti, sí es interna o externa sí es igual para todos o para cado uno tiene unas características y un sentido. Así lo voy a hacer explicando mi concepto de libertad, alabando a los autores coincidentes con mis ideas y refutando las tesis que disientan con las mías.

Para empezar, creo que no soy libre(porque no pienso que lo sea), aunque identifico la libertad como un estado de paz y armonía interior.

Dicho esto, es lógico que me encuentre en desacuerdo con la filosofía de Hanna Arendt, ya que ella entiende la libertad como algo tangible y mundano y no como un sentimiento de libertad interior. En realidad su concepto de libertad Política no está mal, pero lo que pasa es que su postura hacia la libertad interior no es la adecuada. Por ejemplo, lo que dice del alejamiento del mundo para encontrar un refugio en una interioridad, a la que nadie tiene acceso y que tiene como causante la libertad interior, es errónea (a mí parecer). Ya que si uno se siente feliz y libre dentro de su “caparazón”, escondido de lo que le acecha, ¿por qué no se tendría que ser libre?. Al igual que un enfermo mental se puede sentir libre maniatado de pies y manos y encerrado en una celda de seguridad, o un niño autista puede sentirse libre al no dejarse determinar por los demás ¿por qué una persona cuerda y racional no puede ser libre si así ella lo piensa? Según mi opinión ser libre y sentirse libre es lo mismo.

Si un naufrago ha estado harto de la sociedad en la que vivía, ¿por qué no debería sentirse libre en su soledad y en el aislamiento en el que vive?

Con todo esto quiero hacer ver que la libertad interior no es la renuncia a nuestro derecho de ser y tampoco es la consecuencia de una tiranía, sino más bien una forma de intentar llegar a poseer la tan preciada paz espiritual.

Aunque mi opinión frente a la de Hanna Arendt sea opuesta radicalmente, en cuanto se refiera a la concepción que tiene ella de libertad Interior (según Kant no se deben adoptar medidas extremistas o radicales sobre el tema de la libertad, ya que podría causar problemas en nuestra sociedad) no es óbice para que este de acuerdo con lo que ella llama la libertad Política, porque creo que es casi tan necesaria como la libertad Interior, pero eso si no creo que tener una de estas libertades sea razón suficiente para excluir la otra.

Una vez he dejado clara mi postura frente Hanna Arendt, me dedico a refutar las ideas las ideas de Barauch Spinoza, con las que estoy en desacuerdo.

“ Un humano es libre si existe y actúa por necesidad de su naturaleza y no es libre cuando hace lo que quiere, ya que esto está determinado”. De esta forma se podría resumir la opinión de Barauch Spinoza sobre la libertad,

Opinión que no discutiría sino fuera porque las causas que él considera que son externas, para mí lo son internas, como la sed, el hambre, etc. Estas causas están dentro de cada individuo y están regidas por la razón. Al estar dentro de cada individuo funcionan particularmente, es decir si yo tengo sed, beberé yo, y no otra persona. Entonces beber porque yo tengo sed, lo consideraré un acto libre, por que mi razón o mis causas internas “lo han pedido”.

Con esto quiero explicar que por mucho que tú instinto de supervivencia te pida beber, beberás solo sí puedes, o sí lo consideras oportuno, y no por ello dejaras de ser libre.

Por ejemplo, sí en medio de una guerra estas metido dentro de una trinchera a un lado de una fuente y sabes que sí asomas la cabeza para beber te la vuelan, por mucho que tú naturaleza te pida beber, tú instinto y razón de supervivencia te hará que busques un plan alternativo (como podría ser la rendición o la búsqueda de una fuente con mejor situación estratégica) y con esto no estarías dejando de ser libre, sino que estarías sopesando los pros y los contras para actuar en la medida que tuviera más prioridad: Arriesgarse a morir de sed o tener la muerte segura de un balazo del enemigo.

Aparte, coincido con Spinoza en la idea de que actuar por causas externas es “no ser libre”. Pero mis causas externas son distintas a las de Spinoza. Para mí, las causas externas son provocadas por algo o alguien fuera de nuestro ser. Si alguien o algo me obliga a hacer una acción que mi ser o mis causas internas no desean, esta causa será externa. Si yo hago dicha acción, consideraré que no he actuado libremente, he actuado por unas causas externas. Entonces estaré sometido y no seré libre.

Por otro lado está la tesis que defiende Sartre: “Los humanos preferimos seguir el juicio de otros, antes que ser libres y responsables de lo que somos” con la que estoy del todo de acuerdo, opino que su postura es muy real ya que tan solo hay que fijarse en la vida cotidiana, la inmensa mayoría de la gente hace uso de la ley del mínimo esfuerzo, aunque eso anule parte de nuestra libertad. Opino que el ser humano ha llegado a tal grado de comodidad que le impide incluso hacerse cargo de sus propios actos. Es posible que, como dice, Sartre “el resto de las cosas” tan solo son excusas para no responsabilizarnos de las causas internas que nos mueven a actuar.

Con la definición de libertad que he hecho en contra posición a Barauch Spinoza, estaría en parte a favor de Sartre; Ya que si las causas internas están en nuestro ser y regidas por la razón, es nuestra razón la responsable, nosotros mismos somos los responsables. Pero existe la posibilidad de que esas causas sean externas, por consiguiente, en esa situación, tendríamos excusa para no sentirnos responsables ya que alguien o algo nos habría “obligado” a actuar en contra de nuestra razón.

Es cierto que se puede escapar de tal causa externa(o al menos intentarlo) ya que si no intentamos escapar, es como si aceptáramos esa causa externa y la convirtiéramos en una causa interna. Entonces actuaríamos libremente, porque la hemos transformado, y la hemos englobado en nuestra razón.

Por ejemplo, hay gente a la que nunca le ha gustado estudiar, pero sus padres les obligaron en un principio a hacerlo. Los jóvenes determinados por sus padres que sin querer estudiar al final han decidido hacerlo, han aceptado su determinación por una causa externa convirtiéndolo en una causa interna.

Pero por otro lado, si hay un intento de escapar a las causas externas pueden ocurrir dos cosas:

* Que te quedes en el intento, con lo cual seguirás sometido.

* O que escapes definitivamente de esa causa externa y llegues a ser libre, con lo cual llegarás a ser libre.

Si consigues liberarte de esas causas externas tendrás, la cosa más grande, noble y digna de estima que nos proporciona felicidad: la libertad. O por lo menos así lo creemos Epicteto y yo.

La postura que defiende Epicteto es muy similar a la mía. Al igual que yo, él dice que la libertad está en el interior de cada uno y que las personas están determinadas por causas externas.

A este tipo de determinismo, él lo llamó esclavitud ya que dice que todos los sometidos, los impedidos, los presionados, los que no tienen decisiones propias, los que desean algo y hacen poseedor de ese algo un dios, caerán en la esclavitud.

Con este razonamiento, Epicteto da a entender que para ser libre hay que sentirse libre, ya que sí tú pones trabas a tú propia libertad, lo único que haces es recortarla; Aunque lo que estés haciendo sea quejarte de tu falta de libertad. Él pone el ejemplo de la persona que no tiene una cosa y la desea, y hace al poseedor de esa cosa un Dios.

Él trata al esclavista como a cualquier persona que tenga potestad sobre las cosas que desea otra persona para concedérselas o quitárselas.

Respecto a la opinión de Epicteto sólo estoy en desacuerdo en un apartado en el cual querría hacer una matización. Epicteto piensa que cualquiera que tenga como Dios a alguien, es esclavo; pero dado que concibo la libertad como algo interior, cualquiera que desee sentirse libre, aun sabiendo que esta obedeciendo bajo el mandato de alguien, que así lo haga; porque sí así lo hace, así lo será.

El que haya personas que piensen, a semejanza de J. Rousseau, que la libertad de uno acaba donde empieza la de los demás, a mi no me tiene por que influir. Su concepción de libertad es suya y de nadie más

Siguiendo en este ámbito de la libertad se encuentra Jean-Jacques Rousseau, el cual dijo “mi libertad termina cuando comienza la libertad del otro” y “el hombre es bueno por naturaleza y la sociedad lo va corrompiendo. Por lo que hay que educar lo menos posible”. La primera tesis de J. Rousseau en un principio podría parecer indestructible, ya que sí en una libertad exterior uno se metiese en la vida de otra persona, ya fuese para darle consejo, para hacerle el mal o tan solo para espiarle, este estaría determinando la forma de actuar del otro.

La persona que estuviese siendo aconsejada o espiada, podría cambiar de actitud o de procedimiento de actuar, por lo tanto estaría siendo determinada. Pero esta no es la única forma de enfocar la tesis de Rousseau, ya que si “reflexionamos”un poco nos damos cuenta de que si te dejas influir en tu libertad interior es que no te sientes realmente libre y por lo tanto no lo eres [recordar lo de: Sentirse libre es lo mismo que ser libre(por lo menos desde mi punto de vista)].

Es posible ser determinado por un vecino o un a migo (enemigo sí te determina); Pero sí te determina la sociedad y tu vas evolucionando para adaptarse al espíritu de la época, eres racional. O por lo menos eso opina Hegel, aunque el también piense que la libertad la lleva cada uno en sí mismo. No es posible que ningún ser racional sea libre, a no ser que la persona se deje determinar por esa causa externa y la convierta en una causa interna.

Con este tipo de “determinación voluntaria” lo que se está haciendo es ser un menor de edad, ya que no estas teniendo el coraje de pensar por ti mismo. Aunque te dejes influir por esa causa ex-externa (que has convertido en interna), sigues siendo libre, porque tú así lo crees.

Cuando Kant hizo la afirmación:

“La ligera paloma, que siente la resistencia del aire que surca al volar libremente, podría imaginarse que volaría mucho mejor aún en un espacio vacío” estaba tratando de simbolizar la libertad con: “La ligera paloma, que siente la resistencia del aire que surca al volar libremente” (diccionario: p. jeje ). Con esto Kant dice que la paloma puede ser libre, pero no es afectada por los factores, por lo tanto ya no es libre de decir que sí “La ligera paloma, que siente la resistencia del aire que surca al volar libremente” porque ahí Kant está afirmado que la paloma depende de esa resistencia del aire para ser libre, por lo tanto no es libre; Y al suponer que la paloma podría volar mucho mejor aún en un espacio vacío, está presumiendo que si nada le influyese, sería libre.

Con todo esto se llega a la conclusión de que para que uno sea libre, no tendría que existir nada que lo afectara; pero esto no es posible debido a que continuamente hay factores que nos influyen (la sociedad, las amistades, los prejuicios de uno mismo), por eso Kant dice que la paloma podría volar libremente mucho mejor en un espacio vacío, libre de factores influyentes.

Pero como a la paloma le afecta la resistencia del aire, no es libre. Pero esto no tiene porque ser así, por lo menos según mi tesis, ya que sí la paloma se imaginase que volaría mucho mejor aún en un espacio, la paloma sería libre porque la libertad está en el sentimiento de libertad. Entonces incluso siendo menor de edad y actuando bajo las ordenes de tutores, puedes llegar a ser libre.

A todo esto y si a fan de crear un nuevo problema (que no seria un problema discutible por su aplastante lógica).

Una paloma jamás podría volar en un espacio vacío, ya que en el vació ni hay aire (y por lo tanto no se podría impulsar), ni hay oxigeno (y como consecuencia, no podría respira ni sobrevivir).

Ahora bien, empezando una recapitulación de lo que ha sido esta disertación, diría que mis opiniones han sido:

*El sentimiento de libertad interior es más importante que cualquier otro tipo de libertad.

*Sentirse libre es ser libre.

*Pienso que no soy libre, por lo tanto no soy libre.

*Se puede ser libre estando determinado.

*Se puede ser libre siendo menor de edad.

*Se puede ser libre estando encerrado, prisionero...

*Una persona sólo puede ser libre sí así lo cree.

*El significado de libertad es individual en cada persona.

*Las causas internas son las opiniones con las cuales razonamos y nos regimos.

*No somos libres ya que estamos determinados por nosotros mismos (sí yo pienso que no soy libre, jamás podré llegar a ser libre).

*La libertad real (mundana y tangible)con la que vivimos no es más que una concesión de la opresión que nos acecha.

Post Scriptum:

Formas de no ser libre:

Rigiéndote por las leyes, Importándote las opiniones de los demás, creyendo en Dios(los cristianos devotos, piensan que solo son libres cuando mueren ya que entonces ya no pueden pecar), pidiendo consejo, creyendo en valores tradicionales, no buscando la verdadera causa de los problemas...

Formas de ser libre:

Estando en contra de Descartes, ya que el piensa si tuviésemos un conocimiento absoluto tendríamos una libertad absoluta. Según él, mientras más sabemos más libres somos. Según yo la base de la felicidad es la ignorancia y el asilamiento del mundo.

Saliendo de una sociedad opresiva y determinadora, como es la nuestra.

Buscando la menos mala de las soluciones.

INDICE:

1 Portada

2 Prologo

3 Argumentación

4 Argumentación

5 Argumentación

6 Argumentación

7 Argumentación

8 Argumentación

9 Argumentación, conclusión y Post Scriptum.

  • Agradecimientos, bibliografía e índice

  • Comentarios y contraportada