Lazarillo de Tormes

Renacimiento literario. Novela picaresca. Crítica social. Autoría de la obra. Estructura

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 8 páginas
publicidad
publicidad

I. INTRODUCCIÓN

SOCIEDAD

En aquella época se imponía la ley del cortesano u hombre renacentista buen entendedor en las armas y las letras y la nobleza estaba agrupada en torno al rey o monarca, en aquel entonces reinaba Carlos I en el territorio español. Apareció el precapitalismo, y la burguesía cambió totalmente el sistema de producción artesanal. Se produjo una gran crisis en la economía producida por las continuas guerras y enfrentamientos. Esto provocó que la clase popular perdiese mucho dinero, los campos se despoblaron y una constante emigración de estos campos a la ciudad, lo que hizo que aparecieran mendigos y personas marginadas.

Se producían enfrentamientos entre los cristianos antiguos y los nuevos, judíos y musulmanes. Se producían a causa de la implantación de los estatutos de limpieza de sangre, todo ello más acentuado a partir de la segunda mitad de este mismo siglo. Se implantó un nuevo valor social: el honor, la consideración social del individuo por sus raíces u orígenes.

POLÍTICA

Fue en aquellos tiempos cuando el territorio español alcanzó la máxima hegemonía política. Reinaba en España Carlos I y V de Alemania. Fue un periodo de gran expansión territorial y nuevos pensamientos europeos. Dos grandes conquistadores se hicieron con nuevos territorios: Pizarro con el imperio Inca y Cortés con el Azteca. Se produjeron una gran cantidad de conflictos tanto interiores (en Castilla, Valencia o Mallorca) como exteriores (Turquía, Francia o Alemania)

El reinado de Felipe II produjo una época de crecientes dificultades tanto económicas como sociales. Se desencadenó una rebelión de los moriscos en las Alpujarras, también se inició una en los Países Bajos. Se produjo una unión entre España y Portugal. El fin de la hegemonía española estuvo marcado por la derrota de la “Armada Invencible”.

CULTURA

Fue una época de gran esplendor, marcada por el humanismo e ideas renacimiento. El humanismo es una cultura e ideología que pone fin a la visión teocéntrica de la Edad Media y da paso a la antropocéntrica, que el hombre considera a la persona como el centro del universo. Se recuperaron las culturas clásicas griega y latina. La creación de obras nuevas se basa en los temas y las formas clásicas. El cortesano es el modelo de hombre que todos intentan alcanzar, ya que se caracteriza por tener elegancia, equilibrio espiritual o interior, gran conocimiento del mundo clásico y buen conocedor de todo tipo de armas.

Los renacentistas se caracterizaban por la armonía y sobriedad. En la segunda etapa o mitad de este siglo se tiende a un mayor artificio. En las personas seguía la preocupación acerca de temas como el de la muerte, el corto tiempo de la vida, la fugacidad del tiempo, todo ello desde una perspectiva vitalista que les incitaba a sobreponerse y gozar de la existencia. Existía lo popular y lo culto, lo religioso junto al humanismo pagano de la época, y convivían las tendencias realistas e idealistas.

MOVIMIENTO LITERARIO

Este libro esta escrito en un género que se conoce por el nombre de novela picaresca. Esta se caracteriza por ser una obra extensa de ficción, generalmente ambientada en un carácter satírico, cuyo personaje principal es un individuo cínico y amoral. La novela picaresca narra una serie de incidentes o episodios de la vida del mismo protagonista (en este caso Lázaro) que se presentan en un orden cronológico sin entremezclarse en una trama sólida. El género se originó en España a mediados del siglo XVI y tomó su nombre de la figura del pícaro.

II. AUTOR

El libro El Lazarillo de Tormes tiene un problema, el cual se ha querido averiguar desde su creación. El problema no es otro que el libro no se sabe quien lo escribió. Se cree principalmente, que el autor de la novela es el mismo Lázaro que vivía en Tormes y relata todo lo que le va sucediendo, desde que su madre le deja en manos de su primer amo hasta que finalmente se convierte en pregonero, máximo estatus social alcanzable para él.

Pero también se cree que un posible autor del libro podría ser Diego hurtado de Mendoza y también de otros textos satíricos y burlescos, lo que corroboraría la versatilidad de este gran señor del renacimiento. Pero aún no se ha podido certificar la identidad del autor del relato, pero yo me decantaría más por el mismo Lázaro.

El verdadero problema del narrador o autor anónimo no es otro que al no saber quien es el autor este puede criticar, decir, maldecir... todo lo que le venga en gana, ya que si supiesen la identidad de la persona que lo escribió las autoridades o policía que existiesen en aquella época (siglo XVI) se le habrían echado encima (al autor) por escribir todas las cosas que he citado antes y posiblemente sin juicio previo hubiesen encarcelado.

El autor del libro critica muchas cosas a lo largo del relato como: a los Toledanos (dice que son personas que poseen mucho dinero, pero que no son muy limosneros), también critica a la iglesia (ya que no le da dinero)etc... Estas acusaciones o criticaciones actualmente no se podrían hacer, porque ahora disponemos de más medios para averiguar quién ha sido que hace cinco siglos.

En conclusión: el problema del autor anónimo es que ya que no saben la identidad de éste, pude criticar lo que quiera de lo que quiera, ya que no saben la identidad de éste pero en cuanto se supiese quien sería llevado a quién corresponda.

TRABAJO SOBRE

EL LAZARILLO DE TORMES

IV. ACTITUD CRÍTICA

El Lazarillo de Tormes ha sido un libro muy entretenido porque te narra los acontecimientos que le suceden a Lázaro y las cosas que le pasa con cada uno de sus diferentes amos. Todos estos te los relata de una manera que hace que te metas en la piel del mismo personaje de tal manera que hasta tu mismo sientas los maltratos o otras desgracias que le ocurran al mismo Lázaro.

Lo único que no me ha gustado del libro, es el que esté escrito en el castellano antiguo y de esta manera te dificulta un poco la lectura o la comprensión del texto, pero gracias a las acotaciones que hay en cada página te resulta mejor la lectura del libro. Pero de todas formas el libro me ha gustado y entretenido, y espero que los siguientes que lea me den esta satisfacción.

III. ESTRUCTURA

1º)

El narrador de la historia es en determinados momentos en primera persona (narrador interno) y en otros narrador omnisciente, que es en tercera persona y lo sabe todo sobre los personajes, lugares, (narrador externo)...

-En primera persona (interno): “Yo, como estaba echo al vino, moría por él, y viendo que el remedio de la paja no me aprovechaba...” (Tratado 1, el jarrillo de vino)

-En omnisciente o tercera (externo): “¡Qué ha de ser! -dijo Lázaro- Ratones, que no dejan cosa a vida.” (Tratado 2, la adoración del pan)

2º)

-Lázaro de Tormes: principal y redondo

-Antona Pérez: secundario y plano

-Zaide: secundario y plano

-Hermano de Lázaro: secundario y plano

-El ciego (primer amo): secundario y plano

-El clérigo (segundo amo): secundario y plano

-El escudero (tercer amo): secundario y plano

-El Mercedario (cuarto amo): secundario y plano

-El buldero (quinto amo): secundario y plano

-El capellán (sexto amo): secundario y plano

-El alguacil (séptimo amo): secundario y plano

-Su esposa: secundario y plano

El único personaje que sea principal y redondo es Lázaro ya que durante todo el relato es el que aparece con más frecuencia y en él recae el peso de la acción, y también es el único personaje que evoluciona con respecto al transcurso de la historia.

3º)

En este libro se ha utilizado tanto el estilo directo, como el indirecto y como el indirecto libre.

-Estilo directo: Se reproducen las palabras tal como son previamente introducidas por un verbo. Es muy importante la utilización de la raya. “Llamóme, diciendo: -¡Lázaro! ¡Mira, mira, qué persecución ha venido aquesta noche por nuestro pan! (Tratado 2, la adoración del pan)

-Estilo indirecto: Se transmiten las acciones mediante proposiciones subordinadas sustantivas dependientes de un verbo principal. No se emplean ni rayas ni comillas, se varía la persona y los tiempos verbales y se utilizan verbos introductorios precedidos por un nexo subordinante. “Y segíle, dando gracias a dios por lo que le oí, y también que me parescía...” (Tratado 3, encuentro con el escudero)

-Estilo indirecto libre: El narrador produce las palabras adoptando su propio punto de vista. No tiene nexos ni verbos. “Dejo el camino que llevaba, y hendí por medio de la gente, y vuelvo por la calle abajo...” (Tratado 3, la paja y el real)

4º)

-Tratado 1: Tejares, aldea de Salamanca por la que transcurre el río Tormes. Es un espacio abierto, es al aire libre; rural, ámbito campestre; y real, porque existe. Salamanca, provincia de Castilla y León, Es un espacio abierto, es una ciudad; urbano y real, porque existe. Almorox, es un espacio abierto ya que es un pueblo; rural, porque se describen muchos campos de viñedos; y real, porque es un lugar existente. Escalona, villa del duque según el libro. Es un espacio abierto, ya que es una villa; rural, se describen paisajes alrededor que dan idea de ello; real, porque es existente. Torrijos, una villa. Es un espacio abierto, es un paisaje; rural, al ser una villa tiene muchos campos alrededor; y es real porque existe.

-Tratado 2: Maqueda, localidad cercana a Torrijos. Es un espacio abierto porque es un pueblo; urbano, mayores dimensiones que otros pueblos; y real porque existe. Casa del clérigo, es un espacio cerrado, porque es una casa; urbano, porque es una casa en la ciudad o pueblo; y real, porque existe.

-Tratado 3: Toledo, ciudad española. Es un espacio abierto, está yendo por sus calles; urbano, es una ciudad; y real, porque existe. Casa del escudero, es un espacio cerrado, porque es una casa; urbano, porque es una casa en la ciudad o pueblo; y real, porque existe.

-Tratado 4: Lázaro sigue estando en Toledo.

-Tratado 5: Casa del buldero, en Toledo, es un espacio cerrado, porque es un habitáculo; urbano, una casa perteneciente a la ciudad; y real, porque es existente.

-Tratado 6: Sigue en Toledo

-Tratado 7: Sigue en Toledo

Mapa:

-Tejares (Salamanca)

-Salamanca

-Almorox

-Escalona

-Torrijos

-Maqueda

-Toledo

5º)

En este libro las técnicas empleadas para el ritmo dependen del momento de la acción ya que se utilizan las dos, tanto el ritmo rápido como el lento.

-Ritmo rápido: se cuentan de una forma abreviada los hechos relatados (resumen). El narrador puede dar un salto en los hechos y omitir acciones para que el ritmo vaya más rápido (elipsis). “...desta manera me fue forzado sacar fuerzas de flaqueza, y poco a poco, con ayuda de las buenas gentes, di con esta insigne ciudad de Toledo...” (Tratado 3, Lázaro sanado).

-Ritmo lento: se incluyen en la narración descripciones de personajes, paisajes... más detalladas (descripciones). En la narración se pueden incluir huellas o marcas de comentarios del mismo autor (digresiones). “...topóme Dios con un gran escudero el cual iba por la calle con razonable vestido, bien peinado, su paso y compás en orden...” (Tratado 3, encuentro con el escudero).

6º)

Pregonero

Hombre de justicia

Aguador

Criado

Lázaro desde muy joven empezó a trabajar como criado y tuvo 6 amos, y la mayor parte de ellos no fueron muy buenos con él. Después de estos le acogió otro que le pagaba por repartir agua por el pueblo. Más tarde se despidió de este y se convirtió en un hombre de justicia, en el ayudante del alguacil. Después fue pasando por empleos sin importancia hasta que se convirtió en el pregonero de Toledo, máximo estatus social alcanzado por él.