Lazarillo de tormes

Literatura española renacentista. Renacimiento literario. Narrativa. Novela picaresca. Tiempo y espacio. Argumento. Estructura. Personajes. Lázaro. El ciego

  • Enviado por: Sonny
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas
publicidad

LOCALIZACIÓN

La novela, “El Lazarillo de Tormes”, esta escrita por un autor anónimo. Se ha utilizado la prosa para escribir esta obra del S. XVI, en plena época renacentista. Su subgénero literario, es la novela picaresca.

PLANO DEL CONTENIDO

ARGUMENTO

Lazarillo de Tormes era un chico joven hijo de una familia humilde que vive en Salamanca. Fue bautizado con ese apellido porque una noche su madre se puso de parto en un molino trigo al lado del rió Tormes. A su padre le imputaron unos cargos que más tarde confeso y fue encarcelado.

La primera aventura de Lázaro fue con un ciego que parecía ser un hombre bueno y amable, pero en realidad era avaro y de poco fiar. El chico por eso intentó de mil formas conseguir algo de comida y de vino pero el ciego, tan astuto como era, lo descubrió y le pegó grandes palizas. Un día el chico fue listo e hizo saltar al ciego de manera que se golpease con la cabeza en una pared de piedra, perdiese el conocimiento y cayese al rió. Lázaro salió corriendo y no volvió a ver al ciego nunca más.

El chico encontró a un clérigo, el cual era aún peor que el ciego. También esta vez el chico tuvo que hacer lo posible para poder comer pero el clérigo lo descubrió, le dio tal paliza que Lázaro quedó inconsciente y cuando despertó a los 15 días, lo echo de su casa y le dijo que no volviera.

Lázaro se vio solo y desamparado, pero pronto conoció a un escudero cuando llego a Toledo, que por desgracia no vivía igual que vestía. Su casa era una verdadera chabola y le debía dinero a mucha gente.

Cuando abandonó al escudero, unas vecinas le presentaron a un fraile que al menos le daba de comer, aunque no mucho, y le trataba mejor que sus anteriores amos. Pero tenía un par de defectos y es que era muy estricto y le gustaba mucho caminar y esto a Lázaro no le agradaba, por ese motivo le abandonó.

En los tratados cinco y seis, Lázaro se junta con un buldero, que se dedica a engañar a la gente para poder ganar algo de dinero y con un capellán, el cual le da al chico su primer trabajo como aguador. Aquí es cuando Lázaro consigue ahorrar algo de dinero y se compra nuevas ropas para aparentar más de lo que es en realidad.

En el último tratado, es cuando se puede decir que Lázaro empieza a tener algo de suerte. Lázaro abandona al alguacil porque su trabajo era muy peligroso. El arcipreste le presento a una mujer y Lázaro se caso con ella. Por fin consiguió vivir feliz.

TEMA

El tema de esta obra se basa en las desdichas del protagonista para poder llegar a ser algo. Va pasando de amo en amo y no se da cuenta de que uno es peor que el otro hasta que ya ha pasado por varios de ellos. Sufre mucho y también gran variedad de emociones, de la tristeza a la alegría, pasando por algún que otro estado de odio hacia alguno de sus amos.

ESTRUCTURA

La obra empieza con un largo prólogo, en el cual Lázaro le explica a un desconocido su decisión de llegar a ser alguien en esta vida y de ser conocido por todos. Le dice que con voluntad se puede conseguir todo lo que uno desee.

En los tres primeros tratados, cuando Lázaro tiene por amos al ciego, al clérigo y al escudero, el tema central es conseguir comida para poder sobrevivir y están organizados de una forma gradual.

A partir del cuarto tratado, cuando el chico ya ha crecido y sabe mucho sobre la vida, es cuando encuentra a amos que no le dejan pasar hambre. El cuarto por ejemplo es un claro apunte anticlerical y en el quinto, el chico no hace de protagonista, sino que observa y aprende de un buldero que engaña a los aldeanos vendiéndoles bulas.

El tratado sexto es uno de los más cortos de toda la obra. En este, sirve a un pintor y a un capellán, el cual le da su primer trabajo como aguador. Aquí es cuando Lázaro empieza a ganar dinero y lo que hace es ahorrarlo para poder cambiar sus ropas y parecer algo más de lo que es. Lázaro empieza a adentrarse en el grupo de gente que quiere ser algo en la vida.

En el séptimo tratado consigue un trabajo como pregonero real. Un arcipreste lo preteje y lo casa con una criada suya. Ahora Lázaro ya se ha establecido por fin.

zaro se caso con ella. Por fin consiguio vivir feliz.eligroso. se vando Ler ganar algo de dinero y con un capellan, ece de pro

PERSONAJES

LÁZARO: es el protagonista principal de la historia, es hijo de Tomé González y de Antona Pérez. Le llaman Lazarillo de Tormes porque cuando su madre dio a luz su padre estaba trabajando en el molino cerca del río Tormes y su madre estaba con el cuando le pilló por sorpresa el parto. Su padre murió cuando el tenía 8 años por lo que prácticamente fue criado por su madre. Cuando ya fue un poco mayor su madre lo dejo a cargo de un ciego para que le guiase. El ciego se lo hizo pasar muy mal pero Lázaro también aprendió mucho de él. A partir de este momento Lázaro comienza a pasar de amo en amo. Y de todos saca alguna lección, casi siempre relacionada con la necesidad de conseguir alimento. Por ejemplo con el ciego aprende a engañarle para comerse el su comida o cambiársela por otros alimentos de forma parecida, con el clérigo aprende a robar la comida del arca de manera que este crea que hayan sido los ratones o las culebras, con el escudero aprende a mendigar por el pueblo para poder comer el y el escudero, y así sucesivamente. Aunque con algunos amos estubo muy poco tiempo porque no le gustaban. Es un personaje redondo, ya que poco a poco va evolucionando, y aprendiendo más cosas.

 

EL CIEGO: es un personaje bastante importante ya que es el que inicia a Lázaro en esto de los amos y también en lo de pasar hambre. Es una persona muy astuta y muy sabia por lo que Lázaro aprende muchísimo de él. Pero también le trata muy mal, le pega y además le da poco de comer y lo deja en evidencia delante de las personas de los pueblos a los que el ciego va a mendigar. Aunque también Lázaro le hace malas jugadas como llevarle por los peores caminos posibles, robarle la comida o como sucede al final, hacerle chocar contra un pilar de piedra en una tarde lluviosa haciéndole creer que saltaba un charco. Da la sensación como si el ciego no evolucionase, porque realmente en su propia vida, solo transmite a Lázaro las cosas que sabe.

 

EL CLÉRIGO: es el segundo amo de Lázaro. Lázaro se quejaba de su primer amo, el ciego, pero al tiempo de estar con este decía: “escapé del trueno y di en el relámpago, porque era el ciego para con éste un Alejandro Magno”. El clérigo apenas da de comer a Lázaro, este dice que el hambre se lo va a llevar a la tumba. Pero gracias al hambre es como Lázaro desarrolla la astucia para conseguir robar del arca del convento con tal que el clérigo crea que han sido los ratones.

 

EL ESCUDERO: el escudero es el tercer amo de Lázaro. Con este Lázaro aprende que las cosas no son siempre lo que parecen ya que el escudero que luce buenas ropas y va bien peinado no es más que un muerto de hambre que se hace pasar por noble y que nadie conoce realmente. Lázaro tiene que empezar a mendigar por las casas del pueblo si no quiere morir de hambre ya que el escudero no trae comida a casa y al final es Lázaro quien alimentaba al escudero.

EL BULDERO: es el quinto amo de Lázaro. Con el, Lázaro aprende que hay personas que para ganarse la vida mienten y engañan a las demás personas. Finalmente Lázaro deja a este amo porque lo encuentra ruin y falso.

 

EL CAPELLÁN: este amo le proporciona trabajo. A los pocos años de estar con este amo Lázaro consigue reunir una pequeña fortuna y cuando ya no le necesita le abandona.

 

EL ARCIPRESTE DE SAN SALVADOR: este es el último amo de Lázaro, quien le proporcionará un trabajo duradero pregonando sus vinos y una mujer con la que forma una familia.

PLANO DE LA FORMA

“Después de Dios, éste me dio la vida, y siendo ciego me alumbró y adestró en la carrera de vivir”: en esta frase vemos como Lázaro nos explica que el ciego fue su primer y gran guía y que gracias a el aprendió muchas cosas, ya que en realidad el chico era ingenuo e inexperto como la mayoría de los niños a su edad. De todas formas, Lázaro seguía siendo un joven inocente que se dejaba influir fácilmente por los demás.

CONCLUSIÓN

Este libro lo que pretende es que nos demos cuenta de que para conseguir algo en la vida, le tenemos que poner ganas, esfuerzo y sobretodo voluntad a las cosas. Nos habla del fin de la niñez y de la ingenuidad, para que nos demos cuenta de las malas intenciones que tienen las personas en realidad.

En mi opinión, los tres primeros tratados transcurren con demasiada lentitud, mientras que los siguientes son muy fluidos. Esta estructura provoca que el lector al principio se aburra un poco y que luego acabe perdiéndose. El relato en si, me ha gustado, aunque el lenguaje no es fácil de entender.

A nivel personal no me ha desagradado como relato pero tampoco me ha entusiasmado demasiado. En una escala del 1 al 10, yo personalmente le daría un 6. Por lo tanto aprobada.