Las venas abiertas de América Latina. Eduardo Galeano

Sociología y Economía hispanoamericana. Latinoamérica. Extinción culturas indígenas. Pobreza. Imperialismo. Subdesarrollo

  • Enviado por: Pablo
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 6 páginas
publicidad
cursos destacados
Técnico en Animación Sociocultural
Divulgación Dinámica
El curso de Técnico en Animación Sociocultural sintetiza los diversos contenidos y experiencias sobre animación...
Solicita InformaciÓn

Gestión de Proyectos Informáticos
La Salle
Requisitos académicos para acceder: Directores de Informática, Directores de Departamentos Tecnológicos,...
Solicita InformaciÓn

publicidad

LAS VENAS DE AMÉRICA LATINA

EDUARDO GALEANO

BIOGRAFÍA

Su nombre completo es Eduardo Germán Hughes Galeano. Nació en Montevideo (Uruguay) en 1940. A los 14 años entró en el mundo del periodismo, publicando dibujos que firmaba "Gius", para la dificultosa pronunciación castellana de su primer apellido. Algún tiempo después empezó a publicar artículos.  Se firmó Galeano y así se le conoce.  Ha hecho de todo : fué mensajero y dibujante, peón en una fábrica de insecticidas, cobrador, taquígrafo, cajero de banco, diagramador, editor y peregrino por los caminos de América.

  En sus inicios fue redactor jefe de la prestigiosa revista Marcha (1960-64), publicación que durante décadas dio cobijo a las voces más interesantes de las letras uruguayas y que terminó siendo silenciada en 1974 por la dictadura. En el año 1964 Galeano es director del diario Época. En 1973 Galeano tuvo que exiliarse a Argentina en donde funda y dirige una revista literaria titulada Crisis, en la que también destaca la labor del poeta Juan Gelman. En 1975 se instala en España, encontrando un país que estaba a punto de dar un salto histórico cualitativo, con el octogenario dictador como sombra de sí mismo. Residió en Calella, al norte de Barcelona. Publica en revistas españolas y colabora con una radio alemana y un canal de televisión mexicano. A principios de 1985 regresó al Uruguay; desde entonces reside en Montevideo.

Sus primeros escritos son reportajes de corte político en los que la realidad aparece continuamente golpeada por las circunstancias. Tanto el reportaje titulado "China" (1964) como "Crónica de un desafío", del mismo año, o "Guatemala, un país ocupado" (1967) reflejan una escritura de urgencia, de denuncia, que retrata la cotidianeidad de unos tiempos difíciles con una escritura situada siempre en primera línea de los hechos que vertebran el presente.

En el año 1971 publica el libro “ Las venas abiertas de America Latina”. Una obra maestra de la literatura de divulgacion. Realmente pocos tipos, con la habilidad de Galeano para hacer este excelente libro de historia del América latina

En su obra también destaca la parte narrativa. Tanto en novela como en relato, destacan obras como "Los días siguientes" (1963),"Vagamundo" (1973), "La canción de nosotros" que merecío el premio Casa de las Américas de 1975. "Días y noches de amor y de guerra" (1978) se enmarca en los difíciles días de la dictadura en Argentina y Uruguay.
"La memoria del fuego" está estructurada en torno a pequeñas vivencias cotidianas.

En los libros."Los nacimientos" (1982), "Las caras y las máscaras" (1984) y "El siglo del viento" (1986) trata sobre la tragedia que sufren quienes viven en el más completo subdesarrollo

Joan Manuel Serrat toma prestado un fragmento de una de estas historias de la "Memoria del fuego" para ilustrar a modo de presentación en sus recitales el tema "Che Pykasumi", que el cantautor interpreta en lengua guaraní.
A su vuelta a Uruguay publica el libro está contenido un pequeño relato titulado "La noche". Este relato dividido en cuatro partes sirvió de inspiración a Serrat para su canción “ secreta mujer” que formó parte del álbum "Sombras de la China" (1998)

El mismo año de "El libro de los abrazos" aparece "Nosotros decimos no". En 1992 publica "Ser como ellos y otros artículos" y un año después "Las palabras andantes", recopilación de cuentos y reflexiones ilustrados por el artista brasileño José Francisco Borges. El propósito de Galeano en los 90 sigue siendo el mismo que le había impulsado en las otras décadas. Palpar la realidad y luego derramarla en un libro. Como respiro, muestra su pasión por el fútbol y lo reivindica desde la literatura, al modo que también hará Javier Marías, en un libro titulado "El fútbol a sol y sombra".
En 1998 Galeano ofrece en "Patas arriba. La escuela del mundo al revés. Galeano es un ejemplo de coherencia en una obra que sirve siempre de guía a la hora de definir un continente como el de América Latina que lleva mucho tiempo sufriendo.

La obra de Eduardo Galeano nos hace reflexionar , sobre el futuro que dejamos a nuestros descendientes. Marcando las diferencias entre los que tienen y los que no tienen

BILIOGRAFÍA

Guatemala, país ocupado (1967)

Las venas abiertas de América Latina (1971)

Vagamundo y otros relatos (1973)

La canción de nosotros (1975)

Dias y noches de amor y de guerra (1978)

Memoria del fuego (1986)
      I.  - Los nacimientos (1982)
      II. - Las caras y las mascaras (1984)
      III.- El siglo del viento (1986)

Nosotros decimos no (1989)

El libro de los abrazos (1989)

Ser como ellos y otros artículos (1992)

Las palabras andantes (1993)

El fútbol a sol y sombra (1995)

Las aventuras de los jóvenes dioses (1998)

Patas Arriba. La historia del mundo al revés (1999)

ARGUMENTO

Eduardo Galeano nos muestra de una forma clara y sencilla, el brutal y despiadado saqueo al que los imperialistas han sometido el continente no poniendo reparos a su avaricia insaciable. En este proceso no han dudado en esclavizar y destruir pueblos enteros esquilmando todas las riquezas posibles. Primero los españoles y portugueses con el monocultivo, esclavos y la extracción masiva de recursos minerales. Después del proceso de independencia los ingleses y los norteamericanos. En nombre de la democracia, la libertad y el progreso dan golpes de estado para instaurar dictaduras reaccionarias, todo con tal de mantener y ampliar su margen de beneficios, todo con el beneplácito y la complicidad de las burguesías de los respectivos países.

A principio de este siglo, sobrevivían aún doscientas treinta tribus en el Brasil; desde entonces han desaparecido noventa, borradas del planeta por obra y gracia de las armas de fuego y los microbios. Violencia y enfermedad, crecen. Las disposiciones legales que desde 1537 protegen a los indios de Brasil se han vuelto contra ellos. De acuerdo con el texto de todas las constituciones del brasileñas, son «los primitivos y naturales señores» de las tierras que ocupan. Ocurre que cuanto más ricas son esas tierras vírgenes más grave se hace la amenaza que pende sobre sus vidas. La cacería de indios ha aumentado en los últimos años. Hombres y empresas de los Estados Unidos se han abalanzado sobre la amazonia. Esta invasión norteamericana ha encendido como nunca la codicia de los aventureros brasileños. Los indios mueren sin dejar huellas y las tierras se venden en dólares a los nuevos interesados. El oro y otros minerales, la madera y el caucho, riquezas cuyo valor comercial los indios ignoran, aparecen vinculadas a los resultados de cada una de las escasas investigaciones que se han realizado. Los indígenas han sido fusilados con helicópteros y avionetas, que se les ha inoculado el virus de la viruela, han dinamita sobre sus aldeas y se les ha obsequiado azúcar con estricnina y sal con arsénico. El propio director del Servicio de Protección a los Indios, designado por la dictadura de Castelo Branco para sanear la administración, fue acusado, con pruebas, de cometer 42 tipos diferentes de crímenes contra los indios. El escándalo estalló en 1968.
La sociedad indígena de nuestros días no existe en el vacío, fuera del marco general de la economía latinoamericana. Hay tribus brasileñas todavía encerradas en la selva, comunidades del altiplano aisladas por completo del mundo. Los indígenas están incorporados al sistema de producción y al mercado de consumo, aunque sea en forma indirecta.
Compran y venden buena parte de las escasas cosas que consumen y producen, en manos de intermediarios que los explotan y les pagan poco; son jornaleros en las plantaciones; la mano de obra más barata. En países como Guatemala constituyen el eje de la vida económica nacional: año tras año, abandonan sus tierras sagradas, tierras altas, minifundios, para ser explotados en las cosechas de café, algodón y el azúcar en las tierras bajas. Los contratistas los transportan en camiones como animales. Además de proporcionarles alcohol que pronto pagarán trabajando en tierras que no conoce, de dónde regresará al cabo de algunos meses, con algo de dinero o con algún tipo de enfermedad. El ejército colabora eficazmente en la tarea . La expropiación de los indígenas ha resultado y resulta simétrica al desprecio racial, que a su vez se alimenta de la objetiva degradación de las civilizaciones rotas por la conquista. 
Los efectos de las conquistas y todo el largo tiempo de la humillación posterior rompieron en pedazos la identidad cultural y social que los indígenas habían alcanzado. Sin embargo, esa identidad triturada es la única que persiste en Guatemala. Persiste en la tragedia. En semana santa, las presiones de los herederos de los Mayas dan lugar a terribles exhibiciones de masoquismo colectivo. Se arrastran las pesadas cruces, se participa de la flagelación de Jesús paso a paso durante el interminable ascenso del Gólgota.
La semana santa de los indios guatemaltecos termina sin Resurrección.

Este tratado de historia económica, mezclado con el reportaje periodístico y el relato para hacernos más llevadero la árida avalancha de datos que desgrana y la sordida realidad que describe, sigue siendo de actualidad a pesar de estar escrito en 1972.

ESTRUCTURA

El libro está dividido en dos partes con sus respectivos apartados, la primera se titula: “LA POBREZA DEL HOMBRE COMO RESULTADO DE LA RIQUEZA DE LA TIERRA “ y la segunda: “EL DESARROLLO ES UN VIAJE CON MÁS NÁUFRAGOS QUE NAVEGANTES”

El libro no está estructurado según un criterio cronológico o geográfico: Sus capítulos se ordenan según la materia prima expoliadas: oro, plata, cafe. azúcar, cacao, petróleo, cobre.

Probablemente en la actualidad faltarían algunos capítulos, dado que ahora con la globalización se comercia con todo.

El autor maneja las palabras, con mucha sencillez además de un lenguaje muy cuidado y preciso. Poco a poco, nos sumerge en la historia y nos introduce en el mundo indígena, que tanto desconocemos. En los diferentes capítulos vemos la evolución de América latina.

Esta novela histórica realiza un estudio exhaustivo sobre el estado de América Latina, hace treinta años y nos da una visión de lo que puede ser su futuro inmediato.

OPINIÓN PERSONAL

La lectura del libro deja al lector con un sinfín de preguntas que el estudio y la investigación le harán comprender. Por lo pronto, Galeano da una pequeña muestra de la actividad que tiene el capitalismo en proyectarse como amo y señor del mundo, permite ver cuánto daño ha hecho este sistema a los gobiernos de los países latinoamericanos, quienes no han sabido vivir solos para crear su propia democracia y no la que promulga en todo lugar que pisa la ideología capitalista estadounidense.

Este libro, escrito en los años 70, fue objeto de persecuciones por la censura.

Es absolutamente imprescindible para todos los interesados en América Latina. Un gran escritor y una gran obra, que hoy parece más actual y necesaria que cuando apareció. Un completo repaso a la historia de América Latina que contribuye, de una manera clara y concisa a la comprensión de los hechos históricos acaecidos en los últimos quinientos años en esa parte del continente.

Aunque las cosas han cambiado considerablemente en estos 20 años que transcurrieron desde que el libro fue escrito, ahora que para entender y apreciar un libro hay que ubicarse en la época en que fue escrito.

Muchos de los sucesos que se narran en este libro, han cambiado en los últimos treinta años, han caído muchos dictadores y muchos caciques han muerto, pero aún quedan muchos, que siguen explotando a los más pobres, quitándoles su libertad además de su vida