Las Metamorfosis; Publio Ovidio Nasòn

Lírica romana clásica. Poema mitológico. Mitología griega. Verso heróico (hexámetros). Personajes mitológicos. Estructura. Biografía

  • Enviado por: Felix Martín
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 11 páginas

publicidad
cursos destacados
Iníciate con Ableton Live
Iníciate con Ableton Live
El curso da un repaso general por las órdenes y menús más básicos, para poder generar...
Ver más información

Cómo montar un Ordenador
Cómo montar un Ordenador
En este curso te guiamos de una forma muy práctica y gráfica, para que puedas realizar el montaje de tu...
Ver más información

publicidad

1. - Biografía

Publio Ovidio Nasón nació el 20 de marzo del año 43 a.C. en Sulmona, ciudad al este de Roma. El año de su nacimiento, uno después del asesinato de Julio Cesar, coincidió con la muerte de Ciceron y la formación del segundo triunvirato. A los doce años de edad, es decir, en el 31 a. C., el futuro Augusto derrotó a Marco Antonio y Cleopatra en Actium y la República Romana se transformo en una especie de despotismo moderado bajo el nombre de Principado.

Ovidio pertenece a la generación posterior de los grandes poetas latinos de época augusta: Virgilio, Horacio, Tibulo, Propercio. Quedó, pues, a la muerte de Horacio como él ultimo gran poeta viviente de Roma.

Es muy posible que Ovidio se trasladara con su hermano a Roma en el año 31 a. C. para seguir estudios de gramática y de retórica, con Arelio Fusco y Porcio Ladrón, pero no aprovecho su excelente preparación para un futuro prometedor en el foro, sino como sólido fundamento de su creación poética, a la que dedicaría toda su vida, pese al aviso materialista de su padre:

Con frecuencia mi padre me decía: “¿A qué inutilidad te dedicas?

Ni siquiera Homero dejó riqueza alguna”. (Tristia, IV 1º, 21 - 22)

La formación retórica le forjó en el gusto por la selección de las palabras y por la disposición artística y rítmica de las mismas. Con todo Quintiliano creyó que Ovidio habría sido mejor poeta si hubiera controlado su talento y no al revés. Y Séneca el Viejo incluso llegó a criticar sus composiciones poéticas diciendo que Ovidio no sólo no desconocía sus defectos, sino que incluso los amaba.

Las primeras recitaciones de Ovidio debieron empezar antes de que cumpliera los veinte años. Sobre el año 25 a. C., es decir, a los 18 años, ya andaba recitando su primera versión de los Amores y ahí empezó a crecer su popularidad de poeta que llego como nadie al corazón de la sociedad urbana de la Roma de entonces.

Sobre los 18 años emprendió con su amigo Macro un viaje de estudio y de placer de casi dos años por Grecia, Asía Menor y Sicilia. En el invierno del año 23 - 22 a. C. regresó a Roma, donde ocupó puestos de menor importancia en la carrera judicial e inició al mismo tiempo su carrera política o cursus honorum. Pero renuncio a tal tipo de vida por falta de cualidades y de ganas de ello. No se entregó, como era normal entre los jóvenes de su misma clase, a la vida desahogada de la agricultura o del comercio marítimo ni a la milicia, sino que prefirió rondar los salones de Roma para oír los recitales poéticos de Propercio, Póntico, Baso, Horacio, Tibulo o Galo, a quienes veía como auténticos dioses. Prefirió introducirse en el círculo literario de M. Valerio Mesala Corvino, protector ya de Tibulo y Sulpicia.

Estuvo casado tres veces. La primera esposa ni era de su rango social ni le venia bien. La segunda le pasó casi desapercibida. La tercera le permaneció fiel incluso cuando tuvo que ser la esposa de un desterrado. También tuvo una hija que le dio dos nietos, pero ambos murieron pronto.

Ovidio llevó una vida desahogada en la Roma de la clase acomodada repartiendo su tiempo entre su residencia próxima al Capitolio y su casa de campo no muy lejos de la ciudad, donde se retiraba para componer su poesía. Esta existencia urbana y feliz acabó bruscamente en el año 8 d. C., en el que un edicto de Augusto lo relegó a Tomis, la actual Constanza, en Rumania, una pequeña ciudad a la orilla del mar Negro. Según el propio Ovidio, uno de los motivos de su destierro, fue la publicación del Arte Amatoria, un poema sobre las artes amatorias demasiado exaltado para el gusto del emperador, que se proponía emprender diversas reformas morales. Pero probablemente esto no fue más que una excusa, pues el poema llevaba diez años publicado. Otra de las razones, nunca revelada por Ovidio, pudo haber sido su conocimiento del escándalo en el que estaba involucrada la hija del emperador, Julia. Pese a todo, Ovidio no perdió su ciudadanía y nunca abandonó la esperanza de ser repatriado, como manifiesta en los numerosos poemas que escribió para sus amigos durante su exilio; pero todos sus intentos por volver a Roma fueron vanos. Murió desterrado y olvidado en el año 17 d.

2.- Obra:

Ovidio al escribir las metamorfosis no ofrece ninguna novedad, sino que ya tenía el antecedente del poeta Q. Ennio (239 - 169 a. C), con sus Anales.

Ovidio también combinó el talento de Ennio en la distribución cronológica de su obra con la técnica formal de Calímaco.

Una cuestión largamente debatida es en que genero se puede encuadrar esta obra. En primer lugar, hay que observar que se emplea el hexámetro, justamente el metro de la épica, aunque no sea exclusivamente, de ella. Resulta también que en esta obra es la única vez que deja a un lado el dístico elegíaco, propio de la elegía. Sí elige el hexámetro es porque sentía que el tono medio de su obra sería épico. En segundo lugar, aparecen mucho las convenciones formales de todo poema épico, como las escenas de batalla, los símiles, las tormentas épicas, los catálogos, o las digresiones para describir obras de arte. Y en tercer lugar, el léxico no es exactamente el que utilizó en su obra amatoria, sino más elevado y adaptado en general a la épica.

Todo lo anterior es muy claro, pero hay hechos que no responden a lo que se había leído antes en Homero y en Virgilio. Por un lado, no aparece la unidad temática de la ira de Aquiles en la Iliada, el retorno de Ulises en la Odisea o la misión de Eneas en la Eneida. Según Aristóteles, Ovidio esta quebrantando la unidad de la obra literaria, pues Ovidio, no sigue ningún hilo conductor concreto en sus metamorfosis ya que estas se suceden. Tampoco existe una unidad temática, sino muchas unidades unidas a través de transiciones.

Por otro lado, el tono y el estilo en Homero es constante, en Virgilio casi equilibrado, pero en Ovidio podemos toparnos con el tono de un idilio, el de un poema bucólico, o el de una poesía didáctica.

De manera que se podría decir que las Metamorfosis son un poema épico sui generis, esto es una antología de géneros. En fin, las Metamorfosis es una obra de proporciones épicas, pero con variaciones de fondo y de forma que hacen muy difícil tarea de designarla en sentido estricto como una obra épica al estilo de la Iliada o de Eneida.

3.- Esquema de la obra, división en partes:

¿ Tienen las Metamorfosis una estructura que se pueda reconocer o consisten simplemente en una sucesión de cuentos mitológicos? Una pregunta compleja para entender la forma de una obra que abarca unos 250 episodios.

Este problema es creado por los críticos actuales, ya que Ovidio desde el primer momento deja muy claro, que su obra constaba de una materia, las metamorfosis, y de una forma de narrarlas, la continua.

Hay varias formas de ver la obra:

  • Contemplar la obra como una historia universal en poesía, organizada cronológicamente desde la creación del mundo hasta la época de Augusto, esto es, desde los tiempos más remotos, hasta los tiempos históricos, pasando por los tiempos de mitología. En la parte mitológica propone una disposición simétrica de historias de amor y ciclos genealógicos paralelos: Amor, Cadmo, Perseo, Amor, Teseo, Hércules, Amor. Esta puede ser una buena explicación.

  • Esta forma de ver la obra raya la exageración. Se opta por una división temática en cuatro secciones: I Amor Divino; II Venganza de los dioses; III El amor como sufrimiento; IV Troya y Roma. Y todo ello interrelacionado y ramificado hasta los mínimos detalles. Muy bonita y pedagógico pero totalmente externo a la obra ovidiana.

  • Ultimamente se ha insistido en la división pentadica de esta obra, pues cada uno de los tres grupos de cinco libros contienen una larga sección narrativa a cargo de una persona: la musa en el libro V, la canción de Orfeo en el libro X y el discurso de Pitagoras en el libro XV. Hablan, pues, una diosa, su hijo inspirado por ella, y finalmente, un filosofo.

  • Otra interpretación es defender que existe un eje central, el libro VIII, alrededor del cual se van construyendo mitos mayores, mitos menores y pasajes de transición.

Un hecho es muy claro. Existen temas que son predominantes y que sirven de nexo común: las mismas metamorfosis, el amor, el castigo o la recompensa divina. Y también es claro que no existe un denominador común de toda la obra.


Temas por libro:

Libro I

Prologo

La creación

Las edades del hombre

La batalla de los Gigantes

La asamblea de los dioses ( I )

Licaón

La asamblea de los dioses (II)

El diluvio

Deucalión y Pirra

Generación espontanea

Apolo y la serpiente Pitón

Apolo y Dafne

Jupiter e Io ( I )

Pan y Siringe

Jupiter e Io (II)

Faetón ( I )

Libro II

Faetón (II)

Las Heliades

Jupiter y Calisto

Apolo y Coronis ( I )

La corneja, Nictímene

Apolo y Coronis ( II )

Ocírroe

Bato

Aglauro, Mercurio y Herse

Jupiter y Europa

Libro III

Cadmo

Acteón

Júpiter y Sémele

Tiresias

Narciso y Eco

Penteo ( I )

Los marineros tirrenos

Penteo ( II )

Libro V

Combate de Perseo con Fineo

Acontecimientos posteriores de Perseo

Pegaso

Pireneo

Las Piérides ( I )

Metamorfosis de dioses

El rapto de Proserpina

Aretusa

Triptólemo

Las Piérides ( II )

Libro VII

Jasón y Medea

Esón

Pelias

Huida de Medea de Grecia

Teseo

Minos y Céfalo ( I )
La peste de Egina

Céfalo ( II )

Céfalo y Procris

El perro de caza y la fiera

Muerte de Procris

Céfalo ( III )

Libro IX

Teseo en Aqueloo ( II )

Aqueloo y Hércules

Teseo en Aqueloo ( III )

Neso

Muerte de Hércules

Galántide

Dríope

Rejuvenecimientos

Biblis

Ifis

Libro IV

Las hijas de Minias ( I )

Píramo y Tisbe

Los amores del Sol

Las hijas de Minias ( II )

Sálmacis y Hermafrodito

Las hijas de Minias ( III )

Ino y Melicertes

Compañeras de Ino

Cadmo y Harmonía

Perseo y Atlas

Perseo y Andrómeda

Medusa

Libro VI

Aracne

Níobe

Los campesinos licios

Marsias

Pélope

Tereo, Procne y Filomela

Bóreas y Oritía

Libro VIII

Céfalo ( IV )

Escila, la hija de Niso

El laberinto -Ariadna

Dédalo e Ícaro

Perdiz

La caza del Jabalí de Calidón

Muerte de Meleagro

Las hemanas de Meleagro

Teseo en Aqueloo ( I )

Las Equínades - Perimele

Filemón y Baucis

Erisicton y su hija

Libro X

Orfeo y Eurídice

Catálogo de Arboles - Cipariso

Canción de Orfeo:

  • Proemio

  • Ganimedes

  • Jacinto

  • Los Cerastas y las Propétides

  • Pigmalión

  • Mirra

  • Adonis ( I )

  • Hipomenes y Atalanta

  • Adonis ( II )

Libro XI

Muerte de Orfeo

Midas

Febo y Pan

Laomedonte

Peleo y Tetis

Dedalión y Quíone

El lobo de Peleo

Céix y Alcíone

Ésaco

Libro XIII

Las armas de Aquiles - Muerte de Áyax

Hécuba y sus hijos

Memnón

Partida de Eneas de Troya

La hija de Anio

Coronas

Viaje de Eneas a Sicilia

Escilia ( I )

Galatea

Escila ( I ) y Glauco

Libro XV

Míscelo

Discursos de Pitágoras

Hipólito

Tages - La lanza de Rómulo - Cipo

Esculapio en Roma

César y Augusto

Epílogo del Poeta.

Libro XII

Los griegos en Áulide

La Fama

Cigno

Ceneo ( I )

La batalla de los Centauros y Lápitas

Ceneo ( II )
Periclímeno

Muerte de Aquiles

Libro XIV

Escila ( III ): Glauco y Circe

Viaje de Eneas a Italia

Los Cércopes

Eneas y la Sibila

Aqueménides

Aventuras de Ulises

Pico

Canente

Eneas llega al Lacio

Diomedes

El olivo salvaje

Las naves de Eneas

Ardea

Apoteosis de Eneas

Reyes Latinos

Vertumno y Pomona ( I )

Ifis y Anaxárate

Vertumno y Pomona ( II )

Apoteosis de Rómulo y Hersilia


4. - Resumen:

Para leerme el libro he cogido, capítulos al azar.

  • LAS EDADES DEL HOMBRE

Ovidio nos hace a la idea de una degeneración progresiva del hombre, desde una inocencia al comienzo de todo, hasta la actual maldad, remontándose así al Génesis. Ovidio conocía las versiones del mito de las edades del hombre de Hesíodo, Árato, Virgilio y Tibulo.

  • LA BATALLA DE LOS GIGANTES

Ovidio basándose, en Homero, Hesíodo, y Virgilio, nos narra, la lucha que mantuvieron los Gigantes o Titanes contra el cielo, amontonando montañas para llegar a él. Se puede traspasar al pasaje de la Biblia de la Torre de Babel. Este tema sirvió como inspiración artística; los frisos del Gran Altar de Zeus en Pérgamo de la época helenística.

  • GENERACIÓN ESPONTANEA

Se nos narra como se da la segunda creación de seres sobre la tierra, tras haberlos matado a todos menos a uno, tras el diluvio. Esta inspirada en Lucrecio, quien a su vez se inspira en Empédocles de Agrigento.

  • APOLO Y DAFNE

Cuenta la mítica historia de cómo Apolo al haberse metido con Cupido, este le lanza una flecha de amor, y a Dafne una de desamor, así Apolo se enamora de Dafne, pero esta no corresponde. La historia termina tras convertirse Dafne en árbol, al ser perseguida por Apolo. Esta inspirada en Partenio de Nicea y en Filarco.

  • FAETÓN

Faetón alardea de ser hijo del sol, pero Épafo, le dice que es mentira. Epafo cruzará toda la India y Etiopia, para llegar al templo del sol, y preguntárselo a él mismo. Esta inspirada en el Faetón de Euripides

  • OCÍRROE

Se nos narra, como Ocírroe, hija de Quirón se convierte e yegua.

  • ACTEÓN

Cuenta como Acteón, transformado en ciervo, muere destrozado por sus propios perros en castigo por haber visto desnuda a Diana. Inspirada, por Cálimaco y Apolodoro

  • TIRESIAS

Juno y Jupiter discuten, por quién tienen más placer sexual; para saber quién tiene razón, preguntan al sabio Tiresias, que había sido mujer y hombre. Tiresias al dar la razón a Jupiter, Juno irritada le deja ciego.

  • LOS AMORES DEL SOL

Leuconoe nos cuenta, unas historias que tienen que ver con el Sol. En la historia de amor entre Marte y Venus, actúa de testigo; en cambio en la de Leucotoe, él es el enamorado. Este capitulo lo unifican los celos.

  • SALMACIS Y HERMAFRODITO

Hermafrodito, hijo de Afrdita y Hermes, era una deidad andrógina y Salmacis una fuente de Halicarnaso. Se nos cuenta el origen de Hermafrodito como resultado de una metamorfosis.

Esta escena esta llena de sensualidad.

  • LAS PIÉRIDES

Se cuenta como las Piérides fueron transformadas en urracas por las Musas por haberse atrevido a competir con ellas.

  • ARETUSA

Aretusa era una ninfa que, al huir de la persecución amorosa del río Alfeo, se convierte en agua para unirse a él.

  • MARSIAS

El sátiro Marsias, artista y pastor, nos cuenta el loco intento de los humanos de rivalizar con los dioses, como son los caso de las Piérides, Aracne o Niobe.

  • ESÓN

Ovidio cuenta aquí la historia, del rejuvenecimiento de Esón por medio de las artes de Medea como Maga.

  • MUERTE DE MELEAGRO

Altea, madre de Meleagro, arroja al fuego el leño, con lo que causa en el acto la muerte de Meleagro. Altea causa la muerte de su hija, al enterarse de que Meleagro, había matado a sus tíos, esto es a los hermanos de Altea.

5. - Fragmento:

“ ¿Qué haces, niño lascivo, con armas de valientes?

Tal armamento cuadra a mis hombros, a mí, que soy capaz,

de inferir heridas certeras a una fiera o a un enemigo

y que acabo de abatir a Pitón, la que abarca tantas yugadas

con su vientre pestífero, hinchada por mis innúmeras saetas.

Conténtate tú con excitar con tu antorcha no sé qué amoríos

y no te adueñes de glorias que son mías. “

El hijo de Venus respondió:

“Sea que tu arco, Febo, atraviese

todas las cosas, pero el mío a ti, y como todos los animales

son inferiores a la divinidad, así tu gloría es inferior a la mía. “

Apolo, “emocionado” por triunfo, sobre la serpiente Pitón, cree que su superioridad es tan obvia que se permite insultar despectivamente, a Cupido, que se entretenía, tensando su arco. Apolo había obtenido el triunfo y, por tanto, Cupido, debía dedicarse a atizar esos amores lascivos y no querer obtener la gloría de un guerrero de la categoría de Apolo.

El triunfo, final es el del amor, esto es gana Cupido, que somete incluso a los que vencen en todo como Apolo. Cupido saca dos flechas, una para no enamorar a Dafne y otra para enamorar a Apolo.

( Apolo y Dafne, Libro I 456-465 )

6. - Crítica:

Universal:

La popularidad de Ovidio continuó después de su muerte, a pesar de que Augusto retirara sus obras de las Bibliotecas Publicas. Su influencia, es enorme durante toda la Edad Media, tanto en el mundo académico, como entre los poetas y trovadores. La fama crece durante el Renacimiento. Francisco Sánchez de las Broza, humanista español del siglo XVII, tradujo sus libros del Latín al Castellano, aunque Juan Ruiz, ya había recogido parte en su Libro del Buen Amor. También poetas italianos, tales como Bocaccio o Ludovico Ariosto, o poetas ingleses como Chaucer y Gower, basan sus cuentos mitológicos en Ovidio.

Personal:

Las partes de la obra que he leído, me han gustado mucho, pues lo he tomado como un libro de mitología más. Creo que esta muy bien escrito, así como traducido, pues se entiende perfectamente, y no usa demasiados cultismos.

El texto es un ejemplo de esto, de la forma de escribir, y de la invención de Ovidio; no en todos sus poemas pues muchos de ellos, están basados en textos anteriores.

7. -Bibliografía

Metamorfosis

Publio Ovidio Nasón

Alianza Editorial. Clásicos de Grecia y Roma

Madrid, 1999.

Enciclopedia por CD-ROM Encarta

Internet

http://www.dts.mg/ltt/peda/latin/ovid1.htm

6

1