La tabla de Flandes; Arturo Pérez-Reverte

Literatura española contemporánea. Narrativa y novela histórica. Misterio. Intriga. Argumento. Personajes

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: Perú Perú
  • 7 páginas
publicidad

Resumen

Julia consigue el trabajo de renovar un famoso cuadro de Peter Van Huys, llamado "la Partida de Ajedrez". El cuadro presenta a dos hombres sentados en un tablero de ajedrez jugando una partida y en el fondo aparece una mujer, vestida de negro. Se trata de Beatriz de Borgoña, duquesa consorte. El cuadro es una tabla flamenca histórica. Pero se sabe que uno de los caballeros sentados en la mesa de ajedrez ya estaba muerto en la fecha en que se pintó la obra maestra. Es una gran alegría para ella que este trabajo se le haya concedido a ella y no a otra persona. Se propone renovarlo de la mejor manera posible con todos sus detalles.

Pero al renovarlo aparece en una radiografía del cuadro una inscripción misteriosa debajo de la última capa de pintura: "QUIS NECAVIT EQUITEM", lo que significa: ¿Quién mató al caballero?

Al investigar el cuadro se dan cuenta que Los tres personajes son: El que se parecía a un sacerdote era Fernando Altenhoffen, duque de Ostenburgo que era el ducado que correspondía a la Rodovingia de Carlomagno que quedaba en los confines franco alemanes, entre Luxemburgo y Flandes, nacido en 1435 y muerto en 1474 y su contrincante era Roger de Arras que era un guerrero que combate en la guerra de los cien años junto al rey de Francia Carlos VII, nacido en 1431 en el castillo de Bellesang, muy cerca del ducado de Ostenburgo, además era poeta en sus ratos libres, muy apreciado en la corte de sus primos los Valois, y el tercer personaje es Beatriz de Borgoña, duquesa consorte, se caso con Fernando Altenhoffen en 1464 cuando tenia veintitrés años, y seguramente no había sido por amor, la misma había sido un intento de su tío, Felipe el Bueno, duque de Borgoña, por estrechar la alianza con Ostenburgo frente a Francia.

Julia ve el valor que puede tener el cuadro tras la solución de esta pregunta y empieza a investigar sobre quien es el otro jugador. Tiene que eliminar la capa de barniz original, con una mezcla de acetona, alcohol, agua, y amoniaco, en principio comienza por donde es más gruesa la capa de barniz y después por las partes más finas del barniz.

El ambiente que reina en Capablanca es un ambiente raro, solemne, lleno de mesas en las cuales casi todos se desarrollan partidas, el público era exclusivamente masculino, olía a humo de tabaco y madera vieja. Para eso, con la ayuda de César, contrata a uno de los mejores ajedrecistas, Muños q Debía tener poco más de cuarenta años, era muy delgado y de mediana estatura. Se peinaba hacia atrás, sin raya, con grandes entadas en las sienes. Tenía orejas grandes, la nariz ligeramente aquilina y sus ojos oscuros se hallaban profundamente instalado en sus cuencas, como si contemplasen el mundo con desconfianza, su expresión era más bien de indolente apatía y desprovisto de atributos, vestía con una corbata vulgar, en la chaqueta marrón con arrugas en la espalda y abolsada en los codos, en el mentón mal afeitado sobre el que azuleaba su barba rasurada a las cinco o seis de la mañana, antes de coger el metro, o el autobús, para ir al trabajo; Hacía cinco años que iba a Capablanca, era el mejor ajedrecista, pero nunca quería ni había ganado, porque está segura de que el secreto está en la partida de ajedrez. Muñoz reconstruye la partida pero de momento no llega a ninguna conclusión.

Pero a medida que va avanzando en sus investigaciones empiezan a ocurrir cosas raras. Julia es perseguida y recibe llamadas telefónicas por las noches sin nadie al otro lado del teléfono. Y lo más extraño de todo - Julia se va encontrando con pequeñas tarjetas que indican movimientos de las piezas negras y invitan a jugar con las blancas. Primero descartan a los peones, alfil y caballo negros que no se han movido del lugar inicial, y el peón restante también es descartado porque estaba bloqueado, y las que no pudieron mover son la torre del mismo color a causa de que las casillas contiguas están ocupadas y ella solo se puede mover en línea recta, y también hay que descartar al caballo negro porque estaba dando jaque al rey y ninguna pieza que esta dando jaque al rey abandona voluntariamente.

La pieza que si realizo la última jugada es la dama, lo sabe Muños porque ella realiza el único movimiento posible.

Muños califica a Van Huys como retorcido, con una gran capacidad para tender pistas falsas, trampas de todo tipo, y disfrutaba de ello, y que jugaba al ajedrez de un modo diabólico.

Al día siguiente de esto aparece Álvaro, el ex de Julia, asesinado en la bañera de su casa. Empiezan las investigaciones policíacas. Menchu piensa que ella y Julia están en peligro, porque ella dice que el loco que mató a Álvaro puede ir a por ellas en cualquier momento y por eso le propone vivir juntas mientras se aclara todo.

Montegrifo quiere que Julia persuada a Menchu para que no solo ella saque la tajada del cuadro, quiere que la persuada para que , Montegrifo, Claymore, Julia y Ella saquen una buena tajada, en pocas palabras compartir el dinero que se saque del cuadro, cuando se venda. Y le ofrece a cambio un tentador puesto de trabajo como directora del departamento de restauración de Claymore en Madrid; yo creo que le va a decir que lo tiene que hablar con u amiga y le van a decir que no. Pero la policía no relaciona el asesinato con la partida de ajedrez ni con el cuadro de van Huys. A Alvaro le mató alguien que lo conocía y no lo apreciaba hasta limites insospechados como para llegar a matarlo, porque si envió ese sobre después de haberlo matado tenia que conocerlos a los dos, conocer lo que iba a hacer Álvaro el fatídico día y conocerla a ella para enviarle el sobre y saber que él tenia que darle información relacionada con el cuadro, además a un matón cualquiera no se le hubiese pasado por la mente enviar un sobre que ni conocía y está demás decir que tampoco le interesaría saber además el policía no dijo que le hubiesen robado nada al muerto. Al contrario, Julia, César y Muñoz si conocen la relación entre ambas cosas y ven la única solución de resolver el asesinato en seguir la partida.

Sergio es la nueva conquista de César, que por otra parte Julia ya conocía. Tiene cabellos rubios caídos sobre la frente, tímido, muy joven, se dedica a pintar cuadros, Lo trata como a un amante, hijo y pupilo a la vez, porque lo besa en los labios, lo protege como a un hijo, y le enseña como a un pupilo.

Julia tenía seis años cuando su padre murió, César fue como un padre para ella porque ella lo repite varias veces en el libro.

Según Julia, Beatriz va vestida de negro en el cuadro porque está vestida de luto.

Julia se recuesta sobre una silla y mira al techo tratando de ordenar sus ideas. A mi me parece un buen método para aclarar ideas aunque yo utilice, porque uno se queda en calma mirando el techo que generalmente es blanco y sabido es que los colores tenues tranquilizan y sirve para relajarse, y relajado se piensa mejor.

La llamada que recibe es de Muñoz, le dice que ya es posible saber que pieza se comió al caballo blanco.

Quién mató al caballero, según Muñoz fue la dama negra, Beatriz de Borgoña, entonces va vestida de negro, porque está de luto.

Después de semejante descubrimiento, hay un flash back que describe cuatro escenas, cada una visión de Julia con un protagonista diferente en un momento de su vida trascendental

El maestro Van Huys están, en su estudio, pintando el cuadro.

Tapando la inscripción.

Roger y Van Huys jugando al ajedrez.

Cuando termina el cuadro y se limpia, se siente orgulloso de su obra.

Llegando a la conclusión de que la mirada vaja de Beatriz significa que ella amaba y era desdichada y no podía soportar aquel rechazo.

El ballestero era un mercenario y ella lo mandó matar a Roger de Arras porque estaba ocultando una lagrima. quién mandó a pintar el cuadro fue Fernando Altenhoften, porque él sabe que su mejor amigo Roger de Arras había estado con su mujer Beatriz de Borgoña y hace pintar el cuadro para que ella sepa que él ya sabe todo.

A Julia las cosas no le van mejor después de este acontecimiento - sigue sintiéndose perseguida e incluso mas que antes. Y se sigue encontrando con las indicaciones de cómo mover las piezas negras.

Un día que Julia ha quedado con César en la ciudad. Ella llega muy temprano al sitio definido y se va a dar una vuelta. No parece un hombre muy inteligente, no parece que la vida la haya ido bien, es un oscuro oficinista, lo único que le hace salir de la mediocridad es el ajedrez. La mirada se le apaga fuera del tablero, le compara con un soldado prisionero porque camina con la cabeza baja, como los mostraba en documentos de guerra.

Aunque Julia y él se habían despedido, no se puede ir porque Julia recibe una carta junto a su timbre, cuando lo abrió y extrajo la tarjeta de cartulina que había dentro con un jeroglífico que decía tb3?...pd7-d5+. Según Muñoz la cartulina contiene un jeroglífico que invita a seguir jugando y que cada pieza es uno de ellos.

Julia siente que el tablero había dejado de serlo, julia presiente que el tablero ha dejado de ser sólo eso para convertirse, en un terreno real que representaba el curso de su propia vida, ella es la Dama Blanca. Las fichas como la que le enviaron a Julia con el jeroglífico es idéntica a las que usaba Álvaro. Menú se pone muy alegre pero no por el jugador misterioso sino, por los beneficios que conseguiría por la historia del cuadro.

Julia durante la conversación que mantiene con Menchu esta le cuenta que tiene pinta de oficinista de película en blanco y negro, a su manera puede ser brillante, cuando juega al ajedrez es para admirarlo, pero siempre tiene el cuello rozado de su camisa, en el vulgar de sus facciones. No se sabe si está casado, parece que no pero sufrió por una mujer.

Ve un coche azul que ya lo había visto en otra ocasión, cuando salió de la comisaría pero ella va hacia el coche azul, este se marcha y no puede saber quien la sigue. César dice que piensa que fue excesivo por parte de Julia ir hacia el vehículo azul empuñando la pistola, pero en realidad lo que pensaba es que podía ser alguien siguiendo a Julia, pero yo opino que no se lo dijo para no aturdirla más con todo.

Muñoz ha estado estudiando el perfil psicológico del adversario y ha llegado a una serie de conclusiones que el jugador es bueno, pero la gente buena puede ser complicada, es agresivo y le gusta arriesgarse, lo más seguro es que sea un hombre porque el ajedrez es un juego sádico con carácter agresivo, cruel, le gusta el peligro, tiene una buena intuición sobre el adversario, es capaz de ponerse en lugar de otros.

No gana porque dice que él es su propio rival , pero esta vez quiere ganar por instinto, porque el jugador invisible lo está provocando y no puede elegir.

Agrega a Julia en el croquis en el primer nivel, significa que ella esta metida en el cuadro en cierta manera, que ella ya es parte de la trama que la envuelve “ella es una pieza en el ajedrez”

Que Claymore no aceptaba las condiciones de Menchu a ir a la par en los beneficios del Van Huys, que Belmonte había decidido anular el acuerdo y que transfería los poderes sobre el cuadro a Claymore y compañía. Menchu se escandaliza, discute con Montegrifo y se va a la casa de Manuel Belmonte.

Julia vuelve a observar el cuadro con detenimiento, en casa, relajada, lo que sirve para que el autor introduzca un nuevo flash back que nos lleva otra vez al momento que refleja la pintura. Sabemos ahora, por fin, lo que realmente está leyendo Beatriz, después de algunas hipótesis aparecidas a lo largo del libro.

El pintor quiere reflejar algo en una nueva tabla pero no se atreve, no quiere tener problemas con el Santo Oficio y ya es demasiado mayor para pasar por el potro.

Que en esos tiempos podría ser condenado a la muerte por una obra mal interpretada y que el ya estaba viejo para enfrentarse a ello y prefiere pintar una cosa mas sencilla, simple, y entendible a los ojos ajenos.

Beatriz, en fin, sostiene la mirada baja porque está llorando por Roger y comprende que no habrá confesión que alivie su pecado, porque ella manda matar a Roger de Arras. Se escapa de una larga conversación con él y poco mas tarde se encuentra con César. Cuando los dos vuelven al coche de Julia se encuentran un spray encima del coche. Se trata de un spray para reparar neumáticos. Cuando se fijan en las ruedas se dan cuenta de que una rueda ha sido pinchada y a continuación reparada con el espray. Sin embargo se le había echado demasiado de modo que si Julia arrancaba con el coche a pocos kilómetros empezaría a quemarse el neumático. Alguien le había dado un aviso. No la quería matar a ella por ahora, pero le decía algo como: No te mato, pero cuando quiera hacerlo lo haré. Julia pregunta a una mujer que está sentada en la acera si ha visto algo o alguien. Esta le dice que una mujer con gafas de sol y un impermeable se había quedado parada delante del coche durante un tiempo pero que no sabía nada más.

Julia observa un coche azul aparcado, el mismo que veía hace días, se dirigieron al coche los dos y “ la Derringer” y al final eran policías los ocupantes del vehículo Ford azul con cristales ahumados y matricula t h.

Feijoo trata a César y a Julia con “pies de plomo” tratando de justificar a la policía y a él, por haber seguido a Julia, “ por haber sido incompetentes siguiendo a alguien inocente”

.Muñoz cree que el jugador invisible dice que puede matar cuando quiera y lo deja reflejado en la ficha y con el spray, piensa que puede ser un farol toda esa trama.

Que va a morir alguien, porque si se come una pieza en el tablero y las piezas son personas reales, alguien morirá.

Un par de días más tarde Julia recibe una llamada por la noche. Es Menchu. Se encuentra en un pub y parece estar bajo efectos del alcohol. Le pide a Julia que la venga a buscar. Julia va a por ella enseguida. Cuando llega al pub se da cuenta que Menchu no sólo había tomado alcohol...

Vocabulario

  • Ojival: Que tiene forma de oliva.

  • Anaquel: Tabla o lamina horizontal que se coloca en una pared, dentro de un armario o en una estantería Y sirve para colocar objetos sobre ella.

  • Bastidor: Estructura o armazón que deja un hueco en el medio y sirve para sostener otro elemento.

  • Efebo: Muchacho joven o adolescente.

  • Escorzo: Representación de una figura que se extiende oblicua o perpendicularmente al plano del papel o

  • Lienzo sobre el que se pinta, acortando sus líneas de acuerdo con las reglas de la perspectiva.

  • Tonsurado: Corte de pelo de la coronilla que pueden llevar los sacerdotes u otros religiosos.

  • Jubón: Prenda antigua de vestir ajustada al cuerpo que cubre desde los hombros a la cintura.

  • Escabel: Tarima pequeña que se coloca delante de un asiento y que sirve para descansar los pies cuando se esta sentado.

  • Pátina: Debilitamiento del color que sufren algunos objetos, especialmente las pinturas al óleo, a causa del paso del tiempo.

Opinion

Esta obra implanta un aspecto muy interesante ocultando un misterio que solo se puede resolver con un poco de lógica, este misterio crea una seria de muertes que se descubrirán a través de la historia.