La señorita de Trevélez; Carlos Arniches

Literatura española contemporánea del siglo XX. Teatro español de preguerra y posguerra. Argumento. Personajes

  • Enviado por: Almudena Bermúdez
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 7 páginas
publicidad
publicidad

La Señorita de Trevélez

  • Ficha técnica.

    • La Señorita de Trevélez.

    • Carlos Arniches.

    • Bruño

    • “Anaquel”

    • Diciembre de 1916 (Madrid)

  • Datos biográficos y de la obra literaria del autor.

  • Carlos Arniches y Barrera nació en Alicante, el día 12 de octubre de 1866. En su infancia se trasladó a Barcelona donde comenzó a trabajar en la banca “Freixas” y en la casa “Singer”, y a colaborar con el periódico “La Vanguardia”. Se trasladó nuevamente a Madrid, donde editó su primera obra: “Cartilla y cuaderno de lectura”.

    En 1894, se casó con Pilar Moltó y tres años más tarde falleció su padre.

    En 1898, estrenó sus obras “El santo de la Isidra” y “La fiesta de San Antón”; en 1901, la obra “Doloretes” y dos años después, “El terrible Pérez”.

    Un año más tarde se estrenó “Las estrellas”. En 1907, Arniches estrenó “Alma de Dios” y pasados cinco años, la obra de “La pobre niña”. En el año 1916, estrenó “La señorita de Trevélez” en el teatro Lara. En 1921, fueron estrenadas tres obras: “Es mi hombre”, “La chica del gato” y “La heroica villa”. Años después, se estrenaron obras como “La locura de Don Juan”, “Los milagros del jornal”, “El señor Adrián” y “Que malo es ser bueno”. A partir del año 1933, se estrenaron “Cuidado con el amor”y “Las dichosas faldas”. En 1937, Arniches estrenó “El padre pitillo” en Buenos Aires; y en 1940, “El tío Miseria”, en España. En 1943 escribió su última obra “Don Verdades”. En el mes de abril de este mismo año, Arniches falleció, siendo víctima de una angina de pecho.

  • Argumento.

  • Numeriano Galán y Pablito Picavea están enamorados de Soledad, la doncella de la familia Trevélez. Para ayudar a Picavea en su conquista a Soledad antes que Galán, sus amigos del Guasa-club, preparan una terrible burla a Numeriano para quitárselo de en medio.

    Tito Guiloya, envía una declaración de amor a Flora de Trevélez firmada con el nombre de Galán. Florita cae en el engaño y piensa que Galán está locamente enamorado de ella.

    Don Marcelino y el joven muchacho descubren que todo es una broma de Tito, Pepe Manchón y Torrija, pero no dicen nada por miedo a don Gonzalo, el hermano de la señorita de Trevélez.

    Pasan los días y Galán le confiesa a don Marcelino que esta aterrado, que todo va muy deprisa y que Florita no lo deja ni a sol ni a sombra. Sin embargo, don Gonzalo está muy ilusionado con Galán, porque su hermana, que es la persona a la que más adora en este mundo, es muy feliz con su nuevo amor.

    Picavea y todos los demás piensan que la burla debe acabar, puesto que todo está llegando muy lejos; pero quieren que sea un final muy discreto para que nadie descubra que era un montaje. A Tito se le ocurre que todo puede acabar en un drama pasional y en un falso duelo entre Picavea y Galán. Pero el plan no da resultado porque aparece don Gonzalo retando a Picavea en un duelo a muerte, por interferir en la vida de los dos “enamorados”.

    Pablito Picavea huye de la ciudad, pero vuelve días después para confesarle a don Gonzalo que todo a sido una terrible burla de los miembros del Guasa-club, inventada por Tito Guiloya. Don Gonzalo lleno de ira, piensa que es una nueva calumnia de Picavea y está a punto de matarlo, pero intervienen Galán y don Marcelino y confiesan que es verdad, que todo es una horrible burla. Don Gonzalo, decide ajustarle las cuentas a Tito Guiloya por haber jugado con los sentimientos de su hermana Florita, y Tito, ajeno a todo lo ocurrido se presenta en la casa de los Trevélez para seguir con la burla. Don Gonzalo, Picavea, Galán y don Marcelino se vuelven contra él.

    Don Gonzalo intenta matarlo pero los demás lo detienen. Tito se escapa corriendo y Picavea junto con Galán salen detrás de él. Don Marcelino le aconseja a don Gonzalo que no le diga la verdad a su hermana y que se la lleve lejos de viaje, para intentar distraerla.

  • Análisis de los principales personajes.

    • Numeriano Galán:

    Es un joven con espíritu bondadoso pero su miedo y su timidez no le permiten tomar decisiones por sí mismo.

    • Flora de Trevélez:

    Es una mujer de avanzada edad. Nunca ha sentido el amor de un hombre nada más que el de su hermano Gonzalo. Carece de belleza física lo que empeora su relación con los hombres.

    • Don Gonzalo:

    Es un señor fuerte y respetado por todos. Intenta mantener su honor por delante de todo. Pertenece a la clase alta de la sociedad al igual que su hermana a la que adora más que a nadie.

    • Don Marcelino:

    Es un señor mayor, serio, con mucha calma y buen consejero. Es amigo de los Trevélez y de Numeriano Galán. Ayudó y apoyó a Galán durante toda la obra.

    • Tito Guiloya:

    Es un joven sin escrúpulos, cruel y que disfruta de la burla como si fuera un simple entretenimiento para los que la ven y un escarmiento para los que la sufren.

    • Pablito Picavea:

    Es un personaje hipócrita y egoísta. Es decir, que apoya todo lo que le conviene y deja tirado lo que no le sirve para nada. Sin embargo, cuando llega el momento de dar la cara, el miedo se apodera de él.

    • Menéndez:

    Es un personaje secundario. Ejerce de criado en el casino. Es un joven perezoso, fisgón y carece de una educación académica adecuada.

    • Soledad:

    Es una joven muy bella que ejerce de doncella de Florita. Picavea y Galán la pretenden desde hace tiempo.

    • Torrija y Pepe Manchón:

    Estos dos personajes son amigos de Tito Guiloya y son miembros del Guasa-club al igual que él.

    Existen otros personajes como Maruja, Conchita, Nolo, Quique, Lacasa, Peña, y don Arístides que son menos importantes pero que también aparecen en la obra.

  • Planteamiento, nudo y desenlace.

    • Planteamiento:

    Se nos hace una ligera presentación de algunos personajes y del lugar donde se desarrollan los hechos. También se hace una referencia a la burla que hay preparada para uno de ellos.

    • Nudo:

    Se ha llevado a cabo todo el montaje que estaba preparado, pero todo esta surgiendo muy deprisa y algunos personajes comienzan a preocuparse por el final de la broma. Buscan una solución, pero en vez de dar resultado empeora la situación.

    • Desenlace:

    Finalmente se descubre el personaje que fue autor de la macabra burla y todo se aclara.

  • Copiar dos descripciones y dos diálogos del libro.

    • Diálogos: (como es una obra teatral, lo que predominan son los diálogos.

    • ¿De modo que viene usted a la cita?

    • Di más bien a la toma de posesión.

    • Poquito que va a rabiar el señor Picavea.

    • ¡Galán!...¡Amigo Galán!...

    • ¡Don Gonzalo!

    • ¡A mis brazos!

    • Sí, señor.

    • Descripciones:

    1.Jardín en la casa de Trevélez. Es por la noche. Luces artísticamente combinadas con el follaje y las ramas de los árboles. A la derecha, en primer término, hay un poético rincón esclarecido por la luz de la luna y en el que se verá una pequeña fuente con un surtidor; a los lados, dos banquillos rústicos.

    2.Sala de lectura de un casino de provincia. En el centro, una mesa de forma oblonga, forrada de bayeta verde. Sobre ella, periódicos prendidos a sujetadores de madera con mango, y algunas revistas ilustradas españolas y extranjeras metidas en carpetas de piel...

  • Inventar un final distinto.

  • ESCENA PRIMERA

    Don Gonzalo, don Marcelino, luego Flora.

    (Don Gonzalo ya sabe toda la verdad, y Tito ha salido corriendo como un cobarde...)

    DON GONZALO.- ¡maldito traidor te mataré con mis propias manos!

    DON MARCELINO.- No te angusties, Gonzalo... es un pobre infeliz.

    Se abre la puerta de la habitación de al lado, y sale Florita llorando y cargada con dos maletas.

    TODOS.- ¡¡Florita!!

    FLORA.- Me voy al convento, seré Capuchina... en la casa de Dios nadie podrá hacerme daño, allí respetárenme todos.

    DON GONZALO.- ¡Pero por Dios, Florita, que locura es esa!

    FLORA.- Ya lo he decidido, me voy al convento, aquí no soy dichosa... la felicidad es un pájaro azul, que se posa en un minuto de nuestra vida y que cuando levanta el vuelo, ¡Dios sabe en que otro minuto se volverá a posar!

    ESCENA SEGUNDA

    Picavea, Tito Guiloya, Pepe Manchón y Torrija.

    (Picavea, está muy arrepentido de todo lo sucedido y acude al Guasa-club, para hablar con sus miembros.)

    TITO.-¡Hombre! ¡El señor presidente viene a felicitarnos!

    PICAVEA.- No, te equivocas. Vengo a decir que ya no soy vuestro presidente, dejo el cargo...

    TORRIJA.- ¡ pero el Guasa-club debe tener un presidente!

    PICAVEA.- Yo ya estoy algo cansado de que nos pasemos la vida justificándonos, cuando una broma sale mal.

    PEPE.- Pues yo también dejo el club, creo que esta vez nos hemos pasado...

    TITO.- ¡Pues largaos de aquí! No os necesitamos...

    ESCENA TERCERA

    Don Gonzalo y Numeriano Galán.

    (Galán va a la casa de los Trevélez para hablar con don Gonzalo. El joven le confiesa que está realmente enamorado de su hermana.)

    DON GONZALO.- ¡Galán! Que sorpresa tan agradable ¿cómo tú por aquí?

    GALÁN.- Necesito su ayuda... Tengo que hablar con Florita, es urgente.

    DON GONZALO.- ¿Para qué? ¿Qué sucede?

    GALÁN.- Don Gonzalo... estoy enamorado de su hermana Florita. Desde que terminó lo de la burla y se fue al convento yo no dejo de pensar en ella.

    DON GONZALO.- ¡Cómo te atreves! ¡Venir a mi casa a decir semejante majadería! ¡Fuera de aquí o te echo ha patadas!

    GALÁN.- No es ninguna majadería, en esta ocasión es cierto... yo la quiero, es más, le pido que me conceda su mano para casarme con ella.

    DON GONZALO.- ¿Entonces es cierto? ¡A mis brazos Galán, démonos un efusivo y fraternal abrazo!

  • Opinión personal sobre el libro.

  • La historia en concreto no me ha gustado y pienso que cualquier novela de aventuras, amor, o cualquier otro tema hubiera resultado más interesante.

    Además es una obra teatral y en estos casos es mejor ver una representación en un escenario, que leerla en un libro.

    Un ejemplo muy claro es que me despertó mucho más interés el resumen de la obra que tuvimos oportunidad de ver, que cuando tuve que leerlo en casa.

  • Poner otro título que mejor se adecue y explicar la causa del cambio.

  • “Una burla al año, no hace daño”

    Lo que intento decir, es que una burla o una broma no hace mal alguno, cuando nadie sufra daños o se lastime a alguien.

    I