La Herejía; Romain Sandou

Novela histórica. Resumen por capítulos

  • Enviado por: Jo Lucas
  • Idioma: castellano
  • País: Chile Chile
  • 18 páginas
publicidad
publicidad

PRIMERA PARTE

Comienza en el terrible invierno de 1284 en la diócesis de Draguán

Monseñor Haquin: obispo desde 1255, famoso por su fuerza y agilidad, había cambiado desde el descubrimiento de los tres cadáveres de Montayou, volviéndose cano, solitario e indiferente a sus fieles, cerrándose en libros sagrados. Su pasado era totalmente desconocido.

Draguan era tan lejano, desconocido, que entre Haquin y su antecesor Jorge Aja, estuvo sin obispo durante 3 años, no dependía de ningún señor, nadie pagaría los derechos para poner su nombre, era pobre y desprotegida, por ende era una provincia libre (villana), su única tutela era la iglesia. Contaba con 1 obispo, 3 monjes: los hermanos Chuquet (vicario del obispo, de 30 años y ecónomo), Abel (el mayor) y Meault (rechoncho y rubicundo) y 5 sacerdotes para 12 parroquias del pequeño obispado rural.

Esperaban la llegada de un visitante, pero esa mañana se presentó un desconocido, envuelto en una vestidura talar oscura, empapada que lo tapaba completamente, tenia gran prisa por ver al obispo y se queda a solas con este, los monjes escuchan un gran ruido, el visitante huye y encuentran a Haquin con el cráneo destrozado y olor acre que irrita sus narices.

Toda la población hablaba de la muerte del obispo,( Antaliau; barbero, Pelat; armero, Haribald; afilador, Adso; cabrero, Beatrice; primera criada del obispo; Simon Clergues; tejedor, Liprando, Grosparmi; afilador) paso de la santidad a la vileza, nadie lamento su muerte, le cargaron espantosos pecados., que tenía la capa de San Benito (funesta esclavina amarilla que la Inquisición hacía llevar a sus penitentes). Se hicieron rondas para cuidar el pueblo del hombre de negro o de los malos espíritus evocados durante el día. La virgen de Escayola quebrada por el frío se encontraba ahora entera. El afilador, Grosparmi, encuentra unas huellas y las sigue, hasta que recibe un golpe y cae., la noticia se extiende hasta la casa de los canónigos. Los hermanos rezaban, el hombre de negro fue reconocido por el hermano Chuquet, quien le abrió la puerta, se presento como el padre Henno Gui, nuevo párroco (joven, 30 años, fornido, alto delgado) y al toparse con un desconocido (Grosparmi), le pegó. Venía de París.

Chuquet le contó del asesinato del monseñor esta mañana, que partiría con el cuerpo a París ya que no lo podía enterraren su diócesis pues los ánimos estaban exaltados e informaría su muerte a los superiores. Entraron a la habitación de Haquin, Henno Gui al ver las carnes diseminadas confirmo que monseñor había sido asesinado deliberadamente con un cañón portátil, inventó nuevo que llegaba del sur.

Gui era un teólogo de primer nivel, le habían ofrecido ser Cardenal, pero rechazó esa oferta para predicar en un modesto curato local, su única condición era que estuviera lo mas lejos de París y de sus antiguos compañeros.. Haquin lo esperaba hace tiempo, ya tenia su expediente y la toma de posesión que debía firmar a su llegada, pero ahora muerto era Chuquet quien debía informarle, que la diócesis que contaba con 12 parroquias, había encontrado una mas, a 4 días a caballo, el año pasado, el registro del último párroco era de 1233, del padre Cosme, que nunca fue reemplazado, porque pensaron que sus habitantes habían muertos por frío o víctimas de alguna epidemia. Esa aldea Heurteloup, que práctica una fe desconocida, se descubrió, porque aparecieron los cuerpos de un noble y sus 2 hijos despedazados, además, la caja decimal (cobro del diezmo) a partir de ese año tenía menos ingresos, la insistencia de Haquin quien mandó al sacristán Premierfait a investigar, este los encontró y se mantuvo oculto por varios días, Haquin pensaba ir cuando llegara el nuevo párroco para presentarlo, pero nada indica que ellos sean los responsables de los crímenes aún así todos la evitan.

Gui va en busca de Premierfait, para que lo lleve a su parroquia, es recibido por su señora Godiliege, este se niega, pero al ver todos los castigos a los que será sometido por la iglesia (excluido de la comunión, no puede asistir a misa, sin perdón de pecados, etc.), decide llevarlo, deja a este alistar sus cosas para el viaje y va a visitar a Grosparmi a quien cura y pide perdón.

Chuquet parte a París con el ataúd del obispo, primero porque temía que atacaran sus restos los Draguaneses, segundo porque no confiaba en la primatura de Passier de la dependía Draguan y tercero porque la única carta que había recibido era del arzobispado de París, de Alcher de Mozat y no tenía más como averiguar sobre sus orígenes y enterrarlo en su tierra natal.

Por otro lado parten Gui y Premierfait a Heurteloup, los draguaneses esteban convencidos que no volverían a ver con vida al párroco.

SEGUNDA PARTE

En Letrán, el palacio del papa (Santo Padre), se presenta Enguerran III de la gran Cilla, el caballero azul, lo detiene el guardia Gilbert de Lorris porque portaba un arma, no aceptada por el código de palacio elaborado por Sartorius, este le muestra el Triángulo del Espíritu Santo que tenía colgada en una cadena al cuello que abría las puertas de la corte de Martín IV, actual Papa, además portaba la cruz de los caballeros de Túnez (sólo 6 hombres la tenían. Otorgada por Luis IX a sus mas fieles cruzados, había asistido al rey durante su fiebre en Taillebourg, arriesgo 2 veces su fortuna para financiar guerras santas y el único vivo). Iba a ver a Artémidore (antes Aures de Brayac) canciller del Santo Padre a quien había salvado la vida 2 veces el Malta, pero fue recibido de mala manera por Fauvel de Bazan, secretario de este. Quería reparar el daño hecho por su hijo Aymard de la Gran Cilla a quien tenía prisionero en su propiedad de Morvilliers, su único hijo, brillante, militar que luego se fue al seminario, formo la Orden de los Hermanos del Umbral (creó el cubierto de la silla pobre, que era cuando alguien moría, se invitaba y agasajaba a un pobre con la misma generosidad que el pariente fallecido), Los Hermanos del Umbral obtenían donaciones de la mejores familias, su vestimenta era cada vez lujosa y profanaban cementerios, invocaban dioses paganos, se emborrachaban, en su segundo aniversario Aymard organizó su boda con la Madre de Cristo, pago un obispo romano, se utilizó la imagen de la virgen de escayola y luego una niña de doce años encarnó a la virgen, esta fue violada y ella fue la que los denunció.

Este secreto no debía salir del círculo real y el alto clero, hasta que el Papa emitiera su veredicto pues dejaba mal a la corona francesa y a quienes habían contribuido a la orden.

Enguerran iba a pedir que su hijo fuera salvado de la pira, pedía que lo exiliaran a Asia o a Oriente, que todos los dineros recaudados se entregarían a Roma, ofrecía además su propia fortuna, su nombre y su vida a cambio de la de su hijo, en el despacho de del diacono Bazán dejo también su blasón, su espada de caballero, su cruz de Túnez, su escudete y su cruz de bautismo, esperaría la respuesta en la casa de su amigo Oronte , en Milá, esperaría por 5 días y si no había respuesta volvería a Morvilliers, pero al día siguiente, le devolvieron sus pertenencias con una nota de Artémidore que decía “ Vuestro acto no es admisible a los ojos de Su Santidad”. Su petición había sido rechazada, embalo sus cosas y emprendió el regreso. A la salida de Milá fue detenido por Fauvel y le pidió que siguiera la carroza en que iba con Artémidore.

Llegaron a una villa al norte de Roma (casa de Chenedolle) donde se celebraba un bautizo y una “asamblea de amigos”, lo llevo a una sala abovedada en el sótano, donde había una docena de hombres sentados, ninguno reveló su nombre. (pero entre ellos saldría el próximo soberano de Roma), eran los agilizadores de los asuntos ordinarios, los únicos capaces de hacer cambiar la opinión del Papa, Martín IV, el que quería la cabeza de su hijo.

A cambió le pedían comprar tierras para la iglesia y se quedaban con su Cruz de Túnez hasta que cumpliera con ellos, ahora los bautizos, la bodas, las misas de difuntos, etc., se celebraban en las iglesias pero nadie les cedía tierras. A cambio su hijo sería llevado a Roma para enderezarlo.

El guardia francés de Letrán, Gilbert Lorris, era destinado por el Papa para traer a Roma al abad Aymard de la Gran Cilla. Se le entrega una espada y un cofre que contenía bonos y una orden de misión, el prisionero debía estar en Roma en un plazo máximo de 8 semanas.

Henno Gui y Premierfait estaban en rumbo, con pocas provisiones, así que Premierfait decidió cazar, pero aterrorizado se topo con Floris de Meung, alumno de Gui y Carnestolendas su fiel compañero (ateo, horrible y fuerte), quienes lo esperaban, juntos reanudaron la marcha. Premierfait contó grandes atrocidades de Heurteloup. Pasaron el Valle del As, el bosque de la Sota, el río Montayou, el bosque de la Reina, el Llano del Rey y el Bosque del Triunfo, finalmente Premierfait se despidió dejándolos en su puesto de observación del año anterior para volver a Draguan. Pronto encontraron la aldea, pero no veían a nadie, muchas casas con hoyos en sus techos, para que el alma de sus muertos pudieran salir, se toparon con la iglesia, que estaba convertida en un almacén donde se guardaban las provisiones, calcularon de vivían como 25 personas, limpiaron la iglesia dejando las cosas en una casa cercana desahitada, ellos dormirían ahí, hasta que Cristo volviera a entrar, bendijo el lugar, confeccionó un cirio y lo encendió, Dios había vuelto a Heurteloup.

Aymard de la Gran Cilla, fue sacado de su encierro, por Fabre, el administrador de la propiedad, este sólo comía una vez al día, sin luz ni visitas, hubo que lavarlo para presentarlo ante Hisolde, su madre, señora de caballero, que había aprendido a regir sus bienes, vasallos y acrecentado la fortuna con inteligencia y fuerza, puesto que su marido se encontraba en las cruzadas. Esta le presentó a Gilbert, quien lo venía a buscar para llevarlo a Roma. Tomaron todas las medidas de seguridad, de regreso en Lacretelle-sur-Argers se toparon con un funeral que no había recibido los sacramentos puesto que no había sacerdote, le pidieron al abad Aymard que bendijera su tumba, este no sólo se negó sino que además escupió el ataúd y mando al infierno a la familia, Gilbert quedó estupefacto.

Meault y Abel, sacaron las pertenencias del obispo, encontraron la tela que había impresionado a Chuquet, era un mapa alegórico de Draguan, eran imágenes apocalípticas del artista Astarguan, la quemaron junto a varios libros y obras místicas, destruyeron los cuadernos de las confesiones, textos administrativos y episcopales. Solo el informe eclesiástico de Gui se salvo. Destrozaron su despacho y arrojaron las astillas al fuego. Luego Abel se puso a escribir un mensaje codificado con lo que había sucedido los últimos 3 días; la llegada del hombre negro, el asesinato del obispo, la aparición inesperada del sacerdote (Gui) y su partida a la aldea maldita y una descripción del físico de este, con un extracto de su expediente. Esta no se podría mandar hasta que mejorara el tiempo, además Chuquet se había llevado todos los caballos.

En Heurteloup, a la mañana Floris de Meung, salió a pasear, pronto estaba soñando con bellas mujeres casi desnudas, pero era realidad sin hablar una de ellas se acerco, lo hizo mantenerse callado y se alejo, sintió un golpe de calor en la cabeza, se desmayó y cayó, no sabía que era realidad y decidió poner trampas, Carnestolendas trabajaba en la iglesia y vió a un lobo que domesticó y Gui seguía inspeccionando la aldea, buscando un lugar de culto de los aldeanos, encontró que fuera de cada casa había una estatua de arcilla, no cubierta por la nieve, de mujeres embarazadas, 7 en total, alguien las había limpiado en algún momento, debía haber un cementerio, pero lo que encontró fue un ingenioso mecanismo de irrigación

La misa se celebraría al décimo día de su llegada, cuando esta se realizaba sintieron ruidos, de pronto la puerta se abrió y tiraron a un hombre lleno de sangre adentro de la iglesia, era Premierfait, con los tobillos y muñecas seccionadas, sexo amputado y tetillas arrancadas, Gui lo operó mientras decía palabras ininteligibles, lo más difícil fue tratar de reparar su vejiga, dudaba de su recuperación.. En la noche Gui destrozó todas las estatuillas, Floris volvió a ver la rabia del terrible polemista de París, no sabía si era una buena señal o signo de locura.

Guilbert y Aymard extraviaron el camino, pero se toparon con una posada increíble, del Señor Roman, ahí también alojaban una compañía de cómicos y el hermano Chuquet. En la noche Guilbert fue a ver el cadáver del obispo, pero término conversando con la compañía y quedó prendado de una muchacha. Chuquet quiso darle el último sacramento al director de los cómicos pero este no la acepto, pues en su juventud había vendido su alma y entretenido a Satanás. Al día siguiente cada uno reanudo su viaje, fue un suceso milagroso que nadie comprendía.

Gui decidió abandonar la aldea, pero al llegar al refugió que había utilizado Premierfait, la primera vez, les dijo que ya habían llegado, subieron al herido al árbol, lo cuidaría Floris, que si volvía en si le preguntará y anotará todo lo que respondía, él y Carnestolendas descubrirían el escondite de los salvajes, tras seguir al lobo, se dieron cuenta que había una hondanada (6 mts de altura) ancha y llana, coronada de árboles inclinados a la pendiente que tenían una gruesa cuerda atada y clavada a un fierro que desaparecía en el interior del agujero. Cómo gente tan atrasada era capaz de fundir el metal, de donde lo sacaban.

Encontraron huellas cerca de una charca que estaba congelada, pero con el hielo roto, el agua estancada era verde y maloliente, utilizaron un abeto cercano como lugar de observación

Chuquet, que iba protegido por el cadáver del obispo (nadie se atrevería a asaltar a quien llevaba un muerto, por miedo y superstición, ni tampoco ayudar, ahuyentaba a todos), se le hizo imposible entrar a los pueblos por el fuerte olor que emanaba aunque ya lo había cubierto de tierra, decidió dejar el ataúd en las afueras de uno y pedir ayuda en la iglesia, ahí encontró a Augustodunensis (Auguste), que cuidaba de la parroquia, pues su párroco, el párroco Senelier, al igual que muchos otros preferían hacer carrera en París. Juntos lavaron cada hueso del obispo en agua hervida con vinagre (la carne cubierta de una podre amarillenta llena de gusanos), le sacaron su cruz de plata, 2 cadenas y los 3 anillos episcopales, guardaron las osamentas en una caja de madera menor a un metro y le obsequio la cruz a Auguste por su bondad y coraje en recuerdo del obispo.

Gui vio recompensada su paciencia dos días después, un muchacho de 15 años, cubierto por pieles animales amarrada fuertemente por cordeles, fue al charco y cogió agua como en un ritual, lo siguieron escondidos, llegó a un circulo del poblado donde todos se ungieron la frente con el turbio líquido, 7 hombres, 11 mujeres y 2 niños, todos vestidos de la misma forma, salvo una que estaba embarazada que llevaba un brial corriente, largo y grueso, luego apareció un hombre con casco de madera y huesos colgados del cuello, escoltado por 3 hombres mas con túnicas largas y cabezas rapadas que sumergían al agua los restos de las estatuillas rotas.

En la mañana todos los días el muchacho iba a sacar agua, al cuarto día, Gui y Carnestolendas lo secuestraron, borraron todas las huellas, querían provocar el caos en la población y ganar la confianza del prisionero, le sacó la ropa le curo los herpes producidos por estas, le habló en varias lenguas (palabras cortas), descubrió que se parecía a la versión occitana, le quitó pronto la mordaza y el muchacho dijo frases que el escribió y estudió toda la noche, concluyendo que era occitano alterando su pronunciación y género, pero la construcción de frases seguía la construcción clásica del latín (2 lenguas muy alejadas).

La tribu buscó al muchacho, encontraron el charco con sangre, al día siguiente Carnestolendas rellenó sus ropas y las dejó en el medio del poblado simulando al desaparecido, ahí apareció un hombre mayor apoyado en un bastón (25) , parecía sabio, que exclamó “Or da liéa” con los brazos al cielo. Gui murmuró ordalía y sonrió.

Guilbert y Aymard llegaron a Roma, en Letrán los recibió Fauvel de Bazan, a quien devolvió el cofre con lo que le había sobrado (nadie lo devolvía) y éste le reprochó que se hubiera demorado tan poco. Artémidore lo esperaba para una semana más y no debía ingresar a la ciudad santa bajo ningún motivo, sería recibido por la asamblea (misma que habló con su padre). Guilbert fue enviado a Falvella (una guarnición acantonada, que nadie había escuchado). Aymard de la Cilla fue conducido a la casa del canciller Artémidore, Aymard no mostró el menor arrepentimiento y pidió que lo condujeran rápido a su muerte, ya que no pretendía cambiar, pero el canciller lo envió al monasterio juntó a un corpulento hombre de negro. Estuvo 3 días encerrado en un coche, cuando lo liberaron se encontraba fuera de Roma, lo llevaron a la cima de una montaña donde estaba el enorme monasterio de Alberto Magno), no había nada a su alrededor. Fue recibido por el abad padre Profuturus, le presentó al maestro Drona que no hablaba ninguna lengua occidental, ni francés, sería su domador y debía seguir sus indicaciones.

En la hondanada preparaban una ceremonia, invocando a los dioses, en nombre de sus 7 madres sagradas, detrás del humo que invocaba a los dioses apareció Henno Gui, trataron de atacarlo pero una fuerza desconocida atemorizó a los aldeanos. Contestó en su lengua, que no era un Dios, levantó un brazo y mostró al muchacho que bajaba con Carnestolengas desmintiendo a sus dioses que lo daban por muerto, había triunfado y había logrado que lo oyeran.

Chuquet llegó a Paris, había cambiado y olía espantoso, la ley prohibía que sacaran a los ahorcados hasta que el nudo o la cabeza cediera. A orillas del Sena se encontraba el edificio del poder episcopal que dependía de la Archidiócesis de Sens, en el mostrador se encontraba el hermano Quatremére,, lo mandó primero donde Corentin Tau, el maestro archivero y luego a la oficina de registros para consignar la muerte del obispo. Corentin le pregunto si Draguan era donde fallecieron 3 personas el año anterior y que el archivo de Draguan había desaparecido como que nunca hubiera existido y cuando los pidió dijeron que ya no estaba en el arzobispado. Aprovechó de preguntarle por Alcher de Mozat (quien había escrito al única carta a Haquin) y le dijo que monseñor estaba retirado, era mayor y le dio su dirección y un vale para el hostelero del arzobispado, le pidió que volviera y le contara que tenía de especial ese pueblo para que ocultaran su expediente. Luego inscribió la muerte del obispo y entregó los 3 anillos episcopales que ahora pertenecían a su sucesor. Se fue al hotel y escondió la caja bajo su cama.

Aymard, debía responder a Drona todos sus cuestionarios que eran traducidos por el hombre de negro que lo había traído y que siempre estaba presente, preguntas como su edad, nombre, condición de sus padres, nombre del rey, del papa, etc las que contesto rápidamente, salvo la última (11) referente a que soñaba, que no contestó, dijo que no soñaba nunca. Lo llevaron al vomitorio, lo pusieron sobre una plancha que se inclinaba, le dieron a beber un líquido negro mientras un monje leía textos monstruosos (varios que el había ocupado en sus ceremonias) y el vomitaba, esta operación se repitió varios días sin darle ni comida ni agua, el último día lo arrojaron a una celda con paja para que recuperara las fuerzas y recibió su primera comida, pequeñas hostias con agua bendita, volvieron a hacerle el cuestionario y sólo pudo contestar hasta la pregunta 4, lo llevaron a otra gruta, lo afeitaron completamente, le ataron las muñecas al techo y el monje lector prosiguió con la lectura, tuvo sus primeras arcadas, le pasaron cuchillas candentes y latigazos, lo dejaron 3 días sólo para que sanaran sus heridas, al anochecer se presentaba el monje blanco a recitarle salmos y darle hostias benditas, esto también se repitió. Se enfrentó otra vez al cuestionario pero ya no supo nada, el último día de purificación (1 mes después), lo suspendieron nuevamente del techo, llegó el padre Profuturus, dejaron los instrumentos de tortura frente a el (parecía ausente y recitaba los salmos del monje blanco que lo hacían sentir mejor), apareció el monje lector, instintivamente se estremeció, lo pusieron cara al muro, escuchó a los monjes tomar los cuchillos y de pronto todos los instrumentos de tortura juntos, no se pudo dominar, gritaba, hasta que todo acabó, lo dieron vuelta y todo estaba igual, no sabía que era realidad, el abad le pregunto que había aprendido y recordó las palabras de Artémidore “El cuerpo puede conseguir del alma lo que la mente por sí sola ni siquiera se atrevería a soñar. Lo llevaron a una habitación, curaron sus heridas y atendieron por varios días, lo vistieron con una túnica blanca de catecúmeno y pregunto si había llegado al final sus pruebas, Aymard se sintió rodeado de afecto y bondad, estaba contento, sereno, lo felicitaron por su purificación, rezaron con el y alabaron al señor, después lo castraron.

Premierfait murió al quinto día, Floris no le sacó ninguna palabra, tiró su cuerpo maloliente a una poza de agua con una piedra amarrada para que se hundiera y en la superficie construyó una cruz de madera, al libro de sueños consultó por la aparición de esas bellas muchachas, que le predecía una desgracia. Llegó Carnestolendas y le narró lo sucedido en la tribu como él escondido derribaba a los que intentaban acercarse a Gui, creyendo los aldeanos que eran los dioses. Gui se dirigió a Heurteloup con la gente, que lo interrogó acerca de los dioses, le contó que él escuchaba a un solo Dios, que no era inmortal en parte, los únicos que se mostraron más afables fueron el muchacho Lolek y su madre Mabel. Los aldeanos, deliberaron que hacer con el intruso, el sabio, Seth dijo que había que estudiarlo, el sacerdote, Tibe, pensaba que era un peligro, demonio con piel de hombre y un pequeño grupo creía que era un salvador. En la tribu nadie superaba los 30 años. Le nombraron un padre que dejó un libro sagrado, predijo el gran incendio y el poder de los pantanos. Las chicas no eran consideradas hasta que parían (Sasha la que estaba embarazada tenía 13 años)y los hombres debían hacer un rito de iniciación, Lolek debía hacer las pruebas sagradas a fines de invierno)..

Gui fue a buscar a sus compañeros, la reacción del pueblo con la llegada de Carnestolendas fue de desconfianza, durmieron en las afueras de la aldea. Gui les confió que ya no creía posible convertirlos pero deseaba saber que había ocurrido desde 1233..

Chuquet llegó donde Alcher de Mozat, su secretario Hermann, le aclaró que las ideas se le confundían, este le contó sobre Romée de Haquin, que era casado con la sobrina de un príncipe inglés (le pareció extraño), Chuquet le preguntó que sabía de Draguan, pero el nombre no le decía nada, le pregunto por la carta que le envió, Herman le trajo un cofre con toda la correspondencia, grandes nombres aparecían en el remitente, encontró un fajo con mas de 40 cartas de Haquin por orden cronológico desde 1218, Mozat se las regaló. Al llegar al hotel se encontró una nota pegada de Corentin Tau y el historial del obispo, que era corto y sin mucha información, Se sentó en su cama para ver las cartas la N°15 fechada en 1232, época en que según el archivero debía estar en Irlanda, la carta venía de Roma y en vez de llevar el ciervo y una virgen (el sello del obispado de Draguan), encontró un águila al pie de una cruz, las armas del papa Gregorio IX.

Aymard había sido purificado exitosamente, le ponían pruebas y nunca se tentó, para no perderse misa sólo dormía 2 horas, su peor prueba fue cuando le pusieron un cura, que cada día era más ofensivo y obsceno, cuando perdió el control varios días después de hacer oídos sordos, hicieron falta 5 hombres para reducirlo, los instintos no habían desaparecido, solo había cambiado su camino.

Gui seguía investigando, Floris a su vez identificó a las 25 personas de la aldea, entre ellas no se encontraban las bellas mujeres del bosque, real o fantasmas?, Dónde se esconderían?.

A Carnestolendas le temían, seguía arreglando la iglesia, un aldeano, Agricole se puso a ayudarle, al ver la afinidad que tenía con el lobo, contó que gracias a ellos las llamas respetaron a los antepasados, que estaban ligados a ellos y que los sacerdotes tenían pruebas. Gui fue a la hondadura con Lolek, para ver como había sido construida, sólo los antepasados sabían, Lolek le contó de la piedra de rayo, se la mostró, era una caja de madera que contenía unos papeles con un boceto militar, protecciones, dimensiones, le pidió al muchacho que no dijera nada en la aldea hasta que pudiera explicarlo.

Chuquet fue a ver al archivero Corentin, le habló de Mozat y de esa carta, no entendía que podía hacer un francés en el pontificado de Gregorio IX, los odiaba, salvo que fuera un espía, Tau le quitó la carta y le ofreció que juntos investigaran, le ofreció que buscara a la familia del obispo en Troyes, dándole dinero y un hombre de confianza, Chuquet desconfiado aceptó.

Gui de joven anotaba todas sus observaciones, lo que hizo que sacará grandes conclusiones, respecto a verdades que nadie conocía utilizando además su lógica e intuición, así logró advertir los lazos en la aldea, sistema de trueque, trabajo y organización de la comunidad, podía saber donde encontrar a cada uno, para ellos no había pasado ni historia. Mabel le contó que del gran incendio sólo sobrevivieron 7 mujeres, Gui anotaba todo.

En la noche comenzó el parto de Sasha, un ritual al lado del pantano, con agua helada, Gui dijo que no sobreviviría de esa forma, le explicaron que los niños nacían en el agua sagrada cuando había buen tiempo y si los dioses habían querido que naciera en esa época del año por algo era. Al día siguiente todos asistieron al entierro de la niña desnuda, con el bebé dentro, le pusieron palitos en los ojos para que los mantuviera abiertos para cuando su alma regresara al mundo y a su cuerpo, primer indicio cristiano, la resurrección de la carne.

Chuquet junto a su guardia buscaron una embarcación fluvial, vestido con ropa de paisanos, su asunto lo sabían ellos y el archivero, era un secreto. En una posada el guardaespaldas se encontró con un religioso y fue a la habitación que habían reservado, Chuquet se quedó en la sala, nervioso ante las miradas salió a dar una vuelta con su caja de madera, al volver vió a los escribientes del archivero fuera del local conversando con un bribón, que entró 5 minutos, intercambiaron palabras nerviosos y se fueron, Chuquet decidió entrar e ir a la habitación, encontró los dos hombres muertos, y sin dinero. Cogió el zurrón y huyó, debía abandonar París, a través de un contrabandista, que lo escondió entre troncos, salió como delincuente hasta Noyant, ahí se puso su hábito y se presento a Francois Courtepoing, dueño de una barcaza que le cobro dinero y bendiciones que el vicario tuvo que aceptar para llegar a Troyes, al ver el cadáver tuvo que pagar una nueva piedra del collar del obispo. Ya en la embarcación empezó a leer las cartas del obispo. El primer nombre fue Artheme de Malaparte, a quien agradecía, estaba a su servicio y lo había convertido en un hombre nuevo, en la siguiente carta se revelaba que Malaparte había sido llamado a Roma, como parte del consejo de 3 sabios, para deliberar por las polémicas traducciones de Aristóteles, que contradecían las enseñanzas de la iglesia cristiana. Chuquet recordó una conversación con Haquin en que le reveló que gracias a los errores de Platón se construyó la obra de San Agustín, cristianizando sus pensamientos, pero que el discípulo de este, Aristóteles, era el gran rival de la iglesia y que cuando los musulmanes fueron expulsados de España, encontraron los escritos originales traducidos del griego al árabe, el que la iglesia escondió por años y ahora salían a la luz y su pensamiento era muy complejo y alejado de nuestra fe . Platón decía que era imposible conocer la verdad en la tierra, salvo apariencias, en cambio Aristóteles decía que era libre de estudiarlo y comprenderlo todo, el tenía derecho a descubrir lo que se escondía detrás de las cosas y de los seres vivos, lo que ningún sabio olvidaba. Haquin en una ocasión le había comentado a Chuquet, que no se oponía al estudio de algunas cosas (enfermedades), pero entrar en misterios de Dios, era ofenderlo, como intentar fragmentar la luz o estudiar la procreación, eran las mismas tentaciones por la que los alquimistas y brujas habían sido quemados. La siguiente carta fechada en 1232, Haquin informaba el fracaso de la comisión porque, el Papa Gregorio IX que no aprobaba a Aristóteles, despide a los 3 sabios que si lo aprobaban. Haquin reprobaba la postura del Papa, lo que sorprendió a Chuquet ya que había cambiado su postura respecto a la conversación sostenida con el. A la embarcación también subió corriendo un guardia de D'Artois, Denis Lenfant, del cual desconfió inmediatamente, al hablar le inventaba otra vida y objetivo de su viaje distinto a la verdad .

Henno Gui seguía estudiando a los aldeanos y anotando todo, por eso se dio cuenta que los tres sacerdotes junto a Seth y Tobie desaparecían una vez a la semana sin dejar rastro, entraban a sus chozas y nada. Esta vez los siguió en sus casas no había rastro de ellos, en la parte baja de la choza, detrás de una piel de ciervo había una abertura, que daba a un subterráneo, galerías interiores, como y para que las habrían construido, los vio frente a una roca cubierta de una túnica y con unas hojas ordenadas arriba, salió por otro túnel, que daba a una cabaña abandonada fuera de la aldea, contó el descubrimiento a sus compañeros y en la noche juntos entraron, bajo la túnica había una caja de madera que contenía un manuscrito casi sin leer, eran traducciones burdas de tratados cosmológicos, origen del mundo, Platón, caos, metamorfosis, escritas por alguien muy contradictorio que no dominaba bien el latín y mezclaba el occitano, además una lista de las prendas que utilizaba un monje, salmos y hojas en blanco, Gui pensaba que quien los había escrito se había hecho pasar por un profeta o un Dios, podían ser de Cosme el último párroco, o, que hace más de 40 años el sur estaba ocupado por ejércitos del Papa y del Rey que incendiaban todo lo que no se plegaba a la cruz romana, la hondanada podía ser un puesto militar y quien dirigiera la aldea se sintió amenazado y provocó el incendio, ese diabólico individuo podría ser también Haquin que fue asesinado al poco tiempo de redescubierta la aldea. Gui necesitaba leer los escritos con atención el autor debía delatarse en algún momento.

Al llegar a Troyes, Chuquet empezó a preguntar por la familia Haquin, un sacristán le dijo que fuera a hablar con Sor Dana, madre superiora de las hermanas de Marta, se dirigió al convento, le contó que Romee de Haquin había muerto y buscaba a sus herederos, una de las reclusas era Esclarmonde, hermana de Haquin, Esclarmonde., lo atendería al otro día. En la posada escucho la voz de Denis Lenfant, el que iba en la barcaza e iba a otro pueblo.

En Letrán, Roma, Bazan atendió el padre Merle, de la legación de Francia en Roma, que necesitaba información de un tal Romée de Haquin, para el archivero de París, después de recibirlo Artémidore estaba furioso, como sabían que había vivido en Roma, que había muerto, le pidió a Bazan que informará de esto a Jorge Aja. Luego atendió al padre Profuturus que venía a informar sobre Aymard y que ya estaba listo para ponerlo a efectuar misiones, era un hombre capaz de todo (bueno o malo), con un temple impresionante, Drona, su maestro pensaba que era el mejor elemento creado o el peor enemigo, la forma extraordinaria que había recuperado la fe podía volverse algún día contra ellos. Se debía contactar con Deogracias para la misión, Profuturus lo convenció de que Gilbert de Lorris también sería útil, pues Aymard lo consideraba el instrumento que condujo a su nueva vida.

Chuquet fue recibido por Mélanie, la sirvienta del convento, lo condujo a la oscuridad donde estaba la hermana Esclarmonde, a quien le contó el asesinato del obispo, le entregó la caja, ella besó y bendijo los huesos uno a uno, luego le dijo que la madre Dana tenía las instrucciones para el entierro y que ella saldría para su sepelio.

Gilbert de Lorris en Falvella fue interrogado de todo lo que sabía de Aymard, no podía abandonar el cuartel, varias semanas después lo visito Profuturus, su misión no había terminado, se reuniría nuevamente con Aymard. Profuturus de vuelta en el monasterio, llevó a Aymard a conocer a monjes que vivían escondidos, al margen de la comunidad y se dedicaban a la investigación (Fritz, estudiaba la naturaleza de los enfermos, Therón el arco iris que mostraba el final del diluvio,, etc. William Candish, estudiaba las armas de fuego, que podían descabezar hombres a distancia, le demostraron como se usaba y Aymard quedó pasmado), bajo este lugar de oración, estaba un laboratorio de investigadores, que pagado por los enemigos sería un lugar peligrosísimo, muchas autoridades eclesiásticas no los conocían, la fe no bastaba para defender la iglesia, debían saber tanto como sus enemigos, Aymard no sabía como debía ayudar, él no tenía conocimientos en el campo del saber, le presentó a Drago para que le explicara la misión que el había realizado (dos pueblos se disputaban las reliquias de un santo recién canonizado, los dos creían tener su cuerpo, se fabricó un milagro gigantesco en el cadáver del pueblo que apoyaba mas al Papa, no hubo mas disputa) y le explicó la misión que juntos debían realizar, en Gennano debían reconstruir una iglesia, el pueblo era partidario del emperador contrario a Roma, criticaba sus riquezas, así que no podrían darle dinero para reconstruirla, debían organizar una aparición milagrosa de la Virgen, esta revelará el lugar donde hay un cofre de oro del pasado, la gente como muestra de su fe y obediencia al Papa reconstruirá la iglesia, para eso contarían con la ayuda de Deogracias y de Gilbert de Lorris.

Chuquet pudo revisar las pertenencias que Haquin había donado al convento, en ellas encontró un testamento de 1248 (cuando abandonó Roma) en el que sólo pedía que rezaran por él y que en lugar de su nombre y sin fecha se grabara en la lápida “Dimite Nobis Debita Nostra” (perdónanos nuestras deudas).. luego armó el cuerpo del obispo, en el velorio, su hermana dijo que los sabios habían datado la Revelación y el Apocalipsis y que Haquin lo sabía, después de la misa se enteró, que unos hombres de la ciudad se ocuparían de la fosa y la inhumación, hubiera preferido que no saliera fuera del convento el asunto. El tiempo era terrible por lo que Chuquet no podía irse del pueblo, le contó todo lo sucedido a la abadesa, desde la muerte del obispo, suplicaba asilo y protección, Sor Dana lo aceptaría hasta primavera, le pedía discreción , se comunicaría sólo con Mélanie, la sirvienta.

Gui se quiso mezclar con la gente, se quitó la vestidura talar y se vistió como ellos, les pidió a Floris y Carnestolendas hacer lo mismo.

Debido al mal tiempo la comitiva de Aymard junto a Maud, joven cómica contratada para simular a la Virgen, tuvieron que resguardarse en la montaña.

En Draguan los hermanos Méault y Abel, decidieron agregar a su mensaje la pérdida del hermano Gui en manos de salvajes.

En Valpersa, Italia, 10 arqueros del cuartel de Falvella, esperaban derribar el ave que llevaba la correspondencia desde la legación francesa en Roma a París, el soldado llevó el mensaje escrito por el Padre Merle y dirigido a Corentin Tau, donde revelaba las sospechas a la cancillería de Letrán y el caso de Romée Haquin, obispo de Draguan y antiguo miembro del misterioso convento de Meguiddo.

TERCERA PARTE

Enguerran compraba tierras, con una reserva de oro sin límites a cuenta de Roma, a los nobles, arruinados por las guerras, los matrimonios y herencias que desmantelaban las propiedades. Para comprarlas había que poner de acuerdo a una treintena de primos, yernos y sobrinos. Los rumores de su hijo Aymard desaparecieron y la congregación de los hermanos del umbral fue absorbida por los franciscanos por orden del Papa, los señores que habían cedido sus capillas a esta orden, vieron sus tierras irrumpidas por la Inquisición. La nobleza desconfiaba ahora de la clericatura y de los religiosos, ahora no enviaban a sus hijos menores al seminario, les molestaba su política e hipocresía. La iglesia no era Cristo, era el Papa y Roma no era la Iglesia, era Letrán. Enguerran debía comprar las tierras que Manon Beaulieu poseía en Ariéges por orden de Artémidore y que no estaban en venta, pero se encontró que eran herencia de su hija mayor, comprometida con un sobrino del rey de Francia, por lo que no podía venderlas sin la autorización del yerno, además que corrían rumores en la corte y los contables del reino que querían saber acerca de la gran cantidad de oro gastada, al otro día llegaría el senescal Raimon de Montague y había pedido que lo esperara, era un duro golpe para Enguerran que era leal a la corona, pero por su fe y compromiso, se debía en cuerpo y alma a la Cancillería del Papa.

Chuquet seguía en Troyes vigilado por Denis Lenfant que informaba al obispado de París todo lo que sabía a través de su sobornada Mélanie, esta fue pillada por la abadesa que envió un mensaje a Lenfant “El padre Chuquet abandonó el convento y sigue un itinerario secreto, cuando de con su rastro y lo consiga será demasiado tarde”. Corentin Tau, llegó enviado de París para encontrarse con Lenfant, quien contó su fracaso y el mensaje.

Terminó el invierno en Draguan y el hermano Méault partió con la carta a Passier, que era controlada por los Dominicos, o sea, por la inquisición, ahí se habían celebrado las peores condenas, fiscalizaba todas sus comarcas salvo el mísero Draguan que no prometía ningún provecho o aumento de poder, era dirigido por el temido, obedecido e inaccesible Jorge Aja, que recibió de inmediato a Méault, este le contó de la llegada de Gui, que sólo Chuquet estaba al tanto de las gestiones del obispo para pedir un párroco, lo mandó de vuelta a Draguan acompañado de 3 guardias armados que se debían instalar en el obispado si le seguía siendo leal su fortuna sería segura. Furioso Aja con la noticia y con la carta recibida de Artémidore en que se quejaba porque la muerte de Haquin había llegado al arzobispado de París y por la preguntas de su pasado romano. Aja escribió a Artémidore y a Enguerran.

Chuquet con una espada y totalmente cambiado entró en Sauxellanges, en busca de información sobre el padre Cosme, lo recibió el párroco local y le contó que este había vuelto al pueblo a morir 2 veces por una peste y que milagrosamente se había salvado y regresado a su parroquia en Heurteloup convencido de que debía cumplir una misión secreta y el cenotafio (sepultura sin cadáver) se la habían colocado por el carácter prodigioso de sus curaciones.

Aymard había aprobado de inmediato la simulación de Mont-Rat, se hacían pasar por antipapistas que huían de Roma, primero dieron de comer hierbas a las ovejas preñadas que parieron corderos deformes, con otras hierbas y plomo secaron las ubres de cabras y vacas, la leche salía cuajada y los animales morían de dolor, una serie de desgracias que tenían al pueblo con temor, Deogracia y Drago mientras, preparaban el lugar para la aparición, mantenían oculta a Maud, la cómica que representaría a la Virgen María, eligieron a un criador de cerdos y ovejas muy miedoso e impresionable, Roubert, para que la viera, le robaron una oveja, le dijeron donde estaba y cuando fue a buscarla juntos a sus hermanos se realizó la aparición, en medio de una nube de humo, la virgen con voz dulce les habló repitiendo varias lo mismo para que no se les olvidará, se quejó de las críticas a Roma, debían convencer a sus hermanos de la aparición ya que era para salvarlos y como don encontrarían un tesoro para reconstruir la iglesia, pronto desapareció. Al llegar describieron la aparición, los primeros en creer fueron los forasteros Drago, Aymard y Gilbert , el pueblo enteró fue en busca del tesoro, al encontrarlo de inmediato aceptaron las demandas de la virgen, todos pedían perdón, el cambio fue instantáneo. Ellos sólo se quedarían a borrar las huellas, otra personas de Roma se encargaría de lo demás. Gilbert pensó en lo mucho que conocían a sus fieles y cuantas veces habían jugado con la credulidad de ellos.

Lolek, el hijo de Mabel, daba su rito de paso a la edad adulta, había superado todos los desafíos, el último, entrar a una guarida oscura de perros salvajes y volver con el pellejo de uno (muchos morían ahí), seguido de Tobie, su tutor, pero en vez de atacarlo a el, se arrojaron a Tobie, Lolek luchó hasta sacarlo, tenía el rostro desfigurado, le faltaba un trozo de pierna, llamaron a Gui quien estaba marcando una cruz blanca en algunos árboles, cuando logró cortarle la hemorragia rezó por su salvación, lo mismo hicieron Mavel y Lolek, se habían convertido a la fe de Cristo.

Enguerran se entrevistaba con Raimon de Montague delegado del rey de Francia, en la casa de Beaulie a quien explicó que la plata para comprar esas tierras (Eliman, Chareuse, Pontarlean, Corteme, Haine, etc.), provenían de la cría destreros (caballos), sus platas quedarían incautadas hasta que terminara la investigación, Beaulie le vende su propiedad con la garantía de su palabra. En Morvilliers lo esperaba su señora, la única que sabía de su traición a la corona y su nueva alianza, le entregó una carta de Jorge Aja en la que le comunicaban que debía comprar otras 5 propiedades, Hilzonde le hizo ver que esas tierras mas otras entre medio, que correspondían a personas a sueldo por la iglesia, eran un corredor seguro para que entraran guarniciones sin que el rey lo advirtiera.

En Roma Artémidore recibía una carta de Aja, en la que solicitaba esperar la compra de tierras por Enguerran, para destruir todo lo que quedara en Draguan. Le comentó a Bazan que era mas rápido utilizar a Aymard y sus tropas, ya que este podía alegar que eran tierras que estaban siendo adquiridas por su familia o fingir un malentendido.

Gui seguía tratando de descifrar los manuscritos, relatos monstruosos para castigar a los malos fieles y la nueva humanidad que saldría de ese conflicto, una mujer ocupaba el lugar del Papa. A los árboles que había marcado por su antigüedad y cercanía con el pantano les corto la corteza y contó sus anillos claros hasta llegar al quemado, calculó unos 35 años del incendio. Fue donde Mabel, esta le explico que ella no había nacido, lo llevo a una explanada donde su marido le dijo lo que había ocurrido, que el sol desapareció en pleno día, un trueno prendió los árboles, 4 demonios a caballo salieron del bosque y hubo una aparición en la cima, cuando la estaba señalando, una silueta apareció, ella quedó petrificada, Gui subió rápido hasta encontrarse con un anciano con lágrimas, tratando de abrir sus brazos en cruz y atrás otras 15 personas, formaban una compañía de teatro, la última voluntad de su director, el anciano, era volver al lugar donde había representado una misteriosa obra en su juventud, el reconoció el lugar, nunca había revelado nada, el había interpretado el papel mas bonito “Jesús”

Chuquet entraba a Roma, había descubierto muchos secretos del obispo, su hermana se había abierto a él, le había contado su desolación al descubrir los 3 cadáveres y la aldea maldita, ahora cobraba sentido su asesinato, las preguntas del archivero, el asesinato de su guardaespaldas en París. Había dejado todo por escrito a la madre Dana y otra que llevaba él bien guardada. La abadesa lo había ayudado a escapar, le había entregado gran cantidad de dinero, un caballo, ropa y una identidad nueva, ahora era Anselme de Troyes , pariente de una religiosa del convento de Santa Escolástica (claustro), en Roma, lugar en que buscaría refugio gracias a una carta que iba destinada a la hermana Nicole, a ella le pidió ayuda para encontrar a 4 hombres: Artheme de Malaparte, Arthuis de Beaune, Domenico Profuturus y Aures de Brayac, sólo reconoció el último que ahora era Artémidore el gran canciller del Papa desde 1274 y con quien sería muy difícil conseguir entrevista, decidió partir con los otros 3, ya que Artémidore llegaría solo a él. Fue a la bibliotecas donde estaban los registros eclesiásticos (Vaticano, una pequeña iglesia que estaba siendo agrandada para aligerar el palacio de Letrán), contaba con un pase otorgado por la hermana Nicole. Arthuis de Beaune era un monje sabio, que descubrió el círculo de fuego del escorpión (reflexión..del animal que se inyecta el veneno antes de ser quemado, conciencia, pensamiento) y ahora dirigía una escuela capitular en Letrán. Artherme Malaparte (científico y teólogo) había muerto, pero llamaba la atención que en su carrera episcopal no figurara ningún destino y que se le habían otorgado varias distinciones sin mas mérito que crear un hospicio infantil que dirigía su hija Lucia en Santangello. Domenico Profutures, abad dominicano, que lo situaba en Santa Lucía, cerca de Ostia como último destino.

El anciano le contó a Gui su representación, el Apocalipsis de San Juan, era una obra escalofriante, muy real, plasmada visualmente de decorados mecánicos, los Cardenales y doctores en teología, no les explicaron sus motivaciones. Toda la aldea estaba reunida en el prado, había un sacerdote muy curioso con ellos, contra ellos se abatieron los jinetes, después de estas palabras volvió a desmayarse, lo llevaron al refugio de la hondonada, cuando volvió en si, reconoció el lugar y le dijo que allí habían muchos monjes y perros, pero no pudo seguir hablando porque estaba muy débil, le pidió a la compañía que no saliera del lugar por ningún motivo. Gui estaba atónito, el trauma que habían sufrido aquellas personas, todo planificado, el incendio, la mística de los pantanos, los subterráneos, la humanidad milagrosamente salvada que había aislado a Heurteloup del resto del planeta , porque habían asistido al final de la historia, un Apocalipsis de teatro. Habían cardenales implicados, Haquin habría participado? O el descubrimiento de la aldea le habría costado la vida?, no corrían todos los miembros de la aldea, la misma suerte?

Chuquet se presentó en el hospicio de Malaparte, pidió ver a la madre superiora, Lucia, le hizo varias preguntas sobre su padre y le informo que aunque él, públicamente aceptó la decisión del Papa de disolver la comisión sobre Aristóteles , ellos hicieron caso omiso de la prohibición de la iglesia y clandestinamente profundizaron en esa filosofía, esa asamblea se transformo en una poderosa sociedad secreta, que estudiaba al hombre y la naturaleza según leyes nuevas y aunque su padre había muerto, seguía existiendo ignorada por el Papa. Le contaba esto para que averiguara con las personas poderosas de su alrededor, le dijo que el nombre que debía mencionar era Romée de Haquin

Aymard, Gilbert y Deogracias recibieron nuevas instrucciones , los esperaban 200 soldados, estarían a cargo de una expedición a una parroquia francesa donde debían eliminar a todos, eran unos herejes que se podían dispersar por la región.

Anselme de Troyes (Chuquet), se presentó como benefactor a la escuela de Arthuis de Beaune, el no se encontraba y fue atendido por Pharamond un joven discípulo de este, le preguntó si el experimento del escorpión lo habían realizado con humanos, el respondió que no, que sería un sacrilegio, le dijo que volvería a hacer la donación cuando estuviera el sabio. Luego de varios días de contrastar toda la información que tenía, escribió una carta y la firmo con su verdadero nombre, se dirigió a la legación francesa, ya que de ahí salían los correos mas rápidos y seguros a Francia, ahí hablo con el padre Merle, quien le dijo que toda la correspondencia era leída antes, le paso el sobre y se fue, cuando terminó de leerla Merle fue a buscarle, pero ya no estaba.

Gui envió a Floris a Draguan a buscar al vicario Chuquet y a dejar las pertenencia de Premierfait, el primero no había regresado y la esposa del segundo se había vuelto a casar por lo que dejó las cosas y se fue, se le presentaron dos niñas Guillemine y Chretiennotte que lo esperaban para decirle que las hadas azules que se le aparecían en el bosque y que solo algunos podían ver, querían advertirlo de algo que él tenía que averiguar, absorto en sus pensamientos no vio que los soldados de Aja y las tropas de Qymard venían a reunirse a Draguan, el tomó otro camino.

Gui le reveló sus secretos a Seth, el aislamiento natural primero y después el simulacro de Apocalipsis, que había hecho que matarán a esas 3 personas el año anterior, pensando que eran demonios, Seth pensó que el engaño que habían padecido no lo debían revelar por el momento pues nadie estaba preparado para la verdad todavía.

Cuando se reunió Aja con Aymard, le contó el objetivo de la expedición, eliminar a todos los herejes de Heurteloup que habían asesinado a 3 inocentes el año anterior y ahora al Padre Haquin, agregó ofensas a la Cruz e Iglesia. Les entrego un mapa detallado.

Chuquet se encontraba en su celda del convento cuando 4 personas se presentaron ante él, los tres franciscanos Fogell, Choble y Sydu (la trinidad de Martín, consejeros mas influyentes del pontífice, mismos que se habían topado con Enguerran y Merle afuera de la oficina de Artémidore), y Corentin Tau, ellos venían a ayudarlo, lo seguían hace varios días, los franciscanos estaban al servicio del Papa desde su elección, para investigar a la coalición secreta que apoyaba a su competencia, el Cardenal Ricci, pero que gracias a él salía al descubierto, la hermana Dana, les había hecho llegar la carta que escribió al Papa y ahora solicitaban la firmara para dan autenticidad al texto. Todos corrían peligro hasta que el asunto fuera juzgado.

Enguerran del la Cilla, volvía a su casa luego de comprar las últimas 5 propiedades encargadas, ahí lo esperaba un mensaje de Artémidore, este le devolvía su Cruz de Túnez su escudete de cabllero, le agradecía su gestión y le enviaba un contrato fechado con anterioridad entre los Estados Pontificios y Enguerran, que compraba la totalidad de sus destreros por 15 años, además de una generosa suma para cubrir el pago de los impuestos reales, esta llevaba su propia firma cubierta con su sello familiar, una falsificación exacta, con esto quedaba su honor limpio, Artémidore lo salvaba como lo había echo el antes.

Los Franciscanos reunieron a Chuquet con el Papa, a quien confesó todo, como Haquin siendo discípulo de Malaparte, descubrió un texto del siglo XI, en que se ponía en duda evangelios del apóstol Juan, que fechaban el fin del mundo para el milenario de la Encarnación del hijo, los años 1000 y 1033, estudiosos llegaron a la conclusión de que la fecha era desde la fundación oficial de la iglesia de Roma el 235 (debe ser 325, pag.329, ya que Constantino gobierna entre 306-337, en el 313 Editó de Milán y en 325 Concilio de Nicea), cuando el emperador Constantino cedió al final de su vida, el poder de administrar por si mismos sus bienes temporales y recaudar impuestos. Ahora que sabían la fecha y estudiado al escorpión, decidieron buscar una pequeña aldea para someterla a la reconstrucción del Apocalipsis, esta sociedad secreta tomó el nombre de Convento de Meguiddo, (por la población de la Biblia que sufrió la cólera de Dios). El encargado de encontrar el sitio fue Haquin, que seleccionó 6 lugares muy apartados, pero al pensar en suplantar a Dios y tentarlo, decidió abandonar la sociedad y dio su juramento de secreto, se dedicó a frustrar las tentativas de simulacro, pidió destino en cada uno de los lugares y obligaba a los hombre de Malaparte a abandonar los preparativos, sin escándalos, en su sexta y última diócesis Draguan, creyó haber cumplido su objetivo (pues si elegían otro destino ya no comprometería su conciencia) , vivió tranquilo 30 años, hasta la aparición de 3 cuerpos en el río, mandó a investigar a su sacristán que descubrió la existencia de una décimo tercera parroquia. Haquin había fracasado, decidió acudir a sus superiores y descubrir la verdad, no tuvo respuesta y empezó en secreto llamar a un sacerdote a su gusto, pero cuando llegó Gui fue tarde, al obispo lo habían asesinado. El Papa Martín IV, siempre sereno y cordial, lo escuchó en silencio, la historia confirmaba las sospechas de sus franciscanos. Bendijo al monje y en vez del abrazo pastoral y la señal de la cruz, le entregó su cruz al vicario. Chuquet había cumplido la misión de su vida.

Bazan avisó a Artémidore que el Papa quería verlo ,supo que era el fin.

Chuquet iba a regresar a su diócesis, estaba sobre el Tíber, frente al Castel Sant'Angelo mismo lugar, donde Gregorio el Grande el primer Papa reformador, tuvo la visión de un soldado con una espada roja, que lo instaba a corregir la corrompida iglesia del s.VI y que desencadenó la depuración más importante de la jerarquía cristiana de Occidente, volviendo a la iglesia a su sentido inicial, era un paralelo a lo que le había ocurrido?, vio al soldado con la espada, pero eran dos hombres que le enterraron sus dagas y lo lanzaron al Tíber.

Corentin Tau se alojaba en la legación francesa y dos monjes lo asfixiaron con las sábanas. En el sótano del mismo lugar el padre Merle era degollado.

Los 3 franciscanos de Martín IV, en una misa oficiada por el obispo Courtanes, hombre de confianza del Papa, les daba 3 hostias envenenadas, entre convulsiones murieron.

El Papá oraba, antes de enfrentarse a Artémidore, sus cirios habían sido reemplazados por velas de cera ponzoñosa, el leve humo gris lo ahogó en plena plegaría.

Informado Artémidore, ordenó una investigación y un cónclave extraordinario para elegir un nuevo pontífice.

Floris había regresado a Heurteloup y le pedía a Gui que abandonaran la aldea, en eso escucharon unos gritos, las tropas de Aja y Aymard habían llegado, Gilbert corto una cabeza, pronto la recordó, era la compañía de cómicos que habían topado en la posada de Roman, era un error, trato de hacerse oír, prendieron fuego, escapo con la joven que lo había impresionado en la posada. Gui reconoció a Aymard que irradiaba ira, todos iban muriendo Lolek, Carnestolendas, Deogracias.

Floris escapando vislumbró una claridad azulada que lo separaba de sus perseguidores, como se le apareció el hada alta azul, se esfumó al querer tomarla y en su lugar la joven cómica que huía junto a Gilbert, cayó muerta por una lanza. Gilbert y Floris se unieron y juntos dieron muerte a los caballeros de Letrán.

Nadie se atrevía a atacar a un monje, Gui pudo llegar hasta Aymard, luego de una dura pelea le hundió en el cuello un bastón puntiagudo que lo hizo ahogarse con su propia sangre, 5 soldados lo agarraron y lo llevaron frente al obispo Jorge Aja engalanado como Cardenal, prendieron una gran pira donde fueron tirando los cadáveres, amarraron a Gui a un palo en medio de la pira, sus amarras se quemaron, pero el seguía sorprendentemente de pie, sus brazos se alzaron, su cuerpo carbonizado juntó las manos para orar, se derrumbó y desapareció.

Los soldados incendiaron los alrededores de la aldea, que barrió con todo lo que quedaba de los famosos malditos, El Gran incendio arraigado en la fe de ellos, no era un recuerdo sino una premonición. El fuego se lo llevó todo. El Apocalipsis del convento de Meguiddo había acabado.

ANEXO

El obispo Bérulle de Noy, el relator Sidonie Méliesse y el vicario de Quentin, del tribunal de Tarles, durante 5 años hicieron averiguaciones del pasado de Draguan, ahora sellarian los 19 legajos del sumario fidedigno del dossier Meguiddo, conservado en los registros inquisitoriales de Foix.

Para la población se resumía en 4 puntos

  • 3 cadáveres despedazados aparecieron en el río Montayou

  • Un obispo era asesinado un año después.

  • Un vicario desapareció sin dejar rastro

  • 4 años después de la muerte del obispo, se descubrió una aldea al norte de la región, en cuya plaza se encontró un montículo de cenizas humanas, sin identidad.

Tantos misterios apuntaban al diablo o a una conspiración, sólo el tribunal de Tarles sabía la verdad, habían llamado a los pocos personajes que pudieron ligar a la historia, Enguerran, un viejo sordo y ciego que moría, Denis Lefant, un granuja que contaba del seguimiento a un monje, Jorge Aja, un arzobispo hermético y a Floris con Gilbert, unos jóvenes que al fin lograron contar su parte. Gracias a todos ellos Artémidore se estaba derrumbando.

Sólo faltaba una cosa antes de cerrar los textos, en que no debían figurar los detalles del simulacro, el padre Cosme luego de sus 2 curaciones se sintió llamado a una misión divina, regresó a su parroquia y con mas fervor predicó el evangelio, los hombres de Meguiddo lo utilizaron enviándole misivas del comienzo del Apocalipsis en latín (primero una mujer era Papisa, el Santo Sepulcro ardía, hambruna, vicios), como no conocía esta lengua, tuvo que traducir esas cartas enviadas del cielo, mezclando latín, francés y occitano, que fue la lengua que utilizaron los aldeanos, cerca de ellos empezaron a trabajar drenando el estanque, utilizaron perros a los que vestían con camisas de cuero para que se vieran mas furiosos para mantenerlos alejados. Cosme había preparado tan bien a sus feligreses que eran almas totalmente puras, al empezar el simulacro y reprocharles los pecados, el párroco se dio cuenta que era una impostura, y arrojó su cruz al suelo al aparecer Jesús y le pegó en el costado, los jinetes resbalaron y todo fue un fracaso, como venganza los hombres de Meguiddo decidieron quemar todo y borrar las huellas, pero los perros asustados huyeron y se tiraron al agua nadando hacía un islote, los aldeanos los imitaron, pero la mayoría se ahogo, Cosme sobrevivió, renegando a Cristo y a su iglesia, convencido que eran los únicos elegidos de un Postapocalipsis bíblico, así que creo una religión para un mundo nuevo.

El obispo decidió que esa historia no debía contarse nunca, ni siquiera en un informe de la inquisición, como iba a ser posible que el día del retorno de Jesús, unos cristianos en lugar de hincarse, lo renegaran y le tiraran una lanza, así que esa parte quedó fuera del informe.

LA HEREJIA (Romain Sandou)

PREFACIO

Archivos del interrogatorio a los testigos de Meguiddo, por el tribunal de la Santa Inquisición de Foix, dirigidos por el obispo Bérulle de Noy (hábil en sacar la verdad), Aveyron Quentin (vicario perpetuo del obispo)y Sidonie Méliesse (relator, capaz de traducir y escribir, para registrar todo), que comienza en septiembre de 1290.

La jóvenes Paquin y Got .luego de hacer la señal de la cruz, Noy les pidió que rezaran 2 padre nuestros, lo que hicieron de buen grado (esto servía para ver si eran herejes, ya que estos no podían recitarlo sin recibir las iras de su comunidad y sus ángeles).

Ellas relataron lo sucedido en Draguan, ellas jugaban sin permiso a la orilla del río cuando vieron un brazo, aterradas guardaron el secreto, pero al día siguiente, tras pesadillas volvieron y encontraron otro brazo, ambos amarrados a las entrañas de un animal, ahí dejó de hablar Chrétiennotte Paquin, la pequeña que cayó con fiebre, Guillemine Got volvió a los tres días y descubrió otras partes de cuerpos salvajemente cortados, que estaban putrefactas, como el río iba a subir y saldrían de la represa, ella contó a sus padres por miedo a que nunca se supiera. Los hermanos Abel y Méault que confirmaron la declaración de las niñas, e informaron que siguieron apareciendo miembros humanos mantenidos a flote por membranas o vejigas animal. El padre Haquin mando a llamar un famoso médico, que armo 3 cuerpos, un adulto y 2 niños probablemente mellizos. Estos asesinatos alarmaron a la población, ya que el río venía de un lugar pantanoso despoblado, empezaron supersticiones. El obispo mandó a inspeccionar el lugar.

Noy interrumpió el informe y dijo que se llamaría Meggidi-I y encabezaría los tomos que ocupaban su investigación.

Hoy se pueden consultar en la biblioteca Nacional, La Restauración y orden cronológico de los documento estuvo a cargo del Profesor Emmanuel Prince-Erudal.

Los extractos presentados aquí son auténticos, sólo se ha actualizado el lenguaje, los folios originales pertenecen al cuaderno de 1283 Primera Parte.

Datos Históricos

Martín IV, en realidad fue Martín II, por un error en las listas papales, incluyeron a Marino I y II, como Martín II y III.

En su elección, tras la muerte de Nicolás III, los cardenales estaban divididos entre italianos y franceses, el conclave duró 6 meses, periodo sin Papa. Este problema se solucionó drásticamente, cuando el rey Carlos de Anyou, manda a encarcelar a 2 cardenales italianos, y es elegido el francés Simón de Brie.

En febrero de 1281, asume su cargo en Orvieto, Francia. Jamás pisa Roma porque los romanos no lo querían por sus vinculaciones con el rey Carlos de Anyou. Muere en marzo de 1285 en Perugia (Italia).

17