La democracia en América; Alexis de Tocqueville

Norteamérica. Política. Modelos políticos. Democracia. Consecuencias sociales. Sociología. Argumento

  • Enviado por: Oliverio García De Morales
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 29 páginas
publicidad
publicidad

Alexis de Tocqueville: La Democracia en América I.

Capitulo I - Configuración exterior de América del norte

Tocqueville hace una descripción general de la geografía del continente centrándose en las características del Mississipi en cuanto a la habitabilidad que proporciona, también compara la configuración del Norte con la de América del sur en cuanto a la posible configuración del carácter de sus habitantes en relación al entorno geográfico.

Incorpora en este paisaje natural a los nativos americanos que describe como seres pobres e ignorantes aunque libres e iguales.

Capitulo II- Del punto de partida y de su importancia para el porvenir de los angloamericanos

Comienza la explicación del carácter americano desde los primeros colonos que aunque distintos se unían por una lengua y unos principios morales y políticos que habían sido definidos ya en el viejo mundo. Entre estos valores, el gobierno municipal y la soberanía del pueblo.

Para Tocqueville todas las nuevas colonias de América contenían el germen de la democracia por la composición sociológica de los emigrantes y por el reparto de la tierra que imposibilitaba una aristocracia como la Europea. Tocqueville distinguirá no obstante al Norte del Sur y destacará que en Estados como Virginia fueron los intereses económicos (minas, cultivos e industrias) los que guiaron su construcción, y esto incluye la introducción de esclavos, lo cual influirá en el carácter y las leyes del sur. Virginia supone un contraste total con los estados de Nueva Inglaterra que para empezar fue poblada por clases acomodadas provenientes del puritanismo Inglés, se hacían llamar "pilgrims" y no buscaban ampliar sus riquezas sino libertad para vivir a su manera. Estos pilgrims no llegaban como buscafortunas sino como un cuerpo de sociedad política, constituido como tal a su llegada en Plymouth Rock, además de cómo un grupo religioso.

Estas colonias, Plymouth, Providence, New-Haven, y los estados de Conneticut y de Rhode-Island fueron fundados y gobernados por sus propios colonos mucho antes de que la corona británica legalizase su existencia. Las primeras legislaciones de estos estados se basaban en las interpretaciones de los textos sagrados y conllevaban penas muy duras contra las infracciones morales pero que no eran impuestas sino votadas por la propia comunidad cuyas costumbres eran a veces mas severas que las leyes. Los principios generales que garantizaban la intervención del pueblo en los asuntos públicos estaban ya establecidos en Nueva Inglaterra, y como parte de esto la independencia municipal que prevalecería sobre el condado, el Estado y la Unión. Este municipio es el seno de la vida política real y en su origen no es representativo sin asambleario y lleva el control de todos los registros públicos, asi también son los magistrados municipales los encargados de hacer cumplir las leyes del municipio, leyes que estan regidas por la religión.

"Razones de algunas peculiaridades que presentan las leyes y las costumbres de los angloamericanos"

Tocqueville distingue en los pilgrims las costumbres de origen puritano y las de origen Inglés, para ello lo ejemplifica con la legislación civil y criminal Americana donde se observa cómo se discrimina a los pobres en el procedimiento de fianza o prisión hacia el demandado, el cual difícilmente encuentra la caución al ser pobre y se ve reducido a la miseria en prisión por causa de la inacción. Para Tocqueville esto es una legislación Aristocrática o al menos el resto de una legislación aristocrática incoherente con la nueva sociedad Americana.

Capitulo III- Estado social de los angloamericanos

"El punto sobresaliente del estado social de los angloamericanos consiste en ser esencialmente democrático"

Tocqueville destaca la ley de sucesión como uno de los puntos clave en el alzamiento de la revolución Americana, en especial el alzamiento de los terratenientes de la semi-aristocracia sureña. La legislación inglesa sobre transmisión de bienes fue abolida y la ley de sustitución modificada de forma que su actuación sobre la libre circulación de bienes fuera insensible.

La igualdad en America, según Tocqueville, afecta tanto a las fortunas, por esta libertad de comercio (de hecho hay muy pocos ricos), como a las inteligencias ya que todo americano se ve forzado a dedicarse a una profesión u oficio, y los que llegan a ricos es a través de mucho trabajo en su juventud por el desarrollo de su oficio práctico y llegan ya sin ganas de cultivar su inteligencia.

"Consecuencias políticas del estado social de los angloamericanos"

Para Tocqueville lo que impulsa a los americanos es el afán de igualdad y no tanto el de libertad aunque también la deseen, por tanto tenían las mismas posibilidades de poseer un gobierno de soberanía popular como un absolutista aunque las circunstancias los llevasen al primero.

Capitulo IV- "Del principio de la soberanía del pueblo en América"

El principio de soberanía en América esta reconocido en las costumbres y en las leyes ya que fue el principio generador de de las colonias de Nueva Inglaterra. Su ocultamiento solo podía venir del sometimiento a la Metrópoli y se propagaba en secreto en el seno de los municipios. La soberanía del pueblo salta del municipio al gobierno con el estallido de la revolución. La aristocracia terrateniente impulsó especialmente el cambio ante lo inevitable de éste, como sucedió en el estado de Maryland, primero en proclamar el sufragio universal.

Capitulo V- "Necesidad de estudiar lo que sucede en los estados particulares antes de hablar del gobierno de la Unión"

El carácter de la Unión obliga antes a examinar sus estados, así se observa que la vida política se organiza entorno a tres ejes, el municipio, el condado y el Estado.

"Del sistema municipal de América"

Para Tocqueville el municipio es una asociación natural aunque no lo sea la libertad municipal, la cual solo existe si se corresponde a las ideas y hábitos nacionales. Solo con el uso de las instituciones municipales se llega a tener un gobierno realmente libre.

"Circunscripción del municipio"

El "Township" tiene un censo de 2 a 3 habitantes formando un término medio entre el cantón y el commune francés.

"Poderes municipales en Nueva Inglaterra"

El municipio funciona a través de los select-men ejecutores de la voluntad popular que necesitan contar con ella para introducir cualquier proyecto en la comunidad, son los únicos con derecho a convocar el town-meeting aunque se les puede obligar a ello, como a los select-men se eligen todos los demás cargos del municipio hasta un total de diecinueve.

"De la existencia municipal"

Cada individuo participa en igual medida de la soberanía popular y participa de la unión para que haya un poder regulador, pero es libre de sus actos y la sociedad no tiene derecho a dirigirlos salvo que se sienta lesionada por éstos o requiera de su ayuda; esta doctrina del individuo es aplicada por Tocqueville al municipio que es tomado como un individuo mas, asi se explica que la libertad municipal dimane del dogma de la soberanía popular.

La corona de Inglaterra nunca se apoderó del poder municipal sino del central y los municipios solo se someterían al Estado por lo que Tocqueville llama "interés social". La delegación del poder en el Estado permite a éste decretar principios a los municipios pero el municipio sigue siendo el ejecutor.

"Del Espíritu Municipal en Nueva Inglaterra"

Para Tocqueville el municipio de Nueva Inglaterra se caracteriza por su independencia y su poder, la independencia es interna porque está limitado al territorio que ocupa y el poder está muy repartido entre el pueblo, un pueblo sin grandes diferencias de clases.

"Del condado en Nueva Inglaterra"

Tocqueville compara el condado con el distrito francés, es una creación administrativa que constituye el primer centro judicial, tribunal, sheriff y cárcel. Pero el condado solo dispone de poder limitado y excepcional y no está representado por ninguna asamblea, así la única representación de la unión de individuos es el municipio y de la unión de municipios el Estado.

"De la administración de Nueva Inglaterra"

Para Tocqueville en los Estados Unidos la división del ejercicio del poder crea un hombre con mas obligaciones sociales que los de cualquier otro país. El poder administrativo no es percibido porque no es central ni jerárquico, ni dentro ni fuera del municipio. Los tribunales son el Unico intermediario posible entre el poder central y los cuerpos administrativos electos ya que son los únicos que pueden forzar al funcionamiento a la obediencia sin violar el derecho del elector. El Juez de Paz fue tomado como intermediario entre el hombre corriente y el magistrado, el administrador y el juez, tanto en un sentido como en otro. La "sala de gobierno" es formada por tres jueces de paz y funciona como cuerpo administrativo y tribunal político para mantener a los funcionarios públicos en la obediencia.

"Ideas generales sobre la administración en los Estados Unidos"

La vida municipal desciende a medida que se avanza hacia el sur. El municipio posee menos magistrados derechos y deberes a diferencia de los estados del noroeste cuyos habitantes proceden de Nueva Inglaterra.

Los estados que ceden poder municipal lo hacen a favor del condado como gran centro administrativo. En cualquier caso ya sea el municipio o el condado el hecho es que el Estado gobierna pero no administra. En cualquier caso también el poder administrativo se encuentra diseminado y existe una introducción de tribunales en la administración que por medio de un sistema de multas obliga a los cuerpos sociales secundarios y sus representantes a obedecer las leyes.

"Del Estado"

"Poder legislativo del estado"

El senado es habitualmente el cuerpo legislativo aunque también es usado como cuerpo administrativo y judicial. La cámara de diputados no toma parte del poder administrativo ni del poder judicial. Los miembros de ambas cámaras son electos aunque el mandato del senador es mas largo. Dividir el poder legislativo frena el movimiento de asambleas políticas y crea un tribunal de apelación para la revisión de leyes.

"Del poder ejecutivo del estado"

El gobernador representa el poder ejecutivo del estado y representa porque es un moderador y consejero, expone sus necesidades al cuerpo legislativo, también reúne en su persona el poder militar del estado.

Efectos políticos de la descentralización administrativa de los Estados Unidos.

Tocqueville distingue entre centralización gubernamental y centralización administrativa, la primera se refiere a intereses comunes de toda nación (leyes generales, relaciones internacionales) y la segunda a intereses locales dentro de la nación (empresas municipales). Para Tocqueville la centralización gubernamental es necesaria pero no la administrativa que elimina el espíritu de ciudadanía.

La descentralización administrativa es justificable para Tocqueville porque el pueblo Americano está lo suficientemente ilustardo para gobernase en los ámbitos municipal y de condado. El poder del gobierno centralizado nunca es superior a la organización que la sociedad civil se da a si misma, ni tampoco puede garantizar la libertad y el cumplimiento de las leyes.

Capitulo VI- Del poder Judicial en los Estados Unidos y de su acción sobre la sociedad política.

El Juez norteamericano solo puede pronunciar sentencias en caso de litigio, actúa en casos particulares y solo cuando se le somete a una causa, pero además está revestido de un inmenso poder político para que están capacitados para fundamentar sus sentencias en la constitución antes que en las leyes.

Otros poderes otorgados a los Jueces Americanos.

Los jueces están capacitados para procesar a cualquier funcionario si es presentada una causa contra el por cualquier ciudadano. Para Tocqueville esto refuerza al Estado porque los funcionarios son mas respetados al ser éstos mas cuidadosos en sus actos.

Cappitulo VII Del juicio político en los Estados Unidos.

En los EEUU los diputados tienen el poder de denunciar y la cámara del senado puede juzgar y castigar siempre que sea apelada por los diputados y siempre que se trate de funcionarios públicos. El senado puede despojar a un funcionario de su cargo y después son los tribunales ordinarios los que podrán disponer de su libertad o de su vida. El juicio político en si es mas bien una medida administrativa enfocada a privar de poder y no a castigar.

Capitulo VIII- De la constitución federal

Historia de la constitución federal.

La primera constitución federal no duró mas allá de la guerra de independencia ya que la unión era obligada por la situación y así hubo de redactarse una segunda que entró en vigor con el nuevo gobierno federal en 1789 con el comienzo de la revolución francesa.

Bosquejo sumario de la constitución federal.

Se definieron los límites del gobierno federal y todo lo que estuviese fuera se dejaba en manos de los estados, de forma que el gobierno de los Estados siguiese siendo el derecho común. Para evitar disputas se forma un alto tribunal federal guiado por la constitución.

Atribuciones del gobierno federal.

La Unión tiene poder para mantener relaciones diplomáticas, incluyendo la guerra, y comerciales con otros países. También se le atribuyeron a la Unión los grandes proyectos de infraestructura (correos, vías de comunicación...).

Poderes legislativos.

El primer problema planteado fue el decidir si se organizaba una liga de Estados o un gobierno nacional. Si la solución adoptada era una liga entonces correspondía a la mayoría de Estados hacer la ley, por el contrario el gobierno nacional permitía que fuese la mayoría de la población la que decidiese. La combinación de ambos sistemas hizo que cada estado tuviese dos senadores y un numero de diputados proporcional a su población, lo cual contradiría la lógica democrática en algunas ocasiones, aunque se conseguía el principal objetivo: individualidad de Estados y unión del pueblo entero.

Otra diferencia entre el senado y la cámara de diputados.

Tocqueville señala todas las diferencias entre ambas cámaras en cuanto al modo de elección, duración del mandato y atribuciones propias de cada Cámara. La cámara de diputados posee solo funciones legislativas mientras que el Senado interviene en la formulación de leyes, "juzga" los delitos políticos y es el gran consejo ejecutivo de la nación.

Del poder ejecutivo.

El cargo del presidente fue definido como único representante de la unión aunque el Senado pueda dejar sin efecto algunos actos del Presidente. Sin embargo el Senado no puede obligar al presidente a actuar ni puede obligarle a compartir con él el poder ejecutivo. El presidente a su vez posee el derecho de veto sobre cualquier proyecto de ley que salga de la Cámara y no posea su consentimiento o aténte contra su libertad.

En que se diferencia la posición del presidente de los Estados Unidos de la de un Rey Costitucional en Francia.

Tocqueville señala las principales diferencias entre ambas figuras. En el caso de EEUU la soberanía se reparte entre la unión y los Estados mientras que el Rey la conserva de forma íntegra dentro de un gobierno nacional y no federal como el americano. El poder del Rey respecto de su legislatura es totalmente necesario mientras que el presidente representa un poder inferior y dependiente, además el cargo de Presidente es electivo mientras que el Rey es vitalicio y su figura es inviolable por ley. Aun asi para Tocqueville la opinión pública existe en ambos sistemas y funciona aunque de distintas maneras ya que en los EEUU está mas reconocida en las leyes.

Causas accidentales que puedan acrecentar la influencia del poder ejecutivo.

Para Tocqueville los poderes de que dispone el Presidente en cuanto al mando del ejercito y las relaciones con el extranjero son casi prerrogativas reales aunque la situación geográfica y la capacidad militar limitan este poder en la realidad. En Francia aunque las leyes hubiesen limitado el poder ejecutivo éste se vería obligado igualmente a emplear la fuerza para vencer los obstáculos interpuestos por las circunstancias del país.

Por qué el presidente de los Estados Unidos no necesita, para dirigir los asuntos públicos, tener mayoría en las cámaras.

Al contrario que en Europa donde el acuerdo entre Cámaras y Rey es necesario en América no puede impedir que se formulen leyes y tampoco evitar ejecutarlas. Para Tocqueville el presidente no es necesario para la marcha de la legislatura y su debilidad le hace someterse directa o indirectamente a la legislatura.

De la elección del presidente.

El sistema de elección posee un peligro que aumenta en proporción directa a la influencia ejercida por el poder ejecutivo dentro del Estado. Para Tocqueville el sistema electivo es excesivamente inestable ya que el poder ejecutivo pierde eficacia en los períodos de elección, sin embargo como en Estados Unidos el poder dominante reside en la representación nacional entera el cambio del jefe del poder ejecutivo no afecta a la estabilidad de gobierno de forma sensible, salvo en el posible cambio de los agentes del presidente que éste puede elegir.

Modo de elección.

Se optó en Estados Unidos nombrar un número de electores por cada estado en vez de confiar esa responsabilidad a las cámaras de representantes que podían ser objeto de corrupción o podían no representar la voluntad real del país. La Cámara de diputados solo podría intervenir si ninguno de los candidatos obtenía el numero suficiente de votos aunque procuraron limitar su poder incluso en este caso.

Crisis de la elección.

Para Tocqueville le momento de la elección de un nuevo presidente es una crisis nacional a pequeña escala aunque el cargo del presidente no sea vital para dirigir el país, sin embargo el presidente constituye un símbolo al que los partidos procuran apoyar especialmente ya que si su candidato sale elegido demostrarán que sus doctrinas obtienen la mayoría del apoyo. Para Tocqueville resulta sorprendente como un país se revoluciona hasta ese límite y como es absorbido todo por el proceso electoral para después volver a la normalidad de forma tranquila.

De la reelección del presidente.

Los legisladores no tienen mas remedio que permitir la reelección de un presidente ya que lo contrario sería ilógico si sabe gobernar, aunque para Tocqueville existen causas también contrarias a la reelección como es el carácter ,para el, corrupto de los gobiernos electivos. Cuando la corrupción afecta al Presidente entonces el Estado mismo está a su servicio durante la reelección. Para Tocqueville aunque el poder ejecutivo de la nación esté en una sola mano éste se ve restringido por la posibilidad de reelección ya que de esta manera se convierte en un instrumento de la mayoría y se somete a ésta en vez de guiarla.

De los tribunales federales.

Los Estados Unidos mantuvieron la separación del poder judicial ya que es necesario para garantizar un mínimo de libertad y seguridad, sin embargo el poder judicial como los demás poderes debía tener el mismo origen de forma que fueran correlativos y homogéneos. Los legisladores tuvieron que crear un poder judicial federal que se encargase de todas las cuestiones de interés general, cuestiones que fueron fijadas de antemano, para hacer frente a la multiplicidad de los tribunales estatales. El poder judicial de la Unión fue concentrado en el tribunal supremo cuyos miembros eran nombrados por el Presidente tras consultar al Senado. Del tribunal supremo emanarían los distintos tribunales federales encargados de procesar las causas menores. Para acentuar la independencia del tribunal supremo sus miembros serían inamovibles una vez nombrados y ni siquiera sus sueldos serían decididos por la legislatura.

Manera de fijar la competencia de los tribunales federales.

Ante la imposibilidad de buscar un árbitro que fijase en cada caso la competencia de cada tribunal sobre un caso se prefirió otorgar al tribunal supremo el poder de decidir sobre todas las cuestiones de competencia, aunque pudiese parecer que esto supone un peligro para las soberanías de los Estados esto no fue así ya que según Tocqueville la verdadera fuerza de América reside en los gobiernos de los Estados y los jueces federales al verse respaldados por un poder inferior prefieren ceder su derecho de jurisdicción antes que reclamarlo ilegalmente.

Diferentes casos de Jurisdicción.

Las bases sobre las que se determinaba la jurisdicción de cada tribunal fueron principalmente la persona y la materia, incluyendo en la idea de persona tanto los individuos aislados como los estados. Los tribunales federales tienen competencia para entrar en todos aquellos casos que afecten a leyes de la unión pero también pueden actuar contra leyes de un estado si es presentada una causa y si esa ley es contraria a la Constitución.

Modo de proceder de los tribunales federales.

Los tribunales federales han de proceder siempre de manera que la justicia federal represente a la nación y el encausado un interés particular, asi se aplica a la hora de recaudar impuestos ya que si la Unión fija un nuevo impuesto éste no se reclama a los Estados sino a todos los ciudadanos de forma individual de forma que cualquier conflicto es de un tribunal federal contra un ciudadano y no contra un Estado. De todas formas cuando el enfrentamiento con un Estado se hace inevitable la justicia federal solo puede actuar de forma indirecta sobre las leyes de un estado, solo puede anular sus efectos pero no la propia ley.

Elevado rango que ocupa el tribunal supremo entre los grandes poderes del Estado.

Para Tocqueville el Tribunal Supremo a pesar de tener una constitución judicial tiene atribuciones políticas muy claras ya que le corresponde interpretar leyes y tratados, comercio marítimo, y todo aquello relacionado con el derecho de gentes. Su único fin es ejecutar las leyes de la Unión y de servir de tribunal ante el que comparecen los Estados en sus litigios.

En que es superior la Constitución federal a la constitución de los Estados.

Para Toqueville la Constitución federal es superior a la de cualquier otro estado. En primer lugar porque fue la última en redactarse y aprendió de los errores del pasado, segundo porque al aumentar la duración de las legislaturas hace al diputado mas independiente de la voluntad directa del pueblo, lo cual es beneficioso para Tocqueville, La Constitución federal dividió el poder en dos cámaras al igual que hicieron las constituciones del estado pero las diferenció lo suficiente como para que no pudiesen ser instrumentalizadas. También fueron variadas las condiciones en las que eran elegidas ambas cámaras aunque los votos seguían saliendo del pueblo. En general Tocqueville ve como un mal la excesiva subordinación del poder legislativo a los "antojos" del cuerpo electoral asi como la concentración en el poder legislativo de todos los demás poderes gubernamentales. Males que han aumentado los legisladores de los estados y que la Unión ha venido a rebajar.

Lo que distingue a la constitución federal de los Estados Unidos de América de todas las otras constituciones federales.

Para Tocqueville los poderes concedidos por la Constitución al gobierno federal son equiparables a aquellos poderes que tenían los gobiernos federales de las antiguas confederaciones europeas, sin embargo el poder de loa Unión es mucho mayor. La diferencia es que en EEUU no solo es el gobierno federal el que dicta las leyes sino que también es el que las ejecuta.

Ventajas del sistema federativo en general y su utilidad especial para América.

Tocqueville analiza las ventajas y desventajas de las pequeñas y grandes naciones en cuanto a su capacidad de generar riqueza asi como corrupción y de su capacidad de fuerza para defender su comercio o su industria y concluye que el sistema federal ha sido creado para aprovechar todas las ventajas de las grandes y pequeñas naciones. En Estados unidos se dispone de un Estado Federal fuerte que puede legislar y ejecutar las leyes pero no se olvidan las necesidades particulares de cada Estado porque existe una división de la soberanía.

Lo que hace que el sistema federal no esté al alcance de todos los pueblos, y que es lo que ha permitido a los angloamericanos adoptarlo.

El sistema federal americano conlleva una doble soberanía y eso implica una complicación que ha de resolver el legislador, sin embargo ni si quiera éste puede evitar que ambas soberanías se enfrenten y la única manera de que triunfe el modelo es que el pueblo que lo adopte pueda soportarlo, para Tocqueville los angloamericanos han podido porque se han acostumbrado a autogobernarse y comprenden el funcionamiento y los límites de cada poder, el mismo modelo en Méjico fracasa al ser impuesto desde arriba cuando ambos poderes se interfieren mutuamente de forma continua.

Para Toqueville un defecto del gobierno federal es la falta de fuerza de la Unión, aunque en el caso de los EEUU los legisladores han conseguido ocultarlo. Es importante que la Unión se dirija a cada ciudadano y no a los estados a la hora de ejecutar las leyes, sin embargo si los demás ciudadanos de un estado hacen causa común con un insumiso la Unión se vería enfrentada con un Estado entero, cosa que se pretende evitar en todo momento por parte de la Unión. Para Tocqueville la soberanía de la Unión es un abstracto, una ficción que nada tiene que hacer frente a las pasiones de los habitantes de un estado. Para Tocqueville la homogeneidad de los americanos y la falta de amenazas exteriores por la disposición geográfica del pais son dos factores importantes que han mantenido a la unión.

Segunda Parte

Capitulo I- Por que puede decirse con todo rigor que en los Estados Unidos es el pueblo quien gobierna.

El pueblo americano no solo participa en el nombramiento de aquellos que dictan las leyes sino que participa en su ejecución.

Capitulo II- De los partidos en los Estados Unidos.

Tocqueville distingue partidos de facciones, para el los partidos son colectivos de ciudadanos que se diferencian entre si por puntos de vista diferentes y que se encuentran repartidos de igual manera por un país, las facciones son representaciones políticas de territorios y poblaciones. Para Tocqueville los partidos son un mal inherente a los gobiernos libres, pero distingue a aquellos partidos que dirigen por ideas y que atienden a lo general de aquellos partidos pequeños que se guían en cada momento por los intereses egoístas que convengan a sus representados y que en vez de cambiar la sociedad la agitan. Así Tocqueville repasa las relaciones de los primeros partidos, primero federalistas y republicanos que acabó con la práctica disolución del federalismo y concluye que no hay partidos con grandes diferencias porque no hay odio religioso, ni lucha de clases ni miserias públicas que explotar, crear un partido consiste así en agrupaciones de intereses comunes y solo pueden haber dos tendencias generales, restringir o aumentar el poder público.

De los restos del partido aristocrático en los estados unidos.

Para Tocqueville cuando el gobierno pasa a manos del partido demócrata tras las disolución de los federalistas la esfera pública queda casi vetada para las clases mas ricas de la sociedad que ni siquiera pueden mostrar su descontento por temor a ser sospechosos y que procuran disimular sus riqueza fuera de sus casas. Para Tocqueville las muestras de avenencia con el poder son una simple máscara ya que sienten verdadero desdén por las instituciones democráticas de su país.

Caspitulo III- De la libertad de la prensa en los Estados Unidos

La libertad de prensa en estados Unidos no solo influye a nivel político sino a todos los niveles de las costumbres sociales. Es algo tan consecuente con el gobierno del pueblo que nadie se ha atrevido a limitarla. El lenguaje empleado por la prensa según Tocqueville es igual de violento en Francia que en EEUU pero en América la prensa tiene menos poder ya que la Americana es una sociedad acostumbrada a intervenir directamente en la vida política y no se deja arrastrar fácilmente, y dado que existen múltiples opiniones tampoco hay un centro de opinión. Tampoco las leyes obligan a registrar los periódicos, así las publicaciones son numerosas, lo cual es otro factor que diluye la fuerza de la prensa.

La libertad de prensa así como la libertad de opinión hacen del ciudadano americano alguien muy convencido de sus opiniones aunque sean equivocadas, pero lo importante es que son suyas porque el las ha elegido.

Capitulo IV- De la asociación política en los EEUU

Los americanos se acostumbran pronto a resolver sus problemas sin recurrir a un funcionario sino asociándose para defender intereses comunes sean de la naturaleza que sean. Las asociaciones políticas americanas permite reunir opiniones y deseos comunes para poder ser representados en asambleas centrales e influir así en la formulación de leyes. Para Tocqueville el derecho ilimitado de los americanos a la asociación es una garantía contra la fuerza material de la mayoría y contra las asociaciones secretas.

Las asociaciones Europeas y Americanas difieren en su modo de conseguir lo que se proponen, mientras que los americanos buscan alcanzar a la mayoría para alterar sus convicciones y disponer del poder por medio de ella los europeos ven los medios legales uno mas de sus posibles recursos. Esto es así porque unos creen en el poder de la mayoría y otros creen estar por encima de ella.

Capitulo V- Del gobierno de la democracia en América.

Para Tocqueville la marcha de la democracia Americana es algo fluido y natural al contrario que en Europa donde se mezclan principios e intereses.

Del sufragio universal

La aplicación real del sufragio universal entre los distintos pueblos de la unión no tiene, según Tocqueville ni los beneficios ni los males que se le suponen en Europa.

Elecciones del pueblo e instintos de la democracia americana en sus elecciones.

Para Tocqueville el que el pueblo desee que los mejores gobiernen no quiere decir que tengan un instinto que les haga elegirlos ni mucho menos que sean los mas honrados los que se dediquen a la política. El pueblo no puede profundizar en quien vota porque dispone de poco tiempo, y por tanto ha de fijarse en lo mas superficial, y porque dispone de una cultura que no puede pasar de un cierto límite por muchos medios que se pongan. El pueblo no elige a los más capaces porque muchas veces se sienten recelosos de ellos y a su vez los mas capaces no se dedican a la política por temor a dejar de ser lo que son y envilecerse. Las ventajas del sufragio universal no son la bondad de la elección aunque siga teniendo ventajas.

De las causas que pueden corregir, en parte, esos instintos de la democracia.

Tocqueville compara el electorado del norte, Nueva Inglaterra, con el del sur; en el norte se respeta mas la superioridad intelectual y moral ya que la educación y la libertad han nacido de la moral y la religión, en el sur, por el contrario, existe menos instrucción y el cuerpo social es más débil y así se observa que entre los gobernantes escasean los talentos y las virtudes. Existe una gran diferencia, para Tocqueville, entre la composición de la cámara de representantes y la del Senado que para él ejerce el monopolio del talento y la cultura. La diferencia se explica porque la cámara de representantes es de elección directa mientras que el Senado, aún dependiendo de la voluntad popular, se elige en dos fases ya que la legislatura de cada estado que ha sido votada por el pueblo se convierte en cuerpo electoral que a su vez elegirá a los senadores.

Influencia ejercida por la democracia americana sobre las leyes electorales.

Existen dos maneras de afrontar las elecciones de un gobierno, una dejando pasar intervalos relativamente amplios y otro haciendo los mandatos cortos, para Tocqueville el primer sistema afecta a la bondad del gobierno ya que la lucha es intensa y se ponen todos los medios para ganar, sin embargo el segundo sistema es peor ya que mantiene a la nación en tensión continua y amenaza la propia existencia del gobierno.

De los funcionarios públicos bajo el imperio de la democracia americana.

El funcionario público se confunde en EEUU entre los demás ciudadanos porque los signos visibles del poder no ayudan en absoluto a la buena marcha de los asuntos, es mas pueden llegar a ofender al ciudadano. El comportamiento de un gobernante en EEUU es sencillo y ha de serlo porque depende de aquellos que le han elegido y ese es un principio fundamental de la sociedad americana. El funcionario público no solo representa al pueblo sino que cualquier ciudadano puede optar al cargo ya que el cargo está retribuido con un sueldo lo cual impide que se forme una aristocracia entre el funcionariado.

De la arbitrariedad de los magistrados bajo el imperio de la democracia americana.

La mayoría no teme que se cometan abusos contra ella ya que puede disponer del cargo de un funcionario en las próximas elecciones, así la libertad de los magistrados públicos es máxima, Tocqueville compara la mayoría de un sistema democrático con un déspota. Sin embargo un déspota puede tener mayores motivos para temer un magistrado pues no puede estar en todas partes a la vez pero el pueblo si.

Inestabilidad administrativa en los Estados Unidos.

La administración americana trabaja con una gran inestabilidad y aquellos que ocupan un cargo en la administración se preocupan poco de saber que ha sucedido en su cargo antes que ellos, se tiene la sensación, según Tocqueville, de trabajar al día.

De los cargos públicos bajo el imperio de la democracia americana.

Es cierto que un pueblo libre genera mas gastos públicos aunque también genera mas riquezas. Lo que Tocquevile quiere hacer es comparar los pueblos libres y ver como afecta la democracia a las finanzas de sus estados. Tocqueville diferencia le clase de leyes de leyes que tiene un país de pendiendo de quien las haga. Si los impuestos son fijados por los ricos entonces no se encargarán de economizar demasiado el dinero público pues apenas afectará a sus fortunas, si los impuestos son fijados por la clase media éstos bajarán de forma notable ya que una elevada contribución afectaría a fortunas pequeñas y medianas.

Sin embargo si los impuestos fuesen fijados por las clases mas pobres, aquellas que dependan de su trabajo para subsistir entonces éstos se elevarían ya que cualquier beneficio público redundaría directamente en ellos sin que paguen apenas nada ya que carecen de bienes, así el sistema democrático es el único en el cual el que vota el impuesto está eximido de pagarlo. Según Tocqueville el gobierno de la mayoría se transforma en el gobierno de los pobres, ya que estos forman el cuerpo principal de esa mayoría, y esto se transforma en grandes males para la economía del Estado. Sin embargo en EEUU tales peligros serían menores ya que casi todo el mundo es propietario. Según Tocqueville otro factor que hace a un pueblo,que vive en democracia, aumentar los impuestos es la extensión de la civilización y la cultura que le hace ser mas consciente de su posición y demanda por tanto mas ayuda por parte del Estado.

De los instintos de la democracia americana en la fijación de los sueldos de los funcionarios.

Existe, según Tocqueville un desequilibrio entre los sueldos de los funcionarios de escala media y baja y los sueldos percibidos por los altos funcionarios. Esto sucede porque los sueldos son fijados por el pueblo y éste puede fijar bien el sueldo de los funcionarios próximos a él pero no puede comprender las necesidades de un gobernador. Para Tocqueville resulta algo necesario que un gobernante muestre "esplendor" a los ojos de los demás gobernantes.

Dificultad para discernir las causas que inducen al gobierno americano a la economía.

Cada pueblo posee un carácter propio que se refleja en las costumbres de su vida privada y que se traslada a su vida pública. Los americanos son un pueblo de demócratas y de comerciantes y por tanto aprecian solo aquello que es materialmente útil, lo cual, según Tocqueville, se refleja tanto en su arquitectura como en sus costumbres festivas.

¿Se pueden comparar los gastos públicos de los Estados Unidos a los de Francia?

Los gastos a los que están sometidos países como EEUU y Francia no son comparables en primer lugar porque sería difícil calcularlos en su totalidad, en el caso de EEUU porque las administraciones de los Estados no han de rendir cuentas al gobierno federal de cuánto recauda ni de cómo lo administra. Para Tocqueville resulta también evidente que Francia ha de gastar mas ya que ha de mantener un mayor ejercito por su situación geográfica. La democracia americana no resulta barata debido a la cantidad de agentes públicos que ha de mantener y sobre todo porque son los pobres los que dirigen los asuntos públicos y decretan los impuestos, lo cual es un peligro para Tocqueville porque pueden aprovecharse del Estado arrastrándole a mayores gastos de los que ya soporta para satisfacer las necesidades de las clases inferiores.

De la corrupción y los vicios de los gobernantes en la democracia; efectos que de ellos resultan para la moralidad pública.

Los casos de corrupción son igualmente probables en todas las capas sociales y en todas las formas de gobierno aunque para Tocqueville el gobierno aristocrático es menos corrupto en cuanto a las riquezas. Lo importante en la corrupción dentro de la democracia es que los hombres públicos que se enriquecen de forma rápida y ostentosa y que provienen del mismo sitio que los simples ciudadanos son un peligroso ejemplo para la moralidad pública, sin embargo la inmoralidad de los grandes señores es menos peligrosa ya que no se comunica con tanta facilidad al pueblo.

De qué esfuerzos es capaz la democracia.

La democracia americana solo se puso a prueba en la guerra de la independencia y el final de ésta ya dejaba ver los problemas financieros y de recursos humanos que hacían perder la unidad que existió al principio de la guerra por parte de la Unión. EEUU nunca se ha visto forzada a una campaña duradera desde entonces y ya había comprobado los problemas que tenía su sistema para disponer de fondos y de soldados, ya que carecían de una ley que permitiese un ejercito de leva, cosa que sería contraria al espíritu de su democracia, según Tocqueville.

Del poder que ejerce en general la democracia americana sobre si misma.

El pueblo americano tiene el poder de aprobar sus propias leyes en un sistema democrático lo cual tiene el peligro de que los ciudadanos no votarán aquello que no vean como necesidad inmediata y ningún representante lo hará en contra de su voluntad por temor a no ser reelegido. El único medio de hacer progresar a una democracia es a través de la experiencia adquirida de sus errores y de la cultura.

De la manera en que la democracia americana conduce los asuntos exteriores del estado.

En realidad no es la democracia la que dirige los asuntos exteriores porque estos no son objeto de elección por parte de la ciudadanía sino que solo competen al senado y al presidente. Los principios que guían a los americanos en sus relaciones exteriores ya los fijaron Washington Y Jefferson al establecer que los EEUU no debía dejarse arrastrar por los odios o simpatías de ninguna nación Europea pues era la mejor manera de perder su independencia. Solo debían guiarse por sus intereses y por la justicia y limitarse a mantener una postura expectante con respecto a Europa.. Sin embargo Tocqueville afirma que una democracia se deja guiar mas fácilmente por simpatías momentáneas.

Capitulo VI- Cuales son las ventajas reales que la sociedad americana obtiene del gobierno de la democracia.

De la tendencia general de las leyes bajo el imperio de la democracia americana, y del instinto de quienes las aplican.

Las ventajas que ofrecen las leyes en una democracia es que tienden al bien de la mayoría ya que emanan de ésta mayoría mientras que una aristocracia tenderá siempre a concentrar poder y riqueza en la minoría. Sin embargo Tocqueville cree que las leyes de una aristocracia están mejor dirigidas ya que no se dejan arrastrar por intereses momentáneos mientras que una democracia es mucho más imperfecta en este sentido aunque su fin sea mucho más útil ya que favorecen por igual el desarrollo de todas las clases sociales. En cuanto a la corrupción de los que aplican las leyes, un magistrado corrupto en una democracia es poco peligroso ya que está limitado por su mandato y no se puede amparar en su clase social como lo haría un magistrado en una aristocracia que se vería protegido por los suyos ya que se guían por intereses comunes aunque estos intereses se confundan a veces con los de la mayoría.

Del espíritu público en los Estados Unidos

El espíritu patriótico que se confunde casi con la religión o con la persona de un príncipe o un Rey puede ser muy fuerte pero también puede desaparecer y no volver. La forma más segura de que los ciudadanos se interesen por su país es hacer que los intereses de éste se confundan con los del ciudadano, y esto se consigue haciéndole participar en el gobierno.

De la noción de los derechos en los Estados Unidos.

El sistema democrático hace que todos los ciudadanos sean conscientes de sus de derechos políticos ya que los ejercen directamente al representar éstos sus intereses personales y por ello respetan los de los demás ya que no quieren que los suyos sean violados tampoco.

Del respeto a la ley en los Estados Unidos.

Para Tocqueville aunque el origen popular de la ley no contribuya a su bondad si la hace más poderosa, porque todo ciudadano encuentra un interés personal en que todos obedezcan la ley. Aún asi Tocqueville vuelve a repetir aquí su idea de que son los ricos los únicos que deben temer la ley ya que ellos son minoría y el gobierno de la mayoría está formado por los pobres.

Actividad que reina en todas las partes del cuerpo político de los Estados Unidos, e influencia que ejerce dicha actividad sobre la sociedad.

Los pueblos libres se distinguen de los que no lo son por la actividad civil que hay en ellos y si además son una república como la Americana entonces la propia constitución del cuerpo político induce unos niveles mayores de actividad social. Esta actividad política de la sociedad se traslada a todos sus hábitos y costumbres, por el interés propio y el de la sociedad, y es más difícil de eliminar que la propia libertad. Los gobiernos democráticos, como Tocqueville repite constantemente, no son los mas efectivos pero producen sociedades mas activas y sobre todo mas productivas para un mayor bienestar repartido entre todas las capas sociales.

Capitulo VII- De la omnipotencia de la mayoría en los Estados Unidos, y de sus efectos.

Tocqueville vuelve a señalar una vez mas el inmenso poder de la mayoría en la democracia americana. El poder de esta mayoría se basa en la idea de que es más efectiva la reunión de muchos para tomar una decisión que el gobierno de unos pocos, dado que se supone que las inteligencias son equivalentes entre todos los hombres. Este principio guía no solo la vida política sino que también la vida social y privada de los americanos. La mayoría tiene no solo un gran poder político sino también de opinión y esto para Tocqueville puede resultar muy peligroso ya que la mayoría no atiende a razones cuando está decidida.

Como la omnipotencia de la mayoría aumenta en América la inestabilidad legislativa y administrativa inherente a las democracias.

La mayoría en EEUU no solo determina con su voluntad las leyes que se aprueben en cada momento, lo cual provoca una gran inestabilidad en las mismas, sino que también determina la intensidad con la que éstas se ejecutan en la administración. Si la mayoría de la opinión pública y de los votantes se fijan en un problema determinado seguramente se legislará y ejecutará una ley con gran intensidad pero basta que la mayoría mire hacia otro lado para que se pierda prácticamente interés por esa cuestión. Para Tocqueville los gobiernos Europeos son mas efectivos a la larga ya que ellos poseen una administración independiente que aunque ejecute las leyes con menor entusiasmo lo hace con mayor constancia.

Tiranía de la mayoría.

Tocqueville ve una contradicción entre un gobierno que represente a la mayoría porque haya sido elegido por ella y una mayoría que sea capaz de guiar a cada momento y según su deseo la forma en la que ese gobierno actúa. Para Tocqueville lo primero es una democracia y lo segundo es una tiranía. Para Tocqueville las leyes Americanas permiten un gobierno tiránico de la mayoría y si éste no se da se debe a las costumbres y el carácter del pueblo pero no a la forma de las leyes.

Efectos de la omnipotencia de la mayoría en la arbitrariedad de los funcionarios públicos americanos.

Tocqueville distingue tiranía de arbitrariedad, el caso de la arbitrariedad de los funcionarios americanos viene determinada por dos causas, primero que el ámbito de sus derechos y deberes no está muy delimitado, por lo que poseen un alto grado de libertad, al menos en apariencia; la segunda causa se relaciona con la primera: ya que los funcionarios americanos son tan libres dependen en gran medida de la voluntad de la mayoría que los ha elegido la cual se guía con una arbitrariedad total y emplea al funcionario como un servidor pasivo al que dar ordenes. Para Tocqueville estas costumbres pueden resultar funestas.

Del poder que la mayoría ejerce en América sobre el pensamiento.

La fuerza material y moral de la mayoría no permite que haya disidencias una vez ésta se ha decidido en algún sentido. Todo es posible dentro de los límites marcados por la mayoría pero el que se salga estará aislado socialmente, es una forma mas sutil de censura pero elimina igualmente la libertad de espíritu.

Efectos de la tiranía de la mayoría sobre el carácter nacional de los americanos; del espíritu cortesano en los Estados Unidos.

Una mayoría que tiraniza la opinión y las ideas libres solo consigue gobernantes mediocres que han renunciado a sus propios ideales y motivaciones para entregarse a la voluntad de la mayoría. Tocqueville compara a la mayoría con los monarcas absolutistas ya que impone su opinión y es adulada por filósofos y pensadores. Otro rasgo de este carácter tiránico para Tocqueville es que el patriotismo se encuentra muy arraigado entre el pueblo pero no entre los gobernantes ya que estos últimos están sometidos al pueblo como a un déspota.

El mayor peligro de las repúblicas americanas reside en la omnipotencia de la mayoría.

Tocqueville considera que el gobierno republicano de EEUU está tan centralizado como en las monarquías absolutas y es más enérgico que en éstas, porque aunque sea inestable sigue teniendo mucha fuerza. Si se pierde la libertad en EEUU será porque la omnipotencia de la mayoría fuerce a la minoría a recurrir a la fuerza material. Tocqueville afirma, citando a Madison, que es tan importante defender a la sociedad de los gobernantes como de si misma.

Capitulo VII De lo que modera en lo Estados Unidos la tiranía de la mayoría.

Ausencia de centralización definitiva.

En los EEUU solo existe centralización gubernamental pero no existe una centralización administrativa, así el poder ejecutivo no puede descender a los niveles secundarios de la administración y se ve restringida a un pequeño ámbito. Esta falta de centralización administrativa hace que el poder de la mayoría no se pueda imponer a todos los estados de la Unión. La separación entre la administración federal y la estatal, aunque también la municipal, es lo que permite evitar la tiranía de la mayoría de la que habla Tocqueville.

Del espíritu legista en los Estados Unidos, y como sirve de contrapeso a la democracia.

Los legistas forman un cuerpo al que Tocqueville atribuye características casi aristocráticas y si ocupan su puesto en una sociedad sin estar en disputa con ella su tendencia natural será conservadora y antidemocrática ya que hay mas afinidad entre ellos y el poder ejecutivo que con el pueblo. Los legistas buscan orden y lo hacen en la autoridad que es la que mejor lo puede garantizar. En una democracia el legista es el único hombre ilustrado capaz de ser elegido para un cargo ya que la aristocracia no existe. El legista no se opone al gobierno del pueblo pero siempre intenta dirigirlo, para Tocqueville la combinación del poder del pueblo y el control de los legistas es lo que hace sobrevivir a la república. El apego de los legistas americanos por el orden lo justifica Tocqueville en que la ley americana, al igual que la inglesa, se basa en los antecedentes para argumentar un caso y no en el razonamiento sobre los fundamentos de derecho. El respeto por el pasado viene a acentuar su conservadurismo y es una característica mas de su posición como clase política, social e intelectual superior.

Del jurado en los Estados Unidos, Considerado como institución política.

Tocqueville contempla al jurado como una institución política ya que es una extensión del carácter soberano del pueblo al igual que el derecho al voto. El jurado es el órgano capacitado para asegurar la aplicación de las leyes. El jurado al aplicarse no solo a las causas criminales sino también a las civiles extiende el espíritu de respeto por las leyes. El poder del jurado en tanto que representante de la sociedad se extiende al juez, especialmente en los procesos civiles, ya que es el juez quien guía al jurado y le da todos los fundamentos de derecho para tomar una decisión y por tanto es respetado de forma especial en la sociedad americana.

Capitulo IX- De la causas principales que tienden a mantener la república democrática en los Estados Unidos.

Tocqueville cita tres causas: La situación particular y accidental en que Norteamérica está situada, Las leyes de los EEUU y ,por último, los hábitos y las costumbres.

Causas accidentales o providenciales que contribuyen al mantenimiento de la república democrática en los Estados Unidos.

Una de las primeras causas que hacen que se mantenga la república en EEUU es la tierra misma, tal y como está situado el continente sin enemigos naturales que lo lleven a situaciones extremas que puedan hacer peligrar la democracia. Otra causa es el propio espíritu de los primeros pilgrims que trajo consigo los principios de igualdad y libertad. La propia riqueza del continente es causa de su gran industria y también de la alta inmigración. Las leyes controlan la división de la propiedad favoreciendo la misma pero evitando las primogenituras en la herencia, aunque de hecho se siga aplicando. De cualquier manera el peligro de que la tierra se fraccione hasta tales límites está lejos en EEUU por la extensión del pais.

Tocqueville argumenta que el sentido comercial y el amor por el bienestar están tan extendidos en América que garantizan el orden y la estabilidad. El sentido político y los pensamientos se ven influidos por el carácter de propietario y si esto es así no hay forma mas fácil de obtener un equilibrio que permitiendo que todo el mundo pueda ser propietario.

De la influencia de las leyes en el mantenimiento de la república democrática en los Estados Unidos.

Tocqueville destaca aquí tres condiciones que pueden ayudar mas que ninguna a mantener la república:

La primera es el estado federal que otorga el poder de una gran república y la seguridad de una pequeña. La segunda es el sistema municipal que evita la tiranía de la mayoría y preserva en el pueblo el amor por la libertad. La tercera es la constitución del poder judicial que ayuda a corregir los excesos de la democracia.

De la influencia de las costumbres en el mantenimiento de la república democrática en los Estados Unidos.

Tocqueville habla de costumbres en el sentido del mores latino e incluye todo el estado moral e intelectual de un pueblo.

De la religión considerada como institución política y como sirve poderosamente al mantenimiento de la república democrática en los Estados Unidos.

Las religiones encuentran junto a ellas ideas políticas que le son afines, si la religión de los primeros introdujo las ideas de libertad e igualdad en la política americana también esta idea de igualdad se ha visto potenciada entre los católicos y sobre todo entre los fieles ya que por debajo de las jerarquías sacerdotales todos los fieles son iguales y así los sacerdotes han llegado a separar claramente los dogmas de fe de la verdad política que es de competencia exclusiva de los hombres.

Influencia indirecta que ejercen las creencias religiosas en la sociedad política de los Estados Unidos.

La religión en Estados Unidos no se debe a una única iglesia sino que está fragmentada en muchas sectas que difieren en sus modos de rendir culto pero todas defienden la libertad civil aunque no van mas allá de eso de forma que no influyen de forma directa en las leyes sino que lo hacen sobre la moral y las costumbres. La libertad y la religión está tan ligadas en los Estados Unidos que no se pueden concebir una sin la otra. La fundamentación religiosa de sus principios políticos hace que se mantenga su república ya que ven en la religión una especie de límite natural a su gobierno libre.

De las principales causas que hacen poderosa la religión en América.

La religión en América ha sabido separarse del poder político y lo hace de tal manera que ningún sacerdote o pastor se presenta a cargos públicos, es mas, algunos estados dictan leyes específicas contra ello aunque no sea necesario porque la opinión pública ya lo hace. Esto ocurre no porque se margine a la religión sino porque así obtiene mucha mas influencia a cambio de perder poder político. De esta forma se mantiene una influencia constante en los principios morales de la sociedad, que después se traslada a la política, y las iglesias no se ven lastradas por el poder político. Esta división entre Iglesia y Estado garantiza el equilibrio en los dos ámbitos.

Como la ilustración, los hábitos y la experiencia práctica de los americanos contribuyen al éxito de las instituciones democráticas.

El americano medio al contrario que el europeo conoce cuáles son los límites de sus derechos y de sus deberes y además sabe como hacerlos valer ante los demás. No es que el sistema educativo americano enseñe esto a través del estudio sino que lo aprenden porque lo aplican en su vida diaria a través de sus hábitos. Esta experiencia política hace que el nivel de "ilustración" de los americanos sea mas elevado que en Europa y permite que las formas que aprende en la vida pública las aplique a su vida privada, al contrario que en Europa donde a veces se tratan temas de política como si fuera una discusión familiar o entre amigos. Esta educación hace que los pioneros que se trasladen desde el Este a los nuevos territorios posean ya todos estos principios básicos de manera que la sociedad americana se reproduzca allá donde haya un territorio colonizado.

Las leyes ayudan mas al mantenimiento de la república democrática en los Estados Unidos, mas que las causas físicas, y las costumbres mas que las leyes.

Tocqueville busca las causas del mantenimiento de la república y argumenta a través de los que para el pueden ser las causas mas importantes. Primero compara las características físicas del país con las de otros países sudamericanos y concluye que a iguales niveles de riqueza en tierras y en materias primas no se dan gobiernos iguales, ni siquiera parecidos. Las leyes pueden ser un factor pero hay una gran diferencia entre los estados de Nueva Inglaterra y los nuevos territorios, así se comprueba que con las mismas leyes no se gobierna igual ni existe el mismo equilibrio. Tocqueville concluye diciendo que son las costumbres (lo cual incluye educación, religión, hábitos, opiniones) lo que favorece que las leyes se mantengan y por tanto se mantenga la república.

¿Bastarían las leyes y las costumbres para mantener las instituciones democráticas en otra parte que no fuera América?

Tan solo se puede especular pero para Tocqueville los americanos trasladados a suelo Europeo no podrían evitar hacer cambios tanto en sus leyes como en sus costumbres. Las instituciones de un gobierno democrático no han de confundirse con las de los americanos aunque ellos sean un pueblo democrático. Tocqueville vuelve a repetir su idea de un gobierno que aún conservando la soberanía del pueblo por medio de la representatividad pudiese ser más autónomo y centralizado de manera que no tuviese que depender de los "caprichos" del electorado. Este tipo de gobierno podría trasladarse a cualquier parte y podría subsistir. Las leyes y costumbres de los americanos no son las únicas que pueden subsistir en una democracia, pero los americanos han encontrado las soluciones puntuales que les permitiesen resolver los conflictos, no se demuestra que una misma democracia pueda ser trasladada a cualquier sitio pero si demuestra que puede ser adaptada, aunque el americano sea el único ejemplo.

Importancia de lo que precede con relación a Europa.

Si una vez perdidas las relaciones sociales que permitían soportar gobiernos aristocráticos en la antigüedad la sociedad no tiende a buscar el gobierno pacífico de la mayoría quizás la única alternativa que quede sea la de un único tirano. Tocqueville no está de acuerno con que deban ser imitadas las leyes y costumbres de los americanos pero si cree que las leyes y las costumbres pueden permitir a un gobierno democrático mantener su libertad de forma que exista un pueblo instruido en el sentido y el uso de la libertad. La completa igualdad no es deseable para Tocqueville ya que el gobierno sería mejor administrado con un gobierno mas independiente aunque democrático.

Capitulo X- Algunas consideraciones sobre el estado actual y el probable futuro de las tres razas que habitan el territorio de los Estados Unidos.

Tocqueville termina aquí su discurso sobre la democracia americana que él identifica únicamente con los blancos pues son sus costumbres las que han hecho la democracia. Las dos otras razas que conviven con los blancos son los negros y los indios, de los primeros dice que son una raza que ha perdido su identidad y que no concibe otra manera de vivir que sirviendo al hombre blanco. Los negros son descritos como hobres que no pueden vivir en familia ni mucho menos crear sus propias sociedades, o al menos integrarse en la de los blancos. Sobre los Indios Tocqueville afirma que son un pueblo orgullosamente bárbaro que no sabe admitir la supuesta superioridad de los blancos.

Estado Actual y probable futuro de las tribus indias que habitan el territorio poseído por la unión.

Tocqueville describe como los blancos se apropian de las tierras de los indios ya sea comparándoselas u ofreciéndoles reservas forzosas. La ventaja de los blancos es que los indios son pueblos cazadores y no recolectores por tanto éstos dependen de la caza, si los blancos se asientan en un territorio donde ésta es abundante los indios no tienen mas remedio que irse, además los indios no comprenden el concepto de la propiedad de la tierra así que cuando estas tierras son compradas en realidad se compensa a toda la tribu por buscar otras tierras de caza, aunque en realidad no tengan ninguna alternativa mas que la muerte por inanición. De cualquier manera los indios no podrían quedarse en su territorio porque no saben cultivarlos y consideran tal trabajo indigno. Sin embargo los que se adaptaron a una vida agrícola después eran trasladados también cuando convenía ocupar un territorio mediante un nuevo trato que tampoco pensaban cumplir pasado un tiempo.

Posición que ocupa la raza negra en los Estado Unidos y peligros que su presencia hace correr a los blancos.

Tocqueville señala a la esclavitud como el peor de los males para el desarrollo de una sociedad próspera. Los negros americanos no podrán encontrar unas condiciones de igualdad en la sociedad de los blancos aún cuando éstos sean libres porque además de ser o haber sido esclavos pertenecen todos ellos a una raza distinta y esto les distingue como un colectivo mas allá de que se apliquen leyes abolicionistas o no. Los Estados que hayan adoptado la esclavitud como base de su economía generarán sociedades donde falte el carácter emprendedor e industrial necesario para hacer progresar a ese estado y de hecho tan solo hace falta compararlos con los estados de Nueva Inglaterra y aquellos estados del medio-oeste que no han adoptado la esclavitud como mano de obra. El trabajador remunerado rendirá mucho mas que el esclavo y hará crecer la economía, el esclavo, aunque no cobre un jornal, resultará mucho menos productivo. De cualquier manera las leyes abolicionistas tan solo consiguen parar la importación de esclavos o en todo caso limitar su número o hacerlos cambiar de dueño (mandarles al sur) puesto que entre las sociedades blancas no tienen futuro. El problema de la esclavitud queda de esta manera limitado al sur ya que si no se concede la libertad a los esclavos éstos acabarán tomándola por las armas y si se les concede y se les mantiene segregados acabarán rebelándose para que su libertad sea real.

¿Cuáles son las probabilidades de duración de la Unión Americana? ¿Qué peligros la amenazan?

Tocqueville entra aquí a analizar las causas por las que podría disolverse la Unión. Dado el carácter de la federación se ve que los estados son más fuertes que la unión ya que están mas cerca de la gente que el gobierno central, sus decisiones afectan a la gente de forma directa y ésta a su vez puede apela al Estado con mayor facilidad que al gobierno central. De haber un interés por parte de un estado en separarse de la unión el gobierno central no podría evitarlo ya que el estado cuenta con el apoyo del pueblo y con el de la ley al no haber nada que le obligue a mantener un contrato que ya no le satisface. En estos casos el gobierno central habría de buscar vías indirectas para mantener la cohesión. Por tanto la única razón por la que la Unión sobrevive es porque los estados quieren seguir formando parte de esa unión. El interés principal para mantener esa unión es el comercial (evitar aduanas interiores y ser fuertes ante el extranjero). Dentro del interés comercial hay que ver que dividir el territorio en barreras artificiales, pues las naturales escasean, solo consigue encarecer los productos y dificultar su movilidad.

Si los estados permanecen juntos es porque los habitantes de estos estados poseen un misma manera de entender el mundo y comparten unas costumbres y sobre todo unos intereses, la esclavitud puede ser una forma de hacer que se separe la unión ya que aunque no ataque directamente a la confederación en sus intereses si lo hace contra las costumbres, el hombre del sur se parece mas a un aristócrata y el del norte a un hombre de clase media. Una causa de desunión puede ser el progresivo crecimiento de la población y por tanto de los estados que hay que integrar en la unión, pero no sólo es el número, sino que algunos estados crecen con mucha mayor prosperidad que otros y ,por ejemplo, el sur se ve discriminado con respecto del norte y del oeste ya que con mas población y mas riqueza imponen sus leyes.

Tocqueville repasa también las relacione s entre Estados y Unión para demostrar que cuando se llega a un límite en las tensiones siempre es la Unión la que acaba doblegándose ante los interese de los estados ya que el pacto que mantiene la Unión no establece ningún arbitro común y por tanto cada Estado es capaz de considerar cuales son los límites de sus obligaciones.

De las instituciones republicanas en los Estados Unidos ¿Cuáles son sus probabilidades de duración?

Tocqueville distingue aquí la Unión de la república. La Unión existe en virtud de unas leyes que la ha creado y si estas leyes son canceladas, porque ya no interesan, esa Unión se deshará. Pero lo importante es que el espíritu republicano de los americanos subsistirá al estar enteramente basado en sus costumbres. La libertad es algo a lo que no pueden renunciar y esta libertad implica un principio de igualdad, principio que se encuentra hasta en la religión donde no existe intermediarios entre Dios y el hombre.

Algunas consideraciones sobre las causas de la grandeza comercial de los Estados Unidos.

Los comerciantes americanos, en especial lo que se refiere a la exportación marítima, poseen un espíritu mucho mas emprendedor y arriesgado que sus competidores Europeos y buscan constantemente hacer que sus productos lleguen en igual de condiciones a los mercados pero mas baratos. Esto convierte a la flota mercante Americana en la que realiza la mayoría de importaciones y exportaciones entre América Y Europa. Donde un Europeo encarece el producto esperando por las condiciones más favorables para navegar los americanos se arriesgan a costa de naufragar para vender a mejor precio. Este carácter de los americanos hace que ejerzan una gran influencia moral sobre todo entre los estados de América del sur, que serán abastecidos por los americanos al igual que Europa.

Conclusión.

Tocqueville concluye no solo que la población americana va a seguir creciendo de forma exponencial sino que además va a seguir ocupando territorios al norte y al sur, y esto ocurrirá tanto por las posibilidades del terreno como por el carácter de las costumbres de los angloamericanos que podrán integrar a un numero cada vez mayor de habitantes tanto angloamericanos como de otras razas. Solose le compara un pueblo que es el ruso, el cual aún teniendo principios distintos parece enfocado a la misma expansión.

Alexis de Tocqueville: La Democracia en América II.

Primera parte: Influencia de la democracia sobre el movimiento intelectual de los Estados Unidos.

Capitulo I.- Del método filosófico de los Americanos.

A pesar de que todos los habitantes de los estados unidos tienen formas similares de pensar y de actuar, según unos mismos principios, no tienen una escuela filosófica común ni conocen mucho las de Europa.

El americano tiene la costumbre de juzgarlo todo desde su propia razón sin guiarse por un pensamiento común, ya sea de clase o de otro tipo.

Capitulo II.- De la principal fuente de creencias en los pueblos democráticos.

Toda sociedad para poder constituirse como tal necesita de unos dogmas que no puedan ser discutidos, éstos dogmas serán fijados por alguien a quien se le considere de razón superior. En un gobierno aristocrático son unos pocos los que dictan los dogmas porque la diferencia intelectual entre ellos y el pueblo se lo permite. Cuando los gobiernos son igualitarios la confianza en las oligarquías desaparece y se sustituye por la confianza en la razón común de las masas. La creencia en el dogma de la razón común limita la capacidad de cada hombre a pensar por sí mismo y por tanto el despotismo de la mayoría actúa igual que el de la aristocracia porque el individuo siempre se somete a una razón superior.

Capitulo III.- Por qué los americanos demuestran más aptitud e inclinación por las ideas generales que sus antepasados, los ingleses.

Las ideas generales son necesarias para poder comprender el mundo y no perderse en los casos particulares, sin embargo para Tocqueville el emplear ideas generales para clasificar el mundo es algo mucho mas común en pueblos democráticos como el Americano que en paises de tradición aristocrática como Inglaterra. Aunque ambos posean un origen cultural común los americanos tratan de buscar leyes generales que satisfagan a toda la humanidad ya que su sociedad se basa en un completo igualitarismo. Una sociedad democrática emplea ideas generales para organizarse ya que no exigen profundizar en los casos particulares y se acomodan mejor a una vida dominada por lo práctico.

Capitulo IV.- Por qué los Americanos nunca se han apasionado tanto como los Franceses por las ideas políticas generales.

El pueblo americano es menos apasionado en sus manifestaciones políticas ya que la democracia y la participación de todos en la misma se ha desarrollado allí de forma natural. En Francia la pasión se produce frente a las ideas generales de su gobierno, sin embargo los americanos aceptan las ideas generales sin mas pero aquellas que tengan que ver con su comercio serán mas analizadas y el americano se hace más escéptico. Esta es la misma actitud que adopta un gobernante americano ante las ideas generales de la política.

Capitulo V- Cómo la religión se sirve, en los Estados Unidos, de las inclinaciones democráticas.

Dado que para Tocqueville las creencias dogmáticas son una necesidad, las más convenientes son las religiosas. Las épocas de libertad y democracia crean un hombre mas preocupado por si mismo que de los demás y por tanto la religión sirve de contrapeso siempre que se limite a su propio ámbito y no traspase su acción a la política, por eso, dice Tocqueville, el cristianismo sobrevive a la democracia y el Islam no. Los sacerdotes americanos se apartan de la política y garantizan así su influencia moral en el pueblo.

Capitulo VI- Del progreso del Catolicismo en los Estados Unidos.

La convivencia en los EEUU de Democracia y Catolicismo es explicado por Tocqueville diciendo que aunque la democracia predisponga a cada uno a pensar por si mismo también le inculca la idea de un poder social único. Si los americanos se convierten al catolicismo es por la uniformidad que este posee en su iglesia.

Capitulo VII.- De por qué el espíritu de los pueblo democráticos gusta el panteísmo.

El hombre que vive en un sistema democrático está inclinado a buscar visiones generales sobre todo, ve el pueblo antes que al individuo y en sus planteamientos filosóficos necesita de respuestas cada vez mas globales, por ello el panteismo es especialmente atractivo en este sentido.

Capitulo VIII.- Cómo la igualdad suscita en los americanos la idea de la perfectibilidad indefinida del hombre.

Para Tocqueville las aristocracias no conciben que el perfeccionamiento del hombre lleve al cambio sino únicamente a una mejora, pero sin un cambio de clases. Las democracias igualan a los hombres y a medida que esto sucede los propios hombres inducen cambios radicales de forma que ensanchan desmesuradamente el campo de la perfectibilidad humana.

Capitulo IX. Cómo el caso de los americanos no prueba que un pueblo democrático carezca necesariamente de gusto y afición por las ciencias, la literatura y las artes.

Tocqueville responde a las críticas contra la sociedad americana que dicen que el igualitarismo de las democracias induce a un abandono de las ciencias, las letras y las artes. Para Tocqueville es necesario distinguir entre la democracia y el carácter de los americanos. El pueblo americano posee un origen religioso y puritano cuya única aspiración intelectual era el estudio de la Biblia y que por tanto solo se interesaba por las ciencias en tanto que aportaran algo a la mejora del comercio. Sin embargo en tiempos democráticos los conocimientos se extienden a mas gente aunque quizás siga habiendo una elite rica que pueda dedicarse al estudio de ciencias, letras y artes. No existe el mismo espíritu que en los pueblos aristocráticos pero el saber se extiende mas o al menos e hace deseable por parte de más individuos.

Capitulo X.- Por qué los americanos se aplican mas a la práctica de las ciencias que a la teoría.

Para Tocqueville el espíritu de un pueblo democrático le lleva a considerar todo desde un punto de vista pragmático y por tanto a dudar de cualquier teoría hasta que haya comprobado que no puede ser falsada.

Por esta razón no hay nadie en América que se dedique al cultivo de la parte puramente teórica de las ciencias. Las democracias para Tocqueville son sociedades demasiado agitadas que no permiten establecer un estamento social dedicado a la especulación científica. El tipo de sociedad y de gobierno determina el tipo de ciencia que se haga , si la sociedad es desigual los hombres se recluyen en la investigación "orgullosa y estéril" de principios teóricos, si la sociedad es democrática el investigador se ve empujado a las aplicaciones prácticas y útiles. El mayor peligro para el conocimiento de una sociedad es olvidar el origen y el sentido de los principios teóricos de sus ciencias ya que si esto ocurre solo aplicarán las reglas de forma ciega y pueden llegar a perderlas.

Capitulo XI.- Cómo cultivan las artes los americanos.

Los americanos tienden de forma natural a ocuparse antes de lo útil que de lo bello, pues asi lo exige su sociedad, pero además el ejercicio de las artes es muy distinto en una aristocracia que en una democracia. En una aristocracia los artesanos se exigirán mucho a sí mismos pues los compradores son pocos y el precio se ha de elevar junto con la calidad. En una democracia, donde todos los hombres se igualan resulta mejor producir mas a menos precio aún a riesgo de perder calidad. Para Tocqueville la democracia no permite el cultivo del gran arte y por tanto no pasa de una multiplicidad de pequeñas obras.

Capitulo XII.- Por qué los americanos levantan tan pequeños y tan grandes monumentos.

Los americanos aprecian y engrandecen lo público tanto como se limitan a si mismos, los individuo poseen obras menores, pero cuando hay que hacer un monumento público no ponen límite a su creatividad y su gasto. Tocqueville ejemplifica esto comparando las pequeñas viviendas de los hombres con la pompa del Capitolio de Washington.

Capitulo XIII.- Caracteres propios de la literatura democrática.

Aunque para Tocqueville las jerarquías sociales y las formas de gobierno no sean los únicos determinantes de las formas literarias si son los más importantes. Una aristocracia organizará una jerarquía intelectual que pronto establecería unos rígidos límites formales a su producción literaria y que pronto se alejaría del pueblo a fuerza de querer separarse del habla de éste. Una democracia, por el contrario, no tendrá método ni forma fijos para su producción literaria ya que han de adaptarse a una sociedad heterogénea y continuamente cambiante que no posee tiempo ni voluntad de dedicarse a una obra que exija gran atención. Dominarán así las obras de lectura rápida y fácil que presenten algo nuevo aunque pasajero y casi fugaz.

Capitulo XIV.- Del trabajo literario.

La democracia convierte la literatura en un trabajo ya que un escritor posee un gran número de lectores potenciales y no ha de esforzarse en que su obra sea genial, basta con que guste.

Capitulo XV.- Por qué el estudio de la literatura griega y latina resulta particularmente útil en las sociedades democráticas.

Tocqueville señala que es provechoso para una sociedad democrática como la actual el que un sector de su sociedad, algunas universidades, se dedique al estudio de los clásico griegos y latinos para perfeccionar la literatura rápida y falta de detalles de estilo. Los clásicos conformaban sociedades aristocráticas en la práctica y por eso su literatura se desarrolló de forma mas cuidada.

Capitulo XVI.- Cómo la democracia americana ha modificado la lengua Inglesa.

Existe una diferencia entre la lengua escrita y la hablada en EEUU, esto se da porque los autores americanos toman como modelo a los Ingleses y el pueblo evoluciona por otras vías. La lengua inglesa en América evoluciona al mismo ritmo que la sociedad, las lenguas en las aristocracias no emplean voces nuevas porque no hay muchas cosas nuevas que nombrar. Las democracias introducen tantas palabras nuevas en su lengua como ideas nuevas en su sociedad. El método suele consistir en dar sentidos nuevos a términos usuales, lo cual es rápido y efectivo pero resulta peligrosos para una lengua ya que sus términos se vuelven cada vez más ambiguos.

Capitulo XVII.- Sobre algunas fuentes de la poesía en las naciones democráticas.

Para Tocqueville la poesía es una especie de ejercicio de ornamentación de la realidad o una representación de "lo ideal". La igualdad aparta de la figuración de lo ideal y hace que lo único interesante sea lo útil y lo real. Las aristocracias, al favorecer las religiones positivas también favorecen la contemplación de lo ideal. En las democracias la imaginación de los poetas se acerca mas a la tierra y a lo real, sin embargo para Tocqueville la fuente última de la poesía en democracia es el hombre mismo.

Capitulo XVIII.- Por qué los escritores y oradores americanos suelen pecar de ampulosos.

Es necesario, para Tocqueville, que los escritores se muestren ampulosos puesto que es la única manera que tienen de alejar a los lectores de aquello que le ocupa de forma constante, es decir, de ellos mismos. El escritor es excesivo en su estilo para atraer de forma rápida la atención y el lector no se detiene a corregir el estilo porque su intención no es criticar la obra.

Capitulo XIX.- Algunas observaciones sobre el teatro de los pueblos democráticos.

Si en las sociedades aristocráticas los teatros ya son los lugares comunes más "democráticos" donde coinciden pueblo y nobleza con igualdad de capacidad de crítica, con mas razón el teatro de una democracia será la expresión de los gustos de un pueblo. Un pueblo democrático no quiere ver representadas obras clásicas sino obras cuyo tema central sea ellos mismos. La democracia también produce el efecto de ver como los estilos y narraciones del teatro son muy distintos entre si ya que cada uno se adapta a su circunstancia.

Capitulo XX.- Algunas tendencias propias a la historia de la era democrática.

Existirá una gran diferencia entre el historiador de una aristocracia y el de una democracia, el primero justificará todas las revoluciones a los deseos y acciones de unos pocos y el segundo, al ver que todos los hombres son iguales, dirá que la sociedad marcha por si sola guiada por el consenso de la mayoría. No es que en las democracias deje de haber individuos aislados que puedan influir en la historia con sus acciones, sino que al ser una democracia es más difícil distinguirlos y es mas fácil explicar la historia por otras causas mas generales, causas que muchas veces tienen un carácter determinista.

Capitulo XXI.- de la elocuencia parlamentaria en los EEUU.

Para Tocqueville una asamblea democrática tiene el problema de que sus miembros son representantes directos de distritos electorales y por tanto, al estar guiados por el interés de la reelección, no dudarán en levantarse para dar un discurso que la mayoría de la veces no hace mas que entorpecer a la cámara o repetir una serie de ideas generales que ni siquiera ellos saben a que se refieren. El que xistan estos oradores en las cámaras de representantes se debe, según Tocqueville, a que el pueblo no puede distinguir la verdadera valía política desde su propia mediocridad.

Las asambleas democráticas suelen levantar mas pasiones que las aristocráticas porque en una democracia se suele hablar desde y para el pueblo de forma que el discurso adquiere mucha mas potencia, sin embargo las aristocracias tratan las leyes desde un punto de vista particular, el de ellos.

Segunda Parte: Influencia de la democracia sobre los sentimientos de los americanos.

Capitulo I.- Por qué los pueblos democráticos manifiestan un afecto por la igualdad más ardiente y duradero que por la libertad.

Para Tocqueville el ideal de una democracia es la unión de la libertad y la igualdad de forma que casi se confundan, aunque de hecho no sean la misma cosa. Los americanos tienen una pasión desmedida por la igualdad a la que no piensan renunciar y aunque pretendan alcanzar la libertad no ven otro modo de acceder a ella que a través de la igualdad. La libertad para Tocqueville se ha dado en la historia bajo diversas formas de gobierno, sin embargo en la democracia ha sido la idea de igualdad la que ha predominado en la forma de gobierno y por tanto la libertad solo se ve a través de ésta.

Capitulo II.- Del individualismo en los países democráticos.

Tocqueville vuelve a comparar las democracias con el sistema aristocrático. Primero distingue el egoísmo del individualismo de manera que éste último es propio de las democracias. Las aristocracias crean vínculos jerárquicos que hacen a cada hombre pensar en quien está por encima o por debajo de él y al mismo tiempo mantienen las familias unidas dentro de su propia jerarquía. La democracia rompe las cadenas familiares y los hombres se igualan de tal manera que cada uno solo se tiene que interesar por si mismo, su familia cercana y el círculo cerrado de sus amistades.

Capitulo III.- Cómo el individualismo es mayor que nunca después de una revolución democrática.

El paso de la aristocracia a la democracia en un Estado hace que el individualismo se acentúe ya que no solo los hombres son iguales ahora sino que se evitan unos a los otros por los odios que había generado el período de desigualdad social. Esta reacción se produce tanto en los que antes estaban en la escala superior de la sociedad como los que estaban sometidos.

Capitulo IV.- Cómo frenan los americanos el individualismo con instituciones libres.

El despotismo siempre es mas fácil de ejercer cuando los individuos están aislados unos de otro y si el principio del gobierno es una igualdad que conduce al individualismo entonces el despotismo es mucho mas fácil. Hacer que el pueblo intervenga directamente en el gobierno del la nación le hace ver que no vive aislado. El ciudadano que intervenga en un gobierno así extenderá sus propios intereses a los del interés público.

Capitulo V.- Del uso que los americanos hacen de la asociación en la vida civil.

La asociación política no es la única que existe en la democracia americana, el derecho a la asociación es ejercido en América a todos los niveles y para todo tipo de causas. La igualdad que proporciona la democracia elimina los "grandes señores" de la sociedad y por tanto el individuo no tiene fuerza si no es en asociación con los demás. En Europa cada ciudadano por separado iría a demandar al poder que corresponda la solución de un problema, en los EEUU primero se asocian y luego demandan juntos la solución. Es uno de los medios más efectivos que tiene un pueblo para gobernarse a si mismo o para reclamar una postura intelectual o moral, la asociación funciona a todos los niveles y está necesariamente ligada a la igualdad.

Capitulo VI.- De la relación entre asociaciones y periódicos.

Existe un relación de interdependencia entre periódicos y asociaciones en EEUU. La asociación de ciudadanos no siempre se encuentra reunida en una misma zona geográfica y sus miembros no pueden abandonar sus negocios con facilidad. Los periódicos sirven de lugar común para la comunicación diaria de los miembros de una asociación y es por tanto el periódico el que sustenta esa asociación, esta es la causa por la que hay tantas publicaciones en los EEUU, cada periódico se adscribe a una determinada causa (la mayoría de las veces) y subsiste porque sirve como medio de expresión diario de una asociación. Otra razón para que existan tantas publicaciones es el hecho de que el poder político se halla mas dividido que en ninguna otra nación y por tanto la participación del ciudadano en la política es continua, aquí el periódico cumple la misma función de intermediario entre los miembros de la ciudadanía y como medio de expresión de éstos.

Capitulo VII.- Relaciones entre las asociaciones civiles y políticas.

Tocqueville no niega que un pueblo que carezca de libertad de asociación política no pueda hacer asociaciones civiles, el problema es que estas asociaciones no estarán bien dirigidas ni conseguirán, por lo general, los fines que se proponen. Son las asociaciones políticas las que mas individuos reúnen y las que mas grandes objetivos alcanzan, por eso son las que mejor se organizan. Así la asociación política sirve de modelo para la civil y permite que estas se multipliquen, sin embargo la asociación civil no es vista con temor por el Estado ya que solo se encarga de asuntos particulares. Solo las asociaciones políticas pueden llegar al poder. El peligro que puedan conllevar las asociaciones políticas es contrarrestado por los beneficios (económicos) que aportan las asociaciones civiles que toman el modelo de funcionamiento de las políticas.

Capitulo VIII.- Cómo frenan lo americanos el individualismo con el principio del interés bien entendido.

El principio del interés bien entendido al que se refiere Tocqueville consiste en igualar el concepto de virtud al de utilidad. El interés común y en definitiva el de uno mismo es lo que guía al ciudadano americano, lo único que han hecho sus moralistas es hacer ver cómo lo honrado repercute en el interés común. Para Tocqueville esto se aleja de los motivos altruistas de la virtud en las sociedades aristocráticas, pero lo reconoce como un método más efectivo de mantener una virtud común.

Capitulo IX.- Cómo aplican los americanos la doctrina del interés bien entendido a la religión.

Esta doctrina del interés bien entendido no solo es compatible con la religión sino que además la impulsa ya que no puede haber mayor interés para un creyente que ganarse el paraíso aunque sus declaraciones sean del mayor altruismo. El sacerdote americano sabe que sus creyentes se guían por el interés y no solo les hace fijarse en el otro mundo sino también en éste, de manera que no se sabe si en América la iglesia es una reunión de fieles unidos por su credo o una asociación civil que quiere mantener el orden en sus comunidades a través de la religión.

Capitulo X.- De cómo el bienestar material gusta a los americanos.

Las sociedades aristocráticas tienen segmentos muy ricos y otros muy pobres de manera que esta polarización de la riqueza hace que los aristócratas sientan un cierto desapego por los bienes materiales e incluso puedan pasar sin ellos en momentos de crisis. En estas mismas sociedades los pobres no tienen grandes aspiraciones de poseer bienes materiales porque simplemente se han convencido de que nunca podrán poseerlos. Tocqueville continúa diciendo que cuando la igualdad nivela las fortunas surge una clase media que vive entre el deseo de poseer bienes materiales y el miedo de perderlos, ya que viven en sociedades muy fluctuantes. Para Tocqueville no hay en América ningún pobre que deje de soñar con poseer bienes materiales ni ningún rico que los desprecie.

Capitulo XI.- Efectos particulares que produce la persecución de los goces materiales en períodos democráticos.

Existe una diferencia entre el deseo que existe por los bienes materiales en una democracia que los que puede haber en una aristocracia. En una aristocracia es posible que el gusto por los bienes materiales venga de una degeneración del Estado, la religión y las costumbres sin embargo las democracias han sabido imponerse un carácter de moderación que según Tocqueville hace que el rico no desee lujos mayores que un hombre de clase media, bien porque él mismo haya sido pobre o porque le parece conveniente mantener esa forma de vida. Los bienes materiales no se oponen al orden, es mas, requieren de orden para que sean posibles. Ese sentido de materialismo ordenado permite un cierto apego por las cosas materiales sin poner en peligro un país.

Capitulo XII.- Por qué ciertos americanos manifiestan una religiosidad tan exaltada.

El fenómeno de la espiritalidad existe en el hombre a pesar suyo y necesita de él cuando no ve mas que cosas materiales a su alrededor, América es una tierra propicia para los predicadores ambulantes que circulan por el medio-oeste ofreciendo sus servicios religiosos a las comunidades que viven allí, y a veces fundando sectas extravagantes. Para Tocqueville el que se produzca este fenómeno religioso se debe solamente a una sociedad que está constantemente preocupada por lo material.

Capitulo XIII.- Por qué los americanos manifiestan tanta inquietud aún en su bienestar.

La democracia pone al alcance de los americanos la posibilidad, la menos, de poder alcanzar la mayoría de los bienes materiales o de optar a la profesión que él desea. Pero son tantas las cosas que se le ofrecen que rara vez es constante en nada por el deseo de alcanzarlo y probarlo todo. Pero la misma igualdad que hace atodos tener los mismos derechos y oportunidades hace a todos igual de débiles, con lo que el deseo de poseer ciertos bienes no se corresponde con el poder real de alcanzarlos.

Capitulo XIV.- Cómo la atención a los placeres materiales, a la libertad y a los asuntos públicos se unen en el espíritu de los americanos.

Los americanos demuestran el mismo interés por sus negocios privados que el que muestran por los asuntos público, su negocio le permite alcanzar su bienestar pero su libertad, basada en su igualdad, es lo que se lo garantiza y conserva. Asi los placeres materiales se alcanzan por la iniciativa privada pero no serían posibles si no hubiese libertad, y ya que la libertad se basa en la igualdad el ciudadano sabe que ha de participar en los asuntos públicos.

Capitulo XV.- Cómo las creencias religiosas desvían periódicamente a los americanos hacia los goces espirituales.

Para los americanos es tan importante su sistema político que les garantiza la libertad e igualdad a la hora de desarrollar sus empresas como su religión a la que se entregan cada domingo de forma exclusiva. En un sistema democrático como el americano hay libertad de culto pero es poco probable encontrar comunidades que no tengan ningún culto, es mas, el Estado debe evitarlo porque para Tocqueville una democracia sin una garantía moral en la religión tenderá a un materialismo demasiado peligroso.

Capitulo XVI.- Cómo una atención excesiva por el bienestar puede perjudicarle.

Los bienes materiales son productos del alma y si el hombre solo se fija en los bienes acabará reducido a un estado salvaje y disfrutará de esos bienes como las bestias.

Capitulo XVII.- Por qué conviene alejar el fin de las acciones humanas en tiempos igualitarios y confusos.

La religión al hacer que los hombres fijen sus metas en el fin prometido por esas religiones consigue que se produzca lo mismo en el orden civil. Cuando la religión de ja de tener peso en una sociedad los grandes proyectos se abandonan y el hombre solo se ocupa del futuro inmediato. Si la irreligiosidad llega a unirse a la democracia la inestabilidad haría que el estado y los moralistas tuvieran que asegurarse de que los ciudadanos siguieran realizando proyectos a largo plazo.

Capitulo XVIII.- Por qué los americanos dignifican toda profesión honesta.

Estados unidos no poseen un pasado donde haya existido una clase aristocrática ociosa y por tanto se dignifica el trabajo ya que todos son trabajadores o provienen de familias trabajadoras. No solo se dignifica el trabajo sino también el ánimo de lucro a través del trabajo al contrario que en Europa donde las clases aristocráticas que ejercían algún trabajo habían de justificarse en algún motivo más "noble".

Capitulo XIX.- Por qué los americanos suelen trabajar en la industria.

El americano medio que posea una fortuna que le permite vivir de forma tranquila aunque no ociosa verá siempre mas provecho en una actividad comercial o industrial que en una explotación agraria clásica que solo se puede permitir alguien con una fortuna lo suficientemente grande como para poder esperar. El americano vive en igualdad de condiciones y su comercio es libre, su objetivo es aumentar su fortuna lo mas que pueda en poco tiempo y ve en la industria el medio para hacerlo. Además en América no hay un corporativismo de clase que encierre a cada hombre en una actividad asi que no solo hay una industria de grandes proyectos sino también una industria de múltiples pequeños empresarios. Incluso el campo es tratado en EEUU como una industria, se roturan tierras para venderlas y se construyen granjas para el mismo fin.

Capitulo XX.- Cómo podría nacer una aristocracia de la industria.

La división del trabajo en la industria hará que el artesano se convierta en obrero, un obrero que trabajará por un salario y que se verá cada día mas embrutecido por ese trabajo, surge asi una aristocracia, una aristocracia manufacturera compuesta por los empresarios que van a polarizar la sociedad civil de manera que habrá un sector muy rico y una masa trabajadora empobrecida por sus bajos salarios que es lo que enriquece al empresario. Sin embargo esta aristocracia no mantiene las mismas relaciones que la vieja aristocracia, ni entre los miembros de la propia aristocracia ni entre los empresarios y sus trabajadores, no hay sentido del deber hacia ellos y ese es el punto débil que según Tocqueville deben aprovechar las aristocracias.

Tercera Parte

Influencia de la democracia sobre las costumbres propiamente dichas.

Capitulo I.- Cómo se dulcifican las costumbres a medida que se igualan las condiciones sociales.

El pueblo americano, al regirse sobre un principio de igualdad, es capaz de juzgar a sus semejantes con mas benevolencia de lo que hubieran hecho los señores con los vasallos en la época medieval, o los romanos con sus prisioneros. Eliminar las clases sociales y cualquier otra distinción de grado en una sociedad dulcifica las costumbres y el derecho de gentes. Cosa que se comprende bien en los EEUU cuando se observa cómo se tratan a los negros en comparación con los ciudadanos iguales en derechos, con los negros no existe sentimiento de empatía porque no se comprende su suerte.

Capitulo II.- Cómo la democracia simplifica y facilita las relaciones habituales de los americanos.

Las relaciones entre dos Ingleses siempre estarán condicionadas por su origen social ya que provienen de una sociedad donde la clase social la da la sangre y prefieren rehuir una amistad inconveniente. En EEUU no hay origen de cuna para nadie y la relación de dos americanos siempre será mucho mas natural ya que la diferencia de sus fortunas si la hubiere no dejaría de hacer que se vean como iguales, unidos por su patria.

Capitulo III.- Por qué son los americanos tan poco susceptibles en su país y tanto en el nuestro.

El estado social de los americanos les predispone a no ofenderse por pequeñeces ya que al ser su sociedad tan igualitaria no rigen las mismas normas de convivencia que en Europa donde las reglas de cortesía social se siguen de forma más estricta, el americano atiende mas al fondo que a la forma. Sin embargo el americano es mucho mas exigente en Europa en cuanto al comportamiento social, según Tocqueville esto se debe a que nadie se interesa demasiado por la América de la que él se vanagloria, por la inseguridad que le produce el orden social Europeo y porque aunque se enorgullezca de su democracia procura rodearse de todos los lujos que pueda para que no se le confunda con un simple ciudadano.

Capitulo IV.- Consecuencia de los tres capítulos precedentes.

La igualdad de condiciones sociales hace que reine el individualismo y que cada uno se ocupe de su negocios, sin embargo esa misma condición social de igualdad les hace ver lo desprotegidos que están como individuos aislados y por eso los americanos no dudan en ayudarse mutuamente cuando lo necesitan.

Capitulo V.- Cómo modifica la democracia las relaciones señor y criado.

Las antiguas sociedades mantenían unidas generaciones de señores y de criados de manera que los criados conformaban una clase con su jerarquía y sus vicios y virtudes propios. El criado se rebajaba a considerarse una parte de su señor y el señor consideraba a su criado como una extensión de si mismo. Las democracias poseen señores y criados pero ninguno de los dos obtiene su puesto por herencia de sangre, es decir, no pertenecen a estirpes de señores y criados y por tanto no hay códigos morales y de conducta que los distinga como tales. En América un criado es tal en virtud de un contrato pero en la calle el Señor y el criado se convierten en dos simples ciudadanos. En una democracia la relación es tan distante como un contrato, en la antigua sociedad los criados son fieles a sus amos porque confunden su propia existencia con la del señor. La excepción en los EEUU está en la población negra, en el sur los sirvientes si están ligados a sus amos aunque es porque les pertenecen "legalmente" y no por una unión sentimental. Los negros emancipados son sirvientes e iguales ante la ley que sus amos pero no en cuanto a las costumbres sociales que no admiten a los negros como iguales. Para Tocqueville el sirviente de una democracia nunca tien claro cuales son sus límites como ciudadano y como sirviente, quiere los beneficios de la servidumbre pero sin tener que someter su libertad a un amo.

Capitulo VI.- Cómo las instituciones y las costumbres democráticas elevan el precio y acortan la duración de los arrendamientos.

Las democracias ligan de forma diferente a propietarios y arrendatarios, aunque América no es un ejemplo ya que la tierra es muy barata y casi todo el mundo es propietario de la tierra que cultiva. Las aristocracias poseían propietarios que no solo arrendaban sus tierras por dinero sino también por respeto y favores era una relación de subordinación en arrendamientos baratos por períodos muy largos de tiempo. Las relaciones entre propietario y arrendatario en una democracia no van mas allá de un contrato y ya que ninguna obediencia es debida los precios ascienden y los tiempos de arrendamiento bajan para mantener las propiedades en el mercado.

Capitulo VII.- Influencia de la democracia sobre los salarios.

Las condiciones de igualdad social hace al obrero mas consciente de sus derechos y le permite reivindicar mejores condiciones para su trabajo, cuya calidad también reivindica. De esta manera los salarios suben junto con la igualdad social de forma paralela. Esto sucede cuando las condiciones de las empresas y los empresarios lo permiten. En otras situaciones el Empresario por la fuerza de su industria es capaz de ponerse de acuerdo con otros empresarios para fijar el precio del trabajo y mantener a los obreros en la pura subsistencia de manera que no pueden prescindir de ningún jornal, este debe ser uno de los problemas en que más ser ha de fijar un legislador en una sociedad democrática.

Capitulo VIII.- Influencia de la democracia sobre la familia.

Las familias en una democracia varían de forma considerable, ya no hay un dirección del padre sobre los hijos como existía antes porque tampoco hay un sistema político basado en una jerarquía vertical, así cuando el hijo, pasada su infancia, reivindica su independencia no hay lucha ninguna porque su padre la reconoce y también el Estado que los trata como individuos iguales. Las jerarquías internas de las familias quedan rotas y al desaparecer los lazos formales entre padres, hijos, primogénitos y hermanos aparecen los lazos naturales que les ha otorgado la igualdad.

Capitulo IX.- Educación de las muchachas en los Estados Unidos.

Como para Tocqueville es la mujer la que sustenta básicamente la moralidad en una sociedad, quedando ésta circunscrita únicamente al ámbito de lo privado dejando lo público para el hombre, es la mujer la que debe ser o bien alejada de los "vicios" de la sociedad o bien expuesta a ellos de forma prematura para que esté preparada, como hacen los americanos. El europeo educa a sus hijas en ambientes aislados de todo conocimiento sobre los "males" morales de forma que llegan a una sociedad democrática en la ignorancia y por tanto vulnerables. Los americanos adelantan la madurez de sus hijas haciéndolas autosuficientes y capaces de juzgar por si mismas lo que está mal, sus costumbres son puras pero no por ignorancia. Esto repercutirá en el bien público ya que se garantiza el bien moral de la sociedad.

Capitulo X.- Cómo asoma la jovencita en los rasgos de la esposa.

La sumisión que implica el matrimonio en una sociedad puritana e industrial como Estados Unidos es mucho mayor de lo que pueda haber entre un padre de familia y sus hijos. Para los puritanos la vida ordenada de una mujer en la familia es el signo de la pureza de sus costumbres y como comerciantes es una garantía de estabilidad y por tanto de progreso, de esta manera la mujer está atada al ámbito privado de su familia. Sin embargo, según Tocqueville, las americanas conocen el tipo de vida que implica su matrimonio y lo suelen aceptar con dignidad, aunque también es cierto que la sociedad no les da mas opciones. La "fría y austera razón" que les han inculcado para dejarlas libres de forma prematura les sirve también para aceptar lo que el matrimonio les supone.

Capitulo XI.- Cómo la igualdad de las condiciones contribuye a mantener las buenas costumbres en América.

Tocqueville afirma que una sociedad organizada jerarquicamente tendrá mas relaciones extramatrimoniales que una sociedad en condiciones de igualdad. Si no hay una relación de igualdad entre hombre y mujer por las condiciones sociales las relaciones tenderán a ser cada vez mas pasajeras y clandestinas y si a eso añadimos una sociedad que une en matrimonio a dos individuos por unir sus patrimonios tendremos otra causa más poderosa para la infidelidad. La sociedad democrática elimina las barreras sociales que impedían a una mujer casarse con quien desea y por tanto se garantiza una mayor fidelidad dentro del matrimonio, por parte de los maridos Tocqueville afirma que el carácter serio y calculador que imprime el espíritu comercial de una democracia hace de éste una pareja más fiel ya que no atiende a ciertas distracciones.

Capitulo XII.- Cómo conciben los americanos la igualdad entre hombre y mujer.

Lo que Tocqueville llama igualdad es un reparto de los roles sociales entre hombre y mujer basándose en que existe una "evidente" diferencia entre hombre y mujer tanto en lo físico como en lo moral. Esta suposición de que la mujer es esencialmente distinta del hombre en su moralidad hace que quede relegada al ámbito de lo privado no pudiendo intervenir en ningún asunto público, de hecho Tocqueville señala que este papel social es aceptado con gusto por la americanas que no ven nada de anti-natural el someterse a la voluntad de sus marido que son los guías naturales de la familia, cosa nada de extrañar en una sociedad de origen puritano donde cada hombre es un sacerdote en su casa y la mujer es mas débil tanto física; Tocqueville dice que no trabajan en el campo, como moralmente. La igualdad entre hombre y mujer para los americanos consiste en que se estiman de forma equivalente la virtud de uno y otro en el ejercicio de sus deberes dentro de la sociedad, para la mujer la virtud consiste en mantener el orden moral en su ámbito privado y apoyar a su marido y los suyos, para el hombre su ámbito es lo público y eso incluye tanto la política como las empresas comerciales.

Capítulo XIII.- Cómo la igualdad divide naturalmente a los americanos en un sinnúmero de pequeñas sociedades particulares.

Que la igualdad haga que los ciudadanos intervengan en la misma medida en la administración y en el gobierno no implica que tengan todos los mismos gustos ni las mismas costumbres pero es esa igualdad la que les permite reunirse y relacionarse en círculos sociales definidos por gustos o costumbres comunes. Es normal que a medida que el círculo de la sociedad política se ensanche el de las agrupaciones sociales se estreche y diversifique tanto. Sin embargo estas asociaciones civiles se eligen en libertad gracias a la igualdad existente, cosa que no ocurre en las aristocracias donde las barreras ya están levantadas y la inclusión en un grupo ya está determinada de antemano.

Capitulo XIV.- Algunas reflexiones sobre las maneras americanas.

Para Tocqueville en las democracias no es posible crear un código preciso de urbanidad, pero también es verdad que esta falta de atención por la forma produce relaciones mucho más sinceras y al igual que no hay tratos exquisitos tampoco hay sectores que se comporten de forma grosera. La democracia puede poseer las ideas de la aristocracia pero no sus modales, aún así tampoco los desea.

Capítulo XV.- De la gravedad de los Americanos y por qué no les impide ser frecuentemente inconsiderados.

El americano comparte ni las formas festivas del pueblo de una aristocracia ni los placeres intelectuales de la misma, el americano aparece siempre grave porque su estado social y político no les deja abandonar nunca sus negocios. Sin embargo el americano, al querer atender múltiples metas a la vez no es capaz de prestar la suficiente atención a cada una de ellas y actúa de forma irreflexiva y precipitada, como dice Tocqueville "Inconsideradamente".

Capitulo XVI.- Por qué la vanidad nacional de los americanos es más insegura y pendenciera que la de los ingleses.

Para Tocqueville los hombres de las democracias trasladan su propia vanidad a la de la nación y esa vanidad es el resultado de un estado en que las cosas son raramente permanentes y por ello se afanan en mostrarlas antes de que dejen de ser suyas. Esto ocurre en América aunque no asi en Inglaterra donde la respuesta ante las críticas desde fuera suele ser tan fría como la de los elogios ya que la aristocracia gobernante es por naturaleza reservada.

Capitulo XVII.- Cómo la sociedad parece en los Estados Unidos a la vez agitada y monótona.

La sociedad americana parece agitada y cambiante sin embargo son solo los actores los que cambian pues las acciones permanecen iguales y se repiten una y otra vez. Esto no es raro en una sociedad basada en un fuerte principio económico de manera que es la industria la principal ocupación del país. La industria requiere tanto de movilidad en el mercado como de unas estructuras fijas que se repitan y que no varíen nunca, este equilibrio dinámico es lo que da a la sociedad americana el aspecto de una agitación monótona.

Capitulo XVIII.- Del honor en los Estados Unidos y en las sociedades democráticas.

Tocqueville hace una comparación entre lo que se consideraba el honor o lo honorable en las antiguas jerarquías medievales y lo compara con lo honorable para los americanos. Lo honorable sufre una transvaloración completa cuando pasamos de una sociedad jerárquica y guerrera a otra igualitaria y basada en la industria que considera legítimo y loable el deseo de enriquecimiento de un hombre. El intento de enriquecerse conlleva un riesgo y la temeridad es admirada, así no es despreciado el que fracasa y se queda en la ruina. En América son mas censuradas que en ninguna otra parte las faltas morales que vayan contra la familia cuyo bienestar y equilibrio es sinónimo de equilibrio en los negocios. El honor tiene diversas formas, para un americano rico la ociosidad es algo que no se puede permitir socialmente aunque la desee y para un aristócrata europeo la ociosidad es necesaria para mantener su posición social aunque pase grandes necesidades. La idea fuerte de honor no puede sobrevivir en América porque es la igualdad de los hombres la que acaba con ellas, la base real del honor es que pertenece a un grupo que se define por oposición a otros, como en Estados Unidos no hay aristocracia tampoco puede haber unos límites definidos en los que se contenga "el honor".

Capitulo XIX.- Por qué hay en los Estados Unidos tantos ambiciosos y tan pocas ambiciones sobresalientes.

Para los americanos la liberación del dominio Inglés supone vencer a una sociedad aristocrática que acaparaba todos los privilegios, una vez vencida esta sociedad los Americanos desearon todo aquello que no pudieron tener antes y por tanto la ambición de los americanos se extendió con la ayuda de la democracia y la igualdad para todos. Todos estaban en igualdad de condiciones para alcanzar lo mas alto, sin embargo la sociedad se equilibró y los hombres se igualaron tanto que era casi imposible alcanzar grandes fortunas de forma rápida, como la ambición exige ser satisfecha de forma inmediata los americanos se contentan cada vez mas con metas menores y mas accesibles, de forma que no existen ambiciones sobresalientes, Tocqueville vuelve a repetir aquí su idea de que el estado debía fomentar el que se tomasen proyecto mas ambiciosos y a largo plazo por el bien de la sociedad.

Capitulo XX.- Del negocio de los cargos públicos en ciertas naciones democráticas.

Tocqueville compara América con Europa y advierte del peligro que supone un país en el que la mayoría de la población con capacidades suficientes vea la salida mas segura y rentable en la administración del Estado trabajando como funcionarios. En los estados unidos las industrias son alcanzables por cualquiera con un mínimo de capacidades y además de "autoemplearse" crean riqueza para el país. Sin embargo un país ,donde la mayor parte de la población vive del Estado, a parte de empobrecerse, corre el peligro de que esa masa funcionarial se rebele contra el mismo estado solo para conseguir mas plazas.

Capitulo XXI.- Por qué las grandes revoluciones serán cada vez menos frecuentes.

Las revoluciones en los pueblos democrático son improbables ya que al haber una gran clase media de propietarios el riesgo de perder sus posesiones, garantizadas por el estado, les disuadirá de acometer cualquier tipo de revolución o de apoyar a alguna, asi la tranquilidad de una democracia, para Tocqueville, consiste en que no haya ni gran número de ricos ni de pobres. El comercio es por naturaleza conservador y si la mayor parte de la sociedad es comerciante y poseedora de bienes muebles entonces será difícil que de esta igualdad salga una revolución. Las revoluciones solo nacen de la desigualdad. En los Estados Unidos aunque llegase a haber una desigualdad material notoria seguiría habiendo una igualdad en las opiniones que es casi inmutable, las riquezas pueden moverse rápidamente cambiando de mano en mano pero cambiar una creencia o una opinión es mucho más difícil. La opinión de la masa influye hasta tal punto que las disidencias son disimuladas de forma cuidadosa para evitar el rechazo social y cualquier idea revolucionaria encontraría rápidamente la censura de esa mayoría. Tocqueville confiesa que siente miedo porque alguna vez las inteligencias estén tan encerradas en si mismas y que los hombres no se atrevan a aceptar ningún cambio y consideren a toda teoría nueva como peligrosa.

Capitulo XXII.- Por qué los pueblos democráticos desean naturalmente la paz, y sus ejércitos, la guerra.

El paso de una aristocracia a una democracia trae varias consecuencias, primero que los oficiales dejan de ser los pertenecientes a la nobleza y por tanto en el ejercito de una democracia cualquier soldado puede llegar a ser oficial lo cual es para Tocqueville el primer motivo por el que los ejércitos democráticos desean la guerra, las "vacantes" que deja el campo de batalla, el segundo motivo se refiere al orgullo herido del militar que ve que su profesión ya no está bien considerada ya que la elite ya no participa de ella y por tanto el militar puede tener la tentación de restaurar ese orgullo conquistando el poder por medio de las armas. El tercer motivo es que los militares no son por lo general propietarios de nada y no arriesgan nada suyo en caso de guerra, salvo su vida. Aunque un pueblo democrático tenderá siempre a la paz para conservar sus bienes su ejercito supondrá siempre un peligro para Tocqueville porque se inclinará de forma natural a la guerra.

Capitulo XXIII.- Cuál es la clase mas aguerrida y revolucionaria en los ejércitos democráticos.

Para Tocqueville la clase mas aguerrida y revolucionaria dentro del ejercito es la de los suboficiales ya que estos han hecho del ejercito su profesión y aún asi su situación es precaria hasta que alcancen la oficialidad, para conseguirla deseará la guerra o una revolución que suspenda las leyes y conseguir asi el grado de oficial por otros medios. El soldado es un elemento pacífico dentro de un ejercito puesto que suelen ser ejércitos de leva cuyos soldados están de paso y desean reincorporarse a su vida civil lo antes posible. Los oficiales también son elementos neutros en cuanto a la guerra ya que si es necesario la harán pero no por iniciativa propia ya que han sacrificado muchos años en su carrera para alcanzar su posición.

Capitulo XXIV.- Por qué los ejércitos democráticos son los menos fuertes al entrar en campaña y los más temibles si la guerra se prolonga.

Un ejercito democrático que permanece largo tiempo en la paz asciende de forma muy lenta a sus oficiales de manera que cuando llega una situación de guerra el cuerpo de oficiales está compuesto por ancianos que han perdido el espíritu guerrero y el cuerpo del ejercito está compuesto por soldados de leva demasiado jóvenes y sin experiencia, así es muy probable que un ejercito sucumba. Sin embargo si ese ejercito permanece el tiempo suficiente en guerra y sobrevive es posible que acabe triunfando ya que la población que está detrás de ese ejercito ve ahora como su única industria la guerra al haber perdido ya sus negocios. Una sociedad democrática que ya haya perdido sus bienes por la guerra se entregará con el mismo interés del empresario a la propia guerra.

Capitulo XXV.- De la disciplina en los ejércitos democráticos.

La sociedad aristocrática no puede comprender que en las democracia exista una verdadera disciplina en el ejército ya que para una aristocracia la disciplina solo se obtiene con la absoluta superioridad del oficial en todos los niveles de forma que el soldado quede reducido a obedecer como un animal. En una democracia los soldados son disciplinados por la obediencia que ellos mismos se imponen y solo comprenden el valor real de la disciplina cuando están frente al enemigo y lo único importante es vencer.

Capitulo XXVI.- Algunas consideraciones sobre la guerra y las sociedades democráticas

Las sociedades democráticas basadas en un principio comercial procuran evitar la guerra en la medida de lo posible y si varias naciones democráticas se encuentran juntas es más raro aún que se produzca la guerra ya que los intereses comerciales no tardarían en entremezclarse y haría que cualquier mal ejercido sobre una nación vecina repercutiese en la propia. Las democracias no tienden a la guerra de forma natural aunque pueden disponer de sus recursos de forma mas masiva y organizada que una aristocracia, así pueden ejercer una gran resistencia pero si el ejercito es vencido en un primer momento y la capital del país es tomada ese país queda a merced de sus conquistadores. Lo contrario sucedería en un país aristocrático donde la resistencia se prolongaría en múltiples focos. La guerra civil también es un peligro raro ,para Tocqueville esto solo sería posible si se divide el ejercito pero la lucha no sería muy larga ya que una de las dos partes recibiría la potencia organizada del Estado y la otra solo se desgastaría.

Cuarta Parte.

De la influencia que ejercen las ideas y los sentimientos democráticos sobre la sociedad política.

Capitulo I.- La igualdad suscita naturalmente a los hombres el gusto por las instituciones libres.

La igualdad hace que los hombres posean una total independencia política y en consecuencia deseen instituciones libres que los gobiernen, sin embargo este amor a la igualdad que lleva directamente a la independencia tiene para Tocqueville dos peligros, uno la anarquía y otro la total servidumbre.

Capitulo II.- Que las opiniones de los pueblos democráticos en materia de gobierno favorecen naturalmente la concentración de poderes.

Los pueblos democráticos pueden sostener muchas discusiones sobre quien ha de sustentar el poder en un determinado gobierno pero una vez que ese gobierno ha sido elegido por la mayoría queda legitimado de tal manera que es ilimitado en su capacidad de acción. Asi queda concentrado el poder en el gobierno de un estado por virtud de la representación popular.

Capitulo III.- Que los sentimientos de los pueblos democráticos cooperan con sus opiniones en la concentración del poder.

Los pueblos democráticos poseen individuos que ven a sus vecinos como iguales y por ello no les deben nada por tanto pueden vivir de forma independiente ocupándose de sus negocios e intereses individuales. Una vez que el gobierno ha sido elegido se delega en el toda capacidad de gobierno de forma que será la forma de gobierno natural para las democracias. El gobierno central localiza todas las responsabilidades dejando libres a los ciudadanos para encargarse de sus asuntos.

Capitulo IV.- De algunas causas particulares y accidentales que llevan finalmente a un pueblo democrático a centralizar el poder, o que se lo impiden.

Tocqueville señala varias causas accidentales que pasan por las condiciones en las que se ha conseguido el gobierno democrático, si ha sido contra una aristocracia o no, las condiciones de libertad e igualdad que hubiera en un pueblo o el estado de guerra que puede precipitar una centarlización del poder. En general el pueblo que mejor se ha adaptado es el americano ya que ha conseguido los beneficios del gobierno central y la libertad que otorgan los gobiernos locales.

Capitulo V.- Que entre las naciones europeas de nuestros días, el poder soberano aumenta aunque los soberanos cambien frecuentemente.

Europa, al contrario que América, tiende a crear gobiernos cada vez mas centralizados que eliminan los dispositivos de gestión local. El estado tiende a controlar todas los ámbitos de la sociedad de forma directa hasta cada ciudadano. El estado no solo interviene directamente en el gobierno de los ciudadanos sino también en el control dela economía tanto pública como privada y en la administración de justicia. Tal poder del Estado lo convierte también en el único industrial que puede contaratar las obras mas importantes y decidir cuales se realizan. Asi el Estado se convierte en el legitimador de cualquier asociación empresarial o industrial.

Capitulo VI.- Que tipo de despotismo amenaza las naciones democráticas.

Para Tocqueville si se impusiera el despotismo en las sociedades democráticas éste sería mas benigno que el de los emperadores de la antigua roma ya que la sociedad de por si es tan moderada como mediocre y está adormecida por la igualdad. El nombre que se le podría dar a este tipo de gobierno no está claro ya que el déspota sería electivo pero elegido por un individuo ocupado por sus pequeños placeres cotidianos que no ve mas allá de sus hijos y amigos y que sale de su aislamiento para elegir periódicamente un nuevo amo. Si el gobernante elegido es dejado a su voluntad una vez electo sin control de ningún tipo esto supondrá un despotismo consentido por el pueblo que ya no se ocupa mas que de sus intereses particulares.

Capitulo VII.- Continúa los capítulos precedentes.

Para Tocqueville el pueblo democrático es aquel donde es mas facil instalar un gobierno despótico de carácter paternalista ya que el estado central si ninguna vigilancia lo controlaría todo hasta los menores detalles. Para Tocqueville una solución sería el crear de forma artificial y por medio de la elección un cuerpo aristocrático que tuviese todas las ventajas sin lo negativo de una antigua aristocracia y que sirviese para que el ciudadano tuviese a alguien a quien recurrir para no estar totalmente aislado. Otro medio para evitar el aislamiento es el empleo de la libertad de prensa, ya que solo la prensa puede llamar la atención sobre un problema a grandes comunidades. El poder judicial debe estar articulado de tal manera que pueda recoger las quejas de un ciudadano. Dos peligros añadidos a una democracia son el desprecio de las formas, cuya utilidad no ven, y el desprecio por los derechos individuales ante el interés general y lo útil. La principal ocupación del legislador debe ser la de defender al individuo en todas sus facetas frente a la igualación y sometimiento que supone el estado moderno.

Capitulo VIII.- Visión general del asunto.

Tocqueville hace un último repaso a todos los beneficios y lastres que para le supone la democracia y afirma que lo que mejor consigue es el bienestar de la mayoría por medio de una igualdad que si es menos elevada también es mas justa.