La Celestina; Fernando de Rojas

Renacimiento literario. Siglo de Oro de la literatura española. Tragicomedia. Novela humanista

  • Enviado por: Aitor Morales
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas
publicidad

Introducción a "La Celestina"

La Celestina tuvo un éxito de publico extraordinario desde su primera aparición, por lo que se conservan bastantes ejemplares que proceden de primeras ediciones antiguas. El texto de estas ediciones no es el mismo, ya que el autor cambió la obra. La primera edición y más antigua de las conservadas se imprimió en Burgos, por Fadrique de Basilea en 1499, y consta de dieciséis actos con el título de "Comedia de Calisto y Melibea". Hubo después varias ediciones de Toledo, Valencia y Salamanca (1500).

Estos libros tienen en común el título, que constan de dieciséis actos, que incluye una carta del autor a un amigo en el que le dice que se ha encontrado un texto anónimo y que como le ha gustado mucho ha decidido reunirlo todo en un acto —el primero— y concluir la obra. Entre 1502 y 1507 aparecieron muchas ediciones ampliadas y con el título de "Tragicomedia de Calisto y Melibea", y también "El libro de Calisto y Melibea y de la puta vieja Celestina", en Sevilla, Toledo, Salamanca y Zaragoza; ésta, de 1507, es la más antigua que se conserva de la Tragicomedia, que tiene cinco actos nuevos entre el XIV y el XV de la Comedia, y terminó al fin con veintiún actos.

Dado el gran éxito de la obra y la garra del personaje de la alcahueta empezó a llamársela La Celestina, título que ha triunfado, y además el nombre del personaje ha pasado a llamar en el idioma castellano a aquellas mujeres que ayudan en amores, tanto como si lo hacen por gusto como si lo hacen por negocio.

Resumen de la obra "La Celestina"

Calisto es un joven noble que está ciegamente enamorado de Melibéa, joven noble como él, y que conoció al entrar a su patio en busca de su halcón. Al ver que no consigue su amor, pide consejo a Pármeno, uno de sus criados, al que le promete una coraza de oro si consigue que Melibéa se enamore de él (Calisto). Pármeno acude donde una vieja anciana llamada por todos "la celestina", que tiene fama de alcahueta, bruja e incluso prostituta. Ésta, accede a ayudarle, pero a cambio de una cadena de oro. Con un pañuelo realiza un conjuro, de manera que cuanto más lo mirase Melibéa, más se enamorase de Calisto.

La celestina acude a casa de Melibéa, donde, con la escusa de pedir un poco de hilo, entrega el pañuelo embrujado. Melibéa, lo coge gustosa, y le entrega un cordón que le ceñía, famoso por haber tocado todas las reliquias de Roma y Jerusalén.

Mientras tanto, Calisto se sumergía más y más en su amor, encerrándose finalmente en su habitación, diciendo: "No quiero saber nada del mundo hasta que llegue la celestina con Melibéa."

La celestina, termina cogiendo una decisión propia, y le dice a Melibéa que se presente a las doce en el patio de su casa si se quiere encontrar con Calisto. Melibéa, se desmaya al recibir esta noticia, por su desesperado amor hacia Calisto. La celestina corre a casa de Calisto para comunicarle la buena nueva, y él, al oír esto, estalla de emoción, y le entrega la cadena de oro que le prometió.

Poco más tarde, Pármeno y Sempronio (los criados de Calisto) visitan a la celestina, y le piden un trozo de la cadena que Calisto le a entregado, según lo acordado. Ella se niega, cegada por el egoísmo, por lo que la matan. Elicia (prostituta y criada de la celestina) les denuncia, y el pueblo les ajusticia degollándolos.

Areúsa, acompañante de Elicia, está celosa de Melibéa, y decide que si ella no puede tener a Pármeno, tampoco tiene porque tener Melibéa a Calisto, por lo que decide contratar a unos mercenarios para que acaben con la vida de Calisto.

Calisto, a pesar de la desgracia, acude a su cita acompañado de un paje. Después de tanto esperar, se reúne con Melibéa, pero cuando gozaban de su amor, escucharon como el paje de Calisto estaban riñendo en la calle (con los mercenarios mandados por Areúsa). Al acudir a socorrerle, se desnuca bajando por la escala.

Melibéa, al ver que su amado Calisto estaba muerto, corre a la torre de su castillo, y a pesar de los ruegos y plegarias de su padre y su madre para que no se tire, ella lo hace, al no poder soportar la idea de la muerte de Calisto.

El autor

Realmente no se sabe si Rojas escribió esta obra, pero, aunque no se tenga una gran información sobre él, se sabe que nació en la Puebla de Montalbán (Toledo) sobre 1470 en una familia acomodada de judíos conversos. Lo que sí está claro, y lo afirma en la unas cartas que acompañaban al la obra, es que le llegó una primera parte escrita, y al gustarle tanto, decidió continuar la obra. Puede que Rojas no alcanzara el título de bachiller, pero estudió leyes en la Universidad de Salamanca. También fue alcalde varias veces de Talavera de la Reina, donde se casó y vivió. Se sabe que tenía una gran biblioteca de libros jurídicos y profanos, entre ellos, muchos históricos, enciclopédicos e incluso la obra del poeta italiano Petrarca; de estas lecturas proceden las abundantes referencias a libros clásicos que, a partir del acto segundo de "La Celestina", aparecen en la obra. Murió en 1541 en Talavera de la Reina.

Los personajes

Celestina es el personaje central de la obra por su inteligencia, habilidad, avaricia, falsedad y malas artes. Su avaricia le que la conducirá a la muerte por manos de Sempronio y Pármeno.

Calisto y Melibea Son dos jóvenes nobles, enamoradizos, románticos y religiosos, tal y como pertenece a su época. Desempeñan el típico papel de una joven pareja persiguiendo a un amor platónico, que cuando rompe esta última condición, mueren (por obligación del genero, la tragicomedia)

Sempronio y Pármeno, son los criados de Calisto, y son muy inteligentes. Son ajusticiados por matar a la celestina cuando se negó a compartir con ellos lo ganado. Están locamente enamorados le las criadas de la celestina, con las que mantienen una relación estable.

Areúsa y Elicea son las criadas de la celestina, y trabajan de prostitutas, pero son las amantes de Sempronio y Pármeno.

Temas que se tratan

El tema principal, sin duda, es el amor; es el tema que arrastra la narración. Está expuesto de diferentes maneras:

--Amor platónico: El amor entre Calisto y Melibea es un amor platónico. Por parte de Calisto, desde que conoce a Melibea hasta que queda con ella; y por parte de Melibea, desde que surgen efecto los embrujos de La Celestina, hasta que se juntan.

--Amor apasionado: Es el que viven Sempronio y Pármeno con Elicia y Areúsa; quienes, aprovechando su juventud, deciden gozarla.

--Amor imposible: Más que amor, lo que quiere la Celestina es sexo. Quizás sea por recordar su antiguo oficio.

Otros teman que se tocan, se tocan desde un segundo plano, y sin darle demasiada importancia, como podría ser la prostitución, la diferencia de clases...

Opinión personal

Esta historia me ha gustado mucho, no solo por la manera de hablar de los personajes, sino también por la sensación que provoca el amor platónico entre Calisto y Melibéa, el tira y afloja, la búsqueda del amor. Desgraciadamente, al ser una tragicomedia, los enamorados mueren.