Jorge Luis Borges

Literatura contemporánea. Literatura hispanoamericana. Siglo XX. Narrativa. Poesía. Estilo literario. Vida. Obras

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 21 páginas
publicidad
cursos destacados
Graba audio con Apple Logic Pro 9
Graba audio con Apple Logic Pro 9
En este curso aprenderemos a realizar grabaciones de audio de calidad utilizando Apple Logic Pro 9. Exploraremos todo...
Ver más información

Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
El curso de Reparación de Telefonía Celular o Móvil está orientado a todas aquellas...
Ver más información

publicidad

Mi personaje es JORGE LUIS BORGES

El 24 de agosto de 1899, a los ocho meses de gestación, nace en Buenos Aires Jorge Luis Borges en casa de Isidoro Acevedo (Tucuman), su abuelo paterno. Sus padres son Jorge Guillermo Borges (1874-1938) (profesor de psicología y autor de una novela) y Leonor Acevedo Suárez (1986-1975).

En 1901 toda su familia se traslada al barrio de Palermo, que nutrirá la mitología porteña de sus primeros libros de poesía.

Sobre el 1907 Borges ya hablaba bilingüe y aprendió a Borges niño leer en inglés antes que el castellano por influencia de su abuela materna de origen inglés i comenzó a escribir un breve ensayo sobre mitología griega. Escribe La visera fatal, Inspirada en un pasaje del Quijote.

En 1909 traduce al español, el Principe feliz de Oscar Wilde, la traducción es atribuida al padre. En 1914, y debido a su ceguera casi total, el padre se jubila y decide pasar una temporada con la familia en Europa. Debido a la guerra, se instalan en Ginebra (suiza) donde George escribirá algunos poemas en francés mientras

Borges y su hermana Norah.

estudió el bachillerato (1914-1918).

Jorge Luis Borges
En el 1916 toda su familia Borges se desplaza a España. Estancias en Barcelona y Palma de Mallorca

Pronto empezó a publicar poemas y manifiestos en la prensa literaria de España, donde reside desde 1919 hasta 1921 que Regresa a Buenos Aires. El joven poeta redescubre su ciudad natal, sobre todo los suburbios del Sur, poblados de compadritos, sobre el 1922 funda la revista Proa con Macedonio Fernández y sus compañeros de Prisma.

Empieza a escribir poemas sobre este descubrimiento La familia Borges (1), publicando su primer libro de poemas, Fervor de Buenos Aires (1923).

Regresa a Europa. Visita Londres, París y Madrid. Recorre Andalucia.

En 1924 fundación de Proa, segunda época (1924-29).

Instalado definitivamente en su ciudad natal a partir de 1924, publicó algunas revistas literarias y con dos libros más, Luna de

7

enfrente e Inquisiciones, establecerá ya en 1925 su reputación de jefe de la más joven vanguardia.
Su primera publicación registrada es una reseña de tres libros españoles escrita en francés para ser publicada en un periódico ginebrino, En los treinta años siguientes, Georgie se transforma en Borges; es decir: en uno de los más brillantes y más polémicos escritores de nuestra América. Cansado del ultraísmo (escuela experimental de poesía que se desarrolló a partir del cubismo y futurismo) que él mismo había traído de España, intenta fundar un nuevo tipo de regionalismo, enraizado en una perspectiva metafísica de la realidad. Escribe cuentos y poemas sobre el suburbio porteño, sobre el tango, sobre fatales peleas de cuchillo ("Hombre de la esquina rosada" (2),"El Puñal"(3). Pronto se cansará también de este ismo y empezará a especular por escrito sobre la narrativa fantástica o mágica, en el 1934. En el día de su 35 cumpleaños intenta "o lo fantasea" suicidarse.

En 1935 Historia universal de la infamia, y el 1938 muere su padre, y ingresa a la Biblioteca Municipal Miguel Cané como auxiliar (años sombríos)

Aparece la primera serie de Ficciones (1944). Recibe, junto con Bioy Casares, el Gran Premio de la Sociedad Argentina de Escritores (SADE). Conoce a Estela Canto, de quien se enamora sin ser correspondido; sin embargo, nace una estrecha relación amistosa que se prolongará por más de cuatro años. Aparece El Aleph (1949), el personaje de Beatriz Viterbo fue inspirado en su amada Estela Canto, a quien dedicó y regaló el original del cuento.

En 1950 es elegido presidente de la SADE (Sociedad argentina de escritores) en un momento en que la institución era considerada contraria al régimen peronista. Ocupa la cátedra de literatura inglesa en la Asociación Argentina de Cultura Inglesa. Comienza su interés por la cultura anglosajona antigua. Aparece La muerte y la brújula (1951) Aparición en París de su primera recopilación traducida al francés, preparada por Roger Caillois (1952), un año más tarde abandona la presidencia de la SADE. En el 1955 fin del gobierno peronista. Borges es nombrado director de la Biblioteca Nacional. Ingresa en la Academia Argentina de Letras. En colaboración con Bioy Casares publica los guiones cinematograficos Los orilleros y El paraiso de los creyentes, además de un volumen sobre poesia gauchesca.

Borges, a principios de los años 50

Colaboraciones con otros autores.

9

Se le otorga el Premio Nacional de Literatura (1956) Profesor de literatura inglesa en la facultad de Filosofía de la Universidad de Buenos Aires. Primeras manifestaciones de su ceguera.

("Mi ceguera fue soportable porque no fue súbita, fue gradual, como un lento atardecer de verano").

Sobre el 1957 se publica el Manual de zoología fantástica en colaboración con Margarita Guerrero. Publicación en Paris, de Enquetes, una recopilación de ensayos.

Traduce al francés de Historia universal de lainfamia  e Historia de la eternidad (1958) que aparecen en un único volumen. Se inicia su fama y popularidad en Europa, a partir de las traducciones francesas de Roger Caillois. Aparece El hacedor (1960), uno de sus libros predilectos.

Obtiene en 1961 el Premio Formentor compartido con Samuel Beckett. Se publica su Antología personal. Aparición de la versión inglesa de Ficciones.

Comienza a viajar por Europa donde imparte una serie de conferencias (Inglaterra, Francia, Suiza, España)

Aparece la Obra poética (1964), recopilación de su poesía.

En el 1967 se casa con Elsa Astete Millán, a la que conoce desde su juventud. El matrimonio resulta un fracaso

Se publica la Nueva antologia personal (1968). Viaje a Israel, donde es recibido por el presidente del país. En el 1969 viajó a Estados Unidos, invitado por la Universidad de Oklahoma. Seguidamente en 1970 se separa de su esposa. Publica El informe de Brodie, tras dieciseis años sin publicar narraciones. Nuevo Premio en Brasil. Se multiplican las traducciones de su obra. En Oxford (1971), es nombrado Doctor honoris causa. En la I.C.A de Londres, ofrece una serie de conferencias que tuvo un impresionante éxito .Visita Islandia, invitado por la Asociación de escritores islandeses. En España, aparecen ediciones populares de sus libros.

Viaja a Madrid (1973), invitado por el Instituto de Cultura hispánica, donde dicta dos tumultuosas conferencias.

Abandona su cargo en la Biblioteca Nacional (1974)

En 1975 muerte de la madre, Leonor Acevedo. Publica El libro de Arena. Su nombre vuelve a sonar en las quinielas del Nobel.


El académico sueco Arthur Lundkvist declara que Borges no obtendrá nunca el Nobel de Literatura por su actitud política, demostrando una vez más que el galardón sueco no es tanto un reconocimiento a la calidad literaria de un autor como un premio a lo intachable de su conducta politico-moral. El Nobel no sería, por lo tanto, más que un galardón a lo que hoy llamaríamos corrección política. Aparición del Libro de Sueños. 11

En Paris (1977), La Sorbona lo nombra doctor honoris causa. Viajó a Grecia. Visitó Creta y el mítico laberinto de Cnossos.

Medalla de oro de la Academia francesa (1979). Condecoración por el gobierno de Islandia. En Buenos Aires, le operan de un tumor benigno de próstata.

En 1980 consiguió el Premio Cervantes, máximo galardón literario de la lengua española, ex-aequo con Gerardo Diego.
Multitudinaria recepción en la Universidad Central de Barcelona. Borges condena la represión política en Argentina.
Vuelve a ser entrevistado para el programa A fondo, de RTVE, a raíz de la concesión del Cervantes. Esta entrevista también
está disponible en video.

El presidente de la República italiana, Sandro Pertini,le hace entrega del Premio Balzán (1981)

En Francia, el presidente François Mitterrand le hace entrega de la Legión de Honor. Sus obras completas son incluidas en la Biblioteca La Pléiade cultura anglosajona antigua.

En noviembre de 1985, se le detecta

un cáncer de hígado.,

Borges y Maria Kodama, en 1981

Pasa en Ginebra sus últimos días junto a Maria Kodama, y finalmente un año más tarde en 1986, exactamente el 26 de abril contrae enlace con María Kodama. El 14 de junio Jorge Luis BORGES muere en Ginebra.

13

Todas sus obras:

POESIA

Fervor de Buenos Aires (1923)
Luna de enfrente (1925)
Cuaderno San Martín (1929)
Poemas (1923-1943)
El hacedor (1960)
Para las seis cuerdas (1967)
El otro, el mismo (1969)
Elogio de la sombra (1969)
El oro de los tigres (1972)
La rosa profunda (1975)
Obra poética (1923-1976)
La moneda de hierro (1976)
Historia de la noche (1976)
La cifra (1981)
Los conjurados (1985)

ENSAYOS

Inquisiciones (1925)
El tamaño de mi esperanza (1926)
El idioma de los argentinos (1928)
Evaristo Carriego (1930)
Discusión (1932)
Historia de la eternidad (1936)
Aspectos de la poesía gauchesca (1950)
Otras inquisiciones (1952)
El congreso (1971)
Libro de sueños (1976)

CUENTOS

El jardín de senderos que se bifurcan (1941)
Ficciones (1944)
El Aleph (1949)
La muerte y la brújula (1951)
El informe Brodie (1970)
El libro de arena (1975)

 

Ficciones:

No clasificados

Historia universal de la infamia (1935)
El libro de los seres imaginarios (1968)
Atlas (1985)

EN COLABORACION CON
ADOLFO BIOY CASARES

Seis problemas para don Isidro Parodi (1942)
Un modelo para la muerte (1946)
Dos fantasías memorables (1946)
Los orilleros (1955). Guión cinematográfico.
El paraíso de los creyentes (1955). Guión cinematográfico.
Nuevos cuentos de Bustos Domecq (1977).

CON OTROS AUTORES

Antiguas literaturas germánicas (México, 1951)
El "Martín Fierro"(1953)
Leopoldo Lugones (1955)
La hermana Eloísa (1955)
Manual de zoología fantástica (México, 1957)
Antología de la literatura fantástica (1940)
Obras escogidas (1948)
Obras completas (1953)
Nueva antología personal (1968)
Obras completas (1972)
Prólogos (1975)
Obras completas en colaboración (1979)
Textos cautivos (1986), textos publicados en la revista El hogar
Borges en revista multicolor (1995): notas, traducciones y reseñas bibliográficas en el diario Crítica.

15

Este cuento incluido en el libro Ficciones, de Jorge Luis Borges, plantea la idea de un hombre empeñado en soñar a otro hombre y que en definitiva es el sueño de un tercero. Es un claro ejemplo del universo borgiano inquietante y escéptico sobre la realidad de las cosas.

El propósito que lo guiaba no era imposible, aunque sí sobrenatural. Quería soñar un hombre: quería soñarlo con integridad minuciosa e imponerlo a la realidad. Ese proyecto mágico había agotado el espacio entero de su alma; si alguien le hubiera preguntado su propio nombre o cualquier rasgo de su vida anterior, no habría acertado a responder. Le convenía el templo inhabitado y despedazado, porque era un mínimo de mundo visible; la cercanía de los leñadores también, porque éstos se encargaban de subvenir a sus necesidades frugales. El arroz y las frutas de su tributo eran pábulo suficiente para su cuerpo, consagrado a la única tarea de dormir y soñar.

Al principio, los sueños eran caóticos; poco después, fueron de naturaleza dialéctica. El forastero se soñaba en el centro de un anfiteatro circular que era de algún modo el templo incendiado: nubes de alumnos taciturnos fatigaban las gradas; las caras de los últimos pendían a muchos siglos de distancia y a una altura estelar, pero eran del todo precisas. El hombre les dictaba lecciones de anatomía, de cosmografía, de magia: los rostros escuchaban con ansiedad y procuraban responder con entendimiento, como si adivinaran la importancia de aquel examen, que redimiría a uno de ellos de su condición de vana apariencia y lo interpolaría en el mundo real. El hombre, en el sueño y en la vigilia, consideraba las respuestas de sus fantasmas, no se dejaba embaucar por los impostores, adivinaba en ciertas perplejidades una inteligencia creciente. Buscaba un alma que mereciera participar en el universo.

A las nueve o diez noches comprendió con alguna amargura que nada podía esperar de aquellos alumnos que aceptaban con pasividad su doctrina y sí de aquellos que arriesgaban, a veces, una contradicción razonable. Los primeros, aunque dignos de amor y de buen afecto, no podían ascender a individuos; los últimos preexistían un poco más. Una tarde (ahora también las tardes eran tributarias del sueño, ahora no velaba sino un par de horas en el amanecer) licenció para siempre el vasto colegio ilusorio y se quedó con un solo alumno. Era un muchacho taciturno, cetrino, díscolo a veces, de rasgos afilados que repetían los de su soñador. No lo desconcertó por mucho tiempo la brusca eliminación de los condiscípulos; su progreso, al cabo de unas pocas lecciones particulares, pudo maravillar al maestro. Sin embargo, la catástrofe sobrevino. El hombre, un día, emergió del sueño como de un desierto viscoso, miró la vana luz de la tarde que al pronto confundió con la aurora y comprendió que no había soñado. Toda esa noche y todo el día, la intolerable lucidez del insomnio se abatió contra él. Quiso explorar la selva, extenuarse, apenas alcanzó entre la cicuta unas rachas de sueño débil, veteadas fugazmente de visiones de tipo rudimental: inservibles. Quiso congregar el colegio y apenas hubo articulado unas breves palabras de exhortación, éste se deformó, se borró.

17

En la casi perpetua vigilia, lágrimas de ira le quemaban los viejos ojos.

Comprendió que el empeño de modelar la materia incoherente y vertiginosa de que se componen los sueños es el más arduo que puede acometer un varón, aunque penetre todos los enigmas del orden superior y del inferior: mucho más arduo que tejer una cuerda de arena o que amonedar el viento sin cara. Comprendió que un fracaso inicial era inevitable. Juró olvidar la enorme alucinación que lo había desviado al principio y buscó otro método de trabajo. Antes de ejercitarlo, dedicó un mes a la reposición de las fuerzas que había malgastado el delirio. Abandonó toda premeditación de soñar y casi acto continuo logró dormir un trecho razonable del día. Las raras veces que soñó durante ese período, no reparó en los sueños. Para reanudar la tarea, esperó que el disco de la luna fuera perfecto. Luego, en la tarde, se purificó en las aguas del río, adoró los dioses planetarios, pronunció las sílabas lícitas de un nombre poderoso y durmió. Casi inmediatamente, soñó con un corazón que latía.

Lo soñó activo, caluroso, secreto, del grandor de un puño cerrado, color granate en la penumbra de un cuerpo humano aun sin cara ni sexo; con minucioso amor lo soñó, durante catorce lúcidas noches. Cada noche, lo percibía con mayor evidencia. No lo tocaba: se limitaba a atestiguarlo, a observarlo, tal vez a corregirlo con la mirada. Lo percibía, lo vivía, desde muchas distancias y muchos ángulos. La noche catorcena rozó la arteria pulmonar con el índice y luego todo el corazón, desde afuera y adentro. El examen lo satisfizo. Deliberadamente no soñó durante una noche: luego retomó el corazón, invocó el nombre de un planeta y emprendió la visión de otro de los órganos principales. Antes de un año llegó al esqueleto, a los párpados. El pelo innumerable fue tal vez la tarea más difícil. Soñó un hombre íntegro, un mancebo, pero éste no se incorporaba ni hablaba ni podía abrir los ojos. Noche tras noche, el hombre lo soñaba dormido.

Libro de arena:

El relato comienza en la calle Belgrano, mientras el narrador nos asegura que es verídico y nos describe al hombre que inicia la trama de esta historia.

Como muchas de las obras de Borges, es un libro que no termina cuando lees la última página, termina cuando dejas de meditar sobre él, cuando dejas de preguntarte lo que hubieras hecho en lugar del protagonista, o cuando dejas de analizar la existencia de un libro infinito, como la arena del mar.

“El libro de Arena” es una excelente demostración del mundo fantástico, metafísico y totalmente subjetivo que creo Borges a lo largo de toda su producción, mediante la cual logra retener la atención del lector aún más allá del final.

La historia comienza cuando el Libro de Arena, llega a manos del narrador por medio del destino, representado por un hombre descrito como pobre, decente y vestido de gris, procedente de las Orcadas, Escocia.

El narrador, lo identifica como a un vendedor de Biblias, y dado que él poseía algunas de interesante procedencia y calidad, al principio no despierta su interés, sin embargo, al mostrarle el vendedor el libro de

19

arena, y relatarle que es un libro infinito, que no tiene primera ni última página, nuestro narrador empieza a interesarse.

Tras comprobar que el hombre de gris está decidido a vendérselo y que llegó a su casa con aquel único fin, le ofrece su última jubilación, y una Biblia muy preciada herencia de sus padres, escrita por John Wiclif, y ya que el vendedor la había adquirido por algunas rupias en Bikavir, el negocio se cierra.

Para el nuevo poseedor del libro, éste se convierte en una obsesión, descubre finalmente que lo que el vendedor afirmó era cierto, el libro de arena no tenía principio ni fin, jamás podía volver a encontrar una página que había visto o una ilustración que había mirado y anotado en un cuaderno, pues estas solo aparecían cada 2000 páginas y nunca se repitieron.

Que harías con libro así? Nuestro narrador pensó en quemarlo, pero que pasaría con el humo eterno? ¿Estarías dispuesto a conservarlo únicamente? ¿O a leerlo, estudiarlo y probablemente descifrarlo?

Uno más de los fascinantes relatos de Jorge Luis Borges, quien demuestra de esta forma una vez más su facilidad para conducir al lector por laberintos de imaginación.

La muerte i la brújula:

Parece girar en torno a la historia de tres asesinatos en serie. El investigador Lönnrot sabe que los crímenes se están cometiendo de acuerdo a los principios de la Kábala. Es llevado a creer, erróneamente, que el cuadrángulo es la figura a realizarse en el espacio y el tiempo pues las letras que componen el nombre de Dios --el supremo tetragrámaton-- ya han sido articuladas. Lönnrot cree que habrá un cuarto asesinato pues un número de evidencias, hábilmente tejidas por las fuerzas del mal, le hace pensar que así será el proyecto. Sin embargo, el tercer asesinato no se había cometido aún cuando Lönnrot acude a “las soledades de Triste-le-Roy” (162). Lönnrot es engañado desde razonamientos cabalísticos. Por ello (o por el destino) acude al sitio donde ha de ocurrir el tercer asesinato, el suyo, sin saber que su presencia --y su muerte-- completaría el tercer vórtice del triángulo perfecto, sitio donde deberá morir él de acuerdo al plan elaborado por Scharlach (o Gryphius) el cual se fundamenta en el triángulo equilátero y no en el cuadrángulo. Triste-Le- Roy es el tercer vórtice, escenario triangular del principio y del final del cuento. Lo interesante es que Lönnrot, conocedor de la Kábala, parece estar de acuerdo con su muerte pues su actitud en los momentos finales del cuento da a entender que debe cumplirse la tercera muerte --la suya-- para cerrar el ciclo cabalístico abierto por Scharlach. Al final del cuento, Lönnrot le dice al asesino que, de tenerle éste una segunda muerte reservada para él, lo mate de acuerdo al principio de la línea recta y le describe cómo debería hacerlo. Sin embargo, de haber seguido el asesino las instrucciones que Lönnrot le brinda al final del cuento, el asesinato no se podría haber cometido. Es interesante observar--repito-- la frialdad con que Lönnrot coge el hecho de su muerte al saberla inevitable, o tal vez por su ciega creencia en la Kábala.

21

Cuando Lönnrot camina hacia el tercer vórtice entra en los diversos laberintos que constituyen Triste-le-Roy. Creemos reconocer que en este cuento también está presente el principio hasidico de que Dios está en todas partes, incluso en el mal. Dios no hace nada por salvar a Lönnrot de la muerte, a pesar de haber estado EL presente, en Triste-le-Roy, en el momento de su ejecución.

El informe de broide:

A la hora de hacer el resumen me plantee la manera de hacerlo: Si explicar relato a relato brevemente, o explicar más concretamente los que más me agradaron o sorprendieron. Al final me decidí por la segunda opción, pues al no gustarme bastantes de los relatos, habría realizado el trabajo con desgana y sin motivación.

Lo primero que hay que destacar es que todos los relatos del libro están interconectados entre sí y giran sobre un mismo tema: La vida de Borges. Probablemente a Borges le hallan narrado más de mil historias durante su larga vida, pero estas por alguna razón concreta le llamaron más la atención. Todas tienen alguna relación entre sí, e incluso diría que toda la obra de Borges tiene relación, o por llamarlo de otra manera un “factor común” que las enlaza. Si una persona leyera tres obras de Borges seguidas, aunque trataran los más diversos temas, seguro que podría marcar un esquema de una alguna parte de la vida de Borges. De esta conclusión podríamos afirmar que toda la obra de Borges es autobiográfica

Así cómo los libros de Borges están relacionados entre sí, también lo esta El informe de brodie interiormente, es decir que todos los relatos son el transcurrir de una vida. En todos los relatos comienza explicando el origen del relato, la persona que se lo narro y también en todos ellos avisa que su mente de escritor puede haber cambiado el relato.

No voy a resumir los relatos uno a uno, pues para eso es mejor leerse el libro, pero si voy a destacar los rasgos esenciales de dos en especial, sobre los cuales haré hincapié. Un relato me impacto especialmente, no por la historia en sí, sino por el desenlace. El otro duelo

Oro de los tigres:

Pastor de los rebaños de los mares y poseedor del don de profecía, prefería ocultar lo que sabía y entretejer oráculos dispares. Urgido por las gentes asumía la forma de un león o de una hoguera.De Proteo el egipcio no te asombres, tú que eres uno y eres muchos hombres.

...Atrapado, asumía la inasible forma del huracán o de la hoguera o del tigre de oro o la pantera o de agua que en el agua es invisible.

Tú también estás hecho de inconstantes ayeres y mañanas. Mientras, antes...

EL CIEGO...El desnivel acecha. Cada paso puede ser la caída. Soy el lento prisionero de un tiempo soñoliento que no marca su aurora ni su ocaso. Es de noche. No hay otros. Con el verso debo labrar mi insípido universo.

23

II

Desde mi nacimiento, que fue el noventa y nueve...el tiempo minucioso, que en la memoria es breve, me fue hurtando las formas visibles de este mundo. Los días y las noches limaron los perfiles... En vano interrogaron mis ojos agotados las vanas bibliotecas y los vanos atriles. Ahora sólo perduran las formas amarillas y sólo puedo ver para ver pesadillas.

El otro, el mismo:

INSOMNIO

En vano quiero distraerme del cuerpo y del desvelo de un espejo incesante que lo prodiga y que lo acecha y de la casa que repite sus patios...En vano espero las desintegraciones y los símbolos que preceden al sueño.

LA NOCHE CÍCLICA

No sé si volveremos en un ciclo segundo como vuelven las cifras de un fracción periódica; pero sé que una oscura rotación pitagórica noche a noche me deja en un lugar del mundo.

DEL INFIERNO Y DEL CIELO

En el cristal de un sueño he vislumbrado el Cielo y el Infierno prometidos: cuando el Juicio retumbe en las trompetas últimas y el planeta milenario sea obliterado y bruscamente cesen ¡oh! Tiempo tus efímeras pirámides, los colores y líneas del pasado definirán en la tiniebla un rostro durmiente, inmóvil, fiel, inalterable (tal vez el de la amada, quizá el tuyo) y la contemplación de ese inmediato rostro incesante, intacto, incorruptible, será para los réprobos, Infierno; para los elegidos, Paraíso.

POEMA DEL CUARTO ELEMENTO

Fué, en las cosmogonías, el origen secreto de la tierra que nutre, del fuego que devora, de los dioses que rigen el poniente y la aurora. (Así lo afirman Séneca y Tales de Mileto).

A UN POETA MENOR DE LA ANTOLOGÍA

Sobre otros arrojaron los dioses la inexorable luz de la gloria, que mira las entrañas y enumera las grietas, ...que acaba por rajar la rosa que venera; contigo fueron más piadosos hermano...de tí sólo sabemos, oscuro amigo, que oiste el ruiseñor, una tarde.

LÍMITES

Si para todo hay término y hay tasa y última vez y nunca más y olvido ¿Quién nos dirá de quién, en esta casa, sin saberlo, nos hemos despedido?

EL GOLEM

En la hora de angustia y de luz vaga, en su Golem los ojos detenía. ¿Quién nos dirá las cosas que sentía Dios, al mirar a su rabino en Praga?

EL DESPERTAR

Entra la luz y asciendo torpemente de los sueños al sueño compartido...y vuelve también la cotidiana historia: mi voz, mi rostro, mi temor, mi suerte. ¿Ah, si aquel otro despertar, la muerte, me deparara un tiempo sin memoria de mi nombre y de todo lo que he sido!

LOS ENIGMAS

¿Qué errante laberinto, qué blancura ciega de resplandor será mi suerte, cuando me entregue el fin de esta aventura la curiosa experiencia de la muerte? Quiero beber su cristalino Olvido, ser par siempre; pero no haber sido. 25

EL INSTANTE

El hoy es fugaz es tenue y es eterno; otro Cielo no esperes ni otro Infierno.

A QUIEN ESTÁ LEYÉNDOME

El universo es como tú , Proteo. Sombra, irás a la sombra que te aguarda fatal en el confín de tu jornada; piensa que de algún modo ya estás muerto.

EL ALQUIMISTA

El alquimista piensa en las secretas leyes que unen planetas y metales. Y mientras cree tocar enardecido el oro aquél que matará la Muerte, Dios, que sabe de alquimia, lo convierte en polvo, en nadie, en nada y en olvido.

EL SUEÑO

Si el sueño fuera como dicen una tregua, un puro reposo de la mente, ¿Porqué si te despiertan bruscamente, sientes que te han robado una fortuna?

JUNÍN

Vuelvo a Junín, donde no estuve nunca, a tu Junín abuelo Borges. Te imagino severo, un poco triste. Quién me dirá cómo eras y quién fuiste.

EL MAR

Antes que el tiempo se acuñara en días, el mar, el siempre mar, ya estaba y era. ¿Quién es el mar? ¿Quién es aquel violento y antiguo ser...abismo y resplandor y azar y viento? Quien lo mira lo ve por vez primera...con el asombro que las cosas elementales dejan, las hermosas tardes, la luna, el fuego de una hoguera.

AL HIJO

No soy yo quien te engendra. Son los muertos.Son mi padre, su padre y sus mayores; son los que un largo dédalo de amores trazaron desde Adán y los desiertos...

Historia de la noche:

EL ESPEJO

Yo de niño temía que el espejo me mostrara otra cara o una ciega máscara impersonal que ocultaría algo sin duda atroz....se desviara del curso cotidiano de las horas del hombre y hospedara en su vago confín imginario seres y formas y colores nuevos.

Yo temo ahora que el espejo encierre el verdadero rostro de mi alma, lastimada de sombras y de culpas, el que Dios ve y acaso ven los hombres.

THE THING I AM

He olvidado mi nombre. No soy Borges...ni Acevedo, soñando una batalla, ni mi padre, inclinado sobre el libro o aceptando la muerte en la mañana...soy apenas la sombra que proyectan esas íntimas sombras intrincadas. Soy su memoria, pero soy el otro que estuvo, como Dante y como todos los hombres, en el raro Paraíso y en los muchos Infiernos necesarios.

Soy la carne y la cara que no veo. Soy al cabo del día el resignado que dispone de un modo algo distinto las voces de la lengua castellana para narrar las fábulas que agotan lo que se llama la literatura.

Soy el que no conoce otro consuelo que recordar el tiempo de la dicha.

27

Soy a veces la dicha inmerecida. Soy el que sabe que no es más que un eco. Soy la cosa que soy.Soy lo que sobrevive a los cobardes y a los fatuos que han sido

LA ESPERA

Antes que suene el presuroso timbre y abran la puerta y entres, oh esperada por la ansiedad, el universo tiene que haber ejecutado una infinita serie de actos concretos.

La arena no sabría numerarlos. En mi pecho, el reloj de sangre mide el temeroso tiempo de la espera.

Antes que llegues, un monje tiene que soñar con un ancla, un tigre tiene que morir en Sumatra, nueve hombres tienen que morir en Borneo.

EL ENAMORADO

Lunas, marfiles, instrumentos, rosas...las nueve cifras y el cambiante cero, debo fingir que existen esas cosas. Debo fingir las armas y la pira de la epopeya y los pesados mares que roen de la tierra los pilares. Debo fingir que hay otros. Es mentira.

Sólo tú eres. Tú mi desventura y mi ventura, inagotable y pura.

"el amor es siempre el mismo cambian los objetos de ese amor" J.L.B.

EL LIBRO

Apenas una cosa entre las cosas...Encierra sonido y furia y noche y escarlata. Mi alma la sopesa. Quién diría que contiene el infierno: las barbadas brujas...los puñales que ejecutan...el aire delicado del castillo que te verá morir...

Ese tumulto silencioso duerme en el ámbito de uno de los libros del tranquilo anaquel. Duerme y espera.

MILONGA DEL FORASTERO

...Al forastero le han dicho que en el pago hay un valiente.

Para probarlo ha venido y lo busca entre la gente.

...Ya se cruzan los puñales, ya se enredó la madeja,

ya quedó tendido un hombre que muere y que no se queja.

...No vale ser el más diestro, no vale ser el más fuerte;

siempre el que muere es aquel que vino a buscar la muerte.

"aunque no parezca, un soneto mío procede de varias generaciones de borradores, en cambio las milongas no, las escribo directamente...casi contra mi voluntad, porque eso me sale espontáneamente y lo demás no. ..Me equivoqué una sola vez. Había puesto: Milonga de los troperos que hartos de polvo y camino compraban tabaco negro en el Paso del Molino. Evidentemente, yo oí mal la primera vez y puse compraban, pero es pitaban...pitaban tabaco negro"

J.L.B. en Conversaciones con Antonio Carrizo en agosto de 1979, publicadas por Fondo de Cultura Económica, México.

HISTORIA DE LA NOCHE

...En el principio era ceguera y sueño y espinas que laceran el pie desnudo y temor de los lobos.

...nunca sabremos en qué siglo fue cifra del espacio de estrellas.

...Ahora la sentimos inagotable como un antiguo vino y nadie puede contemplarla sin vértigo y el tiempo la ha cargado de eternidad.

Y pensar que no existiría sin esos tenues instrumentos, los ojos.

29

EL ALEPH:

Argumento:

Este cuento narra la vida de Benjamin Otálora, quien a una temprana edad, fue mandado a entregarle una carta a Azevedo Bandeira, de Uruguay. En la búsqueda de Bandeira, Otálora encuentra un ambiente de peligro, ya que Bandeira es jefe de una banda de troperos. Este ambiente le llama la atención a Otálora y decide vivirlo un poco antes de encontrar a Bandeira.

En una discusión que se arma entre unos troperos, aparece Bandeira, y Otálora lo encuentra por error. Cuando se entera de que ese hombre es Bandeira, decide romper la carta, y relacionarse con él.

Una noche, Bandeira lo manda a buscar, para que vaya con otros troperos, a formar una tropa a Tacuarembó. A Otálora le excita formar parte de la tropa de Bandeira, ya que esto es símbolo de respeto y de intimidad.

Con este viaje comienza la ambición de Otálora, ya que busca cada día más llegar a ser un elemento más importante de la tropa. Esta búsqueda, incluye la muerte de un tropero, propiciada por Otálora, para usurpar su lugar.

En un viaje a Montevideo, se rumora que Bandeira está enfermo. En una visita a la casa de Bandeira, le asignan a Otálora a servir directamente a Bandeira en su habitación. Cuando ya se encuentra en la habitación, Otálora ve en las condiciones en que se encuentra Bandeira, y le molesta que un viejo sea quien tenga tantos a su mando. En eso, entra la mujer de Bandeira, una mujer de pelo colorado, y se le ordena a Otálora a salirse de la habitación.

Aquí es que la ambición de Otálora llega a su clímax, cuando decide que desea usurpar a Bandeira.

En su misión, Bandeira decide trasladarse a Montevideo, y con la mudanza manda a su guardaespalda, Ulpanio Suarez, con quien Otálora inicia una amistad. Al cabo de un tiempo, Otálora le confiesa su plan contra Bandeira.

Un día, en un tiroteo que se arma en Tacuarembó, Otálora se toma los atributos de Bandeira y toma mando, mandando a los orientales. Esa misma noche, se acuesta con la mujer de pelo colorado.

Por hay comienza la decadencia de Bandeira, ya que poco a poco, Otálora lo comienza a usurpar.

Una noche en 1894, Bandeira se levanta y busca a su mujer, le dice que sabe sobre el romance que Otálora y ella están teniendo, y ya que siente ese amor uno por el otro, delante de todos deben profesarlo. La agarran y la hacen besarlo. Y en ese instante es que Otálora se da cuenta de que todo lo que ha vivido cuando usurpaba a Bandeira, fue porque el mismo Bandeira se lo dejó vivir, ya que iba a morir en sus manos de cualquier manera.

Personajes Principales:

Benjamín Otálora: Es el personaje principal del cuento. Otálora se deja llevar de sus ambiciones, y cae en un estilo de vida peligroso, ya que forma parte de un grupo de troperos contrabandistas. Este es quien busca reemplazar a Bandeira.

31

Azevedo Bandeira: Jefe del bando de troperos. Quien le da entrada a Otálora en su banda, y quien se hace el ignorante cuando descubre que Otálora busca usurparlo.

Ulpanio Suárez: Es el guardaespaldas de Bandeira, que se hace amigo de Otálora, sólo para traicionarlo, luego de que se entera del plan de Otálora contra Bandeira.

Mujer de pelo colorado: Es la mujer de Bandeira, que luego tiene un romance con Otálora, y al final es obligada a besar a Otálora delante de Bandeira.

Opinión personal sobre la obra:

Me gusto mucho La Muerte, sin embargo, muchos de los otros relatos. En El Aleph son interesantes. Jorge Luis Borges tiene una manera muy partícular de escribir, que me llama mucho la atención y me lleva a saborear cada uno de sus relatos. El Aleph recopila una serie de relatos que nos ponen a pensar sobre nuestras creencias sobre nosotros mismo, sobre nuestra existencia, y esto me fascinó.

33

El Aleph es un punto en el espacio en el cual está contenido todo el espacio. Y eso está tomado de la idea de la eternidad, que es un instante en el que está contenido todo el tiempo.

El lugar y época en que se ubica la obra es El Muerto: Se ubica entre 1891 y 1895, y se relata entre Buenos Aires, Montevideo y Rio Grande do Sul.

El ambiente en este cuento se relata en un ambiente lleno de envidia, ambición, traición, y otros sentimientos oscuros de la vida humana.

La idea Central es Otálora traicionó al caudillo de la Parroquia cuando destruyó la carta que le fue mandada a Bandeira, se minuscuó en los asuntos de troperos para traicionar a Bandeira, y luego fue traicionado por Suárez y Bandeira.

La intención del autor es Demostrarnos que “el diablo sabe más por viejo que por diablo.” Esto quiere decir que ya que Bandeira tenía tiempo siendo viejo, la experiencia lo dejaba notar cosas que tal vez Otálora ignoraba que hacía, y lo llevó a descubrir el plan de Otálora, con la ayuda, tambien, de Suárez. Ya Bandeira tenía bien plantada su entorno, con fidelidad de quienes lo seguían y mucho poder. El tipo de narración es lineal. La obra es culta i coloquial, el estilo es Interesante. Narra el suceso como si el estuviese presente en todo el momento, cuando el suceso le fue informado por otros medios.El clímax de la obra es el final, cuando Otálora descubre el destino que le tenía planteado Bandeira a él, la muerte.

El aspecto sociológico de la obra se encuentra en que en el mundo hay personas con todas las características negativas que presentan Otálora, infidelidad, envidia, traición y ambición mal utilizada. El cuento está narrado en tercera persona, y me da la impresión de que el narrador no tiene opinión alguna sobre el suceso, o sea, el autor permanece neutral en el cuento. La técnica de Borges tiene un insólito modo de trabajar: dicha 5 o 6 palabras, que inicia una prosa o el primero verso de un poema e inmediatamente se las hace leer. El índice de su mano derecha sigue sobre el dorso de su mano izquierda la lectura como si se corriera una página invisible.

Brillante en su oscuridad, amante fiel de la metáfora, amigo de parábolas y confidencias, diestro en el verso libre y el soneto, simulador de pequeñas incertidumbres, introvertidamente irónico, humorista por certeza, asombrado ante lo cotidiano, insistente en su contingencia de haber podido ser otro, cuestionador de todo lo obvio y definitivo, denunciante de las paradojas, iconoclasta de lo evidente, alma indivisa de todo el género humano, vencedor de su ego, descreído de dogmas, profundamente religioso en su sentirse ligado a todo lo existente, posible personaje de sus cuentos escritos por otro, modesto hasta la exasperación o la sonrisa, ciudadano de universos paralelos.

Es sin lugar a dudas uno de nuestros grandes poetas. Controversial, querido y odiado, Borges resalta entre las altas esferas literarias como uno de los grandes de la literatura universal. Estudiado en las altas universidades de todo el mundo, comparte solamente con Cervantes el honor de estar en prácticamente todas las listas canónicas universitarias como lectura imprescindible en el área de las letras hispánicas.

35

Borges fue entre otras cosas poeta, y puramente como poeta es

que se lo recuerda de una forma muy clara entre muchos estudiosos de las letras hispanoamericanas. Propongámonos en este corto espacio delimitar y ejemplificar algunas características exclusivas del trabajo de Jorge Luis Borges, partiendo de ejemplos en sus tres primeros libros: Fervor de Buenos Aires, Luna de enfrente y Cuaderno San Martín.

37

Yo opino que toda la literatura castellana es favorable para nuestra edad, porque es una introducción de la historia en siglos anteriores.

Al principio cundo me tocó a Jorge Luis BORGES pensé que de éste autor encontraría poca información, y que sería muy clásico, aburrido, un tostón, etc. Pero cuando empecé a buscar por las bibliotecas me encontré con muchos libros sobre él, y vi que sería muy interesante, cultural e importante y entonces me di a reconocer el refrán que dice: “NO digas nunca que de esa agua no beberé, es decir, que nunca digas que no te gusta, porque al final te acabará gustando.

Borges me ha dado a entender que sus obras no son tan aburridas como yo pensaba.

En general todo el trabaja me ha sido muy útil, y gracias a eso he podido conocer un poco más la literatura castellana., aunque a veces era un poco pesado.

El autor era una persona muy sabía y con bastantes libros, su estilo y su escritura es muy extraña, respecto a nosotros... pero fue uno de nuestros grandes poetas.

Para mí, Jorges Luis Borges es una persona que según su biografía se ganó muy bien la vida, y que la aprovechó al máximo.

En resumen no soy una persona muy dada a la lectura pero no me ha venido mal hacer éste trabajo de éste personaje literario. Sinceramente el trabajo que acabo de terminar lo recomiendo a todas las personas de nuestra edad, así saben que es la literatura castellana y parte de de los autores que componen toda la

literatura.

39

FOTOS DE GORGE LUIS BORGES:

Jorge Luis Borges

Conversando con Jorge Luis Borges y Alicia Jurado durante el estreno de la obra en Buenos Aires, 1981 .

 

 

Jorge Luis Borges

Recibiendo el saludo de Ernesto Sábato en estreno de la obra en Buenos Aires, 1981.

 







41

43

Toda la información la e sacado de:

Titulo: El universo poético y narrativo de Jorges Luis Borges

Editorial: Anaya.

Autor/a: José Luis Sánchez Ferrer

Ciudad: Madrid

Año: Setiembre del 1992

Titulo: Un ensayo autobiográfico

Editorial: Galaxia gutenberg

Autor/a: María Kodama

Ciudad: Madrid

Año: 1999

Titulo: Borges expendedor y derrota

Editorial: tusquets

Autor/a: María Esther Vázquez

Ciudad: Barcelona

Año: 1996

Enciclopedias:

Enciclopedia Encarta 99

Enciclopedia Salvat

Enciclopedia interactiva (literatura)

Paginas de Internet:

http://www.google.com (buscador)

http://www.lafacu.com

Http://www.mork.clarin.com.ar/Borges/html/Borges.html

http://www.cpel.uba.ar/borges/default.htm

http://old.clarin.com.ar/diario/1999/08/25/e-03401d.htm

45

Portada …………………………………..…………..Página 1

Hoja en blanco ……………………………………..Página 3

Índice ………………………………………………...Página 5

Biografía……………………………………………...Páginas 7-13

Obras principales ………………………………….Página 15-29

Obra principal……………………………………….Página 31-33

Características generales ……………………..Página 35-37

Valoración personal ………………………………Página 39

Anexo…………………………………………………..Página 41-43

Bibliografía……………………………………..…...Página 45

Contra portada……………………………………..Página 47

5