Inmunología

Inmunidad. Antigenicidad. Inmunoglobina. Reacción antígeno-anticuerpo. Antisepsia

  • Enviado por: Vanerei
  • Idioma: castellano
  • País: México México
  • 4 páginas
publicidad
publicidad

Introducción:

Inmunidad adquirida:

Los microorganismos que evaden los mecanismos innatos no específicos de defensa, o se administran deliberadamente por ejemplo vacunación activa, se enfrentan a la segunda línea de defensa del huésped - inmunidad adquirida. Para dar expresión a esta clase adquirida de inmunidad, es necesario que los antígenos de los microorganismos invasores entren en contacto con las células del sistema inmunológico (macrófagos y linfocitos), y así inicien una respuesta inmunológica específica para el material extraño. Las células que responden ya están comprometidas por sus receptores de superficie para responder a un epítope particular del antígeno. Esta respuesta adopta dos maneras que por lo común se desarrollan en paralelo. La parte que tiene cada uno, dependerá de varios factores que incluyen naturaleza del antígeno, vía de entrada e individuo que es infectado. La existencia de dos tipos de inmunidad adquirida - humoral y celular - es el resultado de la presencia de dos clases principales de linfocitos, células B y células T.

Inmunidad natural.

El sujeto sano esta protegido de los microorganismos con potencial nocivo del medio ambiente, por un número de mecanismos muy diversos, presentes desde el nacimiento y que no dependen de una experiencia previa con un microorganismo en particular. Los mecanismos inmunitarios naturales son inespecíficos en el sentido de que son eficaces contra una amplia escala de agentes infecciosos potenciales.

Determinantes: Especie y clase, diferencias individuales e influencias de la edad, influencias hormonales (sexo), factores nutricionales.

Mecanismos de la inmunidad natural:

Barreras mecánicas y secreciones de la superficie, la piel y las membranas mucosas intactas del cuerpo confieren alta protección contra patógenos, las secreciones sebáceas y el sudor de la piel contienen ácidos grasos bactericidas y funguicidas, la cubierta de mucosa adhesiva del aparato respiratorio actúa como una trampa para las partículas inhaladas.

Flora bacteriana normal, la flora bacteriana normal de la piel puede producir por sí misma varias sustancias antimicrobianas, como bacteriocinas y ácidos, al mismo tiempo, la flora normal compite con patógenos potenciales por nutrientes esenciales.

Mecanismos humorales: en tejidos y líquidos corporales hay varias sustancias microbicidas. Algunas de estas moléculas se producen constitutivamente, como la lizosima y otras se producen en respuesta a la infección, como las proteínas de fase aguda e interferón. Todas estas moléculas muestran las características de la inmunidad innata - no hay reconocimiento específico del microorganismo y la respuesta no se incrementa por la reexposición al mismo antígeno.

Células: los microorganismo o las partículas inertes como el carbón coloidal que entran a los líquidos tisulares o el torrente sanguíneo, son engullidos con gran rapidez por diversas células fagocíticas en circulación.

Células asesinas naturales: los virus sólo se pueden replicar dentro de las células del huésped; por tanto, es ventajoso eliminar células infectadas antes de que se libere la progenie viral. Las células asesinas naturales (NK) reconocen los cambios en las células infectadas por virus las destruyen mediante mecanismos de muerte extracelular. Produce moléculas que dañan la membrana, lo que lleva a su destrucción.

Inmunidad activa y pasiva:

La inmunidad específica puede ser adquirida de dos maneras principales: 1) puede ser inducida por infección clínica evidente, infección clínica inaparente o inmunización artificial deliberada. Esta es la inmunidad activa adquirida y contrasta con la 2) inmunidad pasiva adquirida que es la transferencia de anticuerpos preformados a un individuo no inmune por medio de la sangre, componentes séricos o células linfoides.

Tipos de reacción antígeno-anticuerpo:

Opsonización: Los anticuerpos específicos para antígenos particulares tales como bacterias, pueden tener una función valiosa al unirse a una superficie y hacer a dicho antígeno más susceptible de fagocitosis y eliminación subsecuente.

Aglutinación: En esta reacción el antígeno es la parte de la superficie de algún material particulado como un eritrocito, bacteria o una partícula inorgánica, que ha sido cubierta con antígeno. El anticuerpo agregado a una suspensión de las partículas, se combina con el antígeno de la superficie y las une para formar agregados visibles o aglutinados.

Precipitación: Por interacción de las moléculas de anticuerpo y antígeno solubles, se forman complejos de dos tipos de estas, y puede ocurrir precipitación dependiendo de la concentración relativa de los reactantes.

Tipos de inmunoglobulina:

G: Es la principal inmunoglobulina del suero, comprende hasta el 75% del total. La molécula esta formada de una sola unidad básica con cadenas pesadas γ, es el principal anticuerpo de respuesta secundaria y lo hay en el suero y tejidos tisulares.

A: es la clase predominante de anticuerpo en las secreciones seromucosas tales como saliva, lágrimas, calostro y secreciones respiratorias, gastrointestinal y genitourinaria.

M: debido a su gran tamaño está confinado al espacio intravascular y es el primer anticuerpo que se produce como respuesta inmunolpógica.

D: muchas células B circulantes tienen esta inmunoglobina en su superficie.

E: en la superficie de las células cebadas y basófilos que poseen receptor específico.

Tipos de sangre:

La descripción del sistema ABO de grupos sanguíneos resulta de la demostración por Landsteiner, de la existencia de 4 grupos diferentes en la reacción de aglutinación, entre eritrocitos y suero normal humanos. Las diferencias en la aglutinación se debían a la presencia o la ausencia de dos antígenos, A y B, en la membrana eritrocitaria. Las cuatro combinaciones resultantes son: 1) presencia de antígeno A y ausencia de B, células grupo A; 2) presencia de antígeno B y ausencia de A, células grupo B; 3) presenciad de los dos antígenos, células grupo AB; 4) ausencia de los dos antígenos A y B, células grupo O.

Los sueros de los seres humanos también contienen anticuerpos naturales, capaces de reaccionar con las células de otros sujetos de grupos sanguíneos diferentes, y de aglutinarlas si están en concentración suficiente.

Receptor universal: Sujeto del grupo AB, ya que no tiene isoanticuerpos anti-A ni anti-B.

Donador universal: Eritrocitos del tipo O.

Objetivos:

  • Se aprenderá la reacción de aglutinamiento de los diferentes tipos sanguíneos.

  • Se conocerán los diferentes tipos sanguíneos.

  • Se analizarán las clases de inmunoglobulinas.

Material:

  • Suero anti-A

  • Suero anti-B

  • Suero anti-D o anti RH

  • Torundas de alcohol

  • Lancetas estériles

  • Aplicadores de madera

  • Placa excavada

Método:

  • Se realizó antisepsia en cada uno de los integrantes, así como en el material.

  • Se limpio con alcohol la zona que tendría la punción capilar.

  • Se realizó la punción capilar en cada uno de los integrantes.

  • Se llevaron tres gotas de sangre a los espacios de la placa excavada

  • Se identifico cada gotas con nombre de integrante, así como el tipo de suero que se clocaría a cada gota.

  • Se colocaron los sueros.

  • Se mezclaron cn los aplicadores de madera y se espero la reacción.

Resultados:

Tipo sanguíneo

Rh +

Rh -

Total

A

|||||

5

B

||

2

AB

|

1

O

||||| ||||| |

11

Total

19

Total general

19

Análisis de resultados:

Se puede apreciar cual es el grupo mas abundante en tipos sanguíneos.

Conclusiones:

El conocer el tipo sanguíneo de los pacientes nos será de gran ayuda en una emergencia, así como conocer el nuestro.

Bibliografía:

Inmunología.

Weir, Donald , John Stewart

Ed. Manual moderno.

Segunda edición.

México D. F. 1995