Ilustración

Historia Contemporánea de Europa. Siglo de las luces. Iluminismo. Ambiente sociocultural. Características. Arte del siglo XVII. Despotismo ilustrado. Iluminismo

  • Enviado por: Copeteman
  • Idioma: castellano
  • País: Chile Chile
  • 22 páginas
publicidad
cursos destacados
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
El curso de Reparación de Telefonía Celular o Móvil está orientado a todas aquellas...
Ver más información

Graba audio con Apple Logic Pro 9
Graba audio con Apple Logic Pro 9
En este curso aprenderemos a realizar grabaciones de audio de calidad utilizando Apple Logic Pro 9. Exploraremos todo...
Ver más información

publicidad

I.- INDICE

  • .- Indice

  • .- Introducción

  • .- Ideas y conceptos de la Ilustración

  • .- Ambiente sociocultural en el cual se desarrolla la Ilustración.

  • .- Características específicas de la Ilustración

  • .- Los principales países donde se desarrolla la Ilustración

  • .- Principales figuras de la Ilustración

  • .- Las artes durante el periodo de la Ilustración (siglo XVIII)

  • .- Lo político: el Despotismo Ilustrado

  • .- Conclusión

  • .- Bibliografía

  • I.- INTRODUCCIÓN

    En el desarrollo histórico de la era moderna, entre el inicio del Renacimiento y previo a la Revolución Industrial y social que se manifestó en plenitud en el siglo XVIII, hay una etapa llamada la Ilustración, en el que la gente, tanto de los gobernantes europeos como de los hombres instruídos, empiezan a darse cuenta de que el cambio que se está produciendo es un proceso que no puede ser menospreciado, y al contrario, debe ser incorporado a los intereses del accionar de los gobernantes. La Ilustración se produce en un momento en que los reyes absolutos observan que el desarrollo de las ideas y concepciones del hombre, el pensamiento humanista, exige respeto a derechos y libertades mucho más amplios que los derechos que tenían los súbditos medioevales. Una gran cantidad de pensadores están incentivados al estudio y a la renovación de ideas.

    En este período, en general, podemos decir que abarca todo el siglo XVIII, que precisamente debido a este cambio de conceptos y de criterios políticos, ha sido llamado el “Siglo de las Luces” o “Siglo de la Ilustración”.

    El centro de este movimiento se sitúa en el triángulo formado por Francia, Inglaterra y los Países Bajos, donde vivieron los grandes filósofos y pensadores del humanismo moderno, inspiradores de estas nuevas ideas. Denis Diderot, el enciclopedista, señala sus conceptos básicos diciendo que “cada siglo tiene ideas que lo caracterizan, y él nuestro se caracteriza por el deseo de libertad”. Los rasgos de este pensamiento incluyen la exigencia de libertad, y el racionalismo en los análisis. En el campo científico se manifiestan estas ideas en el empírismo, es decir, la experimentación como método de investigación y de demostración de conceptos científicos, Como el mundo se ha ampliado con los grandes descubrimientos, y como nuevos inventos ( máquina de vapor, usos de energía, etc.) hacen la vida más fácil, la gente es invadida por un sentimiento de optimismo y de creer que el progreso materialista es infinito. Como consecuencia el hombre es deificado, y se desarrolla un concepto materialista y ateísta de la sociedad.

    Por los efectos históricos de su pensamiento, no podemos dejar de mencionar en esta introducción a Jean Jacques Rousseau, cuyas ideas inspiraron a la sociedad, siendo la causa intelectual de la Revolución Francesa que con sus ideas de “Liberté, Egalité et Fraternité” produjeron el mayor cambio social en la historia del occidente.

    Desde el punto de vista político, y como se dijo al principio, se considera esta época como la época de la Ilustración porque los gobernantes más importantes de Europa aceptaron que estas ideas debían ser consideradas, y procuraron en sus gobiernos asesorarse por personas que buscaban introducir todos los inventos, técnicas e ideas que produjesen una modernización en sus países. Estos gobernantes ya no fueron reyes absolutistas como el Rey Sol Luis XIV de Francia, que decía que “ el estado soy yo”, sino como Luis XV y Luis XVI en Francia, y los reyes Hannover en Inglaterra y Carlos Cuarto en España, que se transforman en representantes de un “absolutismo ilustrado”, permitieron durante sus gobiernos el desarrollo de las nuevas ideas que en definitiva condujeron en el siglo XVIII al establecimiento de los sistemas democráticos en todo el mundo europeo occidental y en las Américas.

    No debemos tampoco dejar de mencionar que desde el punto de vista artístico, especialmente musical, este nuevo ambiente permitió la aparición de grandes genios, como Mozart en la música, y como Goya en pintura, así como todo el arte.

    II.- IDEAS Y CONCEPTOS DE LA ILUSTRACION

    El Renacimiento había despertado en los hombres ansias de saber cosas nuevas y de conocer mejor el mundo. Ya en el siglo 18 este espíritu es tan profundo, este deseo es tan ardiente, y los conocimientos más amplios, que los filósofos y hombres de ciencia quieren conocer más y más estas cosas nuevas. Quieren “ilustrarse mejor de todas las cosas”, de ahí su nombre. Los filósofos ilustrados buscaban la verdad científica y su criterio básico para explicar la realidad del mundo en el que vivían es la razón. Ya no es la Biblia o conceptos religiosos su criterio básico.. La ilustración es para la historia un sistema de pensamientos producido por los intelectuales en un ambiente de autonomía y libertad de la razón individual, donde cada persona podía instruirse en busca de la verdad científica. Detestaban la ignorancia en que estaba sumida la población, y por ello, su quehacer buscaba crear un programa educativo orientado a elevar el nivel cultural de la sociedad y mejorar la situación de quienes desearan cultivar la razón y salir de la ignorancia.

    Conceptualmente, en resumen, la “Ilustración” es el movimiento representativo del Siglo XVIII, que provoca una profunda renovación en Europa y somete a una crítica racional de la visión del mundo, la filosofía, la cultura y las creencias religiosas aceptadas hasta el momento.

    Estos hombres miraban el mundo en forma totalmente optimista. Creían haber descubierto el sistema para llevar la felicidad y el bienestar al mundo. Según el filósofo Emmanuel Kant, “la Ilustración es la salida del hombre de la minoría de edad e incapacidad para servirse, sin ser guiados por otros, de su propia mente. Y esta minoría de edad es imputable a él mismo porque su causa estriba no en falta de una mente, sin en la falta de decisión y de valor, del valor de utilizar sin ser guiado por nadie”. Esta declaración del más importante e influyente filósofo moderno, que precisamente vivió este período, nos señala claramente la posición ante la vida y la sociedad de los hombres de la Ilustración.

    Entre las ideas y principios que presenta la ilustración se pueden mencionar las siguientes:

    • Empirismo: frente a cualquier forma de imposición intelectual que pretendiera estar en posición de la verdad, los ilustrados contrapusieron su fe en la experimentación para poder conocer el mundo y conseguir el progreso.

    • Racionalismo: La razón se considera la única base del saber. Este hecho favoreció al desarrollo del pensamiento científico.

    • Criticismo: el ilustrado aspira a someter a crítica racional todo el conocimiento anterior.

    • Deseo de conocimiento: el ilustrado siente un enorme deseo de conocer por completo el mundo donde habita, de iluminarlo (de ahí el nombre de Ilustración), pero también siente la necesidad de dar a conocer lo aprendido. Esto último explica la aparición de uno de los grandes proyectos de la época, como por ejemplo la Enciclopedia Francesa

    • Utopismo: se cree que la aplicación de la razón a todos los aspectos de la vida humana permitirá una mejora constante de la sociedad y un progreso económico y cultural ilimitado.

    • Progreso y felicidad: el ilustrado a lo que aspira como objetivo prioritario es a conseguir la felicidad en este mundo.

    • Reformismo: los ilustrados proponen modernizar la sociedad mediante lentas reformas que serán llevadas a cabo por reyes y gobiernos de carácter absolutista.

    III.- AMBIENTE SOCIOCULTURAL EN EL CUAL SE DESARROLLA LA ILUSTRACION.

    A.- CRISIS DE CONCIENCIA EUROPEA

    La primera mitad del siglo XVII el panorama intelectual de la mayoría de los hombres instruidos estaba dominado por dos corrientes de autoridad: los autores clásicos grecorromanos y la Biblia cristiana. Ambos estaban reforzados por el Renacimiento y la Reforma, era un mundo que todavía no estaba liberado completamente de la tradición medieval.

    Acontecimientos como la Revolución Científica, la transformación de la economía, la evolución tecnológica, el descubrimiento de nuevas tierras, descubrimiento de América y nuevas culturas. Los europeos mejoraron considerablemente su estilo de vida, además se modificaron las ideas de los intelectuales del mundo.

    Hacia fines del siglo XVI y comienzos del XVII se origina un movimiento que crítica a los racionalistas, creado por diferentes intelectuales de la época entre ellos filósofos y científicos, los cuales rechazaban los dogmas tradicionales. Tanto Galileo Galilei como Isaac Newton, en el ámbito de la física, poseían pruebas contundentes de los grandes falencias que contenían las creencias y teorías antiguas.

    En Europa, se producen cambios importantes en todos los ámbitos, este se origina en Inglaterra, promovido principalmente por la burguesía y es conocida con el nombre de Ilustración.

    Surge un espíritu critico y se admite la razón y la experiencia como las dos vías del conocimiento. Se incrementa el espíritu científico en ese siglo y filósofos ingleses importantes como Newton, Locke, Smith, Hobbes. En Francia surge una generación importante de intelectuales Voltaire, Rousseau, Montesquieu. También aparece en esta época la primera enciclopedia, por Diderot.

    B.- LOS FILÓSOFOS ILUSTRADOS.

    Los grupos de intelectuales que conformaban a la Ilustración eran un número reducido de la burguesía, los navegantes, los mercaderes y los funcionarios administrativos no participaron en este movimiento. Los que si participaron fueron los filósofos, que no representaban a toda la burguesía, pero la mayoría de ellos tuvieron que ver con la vieja nobleza.

    Ya que los integrantes de la Ilustración provenían de la nobleza, que vivían en cierto modo de la renta de su propiedad agraria y de las pensiones de la corte. Se trataba de una nueva elite, que gracias a la fama y el nivel de sus ingresos ascendieron socialmente consiguiendo algunos títulos y privilegios de los grados inferiores de la nobleza. Lo importante de su trabajo intelectual tenía un peso creciente en el estado moderno y en los sectores clave de la actividad económica en proceso de transformación.

    C.- EL AMBIENTE INTELECTUAL

    La nueva mentalidad del siglo XVIII abandonaba las creencias pesimistas derivadas del pecado original, para incluir la confianza de la capacidad de al naturaleza humana y en sus posibilidades de progreso. Esta nueva concepción influyó tanto en la educación como en el gobierno. El sistema represivo debía dar paso a un sistema basado en la confianza, donde el pueblo sabría regir su propio destino.

    Este movimiento intelectual tuvo su mayor fuerza en Francia, durante la primera mitad del siglo XVIII, convirtiéndose así este país en el centro de la cultura de "La Ilustración". En el ambiente político, los intelectuales buscaron como objetivo engrandecer al Estado y hacer frente a la amenaza de Inglaterra.

    IV.- CARACTERÍSTICAS ESPECÍFICAS DE LA ILUSTRACIÓN

    Entre las características más importantes de este periodo de la historia podemos mencionar las siguientes:

    A.- VISIÓN DE LA NATURALEZA

    Este hecho se concreta en el deseo de parte de los ilustradores de descubrir, mediante la aplicación de la razón y la observación, las leyes que la rigen. El papel de la naturaleza para originar y conducir la existencia de los hombres y de todos los objetos del Universo.

    Según Isaac Newton "la naturaleza es considerada como una gran máquina concebida por Dios y regida por las leyes establecida por Él". Lo que este autor establece es que el hombre no debe de contrariar esas leyes sino tratar de descubrirlas mediante la razón como única guía para investigar su funcionamiento. Para la mayoría de las personas que vivieron en esta época “Siglo de las Luces” consideraban que Dios era el centro del Universo, cosa que posteriormente se comprobó que no era así.

    B.- IMPORTANCIA DE LA RAZÓN

    Durante el “Siglo de las Luces”, denominada también Ilustración llegó a reflexionarse que con el uso de la razón sería posible un progreso ilimitado. La razón sirvió de orientación para estudiar el funcionamiento de las leyes de la naturaleza, por consiguiente todo lo racional es bueno, y todo aquello que no conlleve a la razón es incorrecto. Si el hombre quiere alcanzar el progreso el único camino es descubrir las leyes de la naturaleza y actuar de acuerdo con ellas, dejando a un lado lo irracional.

    C. ALGUNOS CONCEPTOS SOBRE EL HOMBRE.

    Los filósofos ilustrados hicieron una profunda crítica de las ideas y conceptos que hasta ese momento eran los dominantes en la sociedad occidental. Analizamos a continuación sus posiciones frente a los conceptos filosóficos que tuvieron más importancia en el desarrollo posterior de la sociedad.

    - IGUALDAD

    Si los hombres proceden de la misma naturaleza y poseen la capacidad de razonar, entonces todos los hombres son iguales a la luz de la razón, con iguales derechos que deben ser respetados.

    - LIBERTAD

    Este punto se caracteriza principalmente en los ámbitos políticos, religiosos, económicos e intelectual.

    - DIOS

    Tenía su fundamento en que Dios y el alma no pueden llegar a ser conocidos por la razón humana, por cuanto corresponden a la metafísica, y no puede ser percibido mediante los sentidos. Se reconoce a Dios como autor de la naturaleza y se debe revelar a los hombres por medio de la razón.

    - MORAL LAICA

    Es independiente de la religión, ya que los hombres se rigen por intermedio de sus propios valores, no sólo porque Dios lo declara, sino porque la razón exige el respeto a los derechos de los demás.

    V.- LOS PRINCIPALES PAÍSES DONDE SE DESARROLLA LA ILUSTRACIÓN

    La Ilustración fue un fenómeno cultural que se desarrolló a lo largo de toda Europa y América, afectando a la práctica totalidad de las clases sociales, sectores políticas - culturales del siglo XVIII.

    Es evidente que este movimiento no tuvo el mismo realce en todas las naciones europeas, comportándose estas como facilitadoras de nuevas ideas, mientras que otras se limitaban a seguir, las innovaciones que se iban produciendo en esos países.

    Si se pudiera establecer una clasificación de los países "más ilustrados", a la cabeza de la misma se encontrarían, por diversos motivos: Francia, Alemania e Inglaterra.

    FRANCIA

    La Ilustración francesa está marcada por la preocupación de los problemas sociales y políticos, lo que traerá como consecuencia la Revolución Francesa en el año 1789. El carácter primordial es su espíritu crítico y escéptico.

    El sistema político que predominaba en Francia en el siglo XVIII es lo que se conoce como Despotismo Ilustrado. Este sistema puede definirse con las palabras del Rey Luis XIV: "Todo para el pueblo, pero sin el pueblo".

    De esta frase se puede destacar las siguientes ideas:

    • La búsqueda del bien de la nación (según sea el significado para los gobernantes de la época).

    • Esta reforma que provenía desde el poder, no cuenta con la opinión de los ciudadanos.

    Este sistema político es el que hará crisis en los últimos años del siglo provocando lo que se conoce como Revolución Francesa.

    INGLATERRA

    En este país la Ilustración fue el resultado de la combinación del empirismo de Locke y Berkeley, y el sistema científico de Newton. Entre sus principales pensadores encontramos David Hume y Adam Smith.

    En el ámbito político, durante el siglo XVIII se consolida el sistema parlamentario, en el cual: "El rey reina, pero no gobierna". Quien gobierna es el Parlamento y los ministros. En definitiva, se trata de la primera aplicación de algo parecido a la teoría de la separación de poderes (legislativo, ejecutivo y judicial) apoyada por Montesquieu.

    ALEMANIA

    En este país europeo, se incorpora al movimiento ilustrado con cierto retraso respecto a Inglaterra y Francia. El pensamiento ilustrado alemán se centrará fundamentalmente en el análisis de los fundamentos y alcance de la razón.

    Emmanuel Kant es la figura más significativa de esta época.

    En lo político, se puede decir que Alemania no es todavía un país unificado en este periodo de la historia, sino un conjunto de pequeños Estados. De todos ellos, va a tomar gran importancia el reino de Prusia, que se adaptará el sistema político del despotismo ilustrado.

    VI.- PRINCIPALES FIGURAS DE LA ILUSTRACIÒN

    JOHN LOCKE

    Las ideas de este filosofo inglés, sin duda, influyeron en el pensamiento ilustrado, a través de su obra "Ensayo sobre el gobierno civil", en la cual expone el estado natural, destacando que los seres humanos poseen ciertos derechos, como los son el derecho a la vida, a la libertad y a la propiedad. Además este autor señala que el hombre busca la protección de esos derechos y se integra a la sociedad bajo una especie de pacto con los gobernantes.

    Locke plantea que el gobierno deberá estar dividido en dos poderes:

    • El Legislativo: siendo este supremo por representar a la mayoría de la comunidad. El se encarga de crear las leyes.

    • El Ejecutivo: depende en gran parte del poder legislativo y está limitado por las leyes dictadas por la voz popular (el poder legislativo).

    Ambos poderes deben velar el uno por el otro, viendo el buen desempeño de las funciones de cada uno, sin que ninguno llegue a ser tan fuerte que limite los derechos naturales del pueblo.

    Las ideas de Locke entregaron las bases de las modernas teorías económicas. El autor consideraba que al comienzo los hombres poseían una propiedad común ya que todos podían utilizar por igual los frutos de la naturaleza, pero que al trabajarlos independientemente, se puso en práctica la propiedad privada. La idea de otorgar al trabajo un valor que respaldara la propiedad de los bienes fue de gran trascendencia para el pensamiento económico de la nueva sociedad industrializada.

    VOLTAIRE

    Su filosofía se inclinaba en la defensa de los derechos del hombre, para seguir los dictados de su razón, siempre que con ello no se perturbara el orden social. Postuló que el hombre debía seguir sus propias ideas y opiniones con respecto a la religión y a la práctica de la misma. Él creía en el deísmo, según el cual Dios es el creador del Universo.

    Las ideas de Voltaire acerca de la sociedad son las siguientes:

    • "Es absolutamente necesaria una reforma profunda de la sociedad que asegure la libertad y el bienestar del pueblo".

    • "Crear un sistema parlamentario que limite los poderes del Rey".

    • "Establecer un sistema de impuestos racional que no arruine a la gente".

    • Liberar la economía: "Que se reconozca el trabajo bien hecho".

    MONTESQUIEU

    Lo más importante de Montesquieu fue la separación de poderes que propuso como la forma de gobierno ideal, ampliando el criterio de Locke respecto al tema, planteó lo siguiente:

    • El poder Legislativo o Parlamentario: que elabora las leyes y reside en el parlamento.

    • El poder Ejecutivo: corresponde al monarca. Hace que se cumpla la Ley y reside en el gobierno.

    • El poder Judicial: formado por los jueces. Administra la justicia y reside en los jueces y en los tribunales.

    Estos tres poderes debían garantizar la justicia y asegurar el respeto de los gobernantes a los derechos naturales del hombre.

    JEAN JACQUES ROUSSEAU

    Comienza sus ideales del supuesto de que los hombres poseen derechos naturales que deben ser respetados y protegidos por todos, pero agrega un elemento más como característica de la naturaleza humana: la idea de que el estado natural era una situación perfecta en la cual todos los hombres eran buenos, pero al formarse en la sociedad surgieron las desigualdades y con ello el egoísmo. Esto provocò que los seres humanos perdieran sus sentimientos morales otorgados por la naturaleza, para cambiarlos por una actitud racionalista y fría que los aleja de su bondad innata.

    Entre los principales pensamientos de Rousseau podemos citar:

    • "La defensa de la libertad del individuo".

    • "El amor a la naturaleza".

    • "Mi teoría sobre la democracia".

    Su principal obra fue "El Contrato Social", expone como debe ser un estado democrático. Este debía garantizar el respeto de los derechos humanos otorgados por la naturaleza, ya que el egoísmo de los individuos y el abuso de poder de los políticos hacían imposible la vida en armonía.

    El principal aporte de Rosseau fue el concepto de "voluntad general" que aproxima la filosofía política hacia los fundamentos del gobierno democrático.

    Sobre el concepto de voluntad se exponen las siguientes ideas:

    • "El hombre es bueno por naturaleza".

    • "La sociedad se define por la competencia y la propiedad privada".

    • "Como consecuencia el ser humano se corrompe porque se vuelve agresivo y egoísta".

    Para este autor, el gobierno no debería ser más que el representante de la voluntad general, y debería permitirse que todo el pueblo participe en la creación de las leyes y en la elección de las personas que han de velar por su cumplimiento. La perspectiva de Rosseau acerca de la innata bondad humana representaba una autocrítica hacia el comportamiento de la sociedad francesa de su época, y sirvió como base para el desarrollo de la corriente filosófica del romanticismo, que influyó en el pensamiento europeo durante la primera mitad del siglo XIX.

    DENIS DIDEROT

    Este pensador, critica a la sociedad corrupta de su época y tiene como creencia de la naturaleza el origen de las cosas reales.

    Diderot y Votaire poseen un pensamiento racionalista y materialista los cuales sostienen que las ciencias naturales permitirán el progreso técnico, de manera que rechaza la creencia en las religiones tradicionales. Diderot escribió varias obras, siendo la más importante la "Enciclopedia o Diccionario de las Ciencias, de las Artes y de los Oficios por una sociedad de gentes de letras".

    FRANCOIS QUESNAY

    Dio origen al movimiento conocido como la "fisiocracia" y quienes desarrollaron una teoría acerca de las leyes que rigen las actividades económicas. Esta teoría se basa en el principio del desarrollo económico de un país determinado por el nivel de producción agrícola y no por la riqueza metalúrgica que posea, como sostenía el mercantilismo.

    VII.- LAS ARTES DURANTE EL PERIODO DE LA ILUSTRACIÓN (SIGLO XVIII)

    Durante este período aparecen dos corrientes artísticas como el Rococó y neoclásico o clasicismo. Las líneas que tipificaban el arte Barroco se proyectan en otra etapa de la historia del arte conocida con el nombre de Rococó. En este nuevo momento del desarrollo artístico, el espíritu religioso propio del barroco se ve sustituido por otros intereses y preocupaciones; tanto políticas e intelectuales.

    EL ARTE DEL ROCOCO

    a.- La Pintura. En el Rococó está se caracteriza por ciertos rasgos que le son propios: gana en liviandad, los pasajes se esfuman, se impone lo galante, lo pintoresco se acentúa y el inti- mismo. Otra característica de la pintura es el fino erotismo enmarcado por la belleza de parques y jardines, escenas amorosas. En este periodo no se destacan grandes representantes.

    b.- Arquitectura. La preocupación de está corriente apunta a tres objetivos principales:

    1.- Lo religioso.

    2.- Lo cívico

    3.- La ambientación placentera de interiores.

    c.- Música y literatura. La música es un arte que el estilo Rococó no alcanzó alturas memorables, siendo su mejor escenario el de la corte. En cuanto a la literatura Rococó no se conoce nombre que hallan sido representativos.

    En este periodo de la historia se destaca uno de los grandes expositores en el área de la música como lo fue:

    -Wolfgang Amadeus Mozart, compositor austríaco nacido en Salzburgo el 27 de enero de 1756. A la edad de seis años, Mozart ya era un intérprete avanzado de instrumentos de tecla y un eficaz violinista, al mismo tiempo que demostraba una extraordinaria capacidad para la improvisación y la lectura de partituras. Entre las obras mas importantes de este magistral músico austríaco se encuentran: las sinfonías K.183, 199 y 200 (1773), el concierto para fagot K.191 (1774), las óperas La finta giardiniera eIl re pastore (1775), diversos conciertos para piano, la serie de conciertos para violín y las primeras sonatas para piano (1774-75). Posteriormente compuso misas, las sinfonías K.318, 319 y 338 y la ópera Idomeneo, re di Creta (Munich, 1781), influída por Gluck pero con un sello ya totalmente propio.

    EL ARTE DEL NEOCLASICISMO

    En cuanto, la corriente del Neoclasicismo durante el siglo XVIII se impone este nuevo estilo, el cual es derivado del racionalismo imperante y de la pretensión de la academia de regir la creación artística de acuerdo a las normas y perspectivas. En está línea la pintura del neoclasicismo privilegia el rigor del dibujo por sobre el cromatismo colorístico los nombres mas destacados de esta corriente son de David, en Francia, y sobre todo el de Goya, en España uno de los mayores genios de la pintura universal. El otro campo de la creación artística, la arquitectura sigue de cerca la forma de la antigüedad clásica, especialmente en el uso de las columnatas que buscaba la armonía simétrica y proporción, por sobre el decorativo propio del Rococó.

    Entre los representantes del Neoclasicismo:

    En Inglaterra, se encuentra Dryden, Butler, Pope, Coleridge, Wordsworth, Defoe, Swift y Addison dan lustre al mundo de las letras , mientras que Locke y Hume lo hacen propio en la filosofía.

    a.- Arquitectura. En esta época renace la arqueología, el interés por el arte etrusco, el arte griego y la estética clásica. Ello se traduce a la construcción de iglesias, palacios y arcos inspirados en modelos clásicos, tanto en Italia, Francia, Alemania e Inglaterra. En España, hermosas muestras arquitectónicas son el Museo del Prado, la Puerta de Toledo y el Teatro Real.

    b.- Escultura. Esta conoce igualmente un amplio desarrollo. En Italia se destaca Antonio Canova. En Francia, lo hace Bradier. En Alemania, Johann Gottfried Schadow. En España de destaca Felipe de Castro y Juan Pascual Mena.

    c.- Pintura. En la imposibilidad de citar a todos los pintores de la época, limitémonos en el ámbito de resguardar los nombres del francés Jaen - Auguste- Dominique Ingress, del italiano Andrea Appiani, de los ingleses Hohn Constable.

    VIII.- LO POLITICO: EL DESPOTISMO ILUSTRADO

    A pesar de que los filósofos ilustrados criticaron la política y la sociedad de su época, no pretendieron que los cambios se dieran por la vía revolucionaria; confiaban más bien en un cambio pacífico orientado desde arriba para educar a las masas no ilustradas. Varios monarcas aceptaron las ideas propuestas por la ilustración y dieron origen al despotismo ilustrado.

    Los problemas del Estado absolutista requerían de la colaboración de hombres calificados y con nuevas ideas, dispuestos a reformar e impulsar el desarrollo político y económico de las naciones. El monarca ilustrado es un soberano que acepta los principio de la Ilustración y el deseo ponerlo en práctica para lograr una mayor eficiencia del Estado, en beneficio de éste y de los súbditos.

    El temor a la innovación es sustituido por una creencia en la posibilidad de alcanzar un futuro mejor, no por un cambio súbito, sino por una paciente labor educativa y legislativa, para la cual se necesitaba la colaboración de los ilustrados, cuyas ideas no constituían un pensamiento meramente especulativo, sino se convertirían en programas de gobiernos y se llevarían a la práctica.

    IX.- CONCLUSIÓN

    Podemos decir que la Ilustración fue un movimiento intelectual que abarcó todas las áreas de la cultura como la política, la economía, las ciencias, el arte, la técnica y la religión, teniendo su mayor auge durante el siglo XVIII, denominado ”El siglo de las luces”. A sus representantes, especialmente en el ámbito cultura, se le llamo también “iluministas” porque creían que con la luz de sus obras iban a despejar las tinieblas y a “iluminar tantos siglos de oscuridad generado por las ideas de la Iglesia”.

    Después del Renacimiento, ese gran movimiento cultural de la historia contemporánea, aparecieron nuevas ideas sobre el hombre y la cultura que confrontaron y enfrentaron el pensamiento medieval, donde todo era obra de Dios y los hombres estaban sujetos a un plan divino. Estos nuevos hombres, por el contrario, tenían fe en el progreso individual, y de acuerdo a sus criterios, esto se conseguía sólo por el esfuerzo personal de cada individuo. Por tanto, el hombre a través de su sacrificio podía modificar su destino, y ponían un manto de crítica y duda sobre todo lo que el hombre medioevo consideraba verdadero. Para ello la verdad se lograría no por la fe, sino por la razón, mediante la observación y la experimentación.

    La razón era, en su criterio, la única herramienta que tiene el hombre para encontrar la verdad de las cosas (Descartes). Buscaban una explicación racional y científica de la naturaleza y el universo.

    Los iluministas tenían además otra visión totalmente distinta del papel del hombre en la tierra. Ahora todo cambio individual y social podía ser creado o impulsado por el trabajo personal o en un conjunto con otros hombres. Nuevas disciplinas científicas se crearon en la medida que aumentaban los conocimientos y las experimentaciones mostraban nuevos resultados. Por ejemplo la astronomía científica basada en la observación de los astros se transformó en una disciplina especializada.

    Mirado desde hoy, este proceso dejó innumerables huellas y muchas cosas positivas e importantes. De las diferentes ideas que fueron impulsadas por los pensadores ilustrados, destacamos la libertad del hombre para pensar, expresarse, trabajar y crecer, junto con la igualdad, fraternidad, derechos y obligaciones en la sociedad y la tolerancia religiosa.

    X.- BIBLIOGRAFIA

    • RUIZ TORRES, Pedro.

    La época de la razón. Historia Universal Planeta, Volumen 9, Editorial Planeta. Barcelona, España, 1994.

    • DOMINGUEZ ORTIZ, Antonio.

    Las claves del despotismo ilustrado. Las claves de la Historia, Editorial Planeta. Barcelona, España, 1990.

    • BOESCH, Joseph

    La época contemporánea. El siglo XX, Desde la ilustración hasta 1914, Editorial Losada, Tomo III.

    Buenos Aires, Argentina

    1

    Vídeos relacionados