Hockey

Iniciación. Educación infantil. Juegos de aprendizaje. Material

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 37 páginas

publicidad
cursos destacados
Iníciate con Ableton Live
Iníciate con Ableton Live
El curso da un repaso general por las órdenes y menús más básicos, para poder generar...
Ver más información

Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
El curso de Reparación de Telefonía Celular o Móvil está orientado a todas aquellas...
Ver más información

publicidad

2º MAGISTERIO EDUCACIÓN FÍSICA

PROPUESTA DE

INICIACIÓN AL

HOCKEY

Asignatura: Deportes de Equipo

Fecha de entrega: 15-01-2002

2º MAGISTERIO EDUCACIÓN FÍSICA

PROPUESTA DE

INICIACIÓN AL

HOCKEY

Autoras: Asignatura: Deportes de Equipo

Profesor:

Fecha de entrega: 15-01-2002

INDICE

pag

  • ANÁLISIS DEL HOCKEY.................................................................................................. 4

  • Historia del Hockey........................................................................................................ 4

  • El hockey: una concepción educativa............................................................................. 7

  • Contenidos del hockey ................................................................................................. 11

  • Reglas del juego y contexto escolar .............................................................................. 20

  • Actitudes y valores ....................................................................................................... 21

  • OBJETIVOS GENERALES DEL PROYECTO DE INICIACIÓN AL MINI-HOKEY .. 22

  • ORGANIZACIÓN GENERAL.......................................................................................... 23

  • EJEMPLOS DE SESIONES INICIALES .......................................................................... 25

  • SISTEMA DE EVALUACIÓN ........................................................................................ 34

  • HERRAMIENTAS DE EVALUACIÓN .......................................................................... 34

  • BIBLIOGRAFÍA ............................................................................................................... 37

  • ANÁLISIS DEL HOCKEY.

    1.1 Historia del hockey.

    ANTECEDENTES DEL HOCKEY

    Los primeros datos los aporta el autor Wolfram Schladitz, quien afirma que 3.000 años a. De C., pueblos con una cultura altamente desarrollada en aquella época como China, Persia e India, tenían predilección por los juegos de pelota con palo y pudieron ser los precursores de este deporte.

    Sin embargo, la mayoría de los investigadores parecen coincidir en que las primeras fuentes fidedignas nos permiten situar el origen del hockey aproximadamente en el Antiguo Egipto, hacia el año 2.000 a.C. Al parecer, la tumba nº 16 de Beni Hasan, en el valle del Nilo, recoge en sus muros los diferentes juegos practicados por los egipcios; entre ellos se puede observar un bajorrelieve que muestra a dos jugadores en disposición de jugar un “bully” (jugada típica de hockey que, aunque existe en el reglamento actual, casi no se aplica).

    Con posterioridad, las excavaciones realizadas en Atenas en el año 1922 ofrecen nuevos datos de suma importancia. En los restos del muro de contención que Temístocles mandó construir para proteger al pueblo de la furia del mar, se aprecia la imagen de seis jugadores con palos de diseño característico, en el momento de jugar un “bully”. Este bajorrelieve data del año 530-510 a.C. y demuestra que el hockey tuvo gran aceptación entre los griegos. Existen algunas fuentes que recogen las práctica del hockey en los Juegos Ístmicos de Grecia, donde se lanzaba la bola con un palo, de forma similar al hockey actual.

    Un nuevo testimonio se recoge en el siglo II d.C. en Irlanda, cuando el monarca deja al morir un legado de 50 palos y 50 bolas. No aparecerán nuevas referencias hasta un manuscrito de Fitzstephen por el que el nacimiento del hockey en Inglaterra data del año 1175. en este país, ya en el siglo XIII, las vidrieras de las catedrales de Canterbury y Gloucester ofrecen interesantes grabados; en la primera, la imagen de un muchacho con un palo en su mano derecha, representando la etapa de la juventud, y en la segunda, un jugador con un palo en ambas manos en actitud de impulsar la bola.

    Es imposible determinar el país de origen del hockey. Mientras etnólogos y arqueólogos lo sitúan en Persia, otros hablan de Egipto o China y otros afirman que su desarrollo comienza en Grecia, gracias a los Juegos Paganos organizados bajo el imperio romano. Lo que sí es evidente es que la práctica del hockey se difundió por todo el mundo, no sabemos cómo, y llegó a culturas y países muy distantes entre sí. A pesar de las lógicas diferencias en sus manifestaciones como juego, es posible aceptar que el “koura” de los árabes, el “hurling” irlandés, el “ripka” de Lituania, el “shinty” escocés, el “bandy” galés, “la crosse” francés, la “cineca” o “palín” chileno o la “chueca” castellana, derivan de un origen común.

    El carácter de la práctica fue diferenciándose y, si entre unos pueblos primitivos el jeugo se practicaba como simulacro de guerra o en otras culturas primitivas ocupaba un lugar fundamental en los ritos religiosos, políticos y funerarios, evolucionó hacia una práctica recreativa para la aristocracia de culturas más próximas en el tiempo, llegando a ser en nuestra sociedad una práctica de juego eminentemente competitivo.

    También los materiales de juego son bastante diferentes a los que se utilizaron en otras épocas. El palo era rudimentario, casi siempre respetando su forma curvada, hecho en madera o trabajado sobre hueso y adornado con dibujos. Las bolas, de tamaño mayor al actual, se componían de fibras de palmera, piel de ciervo, madera o caucho. Por lo demás, el juego no estaba condicionado por normas complejas, así el número de participantes era ilimitado y el encuentro permitía la participación de una aldea contra otra, en un espacio extenso definido por referencias naturales, para conseguir un objetivo cruzando la línea de meta del contrario.

    A pesar de la evolución del juego, quedan en la actualidad pequeños reductos donde se practica el hockey en su forma primitiva. Es el caso de algunas regiones de Turquía y Etiopía, o la práctica del “palín” o “chueca” de los mapuches chilenos. Este último se sigue de forma apasionada en la Comuna de Lumaco, formando parte del programa de actividades sociales.

    EL HOCKEY, PRÁCTICA DEPORTIVA REGLADA

    Hasta la segunda mitad del siglo XIX no se puede hablar del hockey como deporte, momento en que se establecen en Inglaterra e Irlanda las bases del juego actual. En Inglaterra, el hockey entra a formar parte en los colegios como una materia obligatoria para niñas en 1932, veinte años antes de que el inglés Harrow introdujese las reglas que permitieron la publicación del primer reglamento de hockey. También las universidades sirvieron para elevar considerablemente el desarrollo de este deporte.

    Algunos años más tarde, los militares británicos implantaron este “nuevo” deporte en sus colonias, llegando a ser considerado deporte nacional en el caso de la India. Precisamente la difusión alcanzada en este país y la forma en que sus habitantes lo adaptaron a sus características, les permitió durante muchos años mantener el liderato en las competiciones internacionales.

    EL HOCKEY, DEPORTE OLÍMPICO

    En el programa de los primeros Juegos Olímpicos no existía ningún interés por inscribir el hockey o cualquier deporte colectivo, y fue el barón P. de Coubertin junto al Comité Organizador quien ofreció las posibilidad de participar por primera vez en las segunda edición de los JJ.OO. celebrados en París, pero la disolución del Comité obligó a esperar hasta la celebración de los JJ.OO. de Londres (1908) para que el hockey se convirtiese en deporte olímpico.

    Negada su participación en la edición de 1924 (París), por no existir una federación internacional, se construyó la Federación Internacional de Hockey el 7 de enero de 1924, bajo el amparo de siete federaciones nacionales, siendo España uno de los miembros fundadores. A partir de los JJ.OO. de Ámsterdam de 1928, el hockey ha figurado de forma continuada en el programa de los Juegos Olímpicos.

    En lo que se refiere al hockey femenino, su participación olímpica ha sido bastante tardía. La primera presencia de selecciones femeninas tuvo lugar en 1980, en los JJ.OO. de Moscú.

    EL HOCKEY EN ESPAÑA

    Se hizo referencia anteriormente al juego de la “chueca”, muy popular en las aldeas de Castilla en el siglo XVII y considerado por algunos como una práctica importada de Chile, jugada entre los indígenas, como lo refleja el padre Alonso de Ovalle en su Historia de Chile.

    Sin embargo, no se puede hablar de la práctica del hockey reglado y moderno en nuestro país hasta los comienzos del siglo XIX. A partir de 1902, la llegada a España de estudiantes ingleses y los posteriores intercambios facilitan la implantación de este deporte en las ciudades más importantes como Barcelona, San Sebastián y Madrid. Aunque al principio la práctica no es continua, sino simplemente recreativa y condicionada a un determinado estatus social, las constitución de nuevos equipos permite competiciones de ámbito regional y hace que en 1915 se acuerde la celebración del primer Campeonato de España.

    El hockey no se ha caracterizado precisamente por una participación numerosa en nuestro país. Tenemos que significar que, en el año 1992, el número de licencias femeninas en categoría absoluta que daban cobertura al trabajo de nuestra selección femenina no superaba las seiscientas.

    Además, la práctica competitiva de cierto nivel se focaliza en zonas puntuales de las comunidades de Madrid, Cataluña, País Vasco, Cantabria, Galicia y Andalucía, lo que dificulta su difusión.

    LA REAL FEDERACIÓN ESPAÑOLA

    La R.F.E.H. (Real Federación Española de Hockey), fundada el 28 de enero de 1922, es el organismo responsable de mantener el nivel de nuestras selecciones en las confrontaciones internacionales. Peor también es responsable de potenciar la práctica de hockey a través de la promoción y difusión por todas las comunidades autónomas, y de forma muy especial en aquellas que todavía no han tenido oportunidad de conocerlo directamente.

    1.2 El hockey: una concepción educativa.

    La práctica deportiva ha suscitado en los últimos años todo tipo de debates que han enfrentado entre sí a los profesionales que se dedican a la organización, gestión, investigación, enseñanza o entrenamiento deportivo. La clave reside en la consideración de la práctica deportiva desde la propuesta que ofrecen las federaciones deportivas como única referencia válida. En ellas todo gira alrededor de la búsqueda del modelo de campeón y la práctica puramente competitiva para conseguirlo.

    De esta manera, la enseñanza deportiva viene marcada por dos aspectos fundamentales:

  • La orientación hacia el máximo rendimiento.

  • La estructura de la competición en categorías según edad y sexo.

  • Sobre estas bases, las categorías inferiores se ven salpicadas tanto en objetivos como en metodología por un afán desmedido en alcanzar cuanto antes los máximos resultados deportivos. Por otro lado, los parámetros de edad y sexo asegurarán la posibiidad de alcanzar el éxito (ser campeón) en cada categoría con un juego que, salvo pequeñas modificaciones de terreno y participantes, obligarán a los niños y niñas más pequeños a adaptarse a la estructura y a la lógica del juego adulto.

    Metodología tradicional

    Está orientada fundamentalmente hacia el máximo rendimiento en cualquier edad, muestra una desconexión total con las características, objetivos e intereses de una gran mayoría de niños que, tras los primeros pasos, se ven forzados a abandonar.

    La metodología tradicional vendría caracterizada por:

    • Tomar como punto de partida el juego del adulto, con reglas rígidas que no lelgan a ser comprendidas, un nivel técnico elevado y una estructura de equipo que se nos antoja difícilmente aplicable por los principiantes.

    • Considerar prioritario el resultado de la competición, por lo que el proceso de aprendizaje y entrenamiento sólo tiene sentido en la medida en la que pone a punto el engranaje de las piezas que activan el mecanismo de hacer “juego” y de hacer goles. Se hace del juego más competición que juego.

    • Tratarse de un planteamiento mecanicista y así, en la medida en que el trabajo se distribuya y cada jugador cumpla de forma más eficaz su función, y sólo su función, se economizará tiempo y energía. Cabe hablar, por consiguiente, de una especialización temprana.

    • Exigir la complicidad entre técnico y jugadores para conquistar los resultados en el menor tiempo posible. Por eso el factor tiempo provocará en el técnico la imperiosa necesidad de enseñar todas y cada una de las soluciones (quizá soluciones estereotipadas) que el juego exigirá en cada situación. La impaciencia de todos hará imposible que el jugador tome su tiempo para decidir la acción, para cometer errores y corregirlos o para intentar respuestas nuevas.

    • Conceder una importancia excesiva al trabajo del mecanismo de ejecución. La enseñanza pasa por y se planea para el dominio de los diferentes gestos técnicos aislados del resto de los componentes del juego, gestos carentes de significado que los chicos irán asimilando hasta automatizarlos tras numerosas repeticiones. Lógicamente este punto lleva a un acento en el juego individual.

    • El técnico, figura central en la metodología tradicional, será no sólo decisivo en el proceso formativo del niño al permitirle almacenar un gran stock de recursos técnicos, sino que su presencia directa en la competición será imprescindible por cuanto es quien decide e indica a sus jugadores cada una de las acciones que se han de desarrollar.

    • El niño o la niña hacen o ejecutan sin cuestionarse lo que les dice su entrenador, conel que guardan en todo momento una relación de máxima dependencia.

    ¿Cómo influye este planteamiento en le niño?

    • En función del nivel de competencia técnico tendrá una diferente consideración en el seno del equipo: titular o reserva.

    • Si el ritmo impuesto en el aprendizaje rebasa sus posibilidades y las expectativas no se ven alcanzables a corto o medio plazo, el abandono de la práctica es muy probable.

    • Si sus aprendizajes le permiten desenvolverse con un mínimo de eficacia, aunque sea en un juego estereotipado, en una posición concreta y de una forma determinada, es posible que los “progresos” en la competición mantengan su motivación activada.

    • En cualquier caso el niño... ¿dominó el juego?, ¿se llegó a sentir con frecuencia protagonista en la acción?

    Con tales consideraciones, no parece que la metodología tradicional se pueda justificar desde el punto de vista pedagógico en la iniciación deportiva de niños en edad escolar. Y desde el punto de vista deportivo, técnicos y profesionales del deporte han observado cómo la mera mecanización de las diferentes acciones del juego dejan serias limitaciones en aspectos fundamentales como la percepción y la toma de decisión cuando los jugadores llegan a categorías superiores.

    La metodología tradicional creó muchos jugadores y jugadoras que hacían verdaderos malabarismos con el palo y la bola hasta que perdían la posesión, pero, entre ellos, muy pocos eran capaces de decidir la acción mas eficaz para su equipo. Eran tiempos en que el hockey era un deporte colectivo de grandes jugadas individuales. El nivel de los jugadores era directamente proporcional al tiempo en que trabajaron en contacto directo con la bola.

    Por suerte, en la actualidad se tiene que interpretar el hockey desde el funcionamiento del equipo, en el que cada jugador piense y actúe para tomar una decisión correcta en cada situación de juego. Frente al jugador típicamente habilidoso, se promueve el jugador que hace de su inteligencia motriz pura habilidad.

    El modelo de la R.F.E.H.

    La Oficina Técnica de la R.F.E.H., consciente de las limitaciones que generaba la metodología que se venía aplicando anteriormente en el entrenamiento deportivo y preocupada precisamente por la formación en los primeros niveles de práctica, propuso un Modelo de formación del jugador de hockey.

    • Nivel 1. 6-8 años. DECATHLON 1:1

    • Nivel 2. 8-10 años. MINI HOCKEY 4:4

    • Nivel 3. 10-12 años. HOCKEY 6:6 MEDIO CAMPO

    • Nivel 4. 12-15 años. 7:7 ¾ CAMPO, 8:8 TODO EL CAMPO

    • Nivel 5. >15 años. HOCKEY 11:11, HOCKEY-SALA 6:6

    Este modelo ajusta y modifica sustancialmente las competiciones para cada nivel. Los niños por primera vez dejaban de ser pequeños adultos y eran respetados en el diseño de las competiciones y actividades.

    Siendo el modelo teórico un paso importante no es delo todo significativo porque en la forma de asumir la competición y en el desarrollo práctico de este nuevo planteamiento subyace aún el modelo de campeón y la búsqueda de máximo rendimiento.

    Metodología activa.

    Parece obligado buscar una metodología diferente que incida fundamentalmente en las características de los principiantes y su nivel deportivo inicial, en el tipo de juego a desarrollar y en el planteamiento pedagógico a seguir.

    Estas premisas son fundamentales tanto en el ámbito federativo como en el ámbito escolar, porque en definitiva se trata de chicos y chicas que se encuentran en un proceso de formación deportiva similar.

    Esta nueva metodología, a la que denominaremos metodología activa, porque representa una idea más dinámica y participativa en la relación niño-juego, niño-técnico-otros jugadores, o niño-aprendizaje, se diferenciaría de la metodología tradicional fundamentalmente en que:

    • El punto de referencia en el aprendizaje es un juego sencillo, muy distinto al juego nacional y olímpico en relación con los elementos estructurales, pero similar en atractivo. Esta adaptación de los elementos del juego permite a los principiantes disfrutar la competición desde los inicios de la práctica.

    • El valor del resultado puede llegar a ser subjetivo si el niño es capaz de valorar el proceso de aprendizaje. La competición en este planteamiento deja de ser el resultado del aprendizaje para ser un aprendizaje más.

    • Aunque el aprendizaje centrado en el componente técnico permite un progreso inicial bastante rápido, parece más ventajoso comenzar con el aprendizaje del juego globalizado que integre todos sus componentes. Además, la comprensión de las situaciones del juego llevan directamente a reforzar el aprendizaje de los recursos técnicos necesarios en la solución individual o colectiva.

    • Lejos de presentar la solución acabada y eficaz, se exige al principiante una respuesta que parta de su propia decisión, sea correcta o no, porque los errores sn también experiencias de aprendizaje necesarias.

    • El técnico juega un papel tanto o más importante que en la metodología tradicional. Como experto debe de provocar en el principiante aprendizajes interesantes y facilitar su asimilación y aplicación en el juego. Asegurará en estos niveles de iniciación el placer tanto por jugar como por ganar jugando. Y, por otra parte, tiene que orientar su trabajo para facilitar una nueva relación entre jugador-técnico-juego hasta lograr una cierta autonomía.

    • El niño, con este planteamiento se verá totalmente implicado en la práctica deportiva, asumirá un mayor protagonismo con la capacidad de tomar decisiones, de controlar sus propios aprendizajes haciéndolos significativos, de diseñar estrategias para conseguirlos, o de generar respuestas diferentes para situaciones también diferenciadas.

    Con la metodología activa la práctica puede movilizar la máxima participación por no estar condicionada por un determinado nivel de rendimiento ni por la edad.

    1.3 Contenidos del hockey.

    En cualquier modalidad de hockey practicada (sea hockey-hierba o hockey-sala), el juego se estructura según unos elementos comunes que definen el marco de acción o el contexto del juego propiamente dicho.

    En el siguiente gráfico, se ofrece una visión de dichos elementos en las dos modalidades de hockey absoluto (hierba y sala). Las diferencias entre sus elementos y los matices hacen que se manifiesten características bien distintas entre sí.

    Así pues, mostraremos los elementos, presentando y justificando las modificaciones convenientes para desarrollar el hockey en la actividad escolar.

    Elementos

    Hockey-hierba

    Hockey-sala

    stick

    794 gr. - 340 gr.

    794 gr. - 340 gr.

    bola

    23,5 cm. - 162 gr.

    23,5 cm. - 162 gr.

    superficie

    Hierba artificial

    Parquet, terraza, cemento

    dimensiones

    91,40 m. X 55 m.

    40 m. X 20 m.

    porterías

    3,66 m. X 2,14 m.

    3 m. X 2 m.

    jugadores

    11 (10 + portero)

    6 (5 + portero)

    reservas

    5

    6

    duración

    2 x 35 min.

    (descanso:5 min. - 10 min.)

    2 x 20 min.

    (descanso: 3 min. - 5 min.)

    reglas

    Fuera de juego, córner, golpeo de la bola

    _

    ASPECTOS REGLAMENTARIOS

    • Material de juego. El stick y la bola.

      • El “stick” o palo.

    Es el elemento más representativo del hockey, siendo además el elemento que nos permitió situar su origen en la historia.

    En hockey, el jugador entra en contacto con la bola a través del stick y, por lo tanto, las bola queda a una distancia de 50 ó 70 cm. De las manos que controlan el movimiento del stick. De alguna manera el stick pasa a conformar una prolongación delos brazos del jugador.

    Siendo un aspecto importante que todos los principiantes deben trabajar, la necesidad de utilizar un instrumento no es el factor decisivo en el juego. Además, existe una dificultad añadida que viene determinada por la propia constitución del stick. La característica forma curvada en la base del stick, con dos caras diferentes, y la obligación de jugar la bola únicamente con la cara plana, son las que imprimen el toque de “habilidad” y espectacularidad del juego.

      • La bola.

    Es el elemento del juego que desencadena la lucha entre ambos equipos. La posesión de la bola va a marcar las pautas en el comportamiento individual y colectivo para atracar la portería contraria y defender la propia.

    De forma esférica y tamaño un poco mayor que la de tenis, está constituida por un material plástico que ofrece una superficie totalmente lisa. Su peso permite que sus desplazamientos vayan a ras de suelo, aunque existen técnicas específicas para jugarla por el aire.

    Posibles adaptaciones:

    La edad y constitución física aconsejan utilizar sticks y bolas de diferente peso y/o tamaño en los principiantes.

    • El terreno de juego.

    El juego se practica sobre un terreno de forma rectangular, de dimensiones iguales a las de balonmano en el hockey-sala y un poco más pequeñas que las de fútbol para hockey-hierba. Se trata de un espacio cerrado, limitado por las líneas laterales o de banda que definen el largo y por las líneas de fondo o portería que definen el ancho.

    Estas líneas limitan el espacio de juego de la bola, no del jugador, quien puede intervenir desde el exterior siempre que, cuando juegue la bola, ésta se encuentre en el interior del campo.

    Es un espacio compartido en la intervención simultánea de los jugadores de ambos equipos, en el que las zonas favorables para unos suelen ser las más desfavorables para los jugadores contrarios.

    Las superficie de juego determinará la velocidad de desplazamiento de la bola en función del material del que esté hecha.

    Sobre el terreno cabe destacar la línea central, que divide el campo en dos espacios iguales. Además se dibuja el área de portería, que influye en la penalización de las infracciones y en las posibilidades de obtener un gol.

    Finalmente, observar las marcas sobre las líneas de fondo y a ambos lados de la portería, que indican la zona de penalti, córner y el punto de penalti stroke, situado en el interior del área y de frente a la portería.

    Hockey

    Posibles adaptaciones:

    En este caso no es imprescindible la superficie de hierba, se puede desarrollar en cualquier cancha de colegio o polideportivo. Además, las dimensiones más reducidas favorecen una atención mantenida de todos y cada uno hacia todos los jugadores que se mueven en el espacio.

    • El objetivo.

    Consiste en introducir la bola en las portería que defiende el contrario. La portería, por tanto, pasa a ser el punto de mira de todo el equipo y la mayoría de las acciones del juego se realizarán sin perder de vista este elemento.

    Las porterías definen un plano vertical sobre el terreno horizontal. Esta nueva superficie hace posible, además del juego raso, el juego aéreo en las acciones de lanzamiento.

    Para la consecución del objetivo, el hockey grande está sujeto a una normativa estricta, de forma que queda reducida al área de portería la zona válida para el lanzamiento. Y es obligado que el lanzamiento lo realice desde allí un jugador atacante.

    Posibles adaptaciones:

    Se propone que la validez del gol se amplíe a cualquier lanzamiento realizado desde el campo del adversario. Esto sirve para evitar aglomeraciones en el área, obligar al lanzador a reconocer la distancia de tiro y evitar que el portero sea un mero observador del juego cuando no está cerca de su portería.

    • Los jugadores.

    Se agrupan formando dos equipos enfrentados para conseguir el objetivo. Cada equipo se verá constituido por un número variable de jugadores de campo, según la modalidad, y un portero que vigilará el área de portería.

    Los sustitutos o reservas permiten mayores posibilidades de juego y posibles recuperaciones de los compañeros del equipo.

    El portero debe llevar una equipación diferente al resto y utilizará los elementos mínimos de protección (guantes, casco y guardas). Estará obligado a utilizar su propio stick.

    Posibles adaptaciones:

    Se propone un máximo de 5 jugadores, incluido el portero, para facilitar la compenetración colectiva y la participación individual. Dos o tres reservas serían suficientes.

    REGLAS BÁSICAS.

    Este aspecto completa los elementos del juego en el aspecto de funcionamiento, en la forma de intervenir o en las conductas que deben evitarse.

    • La duración del juego.

    El cronómetro no se detiene ante las interrupciones del juego, por lo que el tiempo real, es decir, el tiempo que la bola está en juego, es menor que el tiempo total de partido.

    Posibles adaptaciones:

    Se propone jugar tres tiempos de 10-15 minutos con descansos de 5 minutos en medio. Así se mantendrá la actividad el máximo tiempo de juego y utilizar el tiempo de descanso como tiempo para estrategias y no sólo de descanso.

    • Intervención del jugador.

    Desde el punto de vista de las limitaciones en la intervención individual destacaríamos las siguientes:

      • No se puede golpear la bola con violencia, utilizando un balanceo excesivamente amplio del palo.

      • La bola no puede ser jugada con ninguna parte del stick que no sea la cara plana o su prolongación en el mango.

      • La bola no puede jugarse con ninguna parte del cuerpo, salvo que se trate del portero en su propia área.

      • La bola debe ir rasa, salvo en los lanzamientos a portería desde la zona de lanzamiento (área de portería).

      • No están permitidos los contactos entre los jugadores como cargas o empujes.

      • Posibles adaptaciones:

        Para evitar posibles lesiones, se prohíbe el juego elevado. Sólo desde el interior del área de portería se permitirá el lanzamiento elevado que no supere la cintura.

        • Mecánica del juego.

        En el aspecto del juego de equipo, las reglas van a determinar la forma en que se puede conseguir el objetivo, las sanciones que se corresponden con las diferentes infracciones y la forma en que se reanuda el juego tras una interrupción. Las modificaciones propuestas en el hockey recreativo pasan por simplificar fundamentalmente estos puntos. De esta forma en nuestro juego tenemos:

          • Obtención de un gol: para que un gol sea válido la bola que entra en la portería ha debido ser previamente jugada a ras de suelo por algún jugador del equipo atacante desde el campo contrario. Desde el interior de área de lanzamiento, y sólo desde esta zona, se puede elevar la bola.

          • El saque de centro se realiza después de cada gol o al comenzar el partido y cada uno de los periodos de juego. Se inicia o reanuda el juego con un saque hacia atrás, hacia un compañero. En la primera etapa se puede iniciar conel tradicional saque de bully (tres toques alternativos al suelo y al stick del contrario antes de jugar la bola).

          • La forma de reanudar el juego cuando sale la bola del campo depende de las diferentes situaciones:

        * Saque de banda: se produce cuando la bola sale del terreno por las líneas laterales y la pone en juego, desde el punto por donde salió, un jugador del equipo contrario. Los jugadores contrarios al que saca deben respetar una distancia mínima de 3 metros en relación a la bola.

        * Saque de portería: se realiza cuando la bola sale por la línea de fondo y fuera de la portería, impulsada por cualquier jugador atacante. Para reanudar el juego la bola se coloca en cualquier punto del interior del área.

        * Saque de esquina: se realiza cuando la bola ha sido tocada por un jugador defensor antes de traspasar su línea de portería. Se pone en juego desde la esquina correspondiente al lado de la portería por donde salió la bola.

          • Las sanciones que se derivan de las infracciones cometidas en el capítulo de la intervención individual, pueden clasificarse en res categorías:

        * Golpe franco: cualquier infracción que se cometa en cualquier parte del campo y fuera de la propia área de portería. El equipo contrario al infractor juega la bola desde donde se produjo la infracción. Todos los jugadores deben permanecer a una distancia mínima de 3 metros.

        * Penalty córner: cuando la infracción se ha cometido en la propia área de portería o cuando se juega la bola de forma intencionada hacia la línea de fondo propia.

        Un jugador atacante pone en juego la bola con un pase desde uno de los puntos que existen sobre la línea de fondo, el lado es opcional. El resto de los jugadores atacantes (los otros 3 jugadores de campo) se colocan fuera del área de portería, hasta que la bola salga impulsada, e intentan jugarla o lanzar a portería frente a la oposición de un jugador defensor y el portero, que salen desde su portería. El resto de los jugadores defensores salen desde la línea central en el momento en que se ponga en juego la bola.

        * Penalty stroke: si se trata de una infracción voluntaria dentro del área o cuando una infracción ha impedido la consecución de un gol claro. Para reanudar el juego, se coloca la bola sobre el punto de penalty que se encuentra en el interior del área y a 7 metros del punto medio de la portería. Un jugador cualquiera del equipo atacante lanza a portería sin tomar más de un paso de impulso. Por el equipo defensor interviene el portero que queda sobre la línea de portería y entre ambos postes hasta el momento en que se lance la bola.

        • El arbitraje.

        En la práctica del hockey recreativo la dirección del juego corre a cargo de un jugador o miembro de cada uno de los equipos que se enfrentan, o del propio entrenador. Cada uno será responsable de controlar las interrupciones y sanciones que tengan lugar en su propia mitad, aunque deben ayudar a su compañero en el resto del campo.

        La conducta antideportiva, si la hubiera, puede y debe modificar la sanción, pasando a otra de mayos gravedad. Además, el jugador puede ser expulsado temporalmente por un periodo de dos minutos.

        ASPECTOS TÉCNICOS Y TÁCTICOS FUNDAMENTALES.

        El conocimiento de los elementos estructurales no basta para plantear una forma seria de su enseñanza y entrenamiento. Ordenar todos estos elementos nos lleva a encontrar la lógica interna del juego, la que da significado a los comportamientos individuales y a las interacciones motrices que tienen lugar entre los jugadores. Ahora intentaremos comprender el juego como un sistema en el que todos los elementos se encuentran interrelacionados. Es preciso comprender la relación del jugador con la bola, con el espacio, con los compañeros y con los adversarios y, por supuesto, con el objetivo.

        El punto central para analizar este sistema nos viene dado en la propia definición de hockey como juego competitivo o de enfrentamiento entre dos equipos para conseguir un mismo objetivo, de forma que la bola y, concretamente su posesión, establece una dinámica de fuerzas opuestas y de comportamientos diferenciados.

        • El ataque y la defensa.

        Lógicamente, la estrategia a desarrollar en un momento dado del juego por cada uno de los equipos, cuando sólo se dispone de una bola, no puede ser la misma porque las oportunidades para lograr el objetivo son diferentes para cada uno.

        Ambos buscan la consecución del gol, pero sólo el equipo en posesión de la bola puede conseguirlo. Por eso, el objetivo prioritario pasa por lograr la posesión de la bola y el esfuerzo de ambos equipos se orienta a la conservación de su posesión o la recuperación.

        Surgen así dos fases en el trabajo de cada equipo, el ataque y la defensa, que exigen comportamientos y mentalidades distintas. Cuando un jugador se encuentra en posesión dela bola se dice que está en ataque y, de la misma forma, su equipo participa con funciones ofensivas. El equipo que no dispone de la posesión de la bola se encuentra en defensa.

        En el juego, los conceptos ataque y defensa se dan de forma simultánea: mientras un equipo ataca, el equipo adversario defiende. Pero en el trabajo de cada equipo las fases de ataque y defensa se suceden de forma consecutiva. El equipo que desarrolla su juego de ataque pasa automáticamente a defender en el mismo instante que se produce la pérdida de la posesión de la bola.

        Esta alternancia provoca una fase intermedia de transición, en la que se ajustan en un tiempo tan breve como sea posible los mecanismos y la mentalidad de los jugadores para orientar el trabajo hacia el ataque o la defensa, según corresponda.

        Los principios en el trabajo de ataque y defensa fueron descritos por C. Bayer de una forma sencilla y clara:

        ATAQUE

        DEFENSA

        • Conservar la bola

        • Recuperar la bola

        • Progresar hacia la portería

        • Dificultar la progresión hacia la portería

        • Lanzar a portería

        • Proteger la portería y el propio campo

        • La cooperación y la oposición

        El juego colectivo, tanto de ataque como de defensa, define un sistema de relaciones entre los jugadores del mismo equipo. Esta relación, en la que cada jugador interpreta los gesto y movimientos de sus compañeros, define la capacidad de cooperación o de “comunicación motriz”, término empleado por P. Parlebas para definir la interacción entre los jugadores de un mismo equipo ante un objetivo común.

        De forma simultánea, esta fuerza de cooperación se desarrolla frente a la fuerza de cooperación del equipo adversario, dando lugar a otra línea de fuerza de signo contrario, de oposición o de “contracomunicación motriz” para definir la interacción entre jugadores de un equipo con los del otro equipo, con el fin de neutralizar sus opciones.

        Así pues, el juego se desarrolla según una doble dimensión; por un lado en la relación ataque-defensa que define las funciones en relación con el objetivo; y, por otro lado, en la relación cooperación-oposición, que marca la relación de comunicación de cada jugadro con el resto de sus compañeros y con los adversarios.

        • Los elementos fundamentales: el espacio, la comunicación y el jugador

        Los elementos fundamentales que se van a trabajar serán aquellos dominios que llevan al equipo a aplicar la estrategia en el juego de ataque y defensa para conseguir la superioridad ante el equipo contrario.

        En este sentido, el hockey depende de tres elementos:

      • El espacio y su utilización.

      • La comunicación.

      • El jugador y su comportamiento técnico-táctico.

      • El espacio y su utilización

        El espacio es un elemento fundamental en el juego de equipo. De un espacio reglamentado, fijo y compartido por todos los jugadores, cada equipo moldea la superficie según su trabajo de ataque y defensa.

        El juego de ataque debe proporcionar suficientes oportunidades para jugar la bola. Para eso, interesa aprovechar el máximo espacio de terreno, creando espacios libres en zonas favorables y ocupándolos posteriormente.

        Jugar el ataque en grandes espacios supone aprovechar zonas desprotegidas, pero también aumentar la distancia que mantienen entre sí los jugadores del equipo defensor, evitando sus posibles ayudas.

        En el juego de defensa, el tratamiento del espacio está orientado a dificultar las acciones del equipo atacante. Al contrario de lo que ocurre en el ataque, el equipo defensor debe reducir el espacio de maniobra del atacante.

        La defensa marca prioridades en el trabajo de diferentes zonas en función de la peligrosidad, y así el control de las zonas próximas a portería son importantísimas. La defensa también persigue una mayor proximidad entre los jugadores para achicar pasillos de pase o para estar disponibles en ayudas al jugador implicado directamente en la jugada.

        La comunicación

        Cabe diferenciar dos formas diferentes de relacionarse: con los compañeros (cooperación) y con los adversarios (oposición). La consideración de ambas es imprescindible en el juego.

        La calidad de la comunicación entre los miembros de un mismo equipo depende de la capacidad de interpretar de la misma manera los principios de ataque y defensa y de considerar en ella la capacidad de oposición en el comportamiento del contrario.

        Un indicador de la calidad en la comunicación de un equipo es el ritmo y continuidad de juego. En la medida en que el jugador pueda decodificar las señales de los compañeros, las acciones serán más rápidas y continuadas. En cada una de las situaciones que se van presentando, el jugador sabe donde colocarse y cómo actuar para que el equipo acumule el máximo potencial de ataque o defensa.

        La comunicación en el juego de ataque parte de la relación entre el jugador en posesión de la bola con cada uno de sus compañeros, para llegar a dominar posteriormente relaciones entre todos los jugadores y no sólo con el poseedor de la bola.

        Desde el punto de vista defensivo, la comunicación se orienta a la colaboración con el jugador implicado directamente en la acción y a coordinar las acciones individuales para crear un entramado sólido que permita recuperar la posesión de la bola.

        El jugador y su comportamiento técnico-táctico

        Ha y algunas ocasiones en el juego que se deciden por medio de acciones individuales (lanzamiento de gol, parada de portero ...). Estas acciones muestran a lo largo de un encuentro la calidad de un jugador pero son el resultado de un trabajo previo más o menos afortunado del equipo, por ello el juego se traduce en acciones colectivas en las que cada jugador interviene de una forma continuada.

        El trabajo individual se dirige a desarrollar al máximo las posibilidades para dar una respuesta en cualquier situación del juego. Como en cada situación de juego hay que tener en cuenta no sólo la bola y el espacio próximo, si no también los compañeros y los adversarios que se mueven por otras zonas del terreno, jugar supone intervenir en el contexto de juego y en el seno de un equipo.

        El jugador de hockey debe desarrollar sus capacidades físicas, volitivas, socioafectivas... y sus capacidades técnico-tácticas puesto que condicionan de una forma directa la participación en el juego y, sobre todo, su aprendizaje.

        La excesiva importancia que se ha concedido al componente técnico de la acción individual (como expuso F. Mahlo) ha formulado todo tipo de planteamientos metodológicos eficientistas en busca de conseguir automatismos en las respuestas al juego. Sin embargo, el hockey no presenta situaciones estereotipadas que precisen respuestas automatizadas. El juego, por el contrario, es cambiante, aunque las situaciones sean similares, y esto exige al jugador mecanismos más complejos en la adaptación de sus respuestas. El jugador que intervienen en el juego no sólo ejecuta, sino que también piensa y decide.

        La importancia del componente técnico no está justificada per se, sino como un eficaz instrumental en la acción individual. Por eso hablamos del comportamiento técnico-táctico del jugador, intentando recoger una fórmula integrada en el contexto del juego y de sus principios. En este sentido nos referiremos a las diferentes acciones individuales que tienen significado por y para el equipo y que conectan con los principios de ataque y defensa.

      • REGLAS DE JUEGO Y CONTEXTO ESCOLAR

      • JUSTIFICACIÓN DE LA REGLA

        Para los niños, la regla es la que marca el límite entre lo que es juego y el resto de actividades cotidianas.

        El deporte justifica por el uso de regla la dramatización, la expresión, la diversión, la caracterización de todos los participantes en papeles y acciones que, fuera del juego, podrían tener un sentido ridículo.

        El reglamento como conjunto de las reglas del juego hace, además, que el juego sea tal y como se quiere que sea. Podemos apreciar como condiciona al resto de componentes del juego y no sólo la conducta deportiva.

        La regla define la capacidad de intervención, lo que se puede o no se puede hacer.

        El alcance de la regla nos lleva a reconocer su función reguladora en relación con los elementos, los comportamientos y la mecánica del juego; todo está controlado para asegurar la continuidad del juego y, si cabe, potenciar la espectacularidad. Pero, además, tiene un papel compensatorio ante las ventajas que aparecen sobre un aspecto concreto.

        LA ADAPTACIÓN DE LA REGLA

        De la misma manera que adaptamos la competición para un equipo de principiantes también tenemos que modificar las reglas del juego que derivan de la propia adaptación y buscar una interpretación de las mismas que interese a nuestros niveles de iniciación.

        Por una parte, usar un reglamento adaptado significa que, del reglamento definitivo, se seleccionan para su conocimiento y aplicación las reglas más sencillas, aquellas que permiten comprender la competición desde el primer día. El reglamento adaptado supone una adaptación cuantitativa de la regla para facilitar el aprendizaje del juego.

        Por otro lado, se puede hablar de la adaptación de la regla. Esto significa que su aplicación tiene diferente nivel de exigencia, normalmente acorde al nivel de dominio técnico. Esta flexibilidad puede facilitar la continuidad en el juego de principiantes, dando menor trascendencia a las interrupciones motivadas por la falta de técnica (adaptación cualitativa).

        También podemos adaptar el reglamento desde el punto de vista cuantitativo y cualitativo dentro de un mismo nivel de juego en función del progreso de los jugadores. Partiendo de unas reglas básicas y suficientes para comenzar a jugar van introduciéndose nuevas reglas o nuevas condiciones en la práctica y a la vez se va incrementando el nivel de exigencia en el cumplimento de cada uno.

      • ACTITUDES Y VALORES

      • Hablar de deporte significa también una filosofía en el pensar y actuar a través del mismo juego. No se trata de aprender un determinado juego sino también de aprender a hacer deporte.

        Esta filosofía refleja a través del modelo deportivo, un comportamiento, una actitud que integra valores personales y sociales y que justifica la práctica deportiva como una actividad a tener muy en cuenta desde el punto de vista formativo, siendo importante a cualquier edad y en cualquier circunstancia.

        Así pues, mencionamos los efectos deseados en el aprendizaje deportivo:

          • Una práctica más educativa y menos competitiva (deporte recreativo)

          • Un juego para todos (respeto a las diferencias)

          • Un juego para ocupar el tiempo de ocio (los participantes se divierten, se juega por jugar)

          • Un juego de competición (saber perder y saber ganar: competir desde una práctica recreativa)

          • Un juego de cooperación (conseguir un objetivo común)

          • Un juego de autocontrol (respeto a las reglas y juego limpio)

      • OBJETIVOS GENERALES DEL PROYECTO DE INICIACIÓN.

      • En este proyecto de iniciación al hockey o mini-hockey, vamos a buscar ante todo una progresión adecuada para alcanzar un nivel mínimo de conocimiento y control de este deporte, utilizando para ello otro deporte con gran cantidad de aspectos en común como es el floorball, teniendo en cuenta además la facilidad con la que se puede encontrar el material para este deporte en los diferentes centros (mucho mayor que para encontrar material de hockey).

        Además, se busca con este deporte que los alumnos conozcan un deporte considerado como alternativo, separándolos así de los ya estereotipados en nuestra sociedad y facilitando así la posibilidad de que todos empiecen desde el nivel de principiantes, más teniendo en cuenta que la comunidad en la que nos encontramos apenas conoce ni difunde este deporte como puede darse en otras, aspecto que lo hace más interesante por el hecho de “rescatar” un deporte más bien olvidado y que sin embargo contiene todos los requisitos necesarios para que el alumnos comprenda los aspectos interesantes de un deporte de equipo, como pueden ser la colaboración y la oposición, los aspectos tácticos... teniendo en cuenta además la importancia que se le da al hecho de desenvolverse adecuadamente en el ámbito motriz en este juego.

        Así pues, se buscará que el alumno llegue a un conocimiento medio de este deporte por medio de una progresión en la que hemos establecido tres niveles: el conocimiento y manejo del material, el floorball como medio para llegar a comprender parte de la

        técnica del hockey y, finalmente, el mini-hockey, opción alternativa al hockey dada la dificultad para conseguir un terreno de las dimensiones suficientes para jugar y que reúna los requisitos necesarios. También hubiera sido posible adaptarlo al hockey-sala, pero consideramos que la progresión está dirigida a alumnos de primaria y, tal y como recomienda la R.F.E.H., el nivel que se debe alcanzar para jugarlo es mayor, sobre todo en cuanto a técnica.

        El objetivo de nuestro trabajo en general, será comprobar si hemos sido capaces de secuenciar adecuadamente la progresión a seguir para adquirir dichas habilidades, arriesgándonos al establecer unos niveles de aprendizaje a seguir diferentes a los recomendados por la R.F.E.H. y algunos libros, pero que a su vez consideramos adecuada al haber tenido en cuenta las posibilidades materiales de los centros para llevar dicho aprendizaje a cabo.

      • ORGANIZACIÓN GENERAL.

      • GRUPOS

        Contamos con una hipotética clase de 22 personas. De este modo si necesitamos varios grupos podríamos dividirlos en dos grupos de 5 y dos grupos de 6 o en 4grupos de 5 y los dos restantes harían el papel de árbitros de sus compañeros. El puesto de arbitro sería ocupado por todos los niños de la clase a lo largo de todas las sesiones a realizar.

        NIVELES

        Proponemos tres niveles distintos, que van a ser alcanzados a lo largo de las sesiones a realizar en cada uno de los cursos. En cada curso (a partir de 4º de primaría) abra una parte dedicada a este deporte y los objetivos finales a conseguir se lograran al final del ultimo curso. Por eso esto no es un trabajo exclusivo de un año y a demás es muy posible que en el siguiente ciclo (E.S.O.), se siga avanzando en los contenidos referidos a este deporte.

        Los niveles para primaría según nuestro criterio serían:

        • conocer el material

        • floorball

        • minihokey

        CONOCER EL MATERIAL:

        • Objetivos: dejar a los niños que experimenten con el material y así ellos podrán descubrir por sus propios medios como utilizarlo, sacándole el mayor partido posible a este.

        • Contenidos: que los niños jueguen a algo con los sticks sin crearles normas ni reglas que limiten el juego, en esta fase no se les introducira a ningun reglamento

        TERRENO Y MATERIAL

        En minihokey el terreno tiene unas dimensiones de 55m x 22´9m, en cada equi`po juegan 5 jugadores. Hay dos tiempos de 15 minutos.

        En floorball el campo es de 40m x 20m a 60m x 30m, aunque lo mejor es de 10m x 20m. juegan de 3 a 6 jugadores por equipo. Hay dos tiempos de 20 minutos.

      • EJEMPLOS DE SESIONES INICIALES DEL PROYECTO DE INICIACIÓN AL MINI-HOCKEY.

      • TOMA DE CONTACTO

        1ª SESIÓN

        CONDUCCIÓN

        1.- La sombra- Un jugador se mueve libremente por el pabellón con su pelota. El siguiente jugador debe imitar todos los movimientos con su pelota intentando separarse lo menos posible de su compañero. No debe perder el contacto.

        2.- Formar átomos- Todos los jugadores andan por el pabellón conduciendo la pelota delante de ellos. Tras la exclamación o indicación de un número con los dedos de la mano todos los jugadores se han de juntar en grupos y formar combinaciones químicas cruzando los sticks. Uno de los jugadores que no han encontrado grupo será el siguiente en indicar un número.

        3.- Un, dos, tres, pica pared- Un jugador se coloca de espaldas al grupo junto a una pared del pabellón. Los otros jugadores intentan acercarse a él desde el fondo del pabellón conduciendo la pelota. El jugador de la pared se vuelve a intervalos irregulares. Puede mandar de nuevo a la línea de fondo a cualquier jugador que se mueva o cuya pelota no este parada. El que llegue a la pared lo relevara.

        4.- La mudanza- Todos los jugadores menos uno se encuentran con su pelota en un aro. Cuando el jugador sin aro exclama: Vamos a mudarnos, todos los jugadores conducen su pelota hacía otro aro. El jugador que ha iniciado la jugada también ocupa un aro de manera que otro se quede sin aro.

        5.- Juego de los astronautas- Los jugadores se mueven sobre la tierra (circulo central). A la señal acústica u óptica del profesor, salen con la pelota hacía el planeta más cercano y vuelven a la tierra. Gana quien consigue parar su pelota de nuevo en la tierra?

        PASES Y RECEPCIÓN

        1.- Balón a la deriva- En el centro del campo se encuentra un balón de playa. Cada uno de los jugadores, situado fuera del campo, tiene una o varias pelotas. Se trata de empujar el balón más allá de la línea de fondo o lateral del equipo contrario impulsándolo con la pelota. Cada vez que el balón traspasa la línea se concede un punto.

        2.- Mantener limpio el campo- Todos los jugadores tienen una pelota. A la señal del profesor cada jugador juega su pelota al campo contrario e intenta parar y devolver todas las pelotas que llegan de la otra mitad de campo. A la segunda señal ya no se puede tocar ninguna pelota más. Gana el equipo en cuyo campo hay menos pelotas.

        3.- Tirar a una diana- Los jugadores se dividen en varios equipos de igual número de jugadores. A una distancia de unos 10m se colocan de 5-10 objetos (mazas, conos, pelotas de gimnasia). ¿Qué equipo consigue acertar antes todos los objetos mediante la técnica del empuje? Los objetos acertados se han de apartar.

        4.- El castillo- Los jugadores se colocan en circulo e intentan acertar el castillo (por ejemplo un balón medicinal). Un jugador es el guardián del castillo e intenta defenderle. El que acierte el castillo releva al guardián.

        5.- El tigre- Los jugadores forman un circulo. El tigre se encuentra en el centro e intenta atrapar la pelota que se van pasando los otros jugadores. No se puede pasar la pelota a los compañeros de al lado. Si el tigre atrapa una pelota releva su posición con el jugador que la ha pasado.

        2ª SESIÓN

        PASES Y RECEPCIÓN

        1.- Pelota en circulo- Los jugadores de dos equipos forman un circulo de manera que se alternen los jugadores del equipo A y B. A la señal de salida se pasa la pelota al siguiente jugador del propio equipo de la manera más rápida posible. ¿Qué equipo hace circular la pelota con más rapidez?.

        2.- Pases de pelota por el pasillo- Los jugadores se colocan en dos hileras creando un pasillo de 3-4m de ancho, intercalándose ambos equipos como en el ejercicio anterior. Se pasa la pelota oblicuamente al compañero del mismo equipo. Gana el equipo que finalice antes el recorrido.

        3.- Pasar números- Dos equipos se desplazan en un campo delimitado. Cada jugador tiene un número. A la señal se pasan la pelota siguiendo el orden de los números. Gana el equipo que completa antes todos los pases.

        CONDUCCIÓN

        1.- El vigilante del puente- El vigilante del puente se encuentra en medio del campo y vigila su puente. Los demás jugadores intentan, cuando se les indica, pasar con su pelota al otro lado. Quien no consiga pasar sin ser atrapado por el vigilante, se convertirá en ayudante de este. El ultimo en ser atrapado será el siguiente vigilante.

        2.- Zorros, gallinas y víboras- Hay tres campos y tres equipos, cada jugador de cada equipo lleva un stick y una pelota que tendrá que conducir sin que se le escape mientras persigue o huye. Dentro de sus campos no pueden ser pillados. Los zorros pueden coger a las gallinas, las gallinas pueden coger a las víboras y las víboras pueden coger a los zorros. Si un zorro pilla a una gallina, se la lleva a su campo y forma una cadena que si es tocada por otra gallina libre salvara a sus compañeros. Esto es así con todos los animales.

        3.- Tiro- Dos equipos, cada uno en un campo. En el fondo de cada campo hay tres porterías. Hay que tirar pelotas al otro campo sin pasar la línea central e intentar meterlas en las porterías. Las pelotas que entren en la portería central valdrán 2 puntos mientras las que entren en las laterales únicamente uno. A la vez que se ataca hay que defender las porterías que están en nuestro campo.

        *Es recomendable realizar otras dos sesiones o más, dependiendo de las necesidades del grupo con ejercicios similares a los expuestos para estas dos sesiones.

        FLOORBALL

        1ª SESIÓN

        La primera parte de la sesión se les dejara jugar y a partir de ahí y del desarrollo de los juegos se irán introduciendo reglas.

        Las únicas consignas que les vamos a dar de principio, será el terreno de juego, que si sale de los limites del campo la pelota pasa a ser posesión del otro equipo, y sobre todo y muy importante que no pueden levantar los sticks por encima de la cintura. Si lo hacen se penalizara al equipo con dándole dos puntos al equipo contrario. Los objetivos del juego, que metan gol sin que les metan.

        Si vemos que no pasan obligar a que hagan un número determinado de pases, o que la pelota pase por todos los miembros del equipo antes de tirar a portería.

        Introducimos reglas como.

        • Se puede pasar la pelota con el píe o con el pecho.

        • No puede pasarse la pelota ni con el píe, ni con la mano, ni con la cabeza.

        • No se puede jugar la pelota desde el suelo

        Si durante el transcurso del juego hay alguna incidencia que obligue a meter alguna regla o norma, se parara, se explicara y se reiniciara el juego de nuevo.

        La 2ª parte de la clase se utilizara para hacer EL JUEGO DEL BOSQUE

        Se divide la clase en dos equipos, primero ataca uno y el otro defiende, el defensor será el bosque y el atacante los jabalís.

        El bosque se situará repartido a lo largo del terreno delimitado para el juego de la forma que más conveniente crean.

        Los jabalís, trataran de atravesar el bosque dirigiendo la pelota con el stick e intentando que los jugadores que conforman el bosque no se la quiten.

        Los jugadores que tienen el papel de bosque no se pueden mover del sitio en el que están e intentaran robar la pelota que transportan los jabalís con su stick.

        El equipo que más pelotas logre pasar a través del bosque es el que gana.

        2ª SESION

        CIRCUITO:

        Los alumnos seguirán el circuito que se presenta en la tabla anterior de las siguientes formas:

        • Libremente. (podrán realizar el circuito del modo que crean conveniente sin que se les imponga ningún tipo de regla a seguir)

        • Introduciendo la condición de guiar el stick con la mano derecha.

        • Con la mano izquierda.

        • Con las dos manos. (una vuelta con la derecha por encima y otra con la izquierda).

        • Rodeando los obstáculos. (mano la que mejor les vaya)

        • Intentando elevar la bola por encima de los obstáculos siempre que sea posible.

        • Por parejas haciendo pases para sortear los obstáculos.

        • Hacia atrás.

        MINI -HOCKEY

        1ª Y 2ª SESION

        Habiendo conocido los diferentes niveles propuestos por la R.F.E.H. hemos considerado interesante para la iniciación en el hockey la realización y entrenamiento del decathlon, prueba establecida para las edades más pequeñas en competición, como un elemento interesante para el conocimiento de las técnicas y el conocimiento de las habilidades básicas de este deporte.

        Así pues nos servirá para aplicarlo posteriormente a la situación real del mini-hockey (que se desarrollaría en las sesiones posteriores)

        Adjuntamos un documento acerca de dicho decathlon proponiendo realizar cinco de las diez pruebas en cada sesión, llegando así a conocerlas todas.

      • SISTEMAS DE EVALUACIÓN

      • Dado que se trata de una propuesta para llevar a cabo en las aulas (que se realizará de manera trimestral) será conveniente que todo el grupo promocione a la vez, así que observaremos fundamentalmente el funcionamiento general de la clase. Si se observara que un grupo reducido de alumnos tiene problemas para adquirir alguna de las aptitudes necesarias, no deberemos dejar de trabajar esta aptitud, de modo que los que ya la dominen la afianzarán y quien tenga dificultades pueda llegar a dominarla.

        Así pues, nuestro sistema de evaluación se basara en el nivel de conocimientos adquiridos, en el esfuerzo dedicado para ello, en la actitud individual y para con los compañeros, así como colectiva, y el respeto por el material y deportividad demostrada.

        El método principal que se usará para evaluar será pues la observación tanto por parte del profesor como por parte de los compañeros por medio de unas fichas que se adjuntan en el siguiente punto.

      • HERRAMIENTAS DE EVALUACIÓN

      • Presentamos a continuación dos ejemplos de posibles tablas para el registro de datos que servirán para la evaluación.

        La primera seria para entregar a los alumnos y para realizarla en pareja observando al compañero y a sí mismo (p.e. en el circuito o en el decathlon) y la segunda refleja aspectos que el profesor debería tener en cuenta tanto para la promoción a los distintos niveles como para el correcto funcionamiento de la clase.

        Las tablas mencionadas vienen diseñadas en la página siguiente.

        FECHA:

        YO

        MI COMPAÑERO

        ACTIVIDAD

        Con facilidad

        Regular

        Con dificultad

        Con facilidad

        Regular

        Con dificultad

        Conducción de la bola

        Esquivar objetos

        Regates/cambios de dirección

        Pases

        Recepciones

        Lanzamientos a porteria

        Soltura en general

        Actitud

        ACTIVIDAD

        PROBLEMAS GRUPALES?

        POSIBLES SOLUCIONES

        PROBLEMAS INDIVIDUALES?

        POSIBLES SOLUCIONES

        Conducción de la bola

        Esquivar objetos

        Regates/cambios de dirección

        Pases

        Recepciones

        Lanzamientos a porteria

        Soltura en general

        Actitud

      • BIBLIOGRAFÍA

        • SCHLADITZ, W. (1982) Hockey sobre césped. Ed: Stadium. (Buenos Aires.)

        • PARLEBAS, P. (1988) Elementos de sociología del deporte. Ed: Unisport (Malaga)

        • ORLICK, T. (1986) Juegos y deportes cooperativos. Ed: Popular (Madrid)

        • REAL FEDERACIÓN ESPAÑOLA DE HOCKEY (1998) Reglas del juego de hockey. Ed: Federación Internacional de Hockey

        • MARTINEZ DE DIOS, Mª CARMEN El niño y la actividad física y deportiva: jugar y disfrutar con el hockey. Ed: Gimnos Deportiva

        37