Historia del pensamiento económico

Ciencias sociales. John Kenneth Galbrain. Lluis Argemí. Preclasicismo. Mercantilismo. Smith. Malthus. Stuart Mill. David Ricardo. Marx. Keynes

  • Enviado por: Mercecrawford
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 19 páginas
publicidad
publicidad

Historia del pensamiento económico.

Introducción

En este trabajo está resumida la historia del pensamiento económico, basándome en los principales económicos de la historia, ya sean los que más han influido a la economía de ahora, los que más polémica desataron o los que sirvieron de mayor influencia en su tiempo. Los datos de cada uno se recogen bajo el punto de vista de tres actuales autores: William J.Barber, John Kenneth Galbrain y Lluis Argemí. Al final de cada uno, también habrá una opinión mía.

Hay datos comunes, datos que no son opinables, y otros datos que sólo son nombrados por uno de los tres autores, incluso comentarios críticos de cada autor también puede haber. El trabajo está constituido de cinco grandes bloques: economía preclásica, clásica, marxista, neoclásica y keynesiana. Dentro de cada bloque serán tratados sus principales económicos, que serán explicados de la siguiente manera*:

  • Datos comunes en los puntos de vista de los tres autores citados anteriormente.

  • Datos que sólo aparecen en el libro de William J. Barber, así como sus críticas a ese económico.

  • Datos que sólo aparecen en el libro de John Kenneth Galbrain, así como sus críticas a ese económico.

  • Datos que sólo aparecen en el libro de Lluis Argemí, así como sus críticas a ese económico.

  • Crítica mía hacia ese económico.

  • *El primer bloque, preclasicismo, va a ser estructurado de otra manera, debido a la imposibilidad de utilizar ese esquema.

    PRECLASICISMO*

    Este es un bloque presentado de una manera especial, ya que cada autor lo ve de una manera muy distinta, y me es imposible seguir el esquema que voy a seguir en los demás bloques. Este bloque voy a dividirle en tres bloques: lo que dice Galbrain sobre el preclasicismo, lo que dice Lluis Argemí y lo que opino yo. Barber no habla de este tema en su libro.

    • John Kenneth Galbrain.

    Para él, el principio de la economía se remonta a la antigua Grecia y Roma. La principal actividad económica era la agricultura, la unidad de producción era el hogar y la fuerza de trabajo, los esclavos. Esta economía no era de bienes de consumo, y era más importante la ética que la propia economía. El autor que más destacó fue Aristóteles, aunque también destaca Jeno Fonde, discípulo que Sócrates, que se anticipó a Adam Smith exponiendo la ventaja que poseen las ciudades grandes sobre las pequeñas en cuanto a las oportunidades para especializarse en las actividades mercantiles mediante la división del trabajo.

    El compromiso de los romanos con la institución de la propiedad privada (como la llamamos hoy) ha constituido legado de tremenda importancia para la vida económica y social.

    Avanzando en el tiempo, Jesús demostró la inexistencia de un derecho divino de los privilegiados, el poder podía tenerlo la gente que trabajaba con las manos. El cristianismo aspira a la igualdad. En la edad media había muy escasas operaciones comerciales o de mercados, debido a que los campesinos vivían de lo suyo, y los terratenientes de lo que cogían de los campesinos. Uno destacado fue Santo Tomás de Aquino, que mezcla lo moral con lo económico.

    *El término de “preclasicismo” lo he creado yo para nombrar a todas las corrientes económicas que preceden al clasicismo.

    • Lluis Argemí.

    Para él la economía también empieza con Aristóteles. A su economía la llama escolástica, y es la que rehuye la argumentación científica o lógica para sustituirla pro las citas de la autoridad. Se preocupó especialmente en tres temas:

  • Justo precio.

  • Valor de la moneda.

  • Licitud del interés.

  • Hacia el año 1500 aparece el antiguo mercantilismo. El factor más importante para calificar a un autor de mercantilista es el de su opinión sobre el mercado exterior. Pensaban que una balanza comercial favorable tenía que fomentarse con medidas proteccionistas de los bienes que se producían en el país, y con medidas liberales con respecto a materias primas que tenían que importarse, aunque no con respecto a las que otras naciones necesitaban y eran producidas en el propio país. También pensaban que a mayor población, mayor riqueza, ya que si hay más población, habrá más impuestos, y entonces habrá mejor hacienda pública. El mercantilismo intentaba también favorecer a la industria, para poder exportar sus productos y conseguir así la riqueza que buscaba.

    Por último, antes de empezar con el clasicismo, cita a los fisiócratas, que pensaban que la agricultura era el único sector productivo.

    • Mi opinión.

    Me ha gustado más la clasificación que ha hecho Galbrain, ya que lo veo mejor explicado, y lo divide en épocas más marcadas de la historia.

    De toda la información que he aprendido del preclasicismo gracias a estos dos autores, tengo algo que criticar con respecto a los mercantilistas: yo creo que tienen un pensamiento muy egoísta, y además imposible de llevar a cabo. Un país no puede ser proteccionista en la importación y liberal en la exportación, ya que eso es muy egoísta y si todos los países hicieran eso, el resultado sería que acabaríamos en una economía completamente proteccionista, y eso haría que la sociedad no avanzara, ya que los productos innovadores de un país no pueden salir. Sobre todo, la peor consecuencia de todo ello sería que no habría competencia entre países, entonces los consumidores tendrían mucha menos capacidad de elección de sus propios productos y yo eso lo veo muy inadecuado, ya que cada persona tiene que tener libre elección. Además habría más tendencia al monopolio. Sin embargo, su teoría de que a mayor población mayor riqueza, me parece muy inteligente, y estoy completamente de acuerdo.

    CLASICISMO

    La tradición mercantilista en Inglaterra y la escuela fisiocrática en Francia habían dirigido su atención a la importancia de un “excedente” económico. Los economistas clásicos continuaron esta exploración, dándole otra interpretación.

    Todos los elementos de la mentalidad clásica se aplicaron sobre todo a una cuestión central: el análisis del crecimiento económico a largo plazo.

    ADAM SMITH

    • Datos comunes en los puntos de vista de los tres autores: Smith consideró a los manufactureros como portadores del progreso y defendía el que se les permitiese un mayor margen de maniobra. Adam Smith defendió la división del trabajo, ya que según él proporcionaba muchas ventajas, como un ahorro de tiempo, aumento de la destreza, y un aumento de la inventiva.

    Es de destacar también su teorema de la mano invisible: si cada hombre obra según su propio interés, todo será como si existiese una mano invisible que proporcionará el máximo beneficio y la máxima felicidad a la sociedad.

    • Datos exclusivos de William J. Barber: Adam Smith dividía la población activa en dos categorías. Para ser de la categoría de los empleos “productivos” debían pasar dos pruebas:

  • Conducir a la producción de objetos tangibles.

  • Dar lugar a un “excedente” del que se pueda disponer para futuras reinversiones.

  • Un músico o un abogado no contribuían a hacer más rica la sociedad del mañana.

    Adam Smith diferencia entre “valor en uso” y ”valor en cambio” -valor en uso: Tienen utilidad pero no se intercambian, como el agua o e aire.

    -valor en cambio: aunque tengan poca utilidad, requieren mucho a cambio, como un diamante.

    En la opinión de Smith, el valor en cambio es el que resulta económicamente interesante.

    Smith también pensaba que un país que se impusiera controles directos se castigaría a sí mismo al privarse de los beneficios de una especialización y división internacional del trabajo. Además, todos los beneficios del crecimiento económico debían de participar todas las clases sociales.

    William J. Barber no muestra una notable concordancia con Adam Smith. Recalca sus fallos más que sus logros. Aunque en ningún momento llega a decir que no está de acuerdo con él, creo que es así, Barber no cree que Smith sea uno de los más grandes económicos.

    • Datos exclusivos de John Kenneth Galbrain: su mayor contribución fue destruir el viejo mundo, y abrir paso al porvenir.

    Galbrain no muestra ninguna preferencia por Adam Smith, pero tampoco muestra ninguna crítica hacia él. Para Galbrain Adam Smith es un importantísimo económico que hay que citar, pero no es el más relevante.

    • Datos exclusivos de Lluis Argemí: a pesar de que defiende siempre a los trabajadores, Smith también ha sido presentado como el defensor de los empresarios, de la libertad de la empresa, ya que al observar la sociedad que le rodea, el sistema de libertad empresarial le parece el menos malo de los sistemas.

    Lluis Argemí habla de Adam Smith bastante positivamente. Cuando habla de algún error que cometió Smith, no se olvida de excusarle, diciendo que para la época que Adam Smith vivió, éste demostró una insuperable muestra de conocimientos, y que es muy normal que tuviera esos errores. Sin embargo, para Argemí, Smith tampoco es el autor más relevante del clasicismo.

    • Crítica mía hacia Adam Smith: a mí personalmente Adam Smith es uno de los económicos que más me gustan. Creo que su teoría es muy acertada. Estoy de acuerdo con él en el tema de la división del trabajo y con la teoría de “la mano invisible”, y me parece que Adam Smith vivió en una época que, aunque se estaba desarrollando precipitadamente, no estaba preparada para ese tipo de pensamiento, sin embargo Smith si lo estuvo. Aunque también hay cosas que no comparto con este gran económico. Creo que su teoría de que sólo es productivo aquel empleo que produce materiales tangibles es fallido, y no que un económico tan avanzado en ideas como Adam Smith tenga esa idea tan arcaica de las cosas, y no piensa que si no hubiera empleos como un médico, que no produce materiales tangibles, casi todos los trabajadores a los que Adam Smith defiende, no podrían trabajar.

    THOMAS ROBERT MALTHUS

    • Datos comunes en los puntos de vista de los tres autores: Malthus pensaba que la población nunca podía exceder los límites establecidos por las disponibilidades de víveres. Mientras que en esa época la mayor parte de los clásicos estaban a favor del libre comercio, sobre todo en mercancías agrícolas, Malthus defendió las llamadas “leyes de cereales”, aranceles que protegían la agricultura.

    • Datos exclusivos de William J. Barber: Malthus divide los productos en dos categorías:

    -esenciales: sobre todo alimentos. Nunca hay problemas de saturación.

    -no esenciales: el mercado de estos bienes se equilibra dependiendo de los gustos de quienes tengan rentas para adquirirlos.

    Malthus tuvo un fallo afirmó que el ajuste del tamaño de la población a la evolución económica ocurría fundamentalmente a través de efectos sobre la natalidad. Si aumenta la renta, se contrae más pronto matrimonio y aumentan los hijos. Sin embargo, no dio importancia al avance económico y la reducción de la mortalidad que además se estaba dando en su tiempo.

    Este económico es más del agrado de Barber, le compara con Smith diciendo que “Malthus estaba interesado también por la economía a largo plazo, pero no dejó de lado los problemas económicos inmediatos, como hizo Adam Smith”. Sin embargo, tampoco es de su completo agrado, como podemos comprobar en el párrafo anterior, donde destaca un fallo de Malthus, y no le excusa de ninguna manera, dice que tiene un fallo, pero no explica el por qué lo tuvo.

    • Datos exclusivos de John Kenneth Galbrain: simplemente menciona que perfecciona la obra de Adam Smith, el resto de lo que dice coincide con los otros tres autores.

    Galbrain considera muy importante a Malthus, piensa que es el más importante de la economía clásica junto con David Ricardo.

    • Datos exclusivos de Lluis Argemí: piensa que en la obra de Malthus falta teoría, pero no lo ve de manera positiva, al revés, alga ese aspecto de Malthus, al corroborar que ésta fue la razón de su éxito.

    Argemí considera importante a Malthus, pero no le menciona de ninguna manera en especial, ni negativa ni positiva.

    • Opinión mía hacia Thomas Robert Malthus: sinceramente, no estoy de acuerdo en muchos aspectos de este economista. Su teoría de la población no me parece adecuada. Soy consciente de la condición de Malthus de sacerdote, pero creo que pensar eso sobre la población no es correcto. Sé que una cantidad exagerada de población no sería buena, pero creo que tampoco hay que contribuir a que no crezca la población.

    DAVID RICARDO

    • Datos comunes en los puntos de vista de los tres autores: su principal principio es que “en todos los países y en todos los tiempos, los beneficios dependen de la cantidad de trabajo necesario para obtener los bienes de subsistencia para los trabajadores, sobre esa tierra o con ese capital que no producen rentas.”

    • Datos exclusivos de William J. Barber: Ricardo piensa que la agricultura es muy importante económicamente hablando, pero no el único sector productivo.

    Aunque no expone ningún comentario relevante para saber con certeza si este autor es o no de su agrado, yo pienso que es el economista clásico que más le gusta a Barber.

    • Datos exclusivos de John Kenneth Galbrain: Ricardo opina que lo más importante para determinar el valor o precio de un producto es la utilidad, luego su escasez.

    Los salarios deben quedar liberados a la justa y libre competencia del mercado.

    Galbrain sí que muestra comentarios sobre su preferencia hacia Ricardo. Opina que es el económico más importante del clasicismo.

    • Datos exclusivos de Lluis Argemí: Ricardo se proponía analizar las leyes que regulaban la distribución del producto entre las tres clases que habían “participado” en su producción de una forma u otra.

    Argemí no muestra ninguna preferencia hacia David Ricardo, creo que piensa que es simplemente un economista más, muy importante, pero no llego a percibir si le gustaba o no le gustaba.

    • Opinión mía sobre David Ricardo: no estoy muy segura de que opinar de este economista. He observado que a Galbrain y a Barber les gusta bastante, pero la verdad es que no encuentro nada determinante en su teoría. No digo que este mal, creo que todo es correcto, pero no veo que haya contribuido mucho a la ciencia económica. Sin embargo, su teoría del valor, en cuanto para determinar el precio de una cosa hay que tener en cuenta primero su utilidad y luego su escasez me parece muy acertada, yo también pienso de la misma manera en este tema. Con todo lo que he dicho no quiero decir que no me guste Ricardo, le veo un gran económico, pero no el más grandioso de todo el clasicismo, como creo que piensan Barber y Galbrain.

    JOHN STUART MILL

    • Datos comunes en los puntos de vista de los tres autores: Mill pensaba que un estado estacionario era lo mejor, al contrario de otros economistas que pensaban que eso era una enfermedad.

    • Datos exclusivos de William J. Barber: Mill aumenta la anterior definición de empleo productivo dictada por Smith. Mill piensa que un empleo productivo se tiene como tal si su última consecuencia es el aumento en la producción material.

    Mill fue bastante inmodesto, debido a que en 1848 escribió que las leyes del valor no tenían nada que descubrir, la teoría del valor estaba completa.

    Mill, alejándose de la línea ortodoxa del clasicismo, pensaba que el Estado debía intervenir algo en la vida económica, como propulsor de mejoras en los servicios educativos o culturales, debiendo recoger impuestos para estos proyectos.

    Creo que William manifiesta una opinión muy positiva sobre Mill. Siempre que se ve obligado a exponer algún error de Mill, no olvida excusarlo. Por ejemplo, cuando informa sobre su inmodestia, luego acota que en parte tuvo razón, ya que ese terreno del valor había sido completamente explotado.

    • Datos exclusivos de John Kenneth Galbrain: Mill piensa que el sistema clásico es muy injusto, pero no apoya su desaparición, simplemente dice que debe mejorar.

    Galbrain señala al principio de su libro que John Stuart Mill, aunque fue un gran docente de su época, no modificó en forma sustancial la corriente del pensamiento económico, por lo que no le prestaría demasiada atención.

    • Opinión mía sobre John Stuart Mill: la verdad es que pienso lo mismo que Galbrain; este economista no parece que haya modificado nada, y no le veo muy importante, y sin embargo él mismo considera que gracias a él la teoría del valor estaba completa.

    MARXISMO

    En la época de Karl Marx se estaban sucediendo muchos avances, pero ninguno beneficiaba a la clase trabajadora, más bien la perjudicaba.

    • Datos comunes en los puntos de vista de los tres autores: Marx pensaba que las leyes económicas no podían ser universales ni eternas, simplemente para estadios particulares de la historia, y pensaba que ese había sido el error de los economistas clásicos.

    Los conflictos entre intereses económicos divergentes eran inevitables según su parecer.

    • Datos exclusivos de William J. Barber: Marx sostenía que “en una organización socialista posterior, el conflicto entre clases sería reemplazado por la armonía. Los medios de producción serían de propiedad colectiva”. Marx hacía dos grupos en las clases sociales: los que eran propietarios de los medios de producción y los que no lo eran.

    Sostenía también que el trabajo era el único agente productivo y fuente de todo valor.

    La jornada de trabajo quedaba dividida en dos: tiempo de trabajo necesario y tiempo de trabajo excedente o “plusvalía”.

    Marx pensaba que el sistema capitalista se iba a hundir.

    Barber piensa que Marx tuvo bastantes fallos en sus teorías, que se estaba contradiciendo constantemente. Eso muestra que no le gustaba del todo este económico, ya que lo deja bastante destacado.

    • Datos exclusivos de John Kenneth Galbrain: el capitalista tiene todo el poder y la autoridad. Su poder no se limita solamente a la empresa, se extiende a la sociedad y al Estado. Sin empargo, el trabajador solamente tiene impotencia.

    La desigualdad en la distribución del poder tiene lugar a una distribución sumamente desigual de la renta.

    Galbrain no manifiesta nada para poder pensar si estaba de acuerdo con él o no, simplemente informa sobre lo que hizo.

    • Datos exclusivos de Lluis Argemí: el tema religioso en la teoría de Marx es importante, y parece que el objetivo de Marx era la liberación del judío como ciudadano.

    Creo que Galbrain no quiere opinar sobre este económico, ya que expone las distintas opiniones de otros economistas sobre Marx (hay quien piensa que es el último representante de la tradición clásica y hay quien piensa que es un crítico de la economía clásica), pero él en ningún momento expresa su postura, por lo que llego a creer que el objetivo de Galbrain es simplemente informarnos sobre este rebelde economista, pero no dejarnos claro su opinión sobre él.

    • Crítica mia hacia Karl Marx: pienso que Marx es un gran economista, pero mi admiración hacia Marx no es por ese motivo, es por la fuerza de voluntad que tenía y la manera de defender sus ideales, gracias a ello Marx se ha hecho escuchar tanto que su voz está reflejada todavía en nuestros días. Sin embargo no estoy de acuerdo con él y su teoría del valor. Yo no creo que el trabajo sea el único agente productivo, como ya dije antes, si no hubiera médicos que sanasen a los trabajadores, no habría apenas trabajadores, todo influye en el todo.

    NEOCLASICISMO

    Se invierte el anterior orden de prioridades. Ahora lo más importante es el comportamiento del mercado en períodos de tiempo delimitados, con lo que tendían a esfumarse los grandes temas del desarrollo a largo plazo.

    Destaca notablemente Alfred Marshall.

    ALFRED MARSHALL

    • Datos comunes en los puntos de vista de los tres autores: Marshall pensaba que el estudio del hombre y sus descubrimientos debían hacerse asequibles a un público amplio.

    • Datos exclusivos de William J. Barber: al contrario que la mayoría de sus contemporáneos neoclásicos, Marshall pensaba que la exposición matemática no era necesaria para la comunicación de sus descubrimientos.

    Al contrario de los clásicos, que pensaban que el valor económico sólo podía atribuirse a objetos tangibles, Marshall pensaba que la esencia de un sistema económico no consistía en la producción de bienes, sino en la producción de satisfacciones.

    Marshall se oponía visiblemente al socialismo. Pensaba que el Estado podía jugar un papel útil en mejorar la eficaciade la asignación de recursos por el mercado.

    Como vemos, William J. Barber tiene a Marshall como a un economista sencillo, y lo respeta, aunque no veo muy claro si lo defiende o no, más bien diría que sí.

    • Datos exclusivos de John Kenneth Galbrain: centra la atención del coste y la oferta como determinantes del precio, al deseo y la demanda como determinantes, no sólo del precio, sino también de los factores de producción.

    Galbrain es partidario de las ideas de Marshall, cree que gracias a él se debe gran parte de la economía actual.

    • Datos exclusivos de Lluis Argemí: le compara a Adam Smith. Marshall definía economía como ciencia que estudia a la humanidad en los negocios ordinarios de la vida. Marshall creía que la economía política era el instrumento de la reforma social.

    Argemí está bastante de acuerdo con Marshall, como demuestra a lo largo de toda su exposición de este economista, corroborando sus aportaciones a la economía.

    • Crítica mía hacia Alfred Marshall: es un gran economista bajo mi punto de vista. Se preocupa de que la economía llegue a todo el mundo, haciéndola sencilla y asequible. Esto es lo que más admiro de Marshall. Además opino que sus aportaciones han sido las que más nos han influido en nuestra actual economía.

    ECONOMÍA KEYNESIANA

    • Datos comunes en los puntos de vista de los tres autores: Keynes ofrece una nueva visión del comportamiento del sistema económico, y proporciona una base teórica para un programa que promoviera el pleno empleo.

    Su obra gira en torno a un problema central: la determinación de los niveles de renta nacional y de empleo en las economías industriales, y la causa de las fluctuaciones económicas.

    Opinaba que el “lassez faire lassez passez” era inadecuado.

    • Datos exclusivos de William J. Barber: Keynes opinaba que la cantidad de dinero que el público está dispuesto a poseer está determinada por dos factores: niviel de renta nacional y tipo de interés.

    La gente desea ante todo un nivel aceptable de consumo, y ahorraba sólo cuando su renta era más que suficiente para cubrir sus necesidades de consumo. Sin embargo, los intereses no influyen a la hora de tomar la decisión de si ahorrar o no.

    Barber a lo largo de su exposición del keynesianismo, opina que Keynes era un gran economista, pero no tanto como el propio Keynes se pensaba, era demasiado vanidoso.

    • Datos exclusivos de John Kenneth Galbrain: Keynes piensa que la economía moderna no encuntra necesariamente su equilibrio en el pleno empleo, sino que puede hallarlo aunque el desempleo subsista, aunque Keynes buscó siempre el pleno empleo.

    Galbrain no da ninguna razón para pensar que estaba acuerdo con Keynes, pero tampoco da ninguna razón para pensar que no lo estaba.

    • Datos exclusivos de Lluis Argemí: piensa que lo más difícil de Keynes es su interpretación. Para Argemí, es preciso distinguir entre:

  • Keynes de Cambridge: la economía debe analizarse como un conjunto de mercados, pero éstos deben agruparse de forma que se pueda operar con un número limitado de ellos, dadas las particularidades del comportamiento de la economía con respecto a los diferentes bienes que se intercambian en dichos mercados. La propuesta de Keynes era la de limitar este conjunto en tres mercados: bienes finales, dinero y activos financieros y trabajo.

  • Keynes actualizado: para Keynes, la incertidumbre es un elemento esencial del sistema económico que de hecho es la causa de su inestabilidad.

  • Keynes-Walras: Keynes es alguien que tiene en mente un sistmea económico de mercados interrelacionados, pero con fallos en la coordinación entre los grandes bloques de mercados y faltaba la información general.

  • Argemí no muestra su postura de la teoría de Keynes en ningún momento.

    • Crítica mía hacia Keynes: pienso que Keynes está bastante acertado en todo. Es el más parecido a nuestra economía actual, pero eso no podía ser de otra manera, ya que tambiénes el más cercano. Sin embargo, aunque me guste mucho, creo que no tiene tanto mérito como Marshall, por ejemplo, ya que Keynes tenía prácticamente todo hecho. Aunque esto es una opinión simplemente.

    Bibliografía.

    • William J. Barber: “Historia del pensamiento económico”.

    • John Kenneth Galbrain: “Historia de la economía”.

    • Lluis Argemí: “Las raíces de la ciencia económica. Una introducción histórica”.