Hispania romana

Historia de España. Hominización. Península Ibérica. Yacimiento de Atapuerca. Colonizaciones históricas. Fenicios. Griegos. Cartaginenses. Mediterráneo. Comercio. Navegación. Cultivos. Guerras Púnicas. Pueblos prerromanos. Cultura celta. Castros

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 2 páginas
publicidad

RESUMENES DE HISTORIA

Las raíces, la Hispania romana.

El proceso de hominización en la península Ibérica.

La hominización es el largo proceso evolutivo a través del cual la especie humana adquirió sus rasgos actuales. El representante mas antiguo es el genero HOMO de la península que se ha encontrado en el yacimiento de Atapuerca en Burgos, con una antigüedad de 1.200.000 años, es decir del pleistoceno, periodo caracterizado por la sucesión de 4 glaciaciones, influyo la situación meridional de la península influyo en la llegada de nuevas especies humanas. En el yacimiento de la Gran Dolina en Atapuerca se han encontrado fósiles pertenecientes al Homo antecessor de origen africano, antepasado común de los Nearthentales y Cromañones que evolucionarían distintamente. En la Sima de los huesos se han encontrado restos de Homo Heidelbergensis con una antigüedad de 600.000 a 300.000 años. Durante el pleistoceno superior se extiende por toda Europa el Homo de Neardental que por su morfología puede considerarse Sapiens. Se han encontrado restos en Gibraltar, Bañolas y Cova Negra. Aparece el homo sapiens sapiens o cromañón en el último periodo glaciar hace 40.000 años y que se impuso como especie humana única. Los restos más antiguos se han encontrado en la Cueva del Castillo y en Cataluña.

Las colonizaciones históricas: Fenicios, griegos y cartaginenses.

A partir del año 750 A.C. las culturas indígenas de las Baleares y la costa mediterránea entraron en contacto con los pueblos más desarrollados procedentes del mediterráneo oriental, los fenicios y los griegos. Su objetivo era fundar colonias para practicar el comercio y la navegación de cabotaje.

Los primeros en llegar fueron los fenicios que provenían del actual Líbano. Fundaron Cartago en el norte de África y en la península ibérica Gadir, Malaca y Sexi. Introdujeron su moneda, alfabeto y sus cultos religiosos. Era una civilización muy rica y avanzada.

En el siglo VII llegaron los griegos. Establecieron colonia en Massalia y desde allí fundaron Emporium. Introdujeron el cultivo del olivo, la vid, las monedas y formas artísticas y culturales.

A partir del siglo IV las ciudades fundadas por los fenicios se hacen asociadas a Cartago y vencen a los griegos cuyas influencias quedan limitadas al norte del Ebro.

En el siglo III los cartaginenses iniciaron una ocupación imperialista para conseguir mercenarios con los que enfrentarse a Roma en las Guerras Púnicas. Sus dirigentes Amílcar Barca, Aníbal y Asdrúbal fueron vencidos por Roma. Todas las ciudades que recibieron el influjo colonizador estaban más evolucionadas y vivían en ciudades.

Los pueblos prerromanos

Se conoce con el nombre de pueblos prerromanos a aquellos que se encontraban en la península a partir del siglo V A.C. Sus culturas son el resultado del substrato indígena de la edad de Bronce por el contacto con los pueblos llegados del exterior.

Los restos arqueológicos y las fuentes literarias permiten distinguir 3 áreas geográficas concretas:

  • La zona mediterránea: La cultura ibérica es la mezcla de elementos autóctonos con los influjos de los pueblos colonizadores griegos y fenicios. Penetro su influencia también hasta el interior de La Mancha y el Ebro. Proporcionó un avanzado desarrollo económico. Vivían en ciudades con jerarquización social, especialización de trabajos y comercio.

  • Centro y oeste: Tuvo una evolución más lenta, recibieron elementos de los célticos. Eran pueblos con propiedad comunal, tenían una sociedad gentilicia, vivían en tribus, con vínculos de sangre que iban siendo sustituidos por relaciones de clientela (pactos de fidelidad). El proceso de urbanización se inició en el siglo II A.C. Las culturas más importantes son las de Castros y Cogotas II.

  • El norte, eran pueblos con rasgos culturales propios, vivían en castros o poblados fortificados. Se dedicaban al pastoreo y a la recolección, tenían una forma de vida muy primitiva.

Los romanos llevaron a cabo un proceso de homogenización por lo que se perdieron los diferentes niveles de evolución.