Globalización y Educación

Sistema educativo venezolano. Enseñanza pública. Legislación educativa. Programas y planes de estudios. Antecedentes. Efectos. Comportamiento sociológico. Orden político. Ideologías

  • Enviado por: Ismael
  • Idioma: castellano
  • País: Venezuela Venezuela
  • 6 páginas
publicidad

'Globalización y Educación'

Globalización y Educación

Es un tema complejo, difícil, de muy reciente data y poco abordado; por lo tanto cualquiera la incursión que hagamos en él tiene por objeto presentar ideas para la reflexión, el análisis y el debate esclarecedor además, resulta por demás interesante adentrarnos en esta absorbente realidad, característica de las tres últimas décadas del siglo XX que se ha intensificado a comienzos de este XXI.

Comenzaremos por definir a la globalización, sus antecedentes, características y sus implicaciones en la educación.

¿Qué es la globalización?: Es un proceso, una etapa, es una expresión, una corriente de comportamiento sociológico, con sus matices y características muy peculiares, definida por Domingo Alberto Rancel en su libro la globalización y sus consecuencias (P.11) “Coyuntura histórica en la cual el planeta gira en torno a un mismo sistema económico, obedece a un solo orden político y exige una única potencia militar” de acuerdo con esta versión, este fenómeno sería unidireccional, ideológica y altamente política. Desglosada tendríamos que el sistema económico es el del capitalismo en su fase del neoliberalismo. determinado por consumismo, la producción en serie, competencia, monopolio Etc. Fortalecido a raíz del derrumbe ideológico del socialismo, el orden político estaría cimentado en la llamada democracia burguesa, la única potencia es los Estados Unidos; pero más allá de esta interesante visión tenemos que la globalización es la expresión histórica de una sociedad planetaria tendiente a uniformar patrones de conducta como jamás se había visto con. incalculables consecuencias que toca todas las aristas del comportamiento humano en donde quiera que este esté.

Como características podemos asomar la uniformidad, universalidad y la totalidad de los aspectos que toca.

Entre sus antecedentes podemos señalar como lo indican la mayoría de los autores de este singular fenómeno sociopolítico:

1.- A la globalización de carácter financiero.

2.- La globalización de transacciones de bienes y servicios

3.- Al desarrollo increíble de las tecnologías de la comunicación a partir del lanzamiento del primer satélite espacial que revolucionó las relaciones informativas entre los pueblos.

Fenómeno anticipado por el sociólogo culturalista Harold Toymbee quien en la década de los 70 habló del gobierno mundial y por el canadiense Herbert Marshall McLuhan nacido en Alberta el 21 de julio de 1911, quien publicase en 1962 The Gutemberg Galaxi, en 1964 Understanding Media y en 1967 la obra que revolucionó las concepciones comunicacionales The médium is the masajes quien sosteniese a través de una teoría bien relacionada que el mundo sería una Aldea Global, “Un medio no es algo neutro; que le hace algo a la gente. Se apodera de ella, la frota, la masagea, la sacude de aquí para allá” (McLuhan Pro y contra p. 25 de Raymond Rosental). Nada escaparía a la acusiocidad del hombre a su sed de información y comunicación y todos tendríamos acceso a ese hecho privilegiado, si a esto sumamos los hechos políticos de la caída del muro de Berlín, el final de las ideologías, la unipolaridad del mundo y un desarrollo fantástico de las ciencias en todos los órdenes específicamente en las comunicaciones espaciales, cibernéticas y la aparición de la computadora y su expresión en el Internet que rompe con todos los esquemas conocidos; entonces podemos tener una clara dimensión de este acontecimiento, atacado por unos y bendecidos por otros, pero al cual no se le puede ignorar.

Está presente en nuestra actividad diaria y afecta profundamente a la educación como proceso integral que propugna en el sujeto una escala de valores y principios que le permitan vivir en sociedad.

Art 1 de la Ley de Educación “La Educación pública tiene por finalidad la formación y desarrollo intelectual de los habitantes del país y contribuir a su mejoramiento moral y físico.

Tal finalidad ha de armonizarse con el propósito de formar ciudadanos que, con exacta valoración de nuestra tradición, tengan conciencia del destino histórico de Venezuela y capacidad para colaborar eficazmente al cumplimiento de este destino, dentro de los principios en los cuales se sustenta nuestra democracia y con definida voluntad de cooperación internacional” (1955)

La globalización Jinetea inexorablemente sobre la ética y a la moral profundamente enraizado en la formación de los pueblos, rompiendo con las concepciones nacionalistas y regionales de una educación de trazas históricas fundamentadas en héroes locales y algunas veces folklóricos y hasta románticos.

Efectos de la globalización en la Educación.

1.- Hace universal la concepción del hombre.

2.- Cambia inexorablemente valores, principios y costumbres que tradicionalmente hemos enseñado en nuestras escuelas.

3.- Universaliza el conocimiento.

4.- Rompe con las tradiciones regionales ancestrales.

5.- Propugna los programas únicos, ya que organismos internacionales harán el trabajo con nuestros llamados planificadores.

6.- Influyen en el diseño de Las Leyes de Educación, en sus distintas concepciones.

7.- Altera la concepción del hombre plural y autocrítico, ya que todo vendrá diseñado y preparado para ser digerido.

8.- La actividad del alumno será totalmente diferente a la tradicional, no habrá que ir a bibliotecas a ojear libros para responder tareas o investigaciones, bastará con sentarse en cualquier centro de comunicaciones, ingresar al internet y “Bajar” la información esperada. Así fichas y apuntes quedarán en otro estante y en su lugar estarán las llamadas tareas dirigidas para las cuales ya hay programas específicos que se vende en el mercado.

9.-Configura los contenidos curriculares en función de los hechos mundiales predominantes, que deberán cambiarse estructuralmente de lo contrario seremos unos analfabetas tecnológicos; en ese mismo orden de ideas preparar un nuevo docente capaz de no solamente comprender esta tecnología, sino reciclarlo permanentemente para que pueda estar en sintonía con esos cambios fantásticos y lograr su acceso a este mundo complejo y dinámico que no duerme, sino que inventa y se reinventa a cada instante, en ese sentido no interesa el conocimiento en si, si no en la disposición del sujeto a tomar tecnologías y “soltarlas” enseguida para asimilar las otras que atropelladamente se acercan, esto también nos hace inferir que esa educación fundamentada en los ideales del humanismo estaría dando paso a una educación instrumentalista del manejo de tecnologías que obligatoriamente darán acceso al saber, al cual solamente dominaremos si conocemos el intrincado manejo de teclas y equipos, también podemos inferir que el papel del maestro en esa formación del niño será cada vez menos importante, los estereotipos, modelos e imágenes paradigmáticas vendrán por los medios audiovisuales como las televisoras locales y de cables, DVD, VHS, filmadoras Etc. que en segundos te harán un paseo por el globo terrestre. En cuanto a la metodología para la enseñanza en la llamada educación media y universitaria cambiaria, por no decir que está cambiando el sistema, y será la educación a distancia totalmente despersonalizada la que jugará el papel preponderante; investigaciones, exámenes, evaluaciones. Todo se reducirá en un futuro muy cercano a redes y pantallas.

Ello configura una realidad sociológica, educativa, cultural y tecnológica para la cual no nos estamos preparando, ni siquiera para oponernos, seguimos con los mismos esquemas de retar y contrariar a la globalización por el simple hecho de ser una expresión del neoliberalismo, sin dimensionarlo y evaluarlo para ver que tiene de positivo y aprovecharlo en esta perspectiva, retomando aquello que más nos favorece y en lo posible desestimar lo que nos perjudica.

10.- El alfabetismo no se medirá por la capacidad de descifrar signos y gráficos, sino por la capacidad de interpretar ampliamente el entorno donde vive el sujeto.

Por eso se propondría:

1.- El nombramiento de una comisión multidisciplinaria que estudie este fenómeno y se someta a una gran discusión nacional con participación de todas las organizaciones que tienen que ver con el fenómeno estudiado.

2.- Elaboración de planes y programas realistas que reflejen de alguna manera la tendencia planetaria, ajustando aquellos elementos que no interfieran con nuestra idiosincrasia distintiva de ser venezolanos.

3.- Desligar en lo posible a este fenómeno cultural, tecnológico, económico y comunicacional de las aristas estrictamente políticas e ideológicas por cuanto hacen perder la perspectiva global de análisis.

'Globalización y Educación'