Genealogía de la moral; Fiederich Nietzsche

Filosofía contemporánea. Vitalismo y Nihilismo. Ideas morales. Valores. Bondad. Maldad. Justicia

  • Enviado por: Curro
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas
publicidad
publicidad

(Véase: Nietzsche, La Transvaloración de los Valores.)

La Genealogía de la Moral critica la moral vigente a partir del estudio del origen de los principios morales que rigen a occidente desde Sócrates.

Nietzsche es contrario a todo tipo de razón lógica y científica y, por ello, lleva a cabo una crítica feroz a la razón especulativa v a toda la cultura occidental en todas sus manifestaciones: Religión, Moral, Filosofía, Ciencia, Arte...

"La Genealogía de la Moral" aparece en 1.887. En ella pretende responder a las preguntas que él mismo se plantea en el prólogo de la obra: ¿En que condiciones se inventó el hombre esos juicios de valor que son las palabras bueno y malvado? ¿Y que valor tienen ellos mismos? ¿Han frenado o has estimulado hasta ahora el desarrollo? ¿Son signo de indigencia, de empobrecimiento, de degeneración de la vida

Es notable en esta obra su carácter sistemático, ya que Nietzsche suele escribir en forma de aforismos breves, poéticos, metafóricos y nada organizados, dado su rechazo del pensamiento conceptual, incapaz de captar la realidad que es incesante devenir.

Nietzsche distingue dos clases: la de los señores y la de los esclavos. La clase de los señores a su vez está compuesta de dos castas: la guerrera y la sacerdotal, las cuales valoran aristocrática o sacerdotalmente. Así, la segunda deriva de la primera y se convierte en su antítesis, pues ambas parten de presupuestos distintos: la casta de los guerreros practica las virtudes del cuerpo; la casta sacerdotal se define por la impotencia o inventa el espíritu.

Ambas castas son rivales. De esa rivalidad se da el salto de una moral de señores a una moral de esclavos, ya que los sacerdotes (Casta desposeída) moviliza a los esclavos (débiles, enfermos) contra los guerreros (Clase dominante). Esa movilización es posible invirtiendo los valores aristocráticos, creando una moral de esclavos (con los judíos comienza la moral de los esclavos) heredada y asumida por el cristianismo. Solo así el sacerdote triunfa sobre el guerrero.

La Genealogía consta de 3 tratados:

El Primero, “Bueno y Malo”. Bueno y malvado, es una psicología del cristianismo, donde hace un análisis del surgir del espíritu del resentimiento contra los valores naturales o nobles. Este análisis es un primer paso para llegar a la transvaloración de todos los valores.

El Segundo tratado es una psicología de la conciencia: "culpa", "mala conciencia", etc. El ateísmo consiste en no tener deudas con los dioses: en una segunda inocencia. La crueldad aparece como uno de los mas antiguos trasfondos de la cultura.

El Tercer tratado es una psicología del sacerdote: ¿Qué significan los ideales ascéticos? El ascetismo es una crueldad consigo mismo y con los demás. Hasta ahora no ha habido en la tierra más que un ideal ascético. Pero ahora hay un nuevo ideal: El Superhombre.

En estos tres tratados encontramos parte de las claves que recorren toda su filosofía: Valoración, crítica y genealogía de los valores.

Es un buceo en el ser del hombre como ser histórico. Investiga la evolución de los conceptos morales haciendo un desenmascaramiento de todo lo existente, descubriendo que el hombre no es mas que un ser instintivo siendo negado el significado de lo transcendente. La esencia del método es explicar todo por su contrario, mostrando así su verdadera realidad.

Nietzscbe recurre a la genealogía, a la etimología de las palabras: saber qué significan las palabras y conocer la historia de su evolución es la única forma de penetrar en la fuente de donde brota la moral, los valores.

Dos conceptos de "valoración " diferentes: La valoración aristócrática: Bueno y Malo. La valoración sacerdotal, cuyos máximos representantes son los judíos llevan a cabo, desde su impotencia y resentimiento, una transvaloración: Bueno (lo que antes era malo) y malvado (lo que antes era bueno).

Voluntad y poder no pueden separarse. La Voluntad de poder es un querer dominar, un querer afarmarse y superarse. Fortaleza y exteriorización de la fortaleza son una y la misma cosa, pero la moral del resentimiento dice que el fuerte es libre de exteriorizar su fuerza o no. Y cuando la exterioriza es un "malvado".

También afirma que los débiles han elegido su debilidad: así ocultan su impotencia con la máscara del mérito. De este modo, culminan la falsificación, la venganza de los impotentes contra los nobles.

Cambia la impotencia en bondad, la bajeza en humildad, la cobardía en paciencia. Dicen que su miseria es una prueba, una bienaventuranza, una elección. Tienen idea de culpabilidad, pero para ellos son inocentes.

La obra maestra es su idea de justicia: ellos son los justos y odian la injusticia. A su esperanza de venganza la llaman victoria del dios justo sobre los ateos. Esperan una justicia de otro mundo en el juicio final.

Nietzsche es un verdadero maestro criticando a la moral. Critica a toda moral como contranaturaleza, que es la tradición cristiana y socrática. Critica la moral platonico-socrática que va en contra de los instintos de la vida. Critica la idea de un orden moral del mundo.

La moral que niega la vida se justifica en Dios, y esto lo ve Friedrich como un gran paso atrás de la humanidad.

Nietzsche es un vitalista, un hombre que quiere afirmar la vida, que la acepta tal cual es, sin enmascararla., que está dispuesto a experimentar la alegría de vivir la vida. Es esa comprensión de vida la que le lleva a reflexionar sobre la moral que, frecuentemente, no ha hecho sino enmascarar, degenerar y negar la vida.

El libro en sí está lleno de entresijos y quebraderos de cabeza. Personalmente he visto muy complicada su lectura, y ni que decir tiene su entendimiento. Desde el comienzo de este está utilizando metáforas o puntos que nos llevan a otras lecturas suyas, si bien, el carácter principal de esta obra es la explicación de su anterior obra “Mas allá del Bien y del Mal”.

Antes de comenzar la lectura de la Genealogía decidí leer el Anticristo, pero no pasé de las primeras 30 páginas pues su lectura y comprensión me resultaban algo mas que extrañas. Y eso fue lo que me llevó a leer la Genealogía: El deseo de leer algo que entendiese mejor, que me resultase mas fácil de comprender, pero cuanto me equivoque... Al menos entendía la mayoría de las cosas que leía, tal vez ayudado por el conocimiento que había adquirido de este autor al realizar en Junio “La Transvaloración de los valores”.

A sido la lectura que mas trabajo me ha costado, y aun así, no me ha dejado muy convencido, por lo que el próximo año intentaré no faltar tanto a clase.

1