Gallego Vega; Algunas claves para desarrollar procesos educativos inclusivos

Educación especial. Inclusión. Desarrollo. Claves inclusivas. Aprendizaje. Convivencia

  • Enviado por: Rehoward
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 1 páginas
publicidad

  • Referencia bibliográfica

    • Gallego Vega, C. (2005): “Algunas claves para desarrollar procesos educativos inclusivos”. Temáticos Escuela, 13, 10-12.

  • Breve resumen de la lectura

La autora se acerca en este artículo a situaciones, circunstancias y planteamientos que se han ido desvelando como claves en el desarrollo de procesos educativos inclusivos: externas al centro, internas del centro e internas del aula.

  • Ideas principales

  • Las investigaciones desarrolladas bajo el denominador común de Educación Inclusiva, no hacen más que confirmar la necesidad existente en el campo de la atención a la diversidad de plantear trabajos que actúen como mecanismo de mejora.

  • A este respecto se han identificado algunos indicadores que favorecen los procesos de cambio en los ámbitos externos o sociopolíticos, internos o institucionales, y de aula.

  • Estos indicadores son: claves inclusivas externas al centro, claves inclusivas internas del centro y claves inclusivas internas del aula.

  • Claves inclusivas externas al centro: identificar y analizar los contextos sociopolíticos educativos favorecedores de prácticas educativas inclusivas (contexto político abierto y participativo; sociedades democráticas; colaboración entre los servicios educativos; políticas de financiación).

  • Claves inclusivas internas del centro: apropiación del cambio, de su idea y significado sobre la educación inclusiva y el concepto de diversidad; ejercicio de un liderazgo transformador; participación de todos los miembros de la comunidad educativa en el desarrollo del PEC; trabajo colaborativo entre profesores alumnos y padres; incorporación de estrategias de investigación en las prácticas educativas, desarrollo profesional en y para el centro.

  • Claves inclusivas internas del aula: asunción de un currículo común para todos los alumnos; planificación colaborativa de la enseñanza; ampliación del repertorio y desarrollo de destrezas de enseñanza-aprendizaje de los profesores; uso de metodologías flexibles y coopertativas; apertura del aula a los profesores de apoyo para el desarrollo conjunto del currículo; relaciones auténticas en el aula, con normas y reglas claras para todos; actitud de compromiso y reflexión de los profesores.

    • Reflexión personal

    La posibilidad de que los alumnos con necesidades educativas especiales logren incluirse activamente en cuestiones de su aprendizaje y de la convivencia (tomando decisiones y responsabilizándose por ellas) está directamente relacionada con las oportunidades que los adultos propicien. Una de las condiciones institucionales básicas para lograr mayor participación es la creación de instancias formales y estables, como “consejos de convivencia”, asambleas y plenarios o periódicos escolares, entre otros. La práctica continua de toma de decisiones y la reflexión acerca de los logros y dificultades son la clave para mejorar las habilidades ciudadanas, porque a participar se aprende, como a leer y a escribir.

    Cada escuela tiene una historia y una identidad que se modifica y construye permanentemente con relación a sus metas, al estilo de comunicación y al modo de vincularse entre sus miembros. Se trata de una forma de “vida institucional”, que la escuela comunica a través de distintos canales y lenguajes. El trabajo de comunicación y motivación que despliegue una institución, en torno a la inclusión de todos sus miembros, incidirá en la calidad de la participación que se alcance. Por ello, son muy valiosas todas las estrategias que tiendan a mejorar la expresión y el intercambio de ideas, la recepción de mensajes y la circulación de información (mencionadas en el párrafo anterior).

    2