Fuerza muscular

Sistema de entrenamiento. Tipología. Cualidad física básica

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas
publicidad
cursos destacados
Iníciate en LOGIC PRO 9
Iníciate en LOGIC PRO 9
Vamos a ver de manera muy sencilla y en un breve paseo de poco más de una hora como funciona uno de los...
Ver más información

Cómo montar un Ordenador
Cómo montar un Ordenador
En este curso te guiamos de una forma muy práctica y gráfica, para que puedas realizar el montaje de tu...
Ver más información

publicidad

FUERZA

Es la capacidad de vencer una resistencia con la contracción producida por los músculos es decir, con la capacidad que tienen de realizar un trabajo.

Desde que nacemos, debemos vencer constantemente una fuerza o resistencia al movimiento: la gravedad. Con el entrenamiento además de vencer la gravedad, realizamos un trabajo en el cuál se movilizan distintas cargas, entendiendo por carga el peso de una masa. La masa que tenemos que mover, para trabajar la fuerza, puede ser una carga natural o una sobrecarga.

No hay que confundir la carga o el peso levantado en el trabajo de fuerza, con la carga del entrenamiento o trabajo realizado aun que en este caso coincidan las dos.

DISTINTOS TIPOS DE FUERZA

En cualquier práctica de educación física, se realiza un desplazamiento o aceleración de una masa, aplicando una fuerza.

En la fuerza dinámica, según la masa que se desplaza y la aceleración que se le dé podemos distinguir tres tipos de fuerza, que necesitaran sistemas de entrenamiento distintos:

  • Fuerza máxima o lenta:

Cuando la masa es máxima y la aceleración tiende al mínimo. Ej. halterofilia

Trabajar la fuerza máxima comporta un riesgo muy alto de sufrir lesiones articulares o musculares, ya que, las cargas que se levantan son máximas. Estos ejercicios es necesario realizarlos con una técnica perfecta.

  • Fuerza-velocidad o explosiva:

Cuando la masa es pequeña y la aceleración tiende al máximo: también se denomina potencia. Ej. Lanzamientos y saltos en atletismo.

  • Fuerza-resistencia:

Cuando la masa y la aceleración llega a niveles medios en su relación. Ej. Remo o natación.

También existe otro tipo de fuerza que no produce un movimiento sino que permite el mantenimiento de una postura, este se denomina fuerza estática. Este tipo de fuerza tiene métodos de entrenamiento propios que denominamos isometría, se basan en el entrenamiento de la fuerza máxima.

FACTORES QUE INFLUYEN EN LA FUERZA

  • La estructura muscular propia:

La fuerza depende de la orientación y del tipo de fibras musculares: cuanto más amplias y más numerosas son las fibras musculares, más fuerte es el músculo. También depende de la longitud del músculo, ya que los músculos cortos crean más tensión que los largos.

  • La temperatura:

La contracción muscular es más rápida y potente cuando la temperatura interna es ligeramente superior a la normal. Aumenta la circulación de la sangre y se facilitan las reacciones químicas. También influye en ello la temperatura ambiental. Un calor o un frío excesivos perjudican el trabajo muscular.

  • El sistema óseo y articular:

La fuerza depende del tipo de palanca que realiza el movimiento. La longitud de los huesos y la disposición de las inserciones de los músculos determinan la capacidad de fuerza.

  • El nivel de entrenamiento:

Con el entrenamiento mejoran el metabolismo y los depósitos de combustible; el aumento del grosor de la fibra muscular y el número de miofibrillas, y el retraso en la aparición de la fatiga muscular.

  • La edad y el sexo:

La diferencia de fuerza entre niños y niñas de peso y altura similares es inapreciable.

Con la edad se va desarrollando un tipo de fuerza u otro.

LOS SISTEMAS DE ENTRENAMIENTO

Para entrenar los distintos tipos de fuerza hay que aplicar diferentes sistemas de entrenamiento, según las cargas, la velocidad de ejecución de los ejercicios y la recuperación.

Para determinar los distintos sistemas de entrenamiento de la fuerza hay que tener en cuenta los siguientes parámetros:

  • Los medios son los aparatos que empleamos en los ejercicios para crear las cargas que tienen que movilizar los músculos implicados. Pueden ser cargas naturales o sobrecargas.

  • El objetivo nos indica el tipo de fuerza que se ejercita prioritariamente.

  • La carga se refiere al peso que se moviliza y puede expresarse en términos de ligera, mediana o alta.

  • Las repeticiones, juntamente con la carga o el peso, determinan el volumen de trabajo.

  • La velocidad de ejecución indica la intensidad del ejercicio.

  • La pausa determina la recuperación.

Es importante la técnica de ejecución de los ejercicios. Sobre todo, hay que tener cuidado con las posturas en las que la columna vertebral pueda sufrir alguna lesión. En el trabajo con pesos es conveniente emplear un cinturón o una faja de protección, y también unos guantes de agujeros.

Los ejercicios que se realizan en cada uno de los sistemas de entrenamiento trabajan unos grupos musculares determinados. Según los medios empleados, los ejercicios son distintos, hay gran variedad de ejercicios para trabajar cada uno de los grupos musculares, tanto individualmente como de dos en dos, con pesos o máquinas.

Ej.