Fuentes energéticas

Energía alternativa (solar, eólica, maremotriz). Energías no renovables (carbón, petróleo, gas natural). Inventos y comunicación en el siglo XX

  • Enviado por: Arwen
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 4 páginas

publicidad
publicidad

Fuentes de energía

La definición de energía resulta difícil por su propia naturaleza, ya que esta se presenta de diferentes formas. En física se define como la capacidad de crear trabajo.

El hombre primitivo sólo disponía de la fuerza de sus músculos como única fuente de energía. La gran revolución en la sustitución de la energía muscular no llegó hasta el siglo XVIII con el invento de la máquina de vapor. Junto al carbón, como combustible, fue el artífice de la Revolución Industrial y del gran avance de la tecnología moderna. Sólo transcurren 100 años y se descubre la electricidad, que abre nuevos horizontes a la Humanidad.

En principio, el combustible por excelencia era el carbón, pero a partir de los años 50-60 su producción entró en crisis, de la que aún no ha salido, siendo pocas las posibilidades de resurgir. El incremento de la producción del petróleo y sus derivados fue sustituyendo al carbón en sus usos industriales, domésticos y de transportes. Por ello la extracción de carbón sólo resultaba rentable para las centrales eléctricas. Por otro lado, el carbón produce muchas cenizas en su combustión; y como tiene un alto contenido en azufre, éste escapa en emanaciones gaseosas que con la humedad de la atmósfera acaba convirtiéndose en la causante de la lluvia ácida.

A finales del siglo XIX ya se usaba el petróleo y sus derivados como combustibles, y en la segunda década del siglo XX se introduce el gas natural. En la actualidad el petróleo se emplea como combustible y como materia prima para la industria química, y de él se obtienen fertilizantes, plásticos, pinturas, medicinas, textiles, gasolina, queroseno, lubricantes, etc. El año 1973 marcó el final de la era del petróleo seguro y barato. En octubre, como resultado de la guerra entre árabes e israelíes, los países árabes productores de petróleo recortaron su producción y embargaron el suministro de crudo a Estados Unidos y los Países Bajos. En sus orígenes, la industria petrolera generaba una contaminación medioambiental considerable. A lo largo de los años, bajo la doble influencia de los avances tecnológicos y el endurecimiento de las normas, se ha ido haciendo mucho más limpia.

El gas natural es un combustible prácticamente exento de cenizas y arde sin humos, pero tiene el inconveniente de ser bastante caro. Se utiliza como combustible para usos domésticos e industriales y como materia prima en la fabricación de plásticos, fármacos y tintes. Aunque existen yacimientos que proporcionan exclusivamente gas natural, éste va casi siempre asociado al petróleo en sus yacimientos, y sale a la superficie junto a él cuando se perfora un pozo.

Los grandes descubrimientos sobre la estructura de la materia, que se produjeron a partir de 1930, llevaron al descubrimiento de la energía nuclear. Aunque la primera aplicación fue para fines militares, actualmente es inmenso el caudal energético que puede proporcionar la energía nuclear para fines pacíficos. En la actualidad operan casi 400 centrales nucleares de fisión para producir energía eléctrica. Si bien en principio se creyó que ya se había conseguido una fuente de energía inagotable, de costo relativamente barato, a largo plazo han surgido problemas. Éstos están relacionados con la contaminación radioactiva, sobre todo de residuos, y con la posibilidad del agotamiento de las reservas de uranio en la naturaleza. La energía nuclear de fusión es una de las grandes esperanzas como nueva fuente de energía, así como las llamadas energía alternativas (solar, eólica, mareomotriz, biomasa, etc.) de las cuales ya se saca provecho en casos concretos.

Inventos significativos del siglo XX

Desarrollo de la comunicación en el siglo XX

Entendemos como comunicación a un proceso de transmisión y recepción de ideas, información y mensajes. En los últimos 150 años, y en especial en las dos últimas décadas, la reducción de los tiempos de transmisión de la información a distancia y de acceso a la información ha supuesto uno de los retos esenciales de nuestra sociedad.

El telégrafo fue, sin duda, el primer sistema de comunicación de repercusión mundial (Samuel F. B. Morse, en el año 1837). Su auge fue tal, que en 1866 se tendió el primer cable submarino entre Europa y América. Su gran inconveniente era la imposibilidad de transmitir la voz, por lo que rápidamente se desarrollo el teléfono, cuya patente se atribuyó a Alexander Graham Bell en el año 1876.

Los primeros sistemas telegráficos y telefónicos utilizaban el cable como soporte físico para la transmisión de los mensajes, pero las investigaciones científicas indicaban que podían existir otras posibilidades. La teoría de la naturaleza electromagnética de la luz fue enunciada por el físico británico James Clerk Maxwell en 1873, en su Tratado sobre electricidad y magnetismo. Las teorías de Maxwell fueron corroboradas por el físico alemán Heinrich Hertz. En 1887, Hertz descubrió las ondas electromagnéticas, estableciendo la base técnica para la telegrafía sin hilos.

En la década siguiente se realizaron gran número de experimentos para la transmisión de señales sin hilos. En 1896, el inventor italiano Guglielmo Marconi logró enviar una señal sin hilos desde Penarth a Weston-super-Mare (Inglaterra). La primera emisión de radio tuvo lugar en 1906 en los Estados Unidos. En 1925 ya funcionaban 600 emisoras de radio en todo el mundo. En la actualidad, casi todos los hogares de los países desarrollados disponen de radio.

A finales del siglo XIX se descubrieron diferentes métodos que conferían a la fotografía la ilusión de movimiento. En 1891, Edison patentó el cinetoscopio, máquina para proyectar imágenes en movimiento, que presentó en 1889. En 1895, los hermanos Lumière presentaron y patentaron el cinematógrafo, máquina que lograba proyectar imágenes en movimiento. A finales de la década de 1920, se añadió el sonido a estas imágenes en movimiento.

El sistema de transmisión de imágenes en movimiento está basado en varios descubrimientos, entre los que se encuentra el disco perforado explorador, inventado en 1884 por el pionero de la televisión, el alemán Paul Gottlieb Nipkow. Otros de los hitos en el desarrollo de la televisión son el iconoscopio y el cinescopio, para transmitir y recibir, respectivamente, imágenes a distancia, inventados ambos en 1923 por el ingeniero electrónico ruso Vladímir Kosma Zworykin. En 1926, el ingeniero escocés John Logie Baird utilizó este sistema para demostrar la transmisión eléctrica de imágenes en movimiento.

A finales de la II Guerra Mundial la televisión se adueñó de los hogares estadounidenses. El número de emisoras de televisión pasó de 6 en 1946 a 1.362 en 1988. En Gran Bretaña, a finales de la década de 1980, el pasatiempo más popular era ver la televisión, y el 94% de los hogares disponía de una televisión en color. En España, el 98% de los hogares tiene hoy un televisor.

La televisión se ha extendido por todo el mundo; los satélites de comunicaciones permiten transmitir programas de un continente a otro y enviar acontecimientos en vivo a casi cualquier parte del mundo. La grabación de vídeo también ha revolucionado la capacidad de almacenamiento, recuperación y transmisión de la información.

Uno de los avances más espectaculares dentro de las comunicaciones —comunicación de datos— se ha producido en el campo de la tecnología de los ordenadores. Desde la aparición de las computadoras digitales en la década de 1940, éstas se han introducido en los países desarrollados en prácticamente todas las áreas de la sociedad (industrias, negocios, hospitales, escuelas, transportes, hogares o comercios). Mediante la utilización de las redes informáticas y los dispositivos auxiliares, el usuario de un ordenador puede transmitir datos con gran rapidez. Estos sistemas pueden acceder a multitud de bases de datos. A través de la línea telefónica se puede acceder a toda esta información y visualizarla en pantalla o en un televisor convenientemente adaptado.

El láser ocupa un lugar importante en el futuro de las comunicaciones. Los haces de luz coherente producidos por láser presentan una capacidad de transmisión de mensajes simultáneos muy superior a la de los sistemas telefónicos convencionales. Los prototipos de redes de comunicación por láser ya son operativos y puede que en el futuro sustituyan en gran medida a las ondas de radio en telefonía. Los rayos láser también se utilizan en el espacio en los sistemas de comunicación por satélite.

A lo largo de la historia, los medios de comunicación han ido avanzando en paralelo con la creciente capacidad de los pueblos para configurar su mundo físico y con su creciente grado de interdependencia. La revolución de las telecomunicaciones y de la transmisión de datos ha empujado al mundo hacia el concepto de “aldea global”. Los efectos de estos nuevos medios de comunicación sobre la sociedad han sido muy estudiados. Hay quienes sostienen que los medios de comunicación tienden a reforzar los puntos de vista personales más que a modificarlos, y otros creen que, según quién los controle, pueden modificar decisivamente la opinión política de la audiencia. En cualquier caso, ha quedado demostrado que los medios de comunicación influyen a largo plazo, de forma sutil pero decisiva, sobre los puntos de vista y el criterio de la audiencia.