Filósofos

Hobbes. Comte. Averroes. Avicena. Francis Bacon. Heidegger. Sartre. Materialismo. Existencialismo

  • Enviado por: Marisol Estrada Resendiz
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 7 páginas
publicidad

THOMAS HOBBES (1588-1679)

Thomas Hobbes nació en Inglaterra, Malmesbury, Wiltshire, hijo de un clérigo de Wesport. Su primer viaje por el continente Europeo lo realiza en 1610, a raiz del cual Hobbes toma conciencia del poder que todavía ejercia el escolasticismo en la mayoria de los ámbitos de conocimiento.

Materialismo.

Aunque la fama de Hobbes se debe esencialmente a sus teorias políticas y sociales, su filosofia constituye la más completa doctrina materialista del siglo XVII.

El universo es concebido como una gran maquina corpórea, donde todo sigue las estrictas leyes del macanicismo, según las cuales, cualquier fenómeno ha de explicarse a partir de elementos meramente cuantitativos: la materia (extensión), el movimiento y los choques de materia en el espacio.

Este fragmento del Leviatán resume la filosofia materialista de Hobbes, estrechamente vinculada a una postura determinista del mundo que postula que todos los fenómenos del universo se hallan determinados inexorablemente por la cadena causal de los acontecimientos. Nada surge del azar; todo acontecer es el resultado necesario de la serie de las causas y por lo tanto podria ser anticipado, previsto.

Comte, Auguste (1798-1857)

La filosofía de A. Comte, secretario particular de Saint-Simon, fundador del positivismo e inventor de la sociología, hay que entenderla como un producto típico -quizá el primero que lo es clara y completamente- de la sociedad industrial del siglo XIX. El socialismo utópico de Saint Simon -no tan utópico al menos en la intención de su autor, si «utópico» se entiende como contrario a «científico»- constituye ya una propuesta de reforma social basada en la organización de la sociedad sobre la base de una filosofía que se pretende científica. Estas ideas epistemológicas y políticas son cabalmente desarrolladas por Comte (después de separarse de Saint Simon) en un sistema de «filosofía positiva».

Entre las ideas principales que la filosofía posterior ha heredado de Comte cabe señalar las siguientes: a) Una concepción historicista del desarrollo de la razón y de las ciencias, según la cual existen tres estadios fundamentales (teológico, metafísico y científico-positivo). Esta concepción subyace en la base de muchas teorías actuales [89] que conciben la ciencia como radicalmente separada de -y superior a- la metafísica. b) La sustitución de la filosofía por una ciencia de la sociedad -sociología- que tendría un carácter positivo y que permitiría dirigir la sociedad de forma científica, con vistas a salvaguardar los dos valores fundamentales de la sociedad industrial: orden y progreso.

A ese núcleo de ideas Comte añadió -sobre todo al final de sus días- una doctrina de la religión de la humanidad que servía de adecuado complemento ideológico al sistema. Aunque frecuentemente preterido por quienes hoy propugnan todavía una concepción estrechamente positivista, este apéndice religioso de la doctrina de Comte es en el fondo un tanto a favor de la coherencia del sistema (al mismo tiempo que un índice del valor de ideología que hay que atribuir al mismo). Por lo demás, no deja de ser cierto que en las más significativas versiones tecnocráticas actuales (trasuntos del núcleo de ideas positivistas), aunque la dimensión religiosa de esta forma de concebir la ciencia y la sociedad no se encuentre en general claramente representada, no por ello deja de estar decisivamente ejercida.

El sistema de Comte ha influido claramente en el positivismo y el cientificismo del siglo XIX. Su espíritu sigue presente hoy en día, en esas formas académicas de la sociología cuya única pretensión es el mantenimiento y la racionalización de lo establecido con base en una especie de beatería científica. La mejor manera de apreciar la flojera del positivismo y su filosofía conservadora es mirarla a través de la teoría alternativa de la sociedad que un poco después de Comte formulaba Marx y que, si no ha tenido hasta hace poco tanto predicamento académico como el positivismo de Comte, no cabe duda sin embargo, que ha tenido alguna mayor influencia sobre la realidad social.

AVERROES.

Fue un médico, jurista y filosofo árabe nació en Córdoba en 1123 y murió en 1198. comentarista de Aristóteles, sus doctrinas se inclinaban hacia un materialismo y panteísmo condenados por la iglesia católica.

AVICENA.

Filosofo y medico árabe nació en 980 y murió en 1037, autor de comentarios a la obra de Aristóteles, de Canon de la medicina y de otras obras.

FRANCIS BACON

Talento enciclopédico, Francis Bacon de Verulam escribio sobre historia, jurisprudencia, política, moral y filosofia de las ciencias. De él puede decirse que es verdadero fundador del metodo experimental.

Su obra más importante es el Novum organum (nueva lógica), en la que hace tabla rasa de la lógica aristotélica y de los principios de la escolástica.

Por sus profundas reflexiones sobre el fin y los metodos de las ciencias, Bacon debe de ser considerado, al igual de los sabios propiamente dichos, como uno de los iniciadores del movimiento científico que ha venido aplicándose y desarrollándose, cada vez más, desde el siglo XVII a nuestros días.

ALBERTO EL GRANDE

“San Alberto nace en el seno de la noble familia de los Ingollstad en Lauingen, Diócesis de Augsburgo en la Baviera Alemana en 1.206.

Desea cursar la carrera de Leyes por lo que sus padres le envían primero a Bolonia, que más tarde será cumbre de los estudios juristas; pasa más adelante a Venecia, para terminar en Padua. En 1.223 conoce a su compatriota el Bto. Jordán de Sajonia que sucederá a Santo Domingo de Guzmán en el gobierno de la Orden Dominicana. Queda prendado por la predicación y las cualidades de este hombre; recibe la llamada de Dios y decide ingresar en la Orden de Predicadores en 1.224. La oposición de su familia es frontal, pero él permanece fiel a su decisión.

En 1.228 es enviado a su Patria como profesor y enseña, primero en Colonia, con posterioridad en Hildesheim, Friburgo, Ratisbona, Estrasburgo y en la Sorbona de París, donde tendrá como discípulo predilecto a Santo Tomás de Aquino.

En 1.248 le encontramos, de nuevo, en Colonia dirigiendo el Estudio General de la Orden en esta ciudad. En los años 1.254 a 1.257 es elegido Provincial de la Provincia de Teutonia. En 1.256 está en Roma y allí, con San Buenaventura, franciscano, defiende los derechos de las Ordenes Mendicantes, frente a Guillermo de San Amor y otros profesores, el derecho de enseñar en las Universidades de entonces. San Alberto Magno es profesor en la Curia Pontificia.

Destaca San Alberto Magno por su capacidad, sagacidad y equilibrio en solucionar casos conflictivos como el del Obispo de Wurzburgo con sus fieles. Su misión y su campo es la enseñanza, la investigación por la que sigue dictando su sabiduría en las Cátedras Wurzburgo, Estrasburgo y Lyon. Participa en el II Concilio de Lyon, donde media para que sea reconocido como Rey de Alemania Rodolfo de Augsburgo.

En 1.279 se debilita física y mentalmente. Ese mismo año redacta su testamento y muere, con serenidad y paz, sobre su mesa de trabajo. Era el 15 de noviembre de1.280.

Martin Heidegger (1889 - 1976) y Jean Paul Sartre (1905 - 1980), son otros pensadores que han contribuido considerablemente al desarrollo del existencialismo. También puede ser considerado en este corriente, Ortega y Gasset (1883- 1955), aun cuando su línea de pensamiento raciovitalista escapa en muchos puntos de varios de los supuestos básicos del existencialismo.

Independientemente de la diversidad que caracteriza al enfoque existencialista de las situaciones de la vida humana, esta concepción se singulariza también por la sensibilidad para con todos los problemas de la existencia individual, así como por la confianza en las fuerzas creadoras personales. La afirmación de muchos existencialistas. “La existencia quiere decir el ser humano, el ser humano quiere decir la existencia” .

JEAN PAUL SARTRE. Nació en París en 1905 huérfano desde muy niño, fue criado por una madre católica y un abuelo calvinista, lo que le creó una tensión religiosa que le conduciría finalmente al ateísmo.

Estudio en la Escuela Normal Superior de París, donde tuvo la agregaduría en filosofía el año de 1929. participo en la segunda guerra mundial, primero como soldado y después, tras unos meses de internamiento en un campo de prisioneros de guerra en Alemania, como colaborador de la resistencia francesa contra los nazis.

Una vez terminada la guerra, Sartre se dedico de lleno al estudio de la filosofía y la redacción de sus múltiples obras: ensayos (El existencialismo es humanismo, 1946), novelas (La nausea, 1938), obras de teatros ( Las moscas, 1943; A puerta cerrada, 1944), obras de investigación filosófica (El ser y la nada. Ensayo de una ontología fenomenológica,1943; Critica de la razón dialéctica, 1960).

Sartre fue una persona muy activa y comprometida con todos los aspectos y manifestaciones de la vida cultural, social y política de su tiempo. No fue sólo un gran filósofo, el máximo representante del existencialismo francés, sino también un gran escritor, que supo servirse de la literatura para expresar su pensamiento filosófico y sus ideas políticas.

El pensamiento de Sartre puede distinguirse dos periodos. En el primero, encontramos su filosofía antológico - existencial propiamente dicha, expuesta en obras como La náusea o El ser y la nada.

El segundo, iniciado con la publicación de la critica de la razón dialéctica (1960), se caracteriza por llevar a cabo una revisión critica del marxismo desde sus postulados existencialistas.

Podríamos hablar de un tercer periodo, constituido por los últimos años de la vida de Sartre, época en que tanto el existencialismo como el marxismo parecen quedar superados de forma dialéctica por nuevas visiones e interpretaciones de la realidad.

HEIDEGGER

Con Heidegger volvemos a encontrar la corriente que va de Kierkegaard a Jean Paul Sartre. Según él, merced a ciertos sentimientos fundamentales de la existencia ( inquietud, angustia, tedio, asombro, pena, etc.) tomamos conciencia de la “totalidad de lo existente” de la esencia del mundo. Sus principales obras son : introducción a la metafísica; ser y tiempo.

Martín Heidegger tiene nacionalidad Alemana nace en Messkirch 1889 y muere en Württemberg 1976.

Educado en un ambiente católico, estudia teología en Friburgo, aunque antes de finalizar la carrera decide dedicarse a la filosofía, mientras trabajaba como profesor de la universidad publico “El ser y el tiempo”, que dedica a Husserl, autor y maestro por el que siente verdadero afecto. Con 38 años reemplaza a Husserl en la cátedra de filosofía de Friburgo y luego llegaría a ser nombrado rector de la misma. Debido a sus ideas a favor de los nazis fue censurado en más de una ocasión y se vio obligado a abandonar la universidad. Fue un gran critico de la metafísica y se apoyó en el existencialismo con la muerte como último fin. En los últimos años de su vida dedicó gran parte de su tiempo al lenguaje y al poesía. Es autor de “La esencia de la verdad”, “La doctrina de Platón acerca de la verdad”, “Que significa pensar”, etc. La influencia de este autor en las sucesivas corrientes filosóficas fue determinante.