Europa, Asia y África

Geografía. Continentes. Comparación. Similitudes. Diferencias. Condiciones naturales. Relieve. Clima. Ríos. Biomasa

  • Enviado por: Agus
  • Idioma: castellano
  • País: Argentina Argentina
  • 4 páginas

publicidad
cursos destacados
Curso completo de piano - Nivel básico
Curso completo de piano - Nivel básico
Este curso de piano está pensado para todos aquellos principiantes que deseen comenzar a tocar el piano o el...
Ver más información

Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
El curso de Reparación de Telefonía Celular o Móvil está orientado a todas aquellas...
Ver más información


Trabajo Práctico de comparación entre Europa, Asia y África.

Consigna: redacte las similitudes y diferencias entre los tres continentes. En cuanto a las condiciones naturales (relieve, climas, ríos, biomas).

Tanto en Asia como en África y Europa podemos encontrar cadenas montañosas muy importantes formadas por el movimiento de las placas tectónicas.

En Europa las cadenas montañosas se encuentran al norte y al sur. Al norte los Montes Escandinavos y Montes Urales (de origen paleozoico) y al sur el Sistema Alpino (de origen cenozoico).

En Asia las cadenas montañosas (de origen alpino) nacen del nudo de Pamir, en el centro del continente, y se dirigen hacia diferentes direcciones. Son cuatro grandes cordilleras: la Cordillera del Noreste, que junto con la Cordillera del Este encierran la Meseta de Mongolia. La Cordillera del Este, a la vez encierra la meseta del Tíbet, junto con la cordillera del Himalaya (al Sur). La última es la cordillera del oeste, que al norte encierra el desierto de Karacum; y al sur la meseta de Irán y la meseta del Deccán.

Por último, en África, el relieve montañoso es mas escaso, y se distinguen al norte los Montes Atlas, de origen alpino y al sur, los Montes Dragones (de origen hercínico) y la Gran Grieta, de origen cenozoico.

Esta zona es rica en yacimientos minerales de diamantes, petróleo y carbón.

Excepto en África, donde los climas son cálidos, en Europa y Asia las montañas están caracterizadas por un clima frío de altura, donde las temperaturas y la vegetación son escalonadas, a menor altura temperaturas mas altas y mayor vegetación (bosque caducifolio), y a mayor altura menor temperatura y escasa vegetación (nieves permanentes).

Estas nieves permanentes en las cumbres de las montañas, originan en Asia y Europa, sus ríos mas importantes.

En Europa, el río Rhin nace en los Alpes, donde es muy correntoso y no navegable debido a los saltos y cascadas. En su recorrido hacia el norte atraviesa el macizo Renado y la llanura hasta desembocar en el mar del Norte, formando un delta. También se encuentra en Europa el Río Danubio, que nace en los montes de la Selva Negra y recorre el centro del continente, atravesando grandes llanuras. Esto lo hace muy apto para la navegación, desemboca en el Mar Negro en forma de Delta.

En Asia los ríos que nacen en la cordillera son pobres, y de escasa pendiente, ya que recorren los suelos arenosos y áridos de las mesetas, que al estar encerradas por montañas, no reciben influencia de las lluvias. Estas mesetas se distinguen por su clima cálido desértico, de poca humedad y grandes amplitudes térmicas. La vegetación es escasa, pero los recursos energéticos, como el petróleo, son muy abundantes y bien aprovechados.

Un hecho peculiar para destacar en referencia a estas mesetas, es lo que ocurre particularmente en la meseta de Deccán y en otras partes del continente, (como Indochina, las Filipinas, y el sur de Japón). Estas zonas están afectadas por el clima monzónico: son vientos estacionales que originan períodos secos y lluviosos, producidos por la diferencia de temperatura entre el continente y el océano. En invierno la temperatura del mar es mayor que la del continente, esto forma un centro de baja presión, que origina un período seco de varios meses. En verano el proceso es inverso.

Retomando el tema de los ríos, en África son muy extensos, muy caudalosos en la época de crecidas y precipitaciones, pero pierden sus aguas por filtración en el suelo arenoso del desierto. Son una muy importante base de subsistencia para la población que se asienta a sus orillas, ya que atraviesan grandes mesetas y desiertos.

Estos ríos son navegables en su tramo que recorre mesetas, pero se dificulta su navegabilidad al acercarse al mar, donde su lecho presenta saltos y cascadas. Aquí son utilizados para la generación de energía hidroeléctrica. El río mas importante de África es el Nilo, el de mayor extensión en el mundo, que nace en la zona de los Grandes Lagos en África Oriental, y su recorrido en dirección al norte termina en el mar Mediterráneo, donde desemboca en forma de delta. Es un río muy torrentoso en su naciente, donde el clima es tropical lluvioso, pero a lo largo de su recorrido por el gran desierto del Sahara, pierde un poco su volumen, debido al suelo arenoso y al clima (subtropical árido), ya no tan lluvioso.

Recibe la afluencia de dos importantes ríos: el Nilo Blanco y el Nilo Azul. Por sus constantes crecidas, se depositan sedimentos arrastrados por la corriente, haciendo que el suelo a sus alrededores sea muy fértil. Se han construido varias represas a lo largo de su recorrido, para aprovechar sus aguas al máximo. Una de esas es la represa de Asuán y la formación del lago artificial Nasser.

Teniendo en cuenta que los climas en África varían de cálido subtropical en los extremos norte y sur, pasando por los cálido desértico, tropical y ecuatorial a medida que nos acercamos al centro del continente, el relieve predominante es la meseta y el desierto. Se destacan al norte las mesetas mas bajas como el Sahara y la cuenca del Congo; y al sur las de mayor altura, como el macizo de Etiopía y la Meseta de los Lagos.

Las llanuras africanas son realmente escasas, ubicándose en algunas zonas costeras. Contrariamente a ello, en Europa y Asia, las llanuras ocupan un lugar importante. En Europa, las llanuras Fluvioglaciares, originadas en la era cenozoica, son el resultado de las glaciaciones en manto que cubrieron toda la superficie terrestre a la altura de 45º de latitud norte. Al retirarse los glaciares queda allí una zona de suelo muy fértil y repleta de lagos. El clima de estas llanuras es templado continental (en su mayoría), y templado oceánico mas hacia el oeste. Las precipitaciones son abundantes.

Igual ocurre en Asia, donde las llanuras ocupan el área de las altas latitudes. Las llanuras asiáticas nacen de montañas y descienden en dirección norte hacia el Océano Glaciar Ártico. El clima es continental, de escasas precipitaciones, veranos cortos e inviernos rigurosos. Por lo que los suelos son pobres en nutrientes, ya que al igual que los ríos, permanecen congelados gran parte del año. Igualmente son zonas de importantes asentamientos poblacionales, debido a su riqueza en recursos forestales y minerales.