ETS (Enfermedades de Transmisión Sexual)

Salud. Medicina. ETS (Enfermedades de Transmisión Sexual). SIDA (Síndrome De Inmunodeficiencia Adquirida). Sífilis. Gonorrea. Herpes genital. Hepatitis B. VIH (Virus De La Inmunodeficiencia Humana). Prevención. Métodos anticonceptivos. Educación sexual. Tratamiento. Medicamentos inmunosupresores

  • Enviado por: GLADYSIN
  • Idioma: castellano
  • País: Panamá Panamá
  • 17 páginas
publicidad
cursos destacados
Productos Notables & Ejercicios resueltos Nivel 2
Productos Notables & Ejercicios resueltos Nivel 2
Aprende como trabajar con Productos Notables de forma fácil y divertida. En este curso de nivel 2...
Ver más información

Aritmética
Aritmética
En este curso de Aritmética se estudian temas necesarios y básicos de esta área. Se muestran las...
Ver más información

publicidad

MINISTERIO DE EDUCACIÓN

CENTRO EDUCATIVO BÁSICO GENERAL

JOSE ENCARNACIÓN ESCALA

Tema

Enfermedades de Transmisión Sexual.

SIDA

8vo D

Participantes del Trabajo en Grupo

Fecha de entrega: 9 de abril de 2007

INTRODUCCIÓN

Las enfermedades de transmisión sexual, también son conocidas como infecciones de transmisión sexual (ITS) o clásicamente como enfermedades venéreas, y son un conjunto de entidades clínicas infectocontagiosas agrupadas por tener en común la misma vía de transmisión: se transmiten de persona a persona solamente por medio de contacto íntimo (que se produce, casi exclusivamente, durante las relaciones sexuales).

Entre los agentes productores de las enfermedades de transmisión sexual incluyen bacterias, virus (como el del herpes), hongos e incluso parásitos, como el ácaro llamado "Arador de la sarna" (Sarcoptes scabiei) o los piojos llamados ladillas (Pedículus pubis).Aunque casi todas tienen tratamiento, algunas de ellas, como las producidas por virus, nunca curan de manera definitiva, sino que el agente causal permanece en la persona afectada de manera latente, sin manifestarse, dentro del organismo al que ha infectado, reapareciendo cíclicamente. Este tipo de relación entre el organismo y el agente infeccioso facilita la transmisión de éste.

Las Enfermedades de Transmisión Sexual son transmitidas a partir de una persona a otra por ciertas prácticas de actividades sexuales más bien que causadas realmente por esas actividades sexuales. Las bacterias, los hongos, los protozoos o los virus siguen siendo los agentes causantes. No es posible contraer ninguna ETS de una actividad sexual con una persona que no esté contagiada; inversamente, una persona que tiene un ETS lo consiguió del contacto (sexual o de otra manera) con alguien que lo tenía, o su líquidos corporales.

Las armas más importantes contra estas enfermedades es la prevención, tomando las medidas oportunas por medio del uso del condón y la higiene adecuada, elementos imprescindibles para una sexualidad responsable y que reducen considerablemente el riesgo de contagio de estas enfermedades. Muchas infecciones que se transmiten fácilmente de la boca a los órganos genitales o de los órganos genitales a la boca, son mucho más difíciles de transmitir a partir de una boca a otra. Con el VIH, los líquidos genitales suelen contener mucho más del patógeno que la saliva

I ENFERMEDADES DE TRANSMISIÓN SEXUAL

1. SIFILIS

La sífilis al igual que las otras enfermedades venéreas, solamente se contagia por el contacto sexual con una persona infectada.

Se puede fácilmente descubrir si luego de varios días de haber tenido una relación sexual aparece en los genitales (glande, prepucio, surco balanoprepucial en el hombre; labios mayores o menores, vulva en la mujer), una úlcera indolora de base dura, acompañada de inflamación de los ganglios de la ingle.

Si ello ocurriera, rápidamente acudir a un médico para que te haga un tratamiento que es cien por cien efectivo: si no lo haces, desaparecerá la úlcera y la infección se diseminará por todo el organismo dañándolo irreversiblemente. 

La úlcera indolora que aparece en los genitales desaparece espontáneamente, dando la falsa sensación de curación. Pero no es así, ya que la enfermedad silenciosamente se difunde por todo el organismo, apareciendo algunos meses después una serie de manchas en la piel e inflamación de los ganglios de la axila, cuello e ingle. A este estado se le conoce como SIFILIS SECUNDARIA. Si la persona tiene contacto sexual en esta etapa, contagiará inevitablemente a su pareja.

Posteriormente, al pasar los años, la enfermedad comienza a destruir órganos importantes, tales como el corazón, el cerebro y la médula espinal; produciéndose insuficiencia en el corazón, demencia, parálisis y la muerte. A este estado se le conoce como SIFILIS TERCIARIA. 

Actualmente es muy difícil llegar a estos niveles, ya que el tratamiento de la sífilis es precoz y muy bueno.

Mientras tengas la infección o estés en tratamiento, no debes tener relaciones sexuales. Son infecciones consideradas de transmisión sexual, y por lo tanto muy contagiosas.

2. GONORREA

La gonorrea es una enfermedad venérea muy frecuente, siendo muy fácil detectarla en el hombre ya que se produce una secreción purulenta por la uretra con bastante dolor al orinar. En cambio en la mujer, es mucho más difícil detectarla ya que generalmente no da molestias y sí las da, no es muy específica y puede confundirse con otras infecciones genitales (se produce una secreción purulenta por la vagina).

La mujer infectada de gonorrea, que no da síntomas y además tiene una vida sexual promiscua, es muy peligrosa, ya que va contagiando a todo aquel varón que tenga relaciones sexuales con ella.

En caso de tenerla la persona afectada debe acudir inmediatamente a un médico, quien le indicará un tratamiento adecuado. Por ningún motivo debe automedicarse, usando un antibiótico cualquiera.

Además debe decir al médico con quienes has tenido relaciones sexuales, ya que dichas personas la han contagiado o la persona la has contagiado a ellas y todos deben ser tratadas.

¿Qué sucede si la gonorrea no es tratada?

Indudablemente estarán contagiando a otras personas, al no combatirse la bacteria, ésta irá infectando y destruyendo los órganos genitales internos de la mujer, tales como el útero y las trompas de Falopio, produciendo una enfermedad llamada "pelviperonitis", muy similar a una apendicitis, que requiere hospitalización y es de difícil diagnóstico y tratamiento.

Es causa de esterilidad de muchas mujeres, es decir, tendrán dificultad o no podrán concebir un hijo a futuro.

Si tienes relaciones sexuales, debes acudir con tu pareja ya que el tratamiento será para ambos. De lo contrario la infección continuará, dado que el germen no ha sido erradicado.

3. HERPES GENITAL

Producido por el virus del herpes simple, habitualmente los síntomas se presentan 2 a 7 días después de la exposición. La comezón o ardor van seguidos de vesiculación y úlceras. Estas aparecen en la vagina o en los labios de la vulva, glúteos y el ano. En hombres, lo hacen sobre el pene, escroto, glúteos, ano y muslos. El virus permanece latente en las áreas infectadas y se reactiva periódicamente, produciendo síntomas.

No se cuenta con tratamiento curativo ni vacuna. La enfermedad es altamente contagiosa cuando existen ulceraciones.

El auto cuidado consiste en mantener limpias y secas las ulceraciones. El aciclovir. Antiviral de prescripción, ayuda a acelerar la cicatrización.

Algunos de los síntomas que presenta la persona con herpes genitales son:

  • Dolor o comezón en la región genital.

  • Vesículas con líquido límpido o ulceraciones abiertas.

  • Es posible la presencia de úlceras genitales, invisibles cuando están en la vagina o en la uretra.

  • Episodios recurrentes.

Por ejemplo, una persona es mucho más probable contagiar la infección del herpes cuando las ampollas están presentes que cuando están ausentes La infección de herpes puede ser fatal en bebés recién nacidos. El Dr. Debe ser informado si un paciente tiene o ha sufrido de herpes genital, para evitar una infección durante el nacimiento de un bebé o de una operación cesárea. El virus puede ser transmitido al bebé durante el parto si la madre tiene una infección activa en ese momento.

También el Herpes puedes ser transmitido a partir de una persona a otra por ciertas actividades sexuales más bien que causadas realmente por esas actividades sexuales. Las bacterias, los hongos, los protozoos o los virus siguen siendo los agentes causantes. El mejor cuidado es intentar prevenir el contagio, para ello:

  • Use condón durante el coito. Los espermicidas también ayudan a reducir el riesgo de contraer una infección

  • Pregunte a cada nuevo compañero si ha tenido herpes; de ser así, evite el contacto sexual, sobre todo si las llagas están abierta.

4. CANDIDIASIS

La candidiasis es una enfermedad causada por un hongo oportunista que puede tener expresión cutánea del género Candida, de los cuales Candida albicans es el más frecuente. Se puede transmitir por ropas, objetos y también por contacto sexual. Estos hongos están siempre presentes en la piel y en el tracto digestivo de la mayoría de las personas, pero se encuentran controlados por otros microorganismos no patógenos. Cuando se produce un desequilibrio, el aumento desmedido de la población de hongos produce esta u otras micosis.

Los casos ligeros de candidiasis pueden no requerir intervención médica; remedios de uso doméstico incluyen el consumo o aplicación tópica de yogur, en que los lacto bacilos presentes en el medio combaten el hongo, y otros fungicidas, como la alicina obtenida de los dientes de ajo.

Los antimicóticos de laboratorio para el tratamiento de la candidiasis incluyen por lo general nistatina, fluconazol, ketoconazol o amfotericina.

El cuidado con la higiene ayuda a mantener a raya las infecciones de Candida. Se debe mantener limpia, seca y expuesta al aire la parte afectada. En el caso de infecciones vaginales, se debe seguir los consejos de un ginecólogo.

La candidiasis afecta normalmente las zonas húmedas y cálidas de la piel y las mucosas, como las axilas, la boca, el glande y la vagina; las erupciones cutáneas asociadas con el uso de pañales suelen ser de este tipo.

La candidiasis es la más frecuente causa de vaginitis; se estima que tres de cada cuatro mujeres experimentan al menos un episodio de candidiasis durante su vida.

Las probabilidades de contraer candidiasis aumentan en pacientes obesos y diabéticos; el consumo de antibióticos y anticonceptivos también incrementa el riesgo, así como alteraciones hormonales debidas al embarazo.

En pacientes con deficiencia inmunológica, la infección puede extenderse, con consecuencias graves.

5. CHANCRO BLANCO

El chancro blanco producido por Haemophilus ducreyi, se presenta después de 5 a 7 días en promedio del contacto sexual con la persona infectada. La lesión inicial, que puede ser única o múltiple; es una vesícula pustulosa (ampolla con pus) recubierta de una membrana que se rompe dejando una úlcera excavada, de bordes irregulares rodeada de un anillo enrojecido, no dura y muy dolorosa. La base de la úlcera es húmeda y cubierta de material necrótico (muerte celular) grisáceo que al quitarse permite la salida de pus. El tratamiento es a base de antibióticos, para el paciente y la pareja. El uso adecuado del condón puede ser útil para prevenir esta enfermedad.

El chancroide es una infección de transmisión sexual causada por una bacteria gram negativa llamada Haemophilus Ducreyi y su principal síntoma son las úlceras genitales que se rompen después de unos cuantos días.

La enfermedad se encuentra principalmente en las naciones en vías de desarrollo y países del tercer mundo. En los Estados Unidos, solamente se diagnostican unos pocos cientos de casos cada año y la mayor parte de estos casos corresponde a personas que han viajado a zonas fuera del país donde se sabe que la enfermedad ocurre frecuentemente.

Los hombres no circuncidados tienen un riesgo mayor de contraer el chancroide de una pareja infectada. Por otra parte, el chancroide es un factor de riesgo para contraer el virus del VIH.

El primer síntoma es una llaga (chancro) en la parte del cuerpo que entró en contacto con la bacteria. Estos síntomas son difíciles de detectar porque por lo general no causan dolor y, en ocasiones, ocurren en el interior del cuerpo. Una persona que no ha sido tratada puede infectar a otras durante esta etapa.

Biozell Diagnóstico Molecular ofrece la prueba de detección de H. ducreyi mediante la técnica de PCR que amplifica secuencias específicas de su ADN genómico. Este método es más sensible y más rápido que el cultivo del microorganismo. Así mismo Biozell ofrece la posibilidad de detección simultánea de los tres agentes responsables de la formación de úlceras genitales sobre una única muestra tomada de la lesión.

6. HEPATITIS B

El término "hepatitis" se refiere a los síndromes o enfermedades que causan la inflamación del hígado, incluyendo la inflamación debido a virus o consumo crónico del alcohol. Los virus que causan la hepatitis incluyen la hepatitis A, B, C, E y el factor delta. Cada virus causa un síndrome diferente aunque todos comparten algunos síntomas y consecuencias.

La mayoría de las personas infectadas con la hepatitis B se deshacen del virus en un período de 6 meses. Un caso de infección corta se conoce como un caso "agudo" de hepatitis B.

Aproximadamente el 10 % de las personas infectadas con el virus de la hepatitis B desarrolla una infección crónica vitalicia. Las personas con infección crónica pueden presentar síntomas, pero muchos de estos pacientes nunca los desarrollan. A estos pacientes algunas veces se los denomina "portadores" y pueden propagar la enfermedad a otros. El hecho de tener hepatitis B crónica aumenta la posibilidad de que se presente daño hepático permanente, incluyendo cirrosis (cicatrización del hígado) y cáncer de hígado.

La hepatitis B se transmite por vía sanguínea y otros fluidos corporales y la infección se puede presentar a través de:

  • Contacto con sangre en escenarios de atención médica, lo cual pone en riesgo a médicos, enfermeras, odontólogos y otros miembros del personal médico

  • Relaciones sexuales sin precaución con una persona infectada

  • Transfusiones de sangre

  • Compartir agujas cuando se hace uso de drogas

  • Someterse a tatuajes o acupuntura con instrumentos contaminados

  • En el momento de nacer, una madre infectada puede transmitirle el virus al bebé en el momento del parto o inmediatamente después de éste .

Las personas que se encuentran en mayor riesgo, incluyendo personas que vivan con alguien que tenga hepatitis B y los trabajadores de la salud, deben recibir la vacuna contra la hepatitis B.

II SIDA

¿QUÉ ES EL SIDA? ¿CÓMO SE TRASMITE? ¿QUIÉNES SON TRANSMISORES DE VIH O SIDA?

Históricamente el SIDA pudo expandirse rápidamente al concentrarse la atención sólo en los homosexuales, esto contribuyó a que la enfermedad se extendiera sin control entre heterosexuales, particularmente en África, el Caribe y luego en Asia.

BREVE HISTORIA DEL SIDA

La primera sospecha de caso de sida se publicó el 5 de junio de 1981 en la revista `Mortality and Morbidity Weekly Report', del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades de Atlanta (CDC). El artículo describía los casos de cinco sujetos homosexuales de Los Angeles contagiados por esta enfermedad que en los últimos 20 años se ha cobrado la vida de 22 millones de personas y que ahora afecta en todo el mundo a 36 millones.

Los primeros datos sobre la enfermedad empezaron a darse a conocer en Europa a lo largo de ese año. En 1982 se publicó en la revista 'The Lancet' el primer caso conocido y comprobado de un paciente homosexual con sarcoma de Kaposi y abcesos múltiples por Toxoplasma gondii que había fallecido en Barcelona en octubre de 1981.

El hecho de que se considere el 5 de junio de 1981 como la fecha de la definición de sida no quiere decir que anteriormente no se produjeran casos. Así, tanto en Estados como en Europa ya se habían notificado casos de una enfermedad desconocida hasta entonces.

En un primer momento se relacionó el sida con la población homosexual, ya que la totalidad de los casos se presentaban en estos individuos y se descartaba la posible relación con una patología que estaba produciendo una elevada tasa de mortalidad en determinadas zonas del Africa subsahariana.

En los países desarrollados, los infectados pueden llevar una enfermedad crónica, es decir sin desarrollar un cuadro de SIDA gracias al tratamiento; sin embargo, en otras partes del globo donde no están disponibles estos medicamentos (África, por ejemplo) los infectados desarrollan SIDA y mueren pocos años después de haber sido diagnosticados.

La única causa de la transmisión es el intercambio de fluidos corporales, en particular la sangre y las secreciones genitales. El virus VIH no se puede transmitir por la respiración, la saliva, el contacto casual por el tacto, dar la mano, abrazar, besar en la mejilla, masturbarse mutuamente con otra persona o compartir utensilios como vasos, tazas o cucharas. En cambio es teóricamente posible que el virus se transmita entre personas a través del beso boca a boca, si ambas personas tienen llagas sangrantes o encías llagadas, pero ese caso no ha sido documentado y además es considerado muy improbable, ya que la saliva contiene concentraciones mucho más bajas que por ejemplo el semen, y también porque la saliva tiene propiedades antivirales que hacen que destruya al VIH.

El virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) es responsable del síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA) y ataca a los linfocitos T-4 que forman parte fundamental del sistema inmunológico del hombre.

Como consecuencia disminuye la capacidad de respuesta del organismo para hacer frente a infecciones oportunistas originadas por virus, bacterias, protozoos, hongos y otro tipo de infecciones.

La causa más frecuente de muerte entre enfermos del SIDA es la neumonía por Pneumocystis carinii, aunque también es elevada la incidencia de ciertos tipos de cáncer como los linfomas de células B y el sarcoma de Kaposi. También son características las complicaciones neurológicas, la pérdida de peso y el deterioro físico del paciente.

El VIH se puede transmitir por vía sexual, a través del contacto con sangre, tejidos o agujas contaminadas y de la madre al niño durante el embarazo o lactancia. Tras la infección, los síntomas del SIDA pueden tardar incluso más de 10 años en manifestarse.

El VIH debilita el sistema inmunológico a tal grado que se presentan enfermedades oportunistas. El SIDA es una enfermedad mortal pero se han logrado adelantos significativos en su tratamiento

PREVENCIÓN DEL SIDA

CÓMO EVITAR EL CONTAGIO DEL VIH O SIDA

No se cuenta con una vacuna contra el SIDA. Se trata con antivirales, con amplificadores de la respuesta inmunitaria y con otros medicamentos que ayudan a prevenir o tratar las infecciones oportunistas. Los profesionales de la salud sugieren un sexo más seguro, tal como el uso de condones, como la manera más confiable de disminuir el riesgo de contraer ETS durante la actividad sexual, pero un sexo más seguro se debe de ninguna manera considerar una salvaguardia absoluta. La fidelidad con la pareja es una manera de evitar el contagio del SIDA 

Todas las organizaciones de prevención del SIDA advierten a los usuarios de drogas que no compartan agujas, y que usen una aguja nueva o debidamente esterilizada para cada inyección. Los centros y profesionales del cuidado de la salud y de las adicciones disponen de información sobre la limpieza de agujas con lejía.

Evitando la transferencia de y la exposición a los líquidos corporales, tales como transfusiones de sangre y otros productos de la sangre, compartiendo agujas inyectables, lesiones del aguja-palillo (cuando el personal médico pincha inadvertidamente con las agujas durante procedimientos médicos), compartiendo las agujas de tatuajes, y el parto son otras vías de la transmisión.

Debes comprender que esta enfermedad es fiel reflejo de una sexualidad enfermiza y desenfrenada; la única forma de prevenirla y evitarla es a través de la educación y la información, principalmente al grupo de mayor riesgo. 

Para esto es necesario lo siguiente:

  •  Ten sólo una pareja sexual

  • Sé responsable con tu salud genital

  • Contrólate con un médico periódicamente

  • Usa condones siempre que tengas una relación sexual.

  • Considera el amor como lo más importante en la vida y en la sexualidad.

  • La abstinencia de las actividades sexuales involucrando otras personas protegerá contra la transmisión sexual de infecciones de transmisión sexual.

III ENFERMEDADES OPORTUNISTAS

Las enfermedades oportunistas engloban un conjunto de patologías que, como su nombre indica, aprovechan "oportunamente" la situación de bajas defensas de los pacientes VIH positivos para introducirse en el organismo.

En muchos casos, se trata de enfermedades que no aparecerían si el sistema inmunológico fuera normal. Esto no significa que sean enfermedades únicamente propias de las personas con VIH, hay muchas otras patologías además del sida, que pueden dañar al sistema inmune. Como siempre, sólo es el médico quien determinar el diagnóstico.

Estas son algunas de las enfermedades oportunistas más frecuentes:

1-Neumonía: Se entiende por neumonía recurrente aquella que produce en 1 año, más de un episodio agudo de un cuadro de Neumonía diagnosticado por métodos radiológicos o cultivos de los microorganismos (excluidos Tuberculosis y Pneumocistis) en una persona que previamente no tenía síntomas de Neumonía y su placa radiológica de tórax era normal.

Los microorganismos que con mayor frecuencia son causa de neumonía bacteriana recurrente en las personas con el SIDA, son bacterias como el Streptococcus Pneumonía y el Haemophilus influenza.

Las manifestaciones clínicas suelen ser de presentación más abrupta y grave que una gripe , generalmente en 5 a 7 días, con fiebre, expectoración abundante y dificultad respiratoria. En las bronquitis bacterianas los síntomas suele ser: tos crónica, escasa expectoración y poca dificultad respiratoria y la radiología de tórax puede ser normal.

El tratamiento no se diferencia del empleado en personas con su sistema inmunológico normal. En las personas con SIDA, es más difícil erradicar la infección y son comunes las recidivas después de un tratamiento adecuado.

2-Toxoplasmosis: enfermedad originada por un parásito que infecta al cerebro provocando conductas alucinatorias, cefaleas (dolor de cabeza), fiebre, desorientación, cambios de personalidad y mareos. Tiene más riesgo de sufrirlo el paciente con linfocitos por debajo de 100. La terapia suele ser muy eficaz, aunque la toxoplasmosis puede reaparecer. La toxoplasmosis es una enfermedad infecciosa ocasionada por un parásito, el Toxoplasma gondii, protozoo intracelular obligado.

Se transmite por:

  • Comer carne sin cocerla bien — el modo más frecuente

  • Manipular o ingerir las heces de gato

  • Contaminación de cuchillos, etc. preparando carne

  • Beber agua contaminada

  • Ingerir la leche no pasteurizada; especialmente la de cabra

  • Aceptar órganos infectados (caso que es muy poco frecuente). La toxoplasmosis es una zoonosis de distribución mundial. Se infectan animales herbívoros, omnívoros o carnívoros, incluyendo casi todos los mamíferos. En la carne destinada a consumo humano es frecuente la presencia de quistes tisulares. Los invertebrados como moscas y cucarachas pueden contribuir a la difusión de los quistes. Los humanos sufren la transmisión del parásito fundamentalmente por vía oral a través de la ingesta de carnes, verduras, aguas, huevos, leche, etc. contaminados por quiste o que contienen quistes tisulares: hasta un 25% de las muestras de carnes de cordero y cerdo y más raros en la carne de vaca. Los gatos, sobre todo si se manipulan sus excreciones, pueden infectar si se ingieren sus quistes.

    3- Sarcoma de Kaposi (SK: Es la pérdida involuntaria mayor a 10% del peso corporal y/o diarrea crónica (2 ó más evacuaciones líquidas por día por más de 30 días), y/o debilidad crónica, y/o fiebre (documentada por más de 30 días continuos o intermitentes) en ausencia de una enfermedad concurrente que pueda explicar el cuadro (por ejemplo: tuberculosis, cáncer, etc.).

    Es una de las principales causas de morbilidad y mortalidad en personas con el VIH.
    La pérdida de peso en las personas con el VIH puede ser secundaria a muchas causas y es probable que el síndrome de desgaste en la infección por el VIH también tenga una etiología multifactorial.

    Podemos señalar que algunas causas del Sarcoma de Kaposi pueden ser
    Hipermetabolismo, alteraciones en el metabolismo, intolerancia a la vía oral, mala absorción intestinal, efectos de las Citoquinas, replicación viral, alteraciones en la función endocrina y enfermedad primaria muscular.

    Se caracteriza por la aparición de lesiones de color púrpura o rojizo en la piel. Puede aparecer también en los órganos internos, especialmente pulmón y vía gastrointestinal, mucosa de la boca y sobre todo del paladar. Las manchas del SK se encuentran en la mitad superior del cuerpo: cabeza, cuello y parte alta del tórax, pero pueden presentarse en cualquier parte.
    La afección visceral es frecuente, en la mitad de las personas con lesiones de la piel, se detecta sobre todo a nivel intestinal, también puede afectar el hígado, pulmón, ganglios linfáticos, cerebro y corazón.

    4- La tuberculosis: De manera (abreviada como TBC) es una enfermedad infecto-contagiosa causada por el microbio Mycobacterium tuberculosis, conocido como el bacilo de Koch. Conocida en algunas partes del mundo, la TBC es posiblemente la enfermedad infecciosa, más prevalente en el mundo; en Panamá ataca de manera especial a la población indígena.

    En 1999 la OMS cifró en 3.689.833 nuevos casos de tuberculosis en el mundo, aunque este organismo cifró en 8.500.000 casos totales con una tasa global de 141/100.000 habitantes.

    La tuberculosis mantiene una prevalencia de 245/100.000 habitantes, y una tasa de mortalidad de 28/100.000. La tendencia epidemiológica de la incidencia de TBC sigue aumentando en el mundo, pero la tasa de mortalidad y prevalencia están disminuyendo (OMS-2003). Ataca preferentemente los pulmones, pero puede también enfermar a otros órganos como lo son los riñones, el hígado, la piel, meninges, etc. Es precipitadamente más grave en los niños y ancianos, que pueden morir por ella.

    El tratamiento de la tuberculosis se realiza con combinaciones de fármacos antituberculosos, siendo eficaces las pautas de 6 meses de tratamiento.

    La tuberculosis es perfectamente curable, pero es necesario un diagnóstico temprano (acudir inmediatamente al médico), pues es una enfermedad grave si no se sigue el tratamiento adecuado. En seguida, es indispensable no abandonar el tratamiento dado por el médico pues, al suspender el tratamiento, esta enfermedad se empeora rápidamente y causa que el bacilo se haga resistente a los medicamentos.

    5-Criptosporidiosis: La criptosporidiosis es una infección diarreica causada por el parásito Criptosporidium. El parásito se transmite después de beber o ingerir agua o alimentos contaminados, incluyendo el agua que tragamos mientras nadamos. Debido a que el parásito está protegido por una concha externa que le permite sobrevivir durante largos periodos de tiempo fuera del cuerpo, es muy resistente a la desinfección por cloro. La enfermedad se propaga por la ingestión accidental de cualquier cosa que haya estado en contacto con las heces de una persona o animal infectado. Esto incluye lo siguiente:

    • Tragar agua contaminada con criptosporidiosis. La fase infecciosa del parásito, llamado cripto oocisto, puede transmitirse al tragar agua procedente de las piscinas, baños calientes, jacuzzi (baño de burbujas), lagos, ríos, manantiales, estanques o arroyos contaminados con aguas residuales o heces (de humanos o animales).

    • Comer alimentos no cocinados contaminados con el parásito.

    • Tragar el parásito adquirido de superficies contaminadas con la deposición de una persona infectada. Esto incluye las instalaciones del baño, las meses para cambiar a los bebés y los cubos para los pañales

    Aunque la criptosporidiosis normalmente no es una enfermedad grave, las personas con un sistema inmunológico severamente debilitado, pueden verse afectadas por una enfermedad grave o que ponga en peligro sus vidas. Esto incluye las personas con:

    VIH / SIDA.

    Cáncer y pacientes que han sido sometidos a trasplantes en tratamiento con determinados medicamentos inmunosupresores.

    Enfermedades hereditarias que afectan al sistema inmunológico.

    La mejor forma de prevenir la criptosporidiosis es a través de una buena higiene personal, evitando las fuentes de agua inseguras, y evitando el agua que no está hervida y los alimentos no cocinados en las áreas conocidas por tener una mala higiene.

    BIBLIOGRAFÍA

    OCEANO UNO Diccionario Enciclopédico Ilustrado.

    Enciclopedia Salvat; Tomo # 4 # 6 # 10

    Propóntelo, proponselo evitar el sida. Jokin de Irala, Matthew Hanley, Cristina López.EIUNSA. EDICIONES INTERNACIONALES UNIVERSITARIAS, S.A. 168 pgs, ISBN: 8484691837

    Programación y Diseño por Educación Médica Continua S.A. de C.V. Web Master. © Reservados todos los Derechos México D.F. 2006

    Propóntelo, proponselo evitar el sida. Jokin de Irala, Matthew Hanley, Cristina López.EIUNSA. EDICIONES INTERNACIONALES UNIVERSITARIAS, S.A. 168 pgs, ISBN: 8484691837

    Programación y Diseño por Educación Médica Continua S.A. de C.V. Web Master. © Reservados todos los Derechos México D.F. 2006 

    CONCLUSIÓN

    El SIDA es una enfermedad de transmisión sexual recientemente descubierta (1981) que es producida por un virus que ataca y destruye las células blancas de la sangre (Linfocitos) que nos defienden de infecciones por gérmenes (bacterias, hongos, otros virus) y de proliferación de ciertas células cancerosas.

    Actualmente el virus es mortal, ya que no existe vacuna ni medicamento que lo pueda destruir.

    El SIDA se da con mayor frecuencia en personas con vida sexual desordenada y promiscua: homosexuales, bisexuales y heterosexuales promiscuos. Pero también se observa en adultos de vida sexual sana y en niños, los cuales se contagian preferentemente por transfusiones de sangre infectada (aunque este caso es más infrecuente).

    En caso de sospechar una ETS, debes de inmediato consultar al médico. Si se confirma el diagnóstico, es importante compartir esta información con el compañero o compañera sexual. En todos los casos de ETS, se recomienda abstenerse de la relación sexual hasta la eliminación completa de la infección.

    Luego de la lectura de las enfermedades de Transmisión Sexual consideramos que lo más importantes contra ellas es la prevención, tomando las medidas oportunas por medio del uso del condón y la higiene adecuada, elementos imprescindibles para una sexualidad responsable y que reducen considerablemente el riesgo de contagio de estas enfermedades.

    Las enfermedades de transmisión sexual o enfermedades venéreas son bastante frecuentes en el adolescente y adulto joven, de hombre a mujer, de mujer a hombre, de mujer a mujer y de hombre a hombre. El uso de condones de látex se recomienda para todo tipo de actividad sexual que incluya penetración. Es importante enfatizar que es el condón hecho del material látex el que se debe usar; el condón, bien conservado, abierto con cuidado y correctamente colocado, es el mejor medio de protección contra la transmisión del virus VIH.se ha demostrado repetidamente.

    ANEXOS