Ética para Amador; Fernando Savater

Filosofía española contemporánea. Filósofos españoles. Ensayo filosófico. Ética y moral. Adolescencia. Sentido de la vida. Libertad. Responsabilidad. Argumento. Temas. Estructura

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 13 páginas
publicidad
publicidad

ÍNDICE

TÍTULO 1

AUTOR 3

Obra 4

ÉPOCA LITERARIA 5

GÉNERO 6

ARGUMENTO 7

TEMA 9

ESTRUCTURA 10

FORMA LITERARIA 12

BIBLIOGRAFÍA 14

AUTOR:

FERNANDO SAVATER

Nacido en 1947, filósofo y escritor español. Nació en San Sebastián y desde muy temprana edad manifestó su inquietud en el ámbito de las letras y el pensamiento, hasta el punto de conmocionar el panorama filosófico de su país al publicar en 1972 Nihilismo y acción y La filosofía tachada. En estos ensayos, que nada tenían de juveniles, se manifestaba ya su empeño por innovar los modos en que discurría la reflexión en España, obsesión a la que ha sido fiel a lo largo de la incesante actividad periodística, teórica, pedagógica y literaria que desarrolla desde entonces.

'Ética para Amador; Fernando Savater'
De otra parte, al compaginar con ingenio, acierto e ironía crítica, filosofía y escritura, Savater ha cultivado diversas pasiones que articulan sus compromisos intelectuales y su evolución como pensador. En primer término, lo que le costó un periodo de exilio voluntario en Francia en los últimos años del régimen de Francisco Franco, situado en un antiautoritarismo radical, muy próximo a las tesis anarquistas; acto seguido, alternando sus preocupaciones críticas y estéticas con las políticas, lo que descubrió su faceta como cinéfilo y mitómano ilustrado que, descreyendo de géneros y fórmulas convencionales, reivindicaba el placer como alternativa emancipatoria frente a una modernidad asfixiada por la razón.

OBRA

En 1973 apareció Apología del sofista, título al que siguieron Apóstatas razonables (1976), Conocer Nietzsche y su obra (1977), Panfleto contra el Todo (1978), Humanismo penitente (1980) y la obra con la que conseguiría el Premio Nacional de Literatura de 1981, La tarea del héroe. Este ensayo reflejaría el acusado interés de Fernando Savater por desentrañar la ética de sus engañosos vínculos con la moral y convertirla en una empresa creativa abierta, con autonomía propia, propósito que se decantó asimismo en el ámbito de la ficción literaria. En aquellos años publicó novelas como Caronte aguarda (1981), Diario de Job (1983) y en homenaje a Robert Louis Stevenson, El dialecto de la vida (1985); estrenó textos dramáticos como Último desembarco (1987), Catón. Un republicano contra César (1989), así como ensayos de manifiesta intención divulgadora: Invitación a la ética (1982), El contenido de la felicidad (1986), Ética para Amador (1991) y, en consonancia con la exitosa línea del anterior, un atípico best-sellers en diversos países europeos, Política para Amador (1992).

ÉPOCA LITERARIA

La época a la que pertenece este autor se llama, La Literatura Contemporánea Desde la muerte de Franco en 1975 hasta el último gobierno, España ha sufrido enormes cambios no solo políticos, sino sociológicos y, como consecuencia, también culturales y artísticos. España en este período se ha convertido en una sociedad europea que ha olvidado viejos rencores y pretende convivir en libertad. Esta libertad es la que hace que artística y literariamente exista hoy una enorme diversidad de tendencias que ha enriquecido el panorama de fin de siglo, aunque dificultan también enormemente su clasificación.

Con la llegada de la democracia, la literatura española se beneficiaba de los efectos positivos de la libertad y culminaba un largo proceso de integración en la literatura de los paises occidentales. Ha sido notable el cambio sociológico que ha tenido lugar en el último cuarto del siglo XX. La sociedad española actual ha logrado resolver los dos principales problemas que engendró la Guerra Civil: uno, la guerra en si; el otro, la demanda de cauces que lograsen hacer de España una sociedad cultural y políticamente europea.

La desaparición de la censura no fue lo único. Llegaron las obras de los autores españoles exiliados y nos encontramos con la libertad de creación. La publicación sin trabas de libros antes prohibidos ha enriquecido el panorama cultural español en gran medida.

El consumo literario ha crecido notablemente desde 1975. Se ha desarrollado una subliteratura de venta en quioscos y grandes superficies: en particular, las crónicas o ensayos próximos al periodismo y los libros que tratan con humor, asuntos de actualidad o costumbres contemporáneas. Han divulgado igualmente los premios, más comerciales que literarios y, en muchos casos, concebidos según las reglas del mercado.

Autores nacidos en los años sesenta cuentan con peculiaridades muy precisas. La mayoría tienen una formación intelectual elevada. Proponen una literatura que se distancia en mayor o menor medida, dependiendo de cada caso, del Realismo. Tienen un estilo cuidado, riqueza de estructuras, temas que ahondan en lo más profundo del ser humano y que cuestionan no ya la sociedad en que vivimos, sino que yendo más lejos, cuestionan la propia realidad. Es una literatura que incorpora la fantasía, la imaginación creadora, sin caer en lo banal, en la idea equivocada de que sólo lo realista es verosímil y, por tanto, digno de respeto.

GÉNERO

Hay varios tipos de géneros literarios: el lírico, el narrativo, el dramático o el didáctico. Debido a las características que tienen cada uno de estos géneros Ética para Amador pertenece al didáctico al cual pertenecen todas las obras que tienen una finalidad docente; es decir, que tratan de enseñarnos algo.

El subgénero al que pertenece la obra es el ensayo. El ensayo es una composición literaria que tiene por objeto presentar las ideas del autor sobre un tema y que se centra, por lo general, en un aspecto concreto, el escritor expone su visión personal sobre un tema. El ensayo es un género flexible que el autor desarrolla y cultiva a su antojo. Puede ser de carácter formal, coloquial, lírico,… Predominan los textos expositivo-argumentativos.

ARGUMENTO

Capítulo 1.- De qué va la ética.

Fernando Savater comienza el libro explicando que en la vida se requieren ciertos conocimientos como es la diferenciación entre lo “bueno” (lo que nos conviene) y lo “malo” (lo que no nos conviene). Lo que nos diferencia de los animales es nuestra capacidad de elegir lo que queremos, la libertad, la posibilidad de elegir entre el “sí” o el “no”, pero no somos libres de elegir lo que ocurrirá.

Capítulo 2.- Órdenes, costumbres y caprichos.

La libertad de hacer lo que prefiramos suele venir dada por un motivo, sin que nosotros pensemos si realmente nos conviene o no, estos factores son; Órdenes (se realiza por miedo a las represalias por no cumplirlas o con el objetivo de obtener una recompensa), costumbres (por la comodidad que supone seguir una rutina), caprichos (salen de uno mismo y se hacen porque se quieren, no se piensan dos veces y con el fin de satisfacer un deseo momentáneo) Pero que sea una orden, una costumbre o un capricho, no justifica la realización de una acción, como seguirlas, no implica ser moral. Cada uno puede tener una opinión sobre lo que es correcto, por lo que la palabra bueno no significa lo mismo para todos.

Capítulo 3.- Haz lo que quieras

Debemos pensar dos veces y reflexionar sobre lo que en realidad quieres hacer u contestar, porque si tomamos una decisión rápida corremos el riesgo de equivocarnos o que nos salga mal. Tenemos que saber elegir entre nuestras posibilidades, y de forma correcta por nuestro bien.

Capítulo 4.- Date la buena vida

Esta libertad de elegir (hacer lo que queremos) se termina confundiendo con hacer lo que nos venga en gana, lo que puede resultar perjudicial para nosotros. Y lo que queremos es “darnos la buena vida”, y esto se da únicamente del trato entre humanos como tales, y la relación de unos con otros compartiendo sentimientos. Hay que tratar a las personas como tales, no como cosas. No sabemos realmente en qué consiste la “buena vida”, ya que la vida está compuesta de complicaciones a las que hay que hacer frente y no actuar como si la muerte estuviese presente. De esto trata la ética, de averiguar que es la buena vida.

Capítulo 5.- ¡Despierta baby!

Para Savater algo fundamental es tratar a todos por igual. Por que alguien haga algo malo, no deja de ser humano. Los seres humanos tenemos la capacidad de imitar por lo que debemos preocuparnos por el ejemplo que damos. Cuando somos más felices tenemos menos ganas de hacer cosas malas, por ello hay que ponerse en el lugar de los demás, comprenderles desde dentro, adoptar por un momento su propio punto de vista.

Capítulo 6.- Aparece Pepito Grillo

Los imbéciles, para un aspecto concreto de la vida no es lo mismo que serlo en relación con las personas. Lo opuesto de ser imbécil, dice el autor que es tener conciencia, que consiste en vivir humanamente bien.

Se señala el término remordimiento, que es el resentimiento de no haber utilizado bien la libertad, en el caso de haber obrado mal o contestado de forma equivocada a una cuestión hace tiempo.

Capítulo 7.- Ponte en su lugar

El autor afirma que si algo que se hace es moralmente malo para la sociedad, el que lo hace no deja de ser humano. Pero que si triunfamos o fracasamos en nuestro intento para llegar a ser humano, es porque los recursos que hemos utilizado para llegar hasta ahí han sido, porque nos hemos ido copiando de los demás.

Una persona es mala, porque algo le ha pasado en la vida, ella no tendrá la culpa de todo, por lo que deberíamos ponernos en su lugar para poder comprender los actos que esa persona hace y de la forma en la que actúan.

Capítulo 8.- Tanto gusto

Se comenta el tema de la moralidad e inmoralidad en el ser humano.

Existe gran diferencia entre los humanos y los animales, el hombre tiene sexo por placer y para dejar descendencia, procrear. Sin embargo el animal únicamente procrea, sin placer.

Capítulo 9.- Elecciones generales

La política y la ética tienen la misma finalidad, buscan lo mismo; pero a su vez son diferentes, y es que en la ética se piensa más por uno mismo, y en la política, se elige a un gobernador, que éste pensará más por su pueblo, favoreciéndole de algún modo, buscando salidas y proponiéndole a éste nuevas ideas para cambiar.

En la parte subjetiva de este capítulo, observamos que Savater indica que la mejor organización política sería una organización basada en la libertad, la justicia y la asistencia hacia los demás.

.

TEMA

En Ética para Amador Fernando Savater desarrolla principalmente un tema: explicar en qué consiste, realmente, la ética. La ética a su vez engloba varios temas como pueden ser el verdadero sentido de “darse la buena vida”, de las “conductas inmorales”, de la capacidad de empatía,…

ESTRUCTURA

EXTERNA:

-Aviso antipedagógico: Consta de dos páginas en las que el autor nos explica que el libro que se va a comenzar a leer no es ningún manual de ética sino sólo un libro y como tal personal y subjetivo.

-Prólogo: Es algo similar a una introducción que hace a su hijo explicando que de lo que se propone hablar es de sus vidas. Desde la página once hasta la quince.

-Capítulos: Está formado por nueve capítulos.

I. De qué va la ética

II. Órdenes, costumbres y caprichos

III. Haz lo que quieras

IV. Date la buena vida

V. ¡Despierta, baby!

VI. Aparece Pepito Grillo

VII. Ponte en su lugar

VIII. Tanto gusto

IX. Elecciones generales

-Epílogo: Se insiste en que no es un libro de ética y da una serie de razones para comprender por nosotros mismos el “vivir mejor” y el porqué él no nos muestra ese tipo de respuestas.

-Apéndice: El autor señala que ya han pasado diez años desde que escribió la obra y que en realidad no es principalmente una carta larga para su hijo, sino que también esta dirigido hacia los adolescentes.

INTERNA

Ética para Amador tiene la estructura interna de un ensayo que esta compuesto por:

-Tesis: Se muestra lo que se va a argumentar, en este caso el apartado Aviso antipedagógico, en el que Savater destaca y advierte que su obra es personal y subjetiva, muestra visiblemente su tesis que sería: “estimular el desarrollo de lbrepensadores”.

-Cuerpo: Argumenta y expone las ideas. Sería la parte principal del libro, y corresponde a los nueve capítulos en los que el autor comienza a hablar de la vida y de los diferentes y principales temas que la constituyen, apoyado en historias sacadas de otras obras para ilustrar sus explicaciones.

-Conclusión: El final de la obra sería el Epílogo Tendrás que pensártelo, donde se concluyen las explicaciones y el autor desea dejar claro que su libro no es ninguna gran obra, pero si uno más.

FORMA LITERARIA

La prosa es una forma natural del lenguaje para expresar ideas, es el lenguaje en el que se habla, se escriben textos informativos, científicos,… La única manera de caracterizar a la prosa es por oposición a lo que no es, así pues, la prosa no es poesía. Según estas características Ética para Amador está escrita en prosa.

Los rasgos formales más significativos de la obra son:

Posee un léxico sencillo, culto y ameno ya que va destinado a un lector no especializado y debe ser fácil de comprender, en este caso para el público adolescente.

Se observan una gran cantidad de tecnicismos (“lo bueno”, “lo malo”, “lo moral”, “lo inmoral”, “lo correcto”, “lo incorrecto”, “responsabilidad”, “conciencia”, “humanización”, “virtud”, “egoísmo”, etc) y de nombres abstractos (“libertad”, “vida”, “responsabilidad”, “muerte”, “amor”, “amistad”, “respeto”, “felicidad”, “deseo”, etc)

La obra contiene gran cantidad de ejemplos, muchos de ellos a través de citas de diversos autores nombradas como historias con moraleja, y en la explicación de términos como “libertad”, “imbécil moral”, etc. Se apoya en la cursiva a la hora de resaltar términos importantes ya que considera que pueden ser de nuestro interés al leerlas.

Savater nos muestra un extenso vocabulario, aunque le da un uso coloquial, y realmente no quiere inducirnos a ninguna forma de pensar sino plasmar sus pensamientos y ayudarnos en la medida de lo posible con ellos.

Usa un lenguaje denotativo; la mayor parte de las oraciones son enunciativas aunque también aparece un número considerable de oraciones interrogativas (mayoritariamente retóricas) y algunas exclamativas en modo indicativo. Es frecuente el uso de la primera persona, aunque el uso de la segunda y tercera persona también aparece.

Estilo personal conseguido con algunos recursos como son las comparaciones de sus ejemplos con la vida misma (“[…] nos hiciesen en serie como a los donuts […]”) personificaciones (con las termitas, abejas, etc)

Uso de “argumentos de autoridad” que son citas de otros autores para establecer conexión con otras ideas o que ayudan a la suya, y que el autor ha situado al final de cada capítulo con el nombre “vete leyendo”.

El narrador de la obra es el propio autor (Fernando Savater) ofreciendo una visión personal (subjetiva) pero situada en diferentes situaciones y observando cada historia, relacionada con los temas que trata, desde diferentes puntos de vista.

“[…] la hormiga de la fábula que deja a la locuela cigarra sin comida ni cobijo en invierno solo para darle una lección […]”

“[…] te pongo otro ejemplo, éste de Aristóteles […] si tengo una piedra soy libre de tirarla o conservarla, pero si con ella le parto la crisma a alguien… […]”

Utiliza un tono ameno y divertido en ocasiones crítico y en otras humorístico para quitarle peso a la obra y así ganarse el interés de los lectores.

“[…] temo, ay, que el rollo vaya siendo demasiado largo para que te acuerdes de todo […]”

BIBLIOGRAFÍA

  • "Savater, Fernando", Enciclopedia Microsoft® Encarta® 99.

  • "Ensayo", Enciclopedia Microsoft® Encarta® 99.

  • Ética para Amador. Fernando Savater. Ariel

  • Contexto, Lengua castellana y literatura [2. Andrés Amorós, Leonardo Gómez Borrego, Pilar Navarro, Enrique Páez. SM Bachillerato.

  • "Prosa", Enciclopedia Microsoft® Encarta® 99.

  • “Géneros textuales” Apuntes 2º Bachillerato

- 13 -

'Ética para Amador; Fernando Savater'