Estructura del Bachillerato en Guatemala

Enseñanza pública guatemalteca. Bachillerato. Escuelas de Bachillerato estatal. Incorporación de estudiantes al ámbito laboral. Capacitación para el trabajo. Planeación. Organización

  • Enviado por: Sergio Alejandro
  • Idioma: castellano
  • País: Guatemala Guatemala
  • 20 páginas
publicidad

 

 

La Administración

INTRODUCCIÓN

El objetivo primordial del presente trabajo es el de analizar la problemática actual en la estructura del bachillerato estatal, específicamente en el área de capacitación para el trabajo y su vinculación con la administración.

Considero importante la elaboración de este trabajo dados los cambios que se han presentado en las escuelas del bachillerato estatal, en donde la Dirección General de Enseñanza media fundamenta una estrategia para incorporarse al vínculo educación-fuente de trabajo que ya había sido llamado por las escuelas tecnológicas del país con el fin de ofrecer a sus alumnos una opción más dentro del ámbito educativo, lo que redunda finalmente en una incorporación productiva a la sociedad, en el caso de no continuar estudios universitarios.

Se crea pues mediante este documento, un análisis general del nivel directivo en los planteles educativos del bachillerato, enfocado primordialmente al área de capacitación para el trabajo , considerándose las exigencias actuales del mercado, en cuanto a mano de obra se refiere.

Para lograr el objetivo del presente, se divide el mismo en tres capítulos, el primero, que se refiere a la administración como un área del conocimiento humano que se encarga de llevar a buen término el funcionamiento de una empresa por lo tanto se específica sus características, sus principios y su proceso.

El segundo capítulo tiene que ver con el bachillerato, nivel educativo que nos ocupa, el cual dentro de sus objetivos fundamentales contempla el área de capacitación para el trabajo, que no siempre fue así ya que ha tenido una evolución histórica, así pues se hizo necesario hacer referencia a sus antecedentes, por tanto a nivel nacional, como estatal, para comprender mejor su estado actual y el por qué de su incorporación.

El último capítulo integra los dos primeros, es decir, vincula a la administración con el nivel bachillerato y específicamente con el área de capacitación, partiendo de que la educación es como una empresa, por lo tanto la función que desempeña el director como administrador resulta básica en el funcionamiento óptimo de dicha organización o institución en cualquiera de sus áreas.

CAPITULO I

 

  • Administración

  • Concepto

  • La definición etimológica es la forma más usual de la definición nominal, o sea, la explicación del origen de la palabra con que se designa aquello que se estudia, valiéndonos para ello de los elementos fonéticos que la forman. De esa manera suele encontrarse el verdadero significado de esa palabra y del concepto que esa misma palabra expresa.

    "La palabra administración se forma del prefijo ad, hacia, y de ministratio. Esta última palabra viene a su vez de minister, vocablo compuesto de minus, comparativo de inferioridad, y del sufijo ter, que sirve como término de comparación.

    La etimología de minister, es enteramente opuesta a la de magister: de magis, comparativo de superioridad, y de ter.

    Así magister, indica una función de autoridad, minister expresa precisamente lo contrario; subordinación: el que realiza una función bajo el mando de otro; el que presta un servicio a otro.

    La etimología nos da pues la idea que la administración se refiere a una función que se desarrolla bajo el mando de otro, de un servicio que se presta".

    Sin embargo, la administración puede definirse de diversas formas, al igual que muchas otras áreas del conocimiento humano, pero es posible conceptualizarla para efectos de su fácil comprensión e incluyendo sus aspectos más importantes a través del análisis y síntesis de diversos especialistas en la materia:

    • Brook Adams. La capacidad de coordinar hábilmente muchas energías sociales con frecuancia conflictivas, en un solo organismo, para que ellas puedan operar como una sola unidad.

    • Koontz & O'Donnell. La dirección de un organizmo social, y su efectividad en alcanzar sus objetivos, fundada en la habilidad de conducir a sus integrantes.

    • G. P. Terry. La administración consiste en lograr un objetivo predeterminado, meiante el esfuerzo ajeno.

    • Henry Fayol. Administrar es preveer, organizar, mandar, coordinar y controlar.

    • E. F. L. Brench. Es un proceso social que lleva consigo la responsabilidad de planear y regular en forma eficiente las operaciones de una empresa, para lograr un propósito dado.

    Con base en los anteriores conceptos, y aprovechando su fondo común se propone la siguiente definición:

    El proceso que conjunta principios y técnicas para el logro eficiente de una meta grupal, mediante el uso de sus recursos y esfuerzo.

  • Importancia de la Administración

  • Los mismos conceptos y propósitos analizados para la estructuración de una definición sobre la administración nos dan la pauta para determinar su importancia.

    Las condiciones que imperan en esta época actual de crisis así como la necesidad de convivencia y labor de grupo, requieren de una eficiente aplicación de esta disciplina que se verá reflejada en la productividad y eficiencia de la institución o empresa que la requiera.

    Para demostrar lo anterior nos basamos en los siguientes hechos:

  • La administración puede darse a donde exista un organismo social, y de acuerdo con su complejidad, ésta será más necesaria.

  • Un organismo social depende, para su éxito de una buena administración, ya que sólo a través de ella, es como se hace buen uso de los recursos materiales, humanos, etc. con que ese organismo cuenta.

  • En las grandes empresas es donde se manifiesta mayormente la función administrativa. Debido a su magnitud y complejidad, la administración técnica o científica es esencial, sin ella no podrían actuar.

  • Para las pequeñas y medianas empresas, la administración también es importante, por que al mejorarla obtienen un mayor nivel de competitividad, ya que se coordinan mejor sus elementos: maquinaria, mano de obra, mercado, etc.

  • La elevación de la productividad, en el campo económico social, es siempre fuente de preocupación, sin embargo, con una adecuada administración el panorama cambia, repercutiendo no solo en la empresa, sino en toda la sociedad.

  • Para los países en vías de desarrollo, como el nuestro, mejorar la calidad de la administración es requisito indispensable, por que se necesita coordinar todos los elementos que intervienen en ésta para poder crear las bases esenciales del desarrollo como son: la capitalización, la calificación de sus trabajadores y empleados, etc.

  • Características de la Administración

  • Se ha indicado que la administración proporciona los principios mediante cuya aplicación es factible alcanzar éxito en la dirección de individuos organizados en un grupo formal que tiene propósitos comunes.

    Es necesario ahora agregar a tales conceptos las características de la administración y que son:

    • "Universalidad. El fenómeno administrativo se da donde quiera que existe un organismo social, porque en él tiene siempre que existir coordinación sistemática de medios. La administración se da por lo mismo en el estado, en el ejercito, en la empresa, en las instituciones educativas, en una sociedad religiosa, etc. Y los elementos esenciales en todas esas clases de administración serán los mismos, aunque lógicamente existan variantes accidentales.

    • Su especificidad. Aunque la administración va siempre acompañada de otros fenómenos de índole distinta, el fenómeno administrativo es específico y distinto a los que acompaña. Se puede ser un magnífico ingeniero de producción y un pésimo administrador.

    • Su unidad temporal. Aunque se distingan etapas, fases y elementos del fenómeno administrativo, éste es único y, por lo mismo, en todo momento de la vida de una empresa se están dando, en mayor o menor grado, todos o la mayor parte de los elementos administrativos. Así, al hacer los planes, no por eso se deja de mandar, de controlar, de organizar, etc.

    • Su unidad jerárquica. Todos cuantos tienen carácter de jefes en un organismo social, participan en distintos grados y modalidades, de la misma administración. Así, en una empresa forman un solo cuerpo administrativo, desde el gerente general, hasta el último mayordomo".

  • Los principios de la Administración

  • El uso de principios de la administración tiene como finalidad simplificar el trabajo administrativo. La clave de las acciones que deban emprenderse está sugerida por éstos.

    A partir del supuesto de que los principios no son absolutos, sino flexibles y que pueden utilizarse aún en condiciones especiales y cambiantes, Henry Fayol enumeró 14 principios basados en su experiencia que pueden resumirse así:

    • División del trabajo. Este es el principio de especialización que los economistas consideran necesario para obtener un uso eficiente del factor trabajo. Lo aplica a todo tipo de actividades, tanto técnicas como administrativas.

    • Autoridad y responsabilidad. Considera que la autoridad y la responsabilidad están relacionadas y señala que ésta se desprende de aquélla como consecuencia. Concibe la autoridad como una combinación de la autoridad oficial, derivada de la posición del administrador, y la autoridad personal, desprendida de su inteligencia, experiencia, dignidad moral, servicios prestados, etc.

    • Disciplina. Al definir la disciplina como el respeto por los acuerdos que tiene como fin lograr obediencia, aplicación, energía y señales exteriores de respeto, declara que para lograr disciplina se requiere contar con buenos superiores en todos los niveles.

    • Unidad de mando. Cada empleado no debe recibir ordenes de más de un superior.

    • Unidad de dirección. Cada grupo de actividades con el mismo objetivo debe tener un director y un plan. A diferencia del cuarto principio, se refiere a la organización del cuerpo directivo, más que al personal.

    • Subordinación del interés individual al interés general. Es función de la administración conciliar estos intereses en los casos en que haya discrepancia.

    • Remuneración. La remuneración y los métodos de retribución deben ser justos y propiciar la máxima satisfacción posible para los trabajadores y para el empresario.

    • Centralización. Como cualquier agrupación, las organizaciones deben ser dirigidas y coordinadas desde un sistema nervioso central. Pero la cantidad de centralización o descentralización apropiada depende de cada situación. La meta es lograr el grado de centralización que permita el mejor uso de las habilidades de los empleados.

    • Jerarquía de autoridad. Se refiere a una cadena de autoridad, la cual va desde los más altos rangos hasta los más bajos, pero se podrá modificar cuando sea necesario.

    • Orden. Tanto el equipo como el personal deben ser bien escogidos, bien ubicados y estar perfectamente bien organizados de manera que la organización opere con suavidad.

    • Equidad. Los administradores deben ser leales y respetuosos con el personal, y demostrar cortesía y justicia en su trato.

    • Estabilidad en el empleo. Los cambios en las asignaciones de los empleados serán necesarios, pero si ocurren con demasiada frecuencia pueden perjudicar la moral y la eficiencia.

    • Iniciativa. Pensar un plan y llevarlo a cabo con éxito puede ser profundamente satisfactorio. Los administradores deben dejar de lado la vanidad personal y deben alentar a los empleados a hacer esto en la medida que sea posible.

    • Espíritu de equipo. Este principio sintetizado como la unión hace la fuerza, es una extensión del principio de unidad de mando, y subraya la importancia de buenas comunicaciones para obtenerlo".

  • El Proceso Administrativo

  • Si observamos cómo se desarrolla la vida de todo organismo social -y principalmente la de aquellos que, como la empresa, forma el hombre libremente- podemos distinguir dos fases o etapas principales. La comparación con lo que ocurre en la vida de los organismos físicos podrá aclararnos mejor estas dos fases.

    La primera etapa. Se refiere a la estructuración o construcción del organismo. En ella, partiendo de una célula, se van diferenciando los tejidos y órganos, hasta que se llega a integrar el ser en toda su plenitud funcional, apto ya para el desarrollo normal de las actividades o funciones que le son propias o específicas.

    La segunda etapa. Es aquella en la que, ya totalmente estructurado el organismo, desarrolla en toda su plenitud las funciones, operaciones o actividades que le son propias, en toda su variada, pero coordinada complejidad, que tiende a realizar la vida de ese organismo.

    Cosa semejante ocurre en un organismo social: en su primera etapa, partiendo de la iniciativa de uno o pocos hombres, todo se dirige a la estructuración de ese organismo social; cuando esta debidamente estructurado, hay una segunda etapa, que consiste en la operación o funcionamiento normal del mismo, para lograr los fines propuestos.

    Para efectos de una mejor comprensión de este tema se exponen a continuación algunos criterios de diversos autores acerca de las etapas del proceso administrativo, que realizó José A. Fernández Arena.

    • Henry Fayol. Etapas: Previsión, organización, comando, coordinación y control.

    • Koontz & O'Donnell. Etapas: Planeación, organización, integración, dirección y control.

    • G. R. Terry. Etapas: Planeación, organización, ejecución y control.

    • Agustín Reyes Ponce. Etapas: Previsión, planeación, organización, integración, dirección y control.

    • Burt K. Scanlan. Etapas. Planeación, organización, dirección y control.

    De acuerdo a las anteriores propuestas acerca del proceso administrativo, podemos concluir que, cuatro son las etapas básicas para su estudio y conformación de sus dos principales fases; fase mecánica, compuesta por la planeación y la organización, en donde se da respuesta a los cuestionamientos de ¿Qué se va a hacer? y ¿Cómo se va a realizar? respectivamente; la otra fase, la dinámica cuya implantación dentro de la organización, nos permite ver con mayor claridad lo que al momento se esta haciendo y así mismo poder evaluar tales acciones.

    Con el propósito de clarificar la existencia de estas cuatro fases del proceso administrativo, enseguida se presenta el significado de cada una de ellas, así como su importancia y la composición en sus respectivos elementos.

  • Planeación

  • Proceso por el cual se obtiene una visión del futuro, en donde es posible determinar y lograr los objetivos, mediante la elección de un curso de acción.

    Importancia de la planeación:

    • Propicia el desarrollo de la empresa.

    • Reduce al máximo los riesgos.

    • Maximiza el aprovechamiento de los recursos y tiempo.

    "Planear es función del administrador, aunque el carácter y la amplitud de la planeación varían con su autoridad y con la naturaleza de las políticas y planes delineados por su superior".

    El reconocimiento de la influencia de la planeación ayuda en mucho a aclarar los intentos de algunos estudiosos de la administración para distinguir entre formular la política (fijar las guías para pensar en la toma de decisiones) y la administración, o entre el director y el administrador o el supervisor. Un administrador, a causa de su delegación de autoridad o posición en la organización, puede mejorar la planeación establecida o hacerla básica y aplicable a una mayor proporción de la empresa que la planeación de otro. Sin embargo, todos los administradores desde, los directores hasta los jefes o supervisores, planean lo que les corresponde. El siguiente esquema nos muestra más claramente esta división.

    Elementos de la planeación

    • Los propósitos. Las aspiraciones fundamentales o finalidades de tipo cualitativo que persigue en forma permanente o semipermanente un grupo social.

    • La investigación. Aplicada a la planeación la investigación consiste en la determinación de todos los factores que influyen en el logro de los propósitos, así como de los medios óptimos para conseguirlos.

    • Los objetivos. Representan los resultados que la empresa desea obtener, son fines para alcanzar, establecidos cuantitativamente y determinados para realizarse transcurrido un tiempo específico.

    • Las estrategias. Cursos de acción general o alternativas que muestran la dirección y el empleo de los recursos y esfuerzos, para lograr los objetivos en las condiciones más ventajosas.

    • Políticas. Son guías para orientar la acción; son criterios, lineamientos generales a observar en la toma de decisiones, sobre problemas que se repiten dentro de una organización.

    • Programas. Son esquemas en donde se establece, la secuencia de actividades que habrán de realizarse para lograr objetivos y el tiempo requerido para efectuar cada una de sus partes y todos aquellos eventos involucrados en su consecución.

    • Presupuestos. Son los planes de todas o algunas de las fases de actividad del grupo social expresado en términos económicos, junto con la comprobación subsecuente de la realización de dicho plan.

    • Procedimientos. Establecen el orden cronológico y la secuencia de actividades que deben seguirse en la realización de un trabajo repetitivo.

     

  • Organización

  • La creación de una estructura, la cual determine las jerarquías necesarias y agrupación de actividades, con el fin de simplificar las mismas y sus funciones dentro del grupo social.

    Esencialmente, la organización nació de la necesidad humana de cooperar. Los hombres se han visto obligados a cooperar para obtener sus fines personales, por razón de sus limitaciones físicas, biológicas, sicológicas y sociales. En la mayor parte de los casos, esta cooperación puede ser más productiva o menos costosa si se dispone de una estructura de organización.

    Se dice que con buen personal cualquier organización funciona. Se ha dicho, incluso, que es conveniente mantener cierto grado de imprecisión en la organización, pues de esta manera la gente se ve obligada a colaborar para poder realizar sus tareas. Con todo, es obvio que aún personas capaces que deseen cooperar entre sí, trabajarán mucho mas efectivamente si todos conocen el papel que deben cumplir y la forma en que sus funciones se relacionan unas con otras.

    Este es un principio general, válido tanto en la administración de empresas como en cualquier institución.

    Así, una estructura de organización debe estar diseñada de manera que sea perfectamente claro para todos quien debe realizar determinada tarea y quien es responsable por determinados resultados; en esta forma se eliminan las dificultades que ocasiona la imprecisión en la asignación de responsabilidades y se logra un sistema de comunicación y de toma de decisiones que refleja y promueve los objetivos de la empresa.

    A continuación se enumeran y explican los elementos de la organización los cuales, una vez comprendidos y asimilados coadyuvaran en una mejor administración:

    Elementos de la organización

    • División del trabajo. Para dividir el trabajo es necesario seguir una secuencia que abarca las siguientes etapas: La primera; (jerarquización) que dispone de las funciones del grupo social por orden de rango, grado o importancia. La segunda; (departamentalización) que divide y agrupa todas las funciones y actividades, en unidades específicas, con base en su similitud.

    • Coordinación. Es la sincronización de los recursos y los esfuerzos de un grupo social, con el fin de lograr oportunidad, unidad, armonía y rapidez, en desarrollo de los objetivos.

  • Dirección

  • Comprende la influencia del administrador en la realización de los planes, obteniendo una respuesta positiva de sus empleados mediante la comunicación, la supervisión y la motivación.

    Cuando un administrador se interesa por sí mismo en la función directiva, comienza a darse cuenta de parte de su complejidad. En primer lugar, está tratando con gente, pero no en una base completamente objetiva, ya que también él mismo es una persona y, por lo general, es parte del problema. Está en contacto directo con la gente, tanto con los individuos, como con los grupos. Pronto descubre, como factor productivo, que la gente no está solamente interesada en los objetivos de la empresa; tiene también sus propios objetivos. Para poder encaminar el esfuerzo humano hacia los objetivos de la empresa, el administrador se da cuenta pronto que debe pensar en términos de los resultados relacionados con la orientación, la comunicación, la motivación y la dirección.

    Aunque el administrador forma parte del grupo, es conveniente, por muchas razones, considerarlo como separado de sus subordinados. Para lograr los objetivos de la empresa se le han asignado recursos humanos y de otra índole, y tiene que integrarlos. También es conveniente pensar en el administrador como separado del grupo porque es su jefe. Como jefe no es tanto uno de los del grupo como aquel que ha de persuadir al grupo para que haga lo que él quiere o deba hacerse. La dirección implica el uso inteligente de un sistema de incentivos más una personalidad que despierte interés en otras personas.

    La dirección como parte del proceso administrativo se compone de varios elementos:

  • Toma de decisiones. Significa la elección de un curso de acción o alternativa. Al tomar decisiones es necesario antes de evaluar las alternativas, definir y analizar el problema, para posteriormente aplicar la decisión o alternativa que mejor se sugiera.

  • Integración. Al igual que en la toma de decisiones, también existe un proceso para la adecuada integración en cuanto al personal se refiere, este proceso inicia con el reclutamiento u obtención de los candidatos que aspiran a un puesto determinado, en seguida se introducirán, o dicho en otras palabras, se les ambientará; para finalmente capacitarlos en el desarrollo de las funciones que habrán de realizar.

  • Motivación. La motivación es la labor más importante de la dirección, a la vez que la más compleja, pues a través de ella se logra la ejecución del trabajo, de acuerdo a normas o patrones de conducta esperados.

  • Comunicación. La comunicación en cualquier grupo que se trate, es de vital importancia ya que involucra a los individuos no solo en su papel de comunicadores, sino en el buen uso que a la información se le da.

  • Supervisión. Consiste en vigilar y guiar a los subordinados de tal forma que las actividades se realicen adecuadamente.

  • Control

  • El proceso de determinar lo que se esta llevando a cabo, a fin de establecer las medidas correctivas necesarias y así evitar desviaciones en la ejecución de los planes.

    Puesto que el control implica la existencia de metas y planes, ningún administrador puede controlar sin ellos. El no puede medir si sus subordinados están operando en la forma deseada a menos que tenga un plan, ya sea, a corto, a mediano o a largo plazo. Generalmente, mientras más claros, completos, y coordinados sean los planes y más largo el periodo que ellos comprenden, más completo podrá ser el control.

    Un administrador puede estudiar los planes pasados para ver dónde y cómo erraron, para descubrir qué ocurrió y porqué, y tomar las medidas necesarias para evitar que vuelvan a ocurrir los errores. Sin embargo, el mejor control previene que sucedan las desviaciones, anticipados a ellas.

    Elementos del control

    • Establecimiento de estándares. Es la aplicación de una unidad de medida, que servirá como modelo, guía o patrón en base en lo cual se efectuará el control.

    • Medición de resultados. La acción de medir la ejecución y los resultados, puede de algún modo modificar la misma unidad de medida.

    • Corrección. La utilidad concreta y tangible del control está en la acción correctiva para integrar las desviaciones en relación con los estándares.

    • Retroalimentación. El establecimiento de medidas correctivas da lugar a la retroalimentación; es aquí en donde se encuentra la relación más estrecha entre la planeación y el control.

  • Los Valores Institucionales de la Administración

  • La administración, de carácter eminentemente social, se rige por una serie de valores que le proporcionan no sólo una validez moral ante la población, sino también información ética que debe orientar la conducta del administrador en la sociedad.

    Los valores institucionales de la administración son:

    Sociales

    Estos son los más importantes, ya que contribuyen al bienestar de la sociedad a través de:

    • El mejoramiento de la calidad y precio del producto y/o servicio para satisfacer adecuadamente las necesidades reales del ser humano.

    • El mejoramiento de la situación socioeconómica de la población.

    • El cumplimiento de obligaciones fiscales que permiten sostener a los gobiernos locales y federales.

    • Evitar la competencia desleal.

    • La promoción del desarrollo a través de la creación de fuentes de trabajo.

    • Incrementar y preservar las riquezas naturales y culturales de la sociedad.

    Organizacionales

    Aquéllos que tienden a mejorar la organización de los recursos con que cuenta el grupo social, y que tienden a:

    • Impulsar la innovación, investigación y desarrollo tecnológicos.

    • Optimizar la coordinación de recursos.

    • Maximizar la eficiencia en métodos, sistemas y procedimientos.

    • Conciliar intereses entre los diferentes miembros del grupo social.

    Económicos

    Son los que se orientan a la obtención de beneficios económicos y que puede ser:

    • Generando riqueza

    • Maximizando la obtención de utilidades.

    • Manejando adecuadamente los recursos financieros.

    • Propiciando el desarrollo económico del grupo social.

    • Promoviendo la inversión.

  • Las Principales funciones del Administrador

  • Es importante si de alguna empresa o institución nos quisiéramos referir, que independientemente de la importancia que tendrá el establecimiento o aplicación de un modelo como en este caso lo es el proceso administrativo, debemos también referirnos, al papel que como administradores tenemos en una organización, llamada de bienes o de servicios.

    El número de departamentos varía según las necesidades de la misma empresa, aunque para fines de su análisis las trataremos como el modelo ideal dado el organismo que más adelante se tratará. Esas funciones son:

    Producción: Considerado tradicionalmente como uno de los departamentos clave, ya que se encarga del óptimo aprovechamiento y de la adecuada introducción de infraestructura en un organismo o empresa.

    Mercadotecnia: De suma importancia, dada su especialidad que hoy en día representa, y que sostiene en la empresa la responsabilidad de elaborar métodos eficientes en el manejo y coordinación de los sistemas de venta que la empresa ofrece a un mercado específico.

    Finanzas: Esta área se encarga de la obtención de fondos y del suministro del capital que se utiliza en el funcionamiento de la empresa, procurando disponer de los medios económicos necesarios para cada uno de los demás departamentos, con el objeto de que puedan funcionar debidamente.

    Recursos humanos: Departamento de vital importancia, ya que mediante el uso adecuado de programas de reclutamiento, selección, contratación, capacitación y desarrollo, se allega para la empresa del personal adecuado y afín a los objetivos de la misma.

     

  • Perfil del Profesor de Enseñanza Media en Pedagogía y Técnico en Administración Educativa

  • El bachiller, al egresar del ciclo de enseñanza media superior deberá ser capaz de:

    • Expresarse correcta y eficientemente, tanto en forma oral como escrita, así como interpretar los mensajes recibidos en ambas formas.

      • Manejar y utilizar la información formulada en distintos lenguajes y discursos (gráficos, matemáticos, simbólicos, etc.)

      • Utilizar los instrumentos culturales, científicos, técnicos y axiológicos básicos para la resolución de problemas en su dimensión individual y social, con actitud creativa y trabajando individualmente o en grupos.

      • Percibir, comprender y criticar racional y científicamente, a partir de los conocimientos adquiridos, las condiciones ecológicas, socioeconómicas y políticas de su comunidad y de su país, participando conscientemente en su mejoramiento.

      • Aprender por sí mismo, poniendo en práctica métodos y técnicas eficientes para propiciar su progreso intelectual.

      • Evaluar y resolver las situaciones inherentes a su edad y desarrollo, incluso en lo que se refiere al conocimiento de sí mismo, autoestima, autocrítica, salud física y formación cultural y artística.

      • Incorporarse activa y académicamente a estudios superiores, o en su caso, a un trabajo productivo.

    Los objetivos curriculares y el perfil del educando son indicadores insustituibles para la elaboración de los planes de estudio. Planificar, diseñar y organizar un curriculum implica estructurar un conjunto de actividades formativas e informativas encaminadas al logro de objetivos educacionales. El curriculum, como organización práctica de los componentes en un proyecto educativo, representa la respuesta a las necesidades de los alumnos y de la sociedad.

  • La capacitación para el trabajo

  • El trabajo como parte de la educación en su aspecto formativo, busca además del desarrollo de las aptitudes físicas, el de la capacidad intelectual y el de las destrezas, así como habilidades personales. Es por ello que el curriculum de bachillerato estatal entre sus grandes áreas de formación, ofrece al educando la capacitación para el trabajo.

    Actualmente, es evidente que la educación moderna cumple una función primordial en la formación de los educandos, puesto que la sociedad requiere de ello en todas sus actividades. Sin embargo, la acelerada transformación de los sectores de la producción, hacen que el sistema educativo, muestre insuficiencias para satisfacer la creciente demanda de personal debidamente calificado. A tal grado, que el proceso educativo se debe orientar hacia la integración de una conciencia más participativa por parte del estudiante en la compleja problemática de su comunidad.

    Entre los objetivos específicos que la capacitación para el trabajo debe lograr, están: prepararlo de acuerdo con su vocación y capacidades para realizar un trabajo profesional creativo, tanto individual como en grupo; fomentar su aprecio por el trabajo socialmente útil, así como una clara conciencia de la importancia de éste para la sociedad; y desarrollar capacidades para el trabajo independiente.

    Se menciona en los temas anteriores la creación de tres grandes áreas de formación para el nuevo bachillerato, y que son: un tronco común, un área propedéutica, y un área de capacitación para el trabajo.

    Para él, área de capacitación para el trabajo se crean asignaturas optativas que pueden responder a los intereses de los alumnos o a los objetivos de la propia institución que los imparte, y porque no al interés de la región en donde éste se encuentre cursando dichos estudios de carácter terminal, según nos indica el mapa curricular del bachillerato.

     

    Para el curso y aprobación de la opción tecnológica

  • Todas las opciones deberán cursarse en el mismo plantel de las materias académicas.

  • Quién habiendo reprobado el tercer semestre se inscriba al cuarto en el sistema abierto, con la finalidad de regularizar el semestre no promovido, no se le autorizará cursar la opción tecnológica en ningún plantel, pues no procederá su reincorporación al sistema escolarizado, dado además que el sistema abierto está exento de dicha actividad.

  • En caso de cambio de institución el alumno deberá seleccionar la escuela que imparta la misma opción tecnológica, cuya inscripción queda sujeta a las posibilidades de la escuela.

  • Sólo serán reconocidas las opciones tecnológicas que brinden las escuelas de bachilleres que cuenten con la correspondiente autorización y las de instituciones aceptadas por la Dirección General de Educación Media Superior y Superior.

     

  • La Educación como Empresa

  • Es evidente la presencia cada vez mayor que en la esfera educacional va teniendo la administración. Nociones como rentabilidad de la educación, relaciones entre educación y desarrollo, entre educación y movilidad social, capacitación para el trabajo y supervisión, etc., constituyen conceptos incorporados definitivamente a la ciencia de la educación.

    Por lo mismo la consideración de los fenómenos educativos desde la constitución de la empresa y la aplicación de las técnicas administrativas, puede ser fructífera siempre que no se pierda de vista el tipo especial de empresa en qué consiste la educación, ya que sus objetivos no son tan apreciables a simple vista ni tan sencillos como por ejemplo: en un banco, una fábrica o en la mayor parte de los servicios públicos.

    La organización es una necesidad paralela a cualquier agrupamiento humano. Desde la más remota antigüedad las asociaciones han adoptado un sistema organizativo cuya complejidad dependía de dos factores: el número de miembros del grupo y la extensión de los fines. Sin embargo, la palabra organización , en estricto sentido técnico, comenzó a utilizarse a comienzos del siglo XX. Se había empleado ya este vocablo en los últimos decenios del siglo pasado. Organización equivalía a las peculiaridades de disposición de mandos y subordinados dentro de un sector asociativo de gran amplitud.

    Con los estudios de W. Taylor, ya en este siglo se inicia, en realidad, el análisis sistemático de la organización y sus aplicaciones en el campo de la industria. Se buscó con ello una renovación que permitiese ordenar la empresa de acuerdo con estructuras basadas en la eficacia, es decir, en el rendimiento: preparación científica del trabajo, especialización, tecnificación, motivación y control. Los estudios sobre los métodos organizativos continuaron progresivamente, y en 1922, Henry Fayol aplicó esas nuevas técnicas a la totalidad de los servicios, tanto de las industrias privadas como de los organismos públicos. Todos estos trabajos dotaron de un perfeccionamiento notable a la industria.

    Las teorías modernas sobre organización parten de la idea de que la empresa tiene un carácter social, que no puede ser olvidado. Sus conceptos básicos añaden a la doctrina anterior el estudio de las relaciones humanas, de la dinámica de grupos y del sentido de la autoridad y de la comunicación. Precisamente la organización se configura hoy como un esquema de acción social.

     

  • La Función Directiva

  • Por mucho tiempo se pensó que una persona nacía ya con ciertas características propias que lo perfilaban como un dirigente exitoso.

    En el presente trabajo tratamos primeramente de demostrar que con las técnicas adecuadas se puede llevar a cabo una óptima dirección esto significa que cualquier persona puede aprender a dirigir, independientemente de sus características personales.

    Lo que sí es cierto es que algunas personas poseen características de comportamiento que pueden facilitarles o dificultarles a dirigir con éxito.

    Sin embargo, si la persona se lo propone, puede perfectamente modificar su conducta reforzando lo que le ayuda y eliminando lo que le afecta.

    Antes se pensaba que un hombre fuerte y enérgico debía ser un buen dirigente, después de esto, esta idea cambia y se piensa que un hombre cálido y amable tendrá mayores responsabilidades de éxito.

    Estas dos formas de pensar están directamente relacionadas con dos escuelas de la administración que son: el Taylorismo , la cual aseguraba que la forma de aumentar la producción era mejorar técnicas y métodos de trabajo; que los trabajadores deben ser meros seguidores de lo establecido, instrumentos o máquinas manipuladas por sus dirigentes.

    La administración no debía considerar problemas ni emociones humanas.

    Esta forma de administrar nos lleva a imaginar a un tipo de dirigente duro y poco preocupado por la gente, interesado solamente en las tareas que el trabajador debía desempeñar.

    La escuela de las relaciones humanas de Elton Mayo puntualizaba que además de contar con buenos métodos tecnológicos, la administración debía de ocuparse de los problemas humanos. La administración debía tomar en cuenta los sentimientos y las actitudes humanas y alcanzar las metas a través del convencimiento y motivación, más que el uso de la fuerza. Mayo es el primero en reconocer la necesidad de que la administración sea incluida en la enseñanza escolar.

    Respecto a las maneras que las personas vayan adoptando en la forma de dirigir, se considera que no existen estilos buenos o malos. Ambos pueden dar buenos resultados, lo que si existe es una inadecuada utilización de estos para determinada situación.

    Para efectos de la mejor comprensión del tema se define a continuación lo que es dirigir.

    Dirigir es el proceso de influir en las actividades de un individuo o grupo en los esfuerzos que se realicen encaminados al logro de metas en una situación dada.

    Entonces: el proceso de dirigir es una función de quien dirige y del seguidor en una determinada situación.

    Cuando mencionamos en una situación dada estamos estableciendo la diferencia entre el fracaso o el éxito de un dirigente.

    El debe percibir la situación que se vive y en base a eso, seleccionar el estilo más adecuado.

    El dirigente tendrá éxito como tal, en la medida que sea flexible para cambiar de estilo de acuerdo a lo que se requiera.

  • El Director como Tomador de Decisiones

  • "La vida de todo administrador está llena de incontables decisiones. Algunas son tan rutinarias y recurrentes que casi no se requiere pensar en ellas de nuevo para tomarlas. Otras, ponen a prueba el alma del hombre. Estas son las decisiones estratégicas, las que atañen a la supervivencia, a nuevas direcciones, a cambios en la organización, a elección entre individuos que compiten"

    Una decisión es una elección que se hace entre dos o más alternativas disponibles. Aunque se piensa que la toma de decisiones se debe cubrir únicamente en la planeación, la mayor parte de autores coinciden que se toman decisiones en las demás etapas del proceso administrativo.

    Los problemas no solucionados y las posibilidades obligan a los administradores a tomar decisiones. Esta función debe darse mediante un proceso, este a su vez puede ser:

      • Identificación del problema existente

    La toma de decisiones es esencialmente un proceso de resolución de problemas que implica eliminar las barreras existentes para el logro de las metas de la organización. Naturalmente, el primer paso de este proceso de eliminación consiste en identificar exactamente cuáles son estas barreras o problemas. Solo después de que las barreras han sido descubiertas y adecuadamente identificadas podrá la administración tomar los pasos necesarios para eliminarlas.

      • Listado de soluciones alternativas para el problema

    Una vez que un problema ha sido identificado, deberán listarse las diversas soluciones alternativas para él. Muy pocos problemas organizacionales tienen solamente una solución, y por lo tanto, los administradores no deben tener la actitud de que un problema puede ser resuelto solo en una forma. En lugar de ello, deben desarrollar un marco conceptual que los motive a buscar las muchas soluciones alternativas que existen para la mayoría de los problemas organizacionales.

      • Selección de la mejor alternativa

    Los responsables de las decisiones pueden elegir la solución más benéfica sólo después de que han evaluado cada alternativa muy cuidadosamente. Esta evaluación debe consistir en tres pasos: primero, los responsables de tomas de decisiones deben enumerar, en la forma más exacta posible, los efectos potenciales de cada alternativa tal y como si la alternativa hubiese sido ya elegida e implantada. Segundo, los responsables de decisiones deben asignar un factor de probabilidad a cada uno de los efectos potenciales. Esto indicaría qué tan probable sería la ocurrencia del efecto si la alternativa fuese implantada. Tercero, teniendo presentes las metas organizacionales, los responsables de tomas de decisiones deben comparar los efectos esperados de cada alternativa y sus respectivas probabilidades. La alternativa que parezca más ventajosa para la decisión deberá ser elegida para ser implantada.

      • Implantación de la alternativa elegida

    El siguiente paso consiste en poner en marcha la alternativa elegida. Las decisiones deben estar apoyadas por una acción apropiada si se desea que se tengan probabilidades de éxito.

      • Obtención de retroalimentación relacionada con el problema

    Aún después de que la alternativa elegida ha sido implantada, la tarea de los responsables de la toma de decisiones no está completa. Estos deben reunir información de la retroalimentación para determinar el efecto de la alternativa implantada sobre el problema identificado. Si el problema identificado no está siendo resuelto por la alternativa implantada, los administradores deben continuar buscando e implantando alguna otra alternativa que reduzca el efecto del problema existente.

    Sin embargo, también pueden ser útiles para tomar decisiones los esfuerzos para obtener hechos críticos, aumentar la gama de opciones y medirlas con criterios de contribución a los objetivos, a la economía y con respecto a su facilidad de puesta en práctica.

    Con frecuencia los aspectos económicos de muchas decisiones se prestan a una cuantificación. Como resultado, se han desarrollado una serie de métodos cuantitativos, como el análisis de punto de equilibrio, la matriz de resultados, el árbol de decisiones, el análisis de decisiones de inventario, la programación lineal y la teoría de colas como auxiliares en la elaboración de alternativas de decisión. Con frecuencia el análisis que se lleva a cabo para preparar la información de estos métodos cuantitativos ayuda en gran medida a tomar la decisión.

    Con respecto a lo que un director de escuela y específicamente a la estructura de esa organización educativa se deberá implementar un común de decisiones que sean tomadas por grupos y/o cuerpos técnicos. Los directores tenderán a la utilización de los grupos cuando consideren que éstos pueden proporcionar conocimientos adicionales sobre el problema, que pueden planificarlo, cuando es probable que acepten su propia solución, su aceptación sea crítica y tengan metas compatibles con los de la organización.

  • El Director como Comunicador

  • "La comunicación es el proceso de compartir información con otros individuos. El término información, tal como se usa aquí, representa cualquier pensamiento o idea que los administradores deseen compartir con otros individuos. Puesto que la comunicación es una herramienta administrativa de uso común que a menudo se cita como la habilidad responsable del éxito de un Administrador , es extremadamente importante que los candidatos a directores estén familiarizados con la forma en que se comunican los administradores.

    Las actividades de comunicación de los administradores generalmente se efectúan dentro de una organización e implican el compartir información con otros miembros de la organización. Para ser comunicadores efectivos, por lo tanto, los administradores no solamente deben entender la comunicación interpersonal, sino la forma en que ésta ocurre dentro de las organizaciones. En los párrafos siguientes se analiza el aspecto general y el específico de la comunicación interpersonal en las organizaciones".

  • Elementos de la Comunicación Interpersonal

  • La comunicación interpersonal es el proceso de compartir información con otros individuos. Para estar completo, el proceso de comunicación interpersonal debe tener los siguientes tres elementos básicos.

  • Fuente/codificador. La fuente/codificador es aquella persona en la situación de comunicación interpersonal que origina y codifica la información que desea compartir con otra persona. La codificación es el proceso de disponer la información en alguna forma que pueda ser recibida y comprendida por otra persona. Escribir pensamientos en una carta es un ejemplo de codificación. La información no puede ser compartida con otros si no ha sido codificada. En lo sucesivo nos referimos a la fuente/codificador con el término más simple de fuente.

  • Señal. La información codificada que la fuente pretende compartir constituye un mensaje. Un mensaje que ha sido transmitido de una persona a otra se denomina señal.

  • Decodificador/destinatario. El decodificador/ destinatario es aquella persona con la cual la fuente trata de compartir información. Este individuo recibe la señal y decodifica o interpreta el mensaje para determinar su significado. La decodificación es el proceso que se sigue para volver a convertir los mensajes en información. En todas las situaciones de comunicación interpersonal, el significado del mensaje es un resultado de la decodificación.

  • El Proceso de Comunicación Interpersonal

  • A continuación veremos que función desempeña cada uno de los tres elementos antes mencionados en el proceso de comunicación.

    La fuente determina la información que se pretende compartir, codifica la información en forma de mensaje, y entonces transmite el mensaje como una señal para el destinatario. El destinatario decodifica el mensaje transmitido para determinar su significado y posteriormente responde en forma acorde.

    Un director en cualquier institución u organización que desee asignar la ejecución de cierta tarea a un subordinado deberá usar el proceso de comunicación de la siguiente manera: Primero, determinará exactamente qué tarea quiere que ejecute el subordinado. Posteriormente el director codificará y transmitirá al subordinado un mensaje, que reflejará en forma exacta esta asignación. La transmisión del mensaje en sí misma podría ser tan sencilla como que el director dijera al subordinado qué incluyen las nuevas responsabilidades. A continuación, el subordinado decodificaría el mensaje transmitido por el director para investigar su significado y para responder posteriormente a él cuando lo crea apropiado.

    Respecto del proceso de comunicación y el papel que el director juega como elemento primordial para su ejecución, se propone tomar en consideración los siguientes puntos:

  • La influencia es una función administrativa de gran importancia y es el proceso que se sigue para guiar las actividades de los miembros de la organización en direcciones apropiadas. La función de influencia puede ser visualizada como un subsistema del sistema administrativo general.

  • El insumo del subsistema de influencia está formado por una porción de los recursos totales del sistema administrativo general, y su producto es el comportamiento apropiado de los miembros organizacionales.

  • El proceso de comunicación interpersonal implica en que la fuente determine qué información desea compartir; codificar esta información en la forma de un mensaje, y posteriormente transmitir el mensaje como una señal para el destinatario. El destinatario decodifica entonces el mensaje transmitido para determinar su significado y responde en forma acorde.

  • La comunicación exitosa ocurre cuando el destinatario interpreta un mensaje tal como la fuente lo pretendió. Cuando la interpretación del mensaje es diferente de lo que pretendió la fuente, la comunicación no tendrá éxito.

  • Para tener éxito como comunicadores, los directores deberán ser capaces de usar la retroalimentación generada por la comunicación y las técnicas de comunicación verbal y no verbal. La retroalimentación es la reacción del destinatario al mensaje. La comunicación verbal implica el compartir información con otros usando palabras escritas y habladas. La comunicación no verbal implica el compartir información con otros sin el uso de palabras.

  • La comunicación organizacional es comunicación interpersonal dentro de una organización. La comunicación organizacional formal sigue las líneas del organigrama y puede ser descendente, ascendente o lateral. La comunicación organizacional informal sigue típicamente el patrón de relaciones personales entre los miembros de la organización.

  • El Director como Líder

  • "Específicamente, se define liderazgo en administración como el proceso interpersonal mediante el cual los administradores tratan de influir sobre sus empleados para que logren metas de trabajo prefijadas.

    Obsérvese como se distingue el liderazgo de otros procesos de administración. Se puede contemplar la planeación, la organización y el control como actividades interpersonales. Un administrador puede llevarlas a cabo por sí mismo en una oficina. Pero la dirección, o liderazgo, es diferente. El liderazgo tiene lugar no en aislamiento sino en interacción.

    La fijación de metas cabría dentro de la planeación y no del liderazgo, puesto que ésta ocurre sólo con respecto a las metas prefijadas.

    Es posible que lo único que la definición de liderazgo logre es hacer observar que existe, implicado en muchos patrones de la actividad de administración, un proceso de contactos y de comunicación con subordinados, para influir sobre ellos con el objeto de que realicen el trabajo.

     

  • Rasgos de los Lideres

  • Quizá la forma más antigua de intentar descubrir la clave para un liderazgo efectivo es observando los rasgos de los líderes.

    Una manera de observar el liderazgo es comparar rasgos; por ejemplo: inteligencia, confianza en sí mismo, etc., de personas que son líderes y de otras que no los son, para ver si existen diferencias, como la habilidad social, motivación y desempeño en el trabajo, habilidad mental, personalidad; sin embargo los rasgos no sugieren un éxito o fracaso.

  • Características de los Lideres

  • Proporcionar lineamientos y dirección para coordinar los esfuerzos de los subordinados es una habilidad de liderazgo que los administradores que no tienen éxito y que no la poseen. Otras habilidades que están relacionadas, aunque menos claramente, con el éxito en la administración incluyen inteligencia, confianza en sí mismo y fuerza de voluntad.

    El líder se caracteriza por un fuerte impulso hacia la responsabilidad y hacia la terminación de tareas, tiene un impulso para ejercer iniciativa en situaciones sociales, confianza en sí mismo y un sentimiento de identidad personal, disposición a aceptar las consecuencias de sus decisiones, disposición para mitigar tensiones interpersonales, disposición para tolerar frustración y retrasos, habilidad para influir sobre otras personas y capacidad para estructurar sistemas de interacción social para lograr el propósito que se tiene a la vista.

  • Estilo de Liderazgo

  • La forma en que los administradores dirigen varía en cuando a menos dos dimensiones importantes:

    La primera de éstas es la medida en que el líder se concentra en las personas que dirige, considerando sus sentimientos y la calidad de su relación mutua. El líder que está orientado en esta dirección se centra en la personas.

    La segunda dimensión es la medida en que el líder se concentra en las tareas que debe desempeñar, el proceso que se hace y los medios para realizar el trabajo. El líder que está orientado en esta dirección se centra en las tareas.

    • El líder centrado en las personas

    Se describe al líder centrado en las personas de varias maneras: democrático, permisivo, orientado a seguidores. La esencia de este estilo de liderazgo es una sensibilidad hacia los subordinados como personas.

    Se pueden resumir los descubrimientos de investigación sobre efectos del liderazgo en las personas, la productividad, la satisfacción de los empleados y la cohesión de grupo.

  • El liderazgo centrado en personas no está consistentemente relacionado con la productividad. No se puede asegurar que es posible aumentar la productividad si el líder se orienta más a las personas.

  • El liderazgo orientado a las personas tiende a aumentar la satisfacción de ellas; también tiende a aumentar la cohesión de grupo.

      • El líder en las tareas.

    Estos puede ser: autocrático, restrictivo, orientado a tareas, socialmente distante, directivo y orientado a estructuras. La esencia del estilo de este líder es una suprema preocupación por la tarea misma y no por los trabajadores como personas.

    Los descubrimientos de investigación acerca de los efectos que tiene el liderazgo centrado en tareas sobre la productividad, la satisfacción y la cohesión de grupo pueden también resumirse:

  • La mayoría de las veces el liderazgo de este tipo se correlaciona positivamente con la productividad.

  • El liderazgo orientado a tareas tiende a reducir la satisfacción y la cohesión.

  • El Director como Supervisor

  • Supervisor es todo jefe intermedio, que tiene un grupo de subordinados a su cargo, pero también tiene superiores a quiénes reportar, independientemente de su nivel o rango en la escala jerárquica.

    En consecuencia hay varios niveles de supervisión en la estructura administrativa. El supervisor de primera línea supervisa directamente a los trabajadores. En los demás niveles de supervisión, el supervisor puede tener uno o más supervisores a su cargo.

    Todo supervisor tiene características y actividades comunes, sin importar su rango. Sin embargo su labor se ve matizada por el nivel que ocupa.

    Todo supervisor, por su doble carácter de jefe y subordinado a la vez, tiene deberes para con sus supervisores y para con sus subalternos. Es un hombre enlace entre la más alta dirección y el personal operativo o de ejecución.

  • Principios de Supervisión

  • La investigación de los hechos reales que forman la vida cotidiana del supervisor, sistematizando los métodos de información, ordenando las experiencias y valorando los resultados, ha permitido la formulación de los siguientes principios generales de supervisión.

    • Principio de la motivación. Para que un trabajador se esfuerce en su labor es necesario que encuentre motivos claros (racionales o emocionales) para hacerlo.

    • Principio de la información. No es posible exigir la máxima eficiencia de un trabajador si no se le proporciona toda la información concerniente a su trabajo.

    • Principio de la libertad en el trabajo y oportunidad de desarrollo. El trabajador requiere de cierta libertad en el desempeño de su trabajo, para que lo sienta obra suya y ponga en él su máximo empeño. Todo trabajador busca oportunidad de desarrollo individual y ésta es una forma de lograrlo.

    • Principio del aprendizaje. No puede esperarse el cumplimiento óptimo de una tarea, si al trabajador no se le ha enseñado a ejecutar su trabajo del modo en que se considera eficiente.

    • Principio de la gratitud. Es difícil que un trabajador desarrolle su máxima capacidad si se sabe que sus esfuerzos no serán tomados en cuenta y reconocidos.

    • Principio de la representación. El trabajador se sentirá comprometido con su supervisor en la medida en que éste apoye sus intereses legítimos ante sus superiores.

    • Principio del orden. El resultado del esfuerzo de un grupo será inferior a la suma de los esfuerzos individuales, y por lo tanto ineficiente, si éstos no se encuentran coordinados para alcanzar un objetivo común.

  • Las Funciones del Supervisor

  • Controlar: a) La eficacia del personal en el rendimiento del trabajo, asistencia, puntualidad. b) El desarrollo adecuado de los planes, programas y proyectos de la comunidad. c) La correcta aplicación del presupuesto del programa, así como materiales, maquinaria y herramientas de trabajo.

  • Orientar: a) a través de discusiones con todo el personal sobre los problemas técnicos que entorpecen la labor, para hallar la solución definitiva. b) Sobre el uso de técnicas adecuadas que faciliten la realización de los trabajos con ahorro de tiempo y energías. c) En relación a la toma de decisiones específicas y particulares a lo largo de la aplicación del programa. d) El uso de los medios de difusión más apropiados para mantener comunicados tanto al personal del equipo como a la comunidad, sobre el desarrollo del programa.

  • Coordinar o armonizar: las relaciones ascendentes como descendentes del personal en todos los niveles del programa, para lo cual puede hacer uso de informes, visitas, reuniones, entrevistas, conferencia, circulares, boletines, etc.

  • Estimular: el trabajo más efectivo del equipo encargado del desarrollo de la comunidad, ya sea que dicho reconocimiento sea público a través de editar el nombre del trabajador más destacado en boletines, periódicos murales, o privado mediante la entrega de constancias laudatorias y de la charla afectuosa. Así mismo motivar y conminar al personal más rezagado en el cumplimiento de sus funciones para que acelere sus labres.

  • La Función Administrativa

  • La importancia e influencia de la dirección en los programas de mejora de las escuelas, de la innovación educativa y en general, del propio y normal funcionamiento de un centro parece vital, ya que su autoridad se extiende sobre el grupo de docentes de un centro educativo que ejercen las tareas educativas en relación directa con los alumnos. Su función, fundamentalmente didáctica, tiene una parte organizativa en cuanto que interpreta y gradúa los objetivos de la enseñanza y los adapta al grupo, al que ha de aplicarlos a través de programas y métodos. A este nivel corresponde la evaluación del resultado de su enseñanza y el grado de conocimientos adquiridos por los alumnos.

    Los alumnos son la base externa de la organización y administración escolar. Están en contacto directo con el maestro y, a través de él, en relación con los otros niveles organizativos. Según el grado de desarrollo cronológico, mental o de asimilación de conocimientos, son clasificados en cursos de enseñanza.

    Otras de las actividades dentro de la organización de la enseñanza debe estar en la coordinación de servicios, que se realizan mediante:

  • La administración de los alumnos. En las escuelas unitarias y graduadas, corresponderá esta función a los maestros, bajo la supervisión del director, en lo que se refiere a clasificación, asistencia, puntualidad, cumplimiento general de los deberes escolares, asociaciones con amigos de la misma escuela, clubes escolares, etc.

  • La administración de los maestros, que corresponden al director y a los supervisores-inspectores, en cuanto a las funciones de interpretación de programas, evaluación del rendimiento y de la enseñanza, y la creación de incentivos para un perfeccionamiento continuo.

  • La administración de los servicios generales, que se refiere al mantenimiento de los locales y edificios en las condiciones debidas, a la supervisión y provisión del material necesario a los talleres del área de capacitación para el trabajo, apoyados básicamente en centros de colaboración o patronatos (con vigencia al término de obtenido el beneficio planeado), o personal de asesoría técnica. Estas tareas corresponden tanto al supervisor, al director, así como al maestro.

  • Organización del trabajo. Ya se ha dicho que en toda actividad hay una división de cometidos con lo que, mediante logros parciales, se intenta cumplir la finalidad general de la empresa. En la organización del trabajo de la empresa educativa, las actividades a realizar corresponderán lógicamente a las funciones asignadas a cada nivel.

  • Organización de las relaciones humanas. Este aspecto se refiere a las relaciones de coordinación, estímulo, motivación, envío de comunicaciones, intercambio de opiniones, promoción de los talleres de capacitación que la escuela ofrece a la comunidad, y apoyo de tipo material a los mismos etc., entre las personas que deben intervenir en la acción escolar.

  •  

    BIBLIOGRAFÍA

     

    Agustín Reyes Ponce. Administración de empresas. Ed. Limusa. México 1990.

    Asociación Nacional de Universidades e Institutos de Enseñanza Superior. Revista de la educación superior. Vol. XX Núm. 1. Enero-Marzo. S.E.C. México 1991.

    David R. Hampton. Administración contemporánea. 2a.edición. Mc Graw Hill. México 1987.

    Fernández Arena José Antonio. El proceso administrativo. Ed. Trillas. México 1973.

    Jaume Martínez Bonafe. Proyectos curriculares y práctica docente. S.E.P. 1990.

    Jiménez Castro Wilburg. Introducción al estudio de la teoría administrativa. Ed. Limusa. México 1987.

    Koontz Harold & O'donnell Cyril. Administración moderna. Ed. McGraw-Hill. México 1987.

    Marshall E. Dimock. Principios y Normas de administración. Libreros Mexicanos Unidos. México 1965

    Programa de estudio de capacitación para el trabajo. Dirección General de Enseñanza Media Superior y Superior del estado de Veracruz. 1990.

    Programa para la modernización educativa. S.E.P. Estado de Veracruz 1990-1994.

    Propuesta de cambio curricular del bachillerato estatal elaborado por la D.G.E.M.S. y S. Secretaria de Educación y Cultura. Xalapa, Ver. 1987.

    Proyecto escolar elaborado por la D.G.E.M.S. y S. Secretaria de Educación y Cultura. Xalapa, Ver. 1995.

    Samuel C. Certo. Administración moderna. 2a. edición. Mc Graw Hill. México 1993.