Estado de Bienestar en México

Derecho Constitucional mexicano. Planificación del desarollo económico y social. Proceso y planeación de sistema. Plan Nacional

  • Enviado por: Amiquilixtli
  • Idioma: castellano
  • País: México México
  • 6 páginas
publicidad
cursos destacados
Curso Entrenador Personal Nivel I (Instructor de Fitness)
Alto Rendimiento
Conocer la función de los diferentes sistemas y aparatos del organismo, explicando los mecanismos de adaptación...
Solicita InformaciÓn

Dirección de Arte y Producción y Realización Publicitaria
INSA - Business Marketing & Communication School
Conocer los diferentes formatos de Arte y Creatividad aplicados a la Publicidad: Spot, Radio, Revistas, Prensa,...
Solicita InformaciÓn

publicidad

DERECHO CONSTITUCIONAL

PLANIFICACIÓN NACIONAL DEL DESARROLLO ECONÓMICO Y SOCIAL

La planeación es un proceso por el cual se fijan anticipadamente las acciones a realizar para conseguir el objetivo deseado.

Podríamos tener diferentes tipos de planeación como la de la empresa privada que es en donde el estado debe de plantear obligatoriamente sus actividades, y en forma indicativa las del sector privado, sin modificar sustancialmente las relaciones entre los dos; o en donde los medios de producción deben estar concentrados y dirigidos por el estado ya que este debe llevar acabo la socialización de los medios de producción.

La planeación socialista determina, teniendo en cuenta las leyes económicas, así como las propiedades del desarrollo social, los fines para lograr el dominio de la producción y del consumo, y asegurar la realización de estos objetivos. La mano de obra juega un papel primordial debido a que la fuerza de trabajo se consideró como la única fuente real del ingreso nacional.

Para la planeación del sistema capitalista la participación del limitada del estado en la economía.

Las características de la planeación : prevención: tratar de orientar los acontecimientos futuros para hacerles frente; intervención multidisciplinaría: conocer la situación de los hechos y determinar con que elementos contamos; determinación de objetivos y metas: antecede a la fase de programación; continuidad de los planes: asegurar que los objetivos para que fue creado un plan no se olviden al cambio de una administración; elasticidad: un plan teórico debe modificarse temporalmente dadas las circunstancias imperantes; legalidad: elemento legal expresado a través de la fijación de objetivos válidos y socialmente aceptados, apoyados por la autoridad y la comunidad de un país; ámbito espacial de la planeación: extensión física o territorial al cual dirige dicha actividad, considerando la adopción de programas y normas adecuadas para el desarrollo de los recursos naturales.

Proceso de la planeación: planeación: conciliación de lo posible con lo deseable a partir de lo disponible; programación: actividad de la administración publica por medio de la cual se generan proyectos jerarquizados; presupuestación: asignación de recursos financieros, tecnológicos, materiales e inclusive humanos, a los proyectos; evaluación: análisis integral, permanente y sistemático, de la eficacia, eficiencia y marco de los planes y programas para el cumplimiento de los fines; información: obtención y recolección de los datos, hechos, manifestaciones y circunstancias de la realidad existente.

El sistema nacional de planeación democrática, es un conjunto articulado de funciones que se establecen entre las dependencias y entidades del sector público, con las organizaciones de los diversos grupos sociales y con las autoridades de las entidades federativas, a fin de efectuar acciones de común acuerdo orientadas por el enfoque sistémico de la administración pública para el diseño de la planeación. Y este a su vez puede constituirse en sistemas y subsistemas.

Las vertientes del sistema nacional de planeación democrática son las siguientes: la obligatoria: que son un conjunto de acciones que desarrollan las dependencias y entidades de la administración pública federal para el cumplimiento de los objetivos y propósitos contenidos en el plan y programas del sistema; vertiente de coordinación: propósito de hacer compatibles las tareas comunes de la Federación y los estados derivadas del contenido de sus respectivos planes y programas; vertiente de inducción: instrumentos y acciones económicos, sociales, normativos y administrativos que utiliza y desarrolla el gobierno federal para inducir determinados comportamientos.

El sentido jurídico del sistema nacional de planeación democrática surge al reformarse la Constitución en sus artículos 25, 26, 27, 28 y 73.

PLAN NACIONAL DEL DESARROLLO

En el aspecto social se promueve en una política capaz de ayudar ya sea en conjunto o individualmente a los gobernados para poder salir adelante y dejar atrás cualquier forma de sumisión o avasallamiento, para mejorar las condiciones de vida de todas las familias de México.

La riqueza económica que promueve la política para un crecimiento con calidad, así como la estabilidad que se propicia de orden y respeto, tienen por objetivo mejorar las condiciones de la sociedad y de los individuos de este país.

La educación es el instrumento más importante para aumentar la inteligencia individual y colectiva y para lograr la emancipación de las personas y de la sociedad, ya que esta es la base fundamental mediante la cual gira el desarrollo y superación de todo nuestro en torno por lo tanto el gobierno va a dar una mayor parte de recursos así como la creación de diferentes programas para beneficiar este rubro.

En cuanto a la salud la cual va encaminada con la educación se a propuesto desarrollar sistemas para que la población que tiene alejado este recurso se le hacer que evitando y previniendo diferentes enfermedades que a la postre redundan en gasto para el gobierno así como para la población.

Las precarias condiciones de salud, vivienda y alimentación en que se encuentran muchos mexicanos, así como las escasas oportunidades que tienen de educación, capacitación y empleo, merman su confianza personal y familiar. No es posible un desarrollo humano efectivo y sostenido cuando se vive en condiciones de insalubridad y hambre; no es posible potenciar las capacidades de las personas que se encuentran en la pobreza extrema; no es posible pedir que sean autosuficientes a quienes luchan por subsistir.

El objetivo de la política económica es un crecimiento sostenido y dinámico que permita crear los empleos que demandarán los millones de jóvenes que se incorporarán al mercado de trabajo los próximos años.

El Ejecutivo federal seguirá poniendo en práctica formas democráticas de ejercicio del poder público que tiene encomendado. El camino hacia la democracia plena pasa necesariamente por la ruta cierta, pacífica y legítima que se deriva de la vigencia del Estado de derecho. Por ello, el Poder Ejecutivo tiene, entre sus obligaciones fundamentales, la de apegar sus actos a lo dispuesto por los preceptos constitucionales. Hoy, la fuerza que respalda la acción del Estado es la que se deriva de la legitimidad que da el derecho.

En cuanto a la politica exterior es importnatnte precisar los siguientes puntos, garantizar que nuestra seguridad nacional y nuestra integridad territorial no se vean afectadas o amenazadas como resultado de cambios o acontecimientos que se producen en el exterior.

Asegurar que la naturaleza soberana de las decisiones que adopta el Estado mexicano en su régimen interno y en sus relaciones con los demás actores internacionales no se vea constreñida por intereses o posiciones de terceros países.

Aprovechar en beneficio de la nación nuestros recursos naturales, asegurando que el Estado pueda determinar las modalidades de su uso y conservación en función de las necesidades y prioridades del país.

Encontrar y fomentar los espacios que permitan impulsar el desarrollo nacional integral, sostenido y sustentable, mediante acciones concertadas con otras naciones o regiones del mundo.

Participar activamente en la conformación de un sistema internacional que promueva la estabilidad y la cooperación, sobre la base del derecho internacional, y que nos proporcione espacios de acción política y diplomática frente a otras naciones o regiones.

Con fundamento en la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal en su artículo 8°, que faculta al Presidente de los Estados Unidos Mexicanos para constituir unidades de asesoría, de apoyo técnico y de coordinación, mediante acuerdo presidencial del 1 de diciembre de 2000 se creó la Oficina Ejecutiva de la Presidencia de la República, que contempla entre otras unidades administrativas, la Comisión para el Desarrollo Social y Humano, la Comisión para el Crecimiento con Calidad y la Comisión de Orden y Respeto, con funciones de planeación, coordinación, colaboración, apoyo y promoción.

Tiene como objetivos:

Incrementar el impacto de las políticas públicas estableciendo mecanismos de coordinación de acciones y trabajo interentidades en temas prioritarios para el desarrollo de la nación.

Promover la consistencia entre las políticas y los programas de las distintas dependencias, a fin de que las acciones de las entidades de la administración pública federal sean sinérgicas y se eviten duplicidades.

Definir las prioridades, visiones, metas y estrategias de las secretarías y organismos de cada Comisión. La mejor forma de concentrar esfuerzos es saber con exactitud cuál es el resultado que debemos alcanzar, cuáles los instrumentos y cuál el tiempo para lograrlo.

Establecer procesos de evaluación de las acciones de gobierno que ajusten su labor a las necesidades de la sociedad.

Diseñar nuevas formas de atención a las necesidades sociales integrando capacidades, recursos y experiencias de cada entidad