Entrevista a Abraham Santibáñez, Presidente del Colegio de Periodistas de Chile

Periodismo Tradicional. Periodismo Ciudadano. Audiencias. Libertad de Expresión

  • Enviado por: Ciudadano Informado
  • Idioma: castellano
  • País: Chile Chile
  • 3 páginas
publicidad
publicidad

Entrevista a Abraham Santibáñez, presidente del Colegio de Periodistas de Chile

1.- ¿Cómo surgen las noticias en el Periodismo Tradicional?

Es un proceso complejo: hay rutinas (los “frentes noticiosos” que todo el tiempo entregan información a los periodistas que normalmente cubren esos sectores), están los temas nuevos, que deberían ser pauteados por un editor con sus reporteros; los temas que se siguen investigando aunque haya pasado el primer impacto.

2.- ¿Cómo se controla la veracidad y confiabilidad en la información que se entrega en el Periodismo Tradicional?

Más que en cada caso específico -en el que el principal responsable es el propio reportero, súper vigilado por su editor- la idea es que los medios construyen con el tiempo su credibilidad. Eso se logra a base de veracidad que a la larga deviene en confiabilidad.

3.- ¿Cómo las audiencias intervienen en el Periodismo Tradicional?

De manera muy indirecta. La primera intervención ocurre en la acogida que tiene un medio, si tiene aceptación o no. Lo segundo y más permanente se produce a través de las cartas al director y otros recursos parecidos: llamados telefónicos, por ejemplo. Son métodos lentos, pero que pueden crear una verdadera cultura de la interacción.

4.- Periodismo Ciudadano: ¿Oportunidad o amenaza?

Oportunidad y amenaza. Oportunidad en cuanto permite que el medio tenga miles o cientos de miles de antenas en lo lugares donde ocurren noticias que deberían interesar a muchos. Amenaza en cuando se puede prestar a un juego de rumores, difusión de noticias sin confirmar, opiniones sin respaldo.

5.- ¿Los medios tradicionales le tienen temor al Periodismo Ciudadano? y si no es así ¿por qué les ha costado tanto darles un espacio?

Indudablemente hay temor, sobre todo al comienzo. Creo que eso se ha ido superando, pero todavía falta mucho. A los medios (y a los periodistas), como a todas las instituciones (y todas las personas) les cuesta cambiar.

6.- ¿Cuáles son los cambios que el Periodismo Ciudadano puede producir en el Periodismo Tradicional? o ¿no producirá cambios y porqué no?
Principalmente una mejor sintonía con los lectores, auditores, televidentes o usuarios. La posibilidad de un contacto permanente con quien lee, escucha o ve, puede permitir que el servicio periodístico sea mucho mejor. Pero, ojo, la perversión es lo que ha ocurrido con el people meter on-line, que puede desvirtuar el sentido original de la entrega de noticias que las elige porque cree que son dignas de publicarse, como dice el New York Times, y pasar a la cultura del halago de los instintos de la gente.

7.- Al periodismo tradicional se le ha denominado como el Cuarto Poder. ¿El periodismo ciudadano alcanzará esta denominación?

Es imposible dar ahora una respuesta definitiva, porque hay todavía muchos aspectos que se deben consolidar. El periodismo ciudadano es un buen nombre para una actividad todavía no bien sistematizada y que en parte es periodismo pero también es una incógnita.

8.- ¿El Colegio de Periodistas regula o puede regular de alguna forma el ejercicio del periodismo ciudadano, así como lo hace con el periodismo profesional mediante el código de ética?

Esa es justamente una de nuestras mayores preocupaciones. Tal como están hoy las cosas, cuando un periodista ciudadano llega al público a través de un medio, se entiende que operan algunos filtros éticos propios de la profesión. Pero si no es así, si aparece directamente on line, no hay cómo.

9.- ¿Si el periodismo es un ejercicio profesional, la actividad realizada por los corresponsales ciudadanos, puede ser llamada periodismo?

En algunos casos, sí, en otros no, porque no hay una actitud profesional responsable. 

10.- ¿Es el periodismo ciudadano un bien común para nuestra sociedad, diferenciándose de los medios tradicionales, los que se destacan por realizar prensa roja y amarillista?

Si fuera así, me refiero a la afirmación acerca del periodismo ciudadano, podría asimilarse al trabajo profesional de un periodista. Pero en  lo que no estoy de acuerdo es en la segunda parte de la afirmación. Creo que no se puede caracterizar a los medios tradicionales por realizar prensa roja o amarillista. 

11.- ¿Cual es su opinión de aquellos periodistas que se dedican al periodismo ciudadano?

Si hablamos de periodistas, mi opinión es la misma que sobre cualquier otro profesional: está capacitado para hacer buen periodismo pero ello no está necesariamente garantizado.

12.- Hay muchos profesionales de la información que están en contra y critican el hecho de que personas comunes y corrientes tomen un rol de periodistas. ¿Qué ocurre con la libertad de expresión, según su opinión?

Ese es el punto. Los periodistas tuvimos, a lo largo de la historia, el privilegio de ser quienes decidían qué es o no noticia. Creo que en general lo hemos hecho bien, pero igualmente hay mucha soberbia. La libertad de expresión es de todos los ciudadanos y consiste en que todos pueden opinar y entregar información y en ese sentido es un buen ejercicio el del llamado periodismo ciudadano. Pero insisto, ese trabajo se debe hacer con responsabilidad, sin confundir la opinión con la información, vigilando porque haya un reporteo riguroso, con respaldos, etc.

13.- La libertad de expresión es parte fundamental del discurso que plantea el colegio de periodistas, de esta manera, ¿El periodismo ciudadano sería un ejercicio basado en la  libertad de expresión?

Sí, pero hasta ahora, creo que pese a sus muchos méritos, el llamado periodismo ciudadano se confunde muchas veces con un uso irresponsable de la libertad de expresión.