En el nombre del padre; Jim Sheridan

Cinematografía. Cine británico. Irlanda. Inglaterra. Guerra Civil inglesa. Terrorismo. IRA. Justicia. Opinión pública. Argumento. Personajes

  • Enviado por: Xewein
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 5 páginas
publicidad
cursos destacados
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
El curso de Reparación de Telefonía Celular o Móvil está orientado a todas aquellas...
Ver más información

Graba audio con Apple Logic Pro 9
Graba audio con Apple Logic Pro 9
En este curso aprenderemos a realizar grabaciones de audio de calidad utilizando Apple Logic Pro 9. Exploraremos todo...
Ver más información

publicidad

“En el nombre del padre”

Película basada en hechos reales que puede causarte un sentimiento de repugnancia hacía el sistema policial inglés.

Habiendo dicho esta frase como comentario principal seguiré ahora con una organización más clasificada de este trabajo:

RESUMEN:

En la atormentada Belfast de los años 70, Gerry es un gamberro que sólo sabe beber, ir de juerga y ser un ladronzuelo, para disgusto de su padre Giuseppe, un hombre tranquilo y educado. Cuando Gerry se enfrenta al IRA su padre le manda a Inglaterra, pero acaba en el sitio equivocado en el momento equivocado. La opinión pública británica se conmociona tras el atentado al pub Guilford frecuentado por soldados británicos, la noche del 5 de octubre de 1974, con un resultado de cinco muertos y numerosos heridos. El gobierno necesita capturar a los culpables para frenar la indignación popular, y detiene a cuatro delincuentes de origen norirlandés. La policía les obliga bajo coacción a declararse culpables de un atentado terrorista y es condenado a cadena perpetua junto al resto de los “cuatro de Guilford”. Su padre Giuseppe es también arrestado y encarcelado, y durante su estancia en la cárcel, Gerry descubre que la aparente fragilidad de su padre esconde en realidad una gran fuerza y sabiduría interior. En un nuevo juicio les declaran inocentes y el policía que cometió el “error” queda libre. Con la ayuda de una abogada entregada a la causa, Gerry se propone demostrar su inocencia, limpiar el nombre de su padre y airear la verdad de uno de los más lamentables errores legales de la historia reciente.

DIRECTOR:

Jim Sheridan, es el director y guionista de esta gran película como de otras muchas, que simplemente es lo q he encontrado de él, su filmografía y una entrevista que le hicieron cuando preparaba su película “En América”, al leerla me he dado cuenta de lo interesante que es y más aún cuando no puedes encontrar una biografía de este director.

Entrevista con el director de En América

"Nos han engañado al decirnos que en el cine todo debe ser tangible" (Sheridan)

Jim Sheridan lleva un par de horas atendiendo a la prensa en una habitación del Palace madrileño. Nos saluda, sin levantarse, con un "Hi" apagado propio de un tipo cansado. A la tercera pregunta se pone en el borde del asiento, asiente a nuestras preguntas, nos interrumpe. Terminamos con apretones de mano, sonrisas y agradecimientos mutuos. Buen tipo, cordial e inteligente, este dublinés bajito y pausado, que manifiesta la profundidad de su mirada dramática al referirse al Ford de El hombre tranquilo, a Shakespeare y a Joyce como referentes necesarios para entender sus convicciones sobre los efectos de la represión brutal de la revolución puritana contra el matriarcado irlandés.

Jim Sheridan (Dublín, 1949) llegó a Nueva York con una gran experiencia como dramaturgo. Allí estudió cine. Mi pie izquierdo (1989), su primera película sobre el pintor y escritor irlandés Christy Brown, se llevó dos Oscar en la parcela interpretativa (Daniel Day Lewis y Brenda Fricker).

Luego vendría El prado (1990), un drama rural con regusto a tragedia griega, con un magnífico Richard Harris. En 1993, En el nombre del padre, que para muchos es su mejor obra, conmovió al mundo entero con uno de los más vigorosos retratos de la paternidad que el cine ha puesto en las pantallas. The boxer (1997) reunió a Daniel Day Lewis y a Emily Watson en una historia de perdedores con el conflicto norirlandés de fondo. Hell's kitchen, la productora de Sheridan, tiene entre sus películas Escapada al Sur (1992), En el nombre del hijo (1996), Agnes Browne (1999), On the edge (2001), y Bloody Sunday (2002).

Sheridan ha vuelto a la dirección con En América, su película más personal, inspirada en su llegada a Nueva York. El guión (candidato al Globo de Oro) lo ha escrito en colaboración con sus hijas Naomi y Kirsten, que encarnan -con increíble naturalidad- las hermanas Bolger, Sarah (10 años) y Emma (6).

Alguno puede pensar que ha idealizado su experiencia personal al llegar a los EE.UU.
Cruzar la frontera fue fácil, pero enseguida detuvieron a mi esposa por exceso de velocidad. El juez nos multó con 40 dólares. Yo sólo tenía 38. Iban a encarcelarme cuando el policía que me detuvo me dio los dos dólares que faltaban, y después otros diez para comprar gasolina y pagar el peaje. Finalmente, me dijo que sus abuelos eran irlandeses. No metí eso en la película porque me parecía estrafalario, sobre todo frente a los tópicos progresistas contra Estados Unidos, y el capitalismo como patrón malvado, y el sistema sanitario que nunca funciona... Yo no tuve allí esas experiencias. Por cierto, los inquilinos del edificio donde se instala la familia irlandesa no eran tan buenos como aparecen en la película, y tuve que compensar...

Esa manera de ver las cosas no es muy popular a día de hoy...
Ya lo sé. Como escritor tuve que marcharme a Estados Unidos porque no me gustaba que en la mayoría de los países europeos los Estados pagaran a los intelectuales para que fueran izquierdistas radicales. No me fío de los intelectuales radicales asalariados del Estado.

¿Le gusta el molde del realismo mágico como recipiente estético de su película?
Cuando habláis de realismo mágico, para mí es como hablar de champiñones. Ese recurso es español e hispanoamericano, y me encanta. Pero yo me muevo en una cultura anglosajona muy cerrada. Mi película es tradicional, con sus tres actos y sus puntos de giro. La novedad -y quizá el toque mágico- es que los puntos de giro están ocultos, como en la vida real. Por ejemplo, no vemos la muerte del hermano pequeño, ni el nacimiento del nuevo hermano. Lo más poderoso es la presencia de lo invisible. Nos han engañado al decirnos que en el cine todo debe ser tangible. Los grandes cineastas mueven la cámara como si fuera el ojo de Dios. Da igual que la cámara esté enfocada al suelo. Si das con esa presencia de lo invisible, tienes la película.

Las interpretaciones de las niñas nos recuerdan a las de Matar a un ruiseñor, donde los niños plantean y conducen los conflictos...

¡Ajá!, me gusta eso que dices. Cuando hice la audición estaba buscando a mi propia hija. Al inicio del rodaje algo salió mal y grité "¡Corten!" muy airado. Entonces Sarah, la hermana mayor, salió de entre la muchedumbre y me dijo: "Jim, no importa si dices palabrotas delante de mí. Tengo 10 años. Pero mi hermana sólo tiene 5, y es de mal gusto que digas palabrotas delante de ella. Así que te pido que no vuelvas a hacerlo". Todos nos miraban perplejos, y yo respondí: "No creo que eso sea posible, así que vamos a hacer lo siguiente: tú dirás '¡Acción!' cuando quieras, y si a tu hermana Emma algo no le gusta, gritará '¡Corten!". Y así lo hicimos. Y de esa manera recuperé parte de esa inocencia que había perdido. Eso no lo puedes prever, ni dirigir. Sólo cabe dar gracias a Dios y procurar no convertirte en Él y estropear esa magia. Esta película es una búsqueda, nunca una mera presentación.

Verdaderamente estas niñas han hecho posible un milagro de naturalidad...
Para mí fue una lección. En un receso, bromeé con Emma diciéndole que le iba a presentar a un chico de 7 años, un actor de método como Daniel (Day Lewis) y que podría ser un buen novio... Emma, muy seria, me dijo: "Jim, no olvides que soy la hija de un carnicero". Tras una secuencia que tuvimos que repetir muchas veces, sustituí a Paddy para dar la réplica a Sarah, la niña mayor. Al terminar, Sarah me dijo: "Muy bien, Jim, mucho mejor que Paddy. Pero no te lo digo como actor: eres un padre maravilloso". El pobre Paddy me confesó que se quedó muy tocado y decidió tener un hijo, cosa que no entraba en sus planes.

Dicen que los grandes directores cuentan siempre la misma historia. En su caso, podríamos decir que es la importancia del padre, de la madre, de la familia...
En Irlanda, la familia es fundamental. Cuando murió mi hermano Frankie, mi padre reunió a la familia para discutir y asimilar la pérdida. En cierto sentido, mis películas son un medio para restaurar ese ambiente de intimidad inmediata de la familia que mucha gente está buscando, pues en el mundo actual se ha perdido.

Alberto Fijo

Como no, no he querido adueñarme de esta entrevista y dejo el nombre del periodista, que por lo menos, gracias a él sé algo más de este gran director.

CONTEXTO HISTÓRICO:

El problema de Irlanda e Inglaterra viene de lejos, concretamente de la época de Oliver Cromwell (1599-1658), es el dirigente más importante de la Guerra Civil inglesa, la República y el Protectorado (1640-1660); uno de los principales comandantes del ejército parlamentario que derrotó a las fuerzas del rey Carlos I. Desempeñó un papel decisivo en el juicio posterior que condenó a muerte al monarca (1649). Desde 1653 hasta su muerte, Cromwell, como lord protector de Inglaterra, Escocia e Irlanda, ejerció como el verdadero dictador de Inglaterra. La durísima represión contra los irlandeses por traición cometida contra Inglaterra, será el principio de persecuciones que llegarán hasta la época actual, donde se ha firmado una paz entre ambos países que se respetan con la palabra y no con las armas.

En 1948, cuando el Estado Libre de Irlanda se convirtió en la República de Irlanda, el Parlamento británico confirmó la condición de Irlanda del Norte como parte integrante del Reino Unido, a menos que su propio Parlamento decidiera lo contrario. Aunque la República todavía reclamaba los seis condados septentrionales, su salida de la Commonwealth fue una aceptación tácita de la partición. Sin embargo, en 1955, los militantes del ilegal Ejército Republicano Irlandés (IRA) comenzaron una campaña de atentados terroristas dirigida a conseguir la unión de Irlanda del Norte con la República de Irlanda. A lo largo de 1957 y 1958 continuaron estos actos violentos, hasta que a comienzos de la década de 1960 se hicieron menos frecuentes. En 1962 el gobierno de la República de Irlanda condenó el terrorismo como medio para obtener la unificación.

Las persistentes dificultades económicas que caracterizaron los años de posguerra llevaron en 1955 a la formación del Consejo para el Desarrollo de Irlanda del Norte, que tuvo bastante éxito; a mediados de la década de 1960 se habían creado 230 nuevas fábricas y otras 200 se habían ampliado. Los habitantes de Irlanda del Norte se beneficiaron de los programas de bienestar social aplicados en el Reino Unido después de la guerra. Sin embargo, en los últimos años, Irlanda del Norte no ha prosperado tanto, debido en parte a la violencia, problema endémico del país.

IRA (Irish Republican Army), siglas en inglés del Ejército Republicano Irlandés, organización militar irlandesa ilegal fundada en 1919 inicialmente para luchar contra el dominio británico en Irlanda, sustentadora de los objetivos del Sinn Féin (el partido nacionalista irlandés que aboga por la unión de toda Irlanda, lo que significa acabar con la dependencia de Irlanda del Norte respecto del Reino Unido), si bien ambos grupos operan por separado.

Es imposible contar todo el contexto histórico en tan poquitas páginas, pero creo haber escogido lo más importante.

COMENTARIOS:

Como comentamos en la clase siguiente, la película está basada en hechos reales pero con algunos cambios. Se llevaron dos juicios diferentes para cada grupo de acusados, en la película Paul Hill queda relegado a un segundo plano mientras que en la realidad fue más importante, el vagabundo es una falsificación, realmente fue un hostelero que, como en la película, fue ocultado por la policía, padre e hijo no coincidieron en la cárcel y nunca se reconciliaron, lo del amigo que se chiva porque le caen mal al principio de la película también es falso, en 1974 no existía la estética hippie… y habrá más detalles que el director cambió por la simple razón de atraer más público como por ejemplo al sensibilizarla con la relación de padre e hijo.

La película fue realizada en 19994, el protagonista de ésta es físicamente muy parecido al de la realidad, la relación de madre e hijo no es casi señalada, le falta dar un poco de importancia a la madre como tutora única a la que el hijo parece que no tiene nada contra ella. A parte de todo esto es una película excelente desde mi punto de vista, es intensa y no se hace pesada.

Los desmarques que se hacen al IRA en la película se ven en escenas como cuando llega el jefe del IRA a la cárcel con esos aires de ganador; o la presentación del grupo cuando la hermana de Jerry le dice que han matado a su amigo por ladrón; pero ahí no acaba la crítica hacía el IRA, se demuestra su maldad en unas escenas de la cárcel: primero vemos la humanidad que tiene el jefe de la cárcel Baker cuando entabla conversación con el padre y le pregunta por sus hijos, y la segunda escena que hace ver la maldad del bando terrorista es cuando le queman al proyectar la película.

Y a continuación dedicaré unas líneas a escribir sobre escenas que me conmovieron:

1° Escena: El interrogatorio del protagonista.

Fotografía: las expresiones en la cara del actor reflejando el sufrimiento por ser condenado siendo inocente.

Planos: planos cortos y primeros planos.

Movimiento de cámara: lenta y dándonos la impresión de estar en un sitio cerrado.

Interpretación de actores: expresan perfectamente la angustia y la impotencia ante un sistema judicial y policial que les va a condenar siendo inocentes.

2° Escena: Cuando le dan la noticia de la muerte de su padre.

Fotografía: la cara que se le va quedando según se lo dicen.

Planos: alternancia de planos generales con primeros planos, éstos más empleados para acentuar la intensidad de la escena.

Movimiento de cámara: cámara fija para centrar la imagen y planos con rotación para sacar al otro personaje de la escena, el párroco.

Interpretación de actores: casi sin palabras expresa el sentimiento de dolor.

4