El último tren a Zurich; César Vidal

Literatura española contemporánea. Narrativa infantil y juvenil. Historia novelada. Resumen

  • Enviado por: Juanaja
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 7 páginas
publicidad
publicidad

Resumen de el último tren a zurich

Eric, al ver que ocurrió algo extraño, y a un paso de la puerta, vio a unos muchachos con camisa parda y brillante y correajes negros, que le estaban dando una paliza a una persona. A unos metros, un par de muchachos con el mismo uniforme, iban con unas huchas donde las personas metían monedas y billetes, la gente que contemplo esto estaba muy inquieta menos un camarero que vio a Eric, el cual estaba tranquilo. También vio a un hombre escribiendo con una pluma sobre un cuaderno. El hombre miro al muchacho y volvió a bajar la mirada.

Cuando terminaron de golpear al hombre, un hombre de mayor edad vestido con ese uniforme fue a buscar al muchacho de la pluma y dio unos golpes con la porra en la mesa. El hombre de la pluma cogio una cajita y metio la pluma y dijo que no iba a darles ni un chelín.

Aquel hombre al que Eric estaba siguiendo, empezó a hacerle alguna preguntas Eric no quería responder a ninguna de las preguntas al final resulto que aquel hombre era Kart Lebendig, un poeta famoso. Eric y Karl empezaron a hablar y Kart le dijo a Eric de ir a su casa a tomar un café.

Al llegar a su casa, Eric vio que la casa de Kart estaba llena de estanterías repletas de libros. Eric cogio su cacao y mientras se lo tomaba hablaban de los libros que mas le gustaron de Kart, que fue las canciones para Tanya, de la cual no quería hablar Kart porque dijo que ella existió.

Eric noto que había hecho mal preguntándole lo de Tanya, así que le hizo otra pregunta para cambiar de tema y parece que lo solucionó todo. Así que comenzaron a hablar de las camisas pardas, A Lebendig no le gustaba nada esos camisas pardas. Dicho esto, Lebendig hablaba de ellos con mucho coraje y empezó a comentarle que eran mas tontos los alemanes que los austriacos Eric seguía teniendo el presentimiento de que Lebendig estaba poco mosqueado con Eric, porque tenía los ojos húmedos, hasta que Lebendig le dijo al muchacho si quería comer algo.

Eric intento buscar los libros de Lebendig pero entre todas aquellas estanterías no pudo. Iba pensando que desde que llego a la ciudad, nada era muy normal, con las camisas pardas, el encuentro con Lebendig, etc. Eric no se acostumbraba a esa ciudad tan ruidosa. Se despertó temprano y fue a la escuela de bellas artes. Al llegar a su clase la puerta estaba cerrada. Eric entro en el aula y al sentarse, el profesor le pregunto por que llego tarde. Al excusarse Eric, el profesor miro sus dibujos con burla al verlos, se dio cuenta que eran buenos. Eric se sentó y se fijo en una muchacha sentada al extremo de su banco.

Eric, todos los días se daba prisa por llegar a clase para ver a la muchacha. Mientras dibujaba, miraba a la muchacha sin que se diese cuenta. Eric quería hablar con la chica pero era demasiado tímido. Eric comenzó a hacer bocetos de la muchacha. Un día, llego otro alumno rubio, quien se puso a hablar con ella y siempre le sacaba una sonrisa. Eric se puso muy celoso. Durante unos días, el chico llegaba muy pronto para hablar con ella. Al salir, Eric se acerco a la chica y le pregunto que si le gustaba Kart Lebendig, porque llegaba un libro en la mano y le hablo a la chica del poeta.

Eric se dirigió hacia la casa de Lebendig. Al subir todas las escaleras, termino sudando, así que se seco con un pañuelo, y antes de llamar salio Lebendig que iba a comprar. Eric pasó dentro y le pregunto si podía ir con la muchacha a su casa y Lebendig dijo que fuera el viernes. Al girar una esquina entro en un establecimiento donde reconoció de nuevo a los camisas pardas. Esa noche, Eric no pudo dormir porque solo pensaba en la muchacha. Al día siguiente, Eric fue muy temprano al colegio y vio la puerta cerrada. Cuando llego la muchacha le dijo de ir a la casa de Kart, y se lo dijo también al muchacho rubio. Así que fueron los tres a casa de kart. Cuando entraron, la casa estaba mas ordenada y había un juego de te muy lujoso en la mesa. La muchacha ojeaba los libros y se entusiasmo al verlos.

Lebendig respondió a las preguntas y dijo que no era judío, empezaron a hablar de los viajes de Lebendig hasta que salto Sepp, el chico de los ojos azules y rubios. Dijo que viajo a Alemania y defendía mucho a Alemania: Kart le hizo muchas preguntas a Sepp, y el muchacho respondía siempre con gestos sonrientes. Lebendig le pregunto al muchacho que si era socialista. Al decir que si, Kart siguió haciéndole preguntas y paso un poco de música. Al decir que cristo era judío y los expulsaría de Alemania, Kart se mosqueo y hecho de su casa a Sepp Rose, no entendía por que se comporto así el muchacho. Tras hablar esto, Rose le hizo a Kart una pregunta, que tenia que ver con Tanya.

Eric tenia el presentimiento de que Rose había formulado mal la pregunta. Lebendig, al escuchar la pregunta, se le humedecieron los ojos. Rose se disculpo pero aun así, Kart hablo con ella. De pronto se levanto del sillón y cogio un álbum de fotos de la estantería. Eran manuscritos, porque a Kart le gustaba lo grafología. Tenía manuscritos de mucha gente, hasta que llego a uno de Tanya de la cual hablaba muy bien. Eric le dijo que se hacia tarde y se fueron Rose y Eric pero a Rose no le gusto. Al salir, Kart llamo a Eric y le dio un poema para que se lo diera a Rose y le dijo que no hablara mal de Sepp. Por la noche, Eric se quedo pensando que Kart debía de querer mucho a Tanya. Eric hablo con Tanya de las poesías. Al llegar Rose a su casa, Eric le dijo que si quería salir el por ese restaurante para comer, pero que solo iban cuando no estaban las camisas pardas molestando y pidiendo dinero a la gente. Eric se puso a comentarles a Rose y a Tanya que Eric conoció a Kart Lebendig en el café con las camisas pardas. Lebendig, al hablar de las camisas pardas se volvió a cabrear y empezó a decir cosas malas de ellos. Después de esto a Eric se le ocurrió ir a una manifestación por la llegada de Hitler a Viena y se dio cuenta de todo lo que le contó Kart Lebendig de su conquista de Austria. Solo venia gente con las manos hacia arriba gritando a favor de Hitler. Cuando paso la manifestación, Eric se quedo como mareado y se espero unos minutos hasta que se calmo un poco.

Después de la manifestación, Eric se dirigió a la casa de Kart Lebendig. Mientras subía por las escaleras se encontró a unos muchachos muy fuertes que llevaban camisas pardas. Eric, al llamar a la casa de Kart Lebendig, este no tardo en abrirle la puerta Eric paso rápido y Kart le dijo que este sitio era un lugar muy peligroso. Kart estaba con un hombre que le iba a comprar todos los libros que tenia, pero el muchacho no sabia si comprárselos. Kart le dijo que tenía una firma de Hitler y el muchacho, sin pensárselo se los compro todos. Eric se fue a la escuela de bella artes y al ver a Rose, se quedo un rato hablando con ella. Al llegar Sepp con la camisa social-nacionalista le dio un periodo a Eric se guardo el periódico y Sepp se marcho.

Al salir Eric de la academia, se encontró un pájaro azul que le gusto mucho y se le ocurrió dibujarlo. Al abrir la carpeta, Eric vio el periódico y hablaba de asesinatos judíos. Eric fue a su casa de Kart Lebendig a enseñarle el periódico. Al llegar a su casa de Kart, le dio el periódico. Kart no le dio mucha importancia es que no se creía lo que decía el periódico.

Lebendig confirmo que era protestante y le empezó a contar a Eric sus cosas de protestante. Lebendig le pidió a Eric de que si quería ayudarle a quemar papeles. Eric dijo que si y Lebendig le mando de que encendiera la chimenea y que fuera haciendo bolas de papel y echándolas al fuego. Lebendig le fue dando todo tipo de papeles. Eric cogio una especie de carta y se le cayo un papel con una firma de Tanya. Se lo dijo a Lebendig y lo lanzo al fuego. Al rato que no se iba a ir y que correría el peligro. Kart le dijo a Eric que Tanya estaba muy enferma y que había vendido todos los libros para pagar los medicamentos Kart le contó lo que había hecho. Después le dio dos billetes para que se fuera con Rose de viaje.

Eric entristecido cogio los billetes y se marcho para la pensión. Por las calles se encontró a unas camisas pardas pero se dieron la vuelta, subió rápido, los camisas pardas le preguntaron si era comunista o judío y el dijo que era cristiano. Así que le dijo a la mujer que le iba a buscar y que se iba a marchar unos días. Cogieron el tren y se fueron a Zurich. Eric se puso a pintar a una mujer de cincuenta años. Cuando llego a Zurich se fue al orfanato. Al hablar con el director le dijo de que conocía a Lebendig. Rose le enviaba cartas diciéndole que lo sentía por haberse quedado por temas familiares. Por la noche llamaron a la puerta. Era un hombre rapado con barba llamado Ludwig.

No quería llorar. Hacia esfuerzos para recuperar la alegría. Eric se puso a ordenar todo hasta que inesperadamente llego Ludwig. Eric vio la foto en la que salio Kart y Tanya, que habían muerto. Ahora Hitler dominaba el país y la gente había perdido el sentido común, pero un día abandono el país y se quedo de nuevo libre y antes o después de que sucediera, Eric se encontraría con Rose.

Opinión personal:

El libro a mi no me a gustado por que el tema ese de Hitler y los nazis no me hace mucha gracia, pero a estado muy bien.