El turismo sexual en Cuba

Sector turístico. Explotación. Márketing. Prostitución. Trabajo. Investigación. Psicología. Testimonios

  • Enviado por: Enhara
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 18 páginas

publicidad
cursos destacados
Análisis Técnico.  Como Invertir en Bolsa como un Profesional
Análisis Técnico. Como Invertir en Bolsa como un Profesional
Bienvenidos al seminario básico de Reditum "Análisis Técnico. Como Invertir en Bolsa como un Profesional",...
Ver más información

Certifícate PMP - Plan Oro ¡Garantizado!
Certifícate PMP - Plan Oro ¡Garantizado!
¡CURSO 100% TELEPRESENCIAL!



Otorga las 35 Horas de...
Ver más información


El turismo sexual en Cuba sigue siendo un tema tabú en nuestra sociedad, en el sentido que las personas que viajan por este motivo a Cuba no reconocen que lo hacen por esto. Por esta razón se ha escrito muy poco sobre el turismo sexual.

Por ambas razones aquí expuestas, hemos decidido que, poniendo Cuba como ejemplo, podríamos realizar una pequeña investigación que nos ayudara a comprender por qué, en el marketing, este tema que tratamos, está siendo explotado, de manera que la gente llega a identificar Cuba con un paraíso sexual, cuando esa no es la realidad del país.

Pero queremos centrarnos en el turismo sexual en el sentido de que la gente viaja a Cuba buscando una relación pasajera, que, en algunos casos llega al matrimonio.

Hemos querido elegir Cuba porque la situación del país en estos momentos no es nada buena, y la gente cubana también busca el matrimonio con extranjeros para poder salir de su país sin sufrir las consecuencias que ello conlleva.

Para realizar esta pequeña investigación hemos decidido realizar un trabajo más empírico, realizando una encuesta para intentar averiguar, de primera mano, cuales son los motivos reales de la gente para viajar a Cuba.

En segundo lugar, hemos querido realizar un análisis del marketing de las agencias de viajes para los viajes a Cuba, basándonos en los resultados de la encuesta y como influye el marketing sobre esta muestra aleatoria.

Todo esto se verá complementado con una pequeña referencia a las motivaciones de la gente para viajar.

Nos ha sido muy difícil realizar este trabajo, ya que en nuestro país es muy difícil encontrar bibliografía sobre este tema, en contraposición de la gran bibliografía existente sobre el turismo sexual en niños que ejercen la prostitución.

Hemos pedido información al Instituto De Estudios Turísticos pero nos han contestado que no tenían bibliografía acerca del tema. Nos hemos referido también a la OMT pero no hemos obtenido respuesta alguna.

En las universidades públicas no hemos podido encontrar nada, ni en la Autónoma ni en la Carlos III, al igual que en las bibliotecas municipales de la comunidad de Madrid. Hemos consultado la de Tetuán, la de la calle Conde Duque y la de la calle Felipe el Hermoso. En la Autónoma no hemos requerido la ayuda de ningún empleado porque ya sabíamos cómo funcionaba el sistema, pero en la Carlos III nos han tratado muy bien, sin tener prisa a la hora de enseñarnos cómo funcionaba el sistema informático de búsqueda.

Respecto a las bibliotecas municipales, nos ayudaron bastante. En la de Tetuán tuvimos que buscar los libros de forma manual porque no tienen todos los títulos informatizados. Nos mostraron donde estaban clasificados los libros por materias y por títulos. También nos mostraron unas guías de viajes, sin pedírselo. Y aún sin tener carné de la biblioteca, nos dejaban sacar los libros para fotocopiarlos. En Conde Duque nos mostraron donde estaban los libros referentes a sociología y a sexualidad, pero no hallamos ningún libro que nos sirviera para el tema en cuestión. Desde allí nos hicieron el favor de llamar a la biblioteca central para preguntar si tenían libros sobre el turismo sexual en Cuba. En Felipe el Hermoso nos trataron igual de bien. Nos enseñaron como funcionaba el sistema informático, pero tampoco pudimos encontrar nada que nos sirviera.

También hemos recurrido a Internet, en diferentes buscadores, pero el único turismo que se reconoce como sexual es el de Asia y Australia, referido a los niños/as que ejercen la prostitución en esos países, explotados por adultos.

Hemos pedido información también a la embajada cubana, pero su trato ha sido desastroso. Llamamos por teléfono y pedimos información, pero la que nos contestó se puso a gritarnos que en Cuba no existía el turismo sexual y que no teníamos que hacer el trabajo sobre ese tema, entre otras cosas más desagradables. Nosotras le contestamos que hacíamos el trabajo sobre lo que nos interesaba y nos colgó el teléfono.

También hemos llamado al Instituto de la Mujer, nos contestaron que, a lo mejor, tenían algo sobre el tema, que llamásemos al día siguiente para confirmarlo, pero al final, nuestra búsqueda resultó inútil, no tenían ningún título que nos sirviera para realizar este trabajo.

Solamente hemos encontrado un libro titulado “Sociología de las Relaciones Sexuales”, pero editado en el año 67, de André Morali-Daninos, de escasa información relevante para este trabajo, ya que los planteamientos están hechos bajo la mentalidad de la época (suavizando mucho los términos para plantear las ideas) y basándose en una sociedad completamente diferente a la actual. Además, es una traducción de un libro francés, no español.

En las agencias de viajes nos trataron bastante mal. En un par de ellas, ni si quiera nos enseñaron folletos, en otras nos dijeron que volviésemos al cabo de media hora o al día siguiente, bien porque no tenían tiempo, porque tenían “papeleo urgente” que realizar, bien porque estaban hablando por teléfono. Al final, en vista de eso, tuvimos que recurrir a la presencia de una persona que se supusiera, pudiera pagarse un viaje a Cuba. Entonces fue cuando no tuvieron problemas en atendernos. Algunas de las agencias más importantes que hemos visitado son Halcón Viajes, Viajes Marsans y Viajes Ecuador. Pero aparte de éstas hemos visitado bastantes más, que no pertenecen a ninguna cadena.

Hemos pedido también el testimonio de gente cubana, para que nos contaran su visión del tema pero desde el lado afectado. Por lo general sienten que la gente extranjera se aprovecha de ellos, ya que saben la mala situación que vive el país. Pero muchos de ellos accederían a casarse con un extranjero/a para poder salir de la isla, unos dejando claros sus propósitos y otros no.

La gente en Cuba vive sin poder entrar en ningún sitio que esté destinado a los turistas, ya que el dinero cubano no vale nada y no le interesa al gobierno. Hablamos con alguna persona que desde Cuba había viajado cuatro o cinco días en una barca para poder salir del país. Estos emigrantes, que nosotras hemos comparado a los marroquíes (por querer abandonar el país y la forma en que lo hacen, tanto por motivos políticos como sociales) se dirigen hacia Venezuela o EE.UU.

Pero estos datos que acabamos de mencionar no pueden tener la importancia que tienen los de la encuesta realizada, ya que esto ha sido meramente un complemento de los datos que ya habíamos recogido, y no hemos hecho un análisis de ellos.

Para la encuesta, hemos recogido los testimonios de unas treinta personas, aproximadamente, diferenciándolos por sexos, edades y estado civil. Pero los resultados obtenidos, los cuales comentaremos más tarde, no concuerda con la publicidad que las agencias de viajes incluyen en sus folletos, que también comentaremos más adelante.

En los folletos, nos hemos querido fijar, sobre todo, en las fotos que podemos relacionar con el turismo sexual, pero teniendo en cuenta que en los folletos aparecen muchas más fotos que no podemos relacionarlo con este tema.

Esta es toda nuestra experiencia para realizar el trabajo, que para nosotras ha sido sorprendente, porque no pensábamos que no hubiera bibliografía relacionada con el tema, ni que en una embajada nos pudieran tratar tan mal.

Lo primero que vamos a realizar, es una pequeña mención de las motivaciones que pueden tener estos viajes a Cuba.

Los mercados receptores de turismo suelen tener unas características comunes constituidas por aquellas sociedades que, debido a sus recursos turísticos, infraestructura y factor humano, atraen una corriente turística (individual, grupal o masificada) tendiendo hacia ellos características tanto psicosociales como económicas, tales como una sociedad abierta a la recepción de corriente turística como sociedad con núcleos receptores de turismo atrayentes, que tienen el turismo como acción prioritaria desde al punto de vista socioeconómico. Pero nos encontramos ante un país, que debido al marco político en que se encuentra no sigue alguna de estas características como por ejemplo, en el ámbito laboral produce o puede producir un aumento social del empleo, creación de nuevos puestos de trabajo, modificar su sociedad rural y urbana al recibir de forma regular corrientes turísticas masivas, cosa que no lleva a cabo. Su inestabilidad política no impide que el turismo siga siendo una fuente de ingresos para el Estado.

Influye mucho la psicología, ya que en ambos países, al tener una evolución igual (ya que Cuba fue colonia española), tienen una forma de pensamiento muy parecida, por no decir la misma.

La psicología mediterránea, que es la misma que la latina, está influida por un pasado cultural, por tener unas características comunes climáticas, que se caracterizan por ser suaves, lo que hace tener comportamientos basados en la extroversión, amabilidad, improvisación, acogida...

Estas características se pueden extrapolar a la psicología latinoamericana. Estos rasgos psicosociales son los existentes en los países receptores de turismo de Iberoamérica y países mediterráneos, al contrario que los países anglosajones, germánicos y nórdicos.

En nuestra opinión, las personas que viajan a Cuba lo hacen porque esperan encontrarse un mundo de ensueño, tal como lo retratan en el cine y televisión (que es una pregunta de la encuesta, pero que hemos eliminado y a la que todo el mundo ha contestado que sí). Por eso mucha gente decide ir, y a lo mejor, se lleva una decepción. La gente va buscando un lugar paradisíaco y al llegar allí, posiblemente se encuentren con la pobreza en que está sumido el país.

Otra de las razones del viaje puede ser una búsqueda del exotismo, el cual ya se refleja en el siglo XIX en obras de Gaugin, que aunque no fueran mujeres cubanas, lo que buscaba era algo diferente a lo que veía en su país.

Mucha gente simplemente tiene la curiosidad de saber si los cubanos/as son como dicen los rumores o si es una idealización de la población de Cuba.

Otra mucha gente viaja hasta Cuba porque quiere satisfacer un deseo sexual simplemente. Esta gente viaja hasta el otro lado del Atlántico porque saben que allí son desconocidos y que, al final, nadie sabe la razón por la que han ido, ya que no pueden comprobar los hechos.

Quizá un factor importante de la gran demanda que tiene Cuba es que el idioma es el mismo que en España y mucha gente no conoce otro que el español. Y aunque conozcan otro, siempre es más fácil comunicarse en la lengua madre de cada persona. Y ya no sólo el idioma, sino que la cultura es muy parecida y mucha gente no es muy abierta a conocer culturas diferentes.

Hemos realizado la encuesta a una muestra aleatoria de gente de ambos sexos, de diferentes edades y estados civiles. La gente que nos ha contestado las encuestas se ha mostrado muy amable, contestando a todas las preguntas que hemos incluido en la encuesta, que eran bastantes, concretamente 17 preguntas, de las que hemos eliminado unas cuantas, que tampoco eran de gran relevancia para el trabajo.

Los datos los hemos sacado en valores sobre cien porque nos parece que es más comprensible que en valores absolutos, ya que al fin y al cabo es una media pero multiplicada por cien.

Éste es un tema un poco complicado para hacer una encuesta, ya que la gente no suele contestar preguntas sobre su vida privada. Por eso hemos querido hacer unas preguntas un poco más indirectas al principio y en la última meternos de lleno en si la gente viajaría a Cuba por el turismo sexual, que es en realidad lo que nos interesa.

Curiosamente, mucha gente, concretamente un 63% de las mujeres y un 40% de los hombres, piensan que los españoles viajan a Cuba para hacer turismo sexual, pero tan sólo un 7% de los hombres y ninguna mujer viajaría a Cuba por el turismo sexual. De lo cual se puede deducir que el pensamiento de la gente sobre Cuba es el creado por los medios de comunicación y las agencias de viajes.

Los motivos de sus viajes serían, simplemente, placer (25%), conocer el país (25%), turismo (19%), clima (6%), ocio (6%) y descansar (6%) en los hombres. Sin embargo, las mujeres tiene razones diferentes, como son conocer el país (33%), placer (28%), descansar (22%) y diversión (17%),. Como dato curioso, dos hombres nos han contestado; uno que iría por motivos profesionales, a realizar un curso de iluminación, ya que en Cuba está la mejor escuela de iluminación, y otro que iría para olvidarse de la novia que acababa de dejar.

Nosotras pensábamos que cualquier persona aceptaría un viaje gratis a Cuba, sin embargo, un 7% de las mujeres y un 27% de los hombres no lo aceptarían. Algunas personas argumentan que no lo aceptarían porque no les gustaría ver toda la pobreza que existe en Cuba. Otra de las razones es que no les atrae por el régimen político que existe ahora mismo en su país.

Lo que más le atrae a la gente para realizar un viaje a Cuba son el clima y las playas (23%), , relacionarse con gente cubana (17%), ver paisajes y monumentos (17%), los productos típicos del país (10%), conocer su historia (7%) y conocer la cultura y costumbres (3%) en los hombres, y en las mujeres el clima y las playas (23%), relacionarse con la gente cubana (20%), conocer la cultura y costumbres (19%), ver paisajes, monumentos (14%), productos típicos del país (9%), y conocer su historia (3%).

La gente suele identificar un país con unas imágenes muy concretas, por ejemplo, si a un extranjero le preguntan en que piensa cuando le hablan de España, dirán, la inmensa mayoría, que en los toros y en las sevillanas. Por eso hemos querido hacer esa misma pregunta, ¿en qué piensa la gente cuando le hablan de Cuba?, ¿Qué es lo primero que se le viene a la mente?. Los hombres nos han contestado: en un 21% en playas soleadas con palmeras, un 21% en Fidel Castro, y otro 21% curiosamente en la música cubana, un 13% en la miseria del país, un 8% en el Che Guevara, un 4% en los cubanos bailando salsa, por lo contrario las mujeres nos han dicho que: un 31% piensan en playas soleadas con palmeras, un 22% en los cubanos, un 14% en los mulatos, un 11% en Fidel Castro, un 6% en los cubanos haciendo puros, un 6% en los cocoteros, 6% en la miseria, un 3% en el Che Guevara y otro 3% en Celia Cruz, Pancho Céspedes...

Las mujeres nos han contestado que lo primero que se fijan en la gente cubana es: un 52% en el acento, un 39% en la simpatía, y un 9% en el físico, esto nos hace ver que estas respuestas concuerdan con una pregunta que hemos realizado sobre lo que buscan en la gente cubana cuando viajan a ese país, y un 43% responde que lo que busca es amistad, que le enseñaran el país un 38%, en relación con un 10% que buscaría una relación pasajera, y tan solo un 5% realizaría un viaje por negocios, pero también nos encontramos con otro 5% que no le importaría un cambio de impresiones con nativos de la isla.

Los hombres, nos han contestado en relación con estas preguntas, que en lo primero que se fijan cuando conocen a una persona cubana es, al igual que las mujeres, en el acento, con un 55%, en la simpatía con un 25%, en el físico y el color de la piel con un 15% y 5% respectivamente. Curiosamente los hombres, en relación con esta pregunta nos han contestado, que buscan en la gente cubana en un 32% la amistad, siguiéndole, con un 32% también, que le enseñaran el país, con un 16% una relación pasajera y con otro 16% (curiosamente más que las mujeres) negocios.

Los hombres dedicarían el tiempo libre durante su estancia en Cuba en un 22% a la diversión, un 22% a conocer a gente cubana, a conocer la isla un 22%, un 16% en tomar el sol, descansar y ver el espectáculo de Copacabana un 6%, cada uno de los motivos, y finalmente en comprar souvenirs y otros un 3%, también cada uno de las respuestas.

Las mujeres al el contrario que los hombres dedicarían más tiempo a descansar, con un 18%, pero menos en conocer a gente cubana con un 18% también, lo que nos hace pensar quizás que los hombres busquen más el relacionarse con otras personas que las mujeres ya que el porcentaje, respecto a esta pregunta es superior en los hombres que en las mujeres. A la diversión dedicarían un 16%, lo mismo que para tomar el sol (curiosamente, con un resultado similar al de los hombres, lo que parece un poco raro, teniendo en cuenta que siempre se ha pensado que a las mujeres les preocupa más el aspecto físico que a los hombres), un 14% lo dedicarían a la compra de souvenirs, frente a un 8% que lo dedicarían a conocer el espectáculo de Copacabana, a otras cosas con un 4%, con un porcentaje igual al anterior de conocer Cuba.

Con respecto a esta pregunta cabría comentar que, curiosamente tanto en los hombres como en las mujeres, el porcentaje que tienen sobre la pregunta de las actividades que realizarían durante su estancia en Cuba es tan sólo de un 4% en las mujeres, y un 3% en los hombres los que se dedicarían es a conocer la isla. Si lo comparamos por ejemplo con el porcentaje de respuestas que dedicarían a la diversión que es de un 22% para los hombres y un 16% en las mujeres, frente a un porcentaje de conocer a gente cubana en los hombres de un 22% frente a un 18% de las mujeres, lo que nos lleva a pensar es que lo que buscan sería el entablar amistad o relacionarse con la gente cubana, más que el visitar turísticamente la isla. Esta respuesta concuerda con la pregunta sobre lo que buscarían los turistas en la gente cubana con un 32% como respuesta de que lo que buscarían serían amistad, más que conocer el lugar a donde viajan en sí.

En relación con la pregunta sobre lo que cada persona se llevaría (exceptuando la ropa, dinero y documentos, como es natural) los hombres se llevarían en un 27% una cámara de fotos, con otro 27% libros, curiosamente nos han respondido los hombres con un 18% que se llevarían pintalabios y similares (resulta un poco extraño que los hombres respondan esto en esta pregunta, pero al parecer, es debido a la situación que atraviesa el país donde estos productos son escasos y tienen un valor en el mercado muy alto). Con un 9% tenemos gafas de sol, golosinas y por último, paradójicamente con un porcentaje no muy alto preservativos, cada respuesta.

En las mujeres con un 33% lo que se llevarían sería una cámara, con un 25% medicinas y comida y el móvil con un 17%, y un 8% no se llevaría nada puesto que compraría allí todo lo que necesitara.

Sobre lo que se traerían las mujeres de Cuba un 43% nos ha contestado que recuerdos y con un 33% puros y ron, con un 19% un cubano y con un 5% café. Se puede decir que el porcentaje de mujeres que se traería un cubano no es nada bajo sí tenemos en cuenta que los hombres nos han contestado solamente afirmativamente en esta pregunta un 6%, y un 50% se traerían puros y ron, un 31% traería recuerdos y un 6% coral y artesanía.

Como curiosidad se puede decir que en estas últimas dos preguntas los hombres con respecto a las mujeres si se llevarían preservativos, cosa que ellas no llevarían, pero las mujeres tienen un porcentaje mucho mayor que los hombres en relación con la respuesta de traerse un cubano a España, lo que nos hace pensar un poco en la fiebre que últimamente parece que se ha extendido sobre algunas mujeres públicas en la sociedad española (bien por salir en televisión o por ser actrices), de casarse con un hombre de nacionalidad cubana.

Curiosamente, teniendo en cuenta la mala situación tanto política como social en la que se encuentra sumida la isla, nos encontramos con que un 7% de los hombres encuestados se quedaría a vivir allí, con un 80% que no lo haría y un 13% que no lo sabe. En las mujeres la respuesta ha sido rotunda, el 100% no se quedaría a vivir en aquel país.

Por último hemos querido hacer un pequeño análisis del marketing que utilizan las empresas turísticas.

Hemos ido a varias agencias de viajes a ver que fotografías ofrecen del país en sus folletos para captar la máxima clientela.

De todas las fotografías que incluían los folletos, un 60%, aproximadamente, son como las que incluiremos y analizaremos después, el otro 40% lo podíamos dividir entre fotos de playas (un 35%, aproximadamente) y de otros temas muy variados.

A continuación, procederemos a analizar algunas fotografías, que hemos seleccionado. Éstas las hemos considerado relevantes para el trabajo. Analizaremos una de cada clase, en las que nosotras hemos dividido las imágenes.

La primera fotografía es una de la clase que nosotras hemos denominado “clima y playas”, ya que las playas hacen referencia al buen clima que existe en Cuba.

Es una fotografía donde aparecen cuatro chicas tomando el sol en la arena de la playa. Pero estas mujeres aparecen tumbadas boca abajo en biquini. Además, éstas lucen un cuerpo prototipo de nuestros tiempos. Sin embargo, no hay presente ningún chico, con lo que podríamos interpretarlo como un reclamo publicitario dirigido a los hombres.

En la fotografía no aparece el mar, con lo cual se les está dando el protagonismo a las mujeres, que confirma la demanda turística de hombres españoles, aunque los datos de la encuesta no concuerden con esto.

Otra imagen que confirma esto es la que ponemos a continuación, que es el mismo caso. Pero esta vez es sólo una chica y en lugar de en la arena, está metida en el agua.

Dentro de esta clase, que lo que pretenden es “mostrarnos” las playas y el buen clima, podemos encontrar también las que salen una pareja. Igualmente, lo único que nos muestra es el mar, y no algún paisaje típico cubano, como por ejemplo el Valle de Viñales, donde están las plantaciones de tabaco, producto típico del país.

Otro de los motivos que atraerían más a los españoles para viajar a Cuba sería conocer su cultura y costumbres, de lo que no hemos encontrado ningún documento gráfico, ya que lo que más se muestra son las playas y los cabarets que hay en la isla.

Relacionarse con gente cubana es otro de los motivos por los que la gente viajaría a Cuba. Podemos apreciarlo en la siguiente fotografía, donde salen un hombre, con una mujer cubana a cada lado, dándole un beso en la mejilla. Se puede apreciar claramente que han querido hacer notoria la diferencia entre el hombre, que se supone es extranjero, de las mujeres cubanas, que, además de ir vestidas con trajes folclóricos, tienen un tono de piel más oscuro.

La siguiente imagen que procedemos a comentar se trata de una fotografía donde vuelven a aparecer un hombre y dos mujeres paseando por la playa de Cayo Coco, donde se vuelve a marcar la diferencia entre el extranjero y las mujeres cubanas.

Esto se puede interpretar, otra vez, como un reclamo publicitario dirigido al hombre, en el sentido de que no sólo puede tener una mujer, sino dos, es decir, fomentando la bigamia en los hombres extranjeros. También se puede interpretar que la gente cubana también buscan relacionarse con gente extranjera, y es más extrovertida que la española.

Nos encontramos con el caso contrario en una fotografía. En esta caso es la mujer la extranjera. El hombre es cubano (se puede deducir por las mismas razones que en las fotografías anteriores), y aparece intentando entablar una conversación con la mujer, ofreciéndole una tortuga marina.

Aquí se fomenta el que nada más llegar a la isla se va a poder entablar una relación con gente del país. Pero en este caso, no se fomenta la bigamia.

La siguiente clase la hemos denominado “folclore y diversión”. En todas las imágenes que hemos encontrado sobre este tema, siempre aparecen las mujeres como protagonistas, todas ellas ataviadas con la indumentaria “tradicional”.

La primera de ellas aparecen tres chicas ataviadas con un biquini, en mitad de la calle, como insinuando que las personas van así normalmente por la calle. En las otras tres nos encontramos con que las mujeres aparecen en una sala de espectáculo, con trajes más llamativos. Además, aparecen bailando los bailes típicos tradicionales.

Esto lo hemos interpretado como una demanda para acudir a las mencionadas salas a disfrutar de un espectáculo, donde las protagonistas son las mujeres. Así podemos confirmar, otra vez, que la publicidad parece hecha exclusivamente para hombres.

Aparte de este tipo de fotografías, hay que mencionar aquellas en las que tan sólo aparecen unas mujeres, generalmente en biquini, tomando el sol, o que simplemente están ahí, sin motivo aparente. Éstas también son abundantes.

Pensamos, que estas fotografías son claramente una incitación al turismo sexual por el lenguaje corporal de las mujeres que en ellas aparecen. Generalmente, simplemente se insinúa algo al turista. Pero también es sólo un marketing dirigido al turismo masculino. En esta caso no hemos encontrado ninguna imagen en la que aparezca un hombre, solamente aparecen mujeres.

La conclusión que hemos sacado de este trabajo es que las agencias de viajes muestran en sus folletos lo que la gente espera ver, y no la realidad del país.

Creemos que muchos de los hombres encuestados, nos han mentido, porque el marketing parece mostrarnos todo lo contrario a los resultados obtenidos con las encuestas.

El marketing nos muestra una oferta de turismo sexual para los hombres, que, lógicamente, tiene que estar corroborada ante una demanda masculina, en este caso.

Quizá deberíamos haber hecho un mayor número de encuestas para poder saber si en realidad, los datos que poseemos son verídicos o si simplemente, la muestra que hemos seleccionado aleatoriamente, corresponde a la mínima parte de los españoles que no irían a Cuba por el turismo sexual.

Hemos comprobado, por datos de la OMT, que el turismo a Cuba, por parte de los españoles ha pasado de 30.521 en 1987 a 117.957 en 1996, que es un crecimiento muy grande. La razón de este crecimiento la ignoramos. Podría ser por el crecimiento económico de nuestro país, una simple moda, el mayor número de hoteles que se han construido en Cuba, los mejores medios de transporte, el abaratamiento del viaje, ofertas que tienen las agencias de viajes para los turistas, o cualquier otra razón o el conjunto de ellas.

En el futuro no volveremos a tratar el tema del turismo sexual en Cuba, ya que la mayoría de la gente trata de ocultarlo.

TURISMO SEXUAL EN CUBA

Página 21