El Sí de las Niñas; Leandro Fernández de Moratín

Literatura Española del Siglo XVIII. Teatro Neoclásico. Vida y Obra. Argumento. Lenguaje

  • Enviado por: Benjamin Carreira Gomez
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 9 páginas
publicidad
cursos destacados
Dificultades en el Aprendizaje de la Lectura: de la Investigación a la Práctica Educativa
UNED
La lectura es, sin duda, la habilidad instrumental más importante que se adquiere durante la educación formal. Dos...
Solicita InformaciÓn

Actores Políticos entre el Final del Franquismo y la Transición
UNED
La Transición democrática que se vivió tras la muerte de Franco es un periodo que marcó un antes y un después en...
Solicita InformaciÓn

publicidad

“Índice”

1- Autor...................................................................................................... pág. 3

2- Características de la época literaria y movimiento literario al

que pertenece............................................................................................ pág. 5

3- Argumento de la obra.......................................................................... pág. 7

4- Tipo de lenguaje utilizado................................................................... pág. 8

5- Bibliografía............................................................................................. pág. 9

  • Autor.

    • Biografía y obras más importantes:

    · Vida:

    Leandro Fernández de Moratin nacido en Madrid el 10 de Marzo de 1.760 fue un poeta y dramaturgo español, y tanto fue así que fue el creador de la comedia neoclásica.

    Moratin era hijo de Nicolás Fernández de Moratin (otro escritor neoclásico) y de Isidora Cabo Conde. Este hizo sus estudios en Madrid, pero tras terminar estos, Moratin viajó desde Madrid a Valencia, y de esta a Barcelona. Tras estos viajes recorrió Francia e Italia donde fue secretario del político Cabarrus. A su vuelta del extranjero desempeñó varios cargos y se incorporo al partido bonapartista. Durante su juventud en España, trabajó como dibujante en la Joyería Real. Este paso la mayor parte de su vida en Burdeos y París. Durante su vida Moratin sufrió algún destierro al colaborar con el régimen de José Bonaparte durante la guerra de la Independencia

    Moratin no fue una persona muy sociable con el resto de la gente, pero se le vio relacionado durante un largo tiempo con Francisca Gertrudis Muñoz y Ortiz (Paquita), pero nunca llego a casarse con ella, ya que ella contrajo matrimonio con otro hombre, pero a pesar de esto siguieron teniendo una relación muy afectuosa. Otro de sus amores fue Sabina Conti y Bernascone, de la cual estaba enamorado, pero la cual se caso con su tío, el cual era un hombre mucho mayor que ella. Se dice que los amoríos de Moratin le sirvieron para escribir diversas obras literarias.

    Finalmente Moratin murió en París (su lugar de residencia) en 1828 y fue enterrado en un cementerio situado entre Voltaire y La Fontaine.

    · Obras:

    Leandro Fernández de Moratín con sus producciones literarias correspondientes al neoclasicismo, reveló ciertos temas claramente del romanticismo, por lo cual se encontró entre medias de dos siglos. Aunque cultivó la poesía nunca llegó a tener tanta fama como su teatro, el cual fue él más representativo del periodo dieciochesco español.

    · Lírica:

    Respecto a la obra poética Moratín se caracteriza por el cultivo de la sátira y la lírica. Cuando tenía diecinueve años ganó un segundo premio con su romance heroico La toma de granada, pero este no fue su único premio en poesía, ya que tres años después volvió a recibir un premio con su Lección poética. La creación poética de Moratin tenía un sentido clasicista, y estaba caracterizada por el uso de epístolas, odas, sonetos... Otra de las características de sus poemas son la perfección del verso, la armonía, la pureza del lenguaje, etc.

    Sus poemas más destacados son: Sátira contra los vicios introducidos en la poesía española y Elegía de las musas.

    · Teatro:

    En cuanto al teatro español, como ya se ha dicho fue una de sus mayores aportaciones a la literatura española. Su estilo en el teatro era breve pero original y de grandeza critica. Y aunque su obra es breve, representa lo mejor del género teatral en España en el siglo XVIII. En el teatro usó la prosa y el verso.

    De su producción dramática o comedia sobresalen: El viejo y la niña, La mojigata, La comedia nueva o el café, El barón y El sí de las niñas. Esta ultima fue su obra más famosa, debido a su gran finura y delicadeza, y esta obra ofrece en alguna medida las pautas de lo que será mas tarde el teatro moderno español. Además se considera como la primera obra romántica española.

    Además de estas obras originales, Moratin tradujo dos comedias de Moliere, La escuela de los maridos y El médico a palos y Hamlet de Shakespeare.

    La producción literaria de Moratín se caracteriza por su tono sentimental y moralizante, así como por la pulcritud de su estilo y su elegancia en la expresión de los sentimientos. Su teatro sigue las tres unidades: acción, lugar y tiempo, las cuales respeta en todo momento, haciendo así importante su uso.

    Los rasgos más destacados del dramaturgo fueron: la sujeción a las normas, el carácter didáctico, la acertada caracterización de los personajes y un lenguaje sobrio y natural.

  • Características de la época literaria y

  • movimiento literario al que pertenece.

    Leandro Fernández de Moratín pertenece a la literatura del siglo XVIII, es decir, que pertenece al movimiento ideológico del neoclasicismo o también conocido como ilustración. Esta fue una época en la que se produjeron cambios políticos, sociales y religiosos, lo cual hizo cambiar el pensamiento y las actitudes. El rasgo característico de la ilustración es la confianza en la razón y la recuperación de la fe en el ser humano. La ilustración nació en Francia (desde donde se extendió) y se caracterizó por la confianza en la razón y en la educación, por lo que se rechazaba en todo momento la ignorancia. Además este movimiento en el aspecto religioso se caracterizó por la tolerancia. Al darse tanta importancia a la cultura, la política tuvo que interesarse por esta haciendo nuevas instituciones culturales. El siglo XVIII hizo una nueva forma de gobierno, la cual aportaba más atención a la población e hizo de esta una sociedad libre pero necesitada de la educación.

    En la literatura perteneciente a la época de la ilustración hubo varias corrientes:

    • El postbarroquismo: intenta continuar con el barroco.

    • El Neoclasicismo: usa los principios de la ilustración y regresa a lo clásico. Esta fue la principal corriente de la época, y es a la que pertenece Moratín.

    • El Prerromanticismo: se anticipa al romanticismo al anteponer el sentimiento a la razón.

    · El Neoclasicismo:

    Esta corriente impuso el ideal de búsqueda de la claridad y armonía clásicas. El retorno a la literatura de Grecia y Roma hizo que se impusieran unas normas a las que debían atenerse las obras literarias, y las cuales impuso en España Ignacio Luzán. Estas son:

    • La obra debe tener un carácter universal y genérico, y debe reflejar la realidad.

    • Se deben delimitar los géneros sin mezclar cosas opuestas, como lo son: la prosa y el verso, lo cómico y lo trágico, etc.

    • Y por último, la finalidad de la obra literaria deberá ser moral o educativa.

    · La poesía neoclásica:

    Este género no fue muy apreciado durante el siglo XVIII, por lo que cayó en una época de decadencia. Pero a pesar de esto hubo importantes poetas, los cuales buscaban sus fuentes en el Renacimiento y en la antigüedad grecolatina. Los principales temas fueron: la naturaleza, la amistad, la filantropía, el progreso, etc.

    · El teatro neoclásico:

    Al principio, los dramaturgos del siglo XVIII siguieron los pasos de Lope de Vega y de Calderón de la Barca, por lo cual surgió polémica ya que el público pidió un cambio en el género, además que siguiendo tales pasos no se cumplían las normas de Luzán, ya que se mezclaba lo trágico y lo cómico, no se respetaba la unidad de lugar, tiempo y acción... Por eso se hizo un nuevo teatro siguiendo las normas impuestas. Siguiendo los pasos de la ilustración, algunos dramaturgos intentaron volver a la tragedia de corte clásico. Pero esta no tuvo éxito. Entonces tras los intentos fallidos de muchos dramaturgos por hacer un nuevo tipo de teatro, apareció Leandro Fernández de Moratín, el cual creó la comedia neoclásica. Además el nuevo género creado seguía todas las normas y las pautas propuestas por el público (la unidad de lugar, tiempo y acción y las normas de Luzán).

  • Argumento de la obra.

    • El sí de las niñas:

    Esta obra trata sobre una joven llamada Francisca, a la cual su madre doña Irene quiere casar con un hombre sin tener en cuenta lo que piense o sienta su hija (siguiendo así las tradiciones de la época). El hombre con quien van a casar a Francisca es don Diego (un anciano rico). Sin embargo la joven no ama a don Diego, sino que durante la obra la joven se enamora del sobrino de este (don Carlos). Pero su madre sigue con la misma postura, es decir, que quiere que se casen. Francisca mantuvo su amor en secreto, aunque la boda ya estaba acordada. Un día, don Diego se enteró de que Francisca no le amaba a él, sino que amaba a su sobrino. Además se enteró de que el amor de la joven si era correspondido, mientras que el suyo no lo era. Finalmente don Diego decide parar la boda y renunciar a su matrimonio, para que así los dos jóvenes sean felices. Finalmente la obra acaba con don Carlos y Francisca unidos, ya que don Diego se encarga de contar la verdad a los padres de la joven y de dar la bendición a la pareja, censurando así la costumbre de casar a los hijos en contra de su voluntad.

    · Comentario:

    Esta obra resalta claramente, que trata sobre temas de la época, como lo es este, de las bodas de hijos organizadas por los padres, sin tener en cuenta nada más que lo que opinen ellos, sin tener en cuenta la opinión de los demás. Además la obra como ya se ha dicho anteriormente, respeta en todo momento las normas de Luzán: refleja la realidad, no mezcla los distintos géneros y la finalidad de la obra es moral, además de que también respeta los aspectos de unidad de lugar, tiempo y acción.

  • Tipo de lenguaje utilizado

  • Esta obra presenta gran finura y delicadeza en la expresión, en cuanto a la forma de tratar las frases. El lenguaje era el típico de la época, no era ni muy cargado (culteranista), ni tampoco muy simple (conceptista) ya que estas dos corrientes son típicas del barroco y no del neoclasicismo.

    El texto está escrito en prosa, y al ser un diálogo continuado, se mantiene con mucho realismo, como si fuese una conversación normal de la época, por lo cual se usa un vocabulario muy común, ya que además, esta obra está dirigida para todo tipo de públicos, ya sean campesinos normales o gente de importantes familias. Es decir que no va dirigida a un público genérico, sino que hace una especie de crítica hacia la sociedad y ciertas de sus costumbres.

  • Bibliografía.

  • Para conseguir los datos de este trabajo he acudido a las siguientes fuentes de información:

    • Enciclopedia Encarta 98.

    • Enciclopedia el pequeño Espasa.

    • Libro de texto de 3°E.S.O. de lengua y literatura, de editorial Santillana.

    • Libro de lectura El sí de las niñas, de editorial Catedra.

    • Gran enciclopedia del profesor particular. Bibliografías, tomo 1.