El príncipe destronado; Miguel Delibes

Literatura española de posguerra. Novela (narrativa) contemporánea. Contexto: la familia. Personajes y argumento

  • Enviado por: El remitente no desea revelar su nombre
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 10 páginas

publicidad
cursos destacados
Iníciate en LOGIC PRO 9
Iníciate en LOGIC PRO 9
Vamos a ver de manera muy sencilla y en un breve paseo de poco más de una hora como funciona uno de los...
Ver más información

Graba audio con Apple Logic Pro 9
Graba audio con Apple Logic Pro 9
En este curso aprenderemos a realizar grabaciones de audio de calidad utilizando Apple Logic Pro 9. Exploraremos todo...
Ver más información


VOCABULARIO

Barahúnda: Ruido y confusión grandes.

Barrabasada: Travesura grave, acción atropellada.

Escéptico: Incredulidad y tendencia a recelar de la verdad o eficacia

de una cosa.

Flancos: Costado, parte lateral de un cuerpo

Hastío: repugnancia a la comida.

Mocha: Reverencia que se hacía bajando la cabeza.

Testarazo: golpe, porrazo, encuentro violento.

Zafarse: Excusarse de hacer una cosa; librarse de una molestia

SITUACIÓN DE LA FAMILIA

Es el seno de una familia adinerada, muestra la despreocupación de la madre por los niños los cuales están cuidados por una niñera y una criada que es responsable principalmente del cuidado de la limpieza de la casa y la comida.

El papel ejercido por las criadas es similar al de la madre ya que esta solo se ocupa de mirar si están limpios y de que no molesten. Las regañinas entre la madre y el padre producen confusión al ultimo “príncipe destronado”, el cual no termina de percatarse de la critica situación entre sus padres.

En el libro se encuentra una madre cansada de criar tantos niños, un chico de tres años muy inquieto, una niña pequeña la cual no puede sostenerse sola, varias asistentas incapaces de controlar al pequeño de tres años y un padre autoritario junto varios hermanos mayores reflejan un día corriente en una familia de tal envergadura.

El autor muestra hasta el ultimo pequeño detalle de esta gran familia en la que se vivirá un día completo conociendo todos sus secretos, debilidades y disimulos

PELÍCULAS Y CANCIONES QUE HABLAN DE LA FAMILIA

Películas:

“Quédate a mi lado”>>> Habla de la dura situación vivida por los niños de un matrimonio que se separa. El rechazo de los hijos y de la ex mujer hacia la pareja del padre produce duros enfrentamientos que se irán eliminando poco a poco a lo largo de la película debido a la enfermedad terminal que posee la madre y la amistad que va surgiendo entre la novia del padre, la madre y los niños.

“No sin mi hija”>>>Refleja la cultura árabe y la prohibición de un padre de familia marroquí hacia su mujer e hija americanas a abandonar Marruecos. El tesón de la madre por volver a EEUU con su hija las hacen vivir una serie de acontecimientos atemorizantes hacia ambas.

Canciones:

“Y solo se me ocurre amarte”>>> Describe el cariño de un padre hacia su hija, narra el amor que siente por ella después de haber compartido con su mujer y su pequeña recién nacida tantos lloros y risas.

“El pozo de Aran”>>> Se relata el amor de una madre por su hijo ciego y la insistencia de esta por llevar a su hijo al Pozo de Aran el cual posee la leyenda de curar la ceguera.

PERSONAJES

Quico:

Niño de tres años revoltoso, travieso y algo envidioso. Sus travesuras van provocando enfrentamientos en el libro al igual que toques de humor para el leyente. La situación de dejar de ser el niño pequeño de la casa le hace intentar llamar la atención en todos momentos intentando ridiculizar y echar las culpas a su nueva hermana pequeña. De carácter inocente como cualquier niño, en ciertas ocasiones no percibe el peligro de sus mentiras o de algunos de sus actos.

Juan:

Uno de los hermanos de Quico, en el libro se le muestra algo ausente al transcurso del día y ensimismado en la lectura. Infantil al igual que su hermano pequeño desea jugar intentando acaparar todos los actos y diálogos del juego o escuchar canciones, también se muestra imaginativo en los pasatiempos con su hermano.

Cristina:

Es la benjamita de la casa, sin terminar de comprender lo que pasa a su alrededor por su corta edad, siempre se muestra alegre aunque aun no pueda expresarlo con palabras debido a que no sabe hablar.

Domi y Vito:

Domi se encarga principalmente del cuidado de los niños. Mujer algo mayor y de carácter arisco con Quico fundamentalmente ya que es el niño más revoltoso de la casa.

Chica de edad media, Vito es la encargada de la cocina y de la limpieza de la casa en la que sirve.

Madre de los niños:

De carácter fácilmente alterable no se preocupa en exceso por el cuidado de sus hijos pequeños y deja ese trabajo para el personal contratado en la casa. En el transcurso del libro emplea con abundancia los gritos y zarandeos para regañar a sus hijos, aunque casi todas sus apariciones en los diálogos son para regañar a Quico también muestra su carácter tierno y cariñoso al final del libro.

Padre de los niños:

Se muestra autoritario y firme en sus ideales obligando en algunas ocasiones a sus hijos a tener su misma opinión y mostrándose distante y cruel en algunas conversaciones con su esposa.

Hermanos mayores:

En sus escasas apariciones no se implican demasiado en el transcurso del día de sus hermanos pequeños.

SÍNTESIS DEL TEXTO

Nada mas despertarse Quico a las diez de la mañana la calma de la casa se rompió, su primer impulso fue avisar a todo el mundo de que ya se había despertado, pero desde que su hermana Cristina había nacido ya no le prestaban tanta atención como antes, así que Quico a lo largo del día se encargaría de intentar recobrar su vigilancia perdida, por lo que su primer intento comenzó cuando al levantarse se encontró con la sorpresa de que no estaba mojado y exploto esta noticia hasta que ya no quedaba nadie a quien contárselo para que le elogiasen. Su amplia imaginación le permitía convertir constantemente a un tubo de dentífrico en un cañón, un barco u otra multitud de objetos.

Al llegar a la cocina se encontró con que su hermano Juan no había asistido a clase por estar enfermo e intento hablar con él, pero este tampoco le hizo mucho caso ya que estaba evadido en su lectura “La conquista del oeste”. Aprovechando la oportunidad de encontrarse un clavo en el suelo comenzó a informar de su gran hallazgo y de que podía ser peligroso para Cris, su hermana pequeña, pero tampoco surgió gran efecto sobre las personas de su alrededor, ya que solo se limitaron a darle la razón como en multitud de ocasiones para que el niño les dejase tranquilos, pero poca tranquilidad podía ofrecer un niño al que continuamente había que estar cambiando de pantalones porque los mojaba o no paraba de realizar preguntas un tanto indiscretas para contestar.

Cada vez que Cristina decía una secuencia de letras sin sentido alguno, rápidamente acudía Quico a realizar su propia interpretación, pero también estaba allí Quico para resaltar los errores de una niña pequeña y echarla las culpas de sus travesuras. Llegada ya la hora de la comida llegaron todos los hermanos de los críos inundando la casa de comentarios, al igual que los hijos mayores llego el padre de aquella gran familia atendiendo especialmente a Quico y haciendo como si todas aquellas cosas que le iba contando su hijo le pareciesen interesantes, pero el padre de los pequeños también traía amargura y autoridad, después de la comida el agrio carácter del padre produjo un enfrentamiento entre la madre de los niños y el ya que sus comentarios eran ariscos y dolorosos respecto a la situación laboral de la mujer. El pequeño Quico, ausente al enfrentamiento jugaba en el salón, pero posteriormente se marcho a disfrutar de la tarde junto Juan a jugar a los policías, pero este pasatiempo provocaría un pequeño problema, ya que para simular la muerte de Quico, Juan le tinto con mercurocromo y produjeron grandes manchones en la ropa y en el suelo, por lo que su madre, con los nervios a flor de piel, se disgustaría bastante.

Una vez estaban limpios de nuevo los niños y Cris despierta, Quico cogió a la pequeña y se la llevo al baño con la intención de afeitarla, pero al no encontrar la cuchilla, decidió maquillar a esta con los colores de sombras y pintalabios de su madre, una vez con los productos de maquillaje sobre el suave rostro de al pequeña, advirtió el peligro al escuchar los tacones de su madre avanzando por el pasillo y preguntando el porque de la luz del baño encendida, por lo que Quico se apresuro a recoger todas aquellas pinturas del suelo y limitarse a culpar a Cris del desarreglo en su tez, pero hábil Domi le advirtió de que ella no se creía esas excusas.

Uno de sus últimos intentos por el reclamo de atención fue la pequeña invención de haberse tragado la punta que por la mañana había encontrado, el ajetreo que alrededor de Quico se estaba formando de llamadas al medico, las múltiples preguntas que al crío se le hacían sobre el paradero de la punta y la llegada de zapatos y abrigos para ir al medico aturdían a Quico. Una vez ya en la consulta el doctor intentaba palpar el calvo que supuestamente se encontraba en su interior, pero al no notar el paradero de la punta el doctor también planteo a la madre de Quico la posibilidad de que fuese una invención puesto que Quico en estos momentos era “El príncipe destronado”.

Cuando llegaron a casa, Quico era el centro de atención, lo había conseguido, después de un largo día de regañinas, pero su ultima travesura fue meter unas tijeras en un enchufe, con lo que solo consiguió otra bronca de su madre.

Una vez acostado y atemorizado por la lámpara que se asemejaba al infierno, llamo a su madre, la cual calmo lo con su dulce mano.

MIGUEL DELIBES

Escritor español nacido en Valladolid en 1920, entre los motivos de su obra destacan la perspectiva irónica frente a la pequeña burguesía, la denuncia de las injusticias sociales, la rememoración de la infancia, la representación de los hábitos y el habla propia del mundo rural, muchos de cuyos términos y expresiones ha recuperado para la literatura.

Estudió Comercio y Derecho. En 1944 obtuvo la cátedra de Derecho Mercantil en la Escuela de Comercio de su ciudad natal. Colaboró en diversas revistas y periódicos, y en 1947 fue galardonado con el Premio Nadal por su primera novela, La sombra del ciprés es alargada, publicada un año después y adaptada al cine en 1990 por el director mexicano Luis Alcoriza.

Posteriormente escribió Aún es de día (1949), El camino (1950), Mi idolatrado hijo Sisí (1953), La hoja roja (1959), Las ratas (1962), Cinco horas con Mario (1966, adaptada al teatro en 1979), Parábola de un náufrago (1969), El príncipe destronado (1973), Las guerras de nuestros antepasados (1975, adaptada al teatro en 1990), Los santos inocentes (1981, llevada al cine en 1984 por Mario Camus), Señora de rojo sobre fondo gris (1991), Coto de caza (1992) y Diario de un jubilado (1995), un retrato irónico y tierno sobre la vida y las relaciones entre dos viejos, novela que ha alcanzado un gran éxito de público.

Muchas de sus obras tienen que ver con el mundo de la caza, lo que explica su caracterización como “cazador que escribe”: desde Diario de un cazador (1955) y Diario de un emigrante (1958), hasta El libro de la caza menor (1964) o Aventuras, venturas y desventuras de un cazador a rabo (1979), entre otras, a las que hay que añadir aquellas obras que reflejan también su interés por la pesca, el fútbol y la vida al aire libre. Es también autor del libro de cuentos La mortaja (1970), de la novela corta El tesoro (1985) y de textos autobiográficos como Un año de mi vida (1972. Sus últimas obras son He dicho (1997), colección de ensayos sobre distintos temas propios de su mundo —casi una semblanza autobiográfica—, y El hereje (1998), su novela más larga y ambiciosa.

Además del Nadal, ha obtenido los premios más importantes concedidos en lengua española: el Premio de la Crítica (1953), el Premio Príncipe de Asturias (1982), el Premio Nacional de las Letras Españolas (1991) y el Premio Cervantes (1993).

VALORACIÓN PERSONAL

El príncipe destronado es un libro muy elaborado por el autor y muestra un alto grado de imaginación infantil por su parte.

Aunque no haya sido una de mis lecturas mas gustosas debido a que no me parece muy interesante recorrer paso a paso la vida de un niño pequeño hay que saber ver no solo la opinión personal sino analizar la estructuración, mirándolo desde un punto mas objetivo es un libro que describe perfectamente las actitudes de un niño que ha sido el rey de la casa durante tres años y reivindica su atención. Los toques de humor que se añaden desde mi punto de vista, no son bromas gastadas por los personajes, sino situaciones que en el libro pueden ser de enfado o rabieta al que el autor le da un matiz humorístico.

Ahora exponiendo mi valoración, creo que puede haber otros libros mas interesantes para nuestra edad como pueden ser los de misterio.