El licenciado Vidriera; Miguel de Cervantes

Siglo de Oro de la literatura española. Novelas ejemplares (narrativa). Biografía. Estructura. Personajes. Argumento. Propósito del autor

  • Enviado por: Merase
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 15 páginas

publicidad
cursos destacados
Iníciate en LOGIC PRO 9
Iníciate en LOGIC PRO 9
Vamos a ver de manera muy sencilla y en un breve paseo de poco más de una hora como funciona uno de los...
Ver más información

Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
Curso de reparación de teléfonos móviles / celulares
El curso de Reparación de Telefonía Celular o Móvil está orientado a todas aquellas...
Ver más información


ÍNDICE

Biografía de Cervantes Pag 3

Épocas de Cervantes Pag 4

Análisis de la obra Pag 5

Estructura de la obra Pag 9

Propósito del autor Pag 10

Tema de la obra Pag 11

Resumen Pag 12

Análisis de los personajes Pag 13

Crítica personal Pag 14

Bibliografía Pag 15

BIOGRAFÍA DE CERVANTES

Miguel de Cervantes Saavedra (1547-1616) nació en Alcalá de Henares. De su infancia y mocedad apenas se sabe nada, excepto que pertenecía a una familia modesta, y que fueron muchas las ciudades por las que anduvo como consecuencia de los traslados profesionales de su padre, quien ejercía la profesión de cirujano.

Se trasladó a Italia hacia 1569 y poco después entró en el ejército. Interviene de forma heroica en la batalla de Lepanto (1571), donde recibe diversas heridas, una de ellas en la mano izquierda. En 1575 se embarca para España con su hermano Rodrigo y con cartas elogiosas de sus superiores, pero su galera es apresada por los piratas berberiscos. Sufrió cautiverio en Argel durante cinco años, intentando la fuga en varias ocasiones y exponiendo su vida por salvar a sus compañeros. Al fin lo rescatan los frailes trinitarios y regresa a España. A los treinta y tres años comienza un nuevo período de su vida lleno de penurias y privaciones, que durara hasta su muerte. Viajó por España desempeñando empleos humildes. Por estos años tiene una hija natural, Isabel de Saavedra. Victima de una estafa es encarcelado en Sevilla. Se traslada en el año 1604 a Valladolid donde se ve envuelto en un proceso por un asesinato cometido frente a su casa.

Aparece El Quijote (1605), libro que, a pesar de su éxito público, apenas le produjo dinero. En 1606 fija su residencia en Madrid, donde vivirá los últimos años de su vida, aparentemente, de forma apacible. Publica las Novelas ejemplares (1613) y la segunda parte del Quijote (1615). Muere el 23 de abril de 1616, pocos días después de haber escrito la dedicatoria de su obra Los trabajos de Persiles y Sigismunda, publicada póstumamente en el año 1617.

A partir de su biografía se nos descubre un hombre de gran entereza y optimismo, pues de otra forma no se explica cómo pudo aceptar con tanta dignidad las estrecheces y penurias por las que pasó. Además, sus obras no reflejan en ningún caso la amargura de la vida personal. Era un hombre de formación humanista: conocía las doctrinas renacentistas y había leído a los autores italianos y españoles más importantes de su época. Pero destaca en su obra la propia experiencia, el conocimiento de la vida española, su rica personalidad y su particular visión de las cosas.

El licenciado Vidriera es una de las novelas tempranas. Escrita antes de 1606, podría parangonarse en muchos aspectos con Don quijote de la Mancha, y al igual que la inmortal novela se produce en ésta un claro conflicto entre individuo y sociedad.

ÉPOCAS DE CERVANTES

Cervantes se sitúa por diversos motivos entre el Renacimiento y el Barroco. Su formación fue renacentista, pero las circunstancias cronológicas y su actitud crítica ante la realidad nos permite situarlo dentro del Barroco, movimiento que ya se iniciaba en su tiempo. Las corrientes de la literatura anterior confluyen en Cervantes, pero en el se transforman. Su espíritu humanista evoluciona hacia nuevas formas y, principalmente, hacia un nuevo concepto de la vida y del hombre. En cualquier caso, Cervantes establece con su obra en prosa una línea divisoria que marca un antes y un después en la novela española.

Su visión personal de la vida, del hombre y de la creación literaria no tiene continuación en el siglo XVII. En cambio, la novela picaresca va a adquirir un desarrollo extraordinario. Con Mateo Alemán, autor del Guzmán de Alfarache (1599), y sus continuadores, se reanuda el género creado cincuenta años antes por El Lazarillo de Tormes.

ANÁLISIS DE LA OBRA

Existen dos tesis básicas a la hora de enfrentarnos con el análisis de esta novela. Por una parte se entiende como una excusa de Cervantes para, a través del protagonista, el licenciado Vidriera, crear una obra con las características de una literatura por aquella época en boga, cargada de ingenio, sentencias, chistes y otros elementos.
Una segunda postura se inclina por ver esta novela como un todo en el que las partes se unen con armonía dependiendo del carácter del personaje protagonista.

Desde luego el licenciado Vidriera se nos presenta moral e intelectualmente íntegro, inteligente, y con grandes aspiraciones, pero superado por la incomprensión y la ignorancia ante sus intenciones. Este protagonista nos recuerda la común característica del muchacho de pobre orígen que pretende conseguir a través de sus estudios un alto puesto en la sociedad y una honra para sus padres, para su tierra, y para sí mismo.

Está claro que el virtuosismo de su inteligencia, con los altos fines que se propone a través del estudio un muchacho que no sabe ni leer ni escribir, nos hablan a las claras del verdadero carácter del personaje, que no obstante no deja de ser representante del tópico antes mencionado. Tomás se caracterizará no sólo por su buen entendimiento, sino también por su discrección intelectual

Está claro que el virtuosismo de su inteligencia, con los altos fines que se propone a través del estudio un muchacho que no sabe ni leer ni escribir, nos hablan a las claras del verdadero carácter del personaje, que no obstante no deja de ser representante del tópico antes mencionado. Tomás se caracterizará no sólo por su buen entendimiento, sino también por su discrección intelectual

Sus principales estudios serán de leyes, tanto por su vocación y su gusto por la ciencia de la justicia, como por la necesidad de prepararse para una profesión que le asegure su desahogo económico. Era comúnmente aceptado que las ciencias de leyes eran para estudiantes que no disponían de unos padres que les pudieran mantener, y que las ciencias de las letras humanas engrandecían, pero no daban dinero. De todos modos Tomás empleará parte de su tiempo también a la poesía, que la verá como la ciencia del deleite y la maravilla, la ciencia que usa de muchas otras ciencias y con adorno deleita al mundo.

Nuestro protagonista habrá de distinguir entre los poetas buenos y malos. Estos últimos los verá como la idiotez y la arrogancia del mundo, con sus gestos absurdos, sus críticas contra otros poetas no menos malos, sus expresiones invariables repetidas hasta la saciedad. Será severo crítico de la falsa poesía pero también alavará y apreciará a los poetas buenos, aunque sean pocos. El mismo nos dice que escribió versos pero que, autocriticándose, los dejará por meros intentos de hacer buena poesía.

La formación de Tomás es vasta y multifacética, y podemos intuir sus lecturas de poetas clásicos y modernos, de filósofos idealistas, racionalistas, cínicos, estoicos, textos sagrados, bíblicos, evangélicos, de tratados históricos y geográficos, de teóricos satíricos, morales, literarios, de refraneros, de literatura costumbrista y de folklore. A su vez sabemos también de su devoción religiosa porque siempre tendrá consigo las Horas de Nuestra Señora. Su afición al teatro será otro de sus gustos que lo igualará en importancia a la literatura, entendiendo de los actores y autores de comedias como necesarios, que ponen en las tablas a juicio su trabajo y que son dignos de alabanza por los enormes sacrificios que encaran para contentar a otros. Criticará a los que de este oficio no dejan de ostentar su condición de nobleza, así como el trato que en el teatro se hace de las cosas divinas, que para Tomás debería de ser motivo de cerrar compañías o de destierro. Otro de sus intereses culturales será la pintura, que juzgará como de los que imitan la naturaleza, y como de los que la vomitan.

La extraordinaria cultura obtenida por el protagonista se enmarca en el ámbito universitario de la ciudad de Salamanca, que ejercerá una fuerte atracción tanto por su ambiente como por las posibilidades de seguir aumentando los estudios. También completará su formación en Italia, formación no sólo intelectual, sino también personal, ganando en discrección y en apreciación de la belleza que el mundo puede emanar. Visitará varias ciudades de ese país, que le presentará desde las delicias gastronómicas de Génova, hasta la indiscutible belleza veneciana. Queda claro pues el intelectualismo de Tomás, no sólo libresco y de universidad, sino también humanista y de experiencias vitales. A través del personaje Miguel de Cervantes aprovecha la ocasión para adjetivar la belleza y grandeza de los lugares que él también había visitado.

De la experiencia italiana se puede entresacar la crítica que Tomás hace contra las prácticas devocionales de Loreto, la oculta defensa a la corriente erasmista, la actitud de reproche contra los representantes de la iglesia, las posibles tendencias antisemitas, su interés por la bollante economía italiana, etc. Miguel de Cervantes autobiografiará sus experiencias. Aunque no será su personaje, si que se indentificará con sus vivencias y con su situación frente al resto del mundo. El viaje conseguirá, en general, que la visión de España sea exenta de patriotismos y de dogmas, y que el personaje cuente con mayores experiencias, con mayor sabiduría, y con más elementos a la hora de ejercer una crítica objetiva.

Aún con lo complicado del mundo intelectual del personaje principal, este no puede ser acusado de uraño o solitario caballero de los libros. En contra, todo el que lo conoce le parece de una persona simpática y agradable, que goza de un gran número de amistades y que acostumbra a contar con las benevolencias de las personas que le conocen, que al punto están dispuestos a ofrecerle su compañía, su casa, o lo que fuera menester. También podría interpretarse por algunas menciones de la obra que el personaje pudiera no ser defensor de las mujeres, mas las mismas sátiras son empleadas para los dos géneros, e incluso las citas corresponden más a dichos de la época. · El rechazo que el protagonista hace de una mujer que se apasiona por él no podemos interpretarlo como crítica del desconocimiento del amor, sino que es mas bien motivo de alabanza a la discreción del estudiante, teniendo en cuenta que dicha mujer se nos presenta de vida alegre. No obstante tomás no contará con ningún amor aunque debemos recordar las loas a la belleza de las mujeres genovesas.

Otro rasgo característico del personaje son sus continúas críticas a todo, si bien ya hemos especificado que siempre criticará haciendo una diferenciación entre lo bueno y lo malo, entre los buenos poetas y los malos poetas, entre los pintores que imitan la naturaleza y los que la vomitan, entre los buenos médicos y los dañinos, entre las cortesanas sanas y las que no lo son. Siempre distingue en todo grupo los buenos y malos, aunque haya ocasiones en que no mencione ambos bandos. También cuenta en su favor que las severas críticas se convierten en alabanzas y estimas para los buenos, "levantándolos sobre el cuerno de la luna".

La locura que sufrirá Tomás cuando coma el membrillo que le da la rencorosa dama desdeñada, hará que vea todo como hecho de vidrio. Esta metáfora nos mostrará el matiz psicológico de la cordura de Tomás, de su clara conciencia y comprensión de la precaria función de la verdad en el mundo. El vidrio es la materia que refleja la verdad, que refleja la virtud perseguida por el licenciado pero que también es frágil y delicada. Que puede sufrir ante cualquier contacto violento y que es susceptible de quebrar ante las amenazas de la mentira y la ignorancia. La aprensión del hombre de vidrio nos muestra el hombre fiel a sí mismo que es consciente de los constantes peligros que le amenazan.

Ante todos se muestra completamente cuerdo, contestando con la propiedad y agudeza que le caracterizan, y su única locura será el creerse de vidrio, aunque más que creerse de vidrio, su única locura será proclamarlo abiertamente para así intentar conseguir su objetivo de permanecer inquebrantable. Cuando ya está curado de su locura insistirá en que siempre dirá la verdad para demostrar así su cordura, y viajará a Flandes junto a su amigo el capitán Valdivia. Su primera intención de servir como soldado no se verá cumplida, y aunque el capitán intente pagarle sin estar en lista Tomás volverá a demostrar su integridad y su conciencia negándose a ello.

El motivo de no alistarse lo encontramos en la pérdida de su libertad individual de pensamiento y de obrar que para él tanto valor tenía. ·Cervantes acabó de eternizar la vida de Tomás por las armas. Le dejó fama de prudente y valentísimo soldado, en contraposición de la constante imprudencia que nos mostró, diciendo a todos siempre la verdad. El licenciado Vidriera nos plantea una serie de problemas filisóficos y morales que se conjugan con los estéticos.

ESTRUCTURA DE LA OBRA

Planteamiento: Encuentro de Tomás Rodaja con los estudiantes que lo acogen y subvencionan sus estudios en Salamanca durante ocho años.

Nudo: Viaje por Italia y Flandes en compañía del capitán Valdivia. Licenciatura en Leyes a su regreso a Salamanca. Envenenamiento que desemboca en locura provocado por el afán de una dama de conseguir su amor.

Desenlace: Curación debida a un religioso, pérdida de popularidad y regreso a Flandes como soldado, junto a su amigo el capitán Valdivia. Como hombre de armas muere.

PROPÓSITO DEL AUTOR

En esta obra Cervantes nos quiere reflejar como esta la sociedad en aquella época haciendo una crítica o sátira a la misma.

Creo que en parte también están ciertos episodios de la vida de Cervantes reflejados pues él también fue un hombre con estudios, escritor y soldado.

TEMA DE LA OBRA

Relata las peripecias de un ingenioso personaje, que hasta en la locura es admirado. que inicia logra sacarlo adelante y triunfar en ello. Cervantes hace uso del personaje para ridiculizar y satirizar las costumbres y personajes de su época.

RESUMEN

Dos caballeros estudiantes encuentran en las orillas del río Tormes, a un niño de once años, llamado Tomás, que pretendía encontrar en Salamanca un amo que a cambio de sus trabajos le diese estudios; propuesta que los estudiantes aceptan de buen grado. Al poco tiempo por su fidelidad y buen servir se había convertido en compañero y no en criado, y alcanzando gran popularidad en la Universidad por su notable ingenio.

A los ocho años los caballeros terminaron sus estudios y decidieron regresar a Málaga, su ciudad; pero después de estar en esa hermosa localidad Tomás solicita permiso a sus amos para regresar a Salamanca. En el camino se encuentra con un capitán de infantería de su Majestad el cual alababa la forma de vida de la soldadesca y convenciéndolo para que se uniera a él en su viaje por Italia y Flandes.

Cuando vuelve de su viaje por Italia se gradúa en leyes en la ciudad de Salamanca donde despierta el amor de una dama, quien despechada al, no ser correspondida su pasión por Tomás, que enfrascado en sus estudios no se fija en el amor que le ofrecen, decide recurrir al poder mágico de una morisca, quien introduce cierto hechizo en un membrillo destinado a Tomás, para que éste, al comerlo, no pueda vivir sin el amor de la dama. El hechizo produce en el estudiante grandes ataques y una gravísima enfermedad, llevándole a la original locura de creerse de vidrio, no dejando que nadie se le acercara y pidiendo a la gente que le hiciera preguntas, no importaba su dificultad, él podría responderlas con soltura. El Licenciado Vidriera, así se hacía llamar, pasaba sus días paseando por las calles y satirizando casi todo lo que le rodeaba. Las noches de invierno dormía en el pajar y las noches de verano al aire libre.

Después de dos años un religioso consiguió curarlo pasando a llamarse el Licenciado Rueda; quien ahora en su sano juicio ya no es escuchado por nadie, motivo por el cual decide volver a Flandes y hacerse soldado, muriendo como tal.

ANÁLISIS DE LOS PERSONAJES

Tomás Rodaja: Al comienzo del libro cuenta con la edad de ocho años. Es un niño que sueña con estudiar y ser famoso para poder honrar a su familia y a su ciudad. No se sabe nada de su pasado aunque se supone pobre por sus ropas. Tiene un gran afán de aprender cosas nuevas, esto lo consigue no sólo con los estudios sino también con los viajes. Es ingenioso y muy inteligente, consigue los favores de la gente que lo rodea. Tiene las ideas muy claras desde pequeño y en su locura es crítico y sarcástico, aunque tiene capacidad de adaptación cuando ve que no es entendido.

Amos de Tomás Rodaja: Son dos caballeros estudiantes, que lo recogen dándole a cambio de su servicio estudio. Conviven con Tomás ocho años.

Capitán Valdivia: Se hace buen amigo del protagonista en su camino de Málaga hacia Salamanca, que terminará por tierras italianas. Finalmente cuando ha pasado de ser licenciado Vidriera a ser Licenciado Rueda y las cosas no le salen bien en Salamanca decide volver con él a Flandes.

 

Dama: Se enamora de Tomás, pero al ser rechazada por él, intenta conquistarlo a través de pócimas, que lejos de conseguir su objetivo, le envenenan provocándole la locura.

 

Religioso de la Orden de San Jerónimo: Después de pasarse Tomás dos años considerándose de vidrio, éste le devuelve su cordura.

Muchachos del pueblo: Aparecen repetidas veces en la obra, bien metiéndose con el protagonista, bien haciéndole preguntas.

 

Príncipe: Se encontraba en la Corte cuando el Licenciado Vidriera estaba en auge.

Morisca: Personaje que facilita a la dama la pócima que envenena a Tomás.

CRÍTICA PERSONAL

Este libro me ha gustado bastante pero lo veo demasiado fantasioso, aunque lleno de enseñanzas.

Creo que esta muy bien expresado y el vocabulario es más fácil que ñas otras novelas puesto que está más evolucionado y se parece más al que actualmente se habla.

Me ha resultado un poco pesado y pienso que tal vez sea porque no estoy acostumbrada a leer tantas novelas en poco tiempo y además hacer los trabajos y después de otros tres libros empiezo a cansarme un poco.

BIBLIOGRAFÍA

-Pequeño diccionario Anaya de la lengua. Ed. Anaya.

-Diccionario enciclopédico. Ed. Salvat.

-Diccionario de sinónimos y antónimos. Ed. Anaya.

-Internet (buscadores).

-Enciclopedia Encarta multimedia.

2