El guardián entre el centeno; Jerome David Salinger

Literatura universal contemporánea del siglo XX. Narrativa. Novela. Adolescencia. Nueva York de Posguerra. Vida y obra. Argumento. Contexto

  • Enviado por: Carolina Trejo Rodriguez
  • Idioma: castellano
  • País: México México
  • 5 páginas
publicidad
publicidad

EL GUARDIAN ENTRE EL CENTENO

INTRODUCCION

Holden Caulfield, el protagonista, es un niño rico que vive en Nueva York. Su historia comienza el día en que lo echan de Pencey (un colegio caro y conocido) por malas notas, solo consigue aprobar “Lengua y Literatura”.

Se va a ver al señor Spencer, que era su profesor de historia, y este le reprende y lo hace pensar en su futuro. Holden regresa a Pencey y ve a Ackley, (que era un tipo desagradable en todos los sentidos) y después a Stradlater, su compañero de cuarto, y le pide que le haga una composición porque no tenia tiempo ya que tenia un a cita con Jane (un antiguo amor de Holden)

Mientras regresa, Holden y Ackley van al cine, al final no ven nada y comen una hamburguesa. Cuando llega el momento de escribir la composición, Holden escribe sobre Allie, su hermano muerto, y su guante de béisbol.

Cuando llega Stradlater, se enfada mucho, porque el le pidió que fuera una composición de una habitación, se pelean y Holden rompe el trabajo.

Se harta. Decide hacer sus maletas e irse de ahí .Sabía que su padre lo iba a regañar de todas maneras, así que decide regresar a casa hasta el miércoles y con sus ahorros pasarla bien hasta que fuera hora de enfrentarlo.

En el trayecto en tren conoció a la madre de Ernest Morrow.

Al llegar, toma un taxi y se fue al Edmont (un hotel). Después bajo al restaurante del hotel y pide un whisky con refresco, pero ya que era menor de edad (tenia dieciséis años), le traen una Coca-Cola. Conoció a tres mujeres tontas, feas, y bailo con las tres, pero la rubia le gusto más. Se sentó en su mesa y al final pagó por las tres porque no se ofrecieron ni siquiera a pagar su cuenta.

Saliendo de ahí tomo un taxi y se dirigió a Ernie, un bar, donde tocaba un pianista con el mismo nombre. Sentado en una mesa del fondo, se acerco una chica que había salido con su hermano D.B., y estaba acompañada de un marinero. Le invitaron a ir a su mesa, pero el no quiso y se regreso andando al hotel.

Ahí, en el elevador, Maurice el ascensorista, le ofrece a una prostituta por cinco dólares el polvo o quince toda lo noche. Holden acepto pagar cinco dólares. Pero cuando llego a la habitación se le quitaron las ganas. La prostituta se llamaba Sunny. Él le dijo que le habían operado del “clavicordio” y que por eso se sentía mal. Él le pagó 5 dólares, ella dijo que eran 10 pero se fue. Al cabo de un rato llamaron a la puerta, eran Maurice y Sunny y querían

Otros 5 dólares. Holden les dijo que no y les insultó y Maurice lo golpeo y le quitó los cinco dólares de la cartera. Holden se dio un baño y se durmió.

Al día siguiente llamó a Sally Hayes, una antigua novia muy guapa pero muy tonta y quedó con ella para ver el teatro. Cogió un taxi y fue a la estación a dejar las maletas y fue a desayunar y dos monjas se sentaron al lado suyo, estuvieron hablando de libros y del colegio y él les dio 10 dólares.

Después de desayunar eran las 10 y se fue a Broadway. Allí le compró a su hermana Phoebe un disco que era muy difícil de encontrar. Llamó a Jane pero contestó su madre y Holden colgó.

Después de sacar las entradas de la obra, cogió un taxi para ir al parque, pensaba ver allí a su hermana pero como hacía muy mal tiempo no estaba allí, lo sabía porque se lo preguntó a una niña.

Fue al museo de historia natural y recordó viejos tiempos, nada había cambiado, pero al final no entró porque le dio la sensación de que jamás habría entrado allí. Cogió un taxi y se fue a Biltmore.

Cuando llegó Sally la encontró muy guapa, que la quería. Entraron a ver a los Lunt (unos actores muy conocidos), en el intermedio Sally se encontró con un amigo y no se separaron en toda la obra. Después Sally y Holden se fueron a patinar y a tomar algo. Holden le propuso a Sally que se fuese con él a vivir pero ella dijo que no, se enojaron y se fue cada uno por un lado.

Después llamó a Carl Luce quedó con él por la noche para tomar algo. Se metió en el cine porque no sabía que hacer y cuando acabó fue hacia el bar donde había quedado con el. Carl tomaba mientras hablaban de sexo, psicólogos y psicoanálisis y luego se fue. Holden se quedó emborrachándose, fue a una cabina para llamar a Sally y habló con ella y le dijo que la ayudaría a poner el árbol de navidad, pero al final ella le dijo que se fuese a casa.

Al salir se le calló el disco de Phoebe y se rompió. Se fue a Central Park, y mientas pensaba en pulmonías le entró miedo y decidió meterse en su casa para hablar con Phoebe.

Entro sigilosamente en su casa, tuvo suerte porque sus padres estaban en una fiesta. Se coló en la habitación de D.B. (porque su hermana dormía allí cuando no estaba su hermano) y vio sus cuadernos del colegio y a ella dormida. Después la despertó, ella le invitó a ver una obra de teatro que habían preparado en el colegio.

Estuvieron hablando y ella al final descrubió que lo habían echado de Pencey. Phoebe se lo recriminó y le dijo que su padre le mataría y que por qué lo había hecho. Él le contó que odiaba Pencey y ella le dijo q es que nunca le gustaba nada. Él le dijo q le gustaba Allie y que le gustaría ser guardián entre el centeno.

Holden llamó a su profesor, el señor Antolini, y él le dijo que podía ir a su casa cuando quisiese.

Phoebe y Holden estuvieron bailando en la habitación, ella bailaba muy bien, pero llegaron sus padres. Holden se iba, Phoebe le dejó dinero que ella tenía para navidad. Holden cogió un taxi para ir al apartamento de los señores Antolini.

Allí empezaron a hablar sobre sus notas y sobre lengua (que era la asignatura que daba el seños Antolini) y sobre el futuro y sobre q era lo q quería. Pusieron la cama entre los dos y se fueron a dormir. Holden se despertó con la mano de Antolini sobre su cabeza y se llevó un susto impresionante. Holden dijo que se tenía que ir a recoger las maletas a la estación y el señor Antolini le dijo que fuese pero que volviese inmediatamente. En la estación Holden durmió hasta las 9 y se fue a la quinta avenida. Decidió irse a despedir a Phoebe porque se iba a ir al Oeste y a trabajar de gasolinero sordomudo y a casarse con una hermosa chica también sordomuda. Escribió una nota a Phoebe y se la dio a una viejecita del colegio para que se la llevase y se fue al museo.

Allí unos niños le preguntaron por las momias y cuando estaba llevándolos les entró miedo y se fueron. Él salió a la puerta y esperó a Phoebe. Phoebe llegó con maletas y le pidió que si se podía ir con él y él le dijo que entonces él la llevó al zoo. Salieron del zoo y fueron a un carrusel.

Después volvieron a casa y él se puso enfermo y dice que echaba de menos a todo el mundo

BIBLIOGRAFIA:

www.diccionarios.com

http://clave.librosvivos.net/