El extraño caso del Dr Jekyll y Mr Hyde; Robert Louis Stevenson

Literatura universal siglo XIX. Narrativa contemporanea. Novela de misterio. Argumento. Personajes

  • Enviado por: Pepa
  • Idioma: castellano
  • País: Ecuador Ecuador
  • 2 páginas
publicidad

17-11-2003

2do de Bachillerato “Sociales”

Tema: El extraño caso del Dr. Jekyll y Mr. Hyde.

Historia escrita por Robert Louis Stevenson (1886)

¿Qué decir de este clásico? es uno de esos libros que salen y están destinados a ser leídos por generaciones...

Hablar de la dualidad del hombre, me pareció una idea original. Tantos temas usados en la literatura, desperdiciados en novelas mediocres, no es raro que no se hayan escrito muchos libros que imiten el tema. Pero sí, haber sido gastado en películas, que no son fieles al libro. Stevenson lleva con habilidad el tema del secreto a lo largo de la trama. Dejando que uno, de a poco, vaya imaginando la verdad. Aunque ya todos lo sepamos, dado que la historia es muy popular, pero en fin...

En esta historia no solamente podemos ver que es un género clásico de suspenso y misterio, si no que los hombres en realidad somos así porque todos tenemos nuestro lado bueno y nuestro lado malo.

El extraño caso del Dr. Jekyll y Mr. Hyde, dos personajes unidos en un solo personaje.

Mr. Utterson un prestigioso abogado londinense a escuchado una historia de manos de su amigo el doctor Enfield que le hace despertar su curiosidad y comenzar una investigación para llegar a averiguar la verdadera identidad de Mr Hyde un hombre que se presenta muy unido a un viejo amigo conocido como el doctor Jekyll.

Las investigaciones le llevan en primer lugar a un testamento en el que Jekyll hace depositario en el caso de que desapareciera o falleciera de todos sus bienes a Hyde. Más tarde el abogado mantendrá una conversación con el doctor, el cual le pedirá que olvide el asunto.

Mas tarde se produce un cruel asesinato en la ciudad, una testigo asegura que el asesino ha sido Mr Hyde, tras un largo periodo de búsqueda éste no aparece y se produce la extraña enfermedad y muerte de Lanyon (un viejo amigo de Utterson).

Tras mucho tiempo de tranquilidad, una noche aparece Poole, el criado de Jekyll, en casa del abogado para pedirle su ayuda. Utterson se desplaza a casa de su amigo y tras derribar la puerta del laboratorio encuentran el cadáver de Hyde junto con unas cartas.

Ya en casa, Utterson se dispone a leerlas, se trata de la letra Jekyll en la cual se explica el extraño caso: el doctor tenia una clara obsesión y era la de dividir las dos naturalezas de la persona (la del bien y la del mal). Esto lo logra mediante una poción que inventa, cuando se la bebe se convierte en un ser maligno, es decir Mr Hyde. Cada vez más éste se fue apropiando de su cuerpo hasta llegar el punto en el que ambos se odiaban. Las dosis se fueron acabando y no encontraba la sustancia apropiada para la poción, hasta que esta se acabó ambos luchaban el uno contra el otro, pero el final del producto llegó y tanto el Dr. Jekyll como Mr Hyde encuentran la muerte.

Como visión personal leyendo el libro de lo que es el hombre, creo que al igual que la teoría del Dr. Jekyll todos poseemos dos naturalezas la del bien y la del mal, pero pienso que no deben separarse nunca. Partimos de la idea de que las personas consideramos nuestro comportamiento como bueno, sin embargo muchas veces tenemos la necesidad de desfogarnos y cometer alguna que otra maldad poniendo siempre un límite.

Pero, ¿qué es el bien? y ¿qué es el mal? Al hablar de estas dos naturalezas del ser humano debemos tener en cuenta que para lo que unos algo es bueno para otros es malo, con lo cual todo dependerá del punto de vista de la persona. Pongamos el ejemplo de la raza gitana, que considera que el maltrato a la mujer es bueno y sin embargo otros muchos consideramos que es algo irracional y machista

Muchas veces el ser humano no actúa como realmente es, ¿cuantas veces no hemos hecho algo por miedo al que dirán de mí? Y es que el hombre está muy condicionado por el ambiente que le rodea y su modo de actuar viene dado por éste.

Por eso, debemos actuar según nuestro modo de ser sin importarnos las modas que tanto nos están haciendo cambiar, porque cada uno es como es y no debemos ser todos unos, sino que cada uno debe de ser uno mismo para poder sentirse bien con todos.