El euro

Mercado común. Moneda única. CE (Comunidad Europea)

  • Enviado por: Carlos Buj
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 6 páginas
publicidad
publicidad

*

Introducción

El Euro es un tema en el que nos veremos envueltos forzosamente en un futuro muy próximo: un cambio de moneda es una revolución muy importante que va a costar miles de millones de pesetas, ha desatado la polémica (hay fuerzas políticas en contra del Euro) y nos va a costar un esfuerzo a todos. Alguien se preguntará el porqué del Euro, yo lo trato de explicar en éste trabajo.

Para explicar a los ciudadanos las ventajas y los cambios que sufrirán, se ha montado una campaña de información de ámbito estatal. Según está campaña que es a la vez divulgativa y promocional el euro es beneficioso. Pero también se oyen voces detractoras de ésta moneda, que ya ha sido criticada antes de nacer.

¿Es realmente un cambio a mejor?

Tabla de las dimensiones y aleaciones del Euro a modo de curiosidad.


DIMENSIONES BILLETES Y MONEDAS

M O N E D A S

VALOR NOMINAL
(euros)

DIÁMETRO

(en mm.)

GROSOR

(en mm.)

PESO

(en g.)

FORMA

COLOR

COMPOSICIÓN

CANTO

2

25,75

1,95

8,50

Redonda

Exterior: blanco
Interior: amarillo 

Cobre-níquel (Cu75Ni25)
3 capas
Níquel-latón/Níquel/Níquel-latón
CuZn20Ni5/Ni12/CuZn20Ni5

Con inscripción acordonado fino

1

23,25

 2,125

7,50

Redonda

Exterior: amarillo
Interior:
blanco

Níquel-latón (CuZn20Ni5)
3 capas
Cu75Ni25/Ni7/Cu75Ni25

Acordonado discontinuo

0,50

24,25

 1,69

7,00

Redonda

Amarillo

Oro Nórdico
Cu89Al5Zn5Sn1

Acordonado tosco

0,20

22,25

 1,63

5,70

Forma de flor española

Amarillo

Oro Nórdico
Cu89Al5Zn5Sn1

 Liso con siete muescas

0,10

19,75

1,51

4,10

Redonda

Amarillo

Oro Nórdico
Cu89Al5Zn5Sn1

Acordonado tosco

0,05

21,25

1,36

3,90

Redonda

Cobrizo

Acero recubierto de cobre

Pulido

0,02

18,75

1,36

3,00

Redonda

Cobrizo

Acero recubierto de cobre

Pulido con una ranura

0,01

16,25

1,36

2,30

Redonda

Cobrizo

Acero recubierto de cobre

Pulido

¿Qué es el Euro?

El Euro es la nueva moneda Europea. Se implantará en 11 países de la Unión Europea. Para llegar a la Unión Europea Monetaria los países aspirantes han debido cumplir unas convergencias económicas que se plantearon en el tratado de Maastricht. Todos los que querían incluirse en la UEM han sido admitidos en por el Consejo Europeo en mayo de 1998 exceptuando a Grecia que no ha conseguido llegar a las convergencias requeridas. Dinamarca, Suecia y Gran Bretaña no se han unido a la EMU por motivos políticos.

Todas las monedas de la “zona euro” tienen una paridad fija con el Euro, en España un Euro equivale a 166,386 pesetas.

Las ventajas de la nueva moneda son las siguientes:

  • Mayores tasas de crecimiento económico

  • Menores tasas de desempleo.

  • Saneamiento de las cuentas públicas.

  • Mayor peso de Europa en el ámbito internacional.

  • Menos inflación.

  • Mejor entorno económico en general.

  • Estrechará la relación de los países europeos.

Los inconvenientes de la nueva moneda son los siguientes:

  • Elevado coste por cumplir los criterios de convergencia.

  • Pérdida de control sobre la economía nacional.

  • Incapacidad de devaluar la moneda para equilibrar la balanza de pagos.

Los Billetes del euro que serán de curso legal el 1 de enero del 2002.

Calendario del Euro

1 de enero de 1999

- La nueva moneda pasa a ser la oficial en los países de la zona euro, pero sólo se utiliza para anotación de cuenta.

1 de enero del 2002

- Comienzan a circular billetes y pesetas en euros. Comienza en período de transición de 6 meses.

1 de julio de 2002

- Las pesetas dejan de tener curso legal, aunque podrán seguir siendo cambiadas por euros durante un tiempo más en los bancos.

Sistema europeo de bancos centrales

El SEBC tomará las decisiones correspondientes a la política monetaria europea pero serán los bancos centrales los que la ejecuten. Ésta políticas monetaria consiste en mantener a raya la inflación pero sin dejar el crecimiento económico a un lado. También se intentará mantener los tipos de interés para que impulsar el desarrollo económico.

Condiciones para el éxito del euro

Para empezar los países de la zona euro deberán tener una economía semejante (política de cohesión) con una inflación baja, tipos de interés bajo, deuda y déficit controlados. Todos los países de la zona euro han cumplido las exigencias en cuanto a criterios de convergencia, lo que nos permite poder desarrollar una política monetaria común que nos permitirá fortalecer nuestra moneda, respecto a las demás y hacer que el peso económico de Europa se traduzca en un peso político, es decir, que Europa tenga un poder de decisión similar al de los EE.UU.

Inflación

No superará el 1,5% al de los 3 países con menos inflación.

Tipos de Interés

No excederá en 2% a los tres países con menos inflación.

Déficit público

No debe superar el 3 % de PIB.

Deuda pública

Debe ser inferior al 60 %.

Tipo de cambio

Al menos 2 años sin fluctuar excesivamente.

Convergencia europea: criterios necesarios para entrar en el Euro.

Consecuencias del euro

Descenso de los tipos de interés, que a fecha de hoy ya se han reducido considerablemente como consecuencia directa del euro. La inflación también ha bajado desde la decisión de la entrada de nuestro país en el euro. Gracias a la paridad fija de las monedas “euro” España que mantiene un 60% del comercio exterior con sus países socios, no se vería afectada por una apreciación o depreciación de la peseta en un momento no apropiado que además elimina toda la incertidumbre económica derivada de la fluctuación de divisas.

Los precios en el intervalo 1999-2002 podrán sufrir, voluntariamente, una doble notación de la moneda nacional y el euro. Los precios en pesetas son fácilmente convertibles en euros basta con dividir las pesetas por 166,386 y para la operación inversa, basta con multiplicar el valor de euro por sus pesetas equivalentes. Además los precios en los diferentes países europeos tenderán a igualarse, es decir, un coche en España tendrá un precio similar al de Finlandia, aunque a largo plazo.

El turismo se verá favorecido, tanto para los españoles -que pueden ver aumentado el número de visitantes- como el de los turistas provenientes de los países de la UEM porque no será necesario cambiar la moneda y “dejarse” una parte en la comisión.

Los sistemas informáticos de los bancos, empresas, administración deberán ser modificados adecuadamente o sustituidos lo que supondrá un gasto importante de adaptación sin contar con todas las máquinas expendedoras, cabinas telefónicas etc.

Los ciudadanos tendrán que adaptarse a ésta nueva moneda en la que tendrán que medir sus gastos y ahorros. Hay un porcentaje de la población a la cual le resultará muy difícil adaptarse.

Las empresas deberán adaptarse rápidamente si no quieren “perder comba” con sus socios europeos: la moneda es beneficiosa para los españoles pero también para los europeos. Los pequeños negocios familiares lo tendrán más difícil.

El euro en las relaciones internacionales

La fortaleza de la nueva moneda europea tiene mucha importancia. Alemania y Francia sólo aceptaron entrar en la UEM si el euro resultaba fuerte, lo que permite tener las cuentas públicas saneadas, una baja inflación y balanza de pagos con superávit y que por tanto sea demandada por los agentes económicos internacionales.

El euro, entre otras cosas, fue creado para “plantar cara” al dólar estadounidense. El euro va a convertiste en una moneda importante, que compartirá con el dólar el hasta ahora monopolio de, por ejemplo, el pago de petróleo, los grandes fondos de inversión y las propias reservas de divisas que ahora podrán elegir como moneda internacionalmente aceptada al euro o al dólar.

Hasta ahora la moneda europea ha venido despreciándose respecto al dólar, exactamente un 13%. Debido -según dicen los analistas- a la guerra de kosovo y a la falta de confianza de los inversores aunque se espera una recuperación cuando los billetes y modernas vean la luz. La paridad está en 1'034 dólares por euro.

La producción total de la Unión Europea y Los Estados Unidos suponen más de la mitad del total mundial. Se espera que en el futuro el euro se utilice en la misma proporción de las transacciones comerciales que el dólar. Esto sucederá a medio plazo cuando empiece a haber una confianza del euro parecida a las demás monedas.