El dilema; Michael Mann

Cinematografía. Cine estadounidense. Thriller. Argumento

  • Enviado por: Fernando
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 3 páginas
publicidad
publicidad

MEMORIA TÉCNICA

Mann, M: “El dilema” 1999. Touchstone pictures/Forward Pas/Blue Light Productions /Buena Vista

Título original: “The insider”

Producción: Michael Mann

Dirección: Michael mann

Guión: Erich Roth, Michael Mann

Fotografía: Dante Spinotti

Banda sonora: Pieter Bourke, Lisa Gerrard

Reparto: Russel Crowe, Al pacino, Christopher Plummer, Diane Verona, Philip Baker Hall, Lindsay Crouse, Gina Gershon, Debi Mazar, Michael Gambon

Metraje: 160 minutos

Nacionalidad: Estados Unidos

RESUMEN

Jeffrey Wigand es un científico y directivo de la famosa tabacalera norteamericana Brown & Williamson. Él conoce el secreto celosamente guardado de las compañías tabaqueras por el cual los cigarrillos crean adicción en las personas fumadoras. Es despedido alegando problemas de comunicación, y en su contrato de despido figura una cláusula de confidencialidad por la cual no puede desvelar ningún secreto de la compañía.

Lowell Bergman es el productor de un programa de investigación de la CBS llamado “60 minutos”. Recibe un informe sobre el tabaco y llama a Jeffrey para que se lo descifre. Jeffrey le cuenta que sabe muchas cosas importantes y que deberían ser conocidas por la opinión pública pero que tiene una cláusula de confidencialidad que no puede romper.

Se producen varias reuniones entre ambos en las que Lowell intenta convencer a Jeffrey

para que haga una entrevista con él y salga en su programa denunciando la actitud de las compañías tabaqueras. Jeffrey tiene una encrucijada moral: Por un lado quiere alertar a la opinión pública sobre el daño y la adicción que les está produciendo el tabaco, pero teme por la integridad suya y la de su familia.

Jeffrey sufre varias amenazas contra su familia e incluso se siente perseguido por un detective. Al final acepta conceder la entrevista al programa de la CBS. Graba la entrevista en la que explica como las tabacaleras manipulan los cigarrillos, añadiendo sustancias químicas que pasan a la sangre y después al cerebro teniendo los efectos de una droga.

Entonces el estado de Missisipi denuncia a las tabacaleras exigiendole el coste médico de los tratamientos contra el tabaco. Jeffrey hace una declaración jurada en el estado de Missisipi aunque le ponen una orden inhibitoria en el estado de Kentucky por la cual podría recalar en prisión. La compañía tabaquera se apresura a difundir un informe en el que sacan a la luz todos los trapos sucios de la vida de Jeffrey. Todo esto hace que se enfríe la relación con su mujer hasta el punto que se separan.

Pero los problemas surgen de nuevo ya que la cadena CBS puede ser demandada por la compañía Brown & Williamson y estar obligada a pagar una indemnización multimillonaria, si emite la entrevista. Lowell se queda solo defendiendo la emisión íntegra de la entrevista y les dice a los directivos de la cadena que solo les importa el dinero que dejarían de ganar en el caso de que la demanda contra la cadena surtiera efecto. Finalmente se emite un sucedáneo de entrevista llena de cortes, que no se parece en nada a la real.

Lowell enfadado, filtra todos los informes al New York Times, que lo termina publicando. Finalmente se conoce toda la verdad que se cuenta en todos los medios de comunicación.

COMENTARIO

Se podría decir que El dilema es un “thriller” de despachos. La historia de una destrucción personal sin utilizar la violencia y la historia de una dura guerra(legal) que se traslada del campo de batalla a los despachos. Nos cuenta la encrucijada moral que sufre un hombre y una empresa que deben elegir entre su conciencia moral o su bienestar.

Se plasman dos problemas centrales dentro de la película:

Por un lado el dilema moral que sufren un hombre y una empresa.

Jeffrey Wigand (Russel Crowe) es un ex-científico de una compañía tabaquera que debe elegir entre cumplir su contrato de confidencialidad y no hacer públicas las manipulaciones químicas que realizan las tabacaleras para potenciar el consumo de tabaco, o denunciarlo públicamente, pero asumiendo las consecuencias negativas que podrían afectarle a él y su familia.

Además una vez echa la entrevista la cadena CBS también debe elegir entre emitirla o no. En el caso de emitir la entrevista, podría enfrentarse a una dura batalla legal contra la tabaquera que probablemente perdería. Entonces debería pagar una indemnización multimillonaria que dejaría en bancarrota a la cadena. Aparte de esto, se estaba negociando una venta de la cadena a la empresa Westinghouse y esto afectaría negativamente al negocio y a las cuentas corrientes de algunos directivos que se enriquecerían con la venta de la compañía.

Por otro lado, y quizá sea este el problema más importante que nos sugiere la película, se muestra la impunidad con la que actúan las compañías tabaqueras. Estas compañías han sido denunciadas en multitud de ocasiones por lo dañino de su producto, pero siempre han salido victoriosas en los juzgados y nunca han sido condenadas a pagar ni un solo céntimo. Para ello no dudan en realizar amenazas o poner en entre dicho la credibilidad de algunos individuos. Cuentan en sus filas con una larga lista de los mejores abogados, compran empresas e incluso medios de comunicación para manipular la opinión pública. Así nos muestra la capacidad de ese poder que ejercen las compañías tabaqueras que solventan con suficiencia los problemas judiciales y se ríen de la legalidad y de la democracia.

La película está basada en hechos reales, en una batalla jurídica que se inicia en 1998 contra las siete grandes compañías de tabaco en América. Parece que poco a poco van perdiendo terreno y se están viendo obligadas a pagar grandes indemnizaciones.

En conclusión, Michael Mann realiza una gran obra, en la que cada escena y cada diálogo parecen haber sido mimados al detalle. Los mejores momentos de la película, en mi opinión, corresponden a los diálogos entre Russel Crowe y Al Pacino donde mantienen un duelo interpretativo que eleva la calidad de la misma.

En el aspecto negativo destacaría la larga duración, pese a lo cuidadas que están las escenas, ya que se hace demasiado larga y en ciertos momentos hace perder el interés. Si se hubiera quedado en 120 minutos no hubiera pasado nada.