El caballero de la armadura oxidada; Robert Fisher

Literatura universal contemporánea del siglo XX. Novela histórica. Argumento. Enseñanzas. Contenidos filosóficos

  • Enviado por: Jorge
  • Idioma: castellano
  • País: República Dominicana República Dominicana
  • 7 páginas
publicidad

RESUMEN POR CAPITULOS DEL CABALLERO DE LA ARMADURA OXIDADA. DE ROBERT FISHER

EL CABALLERO DE LA ARMADURA OXIDADA.

SINTESIS DEL LIBRO POR CAPÍTULOS.

  • El dilema del caballero.

  • Un caballero el cual se cree que es bueno, generoso y amoroso, el cual como un buen caballero se dedica a luchar contra sus enemigos, a matar dragones y a rescatar a damiselas, muchachas con pretensiones de ser damas, incluso cuando estas no querían. Este caballero es famoso por su armadura y por la forma en que esta brillaba. Se esforzó durante años por ser el número uno, con gran entusiasmo. Tiene una mujer Julieta, muy fiel y tolerante, la cual escribía poemas y le gustaba el vino. También un hijo llamado Cristóbal. El caballero ve poco a su familia porque las batallas y sobre todo por su amor a su armadura, la cual la llevaba siempre y le tapaba el rostro, esto hace que la familia se olvide de cómo es físicamente. La mujer se enfrenta al marido y le dice que se tiene que quitar la armadura o se marchara con su hijo, esto fue un golpe para el caballero ya que el amaba a su familia pero también a su armadura. El caballero decide ir al herrero para que le quite la armadura, pero este a pesar de su fuerza no lo consigue. La armadura hace que ya no sienta apenas nada, el herrero el más fuerte del reino no consigue quitarle la armadura, ya que lleva con ella varios años. El caballero se va a otros lugares fuera de su reino a ver si le pueden ayudar. Al ir al castillo a despedirse del Rey se encuentra allí a un bufón y le cuenta su problema y le dice que busque al Mago Merlín en los bosques que es el único que le podrá ayudar.

  • En los bosques de Merlín.

  • No fue fácil sobrevivir en los bosques y tardo meses en encontrar a Merlín, el cual le dice al caballero que ha estado perdido toda su vida, y además que siempre se ha tomado la verdad como un insulto, el caballero debido a su debilidad, no tiene fuerzas para contestarle. A Merlín le da compasión y le dice que se tendrá que quedar allí un tiempo, aunque el caballero solo se quiere quedar hasta que pueda salir de la armadura, el Mago le dice que cuando salga nunca más deberá subir a su caballo y partir en todas las direcciones. Como esta tan débil Merlín le da de beber con una paja ya que no puede abrir la visera de la armadura, lo que le da de beber es vida, al principio amarga y después más apetecible, la vida es buena cuando se acepta. Los animales le alimentan con frutos del bosque, el caballero poco a poco va cogiendo fuerza. Tiene que tener paciencia ya que su mente le ha atrapado en la armadura por tener miedo a ser herido o a que le matasen. La reflexión y la primera conversación con una ardilla, el caballero se queda extrañado de poder hablar y escuchar a la ardilla que siempre pide disculpas después de hacer daño, ya que le ha pisado la cola además le dice que nunca acepta las cosas tal como son. Asustado por hablar con ardillas, le dice a Merlín que se quiere ir de allí, este le dice que es bueno el haber notado eso porque va haciéndose más sensible ya que siente las vibraciones de otros, como de la ardilla, la cual se tradujeron en palabras. El caballero echa de menos a su familia y quiere volver y cuidar de su familia, pero todavía no es capaz de cuidarse a si mismo, con la armadura. Le manda a su hijo un mensaje a través de una paloma llamada Rebeca, en el cual le pone que quiere volver a verle, la paloma tardo semanas en volver, y hubo momentos de impaciencia, hasta que por fin llego con el papel el cual estaba en blanco, lo cual quería decir que su hijo no le conocía lo suficiente para darle una respuesta, el caballero lloro y se durmió.

  • El sendero de la verdad.

  • Al despertase Merlín le dice que ya es hora de que se vaya, se da cuenta de que no tiene a donde ir porque su familia no quiere que vaya, y ya no ve sentido a la vida de caballero, el mago le recuerda que su nuevo propósito es liberarse de su armadura por si mismo, ya que le ha causado muchos problemas. Debe regresar por uno de los dos senderos el primero es el del odio, la deshonestidad, celos, miedo, ignorancia la deshonestidad y el segundo que es mas estrecho y empinado el cual es el sendero de la verdad. El caballero elige el sendero de la verdad el cual se hará muy complicado ya que no puede llevar a su caballo al ser un sendero muy estrecho, solo podrá ir acompañado de la ardilla y la paloma, ambas con gran coraje, mas que el caballero. El mago de la una llave dorada para abrir las puertas de los tres castillos (Conocimiento, Voluntad y Osadía), una vez dentro de ellos encontraras la salida cuando se aprenda lo que se ha ido a aprender, esa es la única forma de llegar a la cima de la montaña atravesando los castillos. El caballero presiente que será un viaje muy difícil y el mago le dice que le lucha será aprender a amarse, es una batalla de no se gana con espadas si no aprendiendo a conocerse a uno mismo, el mago le dice que si se encuentra con una dificultad le llame y este aparecerá al momento. Se ponen en marcha el caballero, la ardilla y la paloma la ayuda de estos es fundamental, el camino es duro ya que tiene que ir andando con la armadura, la mañana del segundo día al levantarse se le había caído un trozo de la visera, debido a la oxidación producida por las lagrimas tras ver la carta en blanco de su hijo lo cual le produjo una pena tan grande que la armadura no pudo protegerle, esas lagrimas deshicieron el acero, esas lagrimas de auténticos sentimientos, le liberaran de la armadura, ese día fue muy especial para el caballero, porque esta viendo otras formas de vida y la diferencia en vuestro interior. Estaban próximos al castillo del Silencio, al caballero le decepciono, hay que aprender a aceptar en vez de esperar, el caballero por primera vez piensa que los animales son más listos que las personas, ya que son felices como son además que aceptan las cosas no como el hombre que espera. Al llegar al castillo introduce la llave dorada los animales le dicen que no le van a acompañar dentro y se siente decepcionado el caballero, los animales le esperaran en el otro lado.

  • El castillo del silencio.

  • Entro al castillo había un fuego con tres alfombras y un gran silencio en este momento se acordó de los silencios de su esposa, nunca se había sentido tan solo, al poco oyó una voz era del Rey, el cual también estaba buscando la puerta, este le dice al caballero que no podrá ver la puerta que conduce a la siguiente, hasta que comprenda lo que hay en esa habitación, se extraño el caballero del ver al Rey allí en vez de en las cruzadas, el Rey le dice que es mejor comprender la verdad. El caballero le cuenta que el esta allí porque esta atrapado por la armadura, el rey le dice que hay mucha gente que esta atrapada en su armadura. El caballero quiere que le acompañe el Rey en el camino pero es imposible, le indica el rey que cada vez que va al sendero de la verdad encuentra nuevas puertas, el ultimo consejo del Rey al caballero es que en esta cruzada hay que tener coraje y fuerzas necesarias para conseguir una gran victoria. El silencio le hace pensar que tiene miedo a estar solo, al poco tiempo vio una puerta la abrió y entro en otra habitación esta era mas pequeña vacía de todo sonido, pensó en su niñez y en el miedo a estar solo, de nuevo otra puerta se hizo presente la habitación era mas pequeña que la anterior, en esta sala se quedo en silencio y se dio cuenta de que nunca había escuchado a nadie ni a nada, ni a la naturaleza ni a su mujer cuando estaba triste. Una de las razones de dejarse puesta la armadura era para no tener que oír la voz de su mujer y para eso se bajaba la visera. Y por fin se estaba dando cuenta del sufrimiento de su mujer de la soledad de ella y como la había hecho vivir en un castillo de silencio, el caballero llora se inunda la habitación apaga el fuego y aparece antes de ahogarse otra puerta , que era un habitación pequeña, lo cual quería decir que se acercaba a el mismo a conocerse mejor, a oír su interior al que llama Sam, además habla con el, por primera vez. Al levantarse de dormir aparecen la ardilla y la paloma, las cuales le dicen que ha salido de allí gracias a que ha pensado, el caballero se encontraba en el sendero de la verdad, al otro lado del castillo del silencio. Ya no tenía el yelmo en la cabeza, debido a que había llorado en el castillo del silencio en el cual había estado mucho tiempo, según sus dos amigos. Llama al mago Merlín, y le dice el caballero que ha podido entender el dolor de su esposa porque forma parte de ella, se siente orgulloso de ser humano. Le dice el mago que Sam es su yo verdadero, por eso el tiempo ha transcurrido sin darse cuenta, esto lo comprenderá cuando haya pasado por el Castillo del Conocimiento.

  • El castillo del conocimiento.

  • Mientras van hacia el castillo del conocimiento, paran para que el caballero se afeite la barba, una vez hecho el caballero tuvo mejor aspecto y se sintió mejor y más libre que antes. Ahora esta mejor porque se puede alimentar de frutas, raíces… nunca mas volvería a comer aves ni carne, porque seria como comerse a sus amigos. El castillo del conocimiento era el más grande que jamás había visto el caballero, y su puerta era de oro. Sam le dice que el castillo fue diseñado por el universo fuente de todo el conocimiento. Ahora le acompañarían sus amigos ya que el silencio es para uno y el conocimiento es para todos. Y dentro estaba todo muy oscuro no había antorchas tan solo una inscripción que ponía, el conocimiento es la luz que iluminará vuestro camino, lo que quiere decir que cuantas mas cosas sepas, mas luz habrá en el interior del castillo. Ahora tiene que responder a la pregunta, ¿Habéis confundido la necesidad con el amor?, y por fin se da cuenta de todo lo que ha hecho por el su mujer, limpiar, hacerle vestidos, poesías…y de lo injusto que había sido con ella, y de cómo había necesitado del amor de ellos ya que el no se amaba a si mismo, al darse cuenta de todo esto le hace llorar mas. La verdad es amor, solo puedes amar a otros si te amas a ti mismo. Encuentran un espejo el cual refleja como eres de verdad, sin tener que demostrar nada, el caballero se refleja y ve a una persona encantadora, vital, con los ojos brillantes de amor y compasión, que es el yo verdadero. Las lágrimas de autocompasión no le pueden ayudar. La ardilla descubre un gran manzano en un patio en el cual pone una inscripción, por esta fruta no impongo condición, pero ahora aprenderéis acerca de la ambición. Los animales son felices siendo lo que son, pero las personas son las únicas que quieren progresar y tener ambiciones, pero solo la del corazón te puede dar la felicidad ya que es pura y no compite con nadie y no hace daño. Hay que ser como el árbol que desarrolla su potencial en beneficio de todos ya que generosamente da sus frutos. Las ambiciones que se tengan tienen que venir del corazón. Se encuentra de nuevo en el sendero de la verdad y ya sin la armadura que le cubría las piernas y los brazos, lo que le hace sentirse mas ligero y joven. Se da cuenta que el tiempo transcurre más rápido cuando te escuchas a ti mismo. También siente lo que se siente con el mismo es una sensación que hacia tiempo que no tenía.

  • El castillo de la voluntad y la osadía.

  • Al llegar al castillo se abre la puerta y sale un gran dragón del cual salen llamas azules de su boca, de sus ojos y oídos, el caballero llama a Merlín y este no aparece, además era un dragón que leía las mentes. Era el dragón del miedo y las dudas, para acabar con el hacia falta conocerse muy bien a si mismo, que es la verdad, y la verdad es mas ponderosa que la espada. No necesita probar nada porque el caballero es bueno generoso y bondadoso no tiene que sentir ni miedo ni dudas, el dragón no es mas que una ilusión. Dios dio coraje al hombre, el hombre le da coraje a Dios. Tiene que enfrentarse al dragón porque tiene posibilidades de eliminarlo pero si no se enfrenta es seguro que el dragón le destruirá. Las decisiones son fáciles cuando hay solo una alternativa. El caballero fue hacia el dragón cantando, el miedo y la duda son ilusiones, el dragón no le podía quemar, cuanto mas se acercaba el caballero al dragón mas pequeño se hacia, hasta convertirse en una rana y empezar a lanzar semillas de la duda, que tampoco le hicieron detenerse, hasta que por fin desapareció. Ha demostrado que tienes voluntad y osadía, ya sabe que nada le puede detener,

  • La cima de la Verdad.

  • Subiendo ya por fin a la cima se encontró una inscripción que ponía, aunque este Universo poseo, nada poseo, pues no puedo conocer lo desconocido, si me aferro a lo conocido, el caballero esta ya muy cansado pero sabe que debe intentar descifrarlo, a veces la ayuda puede debilitar al ser humano, por eso no le ayudan. La identidad, las creencias, los juicios. Tiene que soltarse y dejarse caer al abismo de lo desconocido. Déjate ir y confía, pensando en que moriría se precipito al abismo, recordó todas las cosas de su vida de las que había culpado a mucha gente., y se fue quitando los juicios que había hecho contra ello, fue cayendo mientras su mente descendía hacia su corazón, así por primera vez en su vida contemplo su vida con claridad, sin juzgar y sin excusarse, y acepto toda la responsabilidad por su vida y la influencia de la gente sobre ella. A partir de este momento nunca mas culparía a nadie de sus errores y desgracias ya que el es la causa y no el efecto, le dio un nuevo poder ya no tiene miedo. Lo que le da calma y de repente empezó a subir hacia arriba, hasta que de nuevo esta en la cima de la roca, la voluntad de abarcar lo desconocido, le ha liberado ahora solo quiere experimentar y disfrutar en este mundo, con el encantamiento de ver, oír y sentir. Su corazón rebosaba de amor por su familia, por sus amigos, por la vida y por el mundo. El caballero es amor y ya no tiene la armadura.

    EL CABALLERO DE LA ARMADURA OXIDADA.

    ANALISIS PERSONAL DE LA LECTURA

    El libro es una experiencia que se expande de nuestra mente que nos llega al corazón y alimenta nuestra alma. Nos enseña que debemos liberarnos de las barreras que nos impiden conocernos y amarnos a nosotros mismos para poder, a su vez, ser capaces de dar y de recibir amor. La vida es básicamente buena y también lo son las personas es muy importante amarse a uno mismo. La vida es buena, que eres amor, que eres maravilloso y que todo está bien.

    Desde el punto de vista de mi opinión personal creo que es un libro del cual se puede aprender mucho ya que da un repaso por todos los defectos y virtudes de la vida humana, al igual que los valores humanos que debe tener y aprender la persona a lo largo de su vida. El caballero al principio era muy egoísta y no le preocupaba su familia, valor y pieza fundamental en la vida. Lo que más me ha impactado del libro es sin duda, por la cantidad de pruebas que pasa el caballero y como una a una le va transformando y llenando a la vez, y como cada vez se va conociendo mejor así mismo. Como persona que es tiene sus defectos y como se da cuenta de ellos y trata de cambiar lo que le lleva incluso a veces a sufrir como humano que es. Pero al final gracias a su esfuerzo es libre, y conociendo lo desconocido se da cuenta que tiene un gran corazón y alma, y rebosa amor por todo, porque el era amor.

    El libro nos presenta una serie de enseñanzas relacionadas con diversos aspectos de la ética y la moral personal. Nos lleva a enfrentarnos al hecho de que, por muy sociables que seamos, tenemos la tendencia de evadir los momentos que nos obligan a estar a solas con la persona a quien más desconocemos: nosotros mismos.

    Me pareció una lectura muy fresca y amena, que permite involucrarse con las aventuras del desventurado caballero que permitió que su mundo se viera opacado por el brillo de su reluciente armadura, sin darse cuenta que era precisamente esa armadura la que lo mantenía aislado de las cosas verdaderamente importantes, como lo eran su familia, sus amigos, el mundo en general.

    En la primera parte vemos que el caballero es una persona con muy buenas intenciones, al menos aparentemente, que todo el tiempo está intentando realizar actos heroicos, para su propia satisfacción y para que todas las personas que lo rodean tengan siempre una imagen buena de él, como alguien de gran corazón y de nobles ideales. A tal grado llega su afán por causar esta buena impresión que olvida y deja de lado la importancia del contacto con su familia, su esposa y su hijo y en general con todo el mundo que existía afuera de su armadura.

    En muchas ocasiones a todos nos pasa algo similar, estamos tan inmersos en nuestra propia "coraza" de vanidad, egoísmo o autocompasión, que creemos saber lo que las demás personas piensan de nosotros; nos refugiamos adentro de nosotros mismos para evitar vernos como realmente somos y evadimos enfrentar nuestra realidad ya que posiblemente no sea la que quisiéramos. Posiblemente a cada uno de nosotros, como al caballero, haya alguien que trate de hacer ver nuestro error, pero casi siempre ignoramos esto y seguimos ciegos a la verdad.

    Como el caballero, todos debemos emprender una travesía a través de nuestro interior, por medio de la cual tratamos de encontrar los medios para desprendernos de este bloqueo y la fuerza para enfrentarnos a nuestros fantasmas y monstruos interiores, para conocerlos y de esta forma vencerlos y superarnos a nosotros mismos.

    Lo primero es reconocer que se necesita ayuda y buscarla; debemos estar conscientes de que no siempre somos capaces de hacer todo solos, por nuestros propios medios ya que al fin de al cabo somos esencialmente seres sociales que vivimos inmersos en un mundo de personas, por lo que podemos encontrar a alguien que nos guíe y acompañe a lo largo del camino que nos lleva a nuestro auto descubrimiento. Debemos procurar que la persona que nos sirva de guía sea alguien con la suficiente sabiduría y madurez para que realmente nos ayude a seguir el camino correcto y no nos desvíe de nuestro objetivo primordial: conocernos a profundidad.

    Sin embargo, el hecho de tener a alguien con la suficiente grandeza para ser nuestro guía, no implica que no haya seres pequeños a quienes también necesitemos; tal es el caso de los niños, quienes constantemente nos recuerdan todo aquello que hemos olvidado acerca de la sencillez, la honestidad, la inocencia. Estas figuras están representadas en el libro por la paloma y la ardilla; ellas demuestran que no hay nadie tan grande que no pueda requerir la ayuda y orientación de otros, así como que no hay nadie tan pequeño que no pueda sernos útil.

    En un momento de la lectura, el mago Merlín le pregunta al caballero qué haría si logra salir del bosque, a lo que éste responde que volvería a casa con su esposa e hijo; sin embargo Merlín le increpa: "¿Cómo podrías cuidar de ellos si ni siquiera podéis cuidar de vos mismo?" Esto no podría ser más cierto ya que nadie puede dar lo que no tiene; si no nos conocemos a nosotros mismos no podemos pretender que conocemos a alguien más; si no nos amamos a nosotros mismos no podemos pretender amar a nadie más; si no sabemos cuidar de nosotros mismos no sabremos cuidar de nadie más.

    Atravesar el Sendero de la Verdad implica enfrentarnos a nuestro yo interior y aprender a aceptar y conocer lo que nos hace diferente de los demás; es necesario llegar al convencimiento que lo importante no es lo que los demás piensen de mi, sino lo que yo sé con certeza que soy, y de qué soy capaz. Cuando se logra desprenderse de las ataduras de la vanidad y la costumbre de pretender que todos nos amen y nos admiren, es cuando se llega al real conocimiento de uno mismo, de sus defectos y virtudes.

    En el Castillo del Silencio aprendemos que tenemos la tendencia a rodearnos de ruido (charlas sin sentido, alardes de nuestros triunfos, chismes, etc.) y esto lo hacemos para evitar que nos envuelva el silencio que nos obliga a aprender a escuchar, escuchar verdaderamente a los demás y sobre todo a nuestro propio ser interior, que normalmente es a quien más tememos. Pero únicamente si vencemos nuestros temores y nos permitimos un tiempo para reflexionar sobre las cosas que han pasado y todo lo que hemos hecho y dicho, si nos permitimos tener una comunicación clara y sincera con nosotros mismos, podremos entonces someter a nuestros fantasmas interiores y enfrentar la vida con más honestidad.

    Hay un libro de Richard Bach (el autor de "Juan Salvador Gaviota") llamado "Ilusiones" que a mi criterio es prácticamente una guía de vida; en este libro se habla del conocimiento en una forma que siempre me ha dado mucho en que pensar, hay una frase en lo particular que me parece que engloba la forma como los seres humanos manejamos el conocimiento, dice: "Aprender es recordar lo que sabes; Actuar es demostrar que lo sabes; Enseñar es recordar a los demás que saben tanto como tú. Todos somos Aprendices, Ejecutores y Maestros". Para mí esto es una gran verdad, todos sabemos todo, es cuestión de no temer a ese conocimiento y vivir en función de él. En el Castillo del Conocimiento el caballero aprende entre otras cosas que si es capaz de identificar su propio valor como persona, no necesitará de probar nada a los demás ni a sí mismo ya que podrá aceptar y valorar lo que tiene interna y externamente.

    Diariamente nos enfrentamos a decisiones grandes y pequeñas, cosas simples y complejas que en algún momento pueden hasta cambiar nuestras vidas; sin embargo lo importante es afrontar cada situación con valor y voluntad, ser lo suficientemente aventureros y osados para no temer explorar territorios que hasta ahora nos han sido desconocidos.

    Los seres humanos tendemos a acomodarnos a las situaciones que nos son familiares y por este motivo dejamos de experimentar muchas cosas que desconocemos, por temor. Sin embargo no se puede vivir encerrándose en una burbuja de cristal para evitar que algo nos pueda hacer daño, es necesario enfrentar los temores y sobreponerse de las derrotas para lograr aprender algo de cada experiencia.

    Esto queda ejemplificado en el Castillo de La Voluntad y La Osadía, donde el caballero debe vencer al dragón del Miedo y la Duda para lograr por fin alcanzar su meta: salir de su armadura. Cuando yo tenía 6 años me fracturé el brazo derecho, en ese entonces estaba aprendiendo a escribir y recuerdo que me costaba mucho hacerlo por el yeso en mi brazo, sin embargo mi médico me dijo algo que me ha acompañado a lo largo de toda mi vida, dijo: "si no puedes una vez, prueba de nuevo y si nuevamente no lo logras, vuélvelo a intentar, una y otra vez hasta que puedas hacerlo".

    Así funciona el enfrentar nuestros temores, posiblemente no tengamos éxito desde un principio pero si seguimos intentándolo, con cada esfuerzo estaremos cada vez más cerca de lograrlo; pero si ni siquiera hacemos el intento, vamos a pasar toda nuestra vida preguntándonos cómo hubieran sido las cosas si al menos hubiéramos hecho el esfuerzo. Bien dicen que no hay peor lucha que la que no se hace. Dice el libro que si se intenta, si se hace el esfuerzo, al menos se tiene la posibilidad de vencer los obstáculos, sin embargo si no se hace nada es totalmente seguro que los problemas seguirán allí y cada vez serán mayores; al enfrentar al miedo y la duda nos damos cuenta que realmente el dragón no era tan grande como lo pensábamos.

    Cada duda, cada incertidumbre, cada temor, son como piedras en nuestro equipaje diario, sólo cuando logramos deshacernos de esto podemos realmente sentirnos liberados y ser auténticos ante Dios, ante los demás y sobre todo ante nosotros mismos.