Edith Stein

Religión. Santa carmelita. Filósofa y escritora. La ciencia de la Cruz. Nazis. Cámara de gas. Teresa Benedicta

  • Enviado por: Gonzalo Arrondo
  • Idioma: castellano
  • País: España España
  • 2 páginas
publicidad

Edith Stein, santa carmelita, profunda filosofa y brillante escritora. Tuvo mucha influencia en las mujeres de su tiempo y está teniendo una influencia creciente en los círculos filosóficos e intelectuales de la Alemania de hoy, y en general de todo el mundo. Ella es inspiración para todos los cristianos, y su vida fue un sacrificio para con su pueblo judío, sus sufrimientos y sus persecuciones.

Nació el 12 de octubre de 1891, de padres judíos, Sigried Stein y Auguste Courant, en Breslau, Alemania. En sus primeros años ella ya mostró gran aptitud para aprender; y para cuando estalló la primera guerra mundial, ella ya había estudiado filología y filosofía en las universidades de Breslau y Goettingen.

Después de la guerra ella retomó sus estudios superiores en la universidad de Freiburg y fue galardonada con el doctorado en filosofía “Suma Cum Laude”. Más tarde ella se convirtió en la asistenta y colaboradora del profesor Husserl, el famoso fundador de la fenomenología, que llego a apreciar mucho su brillante talento.

Con sus estudios Edith Stein no solamente buscaba la verdad científica sino también “La Verdad”, hasta que finalmente encontró a la iglesia católica, después de leer la autobiografía de santa Teresa de Avila. Fue bautizada el día de año nuevo de 1922,

Después de su conversión Edith pasaba sus días dando clases y seminarios, escribiendo y traduciendo; de forma que pronto fue conocida como filosofa y autora de indudable categoría, pero su mayor deseo era la soledad y la contemplación de la orden del Carmen, a través de la cual se podría ofrecer a Dios e interceder por su pueblo.

Aunque no fue hasta el comienzo de la persecución nazi a los judíos que ella dio el paso adelante, entrando a la comunidad de las carmelitas descalzas en Colonia-Linderthal el 14 de octubre de 1993.

En abril del año siguiente Edith recibió el habito, y con él, el nombre de Teresa Benedicta de la cruz y el domingo de Pascua pronunció sus votos.

Cuando la persecución a los judíos aumento en violencia y fanatismo la hermana Teresa Benedicta se dio cuenta el peligro que su presencia suponía para el Carmen de Colonia, por lo que pidió permiso para cambiarse a un monasterio en el extranjero. La noche del 31 de diciembre de 1938 cruzo de forma secreta la frontera con Holanda, donde fue calurosamente recibida en la orden de Echt. Allí escribió su ultimo trabajo, “La ciencia de la Cruz”.

Realmente era su propia cruz la que le aguardaba, ya que cuando los nazis invadieron Holanda; que se suponía neutral;

Arrestaron a todos los católicos de origen judío. Edith fue poco después conducida a Auschwitz.

Edith Stein murió en la cámara de gas el 9 de agosto de 1942.