Economía de la Región Pampeana

Sector primario. Agricultura. Sector secundario. Ganadería. Industrias

  • Enviado por: Nicolita
  • Idioma: castellano
  • País: Argentina Argentina
  • 5 páginas
publicidad
publicidad

Economía de la Región Pampeana

Se basa en la producción e industrialización agrícola-ganadera. La producción agropecuaria de esta región es una de las más importantes del país; la mayor parte de las exportaciones salen de allí; esto se debe que al ser una llanura sin árboles es ideal para el crecimiento y producción cerealera como el maíz, trigo, avena, cebada, sorgo, etc. y de oleaginosas, como el lino, girasol y la soja, También se practica la horticultura, floricultura y avicultura. En cuanto a la ganadería, la principal producción es la de los vacunos; aunque también se cría ganado equino, porcino, bovino y ovino. Dentro de esta región también se encuentra la zona industrial más importante de todo el país, que se extiende por las costas del río Paraná. Las actividades son:

        • Textil

        • Química

        • Del calzado

        • Petrolera

        • Siderúrgica

        • Alimenticia, etc.

La pampa, además, contiene recursos minerales, principalmente rocas de aplicación, que se utilizan en la construcción.

En el este de la costa marítima, la región, también ofrece diversas variedades de peces; lo que lleva al desarrollo de la actividad pesquera, que tiene origen desde el cabo de San Antonio hacia el sur y se ve favorecida por la gran plataforma continental. Las principales especies son la merluza en el mar, y el sábalo en los ríos.

SECTOR PRIMARIO

AGRICULTURA

Desde los años setenta se produce la “agriculturización” de la región Pampeana. La revolución se basa principalmente en la introducción de la soja (cultivo que requiere un paquete tecnológico para su desarrollo); además se mejoran los cultivos como el trigo y el maíz por innovaciones genéticas. Apoyaron esta revolución factores internos como la creación del INTA. (Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria), también contribuyo la demanda externa de forrajes a bajos precios para las actividades ganadera y avícola en los países desarrollados y en los países exportadores de petróleo.

La importancia del sector agropecuario en la economía Argentina esta dada por las exportaciones de oleaginosas (soja, girasol), los cereales (maíz, trigo, etc.).

Los complejos económicos agroexportadores constituyen una nueva modalidad de organización de la producción, cuyo principal objetivo es potenciar las ventajas competitivas en todos los eslabones del circuito (producción primaria, conservación, adecuación, transporte y comercialización.). Lo mismo sucede en el caso de los granos (cereales y oleaginosas). Debido a la modernización de la agricultura, esta actividad se parece cada vez mas a una industrial, por eso hablamos de agroindustria.

Los granos más importantes

Cereales:

El trigo se produce fundamentalmente en el sudeste de la provincia de Buenos Aires, en el sur de Santa Fe, noreste de Buenos Aires y sudeste de Córdoba. Las condiciones, principalmente, en el sudeste de Bs. As. Son óptimas y permiten que los productores utilicen un mayor grado de insumos, es decir, que tenga un mayor rendimiento. También, en el sur de Santa Fe los trigos utilizados son de ciclos mas cortos para logran un doble cultivos con la soja y obtener así un mayor beneficio.

El maíz se produce en el norte de la provincia de Buenos Aires y el sur de Santa Fe. Hay una serie de realidades que alientan una mejor competitividad de este cereal en el país.

El arroz se produce casi exclusivamente en la provincia de Entre Ríos. El cultivo se efectúa bajo riego y requiere rotaciones del suelo cada dos o tres años.

La cebada cervecera se produce principalmente en el sudoeste de la provincia de Buenos Aires y el norte de La Pampa. La siembra de este cultivo se vio impulsada por la integración económica con el MERCOSUR y al aumentar el consumo de cerveza promovió la instalación y aplicación de las plantas industriales existentes del país.

Oleaginosas:

El girasol, por su resistencia a la sequía se cultiva preferentemente hacia el oeste de la llanura pampeana, también en el sudeste de Buenos aires. Argentina es el segundo productor mundial de girasol.

La soja se localiza en la provincia de Santa Fe, en el norte y sudeste de la de Buenos Aires y en la provincia de Córdoba. Es un cultivo de rotación con el trigo, aunque su producción creciente se detuvo por situaciones climáticas adversas. Argentina es el cuarto productor mundial de soja.

El maní se localiza exclusivamente en la provincia de Córdoba, pero la actividad se desplazo desde el centro-norte hacia el sur de la provincia. Argentina es el tercer exportador mundial, es uno de los países con mejores condiciones para obtener un producto de alta calidad.

GANADERÍA

Esta región es una de las productoras y exportadoras de carne vacuna más importante de mundo, aunque el stock bovino disminuyo ante el aumento de los precios internacionales de los principales cereales y oleaginosas. La carne Argentina es considerada una de las mejores del mundo y esto se debe al método del pastoreo continuo que se aplica, aunque se están difundiendo métodos de pastoreo “racional alternativo” y “racional intensivo”.

El complejo económico de la carne posee las siguientes etapas:

  • Producción: Se desarrolla en los establecimientos agropecuarios. Esta etapa se subdivide en dos -según el proceso de crecimiento animal (la cría es la etapa que abarca desde la gestación hasta el destete de los terneros) y según las condiciones geográficas (donde se producen los engordes de vacunos denominados invernada se realiza en los mejores campos)-

  • Industrialización: Se desenvuelve en los frigoríficos y plantas de subproductos.

  • Comercialización: Mercado interno y/o internacional.

Las distintas razas de vacunos son:

Holando Argentina: Alta productividad de leche. Se distribuye en el sur y centro de la provincia de Santa Fe y en el este de la provincia de Córdoba, también en la de Buenos Aires y Entre Ríos.

Hereford: Propósito carne aunque también produce leche pero de menor calidad. Se distribuye en las áreas periféricas de la región Pampeana.

Aberdeen Angus: Es la raza mas reciente de las productoras de carne y “la de mayor rendimiento”.

Shorthorn: Propósito carne, aunque también es utilizada para la leche. Se localiza en el norte de la provincia de Buenos Aires.

La agroindustria lechera

La producción lechera se ubica casi totalmente en las cinco provincias de la región Pampeana.

El sistema de producción está basado fundamentalmente en pasturas artificiales, y por tanto la oferta de leche evoluciona según el ciclo estacional de los pastos, con máximo de producción en verano y primavera. Otro de los factores que influyo para que aumente la productividad fue la utilización de genética de calidad.

La producción nacional de leche ha presentado un importante crecimiento en este último cuarto de siglo, acompañado también por un incremento en las exportaciones y en el consumo interno. Todas las provincias lecheras han mostrado un crecimiento en los últimos años, principalmente Santa Fe; Córdoba, Entre Ríos y La Pampa mantienen su posición sin demasiadas variaciones, en cambio Buenos Aires a perdido participación relativa.

La industria de productos lácteos utiliza principalmente leche de vaca y en menores cantidades de cabra y de oveja.

Las mayores empresas lácteas nacionales (SanCor; Nestlé; Milkaut, etc.) imponen a sus tambos estrictas medidas o normas de calidad similares a las que se exigen en Europa para lograr una leche de bajo nivel de bacterias y sin brucelosis ni tuberculosis (las dos principales enfermedades que afectan al ganado vacuno).

SECTOR SECUNDARIO

INDUSTRIAS

La industria en nuestro país se encuentra muy concentrada especialmente en el área de Buenos Aires y en la Región Pampeana.

Buenos Aires es la única provincia que cuenta con una participación superior de industrias diversificadas y dinámicas que el promedio nacional; sin embargo, no es la única, ya que Córdoba y Santa Fe también se caracterizan por tener una producción agropecuaria y forestal con integración industrial destinadas a mercados externos. Claramente este no es el caso de La Pampa que al tener un medio natural menos favorecido, está escasamente poblada y presenta numerosos frenos para el crecimiento económico, es decir que su sector secundario es mucho menor que el primario. Por su parte la provincia de Entre Ríos, con una economía de base agroindustrial, tiene futuro como engranaje con el MERCOSUR.

El desarrollo industrial de la región se vio interrumpido por períodos de industrialización que han limitado su expansión, se cerraron industrias y desaparecieron numerosos puestos de trabajo. Buenos Aires presentó una buena recuperación desde 1991. En la provincia de Córdoba se fue desarrollando un importante anillo industrial alrededor de la ciudad capital. Entre Ríos concentra la mayor parte de la actividad industrial en la zona central, pero es muy escasa en los departamentos del norte y del sur. En la provincia de La Pampa no se han registrado importantes cambios ya que se prefirió valorizar la producción antes que la industria. En la provincia de Santa Fe la industria se expandió y se comenzó un periodo de protección económica (por la declinación de la productividad), en la cual se experimento una marcada concentración en producción manufacturera que se destino al mercado interno, esta situación se revierte a partir de la reestructuración del país

Área metropolitana de Córdoba

El área metropolitana de Córdoba tiene una posición y geografía de privilegio con respecto a la accesibilidad y al transporte, ya que es un nudo ferroviario y cuenta con un aeropuerto internacional para el transporte aéreo entre otras ventajas. Esto contribuye a la integración de diversos intercambios con las principales ciudades del MERCOSUR y el resto del mundo.

En el área de influencia próxima a la aglomeración cordobesa se desarrollan actividades productivas diferenciadas y en ciertos casos complementarios como regiones de especialización en el sector primario (principal actividad es la ganadería y agricultura bajo riego); en el sector secundario se destaca la industria de la alimentación (producción láctea) la textil, química y de maquinarias y equipos. En otros departamentos (eje: Colón) se destaca la actividad turística.

El Gran Córdoba se caracteriza por el desarrollo de servicios y actividad industrial.

La Pampa

La realidad industrial de esta provincia se apoya en dos sectores:

  • Pequeñas y medianas empresas (PyMES)

  • Micro emprendimientos

Ambos atraviesan momentos de transición pues han debido redefinir estrategias de producción, comercialización y fundamentalmente de crédito.

Se desarrollo una política industrial que apunta al crecimiento de la industria manufacturera y de la extractiva. En este último caso debe recordarse que la provincia cuenta con valiosos recursos minerales.

La actividad minera se ha incrementado teniendo en cuenta las características propias de la actividad:

  • Explotación de los recursos no renovables

  • Localización de los mismos en áreas pocos accesibles.

  • Un aprovechamiento basado en inversiones de alto riesgo, etc.

La mayor parte de las explotaciones mineras corresponde a los minerales no metalíferos y unos pocos a las rocas de aplicación.

Las empresas presentan un grado de asociación con este sector industrial, ya que realizan un primer beneficio del mineral y además incluyen una planta de elaboración primaria incorporándole valor agregado al producto bruto interno obtenido; sin embargo hay un resto de las empresas que solo realizan la extracción del mineral.

Escuela Nº 125

Ciencias Sociales Sep. 09